Page 19

DATOS Y CIFRAS DE LA ECONOMÍA ASTURIANA 2000

do el registro del año anterior. La continuidad del gasto de las Administraciones Públicas no se adecuó con lo acordado en los Pactos de Estabilidad. A pesar de esto, el control del déficit se vio favorecido por los ingresos recaudados por algunos países de las subastas de las licencias UMTS. El crecimiento de la actividad se ha visto acompañado, además de por una importante creación de empleo, por un aumento de la productividad aparente del factor trabajo. El incremento anual de la ocupación en términos de Contabilidad Nacional fue del 2,0%, en contraste con el 1,7% de crecimiento en 1999. La tasa de paro descendió desde el 10% en 1999 hasta el 9,0%, continuando el proceso de reducción del desempleo iniciado en 1997 y que tiene como objetivo alcanzar el objetivo del pleno empleo en 2010. Las reformas en el mercado de trabajo de los distintos países integrantes de la Unión Monetaria recogidas en los distintos Planes de Acción para el empleo, junto la introducción de las nuevas tecnologías en los procesos de producción se han traducido en ganancias tanto de la productividad como del empleo en la eurozona. La evolución de los precios en el área referida no fue tan positiva, convirtiéndose ésta en el principal desequilibrio económico en 2000. El Índice de Precios de Consumo tuvo un crecimiento medio en 2000 del 2,3%, cifra muy superior al 1,1% registrado en el año anterior y variación situada por encima del 2,0%, referencia del Banco Central Europeo para el mantenimiento de la estabilidad de precios a medio plazo. La principal causa de este repunte inflacionista estuvo situada en el incremento de los precios del petróleo, raíz 10

del aumento del 13,3% en el componente energético, lo que supuso las dos terceras partes del crecimiento que se experimentó en el Índice General. Ante este incremento continuado y sostenido de los precios, el Consejo de Gobierno del BCE decidió incrementar en sucesivas intervenciones el tipo de interés de las operaciones principales de financiación en un 1,75% con lo que a finales de año éste se situó en el 4,75%. Por países, en 2000 Alemania siguió con el proceso de recuperación económica iniciado en el año anterior. El PIB creció un 3,1% propiciado, en gran parte, por el crecimiento de la demanda externa. En cambio, el comportamiento de la demanda interna peor que en el año precedente. Las causas fueron la desaceleración del consumo privado y el descenso de la actividad en la construcción. Sin embargo, el favorable contexto económico internacional favoreció la inversión en bienes de equipo que adicionalmente se incrementó favorecido por las reformas fiscales y por la evolución de los tipos de interés reales. El crecimiento del empleo fue algo moderado (0,4%) aunque sí disminuyó significativamente la tasa de paro del 10,5% en 1999 al 9,6%. Por lo que respecta al crecimiento de los precios, este se situó en el 1,9%, variación inferior a la experimentada en el conjunto de los países de la Unión Monetaria. El crecimiento económico en Francia se situó en el 3,3% en 2000, tres décimas más que el experimentado en el año anterior. La demanda interna impulsó dicho crecimiento, cuyo núcleo fue el incremento de la inversión (6,7%) y en menor medida el del consumo (2,3%). Esta fortaleza de la

Datos y cifras de la economía asturiana 2000  

Serie de periodicidad anual, iniciada en 1975 bajo el patrocinio de la Caja de Ahorros de Asturias, que analiza los principales aspectos eco...

Advertisement