Page 1

1

Aテ前 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013


Visita, revisa, comenta. http://rufianrevista.org Escríbenos, participa. rufian.revista@gmail.com

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

Dirección General: Paula Arrieta G.

2

Equipo Editorial: Daniela Acosta Camila Bralic Rosario Carmona Jesús Raccoursier Andrés Rincón Cynthia Shuffer Constanza Villa Corrección: Camila Bralic Portada: Cynthia Shuffer Iustraciones: Wladymir Bernechea Diseño y diagramación: Chilenitox/ Paula Arrieta


Mala Junta

Familia, comunidad y pertenencia

Índice 7

EDITORIAL De la familia a la comunidad. Construcción desde lo colectivo

8 La noción de la familia¿Existe en la sociedad chilena del siglo XXI. Aproximaciones desde la Antropología... la “sagrada familia”? - Angélica Santos Caullán

16 La Población La Victoria: Memoria heroica e identidad barrial - Alexis Cortés Morales 24 Gente de calle, gente que calle - Cristian Solar V. 28 Familia, diversidad y creencias... - Ximena Quintanilla Mesina 42 La filiación y la conyugalidad en tensión. Fragmentos de un texto dramático - Consuelo Araos, Catalina De la Parra y Carolina Herrera

52 A mis hermanos de otra madre - Jaime Cárdenas G.

56 Ritos de rebelión y pertenenciaBosco cultural en la Pampa del Tamarugal - Luis Campos Muñoz y González Jiménez 62 La sociedad como marco para la constitución y/o reformulación de identidad - Catalina Matthey Engländer 68 La vida misma es escoger - Andrés Felipe Salas Viera

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

34 Dentro y fuera, o Los de la casa a la calle: una lectura de las representaciones de la familia chilena en 80 y Los Archivos del Cardenal - Rebeca Errázuriz C.

3


4 Aテ前 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013


5

Aテ前 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013


Mala Junta

Aテ前 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

Familia, Comunidad y Pertenencia

6


Editorial Rufián

De la familia a la comunidad.

Construcción desde lo colectivo. La elaboración simbólica del dolor es el proceso por el

directamente qué es familia. Al adentrarnos en estas

cual se constituye una idea de “comunidad” y, en eso,

definiciones, no solo nos encontramos con infinitas

un sentido de pertenencia.

formas de agruparse, compartir y crear, sino también con la necesidad profunda de pertenecer: estar con

(Sergio Rojas. Conferencia “Cuerpo y Globalización.

otros, identificarnos con ellos, y desde ahí ejercer

Escalas de la percepción”, 2010, Santiago de Chile.)

nuestro rol social. La idea tradicional de familia

Como si la desigualdad y la escandalosa acumulación

moverlo a conformaciones diversas, organizaciones

de riquezas y oportunidades no fuera suficiente,

comprometidas más allá de lo netamente biológico.

la instauración del capitalismo en Chile –cruda

Pertenencia, identidad, acción colectiva. Lejos de

dictadura de por medio– ha dejado en nosotros

caudillismos y ejercicios verticales del poder, los

una huella tanto silenciosa como conveniente: el

procesos sociales que tuvieron lugar en Chile en

individualismo.

los últimos años instalan nuevamente la conciencia

La desorientación total que significa el gobierno del

sobre los abusos y dejan al descubierto lo incómodo

mercado en todas y cada una de las esferas de la vida

que le resulta al poder la organización. Se trata

ha ido disolviendo lentamente cualquier noción de

de un camino de una vía hacia el despertar de las

construcción colectiva para dar paso a un repliegue

personas para preguntarse por su contexto y exigir

vinculado íntimamente con la desconfianza y la

los derechos que construyen la sociedad de la que

competencia: la idea de que el otro, cualquiera que

queremos ser parte.

sea, es un obstáculo a superar y dejar lo más atrás

En esta entrega de Rufián Revista revisamos algunos

posible.

puntos de vista sobre las formaciones colectivas.

¿Cómo podremos entonces enfrentar los traumas de

Moviéndose sin prejuicio entre lo testimonial y la

nuestra historia? Y nuestra constitución como seres

mirada sociológica y antropológica, los artículos

políticos, ¿cuánta potencia emancipadora se pierde

que presentamos a continuación parten de ese

si destinamos cada acción creativa al ámbito privado?

núcleo fundamental que es la familia hasta constatar

¿Cómo haremos viable cualquier resistencia al abuso

realidades comunes, espacios de pensamiento

y a la injusticia si el problema es siempre de otro?

y acción desde los cuales nace la militancia, la conciencia y la búsqueda incansable de perspectivas

Si la familia está definida como el núcleo fundamental de la sociedad, vale entonces preguntarnos

más humanas y justas.

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

disuelve sus límites para descentrar ese núcleo social,

7


8 Aテ前 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013


La noción de la familia en la sociedad chilena del siglo XXI.

Aproximaciones desde la antropología... ¿Existe la “sagrada familia”?

Este artículo aborda el concepto de familia según los postulados teóricos de la Antropología clásica y contemporánea. Posteriormente, se intenta revisar cómo ha transmutado esta noción en la sociedad chilena del último siglo y se intentará reflexionar sobre las recientes configuraciones familiares. Se reconoce que la familia es dinámica y variante en el tiempo, pero, a pesar de sus cambios, es la base para la sociabilización y adscripción de los sujetos. “La familia es un complemento nuestro,

organizados a partir de vínculos de parentesco

complemento mayor que nosotros, anterior a

real y/o simbólico, reconocidos socialmente. Las

nosotros y que nos sobrevivirá con lo mejor de

transformaciones en la configuración familiar son

nosotros” (Alphonse de Lamartine, siglo XIX).

independientes a las nociones de parentesco, las que se perduran estables en el tiempo. Si bien se estima

¿Qué es la familia? Planteamientos desde la

que esta unidad puede ser universal, la familia es una

Antropología clásica.

institución particular que depende de las sociedades donde se presenta. Es así que el término familia ha

El concepto familia es considerado como el pilar

sido problematizado por la antropología clásica,

básico de la condición humana. Sin embargo, esta

existiendo diferentes acepciones y aproximaciones.

noción trasciende lo natural. La familia se conforma como una agrupación dinámica de individuos

El antropólogo británico A. R. Radcliffe-Brown

* Egresada de Antropología Social de la Universidad Academia de Humanismo Cristiano, en Santiago de Chile. Debido a su incesante interés en aprender y viajar, ha investigado variadas temáticas a lo largo de la carrera: antropología del parentesco, antropología de la muerte, género y economía, identidades, antropología del desastre, y antropología insular.

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

* Angélica Santos Caullán

9


plantea que las relaciones de parentesco se

se compone por el marido, la esposa y los hijos/

estructuran socialmente en un sistema complejo

as nacidos dentro del matrimonio, aunque se

de disposiciones estables, ordenadas e instituidas

pueden incorporar a otros parientes; por último, los

que son generadas por las interacciones mutuas y

integrantes se vinculan por derechos y obligaciones

recíprocas entre personas en donde uno desciende

(legales, económicas, religiosas y de otro tipo),

del otro(a) o ambos descienden de un(a) mismo(a)

además de una red precisa de prescripciones y

individuo. A saber, esta premisa de filiación implica

prohibiciones sexuales, determinados por una

la presencia de un principio que articula y regula

cantidad variable y diversa de sentimientos

no sólo según las relaciones consanguíneas,

psicológicos. De esta manera, la familia se desarrolla

sino que también las sociales, definiendo la

en una constante tensión y oposición, debido a

vinculación, exclusión y pertenencia a un grupo

que este conjunto implica una emergencia social

determinado. Esta estructuración se fija por reglas

de los requisitos naturales de continuidad humana,

basadas en derechos y deberes jurales, por pautas

es por ello que este autor estima que la existencia

de comportamiento, y por afectividades. De esta

de la familia es, simultáneamente, la afirmación y la

manera, la familia elemental es la constitución

negación de la sociedad.

unitaria mínima del parentesco y se compone por el padre, la madre y sus descendientes, en donde no

Desde otra perspectiva, para Kathleen Gough,

es necesario que residan juntos.

la familia se define como un grupo de parientes

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

adultos (que pueden estar casados o no) que

10

A diferencia de Radcliffe-Brown, para el antropólogo

cooperan en la vida social y económica para la

francés Claude Lévi-Strauss el parentesco se origina

crianza de los hijos e hijas, en donde todos o la

por la alianza, es decir, por la unión conyugal

mayoría, utilizan una morada común. A pesar

según determinadas normas, las que permiten

que su manifestación es particular según cada

el establecimiento estratégico de relaciones e

cultura, existen ciertos universales de la familia: en

intercambios que evitan el conflicto entre grupos,

primer lugar, las reglas que prohíben las relaciones

produciéndose

sociocultural,

sexuales y el matrimonio entre parientes próximos;

económica y política de aquellos. En este sentido, la

en segunda instancia, la cooperación entre hombre

noción familia designa a un conjunto de individuos

y mujer de una misma familia mediante la división

con tres características fundamentales: se origina en

sexual del trabajo; en tercer lugar; el matrimonio

el matrimonio, principalmente monógamo, aunque

como relación socialmente reconocida y duradera

puede presentarse en otras relaciones conyugales;

entre individuos, en tanto que desde aquí surge

la

integración

la paternidad social; finalmente, en general los

Si bien se estima que esta unidad puede ser universal, la familia es una institución particular que depende de las sociedades donde se presenta.

hombres tienen un status y autoridad mayor que las mujeres de sus familias. La familia permitió/permite la satisfacción de necesidades. Por ello es el soporte de las sociedades antes de la aparición del estado. La familia fue crucial en la aparición de la humanidad, generando un salto cualitativo en la cooperación, conocimiento intencionado, amor y creatividad. No obstante, la autora cuestiona la posición de la mujer


dentro de la familia, reconociendo su confinamiento.

menester repasar la noción de familia en la sociedad

Esta antropóloga propone reflexionar respecto a

chilena a través de los cambios que ha vivido y

las actuales relaciones familiares y división sexual

estimar cómo la antropología contemporánea ha

del trabajo para reevaluar los roles de género en

reaccionado frente a las últimas transformaciones

el parentesco. En efecto, “el pasado de la familia

de esta constitución social.

no limita su futuro. Aunque la familia apareció probablemente al mismo tiempo que la humanidad, ni

Una panorámica sobre la familia en el Chile

la familia ni las formas concretas están determinadas”

contemporáneo.

(Gough, 1976:152, en Lévi-Strauss, 1976). Para Eugenio Gutiérrez y Paulina Osorio (2008), Los postulados expuestos anteriormente tienen

además de Ximena Valdés (2009) la modernización

el crédito de reconocer que la familia es una

de la sociedad chilena ha intervenido en la relación

concepción que tiene particularidades culturales

Estado-Familia. En los años ‘30 existe un “desorden

según las distintas sociedades, además, estiman

de la familia”, debido a influencia de las diferentes

que esta noción es activa y variable históricamente,

vicisitudes sociales, políticas y económicas forjadas

en tanto que va más allá de lo genético y biológico,

desde el decimonónico, que se materializan en

porque se funda en lo social. Aunque la propuesta

la urbanización, industrialización, la migración

de Gough es la única que da cuenta de diferencias

campo-ciudad y la creciente expansión de las

internas de género y política en torno a la familia,

clases medias. Estos cambios significaron que el

en el contexto actual, estos planteamientos

Estado se convirtiera en un agente benefactor

señalados no son capaces ni han sido suficientes

que propició la inclusión social. Por ello, desde

para interpelar e interpretar las mutaciones que

mediados de siglo XX, se gestó la implementación

han experimentado las constituciones familiares

de una serie de políticas públicas extendidas

existentes en el siglo XXI: ¿en la actualidad, cómo

a todos los sectores sociales que apelaban a la

se articulan los roles de género al interior de la

“institucionalización de la familia” mediante el

familia?, ¿sólo se fundamenta una familia dentro

fortalecimiento del matrimonio y la estimación de

del matrimonio?, ¿para que exista una familia

la familia nuclear patriarcal como el modelo único

necesariamente deben haber una residencia

que sentaba las bases para el creciente proceso de

común?, ¿cuando falta alguno de los padres en la

desarrollo. En este período, a partir de la valoración

familia, su constitución se acaba?, ¿qué pasa con

del “salario familiar” promovido por el Estado, las

las uniones de parejas homosexuales?, ¿qué sucede

imposiciones socioculturales exaltan al padre como

con la inseminación artificial o con la adopción?,

representante de la familia en el espacio público, ya

¿cómo es valorada la crianza y el cuidado en el seno

que es el proveedor y jefe del hogar, mientras que

de la familia? Para responder estas interrogantes es

la mujer se confina en la esfera privada, porque se

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

La familia fue crucial en la aparición de la humanidad, generando un salto cualitativo en la cooperación, conocimiento intencionado, amor y creatividad.

11


preocupa de las tareas domésticas y de crianza. Es así que el vínculo entre padres e hijos se estipula en una jerarquía autoritaria patriarca. Paralelamente, es esta etapa se genera una alta natalidad. Si bien desde la mitad del siglo XX es posible reconocer algunas transformaciones en torno a la familia, será con el Gobierno Militar, en donde se engendren los principales cambios, debido a la pérdida de la imagen de Estado subsidiario, en contraposición al afianzamiento del sector privado. En este escenario se afectaron los cimientos de la familia nuclear

¿solo se fundamenta una familia dentro del matrimonio?, ¿cuando falta alguno de los padres en la familia, su constitución se acaba?, ¿qué pasa con las uniones de parejas homosexuales?, ¿qué sucede con la inseminación artificial o con la adopción?

patriarcal, ya que el carácter económico neoliberal

la posibilidad de divorcio” (Gutiérrez y Osorio,

desarrollado en este período implicó importantes

2008:120). En la actualidad los hijos nacidos fuera

modificaciones en las necesidades y consumo de

del matrimonio ya no son identificados como “hijos

las familias, en tanto que la mujer se incorpora al

naturales” en los certificados de nacimientos; ahora,

mercado laboral, ha bajado la natalidad, se expresa

indiferente del estado civil de los progenitores, los

un envejecimiento de la población, se ha producido

niños nacidos tienen los mismos los derechos y

un aumento de las desigualdades sociales, y se ha

reconocimientos.

incrementado las normativas jurídicos políticas en relación a la familia, en la que se prioriza el bienestar

La familia se encuentra en una paradoja: por

y derechos de la mujer y los niños.

una parte conserva elementos enraizados que

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

son inherentes a su historia social; desde otra

12

En esta reciente etapa el hombre pierde su

perspectiva, existe la incorporación de nuevos

protagonismo hegemónico como proveedor y jefe

aspectos en su constitución. Esta “tradición selectiva”

de hogar. Esta radical variación en la estructura

o “conservadurismo fracturado”, como lo denomina

familiar, tradicionalmente liderada por la autoridad

Valdés, ha significado proponer que la familia

masculina, ha implicado redefinir los roles al interior

se encuentra en un proceso de inflexión en que

del hogar, generándose una “des-institucionalización

destacan lo tradicional imbricando con lo actual o

de la familia”. En este contexto también ha sido

relacional.

necesario repensar las uniones conyugales, debido a la “creciente separación entre la constitución de la

A pesar de estas mutaciones, actualmente la

familia y las formas jurídicas del matrimonio. […] En

normativa

el año 1989 se modificó el código civil eliminando la

tradicional sobre la familia. Señala que la familia es

obligación legal de obediencia de la mujer al cónyuge;

un conjunto de personas vinculadas en parentesco

la ley que en el año 1994 sanciona como falta la

(consanguíneo, por matrimonio y/o adopción) que

violencia doméstica, da paso en el 2005 a una nueva ley

residen juntos por un período indefinido de tiempo.

de violencia intrafamiliar, la que eleva su penalización

La familia, en tanto unidad básica de la sociedad

al otorgarle calidad de delito; y, además, en el 2004,

nacional, es la institución encargada de mantener

se flexibilizó la ley de matrimonio civil incorporando

la estabilidad de los integrantes del grupo, en lo

chilena

mantiene

una

definición


social, económico, emocional y psicológico. Es

individuo, el cual quiere a sus parientes como reflejo

por esta unión donde los individuos aprenden a

del amor hacia sí mismo, ya que el amor a los otros

relacionarse con otros, respetando los derechos y

no es más que el amor hacia el propio ser.

deberes inherentes como personas. Como grupo de excelencia se reconoce a la familia nuclear o

Desde otra mirada, tal como lo postula John

conyugal, constituida por un padre, una madre y

Borneman (1997) el poder, género, matrimonio y

sus hijos. A pesar de su amplitud, esta premisa no

sexo son parte de prácticas significantes, variadas e

reconoce totalmente las nuevas configuraciones

inestables que se interrelacionan en el parentesco y

familiares que existen en el Chile de hoy. En este

la familia, empero, que se manifiestan de diferente

contexto, queda pendiente y es ineludible la

maneras, sin que una deba ser más importante

realización de una relectura estructural de la familia,

que la otra. En definitiva, se puede decir que la

desde distintos ámbitos (Estado, sociedad, entre

familia no es la condición exclusiva y pragmática

otras instituciones), que incorpore los cambios

que da unidad a un grupo social determinado,

evidentes que ha experimentado esta concepción,

ya que depende de los distintos aspectos que la

en tanto que se permita la participación de diferentes

constituyen. El vínculo práctico entre las personas

actores sociales, y de múltiples manifestaciones,

existe por y para la función específica de movilización

orgánicas y significaciones familiares, las cuales

efectiva -inclusión y exclusión, identificación y

apelan a la perduración de la idea de familia, pero

diferenciación-, manteniéndose estas por los usos,

desde una nueva perspectiva, más abierta e integral.

disposiciones e intereses de quienes participan en ella, tanto en el espacio público como privado.

Reflexiones sobre la familia desde la antropología

En este sentido, el autor propone que se debe dar

actual.

prioridad ontológica a cierta necesidad humana fundamental, generada por una filiación voluntaria: cuidar y ser cuidado.

es necesario considerar y proponer nuevas reflexiones sobre la noción de familia, desde la

Desde estas nuevas perspectivas es factible

antropología contemporánea.

reconocer que en el escenario actual existen sustantivos cambios en torno a las recientes

Para Enric Porqueres I Gené (2008) las teorías clásicas

constituciones familiares. Para estos autores, al

antropológicas no han sido capaces de explicar los

contrario de lo planteado por la Antropología

fenómenos actuales porque se enfoca a lo social y

clásica, el matrimonio y la consanguinidad no

se han organizado con patrones tradicionales. En

son los factores que fundan a la familia, sino son

este contexto, las actuales técnicas de reproducción

variables dependientes, no determinantes. En

han suscitado una ruptura entre como se concibe

este sentido, estas propuestas implican el retorno

la relación familia/individuo, porque reconoce que

al sujeto, subjetivo y comunitario, políticamente

el parentesco parte desde el individuo, a través de

activo, que restablece las bases de la familia en

crecientes niveles de involucramiento personal

sus prácticas, simbolismos y representaciones.

(desde el amor, la voluntad, hasta lo político) y

Es indiscutible que la afectividad, la sexualidad,

estructural (lo sexual y las instancias sociales).

el género, la infancia y las relaciones de poder

De esta forma, la base de parentesco está en el

han sido caracteres reconsiderados en las nuevas

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

Después de la panorámica recientemente señalada,

13


familias, trascendiendo a la alianza, filiación y

reproducción asistida todavía son criticadas por

residencia, como lo presumían los antropólogos

sectores más tradicionales de la sociedad chilena. En

clásicos. En efecto, las dinámicas de transformación

este sentido, la homosexualidad aún es cuestionada

y configuración de familia influyen y afectan

respecto al establecimiento de una de familia, tanto

significativamente a las relaciones de parentesco,

en uniones conyugales como en la paternidad. Se

respecto a las formas de reproducción, cohesión,

concluye que si bien ha aumentado la aceptación a

comunicación y cooperación social. Empero, la

las nuevas formas de hacer familia, en este contexto

familia sigue siendo la base de la sociedad, en

más liberal y reactivo, la ideología de la familia

donde los individuos aprehenden e internalizan

promovida por los grupos más tradicionales y

identidades, además de modos de ver, ser, hacer y

conservadores ha sido determinante en el debate

vivir el mundo, en relación a otros.

sobre estas recientes constituciones parentales.

Para terminar, ¿Existe la “Sagrada familia” en la

A pesar de estas paradojas de cambio/continuidad

sociedad chilena?

y de conservadurismo/liberalismo en la noción

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

de familia, no se puede negar que en el Chile del

14

Eminentemente, el concepto de familia se relaciona

siglo XXI la arraigada estructura familiar, o “Sagrada

con la configuración de identidades personales y

familia” ha transmutado a diversas constituciones

sociales. Los individuos se constituyen como sujetos

parentales. Las “dimensiones estructurales de la

sociales y políticos desde el seno de la familia, ya

familia”, como lo ha denominado Ximena Valdés han

que es la entidad que suscita la sociabilización, las

experimentado una metamorfosis que ha tenido

adscripciones, las distinciones y la pertenencia. Es

injerencia en las resignificaciones de las nociones de

por esto que las mutaciones en las constituciones

maternidad, paternidad, procreación, descendencia,

familiares también influencian las instancias de

unión conyugal, sexualidad y convivencia. Aunque

comunión, creación y recreación de los individuos.

las transformaciones son evidentes, la fuerza de la

Desde la familia los sujetos se posicionan

costumbre o la tradición familiar siguen incidiendo

socialmente. De esta manera, la familia no es

en el sentido común colectivo, por ello existen

funcional, sino relacional, va más allá de la tradición.

resquemores a ciertas formas de hacer familia.

Aunque en su esencia define los vínculos entre individuos y establece los cánones sobre sexualidad,

Como fenómenos actuales, aunque las familias

reproducción y convivencia, en el escenario actual

nucleares

esta noción trasciende los preceptos de matrimonio

de su declive, se identifican un aumento de

y consanguinidad.

las familias monoparentales, los cuales son

siguen

predominando

a

pesar

mayoritariamente sustentado por mujeres jefes Según un estudio de la Universidad Diego Portales,

de hogar; paralelamente, en los últimos años se

realizado en el año 2010, se percibe una mayor

han incrementado los hogares unipersonales (o

aprobación a las parejas constituidas de manera

también llamados monoparentales) y los grupos

más flexibles que el matrimonio, a las familias

familiares de tres o más generaciones residiendo

monoparentales y a la aplicación de técnicas

juntas. También se reconoce una prórroga en

reproductivas o de métodos anticonceptivos,

la edad masculina y femenina para tener hijos,

aunque la crianza de hijos por la mujer y la

debido a la mayor esperanza de vida junto al


logro tardío de una situación laboral rentable y

funcional y lo relacional, entre lo ideal y lo real.

estable que permita mantener un hogar, además, se considera importante la constitución de familias

Referencias bibliográficas.

reensambladas o reconstituidas que incorporan a nuevas parejas con hijos de relaciones previas.

- BORNEMAN, J. 1997. “Cuidar y ser cuidado: el

Dentro de los cambios conductuales se identifican

desplazamiento del matrimonio, el parentesco, el

la temprana iniciación sexual, el aumento de los

género y la sexualidad” En Revista Internacional de

embarazos adolescentes versus la decisión por una

Ciencias Sociales, nº 154. Disponible en: http://www.

maternidad tardía y el aplazamiento en la edad de

unesco.org/issj/rics154/bornemanspa.html (acceso

formar parejas definitivas. En el último tiempo, se

el 18 de agosto del 2012).

ha experimentado una disminución de la natalidad

- GUTIÉRREZ, E; OSORIO, P. 2008. “Modernización

por el impacto de los métodos anticonceptivos,

y transformaciones de las familias como procesos

implicando que clanes extensos de antaño deriven

del condicionamiento social de dos generaciones”.

en pequeños grupos familiares. Paralelamente,

Última década, n°29, diciembre. CIDPA, Valparaíso,

se ha evidenciado un declive en la cantidad de

Chile.

matrimonios, en contraste con el incremento de

divorcios y de uniones conyugales no legalizadas.

el origen y la universalidad de la familia. Editorial

También es posible reconocer la existencia de

Anagrama, Barcelona, España.

parentescos alternativos (padres del mismo sexo,

entre otros) la confluencia de nuevas vinculaciones

de la subjetivación en los debates modernos de

parentales

voluntad

la antropología del parentesco”. En A. Bilbao y

(adopción), además de la relevancia de la tecnología

P. Vermeren (eds.) Política, ficción, subjetivación:

como interventor de la familia, tal como ocurre con

Figuras de lo humano. Ediciones Universitarias de

la reproducción asistida. Por último, se ha revalorado

Valparaíso, Chile.

la tutoría de familiares lejanos o no parientes, que

por diversos motivos asumen la crianza de niños

Sistemas africanos de parentesco y matrimonio.

que no son hijos: en esta situación no se establece

Editorial Anagrama, Barcelona, España.

la adopción, sino que prima el cuidado del otro

basado en la afectividad, solidaridad y compromiso.

2010. Encuesta Nacional UDP. La mirada de los

en

la

PORQUERES I GENÉ, E. 2008 “Los avatares

RADCLIFFE-BROWN, A. R; FORDE, D. 1982.

UNIVERSIDAD

DIEGO

PORTALES,

chilenos a la familia. Disponible en: http://www. Estas transformaciones de las composiciones

eticayreproduccionhumana.udp.cl/publicaciones/

familias, que son experimentadas en el país,

lecturas/Mirada_chilenos_familia.pdf (acceso el día

también son visibles en otros lugares del mundo,

23 de junio del 2012).

ya que los aspectos que constituyen la noción de

familia, tales como la sexualidad, procreación y la

y la vida privada. Cambios y tendencias en Chile”.

convivencia, se ha movilizado en discursos, prácticas

Exposición en Universidad del Bío Bío. Disponible en:

y sentidos diferentes y contradictorios. A saber, las

http://www.ubiobio.cl/miweb/webfile/media/135/

representaciones, los imaginarios y significaciones

METAMORFOSIS%20DE%20LA%20FAMILIA%20

respecto a la noción de familia aún están en una

Y%20LA%20VIDA%20PRIVADA,%20Ximena%20

encrucijada, entre lo tradicional y lo liberal, entre lo

Val%20(1).pdf (acceso el día 23 de junio del 2012).

VALDÉS, X. 2009. “Metamorfosis de la familia

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

fundamentadas

LÉVI-STRAUSS, C. (eds.) 1976. Polémica sobre

15


16 Aテ前 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013


La Población

¿Puede un barrio popular que, a lo largo de su historia, ha sido innumerables veces estigmatizado como un gueto, constituirse en una referencia identitaria para otros colectivos urbanos?, ¿puede un barrio popular que no solo ha sufrido violencia simbólica, sino que además ha sido objeto de una violencia física abrumadora por parte de los organismos represores del Estado, hacer de esa experiencia traumática una fuente que, resignificada, se incorpora al imaginario local como pieza clave de una memoria heroica que alimenta la identidad del barrio? * Alexis Cortés Morales

Doctorante en Sociología por el Instituto de Estudos Sociais e Políticos (IESP-UERJ, Brasil) y Editor General de Red Seca Revista de actualidad, política, social y cultural, (www.redseca.cl). Es autor de la tesis de maestría, “Nada por Caridad”, Toma de Terrenos y Dictadura: La Identidad Territorial de La Población La Victoria (2009) y co-autor del libro Memorias de La Victoria: Relatos de Vida en torno a los inicios de la población (2006), publicado por editorial Quimantú. Actualmente se encuentra desarrollando su tesis doctoral en la cual compara las trayectorias políticas del Movimiento de Pobladores de Santiago y el Movimiento de Favelados de Rio de Janeiro.

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

La Victoria: Memoria heroica e identidad barrial

17


¿Puede un barrio popular que, a lo largo

la memoria asociada a ellas y el territorio

de su historia, ha sido innumerables veces

fueron conformando una identidad de barrio

estigmatizado como un gueto, constituirse en

claramente demarcada, o sea, la definición

una referencia identitaria para otros colectivos

de un nosotros territorialmente situado que

urbanos?, ¿puede un barrio popular que no

reivindica un determinado universo valórico y

solo ha sufrido violencia simbólica, sino que

simbólico como propio.

además ha sido objeto de una violencia física abrumadora por parte de los organismos

¿Cómo se conformó esta identidad a lo largo

represores del Estado, hacer de esa experiencia

de la trayectoria biográfica de este barrio

traumática una fuente que, resignificada,

popular? Es lo que explicaremos en los

se incorpora al imaginario local como pieza

siguientes apartados.

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

clave de una memoria heroica que alimenta la

18

identidad del barrio?

La Toma de La Victoria

Pues ese es el caso de La Población La Victoria,

“Había que sacar la decisión de ir a la toma.

barrio popular santiaguino nacido de una

¡A la mierda con la legalidad y los trámites

Toma de Terrenos organizada en 1957. La

burocráticos!”, relata la pobladora Guillermina

trayectoria de La Victoria es considerada

Farías en la más citada referencia a la Toma de

ejemplar para el movimiento de pobladores, la

La Victoria: “Lucha, vida, muerte y esperanza:

ocupación organizada de la chacra la Feria ha

historia de la Población La Victoria” (SUR

sido identificada como el marco de inicio del

Ediciones). Pero no fue fácil conquistar ese

propio movimiento y, además, la resistencia

pedazo de tierra; para levantar la que hoy

que presentó a la Dictadura durante los años

es una de las poblaciones emblemáticas de

80, hicieron de ella uno de los íconos del

Chile, los pobladores debieron enfrentar la

movimiento popular chileno que se opuso

represión policial y varios días de bloqueo

a la perpetuación del régimen de excepción

en los que no se permitía el ingreso de

encabezado por el General Pinochet.

materiales de construcción, de abrigo, comida, remedios ni agua. Producto de esto y de las

Ambas experiencias, la Toma y la Dictadura,

paupérrimas condiciones en las que estaban,

llevaron a una particular relación entre los

muchos ancianos y bebés fallecieron. Así lo

habitantes y el territorio que conforma la

recuerda Rosa Lagos, en el libro “Memorias

población. Ambas fueron mediadas por la

de La Victoria”: “esa vez que murieron muchas

violencia como amenaza potencial o como

guagüitas, al entierro fue toda la Toma. Nos

un acto real ejercido contra los pobladores.

fuimos a pie desde aquí mismo al cementerio.

Entiéndase por experiencia traumática un

No sé cómo no hay fotografías de todas esas

momento crítico de quiebre de la rutina social

cosas, para que la gente ahora comprenda el

por un evento que amenaza la integridad

sufrimiento, para que le tomen el valor al lugar

física

que están pisando, porque esta tierra fue

de

una

comunidad,

así

como

su

repertorio de sentidos para comprender el mundo. La relación entre estas experiencias,

ganada con esfuerzo, sudor y lágrimas.”


“Aquí todo se ha conseguido por la organización misma, en base al sacrificio y la lucha. Esa fue la lucha de los pobladores, de nadie más”.

Las gestiones del Cardenal Caro frente al

en “Memorias de La Victoria”: “Aquí todo se

Presidente Carlos Ibáñez del Campo, más el

ha conseguido por la organización misma, en

apoyo dado por los parlamentarios del Frente

base al sacrificio y la lucha. Esa fue la lucha de

de Acción Popular, que reunía a comunistas

los pobladores, de nadie más”. Lo anterior pues

y socialistas, permitieron que los pobladores

el levantamiento de la población fue realizado

no fueran expulsados. No por ello dejaron

fuera del alero del Estado, quien tardó años

de concluir que la conquista de la vivienda

en reconocer el derecho de los pobladores

se debía a la unidad, lucha y organización de

a sus viviendas. De ahí la consigna que los

los propios pobladores. Ellos fueron los que

victorianos entonaban con orgullo en su

resistieron las difíciles condiciones de vida.

segundo aniversario: “Nada por caridad, todo

“Por eso esto se llamó La Victoria porque no

mediante nuestro propio esfuerzo”.

pobladora en el libro “Pasado, Victoria del

La experiencia de “autogobierno” de los

Presente”.

pobladores en la Toma y en la consolidación de

la

población

es

fundamental

para

Tras la llegada, los pobladores dedicaron

comprender el relato identitario de La Victoria.

todas sus energías al levantamiento de “una

Las condiciones y necesidades propias de

Población que reuniera todas las cualidades”;

una acción que implicaba una ruptura frontal

los victorianos fueron los propios urbanistas

con la legalidad suponían exigencias de

de su “pequeña república”, trazaron las calles,

organización de una magnitud y calidad tal,

las dimensiones de sus viviendas, proyectaron

que llevó a un desarrollo de lo que podríamos

la construcción de una escuela –la que

denominar “poder popular” sin paralelos hasta

posteriormente fue levantada con el aporte

ese momento en Chile. Solo mediante la fuerza

de todos los habitantes–, de un policlínico e

que daba la organización y la cohesión, se

incluso de un retén policial. Organizaron la

hacía posible la permanencia de la Toma, lo

electrificación de la población –con la ayuda

que llevó a la aplicación y creación, de parte

del ingeniero Enrique Kirberg–, frentes para

de los pobladores, de dinámicas y prácticas

estimular la participación, grupos de vigilancia

extremamente originales.

interna y un periódico, entre otras cosas. Tal como lo señalaba el poblador Luis Guerrero

Uno de los principales portadores de este

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

nos pudieron sacar de aquí”, explicaba una

19


capital organizativo era una gran cantidad

La Victoria, por su origen, por el nivel de

de cuadros obreros que se formaron en

organización que mostró en los años 70,

las luchas sindicales del norte minero, la

por la cantidad considerable de militantes

mayoría de ellos ligados al Partido Comunista.

de izquierda entre sus habitantes y por la

Ellos

a

identificación que tuvo con el gobierno de

la organización de la Toma y a su posterior

Allende, se convirtió en un albo privilegiado de

consolidación siendo parte activa de la

las políticas represivas de la Dictadura militar.

construcción del relato identitario del barrio.

De este modo, no eran solo los dirigentes o

contribuyeron

significativamente

pobladores más comprometidos los que se De esta manera, las exigencias organizativas

volvieron objetos de esta represión. La amenaza

de la Toma y de urbanización del territorio,

de violencia afectaba a la colectividad como

vividas

colectiva

un todo, lo que se sintetizaba en la intimidante

sustentada en las ideas de solidaridad y lucha,

posibilidad de bombardeo de la población por

llevaron a que la fundación de La Población

parte de la Fuerza Aérea el mismo día 11 de

se significara como una epopeya popular de

septiembre de 1973, según el testimonio de

conquista del territorio y, al mismo tiempo,

algunos vecinos.

como

una

experiencia

como una afirmación de las capacidades de los “sin casa” para encontrar sus propias

La Dictadura dejó como saldo en esta

soluciones y su lugar en la ciudad, rompiendo

Población: dos detenidos desaparecidos, Clara

con el estigma de “callamperos” y marginales

Cantero y Víctor Hugo Morales Mazuela; dos

desvalidos, incapaces de desarrollar acciones

ejecutados políticos, Luis Abarca Sánchez y

políticas, tal como eran considerados por la

Pedro Marín Martínez; y siete caídos durante

Teoría de la Marginalidad.

las protestas nacionales, Andrés Fuentes,

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

Miguel Zavala Gallegos, Samuel Ponce Silva,

20

La Dictadura y La Victoria

Hernán Barrales Rivera, el sacerdote francés André Jarlan Pourcel, Boris Haroldo Vera Tapia

Con la llegada de la Dictadura, la figura del

y Cecilia Piña Arratia.

poblador concentró buena parte de los miedos de aquellos que apoyaron el golpe, siendo,

Tras el golpe militar se produjo un reflujo

en la práctica, declarados enemigos internos

organizacional, por un lado, por la perplejidad

por parte del régimen dictatorial. El mismo

provocada por el paso de una situación

desplegó una serie de dispositivos represivos

político social en que los pobladores de La

específicos para las poblaciones; muchas de

Victoria eran protagonistas privilegiados de un

ellas se convirtieron en espacios colectivos

proyecto de futuro, hacia un contexto en que

de tortura o en campos de concentración,

ahora se convertían en objeto de persecución y

tal como lo demostró la investigación del

represión. Por otro lado, la organización social

Colectivo de Memoria Histórica José Domingo

necesitó quedar en suspensión, pues muchos

Cañas, titulado “Tortura en Poblaciones del

dirigentes y militantes tuvieron que ocultarse

Gran Santiago (1973-1990)”.

y pasar a la clandestinidad para evitar engrosar las listas de ejecutados políticos.


izquierda estaban representados, y que tuvo la

La experiencia de “autogobierno” de los pobladores en la Toma y en la consolidación de la población es fundamental para comprender el relato identitario de La Victoria.

misión de substituir la antigua Junta de Vecinos inicialmente

prohibida

y

posteriormente

intervenida por la Dictadura. La violencia ejercida por la Dictadura generaba organización en La Victoria, la respuesta de las autoridades era reprimir aún más, lo que, a su vez, según lo que los pobladores cuentan, era contestado con más organización. El convencimiento era que solo la unidad, la organización y la solidaridad permitirían

Fue en ese momento que los hijos de

preservar la integridad física de los pobladores

quienes organizaron la Toma recogieron las

y recuperar la democracia.

padres nos dieron el derecho a la vivienda,

“La Victoria era diferente”. Esta frase se escucha

démosle nosotros el derecho a la libertad”,

reiteradamente en los testimonios de sus

tal como rezaba un mural en aquella época.

habitantes cuando rememoran la organización

Paulatinamente en La Victoria, se producirá una

de la misma durante la Dictadura. Como

substitución generacional de los dirigentes, y

la población era atacada como un todo, la

los jóvenes ocuparán el espacio dejado por los

respuesta –organizada o espontánea– también

líderes perseguidos. La primera tarea que ellos

se hacía como un todo. Siempre, para quien

enfrentaron, según su propia definición, fue

protestaba, era posible encontrar una puerta

“vencer el miedo”, para intentar recomponer el

abierta para protegerse de la persecución

tejido organizacional.

policial, “no como en otros lados”. El nivel de apropiación del espacio por parte de los

Estos esfuerzos llevaron a que en los años 80 se

victorianos se mostraba en la disposición a

desarrollasen, en La Victoria, inéditas formas

evitar que las fuerzas represivas entrasen al

orgánicas que coincidieron, a nivel nacional,

barrio: “que les costara entrar a la Población,

con el comienzo de una oposición sistemática

porque era nuestra, nosotros la habíamos

al régimen. En este contexto, la población La

tomado”,

Victoria tendrá un papel protagónico en la

dirigente del Comando de Pobladores en una

resistencia y oposición a la Dictadura.

entrevista.

Uno de los momentos que exigió más

La experiencia traumática de la Dictadura, en

organización por parte de los victorianos

especial las pérdidas humanas que significó,

fue coordinar las protestas nacionales contra

vino a alimentar una memoria heroica en

la Dictadura. Esto los llevó a constituir

la cual La Victoria quedó en el imaginario

el

nueva

urbano como un ejemplo de capacidad de

organización en la cual todos los partidos de

resistencia, valentía y organización. El ícono

Comando

de

Pobladores,

una

rememoraba

Blanca

Ibarra,

ex

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

banderas de sus padres y dijeron: “Nuestros

21


de esa resistencia fue el sacerdote francés André Jarlan, asesinado en 1984 por una “bala loca” originalmente destinada a algún poblador. Con su muerte, se desataron algunas de las más masivas muestras de repudio al régimen de Pinochet tanto en Chile como en extranjero. Al mismo tiempo, con la noticia de su muerte también se difundió el drama de los pobladores, así como la historia de La Victoria. Durante la Dictadura se activaron una serie de mecanismos de circulación del relato identitario que incluso hoy persisten en La Victoria y que

“El orgullo de ser victoriano viene indudablemente de la formación que tuvimos, con los viejos que se tomaron esta cuestión, fue organización desde antes y después de la toma, porque se mantuvo en el tiempo, yo creo que ese es como un legado, como una herencia que quedó de la capacidad de organización”

cumplieron la función de dar continuidad al relato entre las nuevas generaciones, siendo un soporte de la memoria colectiva de la

parte del régimen por cambiar los nombres de

población. Estos serían: la reactualización del

las calles y sustituirlos por el de militares. Pero

mito de origen, la toponimia y el muralismo.

los pobladores se negaron, pues para ellos cambiar los nombres era borrar su identidad,

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

La

22

reactualización

del

mito

de

origen,

más aún si la “alternativa” era honrar a los

mediante la celebración del aniversario y

mismos

militares

que

constantemente

de la reconstitución de la Toma, permite

invadían la población. Así, ellos continuaron

dar frescor a la experiencia distante de la

nombrando las calles de la manera antigua,

Toma, facilitando la conexión entre pasado y

a pesar del decreto impuesto, y colocaron

presente. Esta actividad reiterativa del pasado

carteles de cartón con los nombres de siempre

no se interrumpió durante la Dictadura, por

sobre la señalética oficial.

el contrario, se exacerbó, siendo considerada como una muestra del ahínco por afirmar la

También durante la Dictadura se desarrolló

historia propia contra los intentos dictatoriales

el muralismo como una forma de dar un

que buscaban eliminar la identidad del sujeto

soporte físico a mensajes políticos breves

poblador.

destinados a mantener viva la llama de la resistencia después del golpe de Estado.

En la toponimia, o sea, en la particular manera

Posteriormente, el muralismo se complejizó

de nombrar el espacio (calles), existe un

iconográficamente, movilizando el imaginario

intento de ligar la biografía de la población

del periodo de Allende, conjugando expresión

a la historia del movimiento social chileno

artística con denuncia política, como una

y mundial. Calles como Carlos Marx, Unidad

forma de desahogo, de ruptura con el silencio

Popular o las que recuerdan matanzas de

al cual estaban siendo condenados por la

obreros o campesinos son ejemplo de ello.

Dictadura. El mural fue unos los pocos medios

Durante la Dictadura existió un esfuerzo por

para denunciar las muertes de los pobladores,


así como la situación económica sumamente

Dictadura, porque “fueron nuestros padres

precaria en la que se encontraban. La Dictadura

los que nos enseñaron”. Esto es lo que, para

hizo múltiples intentos para acabar con esta

los pobladores, permite al relato identitario

expresión, borrando sistemáticamente los

victoriano proyectarse en el futuro y no

muros de La Victoria, pero los pobladores iban

quedarse apenas en el pasado.

y los pintaban nuevamente. En otras palabras, no negociaban su soberanía sobre el espacio

***

público de la población, reafirmando un

Si bien los niveles de organización que hoy

universo valórico asociado al “ser victoriano”:

muestra La Victoria distan mucho de los que

rebeldía, coraje y organización.

conoció en otros momentos de su historia, este

La experiencia dada por la Dictadura implicó

cultura popular que, con su experiencia, sirve

un trabajo de significación política de los

de inspiración para otros esfuerzos colectivos

pobladores para llevar al mundo de lo decible

urbanos del mundo popular. Su particular

las diversas violaciones de las cuales fueron

forma de concebir el espacio en el que viven,

víctimas. Al mismo tiempo, se movilizó la

su experiencia organizativa potencialmente

propia experiencia de la Toma como fuente

movilizable en cualquier momento, la memoria

de

nueva

que ha cultivado a partir de su trayectoria,

situación, transformando lo que podría ser una

hacen de La Victoria uno de los lugares de

memoria traumática en una memoria heroica.

la ciudad donde más se puede apreciar una

Temporalmente y también generacionalmente,

identidad urbana claramente definida. La

la experiencia de la Dictadura dio continuidad

Victoria probablemente continuará rompiendo

a la memoria de los fundadores, pues la

los moldes de estigmatización en los que, cada

experiencia de la Toma proveyó un universo

cierto tiempo, se la pretende encasillar, y en

de significaciones que permitió dar sentido a

ese ejercicio su mejor aliado siempre será su

la resistencia y comprender la nueva situación

propia historia. Porque, tal como resumió uno

como la extensión de una epopeya iniciada en

de sus pobladores, Félix Morales: “El orgullo

1957 cuando los terrenos fueron ocupados.

de ser victoriano viene indudablemente de

sentidos

para

comprender

la

la formación que tuvimos, con los viejos que En La Victoria, se creó un relato más allá de su

se tomaron esta cuestión, fue organización

condición de víctimas, no definiéndose por la

desde antes y después de la toma, porque se

pérdida de algo o por la ausencia, y sí por la

mantuvo en el tiempo, yo creo que ese es como

afirmación de un relato heroico que reivindica

un legado, como una herencia que quedó de la

un determinado universo de valores como

capacidad de organización”.

propio, tal como se reiteró a lo largo de este texto: La Victoria sería lucha, solidaridad y organización. Es la decisión de los fundadores de la misma por conquistar un lugar donde vivir lo que ayuda a explicar la capacidad de movilización de los pobladores durante la

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

barrio popular continúa siendo un enclave de

23


24 Aテ前 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013


Gente de calle, gente que calle Existen espacios de la ciudad donde las personas se divierten, transitan, se confiesan, se abastecen, atienden su salud; donde es común encontrar gente que pide, que mendiga, que delira y que su espacio de ubicación, sin domicilio conocido, es la calle. * Cristian Solar V. “La calle atronadora aullaba en torno mío”

qué hace. Lugar recurrente ante las personas de

Charles Baudelaire

calle, adjetivados como sin rumbo, impredecibles e

Existen espacios de la ciudad donde las personas

aproximación infantil que construye el prejuicio. El

se divierten, transitan, se confiesan, se abastecen,

significante “calle” además atribuye lujuria y peligro,

atienden su salud; donde es común encontrar gente

ya que la calle es para circular, no para quedarse,

que pide, que mendiga, que delira y que su espacio

no para pernoctar, no para que alguien o algunos

de ubicación, sin domicilio conocido, es la calle. Por

puedan “adueñarse” de ella. Ser “callejero” es no tener

lo general, sus cuerpos están malogrados, sus ropas

ley, volverse errante, “vagabundo”; es no reconocer

destituidas de cualquier coherencia con la moda

arraigo como tampoco destino, ni ciudadanía. Es

imperante, no hay higiene diaria y tampoco mucha

un imposible porque es vivir demasiado, y a su vez

idea de qué podría llevar a alguien a “terminar” así. La

no saber vivir. Porque también “tener calle” es saber

calle como un punto de llegada, una imposibilidad,

cuándo/dónde/con quién estar, es un conocimiento

una discapacidad, la displicencia radicalizada, el

experiencial, corporal, no sistematizable, cercano a

punto de no retorno, el insumo para el sacrificio

lo iniciático y no cuantificable. Por otro lado, es un

religioso y el argumento de campaña.

lugar vulgar, sin antecedente, sin argumento, de dudosa procedencia; “dicen en la calle”, eso “viene

Como punto de llegada se han construido mitos

de la calle”, o también la pregunta que emerge

incalculables y aleccionadores que habitan el

dentro del espacio de la formación, dentro de

imaginario colectivo. “El viejo del saco”, cuento que

la escuela, la familia, ante una autoridad, para

se les dice a los niños en Chile para moralizar, versa

invocar el orden: “¿crees que estás en la calle?”. Una

sobre un hombre mayor que lleva a los niños dentro

pregunta que debe tener como efecto señalar que

de un saco, errante; que con los niños no sé bien

la conducta no es apropiada; se apela al volumen de

* Psicólogo Clínico Mg (c) Psicología mención teoría y clínica psicoanalítica Universidad Diego Portales. Corporación Caleta Sur. Miembro del equipo del tratamiento para personas en situación de calle con consumo problemático de drogas . Experiencia en intervención clínica y comunitaria en diversas situaciones de exclusión social que incluyen Educación popular con mujeres, adultos, niños y personas con disabilidad y habilidades especiales. Ha participado de la construcción planificación y ejecución de proyectos de intervención autónomos del Estado, a través del acto creativo desde distintas manifestaciones artísticas.

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

imposibles de tratar. Desde ahí se traza una primera

25


voz o al “libertinaje” que se vive en la calle, donde no

El punto de no retorno, llegar a la calle. Las personas

existe la autoridad que vigila y reprime conductas,

“terminan en la calle”, sirve de amenaza también

porque estar en la calle es algo anónimo. Desde otro

para moralizar: “vas a terminar en la calle”, este tipo

lado, la calle como lugar de aglomeración, lugar

“terminó en la calle”, me “dejaron en la calle”. Es de

indiscutible de legitimidad cuando el colectivo ya

nuevo un lugar imposible, riesgoso y último paraje

no es anónimo y “se manifiesta en la calle”. Se le

deseable solo para un enemigo. Se le atribuye a

atribuye ante una celebración, sea del contenido

la gente que vive en calle el consumo de drogas y

que sea, el que la calle esté llena; la cantidad de

alcohol, la mala fortuna con la economía familiar o

personas como proporción de lo.

individual. Así también, la situación de calle como circunstancial, producto de un mal manejo de sí

Si una persona vive en calle, también es atribuible

o la expulsión de sus personas significativas. Por

una discapacidad. Es el loco, el delirante, el insano,

motivos inciertos, pero de los que al menos se debe

el alienado el que vive en la calle. Porque está

desconfiar.

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

enfermo, no puede ni tampoco debe trabajar. Está

26

ontológicamente excluido de la productividad,

En Chile se ha constituido históricamente como

debe ser socorrido, vuelto a traer al reino de los

patrimonio de la religión católica (y en la última

domiciliados para darle una oportunidad. Enseñarles

década la evangélica), el relato sacrificial donde

un oficio, higienizarlos, educarlos estéticamente,

“todos caben en la mesa”. La iglesia, políticamente

proveerles reglas sobre lo que es vivir. Ellos son

hablando, ha trazado el camino para el uso

otros, que no saben vivir con los demás. No

del término y la construcción del “sujeto” calle.

pueden con su humanidad, viven sobreviviendo,

Poniendo de relieve el santo canonizado, el

actúan impulsivamente, no mantienen orden en

intocable, trascendente San Alberto Hurtado y su

sus vidas. Hay algo de la moral que no pueden

Hogar de Cristo. Identificando a la persona de calle

comprender que no pasa por su voluntad, porque

como una figura anémica de sentidos, “cordero

está trastocada por alguna historia inimaginable,

descarriado”, posible de enrielar y persona que

imposible de escuchar, pero además fortuita dentro

vive en un extremo también excepcional que debe

del sistema social, una excepción. Por otro lado,

ser acogido. Se le atribuyen las posibilidades de la

existe la versión contraria, la persona “floja”, sin

redención, de la emancipación y ser perdonado

voluntad, sin ganas de hacer, que se “aprovecha”; su

por su condición. Su pecado último y primero, su

condición es el usufructo de la displicencia radical.

pobreza, su exclusión, pero individual sin historia,

Parásitos del Estado benefactor, de la ayuda de la

sin relato ni subjetividad posible. Solo pueden ser

que injustamente son usuarios. No están incluidos

presentados como cuerpos vaciados, movibles y

dentro del capital, están solo haciendo uso de él;

retratables para generar lástima. Sin lugar propio, el

no es porque no pueden, es porque no quieren.

precio que deben pagar para ser tratados es perder

Voluntariamente viven dentro de su propia ley, se

subjetividad, a través de la sumisión y la culpa de

sospecha que además su inmoralidad se completa

ser ayudados. La religión muestra lo que hace, la

con la patente delincuencia de la que viven. Del

institución se moviliza para generar más adeptos.

engaño que es ser de la calle, vivir de la limosna,

El cuerpo es usado para generar devoción ante el

vivir del esfuerzo y empeño de los que sí tienen

sacrificio. El precio es no tener historia, porque esta

domicilio y sí son asalariados.

es siempre la misma: “caí y fui rescatado”. Es el señor quien ayuda sin preguntar, porque las personas de


calle no pueden hablar, solo deben adorar para ser

parte del ministerio que recibe mayores recursos.

educadas y bendecidas. El precio de esa comida y

Sería nuevamente escandaloso no recordar que

ese albergue es convertirse a lo que dicta la biblia.

Joaquín Lavín, ministro del inaugurado Ministerio

Sendas campañas se generan todos los años,

del Desarrollo, fue expulsado por los estudiantes

montando un espectáculo gigante para tener el

que se manifestaron el 2011 por el lucro de la

1% del salario del que no está en esa condición. A

educación. Se le entrega un ministerio para que

la persona de calle se le muestra homogenizada,

genere visibilidad política, suba en las encuestas y

sobre 50 años, sucio y demacrado. Se le estetiza para

“salve” a la gente que vive en la calle de la muerte

que no deje de ser lo que ha sido siempre, para que

por el frío. Por otro lado, la gente es intervenida con

siga siendo un extraño, un miedo para el que recibe

el fin de generar empleo, porque “el empleo” es la

del capital su tajada. La gente de calle debe estar

madre de todas las batallas, y así “subir en la escala

controlada, cercada en centros que acogen, pero

social”, con trabajos precarizados, homogeneizados

que funcionan con las normas de la culpa. Están

en sus contenidos y métodos de enseñanza,

rodeados, vigilados y deben permanecer incólumes

convirtiéndolos en el último eslabón de la fauna

ante la ley de la iglesia.

laboral. Con dispositivos de intervención que deben lograr las metas con programas de corta duración,

En Chile, hace menos de una década existe la política

con máxima premura y baja remuneración a los

pública del otrora Ministerio de Planificación (ahora

trabajadores que los ejecutan. Desde el Estado es

Ministerio del Desarrollo) “Programa calle”, que se

entonces que se extiende la tradición confesional:

desprende del “Chile Solidario” que agrupa fórmulas

individualizar, estetizar y controlar homogeneizando

de intervención centradas en los quintiles de

a las personas en calle.

se ha convertido en una madeja de intervenciones,

En todas las situaciones, desde lo lingüístico, la

cada vez más tecnificadas y parceladas, que se

representación social, la mitología, la tradición

centran en la “habilitación” de las personas. También

eclesiástica,

desde hace menos de una década se cuentan a

indiscutiblemente) y el Estado, lo que reina es

las personas que viven en esta situación. El último

el silencio. La imposibilidad del relato propio, la

catastro realizado el 2011(1), arrojó que son 12.000

dificultad para decir, para pensar el colectivo y sobre

personas las que viven en calle, una cifra que es

todo para pensar la exclusión como lugar colectivo.

escandalosa para un Chile siempre rozando la

La desigualdad estructural, heredada, continuada y

categoría “país desarrollado”. Además, decir que esta

profundizada que funciona casi como idiosincrasia

cifra es exacta también sería escandaloso, ya que

de un país.

la

academia

(actor

ausente

las personas de calle son nómades, desconfían de las autoridades, del Estado y además como si todo

Es así como la pregunta se esconde, se le vela, se

esto se pudiera contar y resolver con encuestas.

disimula. En esta mesa parece que no cabemos

Pero lo que parece más escandaloso es que algún

todos, porque antes de eso los que se sientan

conocimiento sobre las personas que viven en

no tienen derecho a una historia que los incluya,

la calle sea tan reciente y tan nuevo. Desde hace

a hablar sobre sí mismos y por último a que su

menos de media década se crea la “oficina de calle”,

palabra y su cuerpo pueda tener un destino propio y reconocible.

(1) http://www.ministeriodesarrollosocial.gob.cl/plancalle/docs/En_Chile_Todos_Contamos.pdf

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

menores ingresos. Pensar la calle desde el Estado

27


28 Aテ前 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013


Familia, diversidad y

creencias...

Creo ser parte de la gran familia humana donde nos une el ser, el existir y la dignidad. Creo, a la vez, que existen muchas formas diferentes de vivir, lo cual habla de la enorme complejidad de las visiones de vida. Esto nos lleva muchas veces a abismos, separaciones y miradas amenazantes ante lo diverso. * Ximena Quintanilla Mesina “¿Cómo puede uno de nosotros ser feliz si todos los

unos el capitalismo nos aleja del proyecto de ser;

demás están tristes?”

para otros el comunismo hace que los demás no te

Creo ser parte de la gran familia humana donde

mujer es invisible o tiene otra categoría; en algunas

nos une el ser, el existir y la dignidad. Creo, a la

sociedades es motivo de muerte el adulterio; para

vez, que existen muchas formas diferentes de

otros no existen los empobrecidos y todo se resume

vivir, lo cual habla de la enorme complejidad de

en recursos para explotar. Asimismo, existen quienes

las visiones de vida. Esto nos lleva muchas veces a

conciben la familia de una sola forma y composición:

abismos, separaciones y miradas amenazantes ante

papá (siempre la figura del varón por delante),

lo diverso.

mamá (como mujer para la procreación) e hijos/as. Todo lo demás es aberración que deshumaniza.

Nuestras contradicciones nos hacen eliminar a otros una y otra vez, quitándoles cabida en el ser, en el

Y llegamos al punto que nos convoca: la constatación,

existir y en la dignidad.

al menos en la cultura cristiana, de la impactante fractura en nuestro discurso. Soy cristiana, católica.

Hay muchas cosas que nos deshumanizan: para

Estudiante de Teología y participante activa de

* Mujer que cree que “otro mundo es posible” y cristiana que cree que “otra iglesia es posible”. Estudió la pedagogía en religión y la Licenciatura en Estudios Eclesiánticos. Acompañante y formadora de personas y grupos, a través de talleres, clases y otras experiencias (cursos-talleres de juegos cooperativos, risoterapia, eneagrama, de liderazgo, análisis de la realidad, de espiritualidad y otros).

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

reconozcan como persona. Para algunas culturas la

29


la Iglesia. De esa iglesia de Jesucristo mil veces

Entonces, ¿ya no hay parámetros o referencias?

desdibujada y, por tanto, alejada del mandamiento

Claro, para algunos sigue siendo la “ley de Dios”;

de AMAR. Es por eso que he respondido a esta

para otros la dignidad o la nación por sobre la vida;

invitación para escribir en Rufián, hecha por gente

para otros la vida por sobre todo; para otros lo social

que quiero y admiro, como una forma de abrir el

por sobre lo individual… Y volvemos a la rueda de

diálogo y mostrar que existimos otros/as cristianos

las creencias. Aquí es donde nos entrampamos.

–menos visibles–, que vivimos el cristianismo y las creencias de otra manera. Valoro la experiencia y

Y no puedo dar fórmulas, solo hablar de mis

desde ahí hablaré: desde la visión que me han dado

opciones.

muchos años de compartir, estudiar e intentar hacer vida aquello que pueda ser buena noticia para

A mí, personalmente, el cristianismo me ha

otros/as.

permitido mirar a la persona como un hermano/a,

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

sin distinción. Y aunque confieso que no me resulta

30

Vuelvo entonces a esta idea de las contradicciones.

tan fácil con aquellos empresarios y capitalistas

¿Cómo puedo catalogar de humano solo aquello

que abusan y explotan, a la hora de interactuar

que coincide con mis creencias? Si soy de izquierda,

intento no joder a nadie. Ciertas personas y grupos

de centro o de derecha; si soy ateo, agnóstico o

humanos me resultan más AMABLES que otros, pero

creyente; oriental u occidental. Desde muchos

mi clave es AMAR. En algunos casos esta opción me

lugares, desechamos y eliminamos seres humanos

cuesta más, ¿lo dije? Perdón el énfasis, pero me es

que nos son indeseables.

dificilísimo.

Es esta una de las mayores dificultades a la que nos

Y es que no da lo mismo. Intento que LO HUMANO,

enfrentamos desde nuestras creencias: no aceptar

LA PERSONA no me dé lo mismo. Hay una frase de

lo diferente. Algunos llaman a esto relativismo, pero

don P. Casaldáliga que me encanta: “todo es relativo,

lo cierto es que no puedo juzgar ni medir a otros

excepto Dios y el hambre”. Yo sé que en la frase se

desde parámetros que son únicamente míos.

nombra a Dios, pero sé también que detrás está la opción por toda persona y, en especial, por los empobrecidos.

Soy cristiana, católica. Estudiante de Teología y participante activa de la Iglesia. De esa iglesia de Jesucristo mil veces desdibujada y, por tanto, alejada del mandamiento de AMAR.

¿Parámetro, referencia? Sí, claro… Dios, el AMOR y el hambre. Me gusta este texto: “Si alguno dice: Yo amo a Dios, y aborrece a su hermano, es mentiroso; porque el que no ama a su hermano a quien ha visto, ¿cómo puede amar a Dios a quien no ha visto?” (1 Juan 4, 20). Ya ven, es imposible desechar a las personas; el MENSAJE más profundo no admite división entre uno y otro. No hay separación ni fractura.


¿Cómo se manifiesta todo esto en mi vida? Desde la

mismo, dijeron: “¿Cómo puede uno de nosotros ser

acogida a la diferencia, el diálogo, la valoración, el

feliz si todos los demás están tristes?”

respeto, la sonrisa, el querer ser con otros. ¿Dónde están mis límites? Me cuesta ver el egoísmo y

¿No es acaso esto lo que tendríamos que tener de

el abismo que generan algunos con el tema del

fondo en cada creencia? Otra forma de decirlo:

tener o el ser (en Chile somos impresionantemente

“todo es relativo, excepto llegar juntos y que nadie

clasistas, racistas, xenófobos y buenos para marcar

sea feliz por sobre otro”.

diferencias). ¡Claro que tengo límites! Hay cosas con las que no transo a nivel de ideas, pero a nivel de

Me preguntan, ¿cuál es mi familia? La humana.

relaciones siempre ha de haber apertura para el

Siempre hay un hermano que te cae mejor que

diálogo. Y cómo me cuesta algunas veces.

otro, o alguien de la familia que nos avergüenza, pero todos son familia (y SIN EL PERO). Cuando nos

Acepto la diferencia y el AMOR que viene de la mano

demos por enterados de esto, acogeremos al resto

de personas que buscan caminos y hacen opciones.

independientemente de las opciones y buscando

Me cuesta ver personas que se “comen” (o devoran) a

no relativizar lo esencial. Es una manera de crecer

otros con sus juicios, que no dejan vivir a los demás;

como humanidad.

Ciertas personas y grupos humanos me resultan más AMABLES que otros, pero mi clave es AMAR.

salvaje, con las faltas de crecimiento y reflexión que

Dificilísimo, pero hay que caminar más concentrados

permiten caminar con otros.

por esta vida, buscar crecer y formarse.

Lo que me apasiona es que detrás de todo esto

Mi familia siempre fue y sigue siendo de una línea,

está esa filosofía ante la vida de muchos pueblos

de una forma de vivir la política y el cristianismo,

originarios y que ejemplifica aquella historia que

y no coincidimos en el 90%!!!! A nivel de ideas es

cuentan:

bastante, pero coincidimos en lo esencial, en el amar, en querer estar juntos y en ser siempre espacio de

Un antropólogo propone un juego para los niños

acogida para otros.

de una tribu africana. Puso una cesta llena de frutas cerca de un árbol y le dijo a los niños que el que

Ya terminando, quisiera decir una palabra desde mi

llegara primero a la cesta podría sacar todas las

formación –que algunos la llamarán deformación–.

frutas que quisiera. Cuando les dio la partida, los

En muchos momentos de la historia he sentido la

niños se tomaron de las manos y corrieron juntos,

necesidad de pedir un perdón histórico por los siglos

para luego sentarse todos a disfrutar de las frutas.

en que hemos encerrado a Dios en leyes, en morales,

Cuando se les preguntó por qué habían hecho esto,

credos donde muchos han muerto condenados;

si uno podría haber tenido todos los frutos para sí

donde se ha hecho invisible a la mujer y se ha

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

me cuesta lidiar con las formas de enriquecimiento

31


la exclusión y exigencias de comunidades injustas,

Me preguntan, ¿cuál es mi familia? La humana. Siempre hay un hermano que te cae mejor que otro, o alguien de la familia que nos avergüenza, pero todos son familia.

represivas y juzgadoras, que miran la ley por sobre las personas. Las etiquetas, los prejuicios y las ignorancias generan desigualdad y disfunción social. Las separaciones, segregaciones y falsas concepciones de lo que es la pureza, la santidad y la verdad, solo han generado abismos, la falsa idea de “buenos” y los “malos”, “dignos” e “indignos”. ¿Somos capaces de percibir lo aberrante que suena esto para quienes no creen o

olvidado el valor de ser lo que somos; donde se han

para aquellos que creemos que el mensaje es otro?

quemado mentes y libros, intentando uniformar, cuidar, proteger creencias que terminaron siendo

Si hay algo que admiro de Jesús es que pasó

solo estructuras de poder; donde hemos vivido el

haciendo el bien como uno de tantos. Pasó por la

escándalo del tener: acumular sin límites mientras

vida sin buscar privilegios, no haciendo opción por

otros siguen muriendo de hambre, sin denunciar

los pobres, sino siendo pobre.

el escándalo que significa dejar que muera un hermano/a; donde todo se ve desde la moral de

Una gran persona llamada, Adolfo Chércoles,

lo sexual, reduciendo la sexualidad al pecado y

decía que la propuesta de Jesús consistió en hacer

olvidando la dimensión de la fiesta y el placer como

dos preguntas: ¿QUÉ TE PARECE? y ¿SI QUIERES?,

parte del amor, del amar.

apelando a la inteligencia y libertad para que cada persona eligiera. Hemos olvidado que uno de los

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

Podría escribir dos libros de hechos que muestran

32

variadas formas de absolutizar ideas y creencias por sobre la dignidad de lo humano. Y, si me extiendo a otras culturas, credos, ideas políticas, seguro haría otros tomos de atropellos. Las estructuras están sostenidas por personas y no todos somos iguales. No quiero seguir construyendo una estructura injusta; quiero rescatar el Evangelio que habla de servicio, de hermanos, del amor y de dar la vida. Un evangelio o buena noticia donde su protagonista hace tomar conciencia, una y otra vez, de que somos hijos/as amados/as y que esa dignidad no puede ser arrancada por nada ni nadie. Hay que tener la mirada puesta en la realidad y ser sensibles al sufrimiento de tantos/as que han vivido


mayores conflictos que vivió Jesús fue con la gente de su época y con los “hombres de Dios” que ponían la ley por sobre la persona, atando cargas pesadas a ellas. Cierro la reflexión agradeciendo a tantos amigos/ as que me ayudaron a amar lo diferente, a quererlo y respetarlo, y a comprender en profundidad el evangelio ante los empobrecidos y ante lo diferente. Agradecer a esas familias diversas conformadas por dos padres y sus hijos, o dos madres y sus hijos, o parejas-familias que no tienen hijos, y por aquellos que sí los tienen. Hay tantas personas AMANDO y haciendo otro mundo posible. “En cambio, de haber invertido cuidadosamente el talento, habrían cosechado uno de los más difíciles y más valiosos capitales humanos: la capacidad de conjugar la máxima fidelidad a las propias convicciones con la máxima capacidad de acogida de lo distinto, y de igualdad fraterna”. José Ignacio González Faus (en el cuaderno 174 de

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

Cristianismo y justicia)

33


34 Aテ前 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013


Dentro y fuera, o de la casa a la calle:

una lectura de las representaciones de la familia chilena en Los 80 y Los Archivos del Cardenal.

* Rebeca Errázuriz C.

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

En el cine y la televisión chilenos existen multitud de obras que exploran los aspectos diversos de las relaciones familiares, pero aquí me interesa detenerme solo en dos: Los 80 y Los Archivos del Cardenal, ambas series situadas en el contexto de la dictadura militar.

35

* Socióloga. Doctorado (c) en Estudios Latinoamericanos. Trabaja relaciones entre literatura y sociedad, literatura brasileña y estética.


La familia, como institución social que se recrea en

ficcionales de la familia chilena. Pero aun así,

el imaginario ficcional, está sujeta a las diferentes

esas familias imaginadas y representadas en su

formas y requerimientos que le imponen la época

idealidad, en sus rasgos típicos y característicos, que

histórica y sus valores, la clase social, la moral y las

blanden significantes y significados que pueden

buenas costumbres. Si la familia ha sido imaginada

ser reconocidos por todos o al menos por la gran

en Chile por el Estado –en tanto agente que

mayoría, poseen sus deslices en los modos de

administra el poder– como un reservorio moral, pilar

relación y de circulación de sus miembros entre la

fundamental de la sociedad y modelo microscópico

casa y la calle, entre lo privado y lo público, entre lo

del macrocosmos social, como un ideal que se

interior y lo exterior, entre el acontecer y el hacer,

impone como forma privilegiada a la informe

que nos hablan silenciosamente de algo más que

realidad para regular el modo en que las personas

aquella imagen de postal de esa familia felizmente

–mujeres y hombres– cohabitan, se reproducen y

reunida en torno a la mesa (o a la TV).

obtienen el sustento; no podemos negar que esa puesta en forma, aunque entre en conflicto o tensión

En el cine y la televisión chilenos existen multitud

con una realidad multiforme, que pone en cuestión

de obras que exploran los aspectos diversos de

una y otra vez ese concepto imaginario de familia

las relaciones familiares, pero aquí me interesa

(pues no existe LA familia, sino muchas familias,

detenerme solo en dos: Los 80 y Los Archivos del

encarnadas quizás en tantas formas singularísimas

Cardenal, ambas series situadas en el contexto de la

como los mismos individuos que la integran), tiende

dictadura militar.

a permear nuestras representaciones mentales de lo que una familia debería ser y dicha tendencia

Los 80 es una serie donde la familia es el tema

a una tipicidad configura las representaciones

central que organiza la trama y el foco desde el cual se aborda la Historia. La dictadura es un telón

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

de fondo y, por lo tanto, no hay en la imagen un

36

discurso directo destinado a hacerse cargo de la representación de “lo histórico”. La dictadura

La familia, como grupo humano compacto, actúa como lugar de refugio y resiliencia, absorbe en su interior los embates de la violencia que habita en ese “allá afuera” .

funciona allí como un dispositivo que impone ciertos límites a una organización de la vida que no se encuentra en primer plano, sino que queda hundida en la cotidianidad de los personajes, sin ser por ello reducida a un mero decorado, y solo a ratos emerge con violencia como red invisible que articula, limita, moviliza y direcciona los movimientos y los deseos en la vida del grupo de personas que nos muestra la pantalla de TV. El discurso representacional, en cambio, se focaliza en “los Herrera” y está transido de esa tipicidad que mencionábamos más arriba, tanto en la función de los personajes como en los conflictos que surgen de sus relaciones y de su inmersión en lo histórico y social, que impone límites


y obstáculos en la vida del clan. El padre y la madre

dictatorial, el uso del lenguaje chileno coloquial y

son abnegados y diligentes, y cada uno de los hijos

la aparición de hitos culturales de la década (Los

va a presentar, al interior del grupo, distintos deseos

Prisioneros, la miss universo chilena, el penal de

que desencadenan conflictos de magnitud diversa:

Carlos Caszely), hasta los detalles del decorado,

la rebeldía política de la hija mayor, Claudia, que

la ambientación, las ropas, los peinados, los

encarna además la esperanza de la ascensión social

colores con que se filma; todo destila una suerte

a través del esfuerzo (es la primera de la familia

de tipicidad especificada, que permite que esta

que logra entrar a la Universidad, nada menos

familia se adjetive y sea una familia típica chilena

que a Medicina); la lucha por encontrar un lugar

de los años ochenta.

en un mundo que parece no ajustarse a la medida de sus anhelos en el caso de Martín; las alegrías y

Pero si escarbamos un poco más en la articulación

penas que conlleva el tránsito de la infancia hacia la

entre el grupo familiar y la calle, entre lo privado

adolescencia en el caso de Félix, el menor. Los otros

y lo público, descubrimos algo nuevo. Como

conflictos que dan movimiento a la trama poseen

dijimos, la Historia, y en concreto la dictadura,

igual grado de tipicidad: las transformaciones en

funciona en Los 80 como un contexto hundido

las relaciones de género y la creciente libertad

en la cotidianidad, que se presenta en pequeños

de la mujer cuando Ana decide salir a trabajar, la

detalles que emergen como para recordarnos que

fidelidad en el matrimonio, la pérdida del sustento

allá afuera algo ocurre, un orden de cosas que de

económico cuando cierran la fábrica donde trabaja

algún modo está íntimamente ligado con lo que

Juan Herrera, la llegada de un nuevo hijo, las

ocurre acá adentro, en nuestra familia y en nuestra

diferencias generacionales, etcétera. Podemos ver

casa. Y cuando ese contexto hundido, expresado

hasta qué punto la trama se articula en torno a

en notas mínimas pero significativas, emerge y se

conflictos y a un delineamiento de personajes tan

sitúa al centro de la trama, lo hace siempre bajo

arquetípico que poco dista en su forma de la que

la forma de la violencia, como un acontecimiento

podríamos encontrar en cualquier sitcom familiar

tan profundamente disruptivo, que no puede ser

estadounidense. De modo que su forma no difiere

neutralizado por las fuerzas de lo cotidiano. Y en ese

mucho de cualquier otro drama familiar, excepto

momento podemos observar el lugar que ocupa la

por los contenidos que singularizan la trama y la

familia en relación con esa disrupción. La familia,

llenan de especificidad, desde el contexto histórico

como grupo humano compacto, actúa como lugar

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

La Historia y su acontecer, expresado en la vida cotidiana, es la gran fuerza que arrecia desde afuera y amenaza a la familia como grupo que intenta no zozobrar en medio de la tormenta de la violencia.

37


de refugio y resiliencia, absorbe en su interior los

la violencia de Estado, pues a través de su caso

embates de la violencia que habita en ese “allá

puede romperse el mito justificatorio de la “guerrilla

afuera” y cuyos efectos son a veces de una magnitud

interna”.

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

tal que alcanzan a penetrar ese “acá adentro” que

38

es la familia. La violencia de la dictadura no es en

Pero volviendo a la articulación particular entre

esta serie algo a lo cual la familia o sus integrantes

familia y dictadura que aparece en esta serie,

salen al encuentro, algo que haya que enfrentar y

podríamos definir esta articulación como la de un

encarar, para mirar a los ojos el rostro del horror. La

movimiento centrípeto donde el núcleo familiar

violencia de la dictadura es más bien algo que les

ocupa la posición de centro receptor. La Historia y

acontece a los miembros de la familia, un poco por

su acontecer, expresado en la vida cotidiana, es la

el azar de las circunstancias, que al estar insertas en

gran fuerza que arrecia desde afuera y amenaza a

el contexto dictatorial, obligan a los personajes a

la familia como grupo que intenta no zozobrar en

chocar con aquel contexto ineludible. Es así como

medio de la tormenta de la violencia. La familia es

incluso el personaje de Claudia, la más politizada

un “adentro volcado hacia adentro” que recibe los

del grupo familiar, comienza a protestar bajo la

embates y los resignifica, es un núcleo de resistencia

influencia del ambiente universitario (que –dígase

y todo lo que ingresa en su interior es transformado

de paso–, fue en Chile y sigue siendo hasta hoy,

y controlado para garantizar la subsistencia del

el entrelugar donde, por excelencia, se cruzan lo

núcleo como lugar donde todo converge. La familia

público y lo privado… al menos en la universidad

y su red de relaciones actúan como domicilio de

pública) y su intención se reduce a ese mero acto

los sujetos, en la medida en que, amenazados por

de protesta hasta que, justamente por el azar,

un contexto político violento que constituye una

termina involucrada con un frentista del cual se

amenaza siempre en ciernes, a punto de descargar

enamora; circunstancia que la obliga a vivir en

su violencia al interior del núcleo, es la familia el

carne propia los horrores de la represión dictatorial.

lugar de acogida y restitución del sujeto, el lugar

Y no deja de ser sintomático este aspecto, pues una

desde el cual se construyen los significados de una

de las razones por la cual esta serie ha alcanzado

vida en común y que es capaz de mantener los

un éxito tan transversal entre los espectadores de

fundamentos y la consistencia de lo humano en

diversas clases sociales, es justamente ese carácter

cuanto tal, circunscrita al círculo de lo familiar(1). Y

despolitizado del núcleo familiar. Lo que redime,

este domicilio se construye, en el caso Los 80, como

para muchos televidentes, a Claudia, lo que hace

ese estar “volcado hacia adentro”, un adentro desde

que su sufrimiento no sea “culpable”, es justamente

el cual la amenaza del afuera es conjurada a través

esa asociación circunstancial con la lucha contra la

de ese volcamiento. De hecho, tal como se articula

dictadura, asociación circunstancial redimida por el

la narración en esta serie, los principales conflictos

amor y que, paradójicamente, permite que muchos

son tratados desde el espacio interior de la casa,

televidentes más conservadores se indignen contra

lugar de convergencia de todos los personajes, que

(1) La idea del domicilio como lugar de restitución del sujeto, la tomo –muy libremente– del trabajo de Humberto Giannini (1987) La reflexión cotidiana: hacia una arqueología de la experiencia. Santiago: Editorial Universitaria. Agradezco a Pablo Oyarzún, quien me hizo notar la importancia de esta noción del domicilio y su relevancia para la discusión actual de la política y el espacio público en Chile.


en su salida hacia el afuera del trabajo o el estudio, es decir, hacia la calle y la vida pública, acumulan vivencias que se transforman en experiencias individuales y luego comunes, en la medida en que siempre vuelven a hacer su camino hacia el espacio del adentro, que como centro de gravedad atrae todo este acontecer sobre sí mediante una introyección que permite su asimilación y que, mediante esta asimilación, trabaja para conjurar el peligro que está siempre allá afuera. La trama de la vida en conjunto se teje primero en cuanto grupo familiar para solo desde allí participar en el diálogo de la experiencia colectiva de una clase social y en última instancia de una nación que comparte un acontecer histórico común. Algunas consecuencias se pueden extraer de esta dinámica entre lo familiar y lo público, en cuanto articuladora del sentido de la vida en común. En primer lugar, notamos que la vida en común está constituida y articulada en su significación a partir de la esfera de lo privado. La forma de habérselas con lo público es justamente su neutralización. Ante la realidad de la dictadura, la familia chilena –según nos deja entrever esta serie– opta por cerrarse sobre sí misma y dar la espalda, en la medida de lo posible, a la realidad política del país, como forma de resistencia que renuncia justamente al ejercicio de la ciudadanía y al espacio de lo público como lugar de construcción de una vida y una cultura en común. El sentido de lo común se privatiza, no alcanza a diluirse en un individualismo (cosa que –extendiendo un poco esta reflexión– ocurriría con el retorno de nuestra democracia incompleta bajo el marco de una economía neoliberal), queda circunscrito al espacio de lo familiar, pero no logra salir de la esfera de lo privado. Lo que nos presenta Los 80 es, entonces, la épica de una familia chilena en tiempos de dictadura, una épica que despliega estrategias de supervivencia que tiene costos muy

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

La familia concibe su resistencia no como un dar la espalda para garantizar la seguridad y la integridad del grupo, sino como este lanzarse hacia afuera y luchar exponiendo incluso el propio cuerpo a los embates de la violencia de Estado.

39


altos, pues esta supervivencia implica una renuncia

la decisión explícita de cada uno de sus miembros

al despliegue de los sujetos en el espacio de lo

de tomar, en tanto familia, una posición de lucha

público, al ejercicio de la ciudadanía. Una segunda

frente a la violencia. Una opción –y en definitiva una

consecuencia es un desvío en la construcción de

forma de hacer familia– que se sitúa justamente en

los relatos de lo que podríamos llamar nuestra

las antípodas de la familia de Los 80.

memoria colectiva. En la medida en que la familia, para garantizar su integridad y bienestar, opera

La familia compuesta por Carlos Pedregal, su mujer

bajo este movimiento centrípeto, privatiza también

Mónica Spencer y la hija de ambos, Laura, fue

los modos de construir una memoria colectiva,

golpeada por la violencia dictatorial. El hermano

que queda abandonada, perdida en la dispersión

de Carlos es uno de los tantos desaparecidos y

de las múltiples memorias familiares. La memoria

este hecho traumático marca al grupo familiar,

de la violencia y de la violación de los derechos

de modo que la violencia y el contexto histórico

humanos queda entonces diluida en historias de

están, desde un inicio, instalados en el “adentro” del

la vida privada, incapaz de generar los enlaces

grupo familiar. La forma de afrontar este hecho es

que puedan transformarla en experiencia común,

justamente la lucha y, si bien tanto en Los 80 como

incapaz de hilvanar un relato que pueda dar el salto

en Los Archivos del Cardenal la familia en tanto

desde el ámbito de los derechos individuales al de

grupo funciona también como domicilio, es decir,

los derechos humanos.

como ese lugar de refugio, cobijo y restitución de

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

lo humano, este domicilio queda definido y opera

40

Lo interesante de comparar Los 80 con Los Archivos

mediante un movimiento centrífugo, es decir, la

del Cardenal no es, como creen muchos, su distinta

familia como núcleo se lanza hacia el espacio de lo

representación de la dictadura como hecho histórico

público como lugar en el que se enfrenta la marca

inscrito en una cotidianidad. La representación

traumática a través de la lucha ciudadana, a través

de la dictadura en cuanto tal no es lo central en

de los pocos resquicios que deja libre la sociedad

el ejercicio de la comparación; lo interesante es

chilena que vive en dictadura. Los miembros de

el modo en que el núcleo familiar enfrenta este

esta familia están lanzados hacia el “afuera”, son un

acontecer. En el caso de Los Archivos del Cardenal lo

“adentro volcado hacia afuera”. El interior, la casa,

representado es una familia en dictadura, hecho que

solo se concibe como espacio de articulación de

es menos evidente que en el caso de Los 80, pero

esta acción que se mueve siempre hacia el exterior,

que es, en efecto, uno de los hilos conductores de la

ya sea mediante el ejercicio del derecho, en el caso

trama, que permite relacionar los diversos casos de

de Carlos, el acoger y ayudar a las víctimas que

violación a los derechos humanos en los que trabaja

acuden a la Vicaría, en el caso de Laura, y el ejercicio

la Vicaría de la Solidaridad a través de una familia

del periodismo de resistencia, en el caso de Mónica.

–un padre abogado, su mujer periodista y la hija

La familia concibe su resistencia no como un dar la

de ambos– que trabajan juntos en la lucha contra

espalda para garantizar la seguridad y la integridad

la violencia de Estado. Por lo tanto, lo importante

del grupo, sino como este lanzarse hacia afuera y

aquí no es la representación de la violencia en los

luchar exponiendo incluso el propio cuerpo a los

casos concretos que aparecen en cada uno de los

embates de la violencia de Estado. Es una apuesta

capítulos de la serie. Lo importante es cómo una

arriesgada, pues la lucha los obliga una y otra vez a

familia chilena enfrenta este acontecer, mediante

sufrir y enfrentar la dictadura en su absoluta crudeza


y, sin embargo, esta familia se organiza de tal modo

al fin y al cabo nos muestran dos estrategias reales

que la vida en dictadura deja de ser un contexto

frente a la fractura social que conlleva una dictadura,

hundido en lo cotidiano para transformarse en un

y, más aún, nos muestras los puntos de encuentro y

orden de cosas injusto que no puede ni debe ser

desencuentro de la construcción de un sentido de

soslayado, aunque los costos de esa acción sean

lo común en nuestra historia reciente. Lo que queda

altísimos para la estabilidad y la armonía de la familia

entonces aquí como pie para futuras reflexiones es

en cuestión. No vemos aquí la vida de una familia

ver cómo estas dos articulaciones frente a lo público,

en dictadura sino la vida de una familia enfrentada

surgidas en un periodo histórico de violencia, nos

contra la dictadura y que construye sus significados

hablan de la familia chilena actual, cómo estas dos

comunes en ese contra.

formas de vida en común continúan vivas hasta el día de hoy en nuestras formas de concebir la familia

Las consecuencias, en contraste con Los 80, son

como lugar de construcción de un sentido común y

evidentes. Aquí la familia está volcada hacia el

su relación con “lo político”.

ejercicio de la ciudadanía como valor central que constituye el punto de convergencia de su experiencia como grupo, y lo privado queda también volcado hacia afuera, es decir, el relato identitario del grupo queda necesariamente enlazado con la constitución colectiva de una memoria acerca de la resistencia; el mundo privado de la familia y los significados que se tejen al interior de ese grupo sale siempre al encuentro de otro, un semejante con el cual existe un suelo y un sentido común, en la humanos, tejiendo en este encuentro no solo un ejercicio de ciudadanía sino una memoria colectiva común. Ahora bien, no nos confundamos, mi intención aquí no es afirmar que una de estas dos producciones televisivas tenga un estatuto superior en cuanto forma de representación estético cultural de la familia chilena durante el periodo de la dictadura militar, como acontecimiento histórico. En realidad, ambas series son fidedignas pues representan dos modos de hacer familia en un contexto histórico específico que fueron, efectivamente, dos modos de vida de la familia chilena durante el periodo, y es por eso que ambas producen efectos de identificación en la audiencia. Ambas generan empatía porque

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

común experiencia de las violaciones a los derechos

41


42 Aテ前 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013


La filiación y la conyugalidad en tensión.

El proyecto de teatralizar un trabajo sociológico nació de la intuición de que detrás de esta forma de habitar no solo habían razones económicas y estrategias familiares sino, incluso en medio de la pobreza material, también una valoración y una comprensión dramáticas de lo que significa hacer familia en nuestro país. * Consuelo Araos, Catalina De la Parra y Carolina Herrera En memoria de Luis Segovia, el ‘Chicho’

allegadas(1). El proyecto de teatralizar un trabajo sociológico nació de la intuición de que detrás

En las siguientes páginas exponemos fragmentos

de esta forma de habitar no solo habían razones

de la obra de teatro La Malamadre. Esta fue creada

económicas y estrategias familiares sino, incluso

por Catalina De la Parra y Teatro Suple a partir

en medio de la pobreza material, también una

de las entrevistas realizadas por Consuelo Araos

valoración y una comprensión dramáticas de lo

en el marco de una investigación sobre familias

que significa hacer familia en nuestro país. Se

* Socióla, teatrista y actriz, respectivamente.

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

Fragmentos de un texto dramático

43


trata, así, de un modo cotidiano de construcción

(Escena 1)

espacial, temporal y social de las distinciones entre lo familiar y lo extraño, lo sólido y lo frágil, lo

Todos los personajes cargan con los objetos y

amado y lo odiado, lo que se debe resguardar y lo

ropas con los que después construirán la casa y sus

que se debe sacrificar. Habiendo escrito ya algunos

límites. Una de las hijas carga con una planta que

artículos sobre las implicancias de este intercambio

popularmente es llamada la “Mala madre”, la cual

interdisciplinario, esta vez quisimos dejar que el

se caracteriza por producir nuevas plantas, idénticas

texto dramatúrgico y las imágenes de la puesta en

pero diminutas, que cuelgan de sus hojas y que por

escena hablaran por sí mismos. Nuestra intensión

sí solas no pueden desprenderse. Mientras cantan,

es, simplemente, que estos cantos, diálogos,

rodean a la Mameña, que está sentada al medio del

monólogos e imágenes pongan en movimiento

escenario.

las propias experiencias de los lectores sobre lo que significa ser madre, padre, hijo o hija, pareja,

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

hermano o hermana...

44 Imagen 1: Planta la “mala madre”.

(1) La creación de la obra se realizó en el marco de los Laboratorios Teatrales UC entre 2009 y 2011. La escritura del texto dramatúrgico contó con el Premio Iberescena 2011. La puesta en escena ha sido presentada en diversos teatros nacionales a partir del año 2011, año en el que la obra ganó el Festival de Dirección Teatral de la Universidad de Chile.


(Lamento)

A mi Mameña le duele to.

Ay Lamento Ay Lamento

Mi Mameña no se mueve

A mi Mameña le duele

No quiere hablar ya no come

To le duele to le duele.

Qué le pasa a mi Mameña

Los brazos pesados le duelen

To le duele to le duele

Las piernas cansadas le duelen

Si se muere mi Mameña

Cuando le hablo le duele

Sentadita donde está

To le duele to le duele

La taza de té en la mano

Se quedó ahí sentada

Mirando sin mirar na

tapaita hasta el cogote

¿Qué va a pasar con nosotros?

la taza de té en la mano mirando sin mirar na.

(Escena 5)

Le chuparon la sangre, la carne con los huesos

Los actores reparten los muebles por el espacio

Hasta el aire le chuparon

construyendo primero el límite exterior de la casa y

To le duele to le duele.

luego sus divisiones internas, las cuales son precarias,

El doctor la vino a ver

móviles, temporarias. Luego llenan la casa de objetos

el problema era el azúcar

que cumplen muchas funciones cotidianas al mismo

tanta azúcar que nos dio

tiempo, llamados “suples”.

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

tanta azúcar que guardó

45 Imagen 2: Construcción de la casa (ensayo).


Imagen 3: “suples” (altar botiquín, escalera portátil, trono, water-cajón).

(Parte 6)

Gloria: Y mi mami es demasiado blandita de

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

corazón ¿Por qué está ahí mi hermano y no lo

46

Mameña: Acá adentro vivo yo con mi marido y mi

puede sacar?¿Por qué no lo echa?¿Por qué no lo

hijo Sujito. Un poco más allá vive mi hija Estrella la

echa?

Chirley, y su nieta Grace.

Mameña: Ellos compran auto, equipo, frigideres,

Estrella: Los de acá adentro hacemos todo juntos

lavadoras grandes… Trabajan los cinco, todos, y

¿cierto mamita?

además se van donde la suegra, donde la mamá

Mameña:

Mi

segundo

hijo,

el

Erik,

está

de la Ruth, se van por semanas, entonces ¿cómo

independiente allá atrás. La familia del Erik son

no han tenido plata? Pero pa nosotros no tienen

cinco, él, su esposa la Ruth, y los tres hijos que son

plata, ni pal pan aportan. Las cosas son así, los

grandes, adultos.

nietos nunca me han dicho, abuela toma, ahí tenís.

Estrella: El Erik no saluda, su esposa, la Ruth, tampoco.

(Escena 11)

Gloria: Mi hermano es más separado, él es igual que una pared, él todo pa él no más.

Gloria: La Estrella vive allegada aquí hace como

Estrella: Los nietos no le hablan a mi mamá, se

veinte años, desde que se separó.

enojaron, ellos pasan no más.

Estrella: Yo me allegué a mi mami. A veces pienso

(...)

que si a mí me hubieran empujado más, quizás


hubiera salido de nuevo. Pero ya no. Si me voy

Erik: Bueno pero hay que compartir ¿o no?

ahora, sería igual no más, estaría más sola no más,

Mameña: Pásele no más el salero mijita.

más triste, las cosas no mejorarían, no siento deseos

Estrella: (Se pone de pie, le quita el salero a Gloria)

de cambiar esto. Yo hago la vida aquí tranquila, no

No po mamita, no se lo vamos a pasar na. ¿Así que

tengo obligaciones (...).

hay que compartir? ¿Y voh? ¿Voh ya no compartís

Mameña: Vive allegada aquí hace como veinte

con tu familia, tu mamita, tu papito, tus hermanas,

años, a veces me dice…

tus sobrinos? ¿Te acordai cuando te sentabai acá

Estrella: Mamá, es que no tengo marido.

en la mesa pa navidad? ¡Que tení ahí po Erik!

Mameña: Y yo le digo: hija, por qué tienes que

(...)

esperar a tener marido para ser alguien en la vida,

Estrella: (Al público) Me hubiera gustado decir

ella a todo le echa la culpa con eso, y qué quiere

too eso. Me hubiera encantado. Pero lo que pasó

que haga yo, si tiene a sus hijos grandes, adultos.

fue que el Erik entró a la casa con ese tremendo

Yo le digo que la mujer que está sola es porque

paquete blanco que olía como a carne, a chancho,

quiere estar sola.

a pollo, o a pavo, nos pidió el salero, con la pura cara, no dijo na, y nosotros se lo pasamos no más.

(Escena 12)

El Erik se fue a su pieza y nosotros nos pusimos a comer la sopa, bien callaitos.

Entra Erik por la entrada de la casa con un cambucho de papel grande, amarrado con una pita. Entra a la

(Escena 13)

cocina saca unos platos y tenedores sale de la cocina, todos miran el paquete atentamente.

Actor 1: El Lucho no habla. Y no es que no tenga

Erik: (tratando de sacar el salero de la mesa)

que decir. El Lucho aparece un día en la vida de la

Permiso

Mameña y no se separan más. Sabe que durante

Estrella: Bah, ¡y este está hablando ahora! (Gloria

mucho tiempo hizo lo que quiso y nadie le decía

toma el salero)

nada. Siente que su pasado lo condena, siente

Erik: Me tengo que llevar la sal.

que las borracheras, las escapadas, las peleas, las

Gloria: (Tomando el salero) Y pa onde

sacadas de cresta a su mujer y sus hijos le pesan.

Erik: Pa arriba po

Cuando nació el Sujito, con los ojos chinitos y la

Estrella: Que tení ahí (indica el cambucho)

cara redonda, la Mameña no lo supo querer. El

Erik: Que te importa

Lucho estaba en la botillería y el doctor lo mandó a

Mameña: ¿No van a comer acá en la mesa?

buscar para que conociera a su hijo recién nacido.

Erik: No. La Ruth se siente mal. Pásame la sal Gloria.

Cuando entró a la sala del hospital, el doctor le

Mameña: Ya hija pásele la sal no más.

pasó la guagua. Entonces el Lucho y el Sujito se

Gloria: Contéstale a la Estrella po. Que tení ahí.

quedaron mirando por mucho tiempo.

Erik: Chuta que son metías, uno no puede hacer

Actriz 1: Y ahí fue el milagro.

nada privao aquí, too lo preguntan.

Actor 1: Dicen que al Lucho, mirando a su guagua,

Chirley: Es que huele rico po tío.

le cambiaron los ojos, se le pasó la borrachera y no

Estrella: ¡Tu cállate Chirley! ¿Sabí qué? (prueba la

volvió a curarse más. Ese día tomó al Sujito entre

sopa) mmmm, a esta sopa también le falta sal.

sus brazos y no lo soltó nunca más. El Sujito hizo

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

carácter. No es eso. Tampoco es que no tenga nada

47


Imagen 4: Escenas cotidianas.

el milagro, el Sujito lo salvó. El Lucho no habla. Las

(Escena 23)

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

mujeres de la casa le pasan por encima, no porque

48

no lo quieran, pero sí porque no lo ven. Están tan

(Cumbia)

ocupadas en sus vidas y la de los demás, que no

Salí del huevito

lo ven. Pero él es una gran presencia, nadie lo

Seguí pajarita

mueve, nada lo perturba, un moai que contempla

Pegada a la pechuga

su mundo. Eso sí, cuando tiene que parar el carro,

De mi mami mamita

pega un solo ladrido y todos los demás se quedan

No sé lo que es sufrir

callados.

Los que salieron sí Muchos vecinos me decían

(Escena 20)

¿Cuándo te vai de la casa? Muchos vecinos me decían

Mientras hablan las mujeres se trenzan el pelo. Erik descansa sobre las piernas de su madre.

¿Cuándo te vai, cuándo te vai? Me entraba por aquí Me salía por allá

(Escena 22)

Todo se repite en la vida todo

Todos duermen, luz baja, Gloria sale de su pieza muy

todo es circular, todo es circular

lento. Sale al comedor, toma varias cosas y se las va

Todo se repite en la vida

colgando en el cuerpo: Una lámpara, una caja de

todo

madera, el televisor, una planta. Se acerca a la puerta

todo es circular, nada va a cambiar

lento. Estrella se despierta. Abre la puerta de su pieza,

Ahora le digo yo a mi hija

ve a Gloria.

Tení que surgir, tení que surgir


Pero ponle un poco de tu parte

Gloria: El José decía que no podíamos surgir

Te juiste a trabajar, basta de pechar

porque estábamos apretados. Pero me da rabia,

Le entraba por aquí

porque no aprovechamos cuando estuvimos aquí,

Le salía por allá

de ahorrar mucho más.

Junté mi platita

Mameña: Yo no tuve ninguna cosa bonita del José,

Volé de esa jaula

no, al contrario. El José no se despidió de mí, el

Toda mujer quiere

José agachaba la cabeza, igual que voh.

Tener su propia casa Pero es cuestión del hombre

(Escena 28)

Tener pa todo el mes Todo se repite en la vida

Los personajes bailan con Mameña, todos quieren

todo

bailar con ella, se la pelean, la Mameña habla

todo es circular, todo es circular (Escena 25)

mientras baila. Mameña: (en monólogo) Me dicen que tengo

Mameña: Un día, la Gloria se fue.

esa capacidad, si yo los hubiera echado tendría

Gloria: Es que ya estaba muy estrecha nuestra

mucha rabia, mucha rabia, estaría muy amargá en

casa.

la vida. Si mis hijos dejan la casa me sentiría más

Estrella: Así de un día pa otro, se fue.

desahogada, más tranquila, pongamos que no

Gloria: Es que nos estábamos apretando.

tengo dónde colgar ropa, ahora tendría, podría

Mameña: Pa callao se fue.

poner una terraza, dar vuelta la casa pa atrás, y

Gloria: Yo me había ido comprando de a poco

adelante arreglarlo con un jardincito, porque estoy

cosas, callaítos, y nos estábamos apretando,

muy estrecha. Mi pieza está estrecha, tengo que

teníamos que salir de ahí.

estar metida toda la vida ahí, en el mismo lugar, y

Mameña: Se fueron pa callao.

los demás igual, amontonados, amontonados, no

Gloria: Pero no hay día que yo no venga para acá.

luchan por su vida, no luchan por sí mismos. Me

Mameña: Se fueron. Se fueron pa callao.

dicen que tengo la culpa yo, porque no los eché.

Gloria: Yo vivo pasando pendiente, no puedo dejar

Yo siento que todos los que están en mi casa son

de venir.

aprovechadores de nosotros, porque ellos tienen

Mameña: (para sí) No me saludaban casi, como

cosas que no deben de comprar, no teniendo

retirándose, y yo sentí eso, lo sentí, lo sentí. Pero

dónde tener sus cosas. Zapatillas, televisores,

me faltó a mí racionar, que se hablara la cosa.

computadores, sillones, frigideres, equipos de

Gloria: A mí me daba plancha irme, o sea miedo.

música. Me dicen que tengo la culpa yo, porque no

Porque el Erik sufrió, la Estrella sufrió. Todos han

los eché. Es que yo no soy pa echar, no sé si hice un

sufrido estando lejos.

bien o un mal, no sé ¿qué es lo que hice? (silencio)

Mameña: Yo pienso que cuando ellos se empezaron

¿qué es lo que hice? Ellos nunca me preguntaron si

a irse empezaron a estar silencioooosos, cada uno

yo quería, nunca. No sé ¿qué es lo que hice?

en su pieza así, guardaban cositas, estaba ya la cosa hecha ya…

Lucho sienta a Mameña en la silla. Ella, cansada, cierra los ojos.

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

la culpa yo, porque no los eché. Es que me falta

49


Imagen 5: Cueca de la Mameña muerta.

(Escena 29)

Actriz 2: Y ahí es cuando el ruido vuelve como desde el fondo de la tierra hasta la casa. La casa se

Los actores describen con palabras las acciones que

empieza a mover pa los laos.

van representando de forma simultánea.

Actor 1: Primero más despacito y cada vez más

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

fuerte. Las cosas se empiezan a caer al suelo de a

50

Actriz 3: Suelta la taza de té que tiene en la mano,

una y se rompen.

la tasa se cae.

Actriz 4: El computador, el frigider, el macetero, el

Actor 2: No se rompe, pero suena fuerte. Suena en

jarro de jugo, la virgencita.

toa la tierra.

Actor 2: El techo retumba, y de un guaracazo

Actriz 3: Los hijos, los nietos, los bis nietos

escuchan como se cae el segundo piso, en el patio

escuchan el ruido y corren para ver lo que pasa.

de atrás.

Actriz 2: La Gloria lo oye desde su casa nueva, y

Actriz 3: La Estrella pega otro grito, pero apenas se

llega corriendo.

oye con el ruido que hacen los pedazos de techo

Actriz 3: Cuando la ven ahí, tan quieta, tan

que se caen al suelo.

callaíta… tan muerta, la Estrella pega un grito

Actriz 2: No saben si correr o quedarse quietos, si

largo y agudo.

salir o quedarse adentro.

Actor 1: El Lucho no dice nada y le saca los zapatos.

Actor 1: Otro golpe fuerte, es la pieza de la Mameña,

Actriz 4: La Chirley le toma la mano, el Sujito le da

las paredes caen hacia adentro y aplastan las dos

un besito.

camas. El polvo no los deja verse.

Actor 2: El Erik dice algo que nadie escucha y la

Actriz 4: La Grace se pone a llorar, eso sí se escucha,

Gloria se pone a llorar.

fuerte, muy fuerte.


Actor 1: El Lucho llega a ella a tientas y la toma en brazos para tranquilizarla y ¡paf! otro guaracazo, todo el techo de la pieza de la Estrella en el suelo, ya todos están gritando. Actriz 4: Menos el Erik que trata de sujetar a la Chirley pa que no entre a la pieza. Actor 2: De repente el movimiento se detiene (pausa) lo poco que queda de casa se aquieta. Actriz 2: Todos se quedan mirando cómo una nube grande de polvo blanco sube al cielo y se pierde en el infinito. Todos se quedan oyendo cómo un silencio enorme, absoluto, los inunda y vacía, al mismo tiempo. (Escena 30) Se oye la música mientras la Mameña se levanta y baila sola. (Cueca) Mi vida ya me duele el pensamiento Mi vida qué culpa tuviera yo Mi vida qué culpa tuviera yo Mi vida ya el dolor me superó Mi vida ya me duele el pensamiento Le chuparon la sangre Más no pudieran A llorar a otra parte Mi vida pobre Mameña Le chuparon la sangre Más no pudieran Pobre Mameña ay sí Como ella sola Te ganaste el respeto Mi vida por luchadora Ah muerto la Mameña Mi vida tan dulce y bella. FIN

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

Mi vida ya mi voz ya se oscurece

51


52 Aテ前 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013


A mis hermanos de

otra madre

La construcción cotidiana de la familia resulta ser esencial en la creación de lazos que nos definen, que nos unen y, a veces, aprietan.

Pertenezco a lo que se conoce como “familia

Esta realidad no surgió, en mi caso, de

tradicional”. Es tradicional ver a mi padre quedarse

consideraciones antropológicas de lo que “deba

dormido a los cinco minutos desde que prendió la

ser” entendido como familia, sino que surgió de

tele, mi madre sirviéndose la presa más chica, que

la construcción colectiva y cotidiana de sentir que

a la hija mayor la quieran de “mucho antes”, que

los que tienen mis apellidos estuvieron, están y

el del medio sea especial y que al menor –yo– le

estarán ahí. Sin embargo, esto no es restrictivo a

den poca atención y poca plata –es mentira, pero

otras realidades y construcciones colectivas de

nunca se sabe si los padres de uno leerán esto–.

pertenencia. Es más, en nuestro caso las avala. No es extraño ver en nuestras juntas familiares a los

Pertenezco a las familias de domingos tomando

amigos de los primos, de los tíos, a las parejas de

once en la casa de los abuelos, de vacaciones con

estos, con la misma natural confianza que cada

hermanos y primos, y de amistades que conocen a

integrante del grupo recibe y entrega.

toda la parentela.

* In-docente de filosofía. Fotógrafo desenfocado.

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

*Jaime Cárdenas G.

53


Pareciera ser que esta cotidianeidad es la que nos convenció, a mí y a mis hermanos de otra madre, de que la bolsa de té puede ser perfectamente compartida hasta tres veces y no porque escasease el peculio (tampoco sobraba), sino porque con estos pequeños detalles construimos lazos que hasta hoy nos definen, nos unen y a veces, aprietan. Sí, no es casual que creciéramos convencidos de que debíamos esperar dos horas después de comer para poder bañarnos en la piscina del abuelo, piscina de un metro por dos y setenta centímetros de profundidad. Fue en la familia donde surgió mi miedo y correspondiente llanto a los payasos y al cumpleaños feliz. Donde bailaba sólo si mi tío me daba cien pesos. Donde descubrí que a veces las madres abandonan a sus hijos y los padres asumen ambos roles. Estos pequeños espacios, tiempos y detalles son

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

los que me y nos definieron como familia. En

54

Pareciera ser que esta cotidianeidad es la que nos convenció, a mí y a mis hermanos de otra madre, de que la bolsa de té puede ser perfectamente compartida hasta tres veces y no porque escasease el peculio (tampoco sobraba), sino porque con estos pequeños detalles construimos lazos que hasta hoy nos definen, nos unen y a veces, aprietan.

nuestro caso coincidían los apellidos, los tíos y los abuelos. Enfatizo en señalar que no es restrictivo ni exclusivo de los lazos sanguíneos. La verdad es que, a pesar de no tener nuevos nacimientos en la familia, el barrio, el colegio, la universidad, los viajes y el trabajo han ayudado en el nacimiento de más hermanos de otra madre. Pues también en estos espacios hemos logrado construir eso que tradicionalmente se entendió como parte exclusiva de la “familia”, con otros sujetos que no tenían necesariamente el mismo apellido, pero con los cuales comenzamos a tejer lazos en común, que nos acercaron y lograron que sintiéramos que a esos grupos también pertenecíamos. En estas familias otras, ya no cobro por bailar – mamá si lees esto, no es lo que parece–, ya no lloro si me cantan el feliz cumpleaños (solo si no me traen regalos) y he descubierto padres y madres que son muy distintos a lo yo que solía entender


por tales roles tradicionales, pero excelentes al final del día. Ya no son las bolsas de té las que se estrujan para compartir, sino las cervezas, los apuntes de la prueba del miércoles, las poleras y los polerones, las pichangas, las ideas, los sueños, pero particularmente los pequeños espacios de tiempo, que con el pasar de los años cada vez escasean más, pero que por lo mismo tienen ese inolvidable sabor de las bolsas de té, compartidas con los primos en la mesa de la abuela. No entiendo a mi familia familiar desde los conceptos de la tradición y no entiendo a mi otra familia (de otros padres y madres) desde los procesos de desanclaje social de la (post) modernidad; solo los siento como mi familia. Creo entonces, que aquello que define a la familia, a su construcción, es solo el sentirte parte de. Es el sentir que esos ‘otros’ ahí estuvieron, están ahí y ahí estarán. Es aprender a querer esos lazos que aprietan, pero te definen, porque te pertenecen como elección y encuentro con otro distinto pero

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

igual.

55


56 Aテ前 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013


Durante cientos de años se ha celebrado a la Virgen del Carmen en el poblado de La Tirana, en la Región de Tarapacá. Hoy en día más de doscientas sociedades religiosas bailan durante diez días ante sus imágenes en un ritual católico en donde se da cita la gran diversidad que compone al norte de Chile, como también distintas clases sociales y jerarquías civiles y religiosas que expresan la relación de pertenencia e identificación entre los individuos y las múltiples identidades existentes en el norte grande, entre ellas las identidades de los grupos étnicos y otros colectivos barriales, gremiales y sociales. * Luis Campos Muñoz y Bosco González Jiménez Durante cientos de años se ha celebrado a la

como también distintas clases sociales y jerarquías

Virgen del Carmen en el poblado de La Tirana, en la

civiles y religiosas que expresan la relación de

Región de Tarapacá. Hoy en día más de doscientas

pertenencia e identificación entre los individuos

sociedades religiosas bailan durante diez días ante

y las múltiples identidades existentes en el norte

sus imágenes en un ritual católico en donde se da cita

grande, entre ellas las identidades de los grupos

la gran diversidad que compone al norte de Chile,

étnicos y otros colectivos barriales, gremiales

(1) Este artículo se enmarca en la ejecución del proyecto FONDECYT N° 1110878. Los altares de la Virgen de La Tirana. Iconografía religiosa en la Pampa del Tamarugal. * Luis Campos Muñoz es Doctor en Antropología. Universidad Academia de Humanismo Cristiano. Investigador Principal del Centro Interdisciplinario de Estudios Interculturales e Indígenas. ICIIS, Código del Proyecto: CONICYT/FONDAP/15110006. Bosco González Jiménez es sociólogo. Estudiante del Doctorado en Historia. Universidad de Chile. Investigador Ayudante del Centro Interdisciplinario de Estudios Interculturales e Indígenas. ICIIS, Código del Proyecto: CONICYT/FONDAP/15110006.

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

Ritos de rebelión y pertenencia cultural en la 1 Pampa del Tamarugal

57


y sociales. Si en un principio fue imposición a

Tirana. Esta cruz habría sido puesta por los Willcas

partir de la extirpación de idolatrías, el culto fue

(Comandantes Incas), que habrían ordenado el

paulatinamente siendo tomado por aquellos que

asesinato de la Ñusta Huillac, última heredera de

habían sido derrotados para convertirlo en los

la dinastía incaica, que en la zona del Tamarugal

que Max Gluckman ha denominado Rituales de

habría liderado un levantamiento anticolonial

Rebelión, es decir, la instauración de un tiempo y

durante la primera mitad del Siglo XVI. ¿Por qué los

de un espacio ritual en donde se puede subvertir

sacerdotes Incas y los miembros del movimiento

el orden establecido, imponiendo a partir del rito

anticolonial habrían asesinado a la líder, la gran

nuevas formas de relacionamiento en donde las

Ñusta Huillac?

jerarquías existentes no tiene mayor intervención. Estas formas, si bien no llegan a modificar el sistema

Lo que la historia cuenta, es que en el año 1535,

imperante, entregan posibilidades de orden de

Diego de Almagro habría salido desde el Cuzco

acción a futuro pudiendo llegar a convertirse

a “la conquista de Chile” con 500 españoles y

en nuevas estructuras sociales. ¿Cómo se fue

cerca de 10.000 soldados incas, en condición

gestando esta situación? ¿Se ha mantenido hasta

de esclavos, los cuales eran acompañados por

la actualidad como rito de rebelión? ¿Cuál es el

miembros de la dinastía incaica, entre los cuales

sentido de pertenencia que se desprende de esta

se encontraba Paullu Tupac Inca y Huillac Huma;

celebración? Esta es la historia que contaremos a

este último, se comenta, era acompañado por su

continuación.

hija, Huillac Ñusta, de cerca de 20 años de edad.

Del mito al rito.

También viajaban con ellos un grupo no menos

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

significativo de Willcas o Capitanes Incas. Huillac

58

Durante la primera mitad del Siglo XVI, en Tarapacá,

Huma habría huido de las huestes fracasadas de

Fray Antonio Rendón Sarmiento tenía por misión

Almagro hacia la zona de Charcas a fortalecer la

extirpar idolatrías e instalar la fe cristiana; se dice

rebelión impulsada por Manco II. A la altura de la

que en sus andanzas por la Pampa del Tamarugal

localidad de Pica, la Ñusta Huillac se habría fugado

habría encontrado una cruz sobre un montículo

también de las tropas de Almagro y, seguida por

hecho hacía poco tiempo. En esta misma posición,

soldados incaicos y un grupo de Willcas, se habrían

Rendón habría levantado una capilla en honor a

escondido en lo que actualmente conocemos

la Virgen del Carmen, lugar donde actualmente

como la Pampa del Tamarugal, en la Región de

estaría ubicada la actual Iglesia del Pueblo de La

Tarapacá, condenando a muerte a los cristianos y a los indios bautizados. En la obra de Cuneo Vidal

Se hará usufructo tanto del disciplinamiento de los cuerpos como de los procesos identitarios, resultando así el sincretismo religioso y el mestizaje cultural.

se dice que fue temida a 100 leguas a la redonda y que fue llamada la bella Tirana del Tamarugal. Uno de los españoles apresados fue Vasco de Almeida y dirigido hacia la Ñusta, le dijo pertenecer a un grupo de mineros que andaban en busca de “la mina del sol”, lugar que se identificaría posteriormente con el yacimiento de Huantajaya. Un grupo de ancianos decidió sentenciar a muerte a Vasco de Almeida, y se cuenta que la ejecución debía ocurrir


en cuatro lunas más, pero la Ñusta vaciló y decidió

Del ritual a la rebelión.

no ejecutar la sentencia del consejo de ancianos. El cautivo le había hablado de su fe, de su dios y el

Si bien en este caso terminó por imponerse el

amor habría nacido entre ellos. La Tirana más linda

culto cristiano por sobre el culto indígena, el

del Tamarugal pidió así a su enamorado que la

primer acto de rebelión consistió en llevar de

bautizase, y en el momento en que precisamente

contrabando, revestidos por el culto mariano,

la Ñusta Huillac era bautizada por su amado, una

muchos de los elementos de culto que el mundo

lluvia de flechas cayó sobre ellos y en su lecho

andino tenía antes de la llegada de los españoles.

de muerte pidió que se le enterrase al lado de su

La importancia de la danza en el rito religioso, el

amado y que sobre ellos se colocara una cruz.

culto a los antepasados, imágenes religiosas en su

El relato que aquí se expresa es parte de los

función de huacas indias y sobre todo el culto a la

antecedentes mitológicos e históricos de la fiesta

Pachamama, fueron en definitiva transportados al

de la Tirana del Tamarugal. Queda expuesto en

nuevo ritual sincrético. Asimismo, muchos de los

sus detalles que es una expresión discursiva

elementos culturales indígenas, sus ideas, valores

que responde a una necesidad de la formación

y pensamientos, fueron también reutilizados

colonial temprana relacionada con expulsar del

por la nueva conciencia mestiza. De esta manera

territorio andino los sistemas de pensamiento

pudieron sobrevivir los elementos indígenas en las

precolombinos e intentar instalar una formación

nuevas condiciones de explotación de las minas y

de pensamiento cristiana, con Jesucristo y la Virgen

de imposición del cristianismo, incluso vinculando

María en el centro gravitacional de la religión

la fiesta a otros rituales, también sincréticos de la

de los indígenas y la nueva sociedad mestiza

región, como la Virgen de Copacabana en Bolivia.

en emergencia. Esto no solo estaría vinculado

Así, la fiesta se mantendrá durante la etapa final de

con las necesidades de reproducción simbólica

la colonia y los primeros años de vida republicana.

enlazado fundamentalmente con la necesidad de

A mediados del Siglo XIX, cuando comienza a

disciplinamiento de los cuerpos y las conciencias

aparecer la explotación del salitre, la fiesta no

para el trabajo en las faenas mineras de las que

tiene la resonancia que tendrá en la actualidad.

se hará la economía colonial en Tarapacá, y con el

Dos cambios ocurridos en esa época marcarán la

surgimiento de una nueva identidad, la mestiza,

transformación definitiva desde el rito al ritual de

que pasaría a ser la preponderante en la región.

rebelión. El primero tiene que ver con la explotación a la cual serán sometidos los trabajadores de las

Tanto la experiencia extractivista de Huantajaya, y

salitreras, lo que impulsará, además, el nacimiento

lo que posteriormente se constituirá como el ciclo

de los primeros movimientos obreros organizados

de extracción salitrera que se extenderá desde las

en Chile. El segundo, es la presión de las autoridades

últimas dos décadas del Siglo XIX hasta la primera

civiles y religiosas por chilenizar y civilizar la

mitad del Siglo XX en la región, harán usufructo

Pampa del Tamarugal, por hacerla chilena, lo que

tanto del disciplinamiento de los cuerpos como

implicaba la erradicación, nuevamente, de los

de los procesos identitarios, resultando así el

cultos locales.

sincretismo religioso y el mestizaje cultural.

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

o ideológica del orden colonial; habría estado

59


antepasados. La peruanidad de esos territorios era innegable y en la fiesta, si bien disfrazados de un nuevo chilenismo, se mantendrán y se recrearán los antiguos bailes, con una Virgen que ahora se viste como Patrona del Ejército y de la Patria, pero que sigue siendo la antigua de ritualidad gestada en las minas de Huantajalla y por qué no decirlo, la misma Pachamama. Y al igual que en el caso anterior, estos procesos incidirán en la construcción de un Imagen 1: Cofradía boliviana en salitrera del cantón norte de Tarapacá, año aproximado 1905. (González, Sergio. Chungara, Revista de Antropología Chilena. Volumen 38, Nº 11. 2006. Páginas 35-49)

En el primer caso, las actividades de las sociedades religiosas vendrán a enmascarar un tipo de organización de base territorial vinculada a cada cantón salitrero y a barrios específicos de la ciudad de Iquique, los cuales tenían prohibido su funcionamiento como sindicatos o ligas obreras. Es el nacimiento de los cuerpos de baile, organizaciones locales, familiares y territoriales que, con la Virgen de La Tirana como excusa, podrán mantener viva su organización y la posibilidad de encontrarse a

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

lo largo del año con la finalidad de rendirle culto

60

a la Virgen. No obstante, lo que se manifestaba en realidad era la mantención de los lazos sociales de base, que se expresaban en la comunidad que se vivían en La Tirana y en la falta de control social oficial de la fiesta, lo que terminó por incidir en la construcción de sentidos de pertenencia en torno a las identidades obreras, como también en relación a la composición indígena y campesina de esos mismos trabajadores. En el segundo caso, la chilenización de la pampa les permitirá a los habitantes de Tarapacá y sus alrededores mantener su vinculación con un territorio usurpado por Chile en la Guerra del Pacífico, como también con las antiguas costumbres que habían conocido ellos y sus

sentido de pertenencia con una potente imagen de lo regional, rescatando quizás con mayor fuerza que en otro lugares de Chile sus identidades como iquiqueños, tarapaqueños y nortinos. El apelo por el reconocimiento estará presente en la primera mitad del Siglo XX y los bailes religiosos ejecutarán sus danzas no solo para sus propias imágenes, sino también para un público cada vez más numeroso que con su presencia comenzará a validar el ritual. De esta manera, y casi de contrabando, pudo sobrevivir la organización social en la Pampa del Tamarugal, disfrazados, trasvestidos de lo religioso, pero manifestando en su fiesta los anhelos de una vida comunitaria, de la


igualdad y la confraternidad, la que, de una u otra manera, se plasmará también en la construcción de las actuales identidades de Tarapacá. De la rebelión a la institucionalización. En los primeros años del Siglo XX, la fiesta era negada y hasta perseguida por las autoridades civiles y religiosas. Les recordaba el tiempo del Perú y los continuos excesos les parecían poco adecuados para la nueva nacionalidad que se hacía dueña de esos territorios, como también la base indígena que se quería erradicar. Pero en la medida en que los bailes se apropiaron de la fiesta y de la misma religiosidad, tanto la jerarquía eclesiástica como las autoridades domesticar la celebración. Por parte de la Iglesia se comenzarán a reconocer las manifestaciones de la religiosidad popular como formas adecuadas de culto y se avanzará en el proceso de catequesis y a través de él, del control del rito. Las autoridades civiles, por otro lado, comenzarán a administrar la fiesta, sobre todo a partir del decreto de Ley seca que se hará efectivo en los años 60. Hoy en día la fiesta es organizada por el episcopado de Iquique y por el Municipio de Pozo Almonte. Se venden patentes para los comerciantes y se cobra estacionamiento, constituyendo un importante ingreso para el municipio. La Iglesia recibe también cuantiosas donaciones que son destinadas para la mantención del santuario y el ejercicio pastoral. Se intenta por todos los medios controlar la festividad y adecuar, bajo estrictos parámetros, a los bailarines en aquellas cuestiones que las autoridades consideran pertinentes. No obstante, ante cada nueva normativa, lo bailes religiosos y los peregrinos en general, buscan

la manera a través de la cual pueden subvertir las reglas imperantes. Si bien el culto ha sido finalmente domesticado, como forma estructural está siempre abierto a las nuevas formas de rebelión que se puedan expresar a través de él. Lo que planteamos en definitiva es que en el Siglo XVI, a partir del mito reinterpretado, se comenzó a gestar una nueva forma estructural, la del rito, creada intencionalmente por los mecanismos de dominación cultural y con la finalidad de domesticar, de imponer formas culturales a la población. Pero como en muchos otros casos, estas mismas estructuras, a través de sus fisuras, de meandros, de sus intersticios, han permitido que no solo se reproduzca el sistema, sino que también se expresen en ella y de manera muy variada, los síntomas de la rebelión y junto con ello germinen sentidos de pertenencia al interior y al margen de la institucionalidad. La Fiesta de la Virgen del Carmen de La Tirana se sigue así recreando porque en definitiva ha sabido plasmar en su interior la gran diversidad de la región amparando distintos sentidos de pertenencia y de identidad cultural.

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

civiles se vieron en la necesidad de comenzar a

61


62 Aテ前 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013


La sociedad como marco para la constitución y/o

reformulación de identidad

En este ensayo se habla sobre cómo la identidad del individuo, algo que por lo general se asume como parte de lo privado y subjetivo, está también ligado a la sociedad y depende de su contexto para reafirmarse y rehacerse una y otra vez, llevándolo a adoptar códigos y normas que lo integren dentro de un grupo y al mismo tiempo lo confirmen como sujeto particular. Debido

a

diversas

razones

–entre

ellas,

asume como naturales y lo llevan a modificar de

principalmente a mi situación de extranjera

tanto en tanto su propia identidad para adaptarse

residiendo en México hace cinco años y a los diversos

a circunstancias particulares. Será entonces este

reordenamientos personales que han derivado de

concepto de identidad el que desarrollaré aquí, sin

ello– comencé a cuestionarme acerca de ciertas

pretender, eso sí, una definición general ni tratar de

dinámicas que ocurren al interior de la sociedad,

circunscribir el término a un área específica, pues

en específico sobre la existencia de un variado

sería acotarlo demasiado, sino más bien observar

número de códigos y normas que el individuo

su comportamiento y modificación en relación

* Nace en Santiago de Chile en 1981. Licenciada en Artes Plásticas Mención Pintura y Magíster en Artes Visuales de la Universidad de Chile (graduada en 2006). Ha expuesto individualmente en el Centro Cultural de España, Santiago de Chile, en 2006, en la Galería Die Ecke, Santiago de Chile, en 2007 y en la Universidad del Claustro de Sor Juana, México DF, en 2008. Entre sus exposiciones colectivas destacan Ninguno en 2005, en el Museo Histórico Militar, Cohortes 02 > 07, en el Museo de Arte Contemporáneo, y Ejercicios de Posibilidad en 2012, en la Galería Gabriela Mistral, las tres en Santiago de Chile; además de Maletas Migrantes en 2012 en el Museo Memoria y Tolerancia en el Distrito Federal, México. Actualmente vive en México, donde es profesora de asignatura del Departamento de Arte de la Universidad Iberoamericana y realiza una Maestría en Antropología Social en la misma entidad.

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

* Catalina Matthey Engländer

63


al contexto en el que se mueve, basándome en

el cambio de clase o el peso de mi apariencia física,

ciertos teóricos y principalmente en mi experiencia

lo que hacía que este tema de la identidad lo diera

personal, para intentar comprobar (u observar) esta

por sentado o, más aún, no me lo hubiese planteado

interrelación entre el medio social y la identidad del

nunca como algo modificable o discutible.

individuo.

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

Llegué a México hace ya casi cinco años y, luego

64

Yo nací y crecí en Santiago de Chile, en una familia de

del shock inicial, mi reacción fue la de intentar

clase media donde primaba el gusto por lo artístico

adaptarme de la mejor manera al nuevo entorno.

y la creación. La mayoría de mis parientes son

Comencé a observar costumbres, vestimentas,

artistas visuales, compositores, músicos, profesores,

posturas, y a tratar de integrarlas lo más posible a

antropólogos, o están relacionados de alguna forma

mi comportamiento. Veía, al menos en mi alrededor

con las humanidades y el contacto cercano con el

más próximo, que la mujer ocupaba una posición

otro. Por lo mismo, en mi ámbito cercano nunca

marcadamente diferente a la del hombre, que

hubo distinciones de clase ni de raza pues en la casa

sí había mayor distinción entre clases sociales (y

convivía gente de todo tipo y edad, lo que generó

preocupación de marcar tal diferencia) y que la

en mí gran interés y apertura hacia lo social. Estudié

apariencia era muy importante a la hora de juzgar y

artes visuales en la Universidad de Chile, lugar de

ser juzgado por el otro. Pronto tales dinámicas, que

gran pluralismo en todo sentido, trabajando luego

había comenzado a interiorizar sin cuestionármelo

como guía de exposiciones, profesora de arte en

demasiado, comenzaron a chocar con las mías

colegios, ayudante en universidades y asistente de

propias y a rebatir todo lo que tenía por supuesto

producción en museos, entre otros. No existía un

acerca de mí misma y mi relación con los demás. Mi

margen social o cultural por el que debiera guiarme,

papel dentro del nuevo contexto en que vivía, lo que

una línea que me indicara qué áreas o con qué gente

debía o no debía de hacer, la ropa que me gustaba

tratar en desmedro de otras, no me era necesario ni

usar, mi posición de mujer-amiga-novia-estudiante,

me interesaba, aunque en realidad no era que no

todo se abrió a posibilidades de respuesta diferentes

existieran márgenes sino que, como había vivido

a las acostumbradas que desestabilizaban mi

moviéndome entre ellos desde niña, ya los tenía

esquema de base. Sabía bien quién era y qué

interiorizados de tal forma que no era consciente

quería, pero ahora recibía otras señales que hacían

de su carácter limítrofe ni de su influencia sobre mí.

tambalear mis elecciones y preguntarme dos veces

Allá no me había tocado cuestionarme demasiado

si estaba en “lo correcto” o no.

El sujeto entonces es partícipe de la construcción de la identidad del otro y a la vez depende del referente externo para construir la suya.

El antropólogo Roberto Cardoso de Oliveira señala que la identidad es semejante a un papel, a un rol, pero no puede ser definida en términos absolutos, sino solo en relación con un sistema de identidades valorizadas según el contexto específico (Cardoso de Oliveira 2007: 60). La identidad depende entonces del vínculo que se establezca con el otro como entidad particular diferente a la propia o como sociedad, incluyendo sus normas y creencias específicas que


inevitablemente entran en contacto con las propias

de su desempeño cotidiano (Vázquez 2011: 2, 30).

y que, por ser cada uno diferente, varían según cada

En mi caso, fue esa interiorización –normalmente

conformación, repercutiendo de diversa manera

inconsciente o tomada como necesaria, gracias

sobre el individuo. Aquello puede extrapolarse

a que se genera dentro del ámbito habitual de la

también a la interacción entre individuo y sociedad

familia desde niño, y por ende considerada como

establecida por Émile Durkheim, sociólogo francés

natural u obvia– la que se puso en evidencia al

y uno de los padres fundadores de esta ciencia, en

contraponerse las pautas que poseía de Chile con

donde el individuo es tanto agente productor de las

las que se me presentaron en México. Al tener ante

influencias sociales como receptor pasivo de ellas,

mí una guía de funcionamiento diferente a la que

presentando una doble naturaleza en cuanto a su

daba por “normal”, por contraste tomé conocimiento

adhesión a la sociedad que incluye la obligación y

tanto de los patrones que ya había integrado como

también la edificación de ideales (Guiddens 2006:

de las nuevas posibilidades de modificarlos, por lo

136).

que todo mi sistema se tambaleó entre referencias conocidas y diferentes. Afectó obviamente la

El sujeto entonces es partícipe de la construcción de

concepción que tenía de mí misma, mi identidad,

la identidad del otro y a la vez depende del referente

en relación a cómo me veían los mexicanos a

externo para construir la suya. La suma de individuos

diferencia de los chilenos. En la medida en que me

conforma la sociedad, en la que permanecen las

fui relacionando con el nuevo entorno, siendo parte

características particulares de cada quien, pero

de las dinámicas que influían ahora en la producción

añadiéndose y adecuándose a ese conjunto al

de parámetros generales mexicanos, fui entonces

que pertenecen. Se vive en sociedad, por lo que es

comprendiendo sus principios, integrando los que

necesario asumir las dinámicas que imperan en ella,

me parecían relevantes para mi individualidad ya

dinámicas que construimos en parte con nuestra

constituida y dejando de lado los que la ponían en

suma inconsciente de particularidades y a las que

peligro o eran innecesarios desde mi personal punto

nos acoplamos luego de manera pactada para

de vista, resultando una mixtura entre la de mi país

poder funcionar coherentemente con el resto.

natal y la de mi lugar de residencia actual. Como ejemplo concreto, una situación que me llamó

Esta doble relación con lo social se puede ejemplificar

mucho la atención fue el uso de falda corta: en Chile

claramente en la postura que toma Durkheim ante

es muy común en verano, pero las primeras veces

la definición de hechos sociales, en donde establece

que me la puse en el DF me sentía tan observada

que a pesar de que la persona fabrique hasta cierto

y me decían tantas cosas que finalmente opté por

punto las normas, es luego la sociedad a través

no hacerlo, debido a un pudor que se generó acá

del estado la que se las impone como hechos

en este contexto y a que tomé consciencia de las

externos, que él asume e interioriza como parte

“costumbres” mexicanas citadinas, en que no era

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

Todo depende del referente frente al cual nos encontremos, del contexto en el que nos situemos, de la historia que construyamos acerca de nosotros mismos y nuestro pasado.

65


habitual ni bien visto que la mujer llevara minifaldas si no era en la playa. El sociólogo Stuart Hall declara que la identidad no es tan transparente o concreta como pensamos, que nunca está completa y siempre está en proceso (Hall 1990: 222). Todo depende del referente frente al cual nos encontremos, del contexto en el que nos situemos, de la historia que construyamos acerca de

Mi identidad se ve reforzada con el reconocimiento de la del otro: gracias a la verificación de sus características es que, por contraste, soy consciente de las mías.

nosotros mismos y nuestro pasado. Porque aunque provengamos de la misma tierra, cada quien puede apropiarse de los detalles y simbolismos que sean afines a su visión particular, aunque siempre dentro

su discrepancia para con él es tal que busca el suyo

de los márgenes que otorga la sociedad en la que

propio, por lo que sin desentenderse de aquel,

se encuentra. En mi caso, tal “metamorfosis” de la

primero lo complementa con su visión acerca de sus

identidad –que pudiera ser sutil si se vive siempre

raíces y rearma así su identidad.

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

en el mismo contexto, rodeado por el mismo tipo

66

de gente, implicando entonces variaciones mínimas

Cosa similar es la que me aconteció a mí –en un

de las que no es necesario tener mayor consciencia–

nivel de irrupción más bajo, claro está– al no encajar

se vio completamente expuesta ante reglas sociales

por completo dentro de las normas de la sociedad

tan diferentes, requiriendo una reformulación

mexicana. El grupo es el que determina las normas,

profunda que hizo que me cuestionara los nuevos

el que establece parámetros de valor y moral, y es

márgenes imperantes y mi posición frente a ellos. Si

en base al cual puedo determinar mi rol dentro de

no hubiese existido tal cambio brusco de contexto,

tal ámbito. Eso sí, para poder hacerlo es necesario

lo más probable es que hubiese asimilado las reglas

tener algún referente frente al cual postularme,

que existían sin cuestionar su conveniencia.

alguien. Recuerdo cómo desde el primer día fui clasificada como “güerita” (mujer de piel blanca,

Hall, como afro-caribeño nacido en Jamaica que

por lo general rubia y de ojos claros) y con ello

ha vivido toda su adultez en Inglaterra, se presenta

sobreestimada en diversos contextos hasta el punto

como una excepción a la regla, como el británico

de sentirme incómoda, como una vez que en la

que no posee la piel clara o el negro que no encaja

calle un hombre que vendía ropa usada, al querer

dentro del prototipo del salvaje de tribu africana,

probarme una blusa, me había dicho que en mi

lo que hace más patente su diferencia. En su caso,

caso no era necesario pues “como era güerita todo

el discurso de verdad que prevalece en la sociedad

me quedaba bien”. Mi identidad se ve reforzada

no es suficiente para definirlo a él, para definir su

con el reconocimiento de la del otro: gracias a

identidad. Hall señala que todo lo escribimos y lo

la verificación de sus características es que, por

hablamos desde un determinado lugar y tiempo,

contraste, soy consciente de las mías. Acá me sentía

desde una historia y una cultura específicas; lo que

más blanca y rubia que nunca, todo esto aunado a

decimos está siempre ‘en contexto’, posicionado

una connotación de clase alta inevitable.

(Hall 1990: 222). Él está ubicado en un ámbito, pero


Sin embargo, tal diferenciación lleva necesariamente

que derivó en un distanciamiento de los discursos

a una mayor autoconsciencia, a un mayor

dominantes en general para, desde mi percepción

entendimiento de los parámetros propios que

particular, tratar de concretar mi identidad personal.

posibilita observar las reglas del entorno con un

Todo se basa en interpretaciones que derivan de

poco más de objetividad, tasando y repensando los

vínculos establecidos, en códigos que la traducen

códigos antes de adoptarlos porque sí, definiendo

según su bagaje particular, modificándola o

un límite entre lo subjetivo-personal y lo objetivo-

reafirmándola en relación a los parámetros que

social que antes no estaba tan bien marcado y

prevalezcan en esa situación. Por eso la identidad es

que permite una mayor libertad y elección de

tan voluble a pesar de que pertenezca a cada quien:

movimientos. Así, la identidad tiende más a lo

porque se valida en contacto con los demás.

propio que a lo social, o al menos está constituida por un mayor número de elementos aceptados

Bibliografía:

conscientemente. Hall habla de que la identidad es un tema de “hacerse” tanto como de “ser” (Hall

- Benoist, Jean-Marie. La identidad. Seminario

1990: 225), estableciendo así la existencia de una

interdisciplinario dirigido por Claude Lévi-Strauss,

identidad de base, aquella que nos es dada desde

profesor del Collège de France, 1974-1975. Ediciones

nuestro nacimiento por el contexto, la familia,

Petrel, Barcelona, 1981.

las costumbres, la genética, y que nos determina

- Cardoso de Oliveira, Roberto. Etnicidad y estructura

en gran parte, y también de aquella otra formada

social. 1ª edición en Clásicos y Contemporáneos

luego sobre el apoyo de la primera gracias a nuevas

en Antropología. CIESAS, Universidad Autónoma

experiencias, contextos y relaciones, en donde

Metropolitana,

ambas son componentes necesarios de nuestra

México, 2007.

identidad total, aunque la proporción de una y otra

- Foucault, Michel. Vigilar y castigar. Nacimiento

varíe en cada caso.

de la prisión. 35ª edición. Siglo Veintiuno Editores,

Iberoamericana;

Madrid, 2008. En mi caso, debido al nuevo sistema mexicano en el

- Foucault, Michel. Yo, Pierre Rivière, habiendo

que me inserté, fui colocada primeramente dentro

degollado a mi madre, a mi hermana y a mi

del encasillado de “mujer-blanca-fresa(cuica)-que

hermano... 1ª edición. Tusquets Editores México, S.A.

no estudia y sí cuida la casa y al marido-que no debe

de C.V., México, 2010.

salir sola-que sus principales ‘pasatiempos’ son ir al

- Guiddens, Anthony. El capitalismo y la moderna

salón a hacerse la manicure e ir de compras”, el cual

teoría social. Idea Books, S.A., Barcelona, 2006.

como no se ajustaba para nada a mi concepción

- Hall, Stuart. Cultural Identity and Diaspora. Artículo

particular me llevó a cuestionar tales catalogaciones,

editado por Jonathan Rutherford y publicado por

analizarlas desde fuera y decidir qué ubicación

Lawrence and Wishart, Londres, 1990.

tomar yo frente a las normas externas. También

- Vázquez Gutiérrez, Juan Pablo. La concepción de

me condujo a una redefinición de identidad, a un

hecho social en Durkheim. De la realidad material al

nuevo colocamiento de mi persona en el mundo,

mundo de las representaciones colectivas. Borrador

más allá de la sociedad mexicana o la chilena,

no publicado, México, 2011.

debido a una toma de postura interna provocada sí por las disparidades de la sociedad mexicana, pero

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

Universidad

67


68 Aテ前 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013


La vida misma es escoger Cuando uno escoge lo que le fascina, la vida duele menos… esta sentencia resume la mezcla de mi vida y el circo. Mi familia, mi madre y mi padrastro han sido un

Ahora, en esta etapa de mi vida, estoy con los

núcleo hermoso en el cual conviví muchos años;

que de cierta manera comparten muchos de mis

desde que nací hasta hace poco tiempo atrás,

intereses, y ensayo para seguir haciendo familia con

fueron ellos quienes me trasmitieron lo que soy y

quienes alguna vez quiera compartir el tiempo que

quiero ser.

me queda.

En la vida se me han dado las posibilidades de

Tener una identidad circense va reduciendo y a la vez

elegir con quién estar y compartir. Se trata de

condicionando mis intereses y con quiénes estoy y

una decisión que compromete la vida entera, y

comparto mi vida; desde el gusto por lo artístico

más aún si la tomamos con la responsabilidad

hasta mis ideales sociales. Tengo una nueva familia,

de buscar con quiénes queremos compartir ojalá

la circense. Junto a los amigos con quienes practico

el resto de la vida. Siempre he pensado que los

circo decidimos vivir juntos, tener en el patio una

rompimientos familiares y las desuniones se deben

estructura con una tela, un trapecio, una caja llena

a que no tenemos claro lo que somos y queremos.

de juguetes de malabares. Nos hace sentir como

Por ende, teniendo claro esto, en la vorágine de la

niños en un jardín rodeados de todo para jugar. Uno

vida me encuentro con quienes de cierta manera

se siente a gusto, y eso es hacer familia; con todo

comparten algunas ideas parecidas sobre la familia.

para disfrutar, conversar de gustos, proyectos, fines,

Naturalmente, uno decide estar con unos o con otros

que cada uno esté en la misma frecuencia.

porque son los que nuevamente nos hacen sentir en casa. Cuando compartimos algo en común, los

La convivencia doméstica ha sido un gran tema en

otros detalles, los domésticos o de convivencia, son

esta familia circense, pero ha sido llevadero por dos

siempre superables; estamos con quienes amamos,

detalles hermosos: por un lado, nuestro gusto por

con los que decidimos estar, no con quienes nos

el circo y por lo que este nos trasmite, y por otro

tocó vivir.

lado, el hecho de que la práctica circense ha de ser

* Contador por única opción en tiempos difíciles, estudiante de pedagogía en religión, artista circense por equivocación, monitor de circo y gestor cultural por pasión, escritor de patúo y un apasionado de la belleza de la naturaleza. Convencido de luchar por la justicia y no por la igualdad, he tomado la bandera de ser indignado y codificar mi vida en esta sentencia. Disfruto de momentos intensamente, a mis 33 años he disfrutado a concho unos cuantos, no todos, algunos de esos años han sido botados a la basura. Vivo en Cerrillos, me siento maipucino, trabajo enseñando circo y apoyando el trabajo de pastoral en el movimiento juvenil llamado MIT (Movimiento Institución Teresiana).

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

* Andrés Felipe Salas Viera

69


en grupo, en comunidad, apiñados; no lo puedes

perdemos a alguien querido, o cuando a ratos las

hacer solo. Es por eso que deseamos y queremos

“lucas” no alcanzan bien para fin de mes y tenemos

compartir con otros.

que recurrir a algunos trucos de malabares para poder comer. Ahí se siente la vida a concho, con

Conocer el circo, su forma de hablar, vestir, peinarse,

dolor y estrés, pero cuyas precariedades vienen con

expresar con el cuerpo, con una mirada y con

el gusto de despertar y decir “iré a trabajar y no a la

una nariz pequeña ha sido una aventura más que

pega”; volver a tu casa y decir que te fue espectacular

desafiante y arriesgada. Esta es la familia que escogí,

porque escogiste lo que amas y no lo que te tocó.

en el filo de un cuchillo y la cuerda floja, volando en un trapecio, danzando en una tela, esperando

Decidirse a elegir una familia no tan convencional

las manos de mi compañero en el momento exacto

como las que he visto y como la que me tocó

cuando me lanzo al vacío, una maleta llena de

disfrutar con mi madre y padrastro, es realmente un

juguetes para volver a ser niño, lanzando al aire, al

salto al vacío, un salto a lo desconocido, que puede

mismo tiempo, éxtasis y riesgo.

o no funcionar. Los códigos de convivencia –quién saca la basura, qué día poner bolsa a los basureros,

Entre la gran variedad de formas que ofrece el circo,

quién limpia la cocina, el baño, el patio, no dejar

distinguirse con una sigue siendo una aventura.

tiradas las cosas en los sillones, que es un lugar

Lanzarse al vacío y optar: entre el tradicional, el

compartido, ¡uff!– son un desgaste. Sin contar con

nuevo circo, el circo contemporáneo y el circo social.

que a fin de mes se debe pagar cuentas, ir a comprar

El último ha sido mi cable de vida en las alturas,

la mercadería para el mes, pagar el arriendo, comprar

colgado de un trapecio.

gas, etcétera. Agreguemos que a muchos les cuesta

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

lavar, planchar, cocinar, ir a comprar pan para tomar

70

Los valores que a regañadientes asumiste de tus

desayuno y once. Es un lugar compartido, donde lo

padres, condicionan tus opciones futuras. Transitando

cotidiano y particular debe quedar claro para vivir

por los caminos de la amnesia, uno sopla el polvo

un poco más feliz, desde dejar cerrado hasta que no

que cubre los recuerdos y quedan al descubierto

se puede fumar dentro de la casa y menos tomar

las actitudes sociales, la ayuda a los vecinos, que

alcohol, a menos que sea algún evento (carrete)

tu madre decida no comer por darte de comer a ti,

especial y todos estemos de acuerdo.

el esfuerzo por trabajar horas extras y comprar el uniforme para el colegio y tenerte almuerzo para

Creo y pienso que todos en la vida de una u otra

después de clases. Cada una de esas acciones me

forma deberíamos experimentar esta forma de

tienen aquí comprometido con una nueva familia,

familia, porque es como el ensayo real para la futura

la del circo social, que se diferencia del circo

o podría terminar siendo la definitiva. Sí estoy seguro

tradicional solo en la forma de hacer: los no puedo

de que es un buen ensayo para una sociedad futura,

los cambiamos por intento y los pequeños logros son

tolerar al otro, desde el amor al otro. Cuando uno

grandes triunfos.

practica circo pasa algo hermoso, uno se descubre completamente, con todas las capacidades que uno

Esta opción ha sido un hermoso bálsamo. Sigue

posee y que está por desarrollar; el circo hace tener

habiendo dolor, pero más suave. La vida duele y

esa mirada, comprender que todos somos seres

no dejará de doler jamás cuando, por ejemplo,

humanos inmensos en capacidades y que estamos


en el mundo para desarrollarlas completamente.

que tiene sentido, que tiene consistencia, donde el

Somos seres humanos con capacidades abismantes,

que nos rodea es tan importante como uno, porque

que no se desarrollan individualmente, sino siempre

jamás usaremos a este mundo para servirnos de él

con otros. Con otros uno descubre qué es y a qué

sino que todos cuidaremos del mundo porque nos

debe apuntar, se descubre como un ser incompleto,

ayudamos recíprocamente.

y busca y crece constantemente. El circo enseña a no tener un saber artístico acabado, porque

Desde mi ventana, mi balcón, desde la altura del

siempre uno progresa y avanza; cada vez que uno

trapecio, logro mirar solo cabezas y sombreros

hace algo nuevo se descubre como un ser humano

y uno que otro perfil. Nuestra sociedad, en su

en constante desarrollo. Pero no estando solo, en

caminar, en su comportamiento profundo, miran

individual, porque en comunidad, en familia, se

el suelo ensimismados en sus pensamientos y

logra visualizar lo que falta en uno.

futuros, cómo pagar la universidad, el dividendo de

Esto no quiere decir que mi opción de vida, la de

la ropa con la que andan y hasta el shampoo que

vivir en familia con amigos desde mis gustos sea lo

está en sus baños. Esos pensamientos embargan a

más fácil. Aunque se vea entretenido, es difícil vivir

los cabizbajos. Frente a los que miran el horizonte

con otros cuando uno está acostumbrado a llegar

sin pensamientos estresantes en sus cabezas, no

a casa y tener comida caliente, porque cuando uno

hay mall que los deprima porque realmente no

quiere solo descansar, espera llegar a casa para solo

necesitan cosas para vivir, viven con lo justo, no en

dormir sin hambre. Pero entonces ves que no hay

abundancia. Vivir en una familia donde no se exige

pan porque olvidaste encargarlo, tienes que hacerte

el celular de último modelo es un desencadenarse

un par de huevos, y hacer aseo porque tu casa es un

de cosas y vivir plenamente en función de lo que

montón de desorden, y es entonces cuando anhelas

debe ser la realidad; descubrirse y desarrollarse

tu familia anterior, con todo hecho. Pero la mayor

personalmente.

satisfacción de cocinar es que al principio te queda un poco pasado de sal, y descubres las proporciones

Ninguna promesa electoral, en su calendario

errando y comiendo muchas veces comidas pasadas

abultado de propagandas, da la oferta real de

de aliño; eso es lo sabroso de vivir con otros, esperar

descubrirme y desarrollarme, sino bonos, plata, más

a los otros con todo hecho, que el otro descanse al

bonos y más plata, y de vez en cuando un chocman

igual que tú; eso es lo que da sabor a la vida.

con un subsidio.

Yo creo que a diferencia de otros grupos de amigos

Julio Rebolledo, historiador de circo, decano de la

que hacen circo y viven juntos, las compañías cuyo

facultad de artes circenses en México, decía: “la gran

horizonte ha sido el circo social se diferencian

diferencia de los jóvenes que hacen circo hoy es que

en estilos de vida compartidos y con sentido de

ellos escogieron el circo sin tener una familia circense.

educación, y en creer que el circo es la herramienta

Las familias circenses heredan el oficio y nunca

que puede trasformar el entorno donde uno vive y

sabremos si es lo que realmente quisieron para su vida

con quienes comparte este modo de ser. De todos

o es lo que les tocó. En cambio los jóvenes de hoy se

los que conozco que hacen circo, adoptan una

arriesgan a vivir esta vida creando nuevas familias de

forma de ser que provoca sentirse parte de algo

lo que aman y no de lo que heredan.”

AÑO 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

la casa, me podré comprar el auto último modelo,

71


72 Aテ前 3/ NUMERO 13/ MARZO 2013

Mala Junta. Familia, comunidad y pertenencia  
Mala Junta. Familia, comunidad y pertenencia  

Año 3 - Número 13 - Marzo 2013

Advertisement