Page 1

BENEMÉRITA ESCUELA NORMAL ¨MANUEL ÁVILA CAMACHO¨ Licenciatura en Educación Preescolar Prácticas Sociales del Lenguaje

“Enseñar a comprender nuestro sistema de escritura” Mtro. José Antonio Jasso Lugo Perla Rubí Scherrer Pech

PERLA RUBI SCHERRER PECH


Enseñar a comprender nuestro sistema de escritura Gloria Rincón B. El proceso de construcción del sistema de escritura en los niños, no había sido visible, entre otras, por estas razones que manifiesta Ana Teberosky: Dos (prejuicios)… nos impidieron que, hasta no hace mucho tiempo, pudiéramos ver las cosas de otra manera… En primer lugar, fue necesario superar la idea de que la escritura y la lectura eran exclusivamente materias escolares, para preguntarse que saben los niños antes de que se les enseñe a escribir en la escuela. En segundo lugar, fue necesario disociar el conocimiento sobre el lenguaje escrito de habilidad para leer y escribir, para averiguar cuán “letrados” eran los niños aún antes de ser “alfabetizados”. Taberosky (1992: 57) Al concebir a los niños como sujetos activos que construyen conocimientos a través de sus acciones sobre los objetos del mundo y en la confrontación de los resultados de estas acciones con sus propios conceptos y explicaciones así como con las ideas de otros, se fue comprendiendo que también ante el sistema de escritura como objeto social, los niños intentan hipótesis y las ponen a prueba con el propósito de leer y escribir cuando estas prácticas les interesan, así no hayan iniciado la escolaridad. Frente a la escritura como objeto cultural, el niño primero interactúa empíricamente, tanto con los objetos portadores de texto, como con las letras impresas. En estas interacciones va construyendo conocimiento acerca de ese objeto. Pero esa interacción no es directa: está orientada por hipótesis a través de las cuales los niños buscan relaciones entre la escritura y lo que ella representa, desde el momento en que la escritura se concibe como diferente del dibujo y como sustituto, está en lugar de otra cosa, es un signo. Leer no es descifrar, sino construir sentido a partir de signos gráficos y de los esquemas de pensamiento del lector Escribir no es copiar, sino producir sentido por medio de los signos gráficos y de los esquemas de pensamiento de quien escribe La lectura y la escritura no se restringen al espacio escolar PERLA RUBI SCHERRER PECH


Durante el proceso de construcción del sistema de escritura, pueden distinguirse tres grandes periodos, en el interior de los cuales caben múltiples subdivisiones (cfr. Ferreiro, 1988): A) Distinción icónico/no-icónico. Inicialmente, los niños consideran la escritura como un objeto más que encuentran en el mundo. Más adelante, antes de los cuatro años, empiezan a concebir la escritura como un objeto sustituto de otro objeto externo a ella. El problema que los niños plantean es comprender aquello que la escritura sustituye. Tratando de comprenderlo, “el niño intenta establecer las distinciones entre dibujo y escritura y, paralelamente, entre imagen y dibujo” (Ferreiro, 1979:333) La escritura que los niños pueden producir en esta etapa está constituida por signos gráficos, que tienen rasgos inequívocos de la escritura convencional, y aún por grafías convencionales, aprendidas porque alguien se las ha enseñado, o porque algunos textos le han impactado. En esta época, para el niño la escritura –lo mimos que el dibujo– expresaría el contenido de un mensaje (su significado) y no se relacionaría con su forma sonora (significante). La primera manifestación explícita de la distinción entre imagen y texto es la supresión sistemática de los artículos cuando los niños se refieren al contenido de un texto; mientras que, cuando se refieren a la imagen, los conservan.

B) Construcción de formas de diferenciación. Establecida la diferencia entre dibujo y escritura los niños comienzan a considerar algunas propiedades de la escritura misma. La primera es en relación con la cantidad de grafías. La segunda propiedad que los niños exigen para que un texto pueda ser leído es la de variedad de grafías.

C) La fonetización de la escritura. La hipótesis silábica: inicialmente, hacen una correspondencia entre la duración de la emisión y la palabra escrita (comienzan a decir la palabra, señalando la primera letra, y terminan de pronunciar cuando se acaba la

PERLA RUBI SCHERRER PECH


serie de letras), posteriormente, van estableciendo correspondencias entre partes de lo oral y partes de lo escrito. Es un error pensar que un texto escrito puede ser exactamente la representación de la palabra (oral): contrario a lo que la gente cree, uno jamás escribe como habla; uno escribe como los otros escriben. Cuando uno escribe se da cuenta de que usa un cierto lenguaje que no es el mismo que el lenguaje hablado, y que tiene sus reglas, sus usos y su importancia propia (Gómez Palacios, 1987:87) Se puede y se debe enseñar a comprender y a producir textos desde los primeros años de la escolaridad y en este marco incidir en la construcción del sistema de escritura, superando así la tradicional separación entre “alfabetización en sentido escrito” y “alfabetización en sentido amplio”.

PERLA RUBI SCHERRER PECH

Enseñar a comprender nuestro sistema de escritura  
Enseñar a comprender nuestro sistema de escritura  
Advertisement