Page 16

¿Qué alegrías  y  desasosiegos  te  ha  aportado  este  Ángel?   Alegrías  me  ha  aportado  miles.  Desde  comentarios  de  ánimo,  de  gente  que  me  dice  que  le  ha  encantado,  que  se  ha  enamorado  de  esta  saga  y  que no puede parar de leer, hasta llegar a entablar  amistad  con  gente  de  media  España  y  parte  del  extranjero.  Gracias  a  El  Ángel  de  la  Destrucción  he  conocido  a  gente  maravillosa  que  ahora  forma  parte  de  mi  lista  de  amigos,  gente  que  incluso  ha  venido a verme a mi casa y me ha dado una alegría  de  las  gordas,  gordas.  Mi  particular  Ángel  ha  sido  una especie de bendición en mi vida, porque me ha  ayudado  a  pasar  malos  ratos  y  me  ha  ayudado  a  superarme.  Desasosiegos también han habido muchos, y puede  que  el  principal  sea  el  escaso  apoyo  que  he  encontrado por parte de las editoriales. Este mundo  es  muy  difícil  y  los  escritores  noveles  nos  topamos  con multitud de obstáculos. Pero seguiré aplicando  ese lema que tengo en la vida: «RENDISE, JAMÁS».    Por  supuesto  que  sí,  Mercedes.  Ya  que  hablas  de  los  lectores  y  de  su  apoyo:  ¿Alguna  anécdota  durante  el  proceso  de  escritura  o  las  presentaciones  que  quieras  compartir  con  los  lectores?  Anécdotas  tengo  miles.  Desde  que  mi  marido  se  pensaba  que  estaba  chateando  con  alguien  en  internet  cuando  en  realidad  estaba  escribiendo  el  libro, a las veces que he montado y desmontado un  capítulo.  En  las  presentaciones  he  tenido  de  todo  un  poco.  Desde  gente  llorando  cuando  he  contado  cómo  nació  esta  historia  para  ver  luego  cómo  se  reían con mis comentarios. Si tuviera que resumirlo  en  pocas  palabras  diría  que  me  lo  he  pasado  en  grande con esta aventura.    ¿Qué significa para ti escribir?  Para mi escribir es como una droga. Verás, terminé  La Princesa de Luz el 23 de Abril y dije que me iba a  tomar  un  descanso  porque  en  dos  años  he  escrito  cinco  libros.  ¿Dije  descanso?  Pues  ahora  mismo  tengo  en  una  libreta  tres  proyectos  abiertos.  Uno  para  presentar  en  un  concurso,  otro  que  estoy  haciendo  a  medias  con  mi  amiga  escritora  Tamara  Carmona Sánchez y el principio de una saga que, si  sale como quiero, van a  ser de cinco a  siete libros.  Lo dicho, soy una drogadicta adicta a la escritura.     ¿Y escribir romántica? ¿Qué te aporta este género?  Escribir  romántica  para  mí  es  una  especie  de  liberación.  Seamos  realistas  por  un  momento.  Las  mujeres  luchamos  por  el  feminismo,  por  nuestros 

RománTica'S 16

derechos y por todo eso, pero en el fondo, por muy  fuertes  que  queramos  ser  o  aparentar  (y  me  meto  en  ese  saco), nos  gusta  tener  a  nuestro  lado  a una  pareja que nos mime, nos cuide, nos apoye, nos dé  aliento  y  sosiego  (y  un  buen  revolcón,  todo  sea  dicho de paso). Bien, muchas de esas cosas quedan  reflejadas en una novela romántica. Y eso es lo que  me aporta. Soñar, reír, volar, llorar, enamorarme (lo  cierto  es  que  estoy  perdidamente  enamorada  de  Chris,  Daniel  y  Arestes,  jijiji)  gritar,  enfadarme,  emocionarme,  excitarme  y  mil  millones  de  cosas  más.    ¿Te  veremos  inmiscuida  en  géneros  distintos?  ¿Cuáles son tus próximos proyectos?  Probablemente  sí.  Veréis,  tengo  en  mente  (ni  siquiera  está  plasmado  todavía  en  un  borrador)  un  proyecto  muy  personal  y  duro  de  escribir  que  llevaría  por  título,  si  todo  va  bien,  Sueños  Rotos.  Una  historia  real  y  muy  dura,  como  la  vida  misma,  que  sé  que  me  costará  un  enorme  esfuerzo  psicológico  escribir  porque  es  algo  muy  íntimo  y  personal.  Pero  aunque  me  meta  en  otros  géneros,  el primero de todos siempre será el romántico.     ¿Cuáles  son  tus  escritores  predilectos,  aquellos  que te inspiran?  Buff,  escritores  predilectos  tengo  muchos.  Veréis,  normalmente  lo  que  me  gustan  son  libros  en  concreto,  pero  tengo  que  reconocer  que  hay  algunos  escritores  a  los  que  sigo  con  pasión.  Entre  ellos, Encarnación Alcalde Brotos (autora de Lo que  el  Corazón  Esconde)  Liah  S.  Queipo  (autora  de  la  saga  Lealtad),  Lena  Valenti  (no  creo  que  haga  falta  que os diga de qué saga es autora, ¿no?, jjiji) Megan  Maxwell,  Olivia  Ardey  y  gente  prácticamente  desconocida en este mundo pero que me apasiona  cómo  escriben.  Eso  sí,  trato  de  seguir  a  gente  de  este  país,  porque  tenemos  un  talento  por  ahí  escondido  increíble  y  al  que  hay  que  apoyar  como  sea.     ¿Qué opinas de la publicación en digital?  A ver, yo soy de las que se meten en una librería y  se  puede  pasar  horas  y  horas  perdidas  entre  las  estanterías.  Reconozco  que  la  edición  digital  se  va  abriendo  camino  poco  a  poco,  pero  a  mí  me  gusta  coger  un  libro,  abrirlo,  pasar  sus  hojas  como  si  me  susurraran,  darle  la  vuelta,  leer  la  contraportada  y  acabar  pagándolo  en  el  mostrador.  Para  que  os  hagáis una idea, en mi casa tengo un ejemplar de El  Mercader de Venecia, con las tapas en piel roja y las  letras  en  dorado.  Un  libro  que  cuando  necesito  inspiración,  lo  cojo,  lo  abrazo,  lo  huelo  mientras 

Profile for Revista RománTica'S

RomanTica'S - 018  

RománTica'S, tu revista de novela romántica.

RomanTica'S - 018  

RománTica'S, tu revista de novela romántica.

Advertisement