Soy Golfista No. 120

Page 1

soygolfista.com.co 30.11.2021 año 11

120 GOLFISTA

SOY

CRÓNICA DE UN

CONTAGIO POR DARÍO RESTREPO VÉLEZ




[

CORREO

]

Escríbanos Dénos su opinión o sugiera artículos para que hagan parte de nuestras próximas ediciones.

Queremos saber de usted. Envíenos sus comentarios, experiencias, anécdotas, consejos, tips, críticas, felicitaciones y sugerencias aquí. O mándenos un correo a: info@soygolfista.com.co Encuéntrenos como @soygolfista y contáctenos en las siguientes redes sociales:

[

4

Facebook

Twitter

Instagram

]


[

CORREO

Señores Soy Golfista

]

Me informan que Soy Golfista no se encuentra en forma impresa. Que decepción. No han estudiado la posibilidad?

Muy bueno el ingreso de la Tata Castro al consejo de redacción. A ver si le paran mas bolas a la opinión de las damas.

Juan Carlos Holguín S. R/SG: Si claro, por eso es que no podemos.

Gloria Congote de Sierra

---------------------------------------------

---------------------------------------------

No es que nadie conteste en Colombia, es que no les interesa lo que les ofreces.

A mi me gusta que la revista polemice. El estilo de ustedes me gusta al servicio de todos los temas. No paren.

Patricia Campo

Salvador De la Cruz R/SG: Gracias sinceras

---------------------------------------------

--------------------------------------------Rodrigo, Buena esta edición! saludos Camilo Sánchez C. ---------------------------------------------

[

5

]


GOLFISTA

SOY

DIRECCIÓN GENERAL Cel. 310 243 6920

Handicap Promedio

14

EDITOR GENERAL

Rodrigo J. Camargo

CONSEJO EDITORIAL

Rodrigo Camargo María Teresa Castro Darío Restrepo

DIRECTORA COMERCIAL

info@soygolfista.com.co

Katherin Whiler katherinwhiler@gmail.com

DISEÑO GRÁFICO

Juan Camilo Osman

ASESOR DIGITAL ASESOR DE GOLF

Santiago Camargo Diego Rivera

DEPARTAMENTO DE PRENSA EDITOR DEL PODCAST EN ESTUDIO CORRESPONSAL EEUU CORRESPONSAL FRANCIA

120

Carlos Cortés A. Carlos Herrera C. Mateo Camargo Juan Antonio Wills Margarita Quillet [

6

]


12 OPINIÓN Los híbridos. Ni fú ni fá.

PORTADA

24

Crónica de un Contagio

22 EL SWING DE LA TATA Izquierda, derecha o centro

38 CONSEJO Terreno inclinado [

7

]


[

EDITORIAL

]

5 años de paz [

8

]


[

EDITORIAL

]

Me siento moderadamente contento. Siempre fuimos advertidos de que no sería una paz automática a su firma, siempre se tuvo la convicción de que sería un proceso lento y mas con un gobierno adverso que hasta ahora, comienza sus pasos de colaboración.

él, desde sus inicios a escondidas, hasta la salida a la luz final. La oposición, hoy gobierno, mucho aportó. Logró perfeccionar los acuerdos para que los mismos no fueran un canto a la impunidad. El famoso NO ayudó a que se corrigiera y se perfeccionara el proceso.

Cuanta guerra se acabó. Cuantas balas quedaron envainadas. Cuantos niños, mujeres y hombres salvaron su vida y se plegaron a una nueva Colombia que, poco a poco, recupera su horizonte, forja su futuro.

Pero todos colombianos. Todos mas tranquilos, estamos llegando al final, allá lejos se ve la terminación total del conflicto y, a pesar de las desavenencias, volverá Colombia a brillar, a progresar.

Yo aplaudo el proceso. Felicito a sus constructores, buenos y malos, a todos aquellos que se entregaron a

[

9

]


NIRO

[

]

MÁS DESEMPEÑO, MÁS ECONOMÍA Y SIN PICO Y PLACA

*imagen de referencia. Aplican términos y condiciones

[

10

]


[

]

Olvídate de la cuota inicial*

TE FINANCIAMOS EL 100%* [

11

]


[

]

OPINIÓN

- Los Híbridos -

Ni fú Ni fá Mucho tilín y nada de paletas, decíamos por aquel entonces de las cosas que eran indefinidas, que unas veces si pero que otras no y terminabamos tomando un solo camino para cualquier decisión final.

Los híbridos descrestaron en su momento. Fundir la idea de las maderas y los hierros en una sola herramienta produjo un golpe de marketing fuerte y las talegas en el mundo se llenaron de dicho instrumento. Hoy, luego de mas de 7 años en mi bolsa, se desgasta cada vez menos. Repasando mis jornadas, está pasando mi híbrido, solo tuve uno, invicto y limpio. No volví a jugarlo, le perdí confianza y la estima.

[

12

]


[

]

OPINIÓN

Me explico. Seguro es sólo una cosa personal, de acuerdo, pero en mi caso la situación se tornó real.

barriga tipo madera no se dejó por mí controlar. Nunca debí reemplazar mi madera 5 por un híbrido. Aquel era un palo definido. Con cabeza pequeña pero redonda y gruesa y una cara generosa que evitaba tanta exigencia en el impacto como esta nueva generación de palos híbridos.

Ni fú, Ni fá. Si quería dirección, posiblemente la lograba, pero erraba la distancia y caso contrario, si quería conseguir distancia específica la conseguía, pero a costa de cierto sacrificio en la dirección. No pude dominar mi híbrido. Ese peso de su maza total, mitad hierro y mitad madera terminó por alejarse de mi zona de control. Esa cabeza alargada tipo hierro pero con [

Lo peor, ya no veo en los catálogos de las marcas maderas 5 y todo parece indicar que los híbridos conquistaron el mercado. Pobre yo. 13

]


[

]

ELEGANTE Y REFINADO

CITROËN C4

MATRÍCULA

[

14

]


A*

[

]

SOLO POR EL MES DE DICIEMBRE

EN AUTONIZA

ESTRENA CON SOAT* GASTOS DE TRÁMITE* *Imagen de referencia. Aplican términos y condiciones [

15

]


[

CAMINANDO EL FAIRWAY

]

Crónica de un contagio Por Darío Restrepo Vélez

Íbamos en el hoyo cinco, par cinco. Todo normal hasta el momento. Mucha charla, apuntes jocosos, sonrisas cómplices. Esa camaradería inicial de los jugadores, cuando comienza el juego, que más parece una coartada para disimular los nervios o para darse coraje. Mi compañero se preparó, con mucho juicio, para el segundo tiro, desde el centro del fairway. Todo apuntaba a un golpe certero antes del lago, para entrar de tres, sin apuros, al green. Entonces llegó la tragedia. Con un gesto de incredulidad miró al tronco del árbol de la derecha, casi en el camino del hoyo seis; luego interpeló con los ojos abiertos al hierro siete todavía entre sus manos; y, finalmente, se dirigió a mí con las pupilas desorbitadas y la boca abierta, y gritó: “Volvió el Shank…”. Hice un esfuerzo grande para

[

16

]


[

CAMINANDO EL FAIRWAY

]

retener la carcajada que ya perforaba mi tráquea y, todo fariseo, exclamé: “Qué vainas, parner…“ Sí, había regresado el maldito tiro, el indignante tiro, el odiado tiro, el indescriptible tiro. Hacía dos años, mi amigo había pasado por lo mismo, y durante tres meses anduvo de profesor en profesor, de video en video buscando la solución, y al final su juego se normalizó de repente, tal cual había llegado. O sea que como no hubo tratamiento adecuado, ni cirugía emergente, el monstruo se había congelado pero estaba vivo. Y ese día, bajo las nubes bajas y grises que amenazaban otro chubasco, como ha sido todo este año en Colombia, mi amigo se hallaba desolado frente a las fauces del horripilante engendro. “Pero muy raro –le dije para tratar de consolarlo--, venías jugando muy bien”. Todos sabíamos que eran solo palabras y que no ayudarían en nada.

Todos conocíamos –y él también, por supuesto— que ante el espectro de un Shank solo caben la ira y la vergüenza. [

17

]


[

CAMINANDO EL FAIRWAY

]

Porque eso es lo verdaderamente grave del shank: el oprobio y la turbación que deja en la víctima. Cualquier tiro malo en golf saca la furia que mantenemos engavetada; cualquier falla termina en rabieta: “¿Qué estoy haciendo, caddy?”, “Esto nunca me había pasado”, “saqué mal atrás”, “Me devolví muy rápido, ¿verdad parner?”; cualquier desfogue explica y hasta justifica la embarrada; el jugador sigue compitiendo y no ha pasado nada. Pero el Shank… Señores, el shank es el oso mayor, es el plantígrado peludo y viscoso ante cuya aparición uno quiere enterrarse. Yo no

[

18

]


[

CAMINANDO EL FAIRWAY

conozco casos, pero he leído que hay carreras de golf que se han acabado por el criminal shank. Y no me extraña. Se trata de una obsesión inesperada que se mete en la cabeza y termina traumatizando al infectado.

]

natural es que el error seguirá repitiéndose per secula seculorum. Mi amigo cometió el fiasco tres o cuatro veces más. Al terminar el hoyo nueve proclamó, sacando fuerzas de donde no tenía y aparentando tranquilidad: “No sigo… voy a buscar al profesor antes de tirar la talega a uno de los lagos”.

No hay sensación más desagradable; produce miedo, desesperación, pena, rubor, sofoco, golpea el amor propio, desafía la autoestima. He descubierto, inclusive, que tiene cierta similitud con el virus de la pandemia. No, señores, no es exageración. Observen: afecta la respiración; engendra abatimiento repentino; redunda en rigidez; el corazón se acelera; la tensión, obviamente, nubla la mente, y el resultado

Lo seguí con la mirada, y en su andar se veía claramente que era un herido de guerra. Tuve que jugar solo la segunda vuelta, pero envuelto en un torbellino de pánico que todavía hoy me pone la piel de gallina. Porque esa es otra de las infamias del shank: es contagioso, sí, como el Covid19. De modo que en los segundos nueve hoyos no usé ni el “60” ni el “sand” para el juego corto. Todo mentiroso le dije al Caddy, a fin de evitar yo también la vergüenza, que estaba practicando la madera tres, como hacen algunos profesionales, para entrar al green. ¡Mamolas!

La verdad es que durante el resto de hoyos, sentí a mis espaldas la estela afligida de mi pobre amigo, y estaba seguro de que yo también iba directo al shank. [

19

]


[

]

[

20

]


[

]

[

21

]


[

EL SWING DE LA TATA

]

Izquierda, Derecha o Centro Por: El Swing de la Tata

En un momento intenso de Política en Colombia voy a aprovechar para hacer una comparación de lo que sucede en el golf si usted tiene algunas de estas tendencias, Hook (hacia la izquierda-diestro), slice( hacia la derecha-diestro) y si regularmente está en el centro, va por buen camino. ¿Qué pasa con los que sin gustarle, terminan en la izquierda, los del hook? Este es uno de los golpes más peligrosos y arriesgados de todos, por lo general cuando se para uno al frente de la bola está seguro que su objetivo lo tiene claro, pero no es así, apenas golpea la bola, sale disparada hacia la izquierda, lejos del objetivo y casi siempre en alguna trampa detestable y difícil de salir. Desde allí siempre hay obstáculos para continuar con el siguiente tiro y al final, habiendo jurado y prometido que su juego iba a ser muy bueno, termina con un marcador desastroso.

[

Y el remedio es lo más increíble, siempre para compensar el Hook le dicen que se pare a la derecha, se imaginan diciéndole a Petro que mire a la derecha para que pueda estar en el centro y no tan a la izquierda? No está mal la recomendación para el señor que va liderando las encuestas a punta de Hook. Ahora hablemos de los que tienen tendencia hacia la

22

]


[

EL SWING DE LA TATA

]

derecha siendo diestros, el slice. Cuando uno trata de corregirlos, lo primero es que no están convencidos de la sugerencia y el remedio es peor que el mismo defecto, hay que apuntar a la izquierda para tratar de llegar al objetivo pero su mirada está en el centro. Todos los campos de golf para ellos se hacen más largos porque ese tiro con ese efecto no avanza tanto, la causa es muy evidente, llegan a golpear

[

23

]


[

EL SWING DE LA TATA

[

24

]

]


[

EL SWING DE LA TATA

Va sonriente, cómodo, seguro y convencido que los que están a la derecha o a la izquierda no le van a ganar. Después de esta pequeña reflexión quiero hacer una encuesta así el hook sea el que más porcentaje saque:

la bola de afuera hacia adentro porque su cuerpo siempre está abierto, más no su mente. Es muy importante acá describir que es el slice, porque resulta que este golpe inicia su trayectoria completamente recto pero posteriormente se va a la derecha.

Qué prefiere usted corregir:

Esto es una tendencia muy común hoy en día, querer estar en el centro pero al final terminan hacia la derecha.

1. El hook 2. El slice 3. No sabe no responde

Y el que sabe golpear como debe ser la pelota es el que siempre está en el centro, sin problemas, sin obstáculos y con buenos resultados.

[

]

Déjenos saber su respuesta en info@soygolfista.com.co Nos vemos en el Tee.

25

]




[

POR LOS CAMPOS

]

El rastro sonoro Comentario repetido: “Muchas veces no la he visto volar, pero la he escuchado caer”.

El impacto del hierro con la bola, es especial. Dulce, dicen algunos, término que da pie a la imaginación, pero no describe con exactitud ese sonido tan especial. Son dos elementos muy diferentes pero que coinciden perfecto a la hora de encontrarse: la superficie de la bola de golf y la cara plena del hierro. Se oyó bien, suelen decir los partners, ante un tiro de su compañero.

El sonido de la bola cayendo desde sus alturas al fairway es conocido por todos y muchas veces l bola se logra encontrar rápidamente por el rastro sonoro de su caída.

Algunos ven en la técnica del oído la manera de poder impactar bien. En vez de concentrarse exactamente en el punto de

Los que tienen oído lo saben. Un buen golpe se reconoce fácilmente. [

28

]


[

POR LOS CAMPOS

impacto, piensan en el sonido que quieren y se lanzan en busca de él. No es fácil. No es nada fácil. Porque está reservado ese sonido a los impactos casi perfectos, a aquellos que encuentran el sitio adecuado del hierro y de la bola. Suele entrar en la ecuación el roce a la tierra, lo que merma la ampliación del sonido y además el famoso “calvazo” clásico que también se revela por el sonido que produce.

Las maderas suelen tener una cámara de vacío en su interior que permite generar un sonido de altísima frecuencia en el impacto. No todos los golpes de madera llegan con el mismo sonido. Ciertamente hay unos escandalosos como la famosa Callaway hawk eye que asemejaba una campana en el momento del impacto. El aire también suena. Hay unas cañas, como dicen los argentinos, que, al batirlas en el aire en los swings de práctica, suenan a aire rasgado por decirlo de alguna manera. Es como un látigo.

Ahora bien, está el caso de las maderas. Estas también se caracterizan por su ruido.

[

]

29

]


[

]

MA *imagen de referencia. Aplican términos y condiciones, Promoción valida para referencia MT GL+ Y AT GL+

[

30

]


[

]

SUZUKI VITARA SOLO POR EL MES DE DICIEMBRE EN AUTONIZA

ESTRENA CON

ATRÍCULA* / SOAT* / GASTOS DE TRÁMITE* [

31

]


[

DESDE ESPAÑA

]

Mi Luna

Recuerdo un amigo sueco que me decía que los golfistas somos insoportables, siempre estamos hablando de golf.

A mí también me pasa, y eso que ahora vivo de ello, dueño de un campo y de una productora de Radio y TV centrada en el golf, y me sigue gustando hablar, trabajar y jugar. A mi familia exactamente igual, disfrutamos los 3 con el golf, incluso trabajando, y eso que mi hija tiene 12 años nada más, sin embargo, le gusta estar en las reuniones, subirse a una máquina de corta rough y por supuesto a un buggy, estos últimos los maneja desde los 6 años, le teníamos que poner unas alzas para que llegara a los pedales. No hago explotación de menores, ella disfruta estando presente en todo lo que hacemos su madre y yo, y todo el equipo, y aporta una perspectiva completamente distinta, fresca, clara y con una rotundidad que muchas veces nos hace girar completamente nuestros planteamientos, son 12 años, sin embargo, como decía Serrat “los locos bajitos” son excelentes para ver lo que nosotros los altos y “cuerdos”, no vemos. [

32

]


[

DESDE ESPAÑA

[

33

]

]


[

DESDE ESPAÑA

]

Para su madre, mi amada ibaguereña, y para mí, significa vida, ayuda, consejo y amor infinito, como estoy seguro les pasara a ustedes con sus hijos. Maria Luna, mi hija (ahora entenderán porque nuestro campo, a 500 metros de uno de los parques naturales mas importantes de Europa, Doñana, se llama, La Luna de Doñana) es una buena jugadora, y quien sabe, quizas siga los pasos de la pasión de sus padres, que también lo es de ustedes, queridos lectores. No lo sé, el tiempo y la vida nos ira contando, lo que, si es claro, que a día de hoy es junto a mi mujer, mi mejor consejera profesional y también con ambas, con quienes más disfruto de mi ocio, jugando nuestro campo, juntos y observando cada detalle, cada brizna de hierba, cada pájaro, árbol y flor que nos encontramos. Tenemos por delante un par de meses en que no lo podremos hacer, mi hija tiene un tumor calcáreo en el fémur, y la van a tener que operar de urgencia en unos días. Por ello yo les pediría queridos amigos desconocidos, aun, que recen por ella, para que con esa ayuda que nos brinden, todo salga bien y en unos meses, cuando este recuperada y nuestro campo, el único campo Hispano Colombiano de Europa, perfecto, en la primavera del 2022, convenza a mi amigo Rodrigo Camargo, editor de esta magnífica revista, para que 50 o 100 de ustedes se vengan a España a disfrutar jugando en La Luna de Doñana, tengan la compañía de mis dos magnificas mujeres, mi hija y mi mujer, la mía (aunque yo pierdo mucho en persona 😊 ) y les llevemos después a tomar una vinito de Jerez (está a 10 kilómetros del campo) y a disfrutar con nosotros de la Capital Española de la Gastronomía 2022, Sanlúcar de Barrameda, de su historia y su cultura, de sus gentes y su amabilidad y de toda la provincia de Cádiz. ¡Rodrigo!, montemos un viaje a nuestros amigos y que se pasen unos días aquí, sería maravilloso. ¿Qué te parece?

[

34

]


[

DESDE ESPAÑA

]

Mariano Ángel Puerta Director Productora PUMA3 y del campo de golf, Hispano Colombiano, La Luna de Doñana Sanlúcar de Barrameda, Cádiz, España www.samsung.org.es www.lalunadedoñana.com [

35

]


[

]

VENDE TU USADO PREMIU

Del mes de diciembre con

Bono para mejor

$

5’000

Peritaje gratuito -

Boletas para la pista de

Ubicada en : Cl. 170

[

36

]


[

]

UM - TODOS LOS SÁBADOS

n los siguientes beneficios:

rar tu oferta de:

0.000

*

- rápido y seguro* Seminuevos

e hielo Mercedes Benz

0 #64-80 Starniza

BETTER THAN USED, AS GOOD AS NEW.

*Aplican Términos y condiciones

[

37

]


Terreno [

CONSEJOS

]

inclinado

[

38

]


[

CONSEJOS

]

En mi campo lo encuentro en el hoyo 15. Son como 360 yardas rectas que comprende tres tramos: Un fairway ancho y generoso de aproximadamente 170 yardas de largo que termina con un árbol hermoso y frondoso en la mitad del horizonte, peligroso de “comerse” la bola si esta llega mansa a sus raíces.

Es un tiro difícil. En este caso el pie derecho queda mas arriba que el izquierdo y de alguna manera habrá que compensar.

Cuando se llega allí se aprecia el segundo tramo, una pendiente que baja bastante hasta el mediano lago que separa este pedazo de fairway con la montaña que está al otro lado y el Green, arriba, a la misma altura que el árbol descrito.

El dilema a vencer es que el Green se encuentra arriba, es decir se requiere que la bola no solo avance, sino que se eleve de tal manera que pueda llegar rodando y entre al Green.

Tenga en cuenta el lector que en una subida la bola volará mas alto y a menos distancia y en una bajada, volará mas bajo y avanzará mas.

Equilibre entonces las diferencias, El golpe debe ser alineado y por lo tanto debe ubicar el cuerpo de tal manera que compense el desequilibrio del stand.

Si el tiro de salida fue demasiado potente y rebasa el árbol de marras, grave… la bola rodará unas yardas y se detendrá a mitad de camino entre el árbol y el lago en BAJADA!

[

39

]


[

CONSEJOS

]

Consejos de

Nicklaus

para el rough

Entrar al rough sin una instrucción específica es complicado. Lo que impera para ordenar el golpe es la angustia de estar ante una bola casi invisible y muy enredada, que no se puede mover y que suele castigarnos con dos golpes adicionales si no se maneja la situación de una manera correcta e inteligente.

Y nos regala esta otra:

“Casi siempre que juego en el rough y sobre todo cuando la hierba es tupida, (no estúpida) al colocarme, tengo como norma abrir la cara del palo a fin de contrarrestar el efecto de la hierba alrededor del cuello del palo que tiende a cerrarla. Cuanto mas tupida y dura sea, mas abierta la coloco. También procuro suavizar esta tendencia sujetando el palo con firmeza durante todo el swing.”

El gran Jack Nicklaus relata su experiencia para estos casos y nos dicta un par de tips que pueden servir de mucha ayuda. Veamos:

“El palo que mas me gusta cuando juego desde el rough es el sand wedge porque parece que la base redonda y pesada del sand wedge abre paso entre la hierba a la cabeza del palo. En cambio, con una base menos redonda y un borde mas fino la cabeza del palo corta la hierba girando y frenando la cara del palo”

Genial, simple. La cara abierta. Algo que seguramente no nos habíamos imaginado pero que también tiene mucho sentido. Hay que evitar que los pastos altos y fuertes enreden el cuello del hierro y le modifiquen la posición en el momento del impacto.

Tiene sentido. Se necesita que la base sea fuerte para que abra paso y no filuda porque el pasto intenta es abrazar el palo impidiendo su movimiento fluido.

[

Lean bien la instrucción y lleven la idea a su campo.

40

]


[

POR EL PGA

]

Jack Nicklaus

[

41

]


[

CONTRAPORTADA

[

42

]

]