Issuu on Google+


Santuarios

C

omo ninguna otra ciudad en el mundo, New York es, por excelencia, la meca del Dry Martini, esa simple y original bebida que constituye una de las mĂĄs grandes invenciones estadounidenses de todos los tiempos. QuizĂĄs mĂĄs que en cualquier otra urbe, la preparaciĂłn del martini se respeta allĂ­ a ultranza, tanto en los bares tradicionales como en los locales futuristas o retro del nuevo milenio. Para los bartenders y mixĂłlogos de la Gran Manzana, manifestaciones iconoclastas como el empalagoso “chocotiniâ€?, el pegajoso “appletiniâ€? y toda esa horda de martini imitadores son una impĂ­a aberraciĂłn. La versiĂłn purista se compone de ginebra y vermouth (50/50 y hasta 90/10, respectiYDPHQWH FRPSOHPHQWDGDFRQXQDĂ€QDWLUD de corteza de limĂłn (twist) o aceituna verde (green olive). El grado de frescor se adquiere mediante el uso de grandes trozos de hielo,

70

agosto 2011

partidos sobre la palma de la mano del tabernero, para helar la bebida y no hidratarla. Antes de servirse, se mezcla de dos formas: stirred (removida suavemente con una cuchara larga) o shaken (agitada en un vaso coctelero). Puede llegar a tolerarse el martini preparado con una infusiĂłn de ginebra y cilantro, lima-limĂłn o tĂŠ. Pero nada mĂĄs. ElĂ­xir preferido de James Bond, Winston Churchill, Cole Porter, Ernest Hemingway, Clark Gable y Humphrey Bogart, entre otros, el martini encontrĂł en los hoteles de lujo de New York, un sitio seguro. AllĂ­, polĂ­ticos, escritores, pintores, actores, mĂşsicos, multimilloQDULRV\JUDQGHVDĂ€FLRQDGRVKDQLGRDEXV carlo. Pero debe decirse que el estilo clĂĄsico tambiĂŠn ha encontrado nuevos defensores y exponentes en muchos de los bares new wave de la ciudad. Resuelto a buscar dĂłnde tomarse un excelente martini, explorĂŠ Manhattan de norte a sur, desde el Upper East Side y el Midtown, hasta Greenwich Village. Y esto fue lo que encontrĂŠ.

Bar Death & Co

Por: Hugo Sabogal

New York es la meca por excelencia del Dry Martini, cuya preparaciĂłn se respeta allĂ­ mĂĄs que en cualquier otro sitio. Cinco lugares para no perderse


New York Bar

TEMPLOS CLĂ SICOS

Cualquiera debe tomar la precauciĂłn de alimentar la billetera y vestirse para la ocasiĂłn. Los clientes habituales son personas elegantes y adineradas. A razĂłn de US$18 por copa, es uno de los bares de martini mĂĄs costosos de la isla. El valor incluye un plato con bolitas de wasabi, nueces y pretzels. El entorno, UHYHVWLGRGHXQĂ€QRHQFKDSHGHPDGHUDVXFXPEHDQWHHOLPSDFWRYLVXDOGHXQ JLJDQWHVFRPXUDOGHODUWLVWDHVWDGRXQLGHQVH0D[Ă€HOG3DUULVKWLWXODGROld King Cole. En el bar se han sentado Salvador DalĂ­, Marilyn Monroe y John Lennon, \VHKDQĂ€OPDGRHVFHQDVGHSHOtFXODVFRPREl diablo viste de Prada, Hannah y sus hermanas y DĂ­as de radio. AdemĂĄs de un martini preparado por manos expertas, el visitante puede ordenar un Red Snapper, el coctel de la casa. Es el mismo que en otros sitios se conoce con el nombre de Bloody Mary. Esta potente mezcla de vodka, jugo de tomate, sal, pimienta, limĂłn y salsa Worcestershire IXHFUHDGRDOOtSRUHOEDUPDQIUDQFpV)HUGLQDQG3HWLRWHQ 6W5HJLV+RWHO(DVWWK6WUHHWHQ)LIWK$YHQXH www.kingcolebar.com

En este bar la decoraciĂłn corre por cuenta del desaparecido escritor y dibujante Ludwig Bemelmans (creador de los libros infantiles Madelein), quien plasmĂł divertidas escenas de conejos que compartĂ­an un picnic en Central 3DUN(O&DUO\OHKDVLGRHOVHJXQGRKRJDUGHPXFKRV ULFRV\IDPRVRVHQWUHTXLHQHVKDQĂ€JXUDGR-DFTXHOLQH Onassis y sus hijos despuĂŠs del asesinato de John F. Kennedy. Recientemente se hospedaron el presidente IUDQFpV1LFROiV6DUNR]\\VXHVSRVD&DUOD3RU86 el martini de Bemelmans es abundante. Tanto, que la cantidad restante se vierte en una frĂ­a garrafa para mantenerla en temperatura. O sea, son dos tragos por el precio de uno. TambiĂŠn es generosa la porciĂłn de nueces, papas fritas y galletas en forma de pescado. Woody Allen ha tocado allĂ­ el clarinete con un grupo de jazz. &DUO\OH+RWHO(DVWWK6WUHHWHQ0DGLVRQ $YHQXHwww.thecarlyle.com

TEMPLOS MODERNOS

Los bares de nuevo cuĂąo se encuentran al sur de la isla, donde el estilo tiende a ser marcadamente cool, muy orientado hacia un pĂşblico menos formal. Entre los nuevos sitios neoyorquinos consagrados a la excelencia del clĂĄsico cocktail ocupa un OXJDUSURPLQHQWHHO3HJX&OXEXQFXULRVR bar diseĂąado alrededor de la colonizaciĂłn britĂĄnica en Asia. Su ejecuciĂłn en la copa lo ha hecho merecedor del premio “Mejor Martiniâ€?, otorgado por la revista New York. Aun asĂ­, cada trago puede disfrutarse por 86/RVbartenders utilizan ingredientes frescos y recomiendan un consumo paralelo de agua natural para hidratarse. (QWUHODVUDUH]DVILJXUDQHO3HJX&OXE¡V Earl Grey MarTEAni, elaborado con una infusiĂłn de tĂŠ y Tanqueray. Otro coctel potente y seductor es el Fitty Fitty, consistente en media cantidad de ginebra y otra media de vermouth. *77 West Houston Street, Second Floor, HQWUH%URDGZD\\:RRVWHU6WUHHW www.peguclub.com

(VWHHVRWURORFDOFRQDSDULHQFLDFODQGHVWLQD3DUDHPSH]DUQRWLHQHYHQWDQDV 3HURQRKD\TXHGDUPDUFKDDWUiV(VXQRGHORVEDUHVPiVDWUDFWLYRVGH1HZ York. La excelencia de sus cocteles y el atento servicio del personal son dos seOORVLQGLVFXWLEOHVGHGLVWLQFLyQ6XQRPEUHVHGHULYDGHORVGtDVGHOD3URKLELFLyQ cuando los puritanos decían que beber alcohol era encaminarse hacia la muerte. Un elemento llamativo es que los bartendersSUHÀHUHQXVDUJLQHEUDVFOiVLFDV LQJOHVDVFRPR%HHIHDWHU\3O\PRXWK\DOJXQDVHVWDGRXQLGHQVHVFRPR5DPVRQ Old Tom Gin, de Oregon. Sentarse a beber una copa aquí es como revivir la Época Dorada del martini. (DVW6L[WK6WUHHW/RZHU(DVW6LGHwww.deathandcompany.com

Little Branch, en el West Village, es un sitio enigmĂĄtico. Se accede despuĂŠs de cruzar una desvencijada puerta de color cafĂŠ oscuro y luego se desciende a un sĂłtano suavemente iluminado y de formas peculiares, donde se respira un aire de los aĂąos treinta. A pesar de ser un lugar tĂ­picamente clandestino, tiende a llenarse rĂĄpido. Lo mĂĄs llamativo es el profesionalismo de sus jĂłvenes mixĂłlogos, quienes SUHĂ€HUHQWUDEDMDUHQYH]GHLQWHUDFWXDURFRQYHUVDUFRQORVFOLHQWHV/DSRUFLyQ de vermouth en el martini es moderada, a menos que se pida lo contrario; y la mezcla se hace con cuchara (stirred DQRVHUTXHVHSUHĂ€HUDshaken. ÂżEl precio SRUXQLGDG"86(OMD]]HQYLYRHVRWURGHVXVLQJUHGLHQWHVFHQWUDOHVSHURVH paga una tarifa adicional en la noche. /LWWOH%UDQFK6HYHQWK$YHQXH6RXWKHQ/H5R\6WUHHW

agosto 2011

71


Bar