Page 21

Tuvimos una niña que durante mucho tiempo trajo la misma mochila y deseaba las mochilas de sus compañeros, en cuanto podía cogía alguna y paseaba con ella... deseaba locamente una mochila nueva. Y no es que los padres no tuviesen para comprarle otra sino que consideraban que aún no era necesario, la que tenía todavía servía. Cuando se acercó la fecha de empezar el cole y abandonar la guardería, le compraron una nueva. Es indescriptible la cara de felicidad que tenía esa niña con su mochila. Esto no hubiera ocurrido si hubiera tenido una mochila cada vez que la pedía. Hoy en día, se le da más importancia a las cosas materiales que al aspecto afectivo.

Se suele decir que los niños vienen cada vez más espabilados ¿Notas que son diferentes los niños de hace 20 años con los de ahora? ¡Sí, mucho! Los niños reciben estímulos de todos lados, aunque eso no siempre es positivo. También se puede observar, cada vez más, niños muy introvertidos, inseguros o que no se relacionan como deberían hacerlo a su edad. Los niños necesitan pasar tiempo en la casa, recibiendo la atención de sus padres. Habitualmente cuando los reco-

Crianza

Conversamos con una mujer que lleva toda una vida dedicada a “sus niños”, y no estamos hablando de una mamá. Eligia es educadora infantil y quiere a cada una de las personitas que han pasado por sus “brazos” como si fueran sus hijos. Tiene verdadera vocación y amor por su trabajo lo delata la emoción que brilla en sus ojos cada vez que habla de ellos. gen escucho que les dicen: “¿Ahora donde quieres ir, al parque, al centro comercial...?” como si hubieran dos mundos diferentes: el de niños y el de adultos. Algunos de los recuerdos de mi infancia son los olores de mi hogar (cuando mi madre planchaba, las comidas caseras...) Yo me crié en Los Granadillos, en Teror, donde aprendí a bailar en las verbenas del pueblo con mis hermanos y tíos, a jugar con la tierra, y a inventarme diversos juegos sin necesidad de juguetes, donde la imaginación y creatividad jugaban un papel importante. Hoy en día, ya no se comparten estos momentos con la familia, y se sustituyen los juegos tradicionales y la vida cotidiana por actividades lúdicas, y la tablet y el ordenador, perdiéndose la comunicación entre la familia, aspecto primordial para el desarrollo del niño.

“Es primordial para el buen desarrollo del niño compartir momentos con la familia, y no sustituir la vida cotidiana por actividades lúdicas, la tablet o el ordenador” Revista Nana •

21

Revista Nana #06 Septiembre-Octubre 2015  

¿Estoy de parto? Fase previa o 'Pródromos del parto'. Del gesto a la palabra. Grupos de apoyo a la lactancia materna. La importancia del gat...