{' '} {' '}
Limited time offer
SAVE % on your upgrade.

Page 1

AÑO 10 • NÚMERO 120 • MAYO 2019


Tema del mes: FE Y ESPERANZA EDITORIAL

J

unto al amor, la fe es el núcleo de la fuerza vital. Es el impulso más básico de todo lo que hacemos. Las aspiraciones, la esperanza, las juntas de planificación, los calendarios, las campañas publicitarias y políticas… En fin, todo lo relativo al futuro vive en nuestra mente gracias al diario constructo de la fe. La escritora atormentada, que se trasnocha escogiendo las palabras para terminar su texto, lo hace creyendo que quizás su libro la ayude a exorcizar sus monstruos y de que quien lo lea quizás se vea reflejado en sus líneas y sentirá que no está tan solo en el camino de la vida. Una editorial y las librerías lanzan y exhiben ese mismo libro, junto a muchos otros, con fe en que la gente los comprará. Y cada lector que compra un libro, lo hace convencido (por fe, claro) de que lo leerá. La fe es lo que nos enlaza con el futuro, y no solamente para planear el éxito comercial, sino incluso cuando el futuro mismo parece borrarse por completo del panorama, cuando no queda nada, cuando llega la destrucción por la acción de la naturaleza o por la devastación de la guerra y la ruptura, aparece la fe para abrirnos la puerta de la esperanza… y de la reconciliación. Hace 25 años Ruanda era un país convulso, azotado por el genocidio. Casi un millón de muertos y 300 mil desplazados parecería un saldo difícil de superar. Pero desde 2014, ya no se habla en Ruanda de hatus y tutsis, sino de ciudadanos de una nación unida por el perdón y la esperanza en un mejor futuro. Por eso es reconfortante hablar con otros sobre la fe sin caer en posiciones dogmáticas. Queremos creer más. Tenemos esperanza en que no sólo leyendo, sino actuando juntos, podemos construir un mundo mejor.+ AÑO 10 • NÚMERO 120 • MAYO 2019

En portada: Ilustración por Benjamin Lacombe para Nuestra Señora de París, de Victor Hugo. Usado con permiso de Grupo Editorial Luis VIves (Edelvives).

6 [El librero de Claudia Marcucetti] 10 [Sin esperanza, llegan las conductas destructivas entrevista con Mark Manson

12 [Hay una espiritualidad más despierta] entrevista con Alex Raco Camila F. Müller

Directora General y Editora Yara Sánchez De La Barquera Vidal yara@revistaleemas.mx Coeditor Rafael Vázquez y Velázquez rafael@revistaleemas.mx

14 [El historiador gráfico del rock]

entrevista con Mick Rock / Mariel Arguello M.

Difusión cultural Beatriz Vidal De Alba beatriz@revistaleemas.mx

16 [Mitología atea] Hilario Peña

Marketing

18 [El futbol y sus libros] Alberto Lati

Fabián Vásquez Escalante fabian@revistaleemas.mx Diseño y arte

20 [Creemos más de lo que creemos]R. de la Lanza 22 [100 años creyendo en la Bauhaus] Yara Sánchez De La Barquera

24 [El rock ‘n’ roll también practica la fe]

Cynthya Alva Castelán Editora de mascultura.mx Mariel Argüello mariel@revistaleemas.mx

Mariel Argüello M.

Editor audiovisual

26 [La fisiología de creer] Itzel Mar

Edwin Reyes Maya

27 [La fe de erratas] Diego Fainguersch

30 [Niños y Jóvenes] Fabián V. Escalante ¡Anúnciate con nosotros!

edwin@revistaleemas.mx Consejo editorial Alberto Achar Jorge Lebedev

(55) 5335 1327 / 4437 8303 contacto@revistaleemas.mx

Editor responsable: Yara Beatriz Sánchez De La Barquera Vidal, Información y Ventas Publicidad: (55) 5335 1327. Editado por www.taraediciones.com contacto@revistaleemas.mx, Distribución: Librerías Gandhi, S.A. de C.V., Dirección: Benjamín Franklin 98, Piso 1 y 3, Escandón, Delegación Miguel Hidalgo, 11800, Mexico, D.F. Número de Reserva al Título ante el Instituto Nacional del Derecho de Autor: 04-2009-051820092500-102. Certificado de Licitud de Título No. 14505 y Certificado de Licitud de Contenido No. 12078 expedidos en la Comisión Calificadora de Publicaciones y Revistas Ilustradas de la Secretaría de Gobernación. Registro Postal EN TRÁMITE. Preprensa e impresión: Multigráfica Publicitaria S.A. de C.V. en Democracias no. 116, col. San Miguel Amantla, Azcapotzalco, C.P. 02700, Ciudad de México. Título incorporado en el Padrón Nacional de Medios Impresos de la Secretaría de Gobernación. Queda prohibida la reproducción parcial o total, directa e indirecta, por cualquier medio o procedimiento, del contenido de la presente obra, sin contar con la autorización previa, expresa y por escrito del editor, en términos de la legislación autoral y, en su caso, de los tratados internacionales aplicables, la persona que infrinja esta disposición se hará acreedora a las sanciones correspondientes. El contenido de los artículos es responsabilidad de los autores. Librerías Gandhi y la casa editorial se deslindan de los mensajes expresados en los espacios publicitarios cuya responsabilidad pertenece al anunciante. Hecho en México. Encuéntranos a nivel nacional en: FILIJ • FIL GDL • FIL Minería • FIL Zócalo • Cine Tonalá • Cineteca Nacional • Universidades, preparatorias CDMX y área Metropolitana • Orquesta Sinfónica de Minería • OFUNAM •Teatro de la Ciudad Esperanza Iris • Colegio Nacional • UNAM • Universidad IBERO • Universidad ANÁHUAC del Norte • Instituto Mexicano Norteamericano Relaciones Culturales (Monterrey) • Casa LAMM • Biblioteca José Vasconcelos • Museo Nacional de Culturas Populares • Centro Cultural España • CONARTE (Monterrey) • CENART• MUAC • Museo Jumex • Museo El ECO • MUCA Roma • RojoMuseo Universitario del Chopo • Museo Soumaya “Loreto”• Museo Rufino Tamayo •

ENVÍA TUS COMENTARIOS A: elcliente@gandhi.com.mx VISITA: www.revistaleemas.mx • www.mascultura.mx

/mascultura

/revistaleemasdegandhi

@revistaLeemas @revistaleemas

Esta revista utiliza tipografías Gandhi Sans y Gandhi Serif, diseñadas para una mejor lectura. Puedes descargar ambas fuentes en: www.tipografiagandhi.com


El librero de... Claudia Marcucetti Arquitecta, escritora y conductora italo-mexicana, nació en Italia en 1968 y desde los 13 años reside en México. Ha colaborado con diversos medios de comunicación como Excélsior, Milenio, Playboy, MarieClaire, y Vogue, entre otros. Conduce el segmento literario del noticiero Es de mañana y también colabora con tv Capital 21, en la sección titulada Apuntes de viaje. Es autora de varios libros de narrativa de ficción, entre los que destaca Los inválidos (2005) que es casi una obra de culto. ¿

C

uántos libros tienes? He de tener unos diez mil, pero no están puestos en una linda biblioteca. Los voy poniendo donde puedo y sí, mi gran sueño sería tener algún día una casa donde estuvieran todos juntos, pero no sé si eso se vaya a lograr pues porque así es la vida ¿no? Eso sí: tomé la precaución sobretodo en la primera etapa de la construcción de mi biblioteca de poner un ex libris con mi nombre, de hecho lo pongo al comienzo del libro, a la mitad y al final para que, aunque arraque la primera página, siga estando la constancia de que sí era mi libro. ¿Cómo tratas tus libros? Con mucha familiaridad. Por ejemplo, a veces leo un libro en la playa, y se llena de arena. A veces los maltrato. Creo que los libros, así como las cosas, están hechas para usarse, ¿no? Entonces no los respeto como la señora que tiene la sala con el plástico puesto. No. Yo tengo la sala donde subo los pies y donde vivo la vida; igual los libros, o sea, los tengo completamente como parte de mi vida. ¿Cómo tienes ordenados tus libros? De estas tres columnas, una es narrativa, pero en estas dos no tienen nada que ver uno con el otro, porque es de libros que tengo firmados, son de amigos o conocidos o gente que me ha enviado su libro firmado, y los puse en ese orden. Otras dos columnas son de libros en otros idiomas.

6

Ve la entrevista en mascultura.mx

¿Cuál es la experiencia más peculiar que has tenido con un libro? El primer libro que me hizo llorar y sentir cosas que yo no sabía que podía provocar un libro, se llama Corazón. Diario de un niño, escrito por Edmundo de Amicis, y ese que yo leía era de una edición antigua. Estaba en casa de mi abuela en Italia y estaba impresa en papel fabriano, con dibujos. Posteriormente yo heredé en un divorcio de mi marido (que en paz descanse) una edición exactamente igual, que había heredado de su abuelo, quien había sido Secretario de Relaciones Exteriores y se lo había regalado el Ministro del Exterior italiano con una linda dedicatoria. Cuando yo veía el libro, juraba que era mi libro, el que yo habia leído en Italia, y cuando abrí y vi esa dedicatoria, y que el libro está en italiano, y que era de mi marido, que ya no estaba ni en esa casa, fue como un ataque al corazón. Las coincidencias no existen. ¿Cómo son tus hábitos de conservar y prestar libros? Si yo quisiera guardaría todo, absolutamente todos los libros repetidos. Soy muy acumuladora de cosas, pero por cuestiones de espacios, mudanzas y porque tengo la esperanza de que alguien más quiera leer un libro, qué mejor que regalárselos. Yo comencé a leer

de chica en una biblioteca pública, me hice lectora con libros de préstamo y gracias a esto tengo la costumbre de prestar sin ninguna esperanza de recibirlos de regreso. A veces los regresan, a veces no, pero los libros son para usarse y para ser leídos, entonces no los uso nada más de vista. ¿Cuál es la gran joya de tu librero? Mira, hay una edición de Las mil y una noches. Yo no soy muy de comprar ediciones caras, porque me parece que es innecesario, pero sí me gusta ese objeto. Viene de una biblioteca del abuelo de mi marido, aquél del libro que yo pensaba que era mío. Ahora, la joya de la corona, pues hay muchos. Hay libros que independientemente que tengan un aspecto no tan atractivo, son libros que me han llegado al corazón y me han hecho pensar diferente. Por ejemplo, todo lo que escribe Enrique Serna me encanta y tengo algunos firmados por él. Me han hecho soportar la vida de una manera... porque son libros que logran hacer que te burles de ti mismo y eso es algo que se agradece mucho. Es una manera de combatir la vida. Para mí el humor, este desenfado de poder ver las tragedias como comedias, es algo que le agradezco infinitamente a este autor. +


NO FICCIÓN

FICCIÓN LADRÓN DE ESPERANZAS Francisco Martín Moreno ALFAGUARA

Antonio M. Lugo Olea supo encender la imaginación y la esperanza de millones de mexicanos ofreciendo una lucha frontal contra la corrupción, la impunidad y la delincuencia organizada, la pobreza, la marginación y la injusticia. Hartos de gobiernos ineptos, los ciudadanos han llevado a AMLO a la presidencia de su país. No puede fracasar. Se sabe iluminado, visionario y responsable de la esperanza que infundió en la ciudadanía. Pero su llegada al poder lo enfrenta con una realidad inflexible y terca. ¿Qué suerte correrán los mexicanos que pusieron su fe en él?

LA INSOPORTABLE LEVEDAD DEL SER Milan Kundera TUSQUETS

Es la extraordinaria historia de amor entre Teresa y Tomás, pero también la del amor de Franz por Sabina. Y el de Sabina por Tomás... Celos, sexo, traiciones, muerte y las debilidades de la vida cotidiana de estos personajes se entrelazan en una Checoslovaquia convulsa por un ambiente político inestable y explosivo. Es la novela con la que el mundo aprendió a amar a Kundera, por haberlo puesto a contemplar la angustia que implica la libertad.

LA BAILARINA DE AUSCHWITZ Edith Eger PLANETA

Un libro sobrecogedor, potente e inspirador, que busca ayudar a todos aquellos cuyos traumas les impiden vivir en plenitud. Como su mentor Viktor Frankl, Edith Eger es una superviviente cuya experiencia vital y trayectoria como psicóloga le han permitido ayudar a miles de personas que viven incapacitadas por sus cicatrices emocionales.

JAQUE AL PSICOANALISTA John Katzenbach EDICIONES B

La esperada continuación de El Psicoanalista. Han pasado cinco años desde que el doctor Starks acabó con la pesadilla que casi le cuesta la vida y que arrasó con todo lo que había sido hasta entonces, descubriéndole las facetas más oscuras del alma humana, también la suya. Desde entonces, ha logrado reconstruir su vida profesional en Miami. Sin embargo, una noche, descubre, tumbado en el diván, a aquél al que había dado por muerto: Rumplestilskin, pero esta vez no busca acabar con él, sino solicitar su ayuda. Por supuesto, no va a aceptar un no por respuesta.

CIEN AÑOS DE SOLEDAD Gabriel García Márquez DIANA Cien años de soledad cuenta la saga de la familia Buendía y su maldición, que castiga el matrimonio entre parientes dándoles hijos con cola de cerdo. Como un río desbordante, a lo largo de un siglo se entretejerán sus destinos por medio de sucesos maravillosos en el fantástico pueblo de Macondo, en una narración que es la cumbre indiscutible del realismo mágico y la literatura del boom. Alegoría universal, es también una visión de Latinoamérica y una parábola sobre la historia humana.

JÓVENES LOS COMPAS Y EL DIAMANTITO LEGENDARIO Timba V. K. MARTÍNEZ ROCA

8

AFTER Anna Todd PLANETA

SOY UNA NIÑA REBELDE Elena Favilli PLANETA

JUNTOS HICIMOS HISTORIA Tatiana Clouthier GRIJALBO

Un libro que consigna, en primera persona, lo que Tatiana Clouthier vio, vivió y creó en la campaña presidencial 2018 de Andrés Manuel López Obrador. “No me canso de agradecer a la vida el haberme puesto ante este reto histórico: ser una más para cambiar a México por la vía pacífica y democrática. En este texto comparto cómo viví estos casi 150 días, entre cansancio, alegría, tensiones y miedos.”

DE ANIMALES A DIOSES: BREVE HISTORIA DE LA HUMANIDAD Yuval Noah Harari DEBATE

Hace 100,000 años al menos seis especies de humanos habitaban la Tierra. Hoy sólo queda una, la nuestra. ¿Cómo logró nuestra especie imponerse en la lucha por la existencia? ¿Por qué nuestros ancestros se unieron en ciudades y reinos? ¿Cómo llegamos a creer en dioses? Audaz, ambicioso y provocador, este libro cuestiona todo lo que creíamos saber sobre el ser humano: nuestros orígenes, nuestras ideas, nuestras acciones, nuestro poder... y nuestro futuro.

EL HOMBRE EN BUSCA DE SENTIDO Viktor Frankl HERDER

Este libro es mucho más que el testimonio de un psiquiatra sobre los hechos y los acontecimientos de la Segunda Guerra Mundial, es una lección existencial, es el estremecedor relato en el que Viktor Frankl nos narra su experiencia en los campos de concentración. Traducido a medio centenar de idiomas, se han vendido millones de ejemplares en todo el mundo.

CÓMO GANAR AMIGOS E INFLUIR SOBRE LAS PERSONAS Dale Carnegie DEBOLSILLO

El único propósito de este libro es ayudar al lector a que descubra, desarrolle y aproveche esos poderes latentes que no emplea. Algunos puntos importantes del contenido son: Maneras de agradar a los demás—Cómo causar una buena impresión—Convertirse en buen conversador e interesar a la gente—El secreto de Sócrates—Cómo obtener cooperación—Cómo criticar y no ser odiado por ello. Procure que la otra persona esté satisfecha con lo que usted quiere.

TIENDE TU CAMA William H. McRaven DIANA

Si quieres cambiar el mundo, comienza por tender tu cama. Si tiendes tu cama al despertar, habrás cumplido con tu primera tarea. Tendrás una sensación de orgullo y te alentará a cumplir un objetivo más, después otro y otro. El autor, que se repuso a un grave accidente de paracaídas, nos cuenta lo que aprendió durante los ejercicios de rehabilitación más dolorosos que existen: ¡Los logros más trascendentes están hechos de pequeños pasos!

UNO SIEMPRE CAMBIA AL AMOR DE SU VIDA (POR OTRO AMOR O POR OTRA VIDA) Amalia Andrade Arango PLANETA

P.D. TODAVÍA TE QUIERO Jenny Han DESTINO


ELECTRÓNICOS

ARTE

LADRÓN DE ESPERANZAS Francisco Martín Moreno ALFAGUARA

Antonio M. Lugo Olea supo encender la imaginación y la esperanza de millones de mexicanos ofreciendo una lucha frontal contra la corrupción, la impunidad y la delincuencia organizada, la pobreza, la marginación y la injusticia. Hartos de gobiernos ineptos, los ciudadanos han llevado a AMLO a la presidencia de su país. No puede fracasar. Se sabe iluminado, visionario y responsable de la esperanza que infundió en la ciudadanía. Pero su llegada al poder lo enfrenta con una realidad inflexible y terca. ¿Qué suerte correrán los mexicanos que pusieron su fe en él?

MANDALAS, LIBRO DE ARTE PARA COLOREAR Larousse NUEVA IMAGEN Este volumen ofrece más de 60 mandalas hindúes para colorear y crear hermosos mosaicos, perfectos para la relajación y combatir el estrés diario. Elige la mejor técnica y deja volar tu imaginación: acuarelas, crayones, gises, pastel, plumones. Lo encantador de este libro: al final, ¡será único!

AMIGOS DE PELÍCULA Larousse HACHETTE LIVRE

MAÑANA TENDREMOS OTROS NOMBRES Patricio Pron ALFAGUARA

PREMIO ALFAGUARA DE NOVELA 2019. “La autopsia de una ruptura amorosa que refleja la época contemporánea de manera excepcional.” (Del acta del jurado) Viven en Madrid, en la actualidad. Ella es arquitecta, tiene miedo al futuro. Él escribe ensayos, lleva cuatro años a su lado. Por las grietas de su derrumbe como pareja entran las amistades. Es la generación Tinder, la de las personas que eliminan a otras con un dedo. También es la ruptura de un país, de un momento, de una idea de convivencia.

EL SUTIL ARTE DE QUE TE IMPORTE UN CARAJ* Mark Manson HARPER COLLINS MÉXICO

Durante los últimos años, Mark Manson —en su popular blog— se ha afanado en corregir nuestras delirantes expectativas sobre nosotros y el mundo. Ahora, en este libro, nos ofrece su intrépida sabiduría y nos recuerda que los seres humanos somos falibles y limitados, nos aconseja que reconozcamos nuestras limitaciones y las aceptemos, pues esto, según él, es el verdadero origen del empoderamiento.

Tanto en Inglaterra como en Francia y Holanda, la novedad se ha convertido en tendencia: los libros para colorear han dejado de ser un producto de mediana calidad dirigido a los más pequeños para convertirse en una práctica anti estrés muy popular. En este volumen, sin importar la edad, se pondrá en práctica la relajación por vía del arte, acompañado por los entrañables personajes del universo Disney.

LAS MEDIDAS DE UNA CASA Xavier Fonseca PAX MÉXICO Todas las medidas para el diseño de una casa, desde el tamaño de los muebles hasta la altura de los accesorios. ¿Cuánto debe medir una escalera o un área de circulación. Esta obra imprescindible para el profesionista, así como para el usuario, incluye un capítulo sobre las necesidades para conjuntos y zonas habitacionales.

JUNTOS HICIMOS HISTORIA Tatiana Clouthier GRIJALBO

MÉXICO Stephen West KONEMANN

EL CEREBRO DEL NIÑO Daniel J. Siegel ALBA EDITORIAL

MANDALA MEDITATION COLORING BOOK STERLING PUBLISHING

Un libro que consigna, en primera persona, lo que Tatiana Clouthier vio, vivió y creó en la campaña presidencial 2018 de Andrés Manuel López Obrador. “No me canso de agradecer a la vida el haberme puesto ante este reto histórico: ser una más para cambiar a México por la vía pacífica y democrática. En este texto comparto cómo viví estos casi 150 días, entre cansancio, alegría, tensiones y miedos.”

Una guía magistral y fácil de leer para desarrollar la inteligencia emocional de los niños. Este brillante método convierte las interacciones cotidianas en valiosas oportunidades para moldear el cerebro. Desde un enfoque científico, descubre a los padres las oportunidades para que tengan conversaciones con sus hijos. “Cualquiera que se preocupe por los niños —y que quiera a un niño— debería leer este libro”, dice Daniel Goleman.

El nombre de México evoca formaciones de esterilidad y cactos, pirámides y playas con palmeras, culturas indígenas y sol abrasador. El país se extiende a lo largo de 3,200 km desde la frontera con los EUA hasta la costa caribeña en la península de Yucatán. Este libro de fotografías es ya un clásico del paisajismo sobre México.

Colorear mandalas puede ser una práctica que impulse la meditación, la relajación y lacreatividad tanto para adultos como para niños. Comienza tu viaje hacia la paz y la calma con este libro bellamente empacado, que te presenta 92 mandalas para iluminar a tu deleite. Escoge los colores que quieras y atesora, enmarca y presenta tus creaciones.

NIÑOS HABÍA UNA VEZ: MEXICANAS QUE HICIERON HISTORIA Pedro J. Fernández ALFAGUARA INFANTIL

CUENTOS DE BUENAS NOCHES PARA NIÑAS REBELDES Elena Favilli/ Francesca Cavallo PLANETA

CUENTOS PARA NIÑOS QUE SE ATREVEN A SER DIFERENTES Ben Brooks AGUILAR

MI LIBRO MÁGICO Carmen Espinosa Elenes ONCESETENTA

EL PRINCIPITO Antoine de Saint-Exupéry EMECÉ

9


E N T R E V I S TA

T

exano de Austin, y graduado en Finanzas por la Universidad de Boston, Mark Manson comenzó en 2009 un blog en el que escribía consejos a los hombres para conseguir citas. En 2014, markmanson.net ya recibía 400,000 visitas al mes. Dos años más tarde el promedio mensual de visitas era de 2 millones y el doctor corazón disertaba, además, sobre cultura, estilo de vida, relaciones personales y psicología. Según él mismo, su sitio brindaba “consejos sobre desarrollo personal que no apestan”. “El secreto del propósito de la vida —dice en su blog— radica en contestar de un modo totalmente honesto esta pregunta: ¿Cuál es tu sabor favorito de sándwich de mierda? Su estilo franco y abierto lo hicieron sumamente popular desde un inicio. Su primer libro, Models: Attract Women through Honesty (Createspace, 2011) vendió 15,000 copias sólo en el mundo anglosajón en sus dos primeros años. A ese libro siguió El sutil arte de que te importe un caraj*, (Harper Collins, 2016) y fue un éxito mayor, a nivel internacional: desde ese año se mantiene en las listas de los más vendidos de casi todas las tiendas electrónicas y físicas. Hoy lanza Manson lo que será otro éxito editorial: Everything is F*cked (Harper Collins); los traductores de la península ibérica traducen Todo está j*dido, pero sabemos bien que en nuestras tierras sonaría a algo como Ya valió v*rga. El caso es que el universo nos sonrió y pudimos hacerle unas preguntas a este joven y exitoso gurú.

10

¿Es Everything is F*cked una continuación de El sutil arte de que te importe un caraj*? Sí, algo así. Yo lo pongo así: si El sutil arte fuera un libro de algebra, Everything is F*cked sería el de cálculo. Usa los mismos conceptos centrales y principios, solo que tiene aplicaciones más amplias y complejas. Mientras El sutil arte se centra en nuestras luchas personales para lidiar con el dolor y sacar provecho de la adversidad, Everything is F*cked se ocupa de las mismas dinámicas, pero a nivel cultural. El primero plantea cuestiones útiles para que la gente las aplique a sus vidas, el segundo explora lo que le pasa a nuestra salud mental cuando fallamos en esas cuestiones. En ese sentido, podría ser una especie de precuela de El sutil arte. ¿Cuál es “la verdad incómoda” y cómo controla nuestras vidas? La verdad incómoda consiste en que, si llevas la investigación científica hasta sus últimas conclusiones lógicas, metro cósmico por metro cósmico, te das cuenta de que nuestra existencia es minúscula e intrascendente. Cuando te alejas lo suficiente para contemplarlo todo, toda sensación de importancia o significación se pierde en la vasta realidad de nuestra existencia. El subtítulo es “Un libro sobre la esperanza”. ¿Cómo defines la esperanza y cómo es que se convierte en algo dañino en la vida contemporánea? Yo defino la esperanza como tener una vi-

El nuevo libro de Mark Manson sión coherente de un mejor futuro realizable. Si no podemos imaginar un mejor futuro, perdemos la esperanza. Si no vemos que tenemos potencial para alcanzar un mejor futuro, perdemos la esperanza. Estas crisis de esperanza, de fe, acaban en desesperación, ansiedad, adicciones, comportamientos compulsivos, etc. Por lo tanto, la esperanza es un componente inherentemente fundamental de una psique saludable. El problema es que nuestras visiones de esperanza, si las perseguimos con demasiada insistencia, tienen consecuencias destructivas. Dado que vivimos en una época en la que la gente lucha para encontrar fe y esperanza en sus vidas, yo consideré que sería importante escribir un libro cuyo mensaje es que si bien la esperanza es la solución para nuestros problemas en el ámbito personal, con frecuencia también son la causa de nuestros problemas sociales. ¿Cuál es “el clásico supuesto” y cómo defines la cultura de la actualidad? El clásico supuesto es la creencia de que los seres humanos somos fundamentalmente agentes racionales y que podemos controlar nuestro comportamiento mediante esfuerzos y disciplina conscientes. La verdad es que somos criaturas fundamentalmente


irracionales, y una gran cantidad de nuestros pensamientos, sentimientos y comportamientos está fuera de los límites de nuestra conciencia y de nuestro control. Ese clásico supuesto cobra importancia porque cuando la gente falla en algún aspecto, tendemos a asumir que está mucho más consciente y en control de sus actos de lo que están realmente. En lugar de reconocer a la gente por lo que es —irracionales y cognitivamente defectuosos—, preferimos juzgar a los demás y a nosotros mismos como mal intencionados, deficientes o sencillamente malos. Y esto acarrea consecuencias muy perjudiciales para nuestra salud mental y bienestar.

entre madurez e inmadurez”. Los cismas políticos de los últimos siglos giraron en torno a la política de derecha e izquierda. Hoy en día, hay un extremismo emergente —tanto en la derecha como en la izquierda— que se basa en la inmadurez infantil, una falta de voluntad para comprometerse o sacrificarse por algo más elevado que uno mismo, y una demanda narcisista de que el mundo responda a las creencias propias. Estas turbas extremistas son luego combatidas por visiones más maduras de la política de derecha y de izquierda, personas que están dispuestas a comprometerse, a hacer sacrificios y a admitir que tienen fallas y tienen limitaciones.

¿Cómo se alimenta la religión de las ideas de desesperanza y esperanza? La verdad incómoda nos dicta que todos debemos encontrar alguna fuente de significado en nuestras vidas. Ya sea que esa fuente sea Dios o la democracia liberal o el poder de limpieza de los ayunos y los jugos, todos buscamos algo que nos parezca importante y superior, porque la esperanza que ese “algo superior” genera nos da esperanza e infunde en nuestras vidas una sensación de significado. Yo defino la religión muy ampliamente, porque, en última instancia, casi todos los juicios y creencias de valor están enraizados en alguna forma de fe. Algunas religiones son sobrenaturales y de origen antiguo. Otras son bastante mundanas y crecen y retroceden en tiempo real a través de internet y las redes sociales. En todos los casos, el resultado es el mismo: creencias, basadas en la fe, de que algo es importante y, por lo tanto, valen el dolor y el sacrificio, tanto de uno mismo como de otros.

La antifragilidad, escribes, es sinónimo de crecimiento y madurez. ¿Por qué nos hemos vuelto tan frágiles y cómo es que nos “endurecemos”? Yo digo que nuestra tecnología ha sido desarrollada más para capitalizar nuestros defectos que para compensarlos. La tecnología ha evolucionado para darnos más comodidad, pero nuestro cuerpo y nuestra mente están construidos de tal modo que demasiada comodidad nos suaviza, nos debilita y nos vuelve intransigentes. Como resultado, yo sostengo que debemos ir conscientemente en pos de formas significativas de dolor, dado que es lo único que le da a nuestra vida una sensación de valía.

¿Cómo defines la adultez y en qué es diferente esa definición de la que tiene la mayoría? La mayoría de la gente asume que ser un adulto significa ser responsable de tu propio bienestar: mantener un trabajo, pagar tus cuentas, cocinar y lavar tu propia ropa… Pero yo voy un poco más allá y aseguro que ser un adulto (o sea, ser maduro) es la capacidad de soportar el dolor por una causa o un valor más elevado. Para la mayoría, cuando trabajan hasta tarde, o cuando ahorran o le dicen a sus amigos lo que éstos quieren escuchar, lo hacen para recibir algo a cambio. Su relación con el mundo y con los demás es comercial. La adultez es no-comercial. Es incondicional. Es la facultad de actuar conforme a los valores que uno tiene, sin importar cuán doloroso o difícil sea. Es la capacidad de ser virtuoso y hacer sacrificios. Y mi argumento es éste: al desarrollar tecnologías que nos protegen del estrés y el dolor, estamos limitando nuestra capacidad de hacer sacrificios y, por lo tanto, nos privamos del crecimiento, la maduración y el hallazgo de significado en nuestras vidas. En tu libro dices que “el cisma fundamental del siglo xxi proviene de la oposición

¿Cómo es que tener muchas opciones estorba nuestra libertad? La variedad es adictiva. La oportunidad es adictiva. Si te vas de vacaciones a cinco países, la próxima vez visitar seis será un deseo mucho mayor. Además, la variedad siempre tiene la apariencia de ser una mejora. Pero la verdad es que esa variedad y abundancia de oportunidades vuelve psicológicamente más difícil hacer compromisos y sacrificios en pro de una causa, persona o grupo. Y son esos compromisos lo que en realidad infunde valor y significado a nuestras vidas. Sugieres que la verdadera libertad surge de ponerse límites. ¿Cómo aprendemos a limitarnos a nosotros mismos y nuestros deseos? Saca toda tu mierda extra. Elimina aplicaciones de tu teléfono. Bloquea sitios web en tu computadora. Establece reglas para ti mismo, y luego síguelas. Decide por ti mismo cuáles son las personas y los objetivos más importantes de tu vida y luego sé religioso al seguirlos. ¿Las redes sociales y las formas en que interactuamos hoy han creado —o al menos empeorado— nuestros problemas para encontrar y mantener la esperanza? Yo creo que las redes sociales e internet, aunque no causan nuestros problemas psicológicos, han creado un entorno cultural que nos ha afectado a todos. En este punto, no importa si estás en Facebook o no, porque la información que estás recibiendo ya está “optimizada” como anzuelo cibernético y maximiza la indignación. +

Libros para no perder la esperanza El salto. El mapa del despertar espiritual Steve Taylor GAIA

Morir para ser yo Anita Moorjani GAIA Radio Shangri-La: What I Learned in Bhutan, the Happiest Kingdom on Earth Lisa Napoli CROWN Amor sin límites. Una historia extraordinaria sobre el poder del amor Nick Vujicic AGUILAR FONTANAR Historia de las creencias, contada por un ateo Matthew Kneale TAURUS Ida y vuelta al cielo Dra. Mary C. Neal GRIJALBO Tú eres el universo Deepak Chopra y Menas Kafatos GAIA Anatomía del corazón: Compasión budista para transformar tu vida Thupten Jinpa GRIJALBO Alma sin edad: La búsqueda interminable del sentido de la vida y la alegría Thomas Moore OCÉANO El instante de luz: Un testimonio sobre la vida y la muerte Nina Riggs OCÉANO 11


E N T R E V I S TA

Practicante de la terapéutica de regresión, Alex Raco platicó con nosotros sobre su libro Nunca es el final, en el que adereza sus casos con citas de Jung y su propia historia de cómo llegó a ser “un hombre de fe”. Camila F. Müller

A

lex Reco era un hombre de negocios que gozaba de un éxito aplastante en materia financiera. Tenía un auto convertible de última generación y un departamento de lujo. Viajaba por el mundo en primera clase y su vida era un modelo de triunfo. De pronto apareció un trastorno intestinal que lo doblaba de dolor y lo obligó a un régimen alimentario, más que estricto, insípido y triste. Entonces una de sus grandes amigas le habló de la terapia de hipnosis regresiva y del trabajo del dr. Brian Weiss (Muchas vidas, muchos maestros, Vergara), y aunque él tuvo que reprimir una carcajada al escuchar sobre el tema, se propuso investigar. No bien comenzó, la dolencia entró en remisión, hasta hoy. No morimos nunca Han pasado diez años y hoy Alex Raco ejerce como terapeuta. Tras tener sus propias experiencias de regresión, decidió estudiar Psicopatología Clínica e Hipnosis Ericksoniana. 12

Nunca es el final. Vidas pasadas, destino presente (Sirio) es una recopilación de sus casos. Su intención es “comunicar a la gente que no morimos, nadie muere. La muerte no es más que un cambio de estado. Imagínate que una persona se vaya a otra habitación de tu casa, no la puedes abrazar. Si está lejos no la puedes ni oír, pero sabes que está, y si intenta comunicarse de alguna forma, sí puede haber alguna comunicación, aunque no sea a través de las palabras. Éste era el propósito: decirle a cuanta gente sea posible: ‘Oye, no morimos, disfruta la vida, porque no hay ningún problema, no hay final’. La física explica la conciencia Raco resalta en su libro que hoy la física camina por dos carriles que corren paralelos, si bien separados: “La física relativística o newtoniana —la que utilizamos para explicar la materialidad—, y la física cuántica —que intenta teorizar y explicar, los fenómenos del mundo pequeño, de las nanopartículas— parecen no encontrarse, pero en realidad la una y la otra son correctas. Lo que al nivel de nanoparticulas tiene sentido, no lo podemos encontrar en los cuerpos más grandes, pero vaya que las

dos cosas coexisten. Quizás un día intentaremos hacer un puente entre estas dos visiones del mundo: habrá otra visión de la física que quizá lo explicará todo, incluso el hecho de que no morimos”, la cual es una piedra angular en el edificio de la terapéutica de la regresión. “La teoría del campo físico —ejemplifica Raco— dice que hay unas ondas que están todas conectadas y en este campo hay todos los fenómenos posibles, pasados, presentes, futuros. La física explica conceptos como la conciencia mejor de lo que los explica la psicología o la neurología, a las que hoy en día les cuesta mucho explicar lo que es la conciencia, porque hasta hoy en día no lo hemos explicado”. Lo que los sentidos no alcanzan Una de las cosas en las que insiste Raco es el hecho de que hay aspectos, porciones de la realidad a las que no accedemos mediante la experimentación empírica: “Es muy difícil con nuestros cinco sentidos explicarlo todo. Los seres humanos somos muy presumidos porque la ciencia intenta explicarlo, pero no podemos, evidentemente, explicarlo todo, dado que lo medimos con nuestros cinco sentidos. Imagínate si tuviéramos siete, ocho o diez sentidos: la realidad sería completamente diferente y quizá algo de lo que encontramos en una regresión, algún día lo logramos medir. Todo esto es muy real para mí, yo creo que algún día lo explicaremos y sabremos que no morimos.


“Me convertí en un hombre de fe” En su libro, Alex Raco dice que al principio era escéptico sobre las regresiones, por lo que su vida actual como terapeuta usando la regresión implica la voluntad de creer. “Me tuve que volver en un hombre de fe —confiesa Raco—, nunca lo había sido. Por mi formación, por mi familia, por mis estudios, siempre había sido una persona práctica, más científica y racional, y bajo ningún concepto me consideraba un hombre de fe. Hoy, eso ha cambiado. Sigo siendo, en muchas cosas, un escéptico: me gusta medir y comprobar. Y el libro también lo escribí para mostrar que en más de 1,500 regresiones, lo que me convenció es que hay cosas que no se pueden explicar de otra manera. Para un cerebro, escéptico —entre comillas— como el mío, la única manera de creerse algo es cuando no hay prueba de que puede tener una explicación. ”Hay historias que no pude explicar de otra forma, y era imposible que alguien las inventara. Yo creo también que la memoria y la imaginación tienen carriles, y cuando conduzco una regresión intento hacer preguntas rápidamente, que la gente me conteste en seguida, porque esto le prueba a mi racionalidad que no se lo están

llamaban incubación, pero era lo mismo: inducir un ligero estado hipnótico en la persona para que su inconsciente pudiera elaborar cosas. Y la idea de la reencarnación ha estado presente básicamente desde que existimos, y aquí sí que va el tema de la creencia, de la fe. Es algo que siempre nos ha acompañado, algo en lo que el ser humano siempre ha creído”. ¿Qué nos espera? Si entender nuestro pasado, incluso nuestras vidas pasadas, nos ha de auxiliar en el porvenir, le preguntamos a Alex cómo se vislumbra el futuro de la humanidad: “Difícil. El mundo es una escuela, un gran terreno, un gran playground, y la cosa más importante que debemos aprender es a amarnos. Es verdad que para aprender el amor se pasa por vías complicadas, que nos hacen sufrir, pero a veces, a través del sufrimiento aprendemos a amar. Es horrible ver el telediario, porque si tienes un poco de empatía, no dejas de sufrir, pero a

e bio d m a un c e u q a se s n á o s m o es a per n n e u t e qu uer a, no s e m a t c a a L e tu agín d m I n . ó o la i o n c d , a a s t t i o j b es tá le a ha s r t e o i a tá. r. S s a e z e vaya a es qu s abr b e a d s e ro la pu r, pe í o i es n pued

inventando. Sigo siendo muy empírico, pero me he vuelto a la vez un hombre de fe. No pude evitarlo, es algo que me entró de una forma tan rápida y tan presente que ya no lo pude negar”.

la vez estamos aprendiendo cosas. Yo creo que todo al final saldrá bien, que la gente está despertando cada día más, yo lo veo en la calle. Hace 12 o 13 años la gente no hablaba de esto, no era tan corriente, y hoy en día se oye gente común y corriente que tiene una espiritualidad más pronunciada, más despierta. Yo soy muy positivo en lo que será el futuro del ser humano”. +

Presentación del libro “La transformadora dieta de la abuela” de Lidia Blánquez

Sábado 01 de junio a las 18:30

Gandhi Angelópolis Av. Osa Mayor #2902 Unidad Territorial Atlixcayotl C.P. 72190 , Puebla, Puebla

En esta obra encontrarás un enfoque alimentario, mulltud de recetas culinarias y consejos de salud, pero también la guía que te permiirá vivir una vida llena de senndo y propósito como una beneficiosa célula pionera dentro del gran organismo que es la h humanidad.

“Siempre ha estado ahí” El tema de las regresiones implica la idea de reencarnación. Sanar mediante regresiones consiste en visitar las vidas pasadas para entender y arrojar una luz emocional y hasta racional sobre lo que afecta a los pacientes en la actualidad. Ello despierta la curiosidad: ¿esta forma de terapéutica ha existido en otra época o es algo de nuestra edad?: “Esto siempre existió, es tan viejo como nosotros. Los antiguos egipcios le 13


M Ú S I C A

Mariel Argüello

E

l trabajo de Mick Rock bien podría ser sinónimo de la era más extravagante de la cultura glam y el rock ‘n’ roll. Ya lo decía el propio David Bowie a su representante a principios de los años 70: “Mick Rock me ve de la misma forma en la que yo me veo”. A lo largo de cuatro décadas, él ha tenido el privilegio de retratar a las bandas y personalidades más representativas de la música, como Blondie, Talking Heads, Siouxsie Sioux, Bryan Ferry, Thin Lizzy, The Yeah Yeah Yeahs, Syd Barrett, Primal Scream, Chemical Brothers, Adam Green, Lady Gaga, entre otros, además de ser el responsable de algunas de las portadas más famosas de la historia del rock como lo es End of The Century, de The Ramones, Raw Power, de Iggy Pop & The Stooges, I Love Rock ‘N’ Roll, de Joan Jett & The Blackhearts, Transformer, de Lou Reed y de publicar diversos libros gráficos como EXPOSED: The faces of rock ‘n’ roll (Chronicle Books) y The Rise of David Bowie, 1972-1973 (Taschen) Nacido en el Reino Unido, y sin estudios previos de fotografía, Mick Rock se dedicó a retratar a familiares y amigos antes de seguir la locura de las estrellas musicales: “Cuando un amigo en Cambridge me dijo que si quería tomarle fotos a una banda local y me pagarían cinco libras, pensé: ‘¿Me van a pagar por tomar fotos?’ Claro que acepté y, aunque en ese momento no sabía que viviría de hacerlo, me agradó bastante”, comenta en una entrevista que le hice junto a una amiga mía para la revista WARP el año pasado, con motivo de su exposición Starman, una muestra que comparte el periodo de 1972 a 1973, en el que David Bowie estrenaba el álbum The Rise and Fall of Ziggy Stardust and the Spiders from Mars, y en la cual el propio fotógrafo documentó una de las facetas más importantes de la carrera de su íntimo y excéntrico amigo. “Hay fotografías de artistas que son realmente buenas, pero no memorables, porque eran deconstruidas por el conocimiento técnico, y eso las restringe psi-

14

cológicamente. Hay músicos que, por ejemplo, escriben la estrofa y luego continúan con los acordes, y aplican la técnica, pero no estudiaron música, sino Artes. En mis fotos se ve el alma de Bowie y no me explico cómo pasó, pero ahí está y lo percibes”, nos enfatizaba el fotógrafo en aquella conversación. No obstante, hay otra portada icónica que ha marcado la carrera de Mick Rock, cuya inspiración fue la imagen de la actriz alemana Marlene Dietrich en el set de la película Shanghai Express (1932). En entrevista con la publicación Louder en 2016, Rock comparte cómo el intérprete de We Will Rock You lo llamó por el trabajo que había realizado con Bowie, Lou Reed y especialmente Iggy Pop, además de que escuchara por primera vez Queen II, disco en el que plasmaría a los cuatro miembros de la agrupación ataviados de negro y cuyas caras están iluminadas por una luz cenital: “Wow! Cuando escuché el material dije: ‘Ziggy Stardust meets Led Zeppelin’; le mostré a Freddie la imagen de ella (Marlene Dietrich) y a él le encantó. Así que eso fue vendido al resto de la banda como la idea básica para la portada del disco”. En otra plática que el fotógrafo sostuvo para Classic Rock en 2004, narra sus encuentros con Mercury y compañía, y todo el registro fotográfico que fue realizando con la banda: “Había algo un poco extraño en ellos. Para mí se veían mitológicos. Nunca los vi como inhumanos, sino más bien como criaturas fantásticas, quimeras en el mundo prerrafaelista”, puntualiza. Con el auge detrás de la cinta Bohemian Rhapsody, ocurrido a finales del 2018, Mick decide volver a la Ciudad de México para presentar ahora QUEEN: el origen de una leyenda, una introspectiva especial que está compuesta por más de 120 imágenes en las que comparte los momentos más luminosos e impactantes de John Deacon, Brian May, Roger Taylor y, por supuesto, Freddie Mercury, además de diversas actividades a su alrededor, como por ejemplo, salas especiales donde se estarán programando 15 videoclips de la agrupación y su música, así como la muestra del vestuario que utilizó Rami Malek para reencarnar al gran Farrokh Bulsara y recorridos especiales por parte de la curadora. + @MNPHNCGRRRL QUEEN: el origen de una leyenda permanecerá del 15 de marzo al 2 de junio en el Foto Museo Cuatro Caminos, ubicado en avenida Ingenieros Militares 77, Lomas de Sotelo en Naucalpan, Estado de México (a dos calles de la estación Cuatro Caminos del Metro).


Por Adrián García @adrian_garciros

Aires de esperanza

Keep The Faith

Dir. Jason Reitman, 2013

El amor tiene la cualidad de aparecer en las circunstancias más extrañas, cuando menos se le espera y, sobre todo, a las personas que más lo necesitan. Adele (Kate Winslet) es una ama de casa con problemas para afrontar su nueva vida como divorciada, además de esforzase por educar a su hijo adolescente, y luchar contra una depresión que la absorbe en un pueblo donde el aburrimiento es el pan de cada día, hasta que un convicto (Josh Brolin) entra en sus vidas de forma tan repentina que su mundo se pone de cabeza, sin saber que este encuentro es la llave que le devolverá la cordura. Dirigida por el siempre emocional Jason Reitman, Aires de esperanza nos muestra de forma magistral una historia en la que convergen los sentimientos humanos más profundos, pero que curiosamente siempre están ante nosotros, como el desamor, la depresión y la empatía por quienes queremos. Basada en una novela de Joyce Maynard, a diferencia de otras cintas románticas, esta cuenta con un toque de thriller que mantiene al espectador devorándose las uñas, gracias a la excelente construcción de los personajes que logran generar simpatía desde la primera escena. Como ya es costumbre, las actuaciones, tanto de Winslet como de Brolin, avanzan inmaculadas a lo largo del filme, a lo que se suma un solido equipo de actores de reparto como Tobey Maguire, J. K. Simmons y James Van Der Beek.

Bon Jovi

El glam rock de los ochenta y las power ballads de los noventas. El sex-symbol americano por excelencia y la música despreocupada de la última generación consumidora de discos compactos. Supermodelos, fiestas y giras mundiales. Una década de bonanza marcada por los excesos económicos, la omnipresencia de los videos musicales y el hecho de que las bandas todavía tocaban sus instrumentos, además de componer su repertorio. Keep the faith es el quinto álbum de estudio de la banda originaria de Nueva Jersey, con un radical cambio en las composiciones acompañando por una imagen más apegada al rock urbano, y que hasta cierto punto podría parecer madura. Bon Jovi disparó al máximo su popularidad con un material plagado de éxitos comerciales y videos novedosos para la época. Riffs poderosos y letras positivas hacen comunión con la juventud desenfadada, hambrienta de música que demostrara interés por los problemas del mundo pero que al mismo tiempo dijera que divertirse y disfrutar la vida estaba bien. En algunas canciones podemos encontrar una fuerte influencia de Bruce Springsteen y Aerosmith. Un vistazo a sus vidas les dio inspiración para dar un paso hacia adelante como compositores. Entre sus sencillos están el inspirador “I Believe”, como la promesa de lo que se va a escuchar, además del éxito mundial “Bed of Roses” y la no tan popular “Save a Prayer”, que posee una intro de pura genialidad en producción. +

La mejor lectura para esta temporada.

"Cuando otra víccma es secuestrada, las pistas apuntan a un videojuego con un pasado problemááco: The Whispering Man. En ese juego, el jugador ene que sobrevivir después de ser abandonado en un entorno inhóspito con cinco objetos aleatorios. ¿Un loco está dando vida al juego?

El invierno en Catskills y Mitchell's Inn, ubicado en lo profundo de un bosque, es el escenario perfecto para un n de semana relajante o para un asesinato misterioso.

Un verdadero deleite tanto para sus lectores annguos como para los recién llegados, estas cincuenta piezas retratan el desarrollo de Gabriel García Márquez como un joven periodista en el ""tán de la literatura del siglo XX" en el que más tarde se convirró.

A la venta en:


Hilario Peña

L

os subgéneros son fachadas con la capacidad de invitar a un público atraído por su estética —las mansiones tétricas y el cielo eternamente nublado en el caso de la literatura gótica; el contraste de sombras y luz en el film noir— y sus elementos superficiales —la fedora del detective, los colmillos del vampiro, el revólver del comisario, el traje del astronauta—. Si el subgénero es la fachada que cubre la historia, entonces el arquetipo es la estructura que lo sostiene todo. Jung creía que los arquetipos forman parte del inconsciente colectivo que gobierna nuestra existencia. “Los arquetipos están en nosotros, y son eternos”, nos dice Frank Hamel. Cada mitógrafo reconoce una cantidad diferente de arquetipos pero en lo que estamos todos de acuerdo es en que estos provienen de un arquetipo principal: el monomito. La madre y el padre de todas las historias que nos hemos venido contando los seres humanos desde que somos conscientes de nuestro ser. La existencia del monomito —término tomado por el mitógrafo Joseph Campbell de la novela de James Joyce Finnegan’s Wake de 1939 (Oxford)— sugiere que, desde los inicios de la humanidad, tan solo hemos narrado una historia. En el monomito el protagonista abandona su cotidiana mundanidad para ingresar a un mundo fantástico y lleno de desafíos. Una región de prodigios sobrenaturales, donde el héroe se enfrenta con fuerzas fabulosas. El héroe regresa de su aventura siendo un ser más sabio, honorable o valiente, y que servirá de guía moral o espiritual para su pueblo, luego de establecer un estándar de conducta. La vida de Jesucristo se ajusta a este molde milenario que es puesto de cabeza por H.P. Lovecraft en “El horror de Dunwich” (1929), donde la albina y deforme Lavinia Whateley le da un hijo a la entidad cósmica Yog-Sothoth. El engendro producto de la demoniaca concepción es Wilbur Whateley, un prodigio de lo perverso que a los

16

once meses de edad ya es capaz de conversar con adultos. No pasa una década cuando el hijo de Lavinia alcanza los dos metros de altura. Los perros en Dunwich lo detestan al punto de atacarlo a la primera oportunidad que se les presenta. La misión de Wilbur es abrir un portal que permitirá la entrada a la Tierra de los seres primigenios que esclavizarán a la humanidad. Wilbur tiene todo para invocar a Yog-Sothoth, excepto la página 751 de su maltratada copia del Necronomicon —las escrituras sagradas en este cristianismo a la inversa—. Una noche de agosto los pastores alemanes que resguardan la biblioteca Miskatonic atacan a Wilbur, quien intentaba hurtar el grimorio prohibido. La muerte del engendro provoca que su hermano gemelo, quien dependía de Wilbur para alimentarse, salga de la granja para saciar su apetito. Esto es una referencia a la Resurrección de Jesucristo. El hermano de Wilbur propaga muerte y caos en Dunwich hasta que es detenido por tres eruditos de la Universidad Miskatonic.

Antes de morir, el gemelo pronuncia algo parecido a lo dicho por el nazareno en la cruz (“Dios mío, Dios mío, ¿por qué me has desamparado?”, Salmos 22:1): “¡Socorro, socorro, p… padre, padre, Yog-Sothoth!” El color que cayó del cielo nos remite al Antiguo Testamento. En este relato publicado por la revista Amazing Stories en 1927 un meteorito se estrella en las tierras del granjero Nahum Gardener. Ese año los Gardener cosechan frutos de gran tamaño y abundantes. A pesar su apetitosa apariencia, peras, manzanas, melones y tomates tienen un sabor amargo, podrido y desagradable. Al parecer, el meteorito contaminó el agua y la tierra del granjero. El asteroide no sólo envenena los cultivos sino también a la vacada, a la caballada e incluso a la esposa y los hijos de Nahum. El granjero le refiere a su amigo Ammi Pierce un lamento que parece extraído del Libro de Job: “La maldición que pesa sobre mí debe ser una especie de castigo pero no me imagino por qué, ya que siempre caminé derecho por


Descubre la emocionante serie de

Sam León

los caminos del Señor.” Ammi Pierce y otros vecinos acuden a la granja de los Gardener pero huyen luego de atestiguar los cadáveres putrefactos de la familia. Ammi Pierce es el único que voltea hacia atrás para ver la siniestra luz que emerge del pozo de agua, lo cual afecta su mente para siempre, en un pasaje que nos recuerda a la destrucción de Sodoma y Gomorra, cuando la esposa de Lot voltea a hacia atrás y queda convertida en sal. Las parodias que el Príncipe Barroco del Terror hace de las leyendas bíblicas resultan más blasfemas que el mismo Cthulhu. Luego de que Nietzsche anunció la muerte de Dios, autores como Lord Dunsany —con sus dioses de Pegāna— se dieron a la tarea de crear su propia mitología, una mitología atea. A diferencia de la literatura fantástica de C.S. Lewis, la de Robert E. Howard y Clark Ashton Smith parece una gaya ciencia dedicada a celebrar la imaginación secular. El ateísmo militante del Círculo Lovecraft perduró incluso después de la muerte de su fundador. El primer biógrafo de Howard Philips, el escritor de ciencia ficción L. Sprague de Camp, perteneció al Comité para la Investigación Escéptica (CSI, por sus siglas en inglés); S.T. Joshi, autor de la biografía total Soy Providence (2010), escribió también el libro Defensores de dios: en qué creen y por qué están equivocados

(2003). August Derleth —el primer editor en compilar los relatos de Lovecraft en forma de libro— se atrevió a mezclar los mitos de Cthulhu con su maniqueísmo cristiano y recibió el repudio de gran parte de la comunidad lovecraftiana por ello. Cuando el protagonista de El que acecha en la oscuridad (1936) busca el Templo de la sabiduría estelar, un policía irlandés le informa que los “sacerdotes italianos” le aconsejaron mantenerse alejado de esa iglesia. ¡Lovecraft pone “sacerdotes italianos” con tal de no escribir “católicos”! En El llamado de Cthulhu (1928) hay referencias al vudú de Luisiana y a cultos en China y Groenlandia, pero jamás a las religiones abrahámicas. Este deslindamiento vuelve más verosímil la literatura escrita por el Profeta de la Futilidad. El problema que tengo con los vampiros no es la idea de que un no-muerto habite eternamente la noche gracias al consumo de sangre humana sino que sus debilidades sean símbolos cristianos como los crucifijos y el agua bendita. El Copérnico del Terror —como le llamó Fritz Leiber— sabía que el lector moderno estaría más dispuesto a creer en el fin de nuestra civilización a manos —o, mejor dicho, a tentáculos— de un pulpo gigante, alado y antropomorfo, que en el Arca de Noé o en la multiplicación de los panes y los peces. + @hilariopenia

A la venta en:

/colofonlibros

17


L E E R ,

V I A J A R ,

J U G A R

A L B E RTO

L AT I

Ve el video en mascultura.mx

D

urante la pasada Feria del Libro en Guadalajara, a fines de 2018, entrevisté a autores normalmente no vinculados con el contexto deportivo, justamente sobre su pasión deportiva. John Katzenbach, al término de la entrevista, me dedicó su libro, haciéndome alusión a su amado Fenway Park y a los Medias Rojas de Boston. Joël Dicker, siendo suizo, me dibujó él mismo un futbolista ante los Alpes y ante la fifa. Y es que algo ha cambiado. Si ese ejercicio lo hubiera intentado con escritores en otra feria del libro, no sólo a principios del siglo xx, sino incluso llegando a los años 60 o 70, me habría topado con la indiferencia —quizá fingida, quizá genuina—. Y es que los grandes intelectuales y las grandes plumas vivieron mucho tiempo dándole la espalda al contexto deportivo, considerándolo algo vulgar, prescindible, no digno de ser contado por la “alta cultura”. Pero vayamos a la antigua Grecia. Ya por entonces aparecía Eurípides diciendo que no había peor raza que la de los deportistas. Eran años también de antagonismo, en los que Píndaro prestaba sus maravillosas odas para loar a aquellos campeones olímpicos, en ese templo de Zeus en Olimpia. Ya existía esa división entre los que aceptaban el deporte y buscaban sublimarlo con el análisis, con el relato, con el adjetivo, con el verso, y aquellos que no querían ni voltearlo a ver. En el mundo hispano esto ha cambiado en los últimos años, a raíz de un gran ejercicio que hizo Jorge Valdano, quien sirvió de puente entre el mundo intelectual y el futbolístico, con sus Cuentos de fútbol (Alfaguara), en dos volúmenes. El primero contiene piezas de autores como Benedetti, Bryce Echenique, Fontanarrosa, Galeano, Julio Llamazares, Javier Marías, Osvaldo Soriano, Manuel Bizet, Juan Villoro... Ahí algo había cambiado, aunque en otros idiomas el proceso también ha sido muy interesante. En italiano, han contado con este personajazo, Gianni Brera, con su Storia critica del calcio italiano (Dalai Editore). En portugués, con unos hermanos maravillosos, Mário Filho y Nelson Rodríguez. Filho es quien da nombre al estadio Maracaná, y en O Negro no Futebol Brasileiro (Mauad), cuenta sobre la necesidad del mestizaje en la cancha, para ayudar

18

a terminar con el racismo, la discriminación, la segmentación de una sociedad, y pensando también en los beneficios que llegaron a la escala deportiva. Nelson Rodrigues también tiene Brasil em Campo (Nova Fronteira), que recoge las crónicas de su hermano. Volviendo a los autores en español, a mí me encanta Salvajes y sentimentales: Letras de Fútbol (Debolsillo), de Javier Marías, con el Real Madrid en su radar. También me encanta lo que supone para México la obra de Juan Villoro, que ha acercado el deporte a la cultura, y ha hecho que muchos nos atrevamos a escribir y debatir desde otros ángulos lo que pasa sobre el césped con Los once de la tribu (Punto de lectura), su Dios es redondo (Anagrama) y otros libros que después ha aportado. Me parece de lo mejor que se ha escrito jamás de cualquier deporte El fútbol a sol y a sombra (Siglo xxi), de Eduardo Galeano, y si lo que deseamos es entender la repercusión del fútbol en su relación con la crítica, con la academia, con las grandes mentes, con la filosofía, está Épica y lírica del fútbol (Alianza) de Julián García Candau. Existen algunos libros que nos permiten entender de qué se trata esto, claro, si vamos hacia atrás; no sólo el Popol Vuh (Alianza) contiene ya el relato de un juego de pelota de carácter mitológico, sino también William Shakespeare tiene por ahí un par de citas vinculadas a lo que en ese momento era el deporte rudimentario y no reglamentado todavía, consistente en perseguir y patear esferas. También están Kenzaburō Ōe, premio nobel de literatura japonés, Günter Grass, Vargas Llosa, Vladimir Nabókov, Albert Camus y tantísimas plumas. Por supuesto, con un debate abierto, siempre recordaremos lo que Borges pensaba del fútbol: “El fútbol es popular porque la estupidez es popular”; incluso decía: “El fútbol, ese crimen de los ingleses”. Aunque preferible a la indiferencia es, sin duda alguna, el antagonismo. Eso también hace que el deporte se vea sometido a un debate de lo más alto y de lo más profundo. Finalmente, guste o no el fútbol, nadie puede negar que es hoy uno de los fenómenos indispensables que tenemos en el planeta, y eso lo hace digno y necesario de ser analizado, reflexionado, compartido y, siquiera, descalificado. O debatido. + @albertolati


La fe y su poder constructor de vidas y mundos R. de la Lanza

H

ace cosa de diez años, cuando entré a esa versión paralela de la realidad que son las redes sociales, me sorprendió que para configurar mi perfil, además de mi nombre, edad, sexo y lugar de residencia, el formulario de Facebook me preguntara cuál era mi ideología política y, más aún, mis creencias religiosas. Soy un hombre de fe. Lo he sido desde que tengo memoria. Y en esa memoria guardo momentos amargos en los que se me ha visto con desdén, con burla, lástima e incluso en los que el hecho de que se sepa que profeso una fe ha causado que me cierren las puertas, a veces con cordialidad, a veces azotándolas en mi nariz. Ahora mismo estoy exponiéndome a que quien lea esto, abandone la lectura de este artículo. Además, las agrupaciones e instituciones religiosas, queriéndolo o no, también suelen tener entre sus filas personas y grupúsculos de una militancia intolerante y perniciosa. Y como yo no soy extremista ni fundamentalista, y no quiero que se me tome como tal, pensé mucho en la forma de llenar el espacio dedicado a mis creencias en mi perfil de Facebook.

¿Qué es la fe? Nuestra palabra española fe proviene del latín fides, que significa confianza, en su acepción más amplia y profunda. Para los romanos de la Antigüedad, la fides era la amalgama de los tratos entre ciudadanos, era esa seguridad que le permitía a cada uno saber que lo pactado, lo dicho, lo asentado, sería cumplido y vigilado por el otro. Tenemos una enorme familia de palabras que derivan de fides en nuestro lenguaje cotidiano: confianza (de confidentia), fidelidad, fideicomiso, fianza… Para los romanos no había vida fuera del derecho, pero para los griegos el asunto de la fe no era solamente de índole jurídica. La palabra en griego para fides es pistis. Aristóteles, al hablar de la retórica, que es el arte y la disciplina ocupada de convencer a los demás a actuar o pensar de determinada 20

Tal como lo fue Notre-Dame para Quasimodo, los monumentos erigidos en nombre de la fe representan la esperanza más que la desesperanza. Y son testimonios del tremendo poder creador y constructor de la fe.


Ilustración: Benjamin Lacombe, usado con autoización de Grupo Editorial Luis Vives (Edelvives)

forma sobre determinado asunto, dice que la pistis es ese estado de ánimo que se logra en el interlocutor cuando se le persuade, y da la clave para evaluar si la técnica retórica utilizada es adecuada y, por lo tanto, la pistis resultante es buena: como la pistis (fe) no demuestra las cosas verdaderas porque no tiene acceso directo a la realidad, entonces debe tratar su contenido de la forma más verosímil posible. Entonces nos sale al paso un dato incendiario para la modernidad: la raíz de la palabra epistemología (la disciplina que se ocupa de los procesos cognitivos y, entre ellos, el método científico) es episteme, que tiene a su vez, su etimología en pistis, dado que es un conocimiento que ha llegado a ser partiendo de la analogía verosímil. Creemos muchas cosas Hace unos años, cuando era docente de bachillerato, mis alumnos me preguntaron quién creía yo que era el mejor futbolista del mundo. Las opciones eran Lio Messi y Cristiano Ronaldo. Les dije que yo creía que Sergio Agüero era mejor que ambos, pero que él no estaba en un equipo tan bueno para establecer una comparación justa. Por supuesto, mi declaración fue de lo más impopular. Pero, teniendo la consigna institucional y personal de contribuir a que mis alumnos desarrollaran una mentalidad científica y alcanzaran una madurez metodológica, vi en esa pregunta una oportunidad inmejorable para hacerles ver que cuando ellos consideran que el mejor futbolista sólo puede salir de esas dos opciones, están ejerciendo una modalidad peculiar de la fe: todos los medios de periodismo deportivo dicen que es Messi o es Ronaldo. Y uno les cree. Explico: los programas emiten videos y los diarios publican fotos y otras pruebas, mediciones y estadísticas, pero al ser imposible efectuar todos esos estudios con toda la gente que juega futbol (bendita falsación, dice la ciencia), lo único que queda es admitir como análoga a la realidad la conjetura de que ellos dos deben ser los mejores futbolistas del mundo. La fe es, pues, una certeza, seguridad o confianza. Puede ser en una persona, cosa o divinidad. En todo caso, esa certeza no está sustentada en pruebas empíricas, sólo es verosímil. Por eso en la antigua Grecia, Pistis (la personificación de la fe) siempre está junto a la Elpís (esperanza) y Sofrosine (prudencia). Por eso hay mujeres golpeadas que vuelven a vivir con su pareja violenta: creen que quizás esta vez sí cambiará, lo cual no es probable, pero sí verosímil (especialmente si han leído y visto historias así en libros o películas). Y también por eso hay muchos aficionados al futbol que le van al Cruz Azul: aquello es muy poco probable —la estocástica diría que llegará un punto en el que comenzará a serlo cada vez más—, pero sí es verosímil… sólo verosímil. Ciencia y fe El conocimiento científico es así. Nadie tiene los recursos ni el tiempo en su vida para ir al inicio de las observaciones de los fenómenos, como para comprobarlos empíricamente en carne propia. Lo diré de un modo muy torpe: Einstein no se sentó bajo un árbol a esperar los manzanazos. Lo que hizo fue, en todo caso, leer a Newton y a todos los demás físicos

que trabajaron hasta su momento. Leerlos y creerles. Confiar en que todo lo que decían era exactamente como lo habían vivido y observado. Lo que viene después, al seguir su propia línea de investigación, dará una certeza empírica, y el avance del conocimiento ocurre cuando esta certeza que surge no es la confirmación. Fe y religión Dada su naturaleza análoga a la realidad, la fe sólo puede existir cuando no hay pruebas, aunque sí requiere de verosimilitud en su mecanismo anímico (lo dijo Aristóteles, pues). La religión se sirve de la fe para re-ligar los dispersos elementos de la realidad y la “desfragmenta” en un discurso redondo, concluyente y cabal. Ahora bien, si una comunidad comunica y comparte los elementos de esos discursos, tenemos una religión más o menos organizada. Las festividades y las ceremonias son sólo eventos ilustrativos de los contenidos discursivos de una religión, a los que podemos llamar doctrina, dogma, credo o artículo de fe. Las organizaciones religiosas son, sólo debajo de las etnias, la forma más antigua y sólida de organización humana —la república jacobina es muy reciente en la historia de la humanidad— y todo grupo humano genera mecanismos de poder. No quiero hacer la condena pormenorizada de la religión organizada, por cuya causa se ha perpetrado tanto dolor y sufrimiento —la secta de Charles Manson también es religión organizada—, ni su apología —hay una cantidad inmensa de ayuda humanitaria brindada por religiosos de todas partes del mundo—. Pero la ayuda humanitaria no llega sólo de manos devotas. Hay un océano de buenas acciones que llegan de personas que no practican ninguna religión. Sin embargo sí tienen fe: brindan ayuda porque tienen la convicción no empíricamente probada de que su acto mejorará, elevará o salvará la vida de otra persona y hará de éste un mundo mejor. Cuidar y preservar la fe Los incendios en Nôtre Dame y Al-Aqsa, y los ataques a centros religiosos en Ceilán han generado muchas reacciones en las redes sociales, y una frase rescatada de otra postura radical (que es otra forma de llamar al fanatismo) me causa preocupación: “La única iglesia que ilumina es la que arde”. No tener o no compartir una creencia religiosa es algo perfectamente válido. Se ha luchado por siglos para garantizar ese derecho. Pero a veces se nos olvida que los egipcios, los mayas, los aztecas, los romanos y especialmente los griegos, eran pueblos religiosos: su conocimiento, su arte y su legado es invaluable. Sea que compartamos su mitología como dogma de existencia o que la miremos como producto cultural, no festejamos la destrucción o el deterioro del Partenón, ni deseamos el derrumbamiento de la pirámide de Kukulkán o Stonehenge. Esos monumentos representan la esperanza más que la desesperanza. Y son testimonios del tremendo poder creador y constructor de la fe. Cuando por fin terminé de llenar mi perfil en Facebook, sólo escribí: “Sí, creo”. + @rdelalanza 21


Yara Sánchez De La Barquera as vanguardias artísticas siempre han tenido grandes responsabilidades con el entorno al cual responden sus orígenes. Las posturas y propuestas ante procesos políticos y sociales pueden modelar el mundo por caminos fructíferos y originales. “El arte por el arte”, surgido en las primeras décadas del siglo xix como reacción frente al mercantilismo burgués, instaló las bases para la idealización del artista bohemio-vanguardista, sobretodo en el Impresionismo. Sin embargo, en el siglo xx, la vanguardia de la Bauhaus se fun- La persecución dó sobre principios como “la forma sigue a la función”, por lo que Las tres ciudades sede de la Bauhaus —Weimar, Dessau y Berlín— en arquitectura los diferentes espacios eran diseñados con formas representan tres etapas con diferentes directores como Hannes geométricas según la función para la que fueron concebidos, de- Meyer (1928-1930) y Mies van der Rohe (1930-1933). Los retos rrumbando así el pasado: “Comenzar de cero”, decía su fundador, no sólo vendrían internamente sino que el régimen nazi consideró el arquitecto Walter Gropius. La belleza en sí misma no era sufi- como degenerado el trabajo de la Bauhus, por no mostrar de maciente y el artista debía responder a las necesidades de la sociedad nera realista a la figura humana, sino fragmentada, sin temáticas heroicas, nada de lo que hacían correspondía con la ideología del entera, no sólo de la burguesía. Con ese compromiso surgió Bauhaus, la primera escuela moder- Tercer Reich, que vio en la escuela una amenaza. Su ideología crítica y compromiso social favorecieron el cierre na de diseño del siglo xx, la Staatliche Bauhaus (Casa de la Construcde la primera etapa de la escuela en 1933 e iniciaron las ción Estatal), cuyo espíritu revolucionario surgió después diversas mudanzas para terminar en EUA, y llevaron su de la destrucción trágica de la Primera Guerra Mundial. influencia a países como Argentina. A México llegó a En 1919 Gropius la fundó en Weimar para sentar las bases finales de los años 30 con Hannes Meyer, invitado por de una nueva sociedad a través de la arquitectura, diseño y Lázaro Cárdenas a dictar una serie de conferencias. En la unión de todas las artes, y de una pedagogía innovadora junio de 1939 volvió a México para establecerse, contray agitadora para todo lo conocido hasta su nacimiento. Era tado por el Instituto Politécnico Nacional para dar claun rechazo a cánones estéticos sin discurso útil para el huses en su Escuela Superior de Ingeniería y Arquitectura mano, un entrenamiento comenzando con bases técnicas (esia), desde donde ejerció gran influencia en la acadey artísticas, priorizando las artesanías y el material, un camia mexicana: la Universidad Autónoma Metropolitana mino para regresar al origen. Dejando atrás la práctica de tiene, en el plan de formación de las carreras de diseño, copiar modelos, era tiempo de crear de manera intuitiva, un curso de introducción básico que inicia a sus estumuchas de las creaciones de aquella escuela están vigendiantes en la Bauhaus, en un aprendizaje directo de tes, desde la famosa silla Barcelona de Ludwig Mies la escuela alemana. van der Rohe hasta los muebles de Marcel Breuer o Tal vez ese constante movimiento haya sido una las lámparas de Marianne Brandt, que adornan hoy, manera favorable para expandir el rigor intelectual y como ayer, oficinas y domicilios privados. proteger un vigor que dependía de una sociedad tamTodas las artes se vieron confrontadas. El diseño inbién cambiante. Las mentes más creativas huyeron dustrial y gráfico lograron un status de profesión por al exilio y todo lo planteado tuvo que ser revisado de primera vez, y esas bases normativas y académicas se nuevo. La movilización y las nuevas actitudes y forsiguen usando en nuestros días. La Bauhaus es sinónimas de expresión fortalecieron y expendieron todo mo de modernidad, de nuevas concepciones del espapor lo cual luchaban, con artistas como Kandinsky y cio y de la forma e integración de las artes. Su limpieza Klee en exilio. Pero habría mucho aún por crear. La estética comienza al abrazar las formas elementales y los colores primarios y, aunado al diseño minimalista Heinrich von Eckardt gran mayoría de la escuela migró a Estados Unidos donde encontró un terreno fértil. Su primera exposide influencia japonesa, el estilo es inconfundible. Los japoneses culturalmente destacan el diseño en todos los órde- ción fue en 1930 en Harvard, y más tarde la exposición fue llevada nes de la vida. La estética minimalista y la voluntad de crear un en- a Chicago y a Nueva York. Estados Unidos abrazó sus principios, y torno diáfano, sencillo, se aproxima al lenguaje vital de la Bauhaus. para 1960 sembraron nuevas líneas de producción, en edificios, desEn 1954 Gropius visitó la Kuwasawa Design School de Tokio; en el pachos y oficinas. Hoy sigue siendo contundente la modernidad sembrada por la libro de visitas escribió: “Aquí encontré el espíritu de la Bauhaus”. Realizaron estudios de medidas exactas para construir y diseñar, Bauhaus. Diversos talleres y despachos a nivel mundial trabajan grosores, texturas exactas para toda la humanidad, superando la línea con sus principios. Moda, música, danza, cerámica, arquitectura, entre artesanos, diseñadores y artistas, danza, fotografía, escultura, diseño gráfico, editorial, todo ha pasado por diferentes metamorfomúsica, escritura; se experimentó, enseñó, transformó, y los pensa- sis y adaptaciones, pero los valores están más presentes a 100 años dores sentaron las bases para un nuevo siglo que recién comenzaba. de su formación. Inconformes con su presente, sentaron las bases Ejemplo de esto es el libro Arte de proyectar en arquitectura de Ernst para otro futuro. Se preguntaron: ¿Cómo será el futuro? Y responNeufert (Gili Gaya), un texto básico, un long seller. Los arquitectos de dieron estableciendo un canon universal, y arriesgaron sus vidas todos los creadores y pensadores para darnos un nuevo inicio. + todo el mundo siguen estudiando y construyendo con él.

L

“…desde la silla en la que usted

se sienta hasta la página que está leyendo”

22


Necesito a alguien que abrazar, pero esperaré a algo más. Sí, tengo que tener fe. George Michael, “Faith”

Mariel Argüello M.

E

n el camino de la vida vamos sobre diversos rumbos que nos guían hacia esos lugares a los que estamos predestinados a llegar. Por este sendero entramos a un momento introspectivo en que las dudas nos invaden y buscamos en nosotros mismos, de manera desesperada, diversas respuestas o alivio a esas inquietudes que nos van quebrando emocionalmente día con día. Es ahí cuando los seres humanos ejercemos inexplicablemente una fuerza poderosa que nos demuestra nuestro propio optimismo en algo que aún no podemos ver: la fe, esa seguridad en algo o alguien que no se ve, esa actitud vital para quien la desarrolla y nutre. La música siempre ha sido un vehículo para expresar la fe. Y el rock no ha sido la

excepción. El rock ha tomado matices de fervor en diversas odas que apuntan hacia la fe, la espiritualidad y la fuerza cósmica, y se ha servido de códigos religiosos y otro tipos de dogmas, como el ocultismo y el paganismo. Varios de estos artistas usaron esos códigos para redimir las almas de aquéllos que asistían a sus conciertos, mientras los fanáticos erigían verdaderos altares para sus ídolos. En cuanto a las canciones e historias que hemos conocido dentro de dicho género, muchas reflejan las vivencias de diversos músicos que han puesto por escrito sus recuerdos y maneras de trabajar en una libreta, o a través de la gente que ha seguido cada paso de su carrera artística. Ejemplo de esto es la agrupación irlandesa más famosa del planeta, liderada por Paul Hewson, —mejor conocido como Bono—. En U2 by U2 (Del Nuevo Extremo Editorial): ellos mismos reconocen el componente que hay de religión y espiritualidad en sus melodías, haciendo referencia explícita hacia Dios, la Biblia o Jesús en canciones emblemáticas como “Yahweh”, “Grace”, “40” y Gloria”. Por otro lado, el contexto religioso también ha estado presente en la obra y entorno de la madrina del punk, Patti Smith. En sus memorias, tanto en Just Kids (Debolsillo) como en M Train (Debolsillo), narra lo mucho que de niña le atraía estéticamente el catolicismo, y sentía fascinación por las imágenes y los rosarios. No obstante, la batalla con la fe se convertiría en la base de su 24


T E M A

D E L

M E S

El

vocación artística, ya que a través del arte, la escritura y desde luego, la música, iba a encontrar su propia espiritualidad. Ya lo dijo ella en una entrevista hace algunos años atrás: “Lo más grande que busca un artista es la comunicación con Dios”. En La autobiografía (Oceano), Eric Clapton cuenta cómo era renuente ante la religión en un momento determinante de su adicción a la heroína y al alcohol, y cómo George Harrison lo empujó a apegarse a la espiritualidad y a entrar en un tratamiento para mitigar sus males: “Aunque yo ya había contemplado la religión en el pasado, siempre había sido resistente a la doctrina, y la espiritualidad que había podido experimentar hasta entonces había sido mucho más abstracta y no alineada con ninguna religión reconocida (...) Desde ese día hasta hoy, nunca he dejado de orar, por la mañana, de rodillas, para pedir ayuda, y de noche, para expresar gratitud por mi vida y, sobre todo, por mi sobriedad. Elijo arrodillarme porque siento que necesito humillarme cuando rezo y, con mi ego, eso es lo máximo que puedo hacer”. Steven Tyler (Aerosmith) relata en sus memorias roqueras el vínculo emocional y espiritual que de niño tuvo al introducirse a la religión, pero habla de los viajes astrales que lo llevaron a desarrollar amor por la naturaleza, en ¿Acaso molesta el ruido que retumba en mi sesera? (Malpaso): “Cuando tomaba drogas se perdía todo ese misterio. Al salir de aquel estrépito pude volver a sentir mi conexión espiritual con los bosques (...) Mis ideas espirituales no vienen de la Plegaria del Señor, ni de las ilustraciones de la Biblia, sino de la quietud (...) Era la madre naturaleza la que me hablaba”. Con todo y eso, cuando Aerosmith grabó Honkin’ On Bobo, incluyeron dos canciones originales. Una de ellas, que cierra el disco, es un canto gospel-blues compuesto por Tyler, cuyo estribillo repite persistentemente: “Jesus is on the main line, tell Him what you want. He will come in a hurry, tell Him what you want”. La existencia angelical que Nick Cave invocaba al redactar sus palabras en La canción de la bolsa para mareo (Sexto Piso), se hacía presente al transcribirlas: “Un ángel desplegará las alas y me hablará al oído: ‘Tienes que dar el primer paso tú solo’. Después el ángel me dará un empujoncito y me enviará hacia lo desconocido”. En tanto, por lo que se refiere a Kim Gordon y Thurston Moore (Sonic Youth), Gordon narra a través de su libro La chica del grupo (Contra) el amor mutuo que se tenían al casarse en el año de 1984, otorgando la esperanza y equilibrio que tanto anhelaba: “Al casarme con Thurston, me estaba comprometiendo a algo permanente, en lugar de estar siempre intentando equilibrar el arte con la música, la música con el arte (...) Para ser tan joven, Thurston le atraía la vida doméstica mucho más que a mi. Su fe me hizo creer que nuestro matrimonio podría funcionar.” Por el contrario, otros intérpretes como Neil Young, David Bowie y Bob Dylan no percibían esa conexión con el mundo espiritual, pero tampoco les era un tema del todo indiferente. En El sueño de un hippie (Malpaso), Young comparte más su identificación con el paganismo: “La religión no está en mis intereses, no puedo suscribir los argumentos de esas creencias porque, al fin y al cabo, son producto de la imaginación del hombre. Siento

al gran espíritu en todo cuanto me rodea y me descubro ante su omnisciencia. Si otros rezan los acompaño en el rito. No los juzgo por ello. Es su elección. Me uno a ellos y luego sigo con lo mío. Para mi la luna y el bosque son muy importantes. El mundo natural posee un ritmo con el que me identifico y quizá por eso sea pagano.” Nada adepto a la religión era David Bowie. En Hero: David Bowie (Alianza Editoral), Lesley-Ann Jones revela el origen de la letra “Loving The Alien”, del álbum Tonight, lanzado a mediados de los 80 y de cómo era escéptico ante el cristianismo: “La canción surgió a raíz de los sentimientos negativos hacia la religión organizada que le generaron las lecturas de libros sobre teorías de conspiración, pero que no había llegado a comprender del todo… Sin dioses de ninguna clase durante la mayor parte de su vida, solo in extremis, se convertiría al budismo”. Y en cuanto a Dylan, hay músicos que vieron en él una figura espiritual, tal como lo enfatiza el “jefe” Bruce Springsteen en su biografía Born to Run (Literatura Random House), manifestando gran relevancia y fuente de inspiración que tuvo de él en su vida, dedicándole las siguientes palabras: “Bob Dylan es el padre de mi país (…) Bob señaló el norte y sirvió como faro para ayudarte a encontrar tu camino en aquella tierra salvaje en la que se había convertido Estados Unidos. Plantó una bandera, escribió las canciones, cantó las palabras esenciales para la época, para la supervivencia emocional y espiritual de muchos jóvenes norteamericanos de ese momento.” Otros casos, como el del David Byrne e Ian Svenonius, comparten por medio de sus conocimientos esa conexión mística y sobrehumana que encontraron con la melodía. En Cómo funciona la música (Sexto Piso), Byrne nos explica cómo la armonía se va transformando en una especie de telégrafo cósmico que nos puede llegar a conectar a un ámbito misterioso de espíritus, de dioses, e incluso a un mundo que va más allá de nosotros mismos y de la propia muerte, además de ejecutarla con absoluta precisión para ser usada en rituales. En contraparte, Svenonius nos cuenta el origen de Estrategias sobrenaturales para montar un grupo de rock (Blackie Books), donde al desistir de hacer un estudio con otros músicos, y en el origen de cómo obtuvieron su fama, prefirió recurrir al espiritismo a través de una medium para despejar todas esas dudas y pedir consejos a aquellas antiguas estrellas de rock acerca de los altibajos del negocio musical. Hoy, en plena era en el que el hip-hop y el trap ocupan un lugar importante dentro de la música actual, personajes como Kanye West pretenden usar de manera religiosa su marca personal con fines meramente publicitarios más que por otras cuestiones. Basta y sobra con ver su última actuación en Coachella y toda la faramalla que lo rodea. Sin duda hay muchos más casos y anécdotas que tendrían que ser objeto de análisis, pero inevitablemente el rock y la religión han caminado de la mano y sin tener un compromiso ideológico, han hecho alusión a su fe, al creador y al universo entero. A veces con el mismo fin y otras al ser enfrentados. Pero al fin y al cabo, expresan un mismo sentimiento. + @MNPHNCGRRRL

rock ‘n’ roll también practica la fe

(y otros dogmas)

Sobre la foto: El aclamado fotógrafo Chris Cuffaro estuvo a cargo del rodaje publicitario y de la foto fija para los vídeos musicales de George Michael, incluyendo “Faith”. Estas sesiones fueron presentadas en George Michael I, una magna exposición en la Black Eye Gallery de Sydney, Australia, en 2018. 25


I N F I N I T I VO S

L

a conciencia comienza y termina en lo que creemos. Lo correcto y lo incorrecto. Lo bello y lo feo. Lo bueno y lo malo. Lo verdadero es lo verdadero por ser creído, no por ser sometido a una verificación exhaustiva. Creer es un estado de ánimo, una sensación ilocalizable y, sin embargo, nos abarca por completo, como cualquier sentimiento que se precie de serlo. Un apego. Un sentido de pertenencia. Novalis afirma que la “sensación de inmediata certeza es la visión de nuestra verdadera vida”. Las creencias nos sustentan y es así como nuestros cuerpos van adquiriendo las formas y maneras de todo cuanto consideran certidumbre. Y hablando sobre los cuerpos, la enfermedad y la salud también son creencias. La medicina primitiva se caracterizó por ser empírica e intuitiva. Desde siempre, el hombre ha recurrido a la analogía para solucionar algunas dificultades. La observación de la naturaleza le ha permitido entender ciclos y procesos. Contemplar a otras especies le ha brindado un conocimiento invaluable sobre su propia existencia. Nuestros antepasados, frente a la enfermedad, seguramente reaccionaban de manera instintiva friccionando la zona afectada, comprimiendo las hemorragias, enfriando las fiebres con agua fría, descansando para recuperar fuerzas, inmovilizando los huesos rotos con ramas u otros objetos sólidos para evitar el dolor, hasta que sanaran. Como en otras especies, los individuos se ayudaban unos a otros. Y en algún momento, los más capaces se fueron transformando en los primeros sanadores del grupo. Siguiendo el comportamiento animal, seguramente dejaban de comer y se guardaban para recuperarse de envenenamientos y recargos estomacales. Se daban masajes. Utilizaban las pieles de los animales que cazaban y el fuego en contra del frío. Y como no podían explicar ni controlar las potencias de la naturaleza, imaginaron fuerzas superiores que las regían, volun-

C U E R P O S

I T Z E L

M A R

tades inexplicables que podían castigar al hombre a su antojo. Y así surgió el pensamiento mágico, la idea del conjuro. La enfermedad, entonces, fue vista como una corrección, un escarmiento impuesto por espíritus y energías sobrenaturales. Mediante una serie de prácticas, el hombre podía librarse de los males y las enfermedades, congraciándose y obteniendo la benevolencia de estas entidades.

La medicina tradicional que ha sobrevivido a la medicina facultativa distingue algunas situaciones productoras de enfermedad, entre ellas, los hechizos, la pérdida del alma y la acción de los espíritus. Entre los hechizos más comunes, difundidos en muchas civilizaciones, está el “mal de ojo”. A este fenómeno se le atribuye carácter de enfermedad por una razón insoslayable: el implacable poder de la mirada. Y es que todo lo vivo es susceptible de padecer por quien lo mira. Enrique de Villena —alias el Nigromante—, escribió en 1425 su Tratado de fascinación, en el que intentó poner de manifiesto la potencialidad energética de la tierra y de los seres. Al mal de ojo lo nombró “fascinación” (o alojamiento), puesto que presumía su ori-

gen en la envidia y el deseo de posesión sobre otra persona, lo que podía ocasionar síntomas como diarreas, cansancio, dolor de nuca, vómitos y depresión. Sólo la vida puede sentir lo que viene de la vida. Muchas culturas coinciden en que el alma es la esencia del individuo, su identidad. Perderla es perderse a sí mismo. Situaciones imprevistas como un susto, un accidente o una catástrofe pueden ocasionar que el individuo pierda el alma. Entonces, se recomienda acudir al curandero o chamán para que este la recupere y, si es necesario, la obligue a regresar a su sitio. Los espíritus que mortifican a los vivos son otra causa de enfermedades. Se trata de entidades que no están en paz porque dejaron pendientes en la vida y vagan por el mundo ejecutando maldades (vientos-espíritus). Estos entes son capaces de incrustarse como espinas en la boca del estómago y provocan mucho desasosiego y malestar. Además, están los vientos fríos desencadenados por espíritus escondidos. Para evitarlos hay que abrigarse bien y no salir de noche. Ante la necesidad de buscar intermediarios entre los hombres y las divinidades, surge la figura del chamán o sanador. Estas personas desarrollan capacidades especiales para diagnosticar y ofrecer una curación, dan cuidados para facilitar el camino al bien estar del que padece. Diagnostican a partir de síntomas como la mirada triste, debilidad, cuerpo decaído, descolorimiento, frío y dolores generalizados. Dan sanación utilizando la herbolaria, cantos, visiones, sueños, comunicación con los espíritus, rituales religiosos, etc. María Sabina se llamaba. Fue nuestra chamana. Mujer mazateca y de palabras altas, curaba con sus niños santos, hongos que recogía en la montaña. Ella decía:

El lenguaje pertenece a los niños santos. Ellos hablan y yo tengo el poder para traducir.

Curaba la calentura, los resfriados, los cuerpos enojados, el dolor de muelas y el desconsuelo de existir. Sabía que la apología del cuerpo es creer. En el libro Vida de María Sabina (Siglo xxi), de Álvaro Estrada, el lector termina entablando una entrañable conversación con ella. Porque sus cantos son como su presencia: Mujer Aerolito Soy Mujer Estrella Soy Mujer Águila Soy Mujer en Medicina Soy Mujer Sabia en Hierbas Soy.+ @aegina23


ENTRE CAÍDAS Y TROPIEZOS

D I EG O

FA I N G U E R S C H

Cree+ en un mundo incluyente Decálogo del buen ateo / agnóstico Amarás y tratarás con dignidad a todas las personas, porque son seres humanos.

1

Amarás y tratarás con dignidad a todas las personas, pues son hijos o emanaciones de Dios.

2

No tratarás de imponer en mitos, doctrinas o dogmas.

3

Atribuirás la bondad y la maldad al albedrío que tienen los seres humanos .

4

Serás un buen ejemplo de los valores que profesas.

No tendrás prejuicios por la gente que es creyente.

5

No enjuiciarás a quienes no creen. Tú no eres tu dios.

Defenderás la libertad de creencia y culto.

6

Defenderás la libertad de pensamiento y expresión.

7

Apreciarás y valorarás todos los avances en ciencia y tecnología.

8

Respetarás el derecho a una espiritualidad no teísta.

9

Te interesarás por el conocimiento y la ciencia. Tu fe no peligra.

No usarás la ciencia para refutar la fe. Atribuirás la bondad y la maldad a la condición humana, no a las creencias. Serás un buen ejemplo de los valores que has desarrollado.

Apreciarás y valorarás todas las manifestaciones culturales. Respetarás el derecho a una vida espiritual teísta. Compartirás con respeto y paciencia tu entusiasmo por el conocimiento y la ciencia. Te esforzarás por dejar este mundo mejor de como lo hallaste, para los demás.

28

Decálogo del buen creyente

10

Te esforzarás por dejar este mundo mejor de como lo hallaste, para los demás.

Cuando alguien pide, ¿a quién le pide? Cuando alguien reza, ¿a quién le reza? Una fe muy humana o tenemos dentro de la raza humana una creencia de algo tan diametralmente opuesto como la concepción de la fe. Por un lado, es un concepto que nos diferencia de los animales. Ningún animal puede tener fe en alguien o algo. Tienen instinto de supervivencia, no de fe. Por otro lado, no hay un concepto más irracional que la fe. Fe ¿en quién o en qué?, La fe se convierte en una especie de ansiolítico. Un ansiolítico espiritual. Pero sin ningún tipo de sustento creíble. Pero hay un tipo de fe, que es la humanización de estas creencias, y que lo convierte en algo totalmente racional y terrenal: La fe de erratas. Conocida en los impresos para justificar a posteriori una equivocación en alguna edición anterior o publicación de un artículo. Esto termina convirtiéndose en un justificativo de fallas o errores que pueden ser de sintaxis, desaciertos en fechas o situaciones específicas en algún comentario.

N

Alguno de los grandes errores donde se hicieron uso de la fe de erratas fueron: “El candidato se entretiene con Tolstoi, no con Toy Story” Las campañas electorales son de especial delicadeza para los periodistas y los políticos. Le sucedió a Eduardo Jorge en Brasil hace poco. “Al contrario de lo que se informaba en esta noticia, el candidato a la presidencia, Eduardo Jorge, no afirmó que tuviera entre sus pasatiempos los dibujos animados Toy Story. En verdad se refería al escritor ruso Léo Tolstoi (1828-1910), autor de clásicos como Ana Karenina o Guerra y Paz. Veja pide disculpas a sus lectores y al candidato”. “Corrección: el Papa era católico” Lo evidente de algunos errores no hace menos divertidas sus rectificaciones. En este caso, por parte de un periódico tan venerable como The Times, que publicó que Juan

Pablo II fue el “primer Papa no católico” de la historia: “Nos referimos a Karol Wojtyla en la columna del pasado sábado como el primer Papa no católico en 450 años. Ahí debería haberse leído, por supuesto, “el primer Papa no italiano. Nos disculpamos por el error”. “Don Rendell era tenor, no terrorista” En ocasiones son los lapsus los más divertidos. Dada la similitud fonética entre tenorist (tenor) y terrorist (terrorista), un periodista terminó acusando de terrorista  al virtuoso saxofonista de jazz Don Rendell. Publicó y corrigió la equivocación, a los pocos días, el propio columnista, escribiendo una nota  en la que se mostraba profundamente avergonzado por el error. Tuve una historia hace varios abriles, con un prospecto de novia que vino especialmente de Argentina para verme, cuando yo estaba terminando una relación; precisamente me vio en un restaurante mientras yo estaba dando fin a este noviazgo. Mi prospecto de novia me encontró abrazándome con mi novia anterior, vio algún dejo de romanticismo, besos y ciertas actitudes comprometedoras. Al otro día, cuando me encontré con mi prospecto, y después de una acalorada discusión tratando de justificar las imágenes vistas por ella, me hubiese gustado poder aplicar en la vida cotidiana la maravillosa y no tan bien valorada fe de erratas: “Donde viste que me estaba tomando de la mano, deberías haber visto que solo estábamos platicando. ”Cuando observaste que me dio un beso y se lo correspondí, deberías haber visto una mirada de despedida con cierto grado de melancolía. ”Donde percibiste que estábamos brindando con tequila, deberías haber visto un vaso de agua como símbolo del adiós. ”En resumen, donde viste todo lo sucedido por un mal timing, estando en el lugar y en el momento equivocados, deberías haber visto absolutamente nada”. La fe de erratas es racional, malintencionada, manipuladora, sarcástica e irónica. O sea: una verdadera fe humana. En otro orden de cosas, la fidelidad viene de fe; quizás deberíamos revalorizarla. + @diegopera


N I Ñ O S

Y

J ÓV E N E S

FA B I Á N

V.

E S C A L A N T E

El Príncipe Cruel

Holly Black Editorial Hidra olly Black nos abre las puertas de la corte de las hadas en este relato lleno de secretos, traición y monarquía, en lo que bien es un cuento de hadas, pero no de esas que te cumplen deseos ni mucho menos se vuelven tu madrina. Estas hadas son seres perversos que, sin importarles manchar su belleza angelical con su oscuridad, serán capaces de hacer de un lugar hermoso y mágico un purgatorio para los mortales. En distintas historias de magia siempre existe la traición, háblese de brujas, magos, hadas o seres fantásticos. ¿Qué posee a estos personajes y los lleva a cometer tales atrocidades? Puede que nunca lo descubramos o quizá sólo sea cuestión de adentrarnos a estos mundos que están más allá del ojo humano. Sucesos incómodos y humillantes son situaciones que los mortales como nuestra valiente Jude y sus hermanas tienen que enfrentar en Faerie. Ser inferior y merecer la muerte es lo que corresponde a los mortales, según las palabras que salen de la boca de Cardan, nuestro

H

malévolo y cruel príncipe. ¿Quién será capaz de revelarse a este poder tan oscuro? Afila tu espada, prepara tu corazón con la valentía y fuerza de Jude, quien, sin ser buena ni mala, es un ser humanitario que pone en juego su vida para salvar a sus hermanas y el reino que la desprecia, todo para conseguir lo que realmente quiere. El príncipe cruel explora un mundo lleno de poderes malignos y algunas de sus costumbres, en la tendencia que tienen de demostrar su superioridad hacia los mortales. La historia nos da un giro completo a lo que creíamos ver venir: nos deja claro que no debemos confiar en ninguno de estos personajes, pues todo este reino puede cambiar. Jude también nos sorprenderá, seguiremos en la espera de un cambio más abrupto en esta primera parte de la trilogía de Holly Black.

Loqueleo stas son las aventuras de una niña llena de curiosidad por aprender y descubrir todo lo que la rodea. Todo es una pregunta que busca ser resuelta. Escritas por Luis María Pescetti, Loqueleo nos presenta Chat Natacha chat, Querido Diario (Natacha), Bituín bituín Natacha, las múltiples aventuras de la curiosa Natacha, en las que la acompañan sus padres, su fiel cachorro Rafles y su inseparable amiga Pati. Cada escena de su vida cotidiana, Natacha la hace una gran aventura: investigar cada palabra, qué es un sueño, por qué hay mamíferos y no hay “papíferos”, el comienzo de un diario, y la comunicación que tiene con Rafles, todo con la complicidad de Pati. La paciencia de su madre es algo digno de apreciar “Santa Paciencia, Nati, la que hay que tener cuando se te vienen estas ideas”. Cada padre tiene la responsabilidad de ayudar a nutrir el conocimiento de sus hijos, y estos cuentos no sólo muestran la curiosidad por aprender de un niño pequeño en desarrollo, también nos muestra el momento intimo de una familia que demuestra el calor y el amor por darle la educación y la atención necesaria a su pequeña hija que vive una infancia llena de aventuras.

Libro del gentil y de los tres sabios

E

30

Ramon Llull Akiara Books “Busquemos lo que nos une, que es lo que conduce a la paz”. La diversidad religiosa se hace notar a lo largo de toda esta historia, que lleva a un personaje a entrar en duda sobre la existencia de Dios, lo que hay después de la muerte y todo lo divino que lo rodea, como la naturaleza. La búsqueda del sentido de la vida y la verdad es uno de los puntos de la trascendencia del gentil. Las 3 religiones representadas en este relato —judíos, musulmanes y cristianos— van de la mano de un origen bíblico para la aportación de ese sentido. Más allá de descubir cuál de ellas es la real, lo notable es la filosofía que Ramón Llull nos enseña para buscar la paz sin importar la diferencia y la lucha de distintos caminos.

Natacha

Luis María Pescetti


Profile for Revista Lee+ de Librerías Gandhi

Lee+ 120 Fe y esperanza  

Junto al amor, la fe es el núcleo de la fuerza vital. Es el impulso más básico de todo lo que hacemos. Las aspiraciones, la esperanza, las j...

Lee+ 120 Fe y esperanza  

Junto al amor, la fe es el núcleo de la fuerza vital. Es el impulso más básico de todo lo que hacemos. Las aspiraciones, la esperanza, las j...