Issuu on Google+

Revista de información y animación Misionera

Año LX - Edición 438 - Mayo | Junio 2010

Con mirada universal Cambio climático

Testigo 30 años del martirio de Romero

Ficha Misionera Inclusión y enfermos

Fieles y creativos Pentecostés Vivir con la fuerza del Espíritu

Desde dónde construir el diálogo, el respeto y la solidaridad


Galería Misionera

Envianos fotos de tu comunidad y comparta tus experiencia misionera. Email.: remico@consolata.org.ar

Virgen ronal: . As. t a p a - Bs iest sión F peya-Merlo e c o r P de Pom Pquia

ll del Va

e,

e las rupo d ela de g r e u im E), Esc del pr antes dón (ESPER endoza. ip ic t nM Par Per ción, e das de Jorna y Reconcilia n Perdó

Jornada de prof esores del colegio Pablo VI, en San Francisco-C órdoba.

Representantes al 2° Encuentro Latinoam ericano de Colegios IMC-MC de Argentina, Brasil, Colombia, Ecuador, Venezuela, reunidos del 1º al 5 abril de 2010 en Buca ramanga- Colombia.

nsolata, en la del Colegio Co n-Las Heras Misión JMC uero-Borbolló ec R de ad id comun Mendoza.

Participantes del de Perdón (ESP 2° grupo de las Jornadas ERE), Escuela de Perdón y Reconciliación , en Mendoza .


Sumario

17  Formación Misionera

Ficha Nº 20. Inclusión y enfermos Por P. Rubén Lopez, imc

4    Buzón Misionero

22 Rincón Joven

La Patria es un don, la Nación una tarea

Amistad y Misión en... para y por Jesús

5  Editorial

Por Sofía Rodríguez, jmc

Desde donde construir el diálogo, el respeto y la solidaridad P. Sisto Karrau, imc

6 

Jóvenes Misioneros de la Consolata. Vocación misionera: Arde luego incendia Por Leonardo Lezcano, jmc

Con mirada universal

24  Prohibido para mayores

Cambio climático Por Misiones Consolata

¡Mis padres siempre quieren tener razón! Por Diana Sosa

10 Actualidad

26 Iglesia en camino

Incluyendo a los enfermos para que tengan vida

La iglesia católica de sudáfrica y su espíritu misionero

Por P. Daniel Bertea, imc

Por P. Daniel Kibuw’a

12  Biblia y misión

28 Nuestra Presencia

La actitud de Jesús ante los marginados

Escuchando se aprende a ser obispo Por Mons. José Luis Ponce de León

Por P. Emmanuel Pius Chacha, imc

30 Rostro Femenino

15 Testigo

Mi primera experiencia en las tierras del tango

30 años del martirio de Romero Por Misiones Consolata

Por Hna. Susan Mbogo, mc

16 Ven y sígueme

32  Fieles y creativos

Jesús te llama, te necesita

Pentecostés: Vivir con la fuerza del Espíritu Por Juan Carlos Grego, IMC

P. Kioko Alphonce, imc

Propietario: Instituto Misiones Consolata Registro Prop. Intelectual N° 820517 Edición: N° 438. Mayo - Junio – Año LX Director: Sisto P. Elías, imc Redacción: Misiones Consolata Colaboradores: López Rubén, Chacha Emmanuel, Greco Juan Carlos, Karrau Sisto, Alfredo Duran, Kioko Alphonce, Hna. Mbogo Susan, Kibuw’a Daniel, Ponce José Luis, Sosa Diana, Rodríguez Sofía, Lezcano Leonardo. Fotos: Archivos IMC, Bertea Daniel, Hnas. Mis de la Consolata, Sisto Karrau, Colegio “Consolata” (Mza). Laicos IMC, Revista Misiones Consolata, Dimensión Misionera. J.M.C. Diseño: Art + Manipulation info@artmanipulation.com.ar Impresión: Brapack S. A. Saraza 1310, CABA

MISIONEROS DE LA CONSOLATA Al servicio de la Misión Ad gentes

Somos una familia de Consagrados y Laicos para la Misión, animados por un mismo espíritu y un mismo ideal que es: ANUNCIAR A CRISTO DONDE TODAVÍA NO ES CONOCIDO

Miembro de PREMLA www.portalmisionero.com/premla

Virgen de Lujan, Patrona de Argentina.

P. Antonio Merigo, misionero de la Consolata italiano, bautizando en algunas de las colonias en Pirané- Formosa. Mayo

Junio

3


La Patria es un don, la Nación una tarea Declaración de la 155ª Reunión de la Comisión Permanente de la Conferencia Episcopal Argentina (Miércoles 10 de marzo de 2010)

1. La celebración del Bicentenario merece un clima social y espiritual distinto al que estamos viviendo. Urge recrear las condiciones políticas e institucionales que nos permitan superar el estado de confrontación permanente que profundiza nuestros males. La situación actual requiere una actitud de grandeza de parte de todos los argentinos, en particular de sus dirigentes. También nosotros, como pastores, nos sentimos interpelados por esta situación y no nos excluimos del examen de conciencia que se debe hacer. 2. La que sufre es la Nación toda; no es momento para victimizarnos ni para procurar ventajas sectoriales. “Aunque a veces lo perdamos de vista, la calidad de vida de las personas está fuertemente vinculada a la salud de las instituciones de la Constitución cuyo deficiente funcionamiento produce un alto costo social” (1). La calidad institucional es el camino más seguro para lograr la inclusión de todos en la comunidad nacional. Por eso, es necesario que los poderes del Estado, de acuerdo a su naturaleza, actúen respetando su legítima autonomía y complementándose en el servicio al bien común. 3. Si toda la Nación sufre, más duramente sufren los pobres. Este es un reclamo del cual nos volvemos a hacer eco, porque se trata de una deuda que sigue vigente, y que se lee “en los rostros de miles de hermanos que no llegan a vivir conforme a su dignidad de hijos de Dios” (2). Por ello, es el momento de privilegiar la sanción de leyes que respondan a las necesidades reales de nuestro pueblo, y no de detenerse en opciones fijadas por intereses que no tienen en cuenta la naturaleza de la persona humana, de la familia y de la sociedad. 4. La Patria es un don que hemos recibido, la Nación una tarea que nos convoca y compromete nuestro esfuerzo. Asumir esta misión con espíritu fraterno y solidario es el mejor modo de celebrar el Bicentenario de nuestra Patria. 5. Los cristianos invitamos a todos los hombres y mujeres de buena voluntad a unirse a nosotros en la oración para invocar al Señor, que es la fuerza de su pueblo, y a pedirle por nuestra querida Patria argentina: “Salva a tu pueblo y bendice a tu herencia; apaciéntalos y sé su guía para siempre” (3). Una vez más ponemos estos deseos y esperanzas en las manos de Nuestra Madre de Luján. 155º Comisión Permanente Buenos Aires, 10 de marzo de 2010 (1) Cea. “Hacia un Bicentenario en justicia y solidaridad. 2010-2016”, n°35. (2) Cea. “Afrontar con grandeza nuestra situación actual”, n°11. (3) Salmo 28 (27) 8-9.

4

Invitamos a encender una vela y a rezar una oración por nuestra Nación Oración por la Patria, 8 de Mayo a las 15:00 hs. El próximo 8 de mayo a las 15, el Departamento de Laicos de la Conferencia Episcopal Argentina, invita a todos los argentinos a realizar un gesto nacional para celebrar el Bicentenario. El mismo consiste en encender una vela y en rezar una oración por la Patria. Habrá un Acto Central frente a la Basílica de Luján como así también en distintos puntos de la Argentina.

Agenda

MAYO 1° San José - Día del Trabajador 3 Día Mundial de la Libertad de Prensa 8 N. S. Luján – Patrona de la Argentina 13 Nuestra Señora de Fátima 14 San Matías, apóstol 15 Día Internacional de la Familia 16 Ascensión del Señor – Jornada Mundial de las Comunicaciones 23 Pentecostés 25 Primer Gobierno Patrio 30 Visitación de la Virgen María

JUNIO 5 Día Mundial del Medio Ambiente 6 Santísimo Cuerpo y Sangre de Cristo 10 Día de la afirmación de los Derechos Argentinos sobre las Islas Malvinas 11 Sagrado Corazón de Jesús 12 Inmaculado Corazón de María 17 Día Mundial de Combatir la Desertificación y la Sequía 20 N. S. de la Consolata - Día del Padre 21 Año Nuevo Andino - Día de la Bandera 24 Nacimiento de Juan Bautista 26 Día Contra las Drogas 29 San Pedro y San Pablo 30 Primeros Mártires de la Iglesia de Roma


E

stamos viviendo últimamente situaciones muy preocupantes como país, quizás no muy diferentes a las que ya hemos vivido muchas otras veces, con enfrentamientos, posiciones muchas veces cerradas, pretendiendo justificar de cualquier manera lo que cada uno piensa. Lo que no debemos dejar de pensar es desde dónde debemos construir. Y en eso sin duda el camino más seguro es el del diálogo, el del respeto, virtud que creo que ya hemos perdido bastante y hace mucho tiempo. Nunca el camino del enfrentamiento es el mejor. Nunca el de la fuerza por la fuerza misma y para demostrar quien tiene más “razón” o “poder”. Reflexionando en tantas situaciones que vivimos todos los días, a nivel de reclamos, discusiones, maneras de construir lo que llamamos el país, sino también en aquellas actitudes que nos rodean. Hay un ambiente de “agresividad” en muchos ámbitos, donde muchas veces parece que todo se debe resolver definiendo quién se impone con más vehemencia. Sucede esto ante reclamos legítimos que se hacen muchas veces de una manera no adecuada. Sucede ante decisiones que se toman y no siempre se hace pensando en el bien común ni como

Editorial

Desde donde construir: el diálogo, el respeto y la solidaridad se trasmite, y hasta no siempre por los caminos que corresponde. Sucede en lo diario, en el ambiente en que nos movemos habitualmente, en una escuela donde cualquier discusión termina de manera agresiva, quizás porque esos niños ven que en su propia familia todo se resuelve de esa manera, y a su vez, todos vemos que a cualquier nivel dirigente todo se termina solucionando de la misma forma. Ya ni aquellas situaciones que muchas veces deberían servir para recrearnos, para distraernos, escapan a situaciones de agresividad y violencia. No es desde este lugar de enfrentamiento desde donde construiremos algo serio y firme. Es desde el respeto, la solidaridad, el que cada uno aporte desde su lugar lo que debe, como podremos ir creciendo como familia, como sociedad y como país. El crecimiento tiene mucho que ver con el desarrollo, con lo económico, pero también con la manera en que nos tratamos entre nosotros, si hay diálogo, acercamiento, buscando juntos, desde la verdad, qué es lo mejor para todos. Y en esto no es solo cuestión de mirar hacia los demás, sea arriba, abajo o al costado. No, debo mirar cerca de mí, a los que me rodean y con los que comparto la mayor parte de mis horas, y allí pensar cómo estoy aportando a esa construcción, si soy capaz de respetar, de dialogar, de buscar con sinceridad los mejores caminos. Si no lo hacemos de ese modo, seguirán siendo sólo intentos de construir algo mejor, pero seguiremos atados a situaciones que no nos dejarán avanzar. Termino esta reflexión pidiendo a la Virgen de la Consolata que nos ayude a construir espacios de diálogo y respeto. La Patria es un don que hemos recibido, la Nación una tarea que nos convoca y compromete nuestro esfuerzo. Asumir esta misión con espíritu fraterno y solidario es el mejor modo de celebrar el Bicentenario de nuestra Patria. P. Sisto Karrau, imc

Intención Misionera Mayo

Para que los ministros ordenados, las religiosas, religiosos y los laicos comprometidos en el apostolado, sepan infundir entusiasmo misionero a las comunidades confiadas a su cuidado.

Mayo

Junio

Para que las Iglesias en Asia, que constituyen “una pequeña grey” entre poblaciones no cristianas, sepan comunicar el Evangelio y testimoniar con gozo su adhesión a Cristo.

Junio

5


CAMBIO CLIMATICO

Por: Misiones Consolata

El clima ejerce una enorme influencia en la naturaleza y en nuestras vidas, determina en gran medida la fauna y la flora de cada lugar, la cantidad de agua dulce disponible, los cultivos... y al final también influye en la cultura y medios de vida de cada región del mundo.

D

Con mirada universal

esde hace más de 20 años los científicos vienen advirtiendo que la temperatura de nuestro planeta está aumentando debido a la actividad industrial, y que esto está causando cambios en el clima de la tierra. La temperatura media global de la superficie terrestre se ha incrementado de 0,4 a 0,8ºc desde el siglo pasado, y en la década de los 90 se encuentran los seis años más cálidos de todo el período. Sabemos que el clima es un sistema complejo y cambiante de circulación del aire de la atmósfera en permanente intercambio de energía con el mar y la superficie terrestre, y también sabemos que en otras épocas era muy diferente al actual, por ejemplo, hace 10.000 años La temperatura media global era de 4 a 5º c inferior a la de hoy, y el hielo cubría una gran extensión del planeta. así que no es una novedad que el clima cambie, lo que es un gravísimo problema es que cambia tan rápido que la humanidad no puede adaptarse y una gran parte de la población, sobre todo la más pobre, sufrirá un empeoramiento de sus condiciones de vida: inundaciones, pérdida de fertilidad del suelo, propagación de enfermedades tropicales...

Hambre y enfermedades Las cosechas se verán alteradas por dos factores principalmente: el calor, que induce mayor evapotranspiración de las plantas, que requieren por ello más agua, y la abundancia de co2, que tiene un efecto fertilizante las previsiones son de aumento de rendimiento en latitudes medias y altas, y menor producción en zonas subtropicales, como en la india, y especialmente en áfrica, que se enfrentará a nuevas hambrunas. El aumento global de temperatura dará lugar a una extensión del campo de acción de insectos portadores de enfermedades, como la falciparum malaria que se estima que en el 2080 afectará a 290 millones de personas más que hoy, la mayoría en China y Asia central.

6

Casi 900 millones de personas viven sin agua potable Un informe de la Organización Mundial de la Salud advierte que casi el 40% de la población mundial no dispone de las instalaciones higiénicas básicas

Revista Misiones Consolata 2010


fotos muestras las distintas realidades de falta de agua

Diez años después de los compromisos adoptados por la ONU para mejorar la vida de los más pobres del planeta, 884 millones de personas siguen viviendo sin acceso al agua potable y 2600 millones no cuentan con los servicios mínimos de saneamiento. Un nuevo informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y UNICEF sostiene que, a pesar de esas cifras, los avances en el ámbito del agua son ciertamente alentadores, con un 87 por ciento de la población mundial que bebe y utiliza agua apta para el consumo. En cambio, la situación es decepcionante en cuanto al alcance de servicios higiénicos básicos (capaces de evitar el contacto de los humanos con desechos fecales), con un 39 por ciento de habitantes del mundo que no tiene acceso a ellos. La directora de Salud Pública y Medio Ambiente de la OMS, María Neyra, explicó que la diferencia en el progreso alcanzado en ambos ámbitos se debe, entre otros factores, a “razones culturales y a la falta de inversión, así como de colaboración entre los distintos sectores públicos involucrados”. “Tiene que haber un cambio cultural para que el saneamiento se vuelva una necesidad tan clara y tan obvia como lo es el acceso al agua potable”, agregó. Según el estudio, los avances han sido dispares por regioMayo

nes: de los 884 millones de personas que no tienen acceso a fuentes de agua limpia, una tercera parte se encuentra en África subsahariana, donde el 40 por ciento de la población padece esa situación. Casi la mitad de las personas que desde principios de los noventa han ganado acceso al agua se encuentran en India y China. En el terreno del saneamiento, sólo la mitad de la población de países en desarrollo cuenta con un baño, una letrina o un pozo séptico de uso doméstico, y en los últimos años los mayores progresos se han registrado en África del Norte y en regiones del este y sudeste asiático. “Vale la pena llamar la atención sobre algo que es tan obvio que casi da vergüenza decirlo en el año 2010 y es que sin agua potable y saneamiento básico no hay ninguna base de salud pública que se pueda desarrollar. Si no acabamos con esa situación nunca vamos a arrancar a esas poblaciones de la pobreza”, dijo Neyra. Defecación al aire libre. Según los resultados del informe, el mundo alcanzará el Objetivo de Desarrollo del Milenio relativo a recortar a la mitad el número de personas sin acceso al agua potable para 2015, pero fracasará en un objetivo similar que se había trazado en cuanto a servicios de saneamiento. La ���buena noticia” es que la práctica de defecar al aire li-

Junio

7


bre -considerada la más peligrosa desde el punto de vista higiénico está en declive en el mundo entero en términos porcentuales, aunque haya aumentado en cifras absolutas. Si en 1990 era una práctica del 25 por ciento de la población mundial, hoy esa tasa se sitúa en el 17 por ciento. Además, el informe revela que el agua no potable y las prácticas insalubres influyen en la muerte de 1,5 millones de niños menores de cinco años anualmente.

Actuar localmente y pensar globalmente

Con mirada universal

Este es uno de los slogans que escuchamos en la posmodernidad. Ante cada acción cotidiana que realizamos debemos pensar qué impacto estamos generando, hacia nosotros mismos, a los que nos rodean y hacia el futuro. Lamentablemente asistimos cotidianamente a acciones irresponsables de tantas personas. Cada verano, cuando estamos más en contacto con la naturaleza, con la naturaleza, vemos como arrojamos cualquier tipo de desperdicio n cualquier lugar. Y en las ciudades, se genera cualquier tipo de desechos, fruto de una sociedad de consumo, cada vez más agresiva. Contaminamos la naturaleza y nos contaminamos a nosotros mismos, hipotecando cada vez mas el futuro de la humanidad. Pero no solo en lo cotidiano debemos cuidar lo que hacemos. Debemos además cambiar nuestros hábitos de consumo, valorando más la austeridad y los valores de muchos hermanos que respetan la naturaleza, entre ellos los pueblos originarios. Tiempos atrás, en una obra de teatro denominada “es bueno mirarse en su propia sombra”, la artista mapuche Luisa Calcumil-encarnando el papel de una sabia anciana mapuche-antes de emprender un viaje, se levantaba y, mirando al amanecer, le agradecía a Dios 8

(Futachao, según los mapuches) el día que se iniciaba. Luego, tiraba la primera cebadura de mate a la tierra, agradeciendo a la Ñuque Mapu (Madre Tierra) los alimentos que recibía. Finalmente emprende el camino a la ciudad. Antes de cruzar un arroyo le pide permiso a Futachao para hacerlo. A continuación se topa con un alambrado y se pregunta jocosamente: “y a quien tengo que pedir permiso para cruzarlo?” Qué bueno sería vivir como este personaje, pensando en todo momento, que la tierra y todo lo que nos ofrece no es nuestro, sino de Dios y que, por ello, debemos respetarlo y cuidarlo! Cuántas cosos distintas serían en este mundo con una mentalidad no consumista sino conservacionista, como la de nuestros hermanos aborígenes!

Revista Misiones Consolata 2010


El mundo, y la raza humana, aunque no se tenga conciencia, no se pueden esperar: se necesita que el hombre revierta ya esta historia de raíz. Por eso son tan importantes las cumbres mundiales de preservación del medio ambiente que se realizan. Y también son importantes los movimientos sociales que se hacen presentes en esas cumbres de los poderosos, exigiendo medidas profundas y no meros “maquillajes” que no cambian las cuestiones de fondo. Cuando votamos a las personas que nos rigen nuestros destinos, la preservación del medio ambiente debería ser una de las exigencias primordiales a pedir en las políticas de gobierno que se proponen implementar.

Mozambique

Mini Notsi cia

El Santo Padre Benedicto XVI nombró al P. Francisco Lerma, misionero de la Consolata, obispo de Gurué, Mozambique.

Cuidar el planeta comienza en casa Ante tanta alteración del medio ambiente nos surge el interrogante: ¿qué puedo hacer, desde mi lugar, para no deteriorar más nuestro planeta? Si bien las grandes decisiones están en manos de quienes conducen el mundo, desde nuestro lugar podemos ayudar al cambio. Por ejemplo: ¿Cómo desechás el aceite con que freíste al cocinar? Aunque no cocinemos muchos alimentos fritos en aceite, como lo hacemos, “normalmente” tiramos el aceite usado en el lavaplatos. Ese es uno de los mayores errores que podemos cometer. La recomendación es: Esperar que el Aceite usado se enfrié. Colocar el aceite de desperdicio en una botella de plástico. Cerrarla y colocarla luego en una basura normal. ¡Un litro de aceite contamina un millón de litros de agua¡ Es la cantidad suficiente para el consumo de agua de una persona durante 14 años.

El Santo Padre Benedicto XVI ha nombrado el pasado mes de marzo al padre Francisco Lerma Martínez, I. M. C., obispo de Gurué, en Mozambique, hasta entonces Superior Provincial de la Región mozambiqueña del Instituto Misiones Consolata.

Nació el 4 de mayo de 1944 en El Palmar, Murcia, en la diócesis de Cartagena. Tras su formación en el seminario diocesano de San José de Murcia, cursó sus estudios de Filosofía en la Pontificia Universidad de Santo Tomás en Roma, y el primer año de Teología en la Pontificia Universidad Urbaniana, para terminar sus estudios en la Pontificia Universidad Gregoriana, donde obtuvo la Licenciatura en Teología Dogmática. Asistió después a la facultad de Misionología de la Gregoriana, obteniendo el doctorado. Fue ordenado sacerdote el 20 de diciembre de 1969. En 1971 fue nombrado vicario parroquial en la misión de Maúa, Mozambique. Párroco en Cuamba de 1980 a 1987, pasó a ser responsable de la pastoral de la diócesis de Inhambane hasta 1991. Desde ese año hasta 1996 fue rector del Seminario Filosófico de la Consolata en Matola. Entre 1996 y el 2002 volvió a encargarse de la pastoral en la diócesis de Inhambane. En el 2007 dirigió en Roma el Secretariado General para las Misiones de la Consolata, para poco después ser nombrado Superior Regional en Maputo.

Mayo

Junio

9


E

Actualidad

n el número anterior, en esta sección hemos hablado de lo que es la inclusión a nivel general y de algunas actitudes para poder vivir cada uno sin ser o sentirse excluido y al mismo tiempo para tratar a los otros de la misma manera. En este número, y en sintonía con la ficha sobre Inclusión y enfermos, quisiera complementar sobre el tema. Si hablamos de enfermo, normalmente este término tiene una acepción negativa; mientras que si hablamos de salud, sale a relucir el potencial positivo al que todos aspiramos. Considerando la definición que la Organización Mundial de la Salud realizó en su constitución de 1946, encontramos que “Salud es el estado de completo bienestar físico, mental y social, y no solamente la ausencia de infecciones o enfermedades”. También puede definirse como el nivel de eficacia funcional o metabólica de un organismo tanto a nivel micro (celular) como en el macro (social). En 1992 un investigador agregó a la definición de la OMS: “y en armonía con el medio ambiente”, ampliando así el concepto. A la luz de esto, uno podría pensar que si es así… ¡Nadie tiene completa salud! Tal vez podría ser cierto; sin embargo, más que mirarlo con asombro nos tiene que brindar la capacidad de ver que el otro no es una persona con menores capacidades o posibilidades que yo en su globalidad, ya que todos –más o menos- padecemos de alguna carencia. Y creo que fundamentalmente la última consideración es la que nos ayuda a tratar el tema de la inclusión con optimismo y con decisión de hacer algo. Es interesante, por ejemplo, que aún cuando algunos llaman a algunas personas “discapacitadas”, hoy por hoy, creo que uno de los términos más adecuados es “personas con capacidades diferentes”, y esto, ¡ya nos hace pensar mucho! Ya decíamos en el número anterior que inclusión implica reconocer, respetar, aceptar, acoger, abrazar la diferencia del otro, sin ponernos por sobre los demás. O sea que, consciente de que tal vez no tengo “esa enfermedad”

del otro, pero tal vez tengo otra, me dará una manera de ver las cosas muy distintas. A veces puede resultar que a algunos enfermos los tratamos de una manera si no los conocemos, de otra si son conocidos y más aún familiares, y ni hablar si la enfermedad la terminamos padeciendo nosotros. Como decimos vulgarmente, si la “vivimos en carne propia”. Sólo allí, para muchos, se comprende lo que tal vez esté sufriendo y viviendo ese otro enfermo, hasta hoy un NN. Detrás de un enfermo hay un ser humano, hay una

Inclusión implica reconocer, respetar, aceptar, acoger, abrazar la diferencia del otro, sin ponernos por sobre los demás. O sea que, consciente de que tal vez no tengo “esa enfermedad” del otro, pero que tal vez tengo otra, me dará una manera de ver las cosas muy distintas.

Incluyendo a los enfermos para que todos tengan vida Por P. Daniel Bertea, imc

Revista Misiones Consolata 2010


imagen de Dios, hay una persona con sus características, potencialidades, límites, derechos y obligaciones. Si nos ponemos a analizar lo que el Estado hace para el bien de la salud, sabemos que, si bien no faltan acciones, ellas no llegan a cubrir las necesidades de la sociedad. Y esto es una cuestión de muchos países del mundo, especialmente en los más pobres y aquellos en vía de desarrollo. Si dirigimos la mirada a otras organizaciones no gubernamentales, ¡cuántas se dedican a la salud! Gracias a Dios, también aquí, muchas con muy buenos servicios y fieles a sus estatutos; otras, en cambio, un poco menos. Si miramos la acción de la Iglesia, no podemos negar que su atención social para con los enfermos en muchos lugares del mundo, inclusive en nuestro país, ha sido y sigue siendo muy loable, y no siempre reconocida. Cuántos hospitales o salitas de salud han sido y siguen siendo sostenidos por nuestros Misioneros y Misioneras de la Consolata. Hogares para niños huérfanos, algunos con HIV o simplemente huérfanos de padres que murieron a causa del HIV-SIDA; cuántos hogares para ancianos se han apoyado para acompañar a aquellos que a veces la sociedad los tiene olvidados o sus familiares no tienen posibilidad de atenderlos. Ciertamente que no todo está hecho, y también se dan casos donde el servicio y la fidelidad a la misión específica hacia el enfermo, hacia el marginado, debe ser recuperada. Ciertamente en los casos de ciertas enfermedades, la persona sufre la soledad, y la falta de reconocimiento personal como para integrarse al resto de la familia/comunidad/ sociedad. Veamos algunos hechos: Desde la Asociación Síndrome de Down de la República Argentina, un lema dice: “Cuando decís “mogólico” no estás insultando, estás discriminando”. Hace unos años esto sucedía en Barcelona: “Mango ha abierto en Manresa un ‘outlet’ (tienda con productos baratos por ser de la temporada anterior) con la organización Moltacte, dedicada a la inclusión social y laboral de personas con trastornos de salud mental.” Otro caso es el de los droga-dependientes: El estigma de la exclusión social de la drogadicción Fundación Integra (www.fundacionintegra.org) nos revela que “Delincuentes, prostitutas, drogadictos y jóvenes conflictivos pueden cambiar de vida y reinsertarse en la socie-

Mayo

dad”, agregando que “son más de 80 las empresas que, con su apoyo económico e institucional han contribuido a que este proyecto sea una realidad. Son empresas que tienen conciencia de responsabilidad social e intentan que la igualdad para todos sea una realidad. Por ello se comprometen a no tener en cuenta el pasado de los candidatos y someterles al mismo proceso de selección que al resto de personas que se presentan al puesto.” Pero en definitiva, creo que con las responsabilidades que tienen, con el reconocimiento de lo bueno que hacen y de lo que se puede mejorar, tanto los Estados, como las Organizaciones, y hasta la misma Iglesia, hay alguien que no puede decir que no y que no puede descargar simplemente la responsabilidad en los otros, y ese… o esa… sos vos y soy yo. Ninguno de nosotros podemos dejar de hacer lo que podemos. Lo que podemos hacer se transforma en un “debemos” porque ciertamente Dios nos regaló unas capacidades para que las compartamos con otros, así como nosotros nos valemos de las capacidades que otros tienen y nosotros no tenemos. Y concluyo presentando dos hechos. El primero tiene que ver con esta niña Rosalinda de Haití, adoptada por una familia Mendocina. Eligieron Haití luego de que el Estado argentino pusiera más trabas para cederles otro niño por tener cuatro.” Rosalinda llegó después del terremoto que azotó Haití cuando la habían llevado a un orfanatorio porque padecía hambre y sed. El segundo caso sucedió en Yibuti, un pequeño país en el África Oriental, donde una congregación de Religiosas tiene un hogar en el que recibe niños recién nacidos que se los lleva la policía, fruto de la prostitución –normalmente provocada por los extranjeros que llegan allí-, y luego de uno o dos meses salen con destino a Francia destinados a la adopción. Pero lo curioso es lo que relata conmovida una de las Hermanas: “El otro día vino una pareja desde Francia para llevarse un niño. Prefirieron al que había nacido con la discapacidad más grave. Sí, lo quisieron para hacerlo feliz”. Y la hermana concluye: “Ahí tienen un verdadero milagro, ese del corazón!”.

Junio

11


La actitud de Jesús ante los marginados y los excluídos de la sociedad, como motivación misionera en la iglesia Por P. Emmanuel Pius Chacha, imc

Biblia y misión

E

l tema de la prioridad de los marginados, los pequeños y los excluidos de la sociedad en el mensaje de Jesús está indiscutiblemente ligado al de los destinatarios del reino de Dios. Al optar radicalmente por el reino de su Padre y por su justicia, Jesús tenía que automarginarse a si mismo en la sociedad de su tiempo. Y como sabemos todos, la absoluta fidelidad de Jesús a la prioridad del reino de su Padre es lo que le costó la vida. Por lo tanto, la opción radical de Jesús por los marginados y los excluidos en su mensaje, fue la razón de su muerte injusta. Ya que con esta opción Jesús tenía que enfrentarse con las instituciones religiosas de su tiempo cuya manifestación se encontraba en el templo, la ley y el sábado. Es muy evidente la coherencia que existe entre el mensaje de Jesús sobre los marginados y su actuación liberadora respecto a los excluidos sociales de su tiempo. Nadie puede dudarlo. Y eso es lo que debe motivar la evangelización en la Iglesia. Es importante acompañar nuestra predicación profética con una verdadera actuación (las obras concretas), para que el marginado o el excluido de la sociedad sea el centro de mira de nuestro amor. Hablando de los marginados como preferidos del mensaje y las obras de Jesús, nos conviene escoger sólo algunas categorías de personas, ya que la lista es impresionante y el tema en sí es muy amplio para este espacio. Hay que entender que cuando se habla de los marginados en el tiempo de Jesús, no se puede pasar por alto la diferencia que existe entre ellos. En la sociedad de Jesús, al igual que en muchas sociedades, existían varios tipos de marginación. Entre ellos sobresalían la marginación económica y la marginación religiosa. Estos dos tipos de marginación, que en cierto punto se veían 12

interconectados entre sí, llevaban la sociedad a una situación de marginalidad estructural. Era una situación en que los propios mecanismos de la institucionalización social vigente excluían de la vida comunitaria a algunos grupos de personas: los pobres, publícanos, prostitutas, extranjeros, endemoniados, enfermos, mujeres, niños, etc. Para nuestra reflexión, tomaremos el de los ‘pecadores’; un grupo que pertenece a la categoría de los llamados ‘marginados religiosos’. Al grupo de los pecadores pertenecían diversas personas que tenían algo en común: el estigma de ser pecadores. Estas personas fueron estigmatizadas por el hecho de haber transgredido algunas de las normas de pureza o simplemente por padecer alguna enfermedad. A este grupo pertenecían los que ejercían algunas profesiones u oficios considerados impuros en la sociedad judía del tiempo de Jesús: los pastores, los publicanos, los ladrones, las prostitutas, etc. Como hemos visto arriba, los enfermos también pertenecían al grupo de los pecadores. Eso es porque, en la forma de pensar de la época, la enfermedad se asociaba con el pecado cometido por la propia persona o por sus antepasados. En este caso, los leprosos (o los que tenían cualquier enfermedad de la piel), los ciegos, los lisiados, los paralíticos, los epilépticos, los sordomudos eran considerados pecadores por la sociedad. Y por lo tanto, eran destinados a sufrir marginación y exclusión. Los que se consideraban “puros” (los cumplidores de la ley), se manteRevista Misiones Consolata 2010

nían siempre al margen de los pecadores, y para colmo se aconsejaba no relacionarse con los pecadores, ni comerciar con ellos ni aceptar nada de parte suya. A veces se evitaba hasta el contacto físico con los pecadores para no contaminarse con su pecado o impureza. Y de hecho, no se podía compartir la sinagoga con los pecadores para evitar la contaminación. Para muchos resultaba prácticamente imposible salir de su condición, aunque era factible la purificación mediante un complicado proceso de arrepentimiento, purificación ritual y expiación. Pero todo eso implicaba el gasto de dinero. Y como su dinero generalmente se consideraba sucio e impuro, por ejemplo en el caso de las prostitutas y de los cobradores de impuestos, no se aceptaba su uso para este fin. Consecuentemente, los pecadores estaban condenados a la exclusión social.

¿Cómo actuaba Jesús frente a esta situación? En realidad Jesús condenaba esta situación porque la sociedad requerida por él, según el mensaje del reino de Dios, se basaba en la igualdad, la fraternidad y la solidaridad. En este caso, Jesús no toleraba ningún tipo de marginación. Para Jesús, tanto la religión como la sociedad que toleraba cualquier tipo de marginación, no estaba de acuerdo con el mensaje del reino. Jesús proclamaba la excelsa dignidad de todos los que las instituciones sociales o religiosas marginaban y despreciaban. Por tanto, con su mensaje Jesús revela cómo es Dios y cómo actúa ante sus hijos. Él es el Padre de todos, y no quiere que haya marginaciones entre sus hijos. Para Jesús los preferidos son los más despreciados y marginados de la sociedad, por la razón que sea. Para


nuestra reflexión y actuación misionera, tomaremos como motivación la actitud de Jesús frente al grupo de los llamados ‘pecadores’. En el artículo anterior a este se reflexionó sobre la curación de la hija de la mujer cananea. Ella era marginada en el ámbito, tanto religioso como social, por el hecho de ser mujer, pagana y extranjera. En este artículo vamos a tomar como ejemplo la curación de un leproso (Mc 1,39-45): “…Se le acercó un leproso, que se arrodilló ante él y le suplicó: ‘Si quieres, puedes limpiarme.’ Sintiendo compasión, Jesús extendió la mano y lo tocó diciendo: ‘Quiero, queda limpio.’ Al instante se le quitó la lepra y quedó sano. Entonces Jesús lo despidió, pero le ordenó enérgicamente: ‘No cuentes esto a nadie, pero vete y preséntate al sacerdote y haz por tu purificación la ofrenda que ordena la Ley de Moisés, pues tú tienes que hacer tu declaración…’” La lepra era una enfermedad que llevaba a la exclusión de la comunidad israelita, y se evitaba mucho por razones no sólo de impureza sino también de prevención de su contagio. En el libro bíblico del Levítico (Cfr. capítulo13) se habla de cómo actuar con los leprosos. El mismo asunto se desarrolló posteriormente en las legislaciones rabínicas de la Misná. El enfermo de lepra era como un muerto en vida, ya que sufría la exclusión en el contexto no solamente religioso sino también social. Un leproso no podía acercarse a nadie y todo lo que tocaba se consideraba impuro. Por esta razón tenía que vivir fuera de los poblados y, estrictamente, tenía que advertir a la gente de su presencia cuando pasaba. Y como la enfermedad se consideraba un castigo de Dios por el pecado cometido por el propio enfermo o por sus antepasados, el leproso pertenecía, de esa manera,

al grupo de los llamados ‘pecadores’. Con la curación del leproso del Evangelio (Cfr. Mc 1,39-45) Jesús le ayuda a salir de la marginación y exclusión promovidas por la sociedad de su tiempo. En adelante, el que había sido leproso será un hombre igual a los demás, limpio, con dignidad y liberado de la marginación a la que estaba sometido por las legislaciones de su sociedad. El leproso curado no sólo recupera su salud sino que también se reincorpora en la sociedad. Jesús le manda a presentarse al sacerdote y hacer por su purificación la ofrenda que ordena la Ley de Moisés, para que se reconozca su dignidad tanto en la Ley de Dios como en la de los hombres. El amor y la misericordia que Jesús manifestó ante el leproso revelan profundamente el reino de Dios que él ha anunciado e inaugurado. Fiel al reino de Dios, un reino de amor, de justicia y de paz, Jesús desobedece la ley vigente que margina y oprime, quebrantando todas las medidas preventivas frente al leproso sufriente. Jesús, conmovido, extiende su mano, lo toca y le devuelve la salud, la dignidad y la alegría. En vez de temer al contagio o a contaminarse con la impureza del leproso, Jesús escucha sus gritos y ve el sufrimiento cruel de este hombre marginado, excluido, indigente y maltratado por la ley. Jesús, lleno de misericordia y compasión (=padecer con), tiende su mano al excluido, le coloca en el centro de mira de su amor y le devuelve tanto la salud como la dignidad perdida.

Preguntas para reflexionar: • ¿Nos da vergüenza ir al encuentro del que se considera ‘impuro’ o ‘pecador’ en nuestra vida, misión? • ¿Nos atrevemos a romper y cambiar la ley que margina o excluye en la sociedad? • ¿Somos capaces de cambiar la situación que excluye, aunque todo eso signifique perder nuestros privilegios? • ¿Seguimos justificando los casos de marginación bajo el pretexto de permanecer ‘puros’ (‘incontaminados’, ‘limpios’)? • ¿Tenemos el coraje de dejarnos alcanzar por el Señor, cuando Él nos acerca? Mayo

Junio

El leproso se purifica porque ha confiado totalmente en Jesús. Se atreve a desafiar todas las normas de prevención, y se arriesga a hablar con Jesús de frente, suplicándole la purificación: “Si quieres, puedes limpiarme”. Él sabe que está obrando mal por transgredir la ley, pero Jesús no se horroriza por eso, ni se echa atrás ante la enfermedad del pobre hombre. Al contrario, Jesús se conmueve, extiende la mano y lo toca para limpiarle. Jesús sabe muy bien que lo que está haciendo está prohibido por la ley. Pero, lleno de ternura y compasión, con su gesto reafirma la trasgresión iniciada por el leproso. Toca y limpia la piel despreciada por los que se consideran “puros”. Al decir: “Quiero, queda limpio”, Jesús manifiesta la voluntad de Dios de limpiar el mundo de exclusiones que van contra su compasión. No es Dios quien excluye o margina, sino nuestras leyes e instituciones. Somos nosotros mismos los que excluimos de la sociedad a quienes se considera “impuros”.

¿Qué mensaje nos deja Jesús para nuestra misión? Jesús nos invita a derribar los muros de exclusión en nuestra sociedad y nuestra misión. Seguirle a Él significa no horrorizarnos ante ninguno que se considera impuro. No debemos retirar de ningún marginado o excluido nuestro afecto y acogida. A ejemplo de Jesús, lo primero para nuestra misión debe ser la persona que sufre y no la norma que margina. Pero, lamentablemente, para algunos de nosotros sigue siendo más importante el cumplimiento de la norma o la ley, que el acercamiento al marginado, excluido, pecador, etc. ¿Saldremos algún día de esa situación? 13


30 años del martirio de Oscar Arnulfo Romero Por: Misiones Consolata

Monseñor Oscar Arnulfo Romero, arzobispo de San Salvador, fue asesinado el 24 de marzo de 1980, cuando celebraba la eucaristía en memoria de doña Sarita Jorge Pinto, con su familia y los enfermos de cáncer, en el hospital de la Divina Providencia, en la capital Salvadoreña, América Central.

Testigo

S

egún la Agencia de noticias Zenit, el 26 enero 2010 la Conferencia Episcopal de El Salvador (CEDES) ha pedido al papa Benedicto XVI la “pronta conclusión” del proceso de beatificación del arzobispo Oscar Arnulfo Romero, que este año cumplió 30 años de su martirio. La decisión la adoptaron los obispos salvadoreños en su primera reunión del año, recientemente celebrada, informó el obispo auxiliar de San Salvador, Gregorio Rosa Chávez, por medio de una publicación de su parroquia capitalina. “Una decisión importante (del encuentro de obispos) fue la de escribir una carta al Santo Padre para expresar el interés de nuestros pastores por la pronta conclusión del proceso de canonización de monseñor (Romero)”, aseguró monseñor Rosa Chávez. El arzobispo de San Salvador, José Luis Escobar, anunció que la Iglesia iniciaría los actos conmemorativos del 30 aniversario del asesinato de Romero el 24 de marzo de 1980, con jornadas de reflexión. Asimismo, recomendó a los salvadoreños que oren y promuevan el “culto privado”  para impulsar la beatificación de monseñor Oscar Arnulfo Romero, y pidió respeto hacia la figura del asesinado arzobispo para no afectar ese proceso. “Quisiera hacer el llamado a que oremos, que pidamos al Señor, porque es de fe; si alguien es canonizado es porque Dios así lo quiere”, declaró el arzobispo de San Salvador al referirse a la causa que se sigue en el Vaticano. Admitió en una rueda de prensa que la causa “está avanzada”, pero dijo desconocer  “cuánto tiempo falta” para que monseñor Romero sea declarado beato. “Nosotros habríamos deseado que en una fecha como esta se diera la grata noticia para todos que monseñor Romero era declarado beato, pero en vez no tenemos ninguna noticia”, afirmó. En ese contexto, invitó a los feligreses “a que se encomienden a Dios por intercesión de monseñor Romero” y les hagan llegar los testimonios de las gracias, favores y milagros que reciban. “La verdad, hemos visto poca devoción privada y en este 14

punto conviene que haya mayor devoción privada. No puede haber culto público para una persona que está siendo estudiada su causa en El Vaticano, pero sí de forma privada y conviene que lo haya cada vez más”, añadió. Consideró conveniente que el proceso de canonización transcurra en un ambiente “sereno”, alejado de cualquier “manifestación de carácter social e incluso política”. “Hemos pedido en muchas ocasiones un sumo respeto a la causa de monseñor

Revista Misiones Consolata 2010


Dios está en medio de nosotros

Ningún cristiano debe sentirse solo en su caminar, ninguna familia tiene que sentirse desamparada, ningún pueblo debe ser pesimista aún en medio de las crisis que parecen insolubles, como la de nuestro país. (Mons. Romero)

Jornada Mundial de las Comunicaciones Sociales 2010

El sacerdote y la pastoral en el mundo digital: los nuevos medios al servicio de la Palabra

Romero, ni para enarbolar la bandera, exaltar su persona, que sería cosa muy bonita y a nosotros nos agrada mucho que se hable bien de monseñor Romero, pero no conviene en este momento; ni tampoco mucho menos para atacar su memoria, su figura”, explicó. La Comisión de la Verdad, que investigó los crímenes cometidos durante la guerra civil salvadoreña (1980-1992), estableció en un informe divulgado en marzo de 1993 que el asesinato de Romero fue presuntamente ordenado por Roberto D’Aubuisson, fundador del partido Alianza Republicana Nacionalista (Arena). El arzobispo, en cuyo honor se celebrará este año una jornada de la juventud organizada por la Iglesia, denunciaba desde el púlpito las injusticias contra la población y los asesinatos perpetrados por “escuadrones de la muerte”. “El objetivo que nos impulsa este año, trigésimo aniversario (...), es propiciar un espacio de encuentro, convivencia, reflexión, devoción y mística del siervo de Dios monseñor Oscar Arnulfo Romero”, declaró el arzobispo.

Es el tema del mensaje para la Jornada Mundial de las Comunicaciones Sociales 2010, que se celebrará Domingo 16 de mayo de 2010.

El objetivo del mensaje del Papa es “invitar de modo particular a los presbíteros, en este Año Sacerdotal y tras la celebración de la XII Asamblea General Ordinaria del Sínodo de los Obispos (octubre 2008), a considerar los nuevos medios de comunicación como un posible gran recurso para su ministerio al servicio de la Palabra y quiere alentarles para que afronten los desafíos que nacen de la nueva cultura digital”.

Dios está en medio de nosotros. Tengamos fe en esta verdad central de la sagrada revelación. Dios está presente, no duerme, está activo, observa, ayuda y a su tiempo actúa oportunamente. Por eso la presencia de Dios despierta en el corazón la verdadera alegría: ¡Alegraos en el Señor! De nuevo os repito: ¡Alegraos porque Dios está cerca¡ (Mons. Romero)

“Los nuevos medios de comunicación -se lee en la nota-, si se conocen y se valoran adecuadamente pueden ofrecer a los sacerdotes y a todos los agentes de pastoral una riqueza de datos y de contenidos a los que antes era difícil acceder, y facilitan formas de colaboración y de crecimiento de comunión impensables en el pasado”.

DATOS: La Iglesia Católica en América Latina tiene 425.599.389 fieles, distribuidos en 800 diócesis, 31.530 parroquias, 104.331 centros de evangelización, animados por 1.201 obispos, 66.684 sacerdotes, 10.302 diáconos permanentes, 5.484 hermanos, 129.813 monjas y 1.350.495 catequistas. En San Salvador, la Iglesia, que siempre fue la razón de ser de toda la vida de Mons. Romero, es bien pequeña, pero muy vigorosa en su fe y su fidelidad a Cristo Salvador. Ella está constituida por 5.029.704 católicos (79,87%), nueve circunscripciones eclesiásticas, 12 obispos, 765 sacerdotes, dos (2) diáconos permanentes, 70 hermanos, 1.632 monjas y 7.534 catequistas, que se reúnen en 828 centros de pastorales. Mayo

Mini Notsi cia

Concluye el mensaje señalando que “si los nuevos medios se usan sabiamente, con la ayuda de expertos en tecnología y cultura de las comunicaciones, pueden ser un instrumento válido y eficaz de verdadera y profunda evangelización y comunión para los sacerdotes y para todos los agentes pastorales”. Junio

15


Jesús te llama, te necesita “El Señor me llama hoy….no sé si me llamará dentro de unos años…” P. José Allamano

P. Kioko Alphonce, imc

A

¿En qué momento me llama el Señor? ¿Cómo puedo saber que me está llamando?

hora mí querido joven te pregunto;

¿Sabes en qué momento Jesús llamo a sus discípulos?, o más bien ¿Cómo los llamó?, o más bien todavía ¿Cuándo oyeron y respondieron a este llamado? “Pasando Jesús junto al lago de Galilea vio a Simón y a su hermano Andrés………………un poco más adelante vio a Santiago , el de Zebedeo, y a su hermano Andrés;….Jesús les dijo “ Veníos detrás mío y os haré pescadores de hombres” Ellos dejaron inmediatamente las redes y lo siguieron.(Mc. 1:16-19)

Ven y sígueme

Jesús llama a los dos hermanos Pedro y Andrés cuando estaban echando la red en el mar, y a los dos hermanos Santiago y Juan cuando estaban arreglando las redes con su padre. A los cuatro les dijo: “Venid conmigo, y os haré pescadores de hombres”. Y ellos, al instante, dejando todo le siguieron. Jesús llama sencillamente. Pasando Jesús junto al lago de Galilea los ve y les dice: “Venid conmigo”. A los cuatro los llama estando en medio de su trabajo de pescadores. Y los llamó directamente, sin rodeos: “Venid…”. Y ellos, también sin rodeos, sin titubear, sin poner condiciones, dejan todo y le siguen. También hoy, Jesús sigue llamando de la misma forma: sencillamente y sin rodeos te dice: “sígueme”. Estás en tu actividad de familia, de escuela, de amigos, de oración, de juego…. y oyes en tu interior la voz suave de Jesús que te dice: Ven… Sígueme… Como estos cuatro discípulos; responde al instante: Te sigo… Deja todo y sigue a Jesús…No pongas condiciones: que soy joven, que tengo que estudiar, 16

que todavía los padres son jóvenes y me cuesta separarme de ellos. Que tengo unos amigos y no puedo abandonarlos, que me gustan las chicas, etc… Contempla esta escena de Jesús llamando a los discípulos junto a la ribera del mar de Galilea. Mar en calma… Unos pescadores echando las redes al mar, y otros, más adelante, remendando sus redes… Y a Jesús caminando por la ribera… Llega a la barca de Pedro y Andrés, y les dice: ‘Venid conmigo…”…Camina y llega a la barca de Revista Misiones Consolata 2010

Santiago y Juan y les dice: “Venid…”. IMAGÍNATE esta escena una y otra vez. MÉTETE en la barca de Pedro, y luego en la de Juan; y ESCUCHA la voz de Jesús… Como a ellos, TE LLAMA A TI… ¿Qué le responderás? …Sé generoso… No pongas condiciones… Merece la pena. Luego dialoga a solas con Jesús y estos cuatro discípulos… Pídeles un oído atento, es decir, una generosidad como la de ellos. pág. 21


Formación misionera

FICHA - 20

Inclusión enfermos y

Por: P. Rubén Lopez, imc

Enfermos saludables El mundo había evolucionado mucho, pero sólo tecnológicamente. Y, entonces, lo único que importaba era la producción. Fabricar más y más, para que la gente pudiera tener cosas distintas para comprar cada día. Todos trabajaban durante ocho horas y el resto del tiempo estaban en los shoppings comprando, o en su casa frente a la computadora, o mirando televisión. Por eso, para ellos, el que no trabajaba, o estudiaba – si era niño-, no servía. Para esa mentalidad, entre los que no servían, estaban los enfermos, no producían, y sus familiares, por tener que cuidarlos, tampoco. Así fue que una supermente brillante (según ellos) inventó un lugar donde había que llevar a las personas enfermas para que se cuidaran ellas, asistidas con el mínimo personal médico y de enfermería. Entonces, aquello que comenzó siendo una casa con algunas camas fue creciendo hasta convertirse en una ciudad dentro de la ciudad. Allí había todo tipo de personas: empleados administrativos, docentes, obreros, grandes, chicos, abuelos... Pero había algo raro que la gente de afuera no comprendía. La mayoría de los que entraban en esa ciudad, ya no salían. Y si salían, enseguida se volvían a enfermar, y pedían que los internaran. Esta situación los inquietaba, entonces organizaron una comisión con el fin de investigar qué sucedía. Para el asombro de todos, la comisión no regresó.

Esa gente aprendió a encontrarse con los demás. Al estar largo tiempo en una sala de hospital sin poder comprar nada y sin televisión, comenzaron a contarse sus vidas, sus problemas y sus sueños. Actualmente el que conoce algún oficio lo enseña a los demás; los maestros recuerdan poemas y escriben nuevos, que por la noche leen a todo los que se reúnen. Las personas saben

Convocaron a un segundo grupo de investigadores y, mientras tanto, prepararon un ejército para ingresar por la fuerza. Al cabo de un tiempo, salió uno de los enviados. Inmediatamente fue llevado ante el Consejo para explicar qué ocurría y les dijo: Mayo

Junio

17


las migajas a los perros (Lc 16,19-31, Lázaro y Epulón) Especialmente sufrida es la vida de los leprosos, que tienen que aislarse y llevar un cencerro para que suene cuando están cerca, muchas veces corridos a pedradas de las partes pobladas, por temor a contagiarse. Jesús y los Enfermos: el nombre de todos y, cuando están un poco mejor, van a otras salas para ayudar a los escasos enfermeros que recorren las camas. Incluso, hay enfermos que prestan este servicio, y otros casi son médicos, aunque no tengan un título “oficial”. La gente tiene tiempo para encontrarse. Los consejeros decidieron ocultar la noticia, pero, al llegar a sus casas, se la contaron a sus esposas e hijos, y éstos a sus amigos, y el “secreto” fue corriendo de boca en boca. La gente, a la salida del trabajo o de la escuela, empezó a ir a visitar a los “enfermos”. Dejaron de ir a los shoppings, y como se vendía menos, se fabricó menos, sólo lo necesario. Poco a poco se dieron cuenta de que ya no existía división entre las dos ciudades, porque habían aprendido lo que significaba realmente el progreso. (Tomado de Casalá y Pisano en Cuentos rápidos para leer despacio III)

Los enfermos en tiempo de Jesús: En ese tiempo se ve la enfermedad como consecuencia de un castigo divino, por una culpa de la persona o de sus padres o de la comunidad. Generalmente la enfermedad está relacionada con la “posesión diabólica”, es decir, con un estado en el que los agentes del mal se han adueñado de la vida de la persona. Para el hombre de esa época existe una total unidad entre cuerpo y espíritu; y estar mal en su espíritu trae como consecuencia estar enfermo en su cuerpo. Al considerarse la enfermedad como castigo de Dios, el enfermo queda marginado de la vida religiosa de la comunidad; no puede entrar al templo aunque puede pedir limosna a la puerta del templo (Hch 3, 1-2). Para sobrevivir dependen de la buena voluntad de los otros, que a veces ni siquiera los ven, aunque estén en la puerta de sus casas, y prefieran tirar

18

La mayor parte de sus acciones milagrosas están dirigidas hacia ellos. Sus gestos: poner barro en los ojos del ciego (Jn 9, 6), mojar con saliva la lengua del sordomudo (Mc 7, 33) manifiestan su profundo amor por ellos. Jesús se dirige al hombre en su totalidad, y sus intervenciones tienden a restablecer la salud integral del mismo. A veces cura el cuerpo, como en el caso de la suegra de Pedro (Mc 1, 29 –31); otras veces libera de lo que esclaviza a la persona como el endemoniado de Gerasa (Mc 5, 1-13); otras, reinserta a quien era excluido de la comunidad a causa de su enfermedad como los leprosos (Lc 17, 11-16) Jesús cura a los enfermos de diferentes maneras. A veces cura con su presencia (Mt 9,20-22), o con su palabra (Lc 7,14); otras, con su perdón (Jn 8, 3-11) o con sus manos (Mt 8,14-16) Jesús se interesa de todos los que sufren, pero especialmente de los más desprotegidos como el paralítico de la piscina de Betesda, que no tenía nadie que lo asistiera (Jn 5, 5-8) Jesús no vino a eliminar el sufrimiento (eso queda para su segunda venida), sino a transformarlo, desde la esperanza y desde la fe, para que podamos afrontarlo y superarlo. No vino a explicarlo sino a compartirlo con nosotros, para así podernos acompañar y ayudar en el mismo.

Revista Misiones Consolata 2010


La enfermedad de nuestro tiempo, según Aparecida: ( Enfermos, Sida, Adicciones, Ancianidad) Nos preocupan quienes dependen de las drogas, las personas con capacidades diferentes, los portadores y víctimas de enfermedades graves como la malaria, la tuberculosis y VIH –SIDA, que sufren de soledad y se ven excluidos de la convivencia familiar y social (Aparecida 65) Denunciamos que la comercialización de la droga se ha hecho algo cotidiano en alguno de nuestros países, debido a los enormes intereses económicos en torno a ella. Consecuencia de ello es el gran número de personas, en su mayoría niños y jóvenes, que ahora se encuentran esclavizados y viviendo en situaciones muy precarias , que recurren a la droga para calmar su hambre o para escapar de la cruel y desesperanzadora realidad que viven (Aparecida 424)

Consideramos de gran prioridad fomentar una pastoral con personas que viven con el VIH Sida, en su amplio contexto y en sus significaciones pastorales: que promueva el acompañamiento comprensivo, misericordioso y la defensa de los derechos de las personas infectadas; que implemente la información, promueva la educación y la prevención, con criterios éticos, principalmente entre las nuevas generaciones, para que despierte la conciencia de todos a contener esta pandemia (Aparecida 421)

En el problema de la droga... La Iglesia en su labor se dirige especialmente en tres direcciones: prevención, acompañamiento y sostén de las políticas gubernamentales para reprimir esta pandemia. En la

El respeto y gratitud a los ancianos debe ser testimoniado en primer lugar por su propia familia. La Palabra de Dios nos interpela de muchas maneras a respetar y valorar a nuestros mayores y ancianos. Incluso nos invita a aprender de ellos con gratitud, y acompañarlos en su soledad y fragilidad. La frase de Jesús: “a los pobres los tienen siempre con ustedes y pueden socorrerlos cuando quieran” (Mc 14,7), bien puede entenderse de ellos, porque forman parte de cada familia, pueblo y nación. Sin embargo, a menudo, son olvidados o descuidados por la sociedad y hasta por su propia familia (Aparecida 448) Algunas propuestas de inclusión en Aparecida: Se debe alentar en las Iglesias particulares la Pastoral de la Salud (Aparecida 421) Mayo

Junio

19


Formación misionera

FICHA - 20

prevención, insiste en la educación en los valores que deben conducir a las nuevas generaciones, especialmente el valor de la vida y del amor, la propia responsabilidad y la dignidad humana de los hijos de Dios. En el acompañamiento, la Iglesia está al lado del drogadicto para ayudarle a recuperar su dignidad y vencer esta enfermedad. En el apoyo a la erradicación de la droga, no deja de denunciar la criminalidad sin nombre de los narcotraficantes que comercian con tantas vidas humanas, teniendo como meta el lucro y la fuerza en sus más bajas expresiones. (Aparecida 422) La Iglesia se siente comprometida a procurar la atención humana integral de todas las personas mayores, también ayudándoles a vivir el seguimiento de Cristo en su actual condición, e incorporándolos lo más posible a la misión evangelizadora. Por ello, mientras agradece el trabajo que ya vienen realizando religiosas, religiosos y voluntarios, quiere renovar sus estructuras pastorales, y preparar aún más agentes, a fin de ampliar este valioso servicio de amor. (Aparecida 450)

Un ejercicio para hacer y compartir: “Vía Crucis de Hoy” Este ejercicio requiere una preparación previa; piensa y escoge situaciones actuales de dolor, enfermedad, etc., que padecen algunas personas. Mejor si conoces personalmente a algunas. Es preferible que escribas brevemente algunas

características que describen o definen dichas situaciones. Puedes hacer las catorce estaciones. Una vez preparado el material, puedes hacer el ejercicio. Empieza por una de las estaciones que tú mismo has preparado. Procura imaginar la situación que describes. Descubre la presencia de Jesús sufriente y solidario con las personas que padecen dicha situación. Considera cómo Jesús asume ese dolor y lo hace redentor. Pregúntate si puedes tú hacer algo para aliviar ese dolor de Jesús. Al menos intenta ser solidario con los que lo sufren. Puedes concluir la contemplación de la estación diciendo despacio “Te alabo, Cristo, y te bendigo porque por tu santa Cruz has redimido al mundo”.

Para profundizar la ficha; 1. Analizar el cuento para descubrir la enseñanza que nos deja y cómo podemos aplicarla a nuestra realidad.

2. Hacer un cuadro comparativo entre la situación de los enfermos en tiempo de Jesús y en nuestro tiempo; señalar similitudes y diferencias. 3. Meditando la manera de actuar de Jesús con los enfermos, descubrir las actitudes que Él me propone para mi manera de actuar con los enfermos. 4. Evaluar la pastoral de salud que se realiza en nuestra comunidad. Señalar elementos positivos y elementos a mejorar. 5. Investigar sobre los distintos grupos de autoayuda para adicciones (Alcohólicos Anónimos, Alanon, Narcóticos Anónimos, Jugadores Anónimos, etc.), dónde funcionan, qué ayuda ofrecen. (Donde sea posible, se podría hacer una exposición en la comunidad con todo el material recogido).


los pobres… Este clamor es el de Jesús… Toma una resolución… Reza conmigo; Jesús no tienes manos Tienes sólo nuestras manos para construir un mundo donde habite la justicia. Jesús, no tienes pies. Tienes sólo nuestros pies para poner en marcha la libertad y el amor. Jesús, no tienes labios. Tienes sólo nuestros labios para anunciar por el mundo la Buena Noticia de los pobres. Jesús recorre ciudades y aldeas predicando el Evangelio de Reino, y curando toda clase de dolencias y enfermedades… Jesús camina… Jesús predica.., Jesús cura,.. Contempla a Jesús, lleno de amor al Padre, hambriento de predicar la Buena Noticia a todo y a todos, cómo peregrina de ciudad en ciudad, de aldea en aldea… Tiene compasión de la gente que vive como ovejas sin pastor, desorientada, sin rumbo en la vida, alejada del Padre… Penetra en el corazón de Jesús… Pídele que te comunique el amor al Padre, el “Celo” de predicar el Evangelio a todo y a todos.

Jesús, no tienes medios. Tienes sólo nuestra acción para lograr que todos los hombres y mujeres seamos hermanos. Jesús, nosotros somos tu Evangelio, el único Evangelio que la gente puede leer, si nuestras vidas son acciones y palabras eficaces. JESÚS, aquí tienes mis manos, mis pies, mis labios, mi trabajo, mi sonrisa, mi tiempo, mi ilusión, mi vida.

¡Aquí estoy Señor! ¡Cuántos a tu alrededor viven desorienta¡Iré contigo! dos, descarriados, afanados únicamente en las cosas terrenas, alejados de Dios…! ¡Cuánta gente en ciudades y aldeas, en tantos lugares del mundo todavía no han oído hablar de Jesús, de su mensaje…! Mi querido Joven;

Un llamado a seguir en el mundo, para salvarlo, pero sin ser del mundo. La decisión de un joven que quiere dedicar su vida a ayudar a sus hermanos a salvar sus almas y hacer este mundo más como Dios lo pensó. Seguro, me preguntarás ¿Cuál es el mejor MOMENTO para decidir mi vocación? La verdad es que lo mejor es responder cuando Dios llama: ni antes ni después. Si ya te diste cuenta de tener el llamado de Dios ¿para qué te esperas? Y si tu llamado todavía no madura ¿para qué te precipitas? ¿Cómo estar 100% SEGURO de mi vocación a la vida sacerdotal o religiosa? La vocación no es una certeza matemática, sino una certeza en la fe, como la tuvieron los discípulos. Si tú esperas una certeza que no te deje ninguna duda, no la encontrarás jamás. El amor es también un “riesgo”, pero acuérdate de que es un “riesgo” en manos de Dios, que es fiel, que nunca falla y que quiere siempre lo mejor para nosotros. Además, esa certeza irá creciendo con fuerza en la medida que vayas avanzando con generosidad en tu proceso vocacional. Y... ¿si FRACASO?

Con Jesús, EXCLAMA: “Señor, la mies NO TE OLVIDES; La vocación al saes mucha, mas los obreros pocos… Envía, cerdocio es: Señor, operarios a tu mies…” Un misterio de amor entre un Dios Señor, HAZME uno de esos operarios…, que llama por amor y un hombre que hazme generoso… le responde libremente y por amor. EXAMINA TU INTERIOR.., ¿No es ver- Un llamado a ser puente entre Dios y dad que alguna vez has sentido la llamada los hombres. de Dios?... ¿Cómo has respondido? ¿Como los discípulos o te has echado para atrás?... NO TE HAGAS sordo a esta llamada de Jesús… ESCÚCHALA con amor. DIALOGA con Jesús… PROMÉTELE que vas a RESPONDER “SÍ” desde lo hondo de tu corazón…

En la vocación consagrada no hay fracaso posible si tú no quieres. Dios lo único que espera de ti es tu libre decisión de amarle y de aceptar su voluntad sobre ti. Por eso, mientras tú estés dispuesto y digas: «Señor, ¿qué quieres que haga?», no te puedes equivocar. ¿Qué debo hacer para responder a mi vocación religiosa sacerdotal? ….. Te espero en el próximo número.

Hoy como en la época de Jesús, sigue mucha gente caminando por la vida, como ovejas sin pastor… El grito de los pobres, de muchos pueblos hambrientos y con grandes necesidades material y espirituales sigue clamando… ¡Mira cómo vive tanta gente en tantos lugares del mundo! Y tú ¿Cómo vives?… No te hagas sordo al clamor de

Mayo

Junio

21


Amistad y Misión en... para y por Jesús Por: Sofía Rodríguez, jmc

C

Rincón Joven

aminar este trayecto es comprometernos en entrega y servicio al divino Maestro imitando sus virtudes, anunciando, derribando y edificando Su reino. Es un gran desafío que estamos dispuestos a cumplir tomados de su mano; él nos ilumina y nos levanta para seguir, nos hermana en el amor, ese tan grande que él nos dejó, ese que funda la misión y que tenemos ganas de transmitir a los demás para que sientan en nosotros la presencia de un amigo, ese amigo que vino para quedarse con nosotros y nos brinda la paz. Hace en nosotros la convivencia fraterna y de nosotros sus servidores, llamándonos discípulos suyos. Como jóvenes atentos a su llamado, queremos escuchar su voz, dejar de lado las cosas del mundo y ocuparnos de las cosas del Padre Celestial como él le contestó a su mamá en el templo. Todo esto requiere alimentarnos en la fe y esto se logra teniendo un grupo en el cual sentirnos identificados “JMC”; apoyándonos unos a otros, contagiando esa alegría que solo él nos regala, es lindo sentir que Jesús está presente en cada mate, fiesta, encuentro, pero sobre todo el saber que junto con él formamos parte de una gran familia misionera guiados por su madre la Virgen María Ntra. Sra.de la Consolata y el Beato José Allamano, nuestro fundador. Tenemos como meta invitar a aquellos que no conocen esta experiencia de vida, llamarlos a tener un encuentro personal con Jesús ya que Él siempre nos espera con los brazos abiertos y alienta en nuestra vida ser pescadores de jóvenes, tirar nuestras redes mar adentro, ya sea el resultado mucho o poco. Hoy como jóvenes Misioneros de la Consolata queremos expresar con las mismas palabras con las que el profeta Samuel respondió al llamado de Dios:

JMC- parroquia de Ntra. Señora de Pompeya Merlo-Buenos Aires

“Habla que tu servidor escucha”.

22

Revista Misiones Consolata 2010


Jóvenes Misioneros de la Consolata. Vocación misionera: Arde luego Incendia

Por: Leonardo Lezcano, jmc

El llamado: San Pablo nos enseña que Dios le da a cada uno de nosotros un Don (1Cor.7, 7); el Beato Allamano nos dirá que ese Don para nosotros es el de ser discípulos y misioneros de Jesús. Como jóvenes misioneros, hoy queremos compartir con vos y aclararte un poco aquellas dudas, esas pequeñas vacilaciones que para nosotros es muy importante que logremos superar, porque creemos que ser testigos de Dios en el mundo es nuestra necesidad, es un deseo de hacer el Bien!!! De vivir en el Amor, de llevar esa alegría transformadora de Cristo Vivo presente entre nosotros; ese Dios de la Historia, de la Vida, que nos grita “Ven y sígueme” (Mc. 10,21) que nos necesita y que en su inmenso amor nos espera con los brazos abiertos. Él, primer misionero, primer discípulo, primer maestro; ese Dios hecho Hombre que nos llama a colaborar desinteresadamente en su casa, en su viña; es ese Dios el que hoy está presente en nuestra comunidades, que se nos muestra por medio de los jóvenes que quieren anunciarlo “aquí y más allá de las fronteras”, que espera respuestas y que sabe de nuestras necesidades, nuestras debilidades, las miles de tentaciones presentes en nuestro mundo, es Él, que hoy más que nunca nos tiende su mano de Amigo, Nuestro Amigo!! Que te llama y que así, como primero lo hizo con los Apóstoles, hoy nos invita a abandonar nuestras resistencias y a seguirlo…

Renunciar a uno mismo: Muchas veces queremos que Dios nos envíe signos extraordinarios para decidirnos a seguirlo, el Beato Allamano nos enseña que es en los signos ordinarios en donde Dios nos invita a ser parte de ese cuerpo llamado Iglesia, de vivir en comunión, de ser parte activa de la gran Misión: Anunciar la Buena Noticia. Pero es en ese camino plagado de símbolos oscuros ante los que titubeamos y esa energía con la que estábamos predispuestos se va rápidamente; pero no nos desanimemos, Dios sabe lo difícil que es renunciar a esas tentaciones que bien nos indica el Santo Padre: “el abismo de las drogas, del alcohol, en la esclavitud sexual, en la esclavitud del dinero, de la pereza, etc.” Es en el acto generoso y desinteresado, es ver que sin un “no” a ciertas cosas, no crece el gran “sí” a la vida verdadera!! Es ese pequeño gesto de amor en el que nuestra vida Mayo

empieza a cambiar, y nos empezamos a dar cuenta de que lo que hacemos vale la pena, que ya no nos interesa tanto “SER nosotros mismos” sino que es en las necesidades del hermano, de la Iglesia, de los olvidados, de los excluidos, donde debemos estar, porque queremos estar!! Es ese momento tan lindo en el que podemos decir “he renunciado a mi mismo, y quiero servir a Dios, caminar por donde él camina, ir a donde él me indique, escuchar su palabra, pero sobre todo hacer lo imposible para vivirla”.

El gran momento: Aquí estoy Señor. Y tenemos dudas de lo que vendrá, del “que dirán”, de equivocarme, de no ser lo suficientemente digno de ti Señor, de ser criticados, de ser señalados; pero el Amor de Dios ya ha calado hondo en nuestros corazones, y esa llamita que nos impulsa a seguir a pesar de todo ya está ardiendo: la respuesta no se puede detener. La espera se hizo tarde, la noche ya está cerca, el cambio se torna imposible, la vida va sin rumbo, y en el preciso instante en el que te necesité Tú estuviste Señor sosteniéndome, acompañándome, y enviaste tú Espíritu, y me decidí: Quiero ser parte, quiero escucharte, quiero anunciarte, quiero sentirme amado por Vos, quiero gritar con todas mis fuerzas que hoy es el día en el que nuestro Señor Jesucristo me llamó por mi nombre, y le respondí lleno de alegría: “Aquí estoy Señor, quiero ser tu Joven Misionero de la Consolata”. Junio

23


¡Mis padres siempre quieren tener la razón! H

Por: prof. Diana Sosa

ay un momento de la vida de las familias en que nadie parece poder ponerse de acuerdo: -Vos querés quedarte a dormir en la casa de unos amigos…Tus padres quieren que los acompañes a la montaña el domingo. -Vos querés que vayan a la montaña para despejarte y hacer algo diferente…Tus padres quieren quedarse porque en la semana hay muchos exámenes para estudiar. -Vos querés ir al polideportivo para hacer algún deporte… Ellos quieren que vayas al gimnasio de la esquina. -Vos querés trabajar con el vecino del mercadito repartiendo soda…Ellos quieren que ayudés a tu papá en el taller…… Y así...podríamos seguir eternamente haciendo un listado de “lo que vos querés y lo que ellos quieren”.

Prohibido para mayores

¿Qué será lo correcto? ¿Es posible que los dos tengan la razón? Cuando esto ocurre, lo primero que nos da es rabia, ganas de discutir y encerrarse en uno mismo y no hablar ¡Para qué, si nunca entienden nada! Es difícil comprender el punto de vista del otro. La buena noticia es que esta habilidad se puede desarrollar y se llama EMPATÍA: capacidad para comprender el marco de referencia del otro, capacidad para ponerme en el lugar del otro, en el barrio decimos “ponerse en los zapatos del otro”. Todas las cuestiones que nos pasan las miramos sólo de uno de los lados: el nuestro, las ganas de quedarme en la casa de mi compañero y reírnos toda la noche, las ganas de salir a la montaña, las ganas de ganar un dinero extra, las ganas de hacer deportes y conocer a chicos de otros barrios…..pero sobre estas cuestiones, tus padres están pensando: la necesidad de compartir más tiempo contigo, que puedas hacer deporte con la seguridad que estás a media cuadra de la casa, el deseo de tu papá de tener un espacio para dialogar informalmente, por ejemplo el taller , y muchos otros punto de vista , tantos como personas intervienen en el asunto. Es que muchas veces las cosas son “caballo y sapo a la vez”. ¡Sí, muchas veces es así! A modo de ejemplo te comparto estas figuras: En muchas ocasiones vos estás mirando la primera figura y tus padres la segunda, vos insistís y peleás que es un caballo ¡y tenés razón! Y tus padres insisten y se pelean para convencerte de que es un sapo, y ¡tienen razón!

El tema es que los dos tienen diferentes necesidades y por lo tanto esto hace que miren las cosas desde sólo un punto de vista. ¿Y cómo se hará para que dos personas que discuten acerca si es un caballo o un sapo se pongan de acuerdo? Es simple, sólo hay que preguntar ¿Porqué decís que es un sapo? ¿Cuál es la nariz del caballo? ¿Dónde ves las ramas de la laguna? De ese modo, al señalar y explicar, los dos podrán llegar a demostrar al otro las razones por las cuales insistían en lo que decían. Te invito a que hagas lo mismo, antes de enojarte con tus padres cuando te proponen otros planes, o insisten sobre algo, no des las cosas por supuesto, preguntá ¿porqué?, aprendé a explicar cuáles son tus necesidades, con calma, y también preguntá cuáles son las necesidades e intereses de tus padres. La EMPATÍA se ejercita preguntando, indagando sobre los puntos de vista del otro, expresando nuestras emociones la respecto. Hay un dicho popular que dice “hablando se entiende la gente”, el hablar allana caminos, ahorra energía en enojos y supuestos, hace que las personas se conozcan más y en consecuencia se entiendan y se quieran más. Ánimo ¡es tan lindo no tener siempre la razón! Además, ésta es una de las virtudes más importantes para ser un buen misionero y el Allamano nos lo dice bien claro: ¡A las misiones no hay que llevar la propia voluntad; hay que saber renunciar a la propia!

24

Revista Misiones Consolata 2010


Mini Notsi cia

Cochabamba

Tribunal climático y referendum sobre el ambiente

Instituir un “tribunal climático” para juzgar a los países que destruyen a la Pachamama (Madre Tierra), en concomitancia con el ‘Día de la Tierra’ (22 de abril), para preguntar a los ciudadanos del mundo: “¿Están de acuerdo con abandonar el modelo de superproducción y consumismo para restablecer la armonía con la Naturaleza y transferir los gastos de guerra a un fondo para la defensa del planeta?”. Estas son las principales conclusiones que surgieron al final de la ‘Conferencia mundial de los pueblos sobre los cambios climáticos y los derechos de la Madre Tierra’, evento único en su tipo, organizada en Cochabamba, en el centro de Bolivia, en vista de la reunión a fin de año en Méjico. De los más de 20.000 participantes provenientes de los cinco continentes, surgió unánime el deseo por una “justicia ambiental” para la población empobrecida, cuya subsistencia está ligada al agua y a la tierra amenazadas por los cambios climáticos. Entre las recomendaciones que Cochabamba enviará a la Conferencia Internacional de Cancún, se destaca la de fijar la meta obligatoria para la reducción del 50% de las emisiones de gases de efecto invernadero para el 2020; una decisión “radical” que los pueblos de los países en vías de desarrollo exigen al Norte del mundo. Para dar continuidad a la cita de Cochabamba, su principal promotor, el presidente indígena Evo Morales, anunció la creación de un ‘Movimiento Internacional para la defensa de la Madre Tierra’. Después de la Conferencia de Copenhague del año pasado, “la segunda batalla fue en este debate, y ahora llega la tercera: la de Cancún” dijo Morales, y agregó: “Si no nos escuchan, nos organizaremos y potenciaremos en todo el mundo para obligar a los países desarrollados a respetar nuestras conclusiones”. Los pueblos indígenas americanos representados en Cochabamba, con su estilo ancestral de convivencia con la Pachamama –el del ‘Buen Vivir’- propusieron la creación de una ‘Alianza mundial de los pueblos’ para presionar a los gobiernos y a las multinacionales responsables de la crisis ambiental para que contribuyan a recuperar los territorios más dañados, sirviéndose del aporte de las etnias originarias de cada nación. También debatieron su posición acerca de los alimentos transgénicos, sobre el ‘agro-business’, la pesca industrial y la explotación de recursos naturales sin el consentimiento de los pueblos nativos, e hicieron un llamado a preservar el agua y a garantizar en las normas de cada Estado que los recursos hídricos sean gratuitos y accesibles a todos. (Misna). Mayo

Etiopía

Inseguridad alimentaria, ayudas para millones de personas Son más de cinco millones las personas que están recibiendo ayudas para hacer frente a la grave crisis alimentaria debida a un largo periodo de sequía que afectó a algunas regiones etíopes, pero también a otras zonas del África subsahariana, al abrigo del desierto del Sahara. Según una nota del gobierno difundida por la Agencia de Prensa Etíope (ENA), 5.200.000 personas han recibido artículos de primera necesidad distribuidos entre febrero y marzo. Según la misma fuente, en total, para junio serán casi 700.000 las toneladas de alimentos distribuidas. En respuesta a los pedidos del gobierno, en los primeros tres meses del año, desde el exterior se pusieron fondos a disposición por un total de 97 millones de euros. Siempre desde afuera, a través de los puertos de Yibuti y de Barbera (Somalilandia), llegaron 177.600 toneladas de ayuda a Etiopía, y se reforzaron los sistemas de transporte interno para permitir su distribución en el país. Etiopía, junto con Níger y Chad, es uno de los países más afectados por un largo periodo de sequía al que algunos especialistas consideran ligado al calentamiento global y que está reduciendo las fuentes de subsistencia de millones de pequeños agricultores y ganaderos. (Misna).

Junio

25


La iglesia católica de sudáfrica y su espíritu misionero

P. Daniel Kibuw’a (Revista Dimensión Misionera)

Iglesia en camino

Breve historia La larga historia de influencia cristiana en lo que después se llamaría Sudáfrica empezó con la llegada de portugueses alrededor de 1490. Debido a la situación política de ese tiempo, la implantación del cristianismo (sobre todo del catolicismo) no fue algo fácil. De hecho, hasta el final del siglo XVIII, el catolicismo fue prohibido en Sudáfrica. Solamente algunos sacerdotes portugueses y franceses podían visitar ocasionalmente a Sudáfrica. Con el paso del tiempo, la comunidad católica solo fue reconocida por el gobierno británico en 1880. Más tarde, la Santa Sede nombró como obispo de la pequeña comunidad católica sudafricana a un dominico irlandés. Bajo su guía, la Iglesia católica empezó a crecer. De todos modos, esta expansión misionera tuvo una gran limitación: poca atención fue dada a la población africana. La prioridad consistía en atender las necesidades de los inmigrantes europeos que fueron beneficiarios de redes escolares, hospitalarias y orfanatos que se desarrollaron en la colonia mediante la asistencia de algunas congregaciones femeninas. La historia del país muestra que poca cosa fue hecha en favor de los

26

nativos sudafricanos. Los misioneros protestantes activos en la región fueron, desde el principio, una contraparte significativa de los católicos. De cualquier modo, en el lado católico el primer resultado significativo llegó con los misioneros trapistas de Marianhill, en 1880, que desarrollaron

métodos misioneros consistentes en la agricultura, escuelas y la predicación. Los esfuerzos llevaron eventualmente a conversiones que contribuyeron al crecimiento de los católicos de la región llamada hoy Kwa Zulu Natal. El proceso de africanización de los sacerdotes sudafricanos ha sido lento. De todos modos, a pesar de estos obstáculos, la Iglesia Católica en Sudáfrica ha mostrado importantes señales de crecimiento a lo largo del siglo XX. Esa iglesia, que por mucho tiempo se ha visto como iglesia extranjera, ahora ha ganado influencia en todos los aspectos sociales, y se estima que actualmente hay un 10% de católicos en Sudáfrica. Es importante también referir que la Iglesia Sudafricana tiene bajo la Nunciatura 29 territorios eclesiales, donde tenemos 4 arquidiócesis, 3 diócesis y 2 vicariatos. De hecho, la iglesia católica es la segunda más grande en el país después de la Iglesia Renovada Holandesa.

Su celo misionero

Las fotos ilustran algunos momentos celebrativos en sudáfrica

Revista Misiones Consolata 2010

La iglesia católica en Sudáfrica es animada por la Conferencia Episcopal de los Obispos Católicos de Sudáfrica. Cuando entrás en contacto con la


ALGUNAS ESTADISTICAS DEL SUDAFRICA

iglesia sudafricana, la primera cosa que te impacta es su aspecto misionero. Verás muchos obispos y congregaciones misioneras trabajando fuertemente para hacer que la iglesia sea más apostólica y misionera. De hecho, hay 39 congregaciones masculinas y 67 femeninas. También hay sudafricanos blancos en el país que hacen que la iglesia se vea más misionera en la tierra sudafricana. Esta iglesia local está haciendo todo lo posible para llevar el pueblo a Cristo, el primer misionero del Padre. La Conferencia Episcopal de los Obispos Católicos de Sudáfrica y todas las congregaciones misioneras están trabajando en un equipo para fortalecer el espíritu misionero en esa iglesia local. De todos modos, una cosa evidente es que no hay muchas vocaciones misioneras nativas en Sudáfrica. El gran porcentaje de los misioneros que se encuentran en Sudáfrica proviene de otros países. Ese es un gran desafío para los jóvenes que necesitan entender cabalmente lo que hizo Cristo para enviar a sus apóstoles a ir a todo el mundo a hacer a todos discípulos suyos. Esto no significa necesariamente que uno tiene que salir de su país para

Capital

Pretoria

Superficie

1.221.037 km2

Población

48.577.000

Moneda

rand

Idiomas

afrikaan, inglés, xhosa, zulú, sotho, ...

Crecimiento anual (2005-2010)

0,6 %

Mortalidad infantil (2005-2010)

44,8 por 1.000

Esperanza de Vida (2005-2010)

49,3 años

Población Urbana

60 %

Analfabetismo

11,1 % en hombres y 12,8 % en mujeres

Internet

81,6 por 1.000 hab.

PIB total

467.089 millones de U$S

Crecimiento anual (2007)

5,1 %

Indice de inflación

7,1 %

Gasto en Educación

5,4 % del PIB

Gasto en Defensa

1,3 % del PIB

Deuda externa

35.549 millones de U$S

Servicio de la deuda/Export.

5,1 %

Importaciones

90.990 millones de U$S

Principales proveedores

Asia (43,1%), UE (35,1%) , EEUU (6,9%)

Exportaciones

69.788 millones de U$S

Principales clientes

UE (34,6%), Asia (31,1%), EEUU (12,1%)

Ejército de Tierra

41.400 personas

Ejército de Mar

5.800 personas

ser misionero; muchos son grandes misioneros en sus propios países. De cualquier manera, se agradece a los misioneros que se encuentran en ese lindo país; el cristianismo en general, y el catolicismo en particular, está intentando llegar a todos los rincones de Sudáfrica.

Otra cosa que realmente motiva en la iglesia misionera sudafricana es que, de acuerdo con las directrices del Concilio Vaticano II, los obispos están motivando a la iglesia, tanto a nivel local como nacional, a buscar ser independiente. Un paso práctico hacia este objetivo ha sido el llamado anual a todos los fieles a contribuir, de una manera especial, para el trabajo misionero y en favor de los pobres en las varias diócesis de la Mascota del parte sur de África, y para apoyar a Mundial Sudáfrica los seminarios, eso durante las seis 2010 semanas previas a la Pascua. Hasta hoy la respuesta ha sido generosa, a pesar de las dificultades financieras del momento.

Mayo

Junio

27


Desde Sudáfrica

Escuchando se aprende a ser obispo Por: Mons. José Luis Ponce de León, Obispo del Vicariato de Ingwavuma

Nuestra presencia

E

l Vicariato de Ingwavuma se encuentra en el noreste de la provincia de KwaZulu – Natal, en la frontera con Mozambique, con Swazilandia y sobre el océano Índico. Desde 1948 trabajan en esta zona los Siervos de María. Como tal, el Vicariato nació en 1990 y el primer obispo fue Michael O’Shea OSM. Los católicos somos apenas el 4 por ciento de la población en medio de tantos cristianos que pertenecen a cientos, si no miles, de iglesias cristianas. Yo nunca había trabajado en esta zona. Por diez años estuve en la diócesis vecina pero desde el comienzo me di cuenta que, a pesar de la cercanía, el camino realizado y la realidad eran distintos. En este aprendizaje de ser obispo, la primera cosa que intento es escuchar. Luego de las primeras semanas en reuniones fuera del Vicariato, aproveché para pasar unos días en cada uno de los cinco centros que tenemos (cada uno tiene unas 15 o 20 comunidades). Varias veces coincidió con una reunión del Consejo de la Misión o a veces la preparaban especialmente para mi visita. Ahí la gente me compartía alegrías, dificultades y esperanza para el futuro. En casi todo el Vicariato se habla zulú (es el idioma que usamos en las misas, la homilía, las reuniones). Si 28

Mons. José Luís Ponse acompañado con algunos obispos y el P. Ouma.

bien lo hablé durante muchos años, reconozco también mis límites y el riesgo de que por respeto al obispo no me digan que no me entendieron (siempre me piden que diga unas palabras). Así que estos encuentros nos permiten también conocernos más y ayudarlos a sentirse más libres. Mi predecesor murió inesperadamente en mayo de 2006 y el Vicariato quedó sin obispo por casi tres años. Mi nombramiento produjo una gran alegría porque, como repiten siempre, ya no estamos como ovejas sin pastor... Uno de los augurios más lindos que me hicieron fue éste: “te deseamos que así como tu predecesor llegó aquí joven y envejeció entre nosotros, también vos puedas envejecer aquí”. Desde hace unos años, también la Conferencia Episcopal tiene un espacio de escucha organizado a nivel nacional. Luego de varias reuniones a nivel zonal, se realiza una a nivel nacional donde todos los obispos están presentes y los laicos presentan el camino que se está haciendo y cuáles deberían ser las prioridades pastorales. El escuchar no es sólo con los laicos; visitando las comu-

Revista Misiones Consolata 2010


nidades aprovecho para pasar tiempo tanto con los sacerdotes como con las religiosas. Como digo siempre... yo soy el último llegado... En este momento los Siervos de María son 6 y los sacerdotes diocesanos son 7. Poco a poco se va fortaleciendo el número de los sacerdotes locales, casi todos muy jóvenes y ordenados en los últimos años, que van asumiendo distintas responsabilidades. Y se escucha viendo... Desde el comienzo les expliqué que quiero visitar cada una de las pequeñas comunidades.

Aunque la participación en mi ordenación haya sido grande, la realidad es que debido a las distancias, sólo un 10 por ciento de la gente pudo participar. Acercarme a las comunidades nos permite a todos conocernos. Sin embargo, les expliqué que no les diría cuándo voy a ir. La visita del obispo a veces corre el riesgo de volverse “artificial” ya que se preparan tantas cosas, la iglesia está llena de gente... pero el domingo siguiente todo vuelve a la normalidad. Así que siempre que puedo (a menos que sean confirmaciones) llego sin avisar y comparto la misa con la comunidad. Siendo que no todos los domingos hay misa (debido a la falta de sacerdotes) me gusta llegar especialmente el domingo que no esperan al Padre, cuando la celebración es animada por uno de los líderes locales. Los desafíos El Sida. La Catedral se encuentra en Hlabisa. Yo había conocido ese lugar sólo de nombre porque era lamentablemente famoso. Hlabisa tenía (y probablemente sigue teniendo) el porcentaje más alto de enfermos de Sida del mundo. De por sí en el Vicariato consideramos que no hay familia que no haya sido afectada por esta enfermedad. La otra noche escuchaba en la radio zulu los avisos fúnebres donde informan quién murió, qué edad tenía, dónde y cuándo será el entierro. Todavía hoy, después de más de 10 años de concientización, la gran mayoría muere entre los 20 y los 40 años. La esperanza de vida, en este país que será el centro de atención durante el mundial de fútbol del 2010, es sólo de ¡53 años! A Dios gracias el Vicariato lleva adelante varios proyecMayo

tos. En este momento 1400 personas reciben diariamente la medicina antiretroviral y cerca de 3000 huérfanos que viven con parientes o vecinos reciben también la ayuda necesaria para comer, estudiar, tener los documentos de identidad. Al mismo tiempo, en la frontera con Mozambique, muchos de ellos no tienen dónde vivir ni familia que los reciba. Estamos soñando con la construcción de algunas piezas para que no tengan que dormir al aire libre o en cuevas. Pequeños proyectos. La realidad del Sida trajo también un porcentaje muy alto de desempleo. Poco a poco vamos desarrollando juntos algunos proyectos que permitan a las familias tener el pan de cada día. Después de mucho tiempo, desde la Conferencia Episcopal, cuatro proyectos han sido aprobados para este año (huertas comunitarias, artesanías, gallinas...) lo cual animará a muchos otros a organizarse y presentar también los suyos. La gran cantidad de ayudas que da el gobierno está generando una mentalidad de dependencia muy peligrosa que hace que se pierda todo tipo de iniciativa. El desafío no es sólo conseguir los fondos para llevar adelante los proyectos sino desafiar un modo de ver la vida que se está haciendo siempre más popular... La formación de los líderes. Uno de los grandes desafíos es el de poder multiplicar y formar los líderes de las comunidades. “Multiplicar” para evitar que uno termine a cargo de tres o cuatro cosas. “Formar” para asegurarse que no sólo tengan una preparación para un servicio específico sino que se pueda ir haciendo un camino de reflexión que responda a la realidad de cada comunidad. Las áreas son muchas: animadores de la Palabra, ministros de la Eucaristía, ministros de los entierros, justicia y paz, jóvenes, educación para la vida (proyecto para jóvenes), liturgia, catequistas... Los obispos de esta zona hemos elegido la catequesis como la prioridad a la que queremos dedicar tiempo. Pocos días atrás los obispos nos reunimos con dos religiosas y un buen grupo de coordinadores diocesanos de catequesis para ver juntos el camino de preparación. Aquí no es sólo la preparación de chicos y jóvenes sino también, muy especialmente, la de los adultos que hacen un camino de dos años antes de ser bautizados. El vivir y trabajar en comunión. Luego de la ordenación invité a sacerdotes y religiosas a una reunión donde “presentarme” y escuchar cuáles pensaban ellos deberían ser mis primeros pasos. Al mismo tiempo quise, desde el comienzo, insistir en que tenemos que trabajar juntos como cuerpo. La idea es poder reunirnos todos varias veces al año: sacerdotes, religiosas/os y laicos y juntos poder discernir el camino que el Señor nos invita a recorrer y así asegurarnos que esa comunión que vivimos a nivel nacional y provincial entre obispos, religiosos y laicos, se dé también en el Vicariato y en cada Misión. Junio

29


Muchas de las hermanas misioneras de La Consolata que están en Argentina provienen de otros países, y por lo tanto de otras culturas. Este es el testimonio de una de ellas que quiere compartir cómo ha sido su encuentro con la cultura y el pueblo argentino

S

Rostro Femenino

oy hermana Susan, nací y me crié en Kenia. Llegué a la Argentina el 8 de mayo del 2008. Por suerte o por casualidad era el día de la fiesta de Nuestra Señora de Luján, patrona de esta patria; para mí ese día es sagrado y no podré olvidarlo nunca. Una de las primeras dificultades que experimenté al llegar a este país fue la comunicación, porque solo sabía hablar inglés (uno de los idiomas que se habla en Kenia), portugués y poco y nada de castellano. Yo había olvidado la forma de saludar que una hermana colombiana – que vivía conmigo en Brasil – me había enseñado, por lo que trataba de saludar en portugués esperando al menos escuchar alguna respuesta en castellano. Como ven, me fue difícil hablar al principio ya que mezclaba el portugués con el inglés, porque recién venía de mis vacaciones en Kenia. Intentaba expresarme, pero, pocas personas me entendían. Las cosas se complicaban cada vez más cuando quería explicar mis necesidades o quería responder a alguna pregunta que se me hacía. Pero lo peor sucedía cuando escuchaba algunas palabras parecidas al portugués, me daba la sensación que estaba entendiendo, solo que después descubría que el significado de esas palabras eran diferentes cuando hacía lo contrario a lo que la hermana u otra persona me había pedido. Esto causaba mucha confusión en mi cabeza y a veces hasta dolor. La frase que aprendí rápidamente fue: “muy amable”; fue fácil aprenderla, porque cada vez que viajaba en el tren escuchaba a los vendedores ambulantes diciéndosela a los pasajeros. Otra palabra que aprendí enseguida fue “alfajores”, porque nuevamente ellos, los vendedores, los vendían frecuentemente en el tren, hasta hacían la propaganda de comerlo junto con el mate o el café. Después de unas semanas de haber llegado comencé a estudiar castellano. En el instituto donde iba era la única alumna que estudiaba esta lengua – los otros alumnos estudiaban inglés –, y la única extranjera. En referencia a estas clases también surge una anécdota: Yendo al instituto de idioma y cultura – era el cuarto día desde que había

Hna Susan en el centro compartiendo con algunos amigos

empezado el curso –, subí en el tren y me senté, luego ví a un hombre con un aparato de música que se preparaba para colocar un CD. Sin perder tiempo escuché un sonido que para mis oídos resultaba muy familiar, enseguida presté atención a la música para captar las palabras… ¿y saben que? ¡era un canto en inglés que yo solía escuchar en mi casa después de un día laborioso!. Me puse a escuchar este canto atentamente con los ojos cerrados para saborear mis momentos pasados, y así entré en una profunda concentración sin darme cuenta que el tren había parado en la estación en la cual tenía que bajarme. Cuando el canto terminó y yo abrí los ojos, ya estábamos en otra estación; entonces, nerviosa, me preguntaba: “y ahora, ¿cómo hago para volver a la estación en la cual debía haberme bajado?, además iba a llegar tarde a clases porque ya estaba casi sobre la hora. Me volví loca por unos minutos; busqué a los guardias y les pregunté como llegar a la estación que me había pasado, ellos me indicaron cómo volver, y desde ese día no volví a escuchar las canciones en el tren porque provocaban mis nervios con todo lo sucedido. Argentina culturalmente es muy interesante y entre tantas costumbres que yo he encontrado aquí, hay dos que me sorprenden muchísimo. La primera es la señal de la cruz, que es muy espontánea para los argentinos. He observado que muchas veces, al pasar por una iglesia, o después de tocar la imagen de un santo/a las personas hacen la señal de la cruz. La segunda costumbre es: la devoción a los santos y la Virgen María. Esta última homenajeada con distintos nombres, según los lugares donde se ha manifestado. La devoción de la Virgen me sorprende mucho por el hecho que desde mi infancia he conocido a María solo

Mi primera experiencia en las tierras del tango Por: Hna. Susan Mbogo, mc

30

Revista Misiones Consolata 2010


con el título de “Madre de Dios”. En verdad me resulta difícil ma y la cultura. De manera especial a las hermanas misioneras de La Consolata, casa regional – Moreno; a mi profesora acomodar todos estos nombres en mi cabeza. También me ha llamado la atención la devoción que hay Susana, a su esposo Mario y su mamá Teodora; como así tamen la celebración de las fiestas patronales y cómo la iglesia bién a los amigos. A todos: ¡Muchas Gracias! o la capilla se llena, y mucho más que en otros días. Hasta Nuestro contacto: aquellos que no frecuentan la comunidad aparecen para la Hnas Misioneras de la Consolata preparación y el día de la fiesta. Nemesio Álvarez 975 / Tel: (0237) 462-0560 Observando estos hechos surgen en mí muchas pregun1744 – Moreno – Buenos Aires tas e inquietudes sobre estos comportamientos: “¿Qué lugar ocupan los santos y la Virgen María en la vida cotidiana del Susan primera a la derecha. pueblo argentino y principalmente de los humildes y los Hna. campesinos? ¿Qué necesita la iglesia católica para recuperar las devociones populares? ¿Quién es el que acompaña el camino de dolor y sufrimiento de nuestros pueblos: Dios o la Virgen y los santos? ¿Qué lugar ocupa Dios en el corazón de los argentinos? ¿Cómo voy a enfrentar estas devociones y costumbres?”. Todavía hay muchas cosas que aprenderé y con las cuales me encontraré en esta patria. Muchos misioneros y misioneras han pasado por este camino y es por eso que siento que no soy la primera ni tampoco la última en transitar estas sendas. Y me siento llamada a colocar en diálogo mi fe y creencias con las devociones y costumbres de este pueblo con mucha apertura y paciencia. He empezado a gustar de mi estadía en Argentina y agradezco con mucho cariño a las personas que he encontrado en este camino, y que me han ayudado para aprender el idio-

Mini Notsi cia

Veintiséis años de la Cruz de los jóvenes y un vídeo

Desde que hace 26 años Juan Pablo II entregara a los jóvenes una Cruz para que la llevaran por las calles del mundo, su fuerza “provocadora” ha sido redescubierta, constató el obispo Josef Clemens, secretario del Consejo Pontificio para los Laicos. El director del Centro San Lorenzo, que es también el responsable de la Sección para los Jóvenes del Consejo Pontificio para los Laicos, el padre Eric Jacquinet, explicó que “es importante presentar el mensaje de la Cruz a los jóvenes que vienen aquí para que vean la actualidad. Los jóvenes conocen el sufrimiento, los fracasos, la duda, el luto: tienen necesidad de encontrar el consuelo, la fuerza, la esperanza”. El documental alienta a los jóvenes a descubrir este gran don a la humanidad. A través de los testimonios de 17 protagonistas, el vídeo narra no sólo la historia de la cruz de las JMJ, sino sobre todo la potencia que se manifiesta en ésta, y el amor por la humanidad que ha llevado a Cristo a aceptar la muerte. La pérdida de un amigo, la falta del padre en una familia, la pérdida de un niño no nacido: son historias verdaderas que los jóvenes testigos han afrontado en su vida. Sólo en Cristo y en su Cruz han podido encontrar el verdadero perdón, la reconciliación, la paz y la alegría.

Mayo

“Cuando los jóvenes vienen a venerar la cruz con gran fe, sus corazones quedan tocados --concluye el padre Eric, quien es también el encargado por parte del Consejo Pontificio para los Laicos de la preparación de la Jornada Mundial de la Juventud de Madrid 2011--. Para algunos, la veneración de la cruz representa el momento más importante de la peregrinación a Roma”. El documental, disponible en italiano, inglés, francés, español, alemán y polaco, está concebido para convertirse en un instrumento de evangelización, comunicando al los jóvenes que participan en el Centro el misterio de la Cruz. El vídeo será utilizado para la acogida de grupos y personas en San Lorenzo, y acompañará a la Cruz de las Jornadas Mundiales de la Juventud en sus viajes en las diócesis de todo el mundo (Zenit).

Junio

31


Pentecostés: Vivir con la fuerza del Espíritu

Por Juan Carlos Grego, IMC

“Toda la historia, desde la creación del mundo hasta el final de los tiempos, se desarrolla por el impulso y energía omnipotente del “soplo o aliento” (ruaj) de Dios. Dejémonos llevar por éste”

Fieles y creativos

El espíritu Santo, fuego que da vida desde siempre A través de los múltiples símbolos, se descubre la presencia y la acción del Espíritu Santo en la Historia de Salvación. En el lenguaje bíblico, el Espíritu de Dios es el impulso y el aliento de vida, que todo lo crea, cuida y conserva. Es por encima de todo, el que actúa en la historia y la convierte en la Historia Santa, porque crea una novedad en ella “constituyendo un pueblo que lo confesara en verdad y le sirviera santamente” (LG, n 9). Precisamente por la fe en Yahvé su Dios, Israel descubrió y comprendió que el Espíritu de Dios: • Dirigía los acontecimientos salvadores, sacándolo de la esclavitud de Egipto. • Dirigía y acompañaba a los líderes del pueblo, encargados de realizar el proyecto salvador de Dios (Moisés, Josué, Jueces, David), y que “habló por los profetas”. Sin embargo, es a la vuelta del exilio cuando Israel descubre y comprende al Espíritu Santo como el don definitivo y total destinado al Mesías (Is 11,61), a quien unge y capacita con dones excepcionales para el gobierno de su pueblo, para el discernimiento y para proclamar la Palabra. Se promete, además, el Espíritu a toda la comunidad mesiánica (Jol 3,1- 5; Ez 37), a la que consagra como pueblo de Dios, y a cada uno de los miembros, a quienes transforma y consagra en su corazón. El Espíritu es contemplado, pues, 32

en este proceso de la Historia de la Salvación como el transformador de los espíritus, el regenerador y promotor de la vida moral y quien ha inspirado a todos los profetas la Palabra de Dios. Solo a partir de este momento histórico se comienza a llamar al Espíritu de Yahvé con la expresión, habitual entre nosotros, de Espíritu Santo. OTROS TEXTOS: • Crea las cosas (Job 34,14-15; Sal 33,6; 104,29-30). • Da la vida (Job 12,10; Is 42,5). • Suscita los profetas (Num 11,29; 1 Sam 19,20; Is 61,1). • Justifica a los pecadores (Sal 51,12-13; Ez 36,26-27). • Hace vivir a los muertos (Ez 37,114).

Moriri-vivir por la fuerza del espíritu El 21 de julio de 1987, en la Amazonia del Ecuador, alanceados por los Tagaeri (pueblo originario-indígena de esta región), morían dos misioneros del Vicariato Apostólico de Aguarico: Mons. Alejandro Labaka, obispo-vicario de Aguarico y la Hermana Inés Arango, Terciaria capuchina.

Revista Misiones Consolata 2010

Alejandro Labaka, nacido en España pero nacionalizado en Ecuador, desde su infancia soñó con ser misionero “ad gentes”. Ingresó al seminario de los hermanos menores capuchinos a sus 12 años; profesó como religioso y recibió la ordenación sacerdotal a sus 25 años. Era el año 1945. Ese mismo año escribe a su superior para pedirle: “Mi alegría sería inmensa si el Espíritu Santo se dignara escogerme para extender la Iglesia y salvar las almas en los países de más dificultad y donde más haya que sufrir. La misión que más me atrae es nuestra misión en China. Dígnese enviarme cuanto antes”. Y en China estuvo 7 años de misionero. Expulsado por los comunistas, llega a Ecuador en 1954. Y aquí permanecerá hasta su heroica muerte. En 1965 fue nombrado Prefecto Apostólico de Aguarico. En el año 1977 logró tomar contacto con el pueblo oculto de la selva los Huaorani. Luchó toda su vida por la defensa de las minorías, convivió largas temporadas con ellos, e hizo nuevos intentos de contactar con los Tagaeri. El 21 de julio de 1987 era descendido desde el helicóptero junto a las chozas de los Tagaeri. Bien aceptado, al principio, por mujeres y niños, cuando los guerreros regresaron de la cacería, decidieron matarlo. El misionero que fue al rescate arrancó 15 lanzas del cuerpo de Alejandro y 3 del de Inés. Desde niño Alejandro había entonado un canto misionero: “Mi premio ha de ser, oh Madre – al pie de un árbol morir. De todos abandonado, de todos,


Si las palabras convencen ¿por qué el testimonio arrastra? Intenta mencionar los nombres de misioneros y misioneras que han sido TESTIGOS del amor de Dios en la tierra.

El espíritu Santo nos hace testigos del amor de Dios

menos de ti”. Y así murió, en la soledad de la selva amazónica, bajo el amparo de María, Madre del Buen Pastor. ¿Qué lección nos deja el testimonio misionero de Mons. Labaka y la hna. Inés Arango? ¿Cuál fue la fuerza que les movió a arriesgar la vida, hasta entregarla? ¿Qué lección dejaron estos testimonios en tu vida hoy? UN SÍMBOLO- UN TESTIGO: CREA UNA CULTURA DE VIDA EN MEDIO DE MANIFESTACIONES DE MUERTE. Para pensar: ¿Quién es un testigo para nosotros?

Escuchando la llamada del Espíritu, la Federación de los Obispos de Asia expresa cuatro sueños: 1. “Soñamos con compartir nuestra fe en Jesús (immersión). 2. Soñamos con una fe en Jesús, por quien Dios nos salva (discernimiento). 3. Soñamos con reforzar nuestras comunidades, para ser hombres y mujeres que dan la vida, compartiendo con sus hermanos y hermanas en Asia la abundante vida dada por Jesucristo quien, lo creemos, es “la Vida” (contemplación - anuncio). 4. Soñamos con la reconciliación entre hermanos y hermanas de Asia,

Fábula para pensar Se dice que hace tiempo, en un pequeño y lejano pueblo, había una casa abandonada. Cierto día, un perrito buscando refugio del sol, logró meterse por un agujero de una de las puertas de dicha casa. El perrito subió lentamente las viejas escaleras de madera. Al terminar de subir, se topó con una puerta semiabierta; lentamente se adentró en el cuarto. Para su sorpresa, se dio cuenta que dentro de ese lugar había 1000 perritos más observándolo tan fijamente como él los observaba a ellos. El perrito comenzó a mover la cola y a levantar sus orejas poco a poco. Los 1000 perritos hicieron lo mismo. Luego sonrió y le ladró alegremente a uno de ellos. El perrito se quedó sorprendido al ver que los 1000 perritos también le sonreían y ladraban alegremente a él! Cuando el perrito salió del cuarto se quedó pensando para si mismo: Qué lugar tan agradable! Voy a venir mas seguido a visitarlo!” Tiempo después, otro perrito callejeMayo

divididos por guerras y conflictos étnicos (planificación)”. Vos (o tu grupo): ¿qué sueños podes expresar? Compartilos enviándolos a juancarlos.mongolito@gmail.com a fin de idear un subsidio con ellos

Pienso un poco Con el Espíritu Santo pensando cosas posibles. No digas nunca: “Es imposible”. Tú propón soluciones concretas. No digas nunca: “No soy capaz de lograrlo”. Tú busca cómo dar pequeños pasos. No digas nunca: “Lo dejaré para mañana”. Tú recuerda que el hoy es lo que importa. No digas nunca: “¿Qué van a decir los otros?” Tú actúa y, si dicen, que digan. No digas nunca: “No servirá de nada”. Te sorprenderás de lo que te sirve a ti y a los demás. No digas nunca: “Me he decidido muy tarde”. Tú recuerda que nunca es tarde si la dicha es buena. No digas nunca: “Lo he intentado muchas veces”. Te falta siempre la siguiente y la definitiva. No digas nunca: “No tengo capacidad para ello”. Tú actúa y mira lo que vas logrando. No digas nunca: “Nadie me apoya”. Tú cuenta contigo mismo y los demás te ayudarán. No digas nunca: “Ya no puedo más”. Tú puedes si quieres: rebaja y revisa las metas.

ro entró al mismo sitio y se encontró entrando al mismo cuarto. Pero a diferencia del primero, este perrito, al ver a los otros 1000, se sintió amenazado, ya que lo estaban mirando de una manera agresiva. Luego empezó a gruñir; y obviamente vio como los 1000 perritos le gruñían a él. Comenzó entonces a ladrarles ferozmente, y los otros 1000 perritos le ladraron también a él. Cuando este perrito salió del cuarto pensó: “Que lugar tan horrible es este! Nunca mas volveré a entrar allí!” En el frente de dicha casa se encontraba un viejo letrero que decía: “La casa de los 1000 espejos”. Varias veces he escuchado que “todos los rostros del mundo son espejos”... ¿Cómo te gustaría enfrentar al mundo? Decide cuál rostro mostrarás y decide llevarlo por dentro. Las cosas más bellas del mundo no se ven ni se tocan, solo se sienten con el corazón. Y necesitamos la sabiduría que nos viene del Espíritu. Junio

33


Más de 4.000 millones de personas no conocen a Cristo Usted puede ayudar a que un misionero les lleve la gozosa noticia de la salvación… COLABORANDO CON UNA BECA Colabora a que un joven pueda realizar su vocación misionera. El mejor don para la misión es un misionero más. Un cristiano comprometido con Cristo y con el Evangelio debe vivir aquello de “ir o ayudar a ir”. Participa en sus trabajos de anuncio del Evangelio y de promoción humana entre la gente donde el misionero puede servir gracias a tu ayuda. Expresa tu gratitud al Señor por tu propia fe cristiana y por el amor y la gracias que usted recibe cada día. Usted colabora concretamente a la formación de los jóvenes, misioneros de la Consolata que en estos momentos se preparan para ir a las misiones, con una BECA anual de $ 500,00 pesos, o mensual de $50,00 o una colaboración voluntaria.

COLABORANDO CON UNA BECA Para la formación de un Misonero

RECORTE Y ENVIE A: MISIONEROS DE LA CONSOLATA José Bonifacio 1774 – Capital Federal

Nombre: Dirección: Ciudad: CP: Provincia: Teléfono: Mail.: Quisiera ayudar en la formación de un misionero. Giro Postal a nombre de: Instituto Misiones Consolata (Beca) C.C. 21 – Suc. 11 (B) 1411 – Buenos Aires

Cheque o depósito en efectivo en Banco Galicia cuenta n° 00032917-027/8 a nombre de: Instituto Misiones Consolata. Por favor enviar comprobante por Tel.: (011) 4632 3940- Fax (011) 4633 1032 o Por Email: admregional@consolata.org.ar

Renovación de Suscripción 2010 PROMOCIÓN REVISTA: Cada 5 suscripciones nuevas 1 gratis para todo el año,

Hacelas entre tus amigos y parientes. 34

Formas de Suscripción

Giro Postal a nombre de: Instituto Misiones Consolata (Revista) C.C. 21 – Suc. 11 (B) 1411 – Buenos Aires Cheque o depósito en efectivo en Banco Galicia Cuenta n°: 00032917-027/ 8 A nombre de: Instituto Misiones Consolata Por Favor enviar comprobante Revista Misiones Consolata 2010

por fax, avisar por mail. Tel.: (011) 4632-3940 Fax(011) 4633-1032 Mail: admregional@consolata.org.ar Costo de la suscripción: $ 30.Por colaboración: $ 50.Precio por ejemplar: $ 3.-


Para los Misioneros de la Consolata, en este año sacerdotal, Beato José Allamano es el Protector especial del Instituto.

Ofrecemos postales con oraciones vocacionales, y del fundador. Solicitelas por teléfono: (011) 4632-3940 Mail.: info@consolata.org.ar

“Junto a Ti buscaré otro mar”

Ser misionero: Una Opción para que tu entrega No quede sólo en canciones

Si querés ser misionero y aclarar mejor tu vocación, escribí a: amv@consolata.org.ar Tel.: (011) 4455-0863

Jujuy Av. Fuerza Aérea 1527. Manzana 222 - Lote 9 128 Viviendas “B” (Y4600XAA)San Salvador de Jujuy Tel. (0388) 427.5858 / imcjujuy@consolata.org.ar

Noviciado Nuestra Señora de Guadalupe Juan XXIII 2460 - (B1683DEP) Tel. (011) 48421820 Martín Coronado-Buenos Aires noviciado@consolata.org.ar

Parroquia Nuestra Señora de la Misericordia Sucre 2675 (M5539CZB) Tel.(0261) 448 97 73 Las Heras-Mendoza / imcmza@consolata.org.ar

Orán, Salta Pueyrredón esq. José Ingenieros 672 San Ramón de la Nueva Orán Salta Teléfono: (03878) 423-083 / imcoran@consolata.org.ar

Parroquia Nuestra Señora de Pompeya Bilbao y Fraga 581 Villa Pompeya Merlo-Buenos Aires Teléfono: (0220) 4893602 / imcmerlo@consolata.org.ar

Visite nuestro sitio web:

consolata.org.ar


Ser como María Consolata quiere decir tener aquel espíritu misionero permanente para  ir con prontitud a llevar el “Consuelo”, Jesucristo,  a los más alejados.

20 de Junio Fiesta de la Consolata En esta fiesta de la Virgen de la Consolata, caminemos con la fuerza del Resucitado y la compañía maternal de María, signo de esperanza y de consuelo, construyendo comunidades vivas, fraternas, solidarias, misioneras y una Patria para todos. Les deseamos a todos

¡FELIZ FIESTA DE LA CONSOLATA!

Oh Madre Consolata: Que tu presencia consoladora nos anime a dar testimonio fecundo de nuestra fe para que podamos defender, con coraje y verdad, la dignidad de cada ser humano, en la justicia, en la paz y el amor. Ayúdanos en la construcción de una sociedad fraterna, donde prevalezcan los frutos del Reino de tu Hijo Jesús. Amén.


Consolata-revista_web03_0