Issuu on Google+


EL BARRIO DE TEPI T O

Francisco Tepito fue el barrio indígena donde residían las autoridades indígenas

En los Estados Unidos Mexicanos no

de Tlatelolco y era el más marginado de

hay barrio más antiguo, más famoso, ni

los barrios pobres. Hasta la mitad del

más infame que Tepito. Tepito ya estaba

siglo XIX se mantuvo como "parcialidad

allí cuando llegaron los españoles y más

de indios". A partir de 1856, se

de un intento de reforma urbana se ha

realizaron obras que modificaron el

desvanecido

barrio, en particular vecindades para

desgastándose

implacables calles.

en

sus

La

gente de aquí mantiene la cabeza

erguida

con

orgullo y el vecindario le debe

su

existencia resistencia

prolongada a

la

tenaz

de

sus

habitantes a cualquier cambio que les quiera imponer el exterior. El lema "estoy orgulloso de ser mexicano; pero es un don de Dios ser de Tepito", coloca las cosas en lo que los lugareños llamarían la perspectiva adecuada" Tepito es uno de los barrios más antiguos y emblemáticos de la ciudad de México, ubicado en la delegación

gente

de

indígenas

escasos como

recursos,

tanto

mestizos.

Transformado así en barrio popular urbano, se desarrolló la producción de zapatos.

Cuauhtémoc. Durante la colonia, al

Las vecindades son viviendas que

margen de la ciudad española, San

comparten un patio colectivo y que


sirven a un tiempo como residencia y

hacían referencia a la dignidad.

como taller artesanal. A partir de la segunda mitad del siglo XX,

las

programas

Con paso del tiempo, son muchas las

destinados a transformar las vecindades

interpretaciones en torno al significado

en edificios de departamentos y a

de la palabra

prohibir el comercio ambulante. Sin

diferentes versiones de su origen como

embargo, los habitantes de Tepito

barrio bravo. Es por ello que repasando

resistieron contra dichos proyectos,

la historia y recopilando las crónicas, les

reivindicando la importancia de la

compartimos nuestros hallazgos. 

El

convivencia propia a la vida de las

concepto de barrio ha tenido diversas

vecindades, y el derecho a preservar su

acepciones; en la época prehispánica

identidad. Los esfuerzos de resistencia eran visibles en avisos (" posters ") y

significaba, entre otros aspectos, la

grafittis plasmados sobre paredes que

una comunidad; ejemplo de ello fue la

autoridades

lanzaron

Tepito,

todas con

división administrativa de las tierras de


gran

ciudad

de

Tenochtitlan conformada por

cuatro

barrios

o

Atzacualco,

grandes calpullis: Zoquiapan,

Moyotla y Cuecopan. 

 La

palabra

calpulli,

proviene del vocablo calli: casa, y pulli: agrupación de

cosas

semejantes,

reafirmando el concepto de: casas agrupadas o vecindario. En la época virreinal el barrio se equiparaba con el arrabal miserable, con el vecindario central que alojaba vecinos con oficios artesanales o servidumbre, y con el vecindario indígena segregado en la periferia. 

Hoy en día, un barrio es aquel territorio donde una comunidad

urbana

preserva

tradiciones

y

costumbres, estableciendo nexos más profundos e importantes, que van más allá de la simple relación vecinal, de la actividad artesanal o de la posición económica de sus habitantes. Por lo cual, un auténtico barrio se cataloga por la escala urbana de su territorio identificable por su arraigo, su identidad y su cultura local. 

Por lo tanto, el barrio de Tepito es más que la manifestación

de

un

sistema

sociocultural con sus propias formas de trabajo

y

vida,

pretendidamente

acotadas por una simple delimitación política administrativa.

El alto nivel e intensidad de las interacciones humanas que se han dado en todas las etapas históricas de Tepito,


lo reafirman como el barrio bravo por

forma de hablar y por el lenguaje con el

excelencia, no sólo de nuestra ciudad

que se expresan para reconocerse entre

capital sino del país entero. Y si para

ellos, pero, sin dejarse seducir por los

muchos Tepito no es un barrio modelo,

intríngulis de la fayuca cultural de la

ha sido un barrio ejemplar por la fuerza,

sociedad del espectáculo. El acontecer y

bravura y resistencia con la que ha

el protagonismo que atesora este solar

defendido la raigambre de su solar

nativo, ha contribuido a dignificar o a

nativo y la esencia de su pedazo de cielo.

ensombrecer las tres palabras con las que



Pocos barrios acumulan la experiencia

en cada etapa de la ciudad, siempre ha

de sobrevivencia urbana que tiene

pasado lista con su mismo nombre y

Tepito, que en la historia de la ciudad lo

apellidos:

ha sido todo: modesto barrio Indígena,

¡PRESENTE!

Tepito,

Barrio

Bravo

miserable enclave Colonial, arrabal de la Ciudad de los Palacios, abrevadero cultural de los chilangos, ropero de los

Tepito es la forma extrema en que el resto

pobres, tianguis y tendajón de sobrinas,

de la ciudad se acomoda a toda tentativa de

lunar y lupanar metropolitano, semillero

modernización.

de

Si los chilangos somos duros de roer, los

campeones,

atracadero

urbano,

refaccionaria automotriz de gabachas y europeas usadas, tendedero existencial de propios y extraños, y reciclador de consciencias e inconsciencias. 
 
 Por todo esto, los tepiteños comprenden la pobreza, y no se avergüenzan de ella. Pues han aprendido a darle una nueva forma a cuanta chatarra industrial y tecnológica cae en sus manos. Y mucho más allá de sus limites geográficos, los tepiteños ya aprendieron a construir el adentro y el afuera de Tepito. Los tepiteños se distinguen por su propia

tepiteños son más. Lo que hace de Tepito

más barrio que bravo es su disposición al

relajo, a no tomarse en serio la vida ni la muerte.


En

muchos

sentidos

el

imaginario de la Ciudad

de

México proviene de

Tepito.

idea

La de

subsistencia como lucha es una

aportación

literal: desde los comerciantes que llegan de lonas a las calles para guarecerlas de la

VENTAS EN TEPI TO

intemperie, hasta los boxeadores que se El mito fundador: Tepito es, desde

criaron en el barrio para teatralizar el

siempre, una barrio acosado. Aplastado

combate de la existencia, hasta el albur

por la burocracia azteca que no le dejaba

como juego para doblar oralmente al

comerciar libremente sin pasar por los

contrincante. Ya te volví a alburear.

criterios del barrio mayor de Tlatelolco;

Si uno mira Tepito desde el aire o desde

Tepito se las arregla construyendo un

el suelo se da una buena idea de lo que

templo particular y necesariamente

sobrevivir significa: los tendederos de

pequeño, el Teocali-Tepitón, en cuya

ropa, los puestos de comercio se

raíz estaría el origen del nombre. En la

corresponden con los tatuajes, los

Colonia, Tepito vende los "tepis"

murales que testimonian a sus caídos,

pequeños pedazos de fierro para fundir.

fondas de "migas", esa delicadeza

Tepito no inventó el avión o la

barrial. Todas son banderas abigarradas

computadora, pero sabe copiarlos.

de victoria: "Aquí estamos", dice todo Tepito.


Alfonso Hernández, cronista de Tepito, ha dicho que «al obstinado de

barrio

Tepito

siguen

nos

llegando

estudiantes

de

todas las carreras para corroborar si es

cierto

México

que sigue

siendo el Tepito del mundo, y Tepito, la En

lo

que

respecta al comercio

ambulante, la construcción de mercados cerrados por parte del gobierno no acabó con la venta de mercancías en la calle; por

el

contrario,

en

Tepito

se

desarrollaron con fuerza los tianguis. El barrio perdió su carácter artesanal

síntesis de lo mexicano». De acuerdo con el jefe de la policía de la Ciudad de México, Joel Ortega Cuevas, el barrio de Tepito es el principal punto de venta de droga en la ciudad, al comercializar diariamente más de media tonelada de mariguana y 8 kilos de cocaína.

especializado en la fabricación de zapatos para convertirse en un gran

Adoración a la muerte en Tepito

centro de venta de mercancías, muchas de ellas de contrabando, coloquialmente llamada fayuca , traída de todo México y

El culto a la Santa Muerte llegó a la

del extranjero. Con la globalización

con el nuevo milenio, a partir de ese

económica, el valor comercial de las

momento Jesucristo, la Virgen de

vecindades

Guadalupe, la Niña Blanca y san Judas

de

Tepito

aumentó

delegación Venustiano Carranza junto

geométricamente para ser usadas como

Tadeo

conforman

el

imaginario

bodegas de mercancías, por lo cual, la

religioso de los habitantes de la colonia

mayoría de sus habitantes adquirieron

Morelos y varias colonias circunvecinas.

viviendas en otras zonas de la ciudad.

Este año los devotos de la Niña Blanca


conmemoran la primera década de

era la mano derecha del maligno… que

contar con un altar que pese a estar

primero te daba todo cuanto le pidieras

insertado en una vivienda, se encuentra

pero luego se cobraba arrebatándote a un

al alcance de toda persona que camine

ser amado… que era el Arcano XII I, ese

por la calle de Alfarería. Por todo lo

que no tiene nombre… que era la

anterior resulta apropiado realizar un

patrona de los rateros, secuestradores y

breve recuento del origen, evolución y

marihuanos… que era buena y no había

actualidad del culto a La Flaquita, en el

nada que temerle… que era tan mala que

barrio de Tepito de la ciudad de México.

ni siquiera se debía mirar de frente… La noche seguía su curso, el aroma de las veladoras se unía con el de la comida, los rezos se confundían con las charlas cada vez más efusivas y temerosas, las personas seguían llegando a la calle de Alfarería que por extraño que parezca seguía estando más bien vacía. Resulta interesante ver que la Santa Muerte, San Judas Tadeo y la Virgen de Guadalupe se disputan de manera pacífica la hegemonía religiosa en la colonia Morelos y sus inmediaciones (entre ellas el barrio de Tepito, que se

Los rumores y mitos en torno a la Santa

ubica físicamente en la colonia referida),

Muerte iniciaron cuando se escuchó el amén de su primer rosario: que era una

sin embargo, desde hace tres años la

virgen muy buena y milagrosa… que era

y cada vez es más común encontrar en las

una diosa azteca que los españoles

calles personas vestidas de blanco con el

habían intentado ocultar de nuestros

cráneo rapado cubierto con un pañuelo

ancestros para evitar actos de herejía y

del mismo color y varias pulseras

sublevación… que era una poderosa

cubriendo sus muñecas mientras que los

integrante de la Corte Celestial… que

collares hacen lo propio en su cuello.

Santería ha comenzado a ganar adeptos


Incluso en los puestos del barrio bravo

tropical en México y el mundo. En

se ha incrementado el número de

muchos temas de este género musical se

comerciantes que venden imágenes y

hace referencia a los Santos cubanos,

reproducciones de santos y se ha vuelto

resultaría una tarea larga e interminable

cotidiano

gallinas

el mencionar a todos los artistas que los

carbonizadas rodeadas de monedas en

interpretan, pero una primera lista de

las calles menos transitadas. Resulta

ellos por fuerza incluye a: la Sonora

raro imaginar (que no imposible) a las

Matancera, Celina y Reutilo y Eddie

personas saliendo de su casa en la

Palmieri.

encontrar

madrugada para quemar a esos pobres animales y sobre todo no alcanzamos a concebir que fin o simbolismo tengan,

Desde hace diez años la Santa Muerte (La Niña Blanca, La Jefa, La Flaquita, La

cabe resaltar que estos

actos

La Patrona

se

de Tepito)

relacionan con la

me

Santería porque comenzaron de

visitar

testigo de todo lo que

Es muy probable

les

que la Santería se

religiosa en la colonia Morelos, de hecho nada habría de extraño en ello, ya que desde siempre ahí se ha estado preparando el escenario para su arribo. La colonia Morelos en general y el barrio de Tepito en particular son de los más grandes consumidores de música

he

contado.

convierta en la opción

su

altar y ser

su

popularización.

cuarta

ha

permitido

a

manifestarse a la par

Santa,

Antes concluir,

deseo

manifestar

de mi

objetividad como cronista, y señalar que la deferencia que tengo hacia este culto la hago extensiva para todas las religiones que existen en el mundo. Antes de teclear el punto final de esta crónica urbana deseo pedirle con el corazón en la mano a Dios, a la Virgen


de Guadalupe, a la Santa Muerte, a San Judas Tadeo, al Cristo de los milagros, a los テ]geles, Arcanos y a todos los Santos

que

no

se

olviden

de

bendecirnos, cuidarnos y rogar en todo momento por nosotras.


Barrio de Tepito