Issuu on Google+

MartĂ­n, nieto de la Castellanos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Contenido 5.- EDITORIAL: Un apellido enredado en las nubes. 6.– ZAGUÁN: ARENILLA: Resistencia 10– PATIO: Exposición de María Izquierdo, en Comitán. 18.– Chica de DIEZ: MAYTE 19.– BALCONES: Don Abe: el ave del campanario de Santo Domingo. 27.– CORREDORES: Casa de Citas. Evocación de Muertos. Autor: Héctor Cortés Mandujano. 34.– SITIO: Flor Mayor de Comitán de las Flores. Autor: Miguel Ángel Godínez Gutiérrez. 46.– ACTUALIDADES. 52.– MOJOL. En Puebla también hace viento. 57.– Chica de DIEZ: MAYTE

Revista catorcenal, hecha en la tierra de los cositías con la bendición de Tata Lampo. Editor responsable: Alejandro Benito Molinari Torres Contacto: alejandromolinaritorres@gmail.com


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Mayte

No se trata de santificarla, se trata, simplemente, de mantener su flama, para que ilumine a los jóvenes de este pueblo maravilloso llamado Comitán.

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

EL LUGAR IDEAL PARA DISFRUTAR LO MEJOR DE LA VIDA CENTRO TURÍSTICO LOS ROBLES CHUCUMALTIC

Alberca y chapoteadero. Tina de masajes. Restaurant—bar. Paseos a caballo. Senderismo. Área de camping. Espeleoturismo. Ingreso para nadar en la Laguna Chuculmatic (buceo y snorkel). Kilómetro 3.5 Carretera que conduce al Balneario San Francisco Uninajab. Informes: TELS: 01 963 63 2 28 74 Y 9635963006

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

EDITORIAL

Un apellido enredado en nubes

Alejandra, Óscar Bonifaz y el nieto de R. Castellanos, en el parque central de Comitán, en abril de 2011.

A Rosario le hubiese gustado conocer a su nieto. Le hubiese gustado venir a su pueblo acompañándolo, en este 2011. Le hubiese gustado presenciar el Festival Internacional de las Culturas y las Artes que lleva su nombre . Le hubiese gustado ir al mercado, mirar los balcones y las fachadas de las casas. Le hubiese gustado platicar con los jóvenes de Comitán y sentarse en una banca del parque para estar con su amigo Óscar Bonifaz (ya quedan muy pocos de sus amigos íntimos, el pintor Javier Mandujano ―El Güero‖, la cronista Lolita Albores y la Güera Pulido, actriz teatral, ya murieron). Tal vez, mientras estuviera en el parque, al lado de Óscar, doña Bety Córdova apareciera por ahí y Rosario recordara que fue su íntima amiga en la niñez; tal vez, mientras hilara el petate del recuerdo, recordara que hubo un tiempo sin tiempo en que ella caminó por estas calles , sin imaginar que llegaría a ser ¡la gran escritora! Sí, a Rosario le hubiese gustado venir a este pueblo en compañía de su nieto, ¡tendría tanto qué decirle, tanto qué legarle.! Le hubiese gustado saber que Martín Guerra Villaseñor es hijo de una destacada artista plástica y de un reconocidísimo analista de temas internacionales. ¡Ah, le hubiese gustado!


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

ZAGUÁN

ARENILLA

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

ARENILLA

Resistencia

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Ernesto Sabato falleció en los últimos días del mes de abril de 2011. Faltaban menos de cien días para que cumpliera cien años. Hoy tendrán que pasar cien años para que regresen esos días. Sabato, escritor excepcional, tenía un lema: ―Hay que resistir‖. Dentro de todos sus legados, tal vez ese sea el máximo. Resistir. ¿Resistir a qué? ¿Para qué? Ni él ni alguien tiene la respuesta. Pero, una cosa es cierta: ante la oposición de los violentos y la mediocridad galopante de estos tiempos ¡hay que resistir! ¡Resistir como si el miedo no fuera más que un simple cristal! ¡Resistir como si todos fuéramos el dolor! Mientras lo pienso me gana la idea de resistencia como carga, como fardo inútil, como si ese concepto fuese un complemento inherente de la cobardía o del conformismo. Muchos pueden pensar que se impone lo contrario: ¡la acción! ¡Resiste el esclavo, pueden aducir! Y sin embargo, hay, en lo más íntimo, un filón de luz que contradice esta idea y proclama: ¡hay que resistir! ¡Resistir a la tentación del dinero! ¡Resistir a la tentación de la tiranía! ¿Cuál es el valor supremo de la Resistencia? ¿Sirve de algo soportar el huracán? Sabato se murió hace días. Se murió de 99 años. Resistió hasta el último día de sus días. Resistió a tal grado que se resistió a ser un simple festejo de cien años. ¿Resistir a qué? ¿Para qué? No lo sé, pero sé que éste es su principal legado.

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Las Cajitas de Molinari Son de DIEZ


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

PATIO

Mayte

Rosario

Exposición de María Izquierdo, en Comitán. Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

¡No le tengás compasión! Si no tiene cola es porque la anduvo moviendo con todos los peces del vecindario.

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

¡Bueno, bueno! Quiero hablar con mi prima, la ―Black Berry‖

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

¡Ay, yo quisiera más estar en las charreadas que le dedican al Güero Velasco, ahora que ya se destapó para la Grande de Chiapas!

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Sí, hijito, en tiempos de tus abuelitos los árboles tenían hojas y la Selva estaba llena de vida.

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Cuando hablo, me gusta que ¡me vean a los ojos!

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Universidad Mariano N. Ruiz

Ofrecemos beca del 50% en las Licenciaturas en Trabajo Social y en Periodismo. Teléfono: 01-963-6326661 e-mail: albemoto@hotmail.com www.universidadmnr.com.mx


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

¡Muy pronto, a la venta!

Conjuros de Alejandro Molinari

Poesía. De la serie Letras Nuevas. Una edición de Coneculta-Chiapas.

Pausa

El caminante necesita una pausa; también la necesita el que vuela. ¿Acaso la eternidad que cabe entre un segundo y otro no es una pausa? ¿Qué otra cosa sino pausa, el rojo de una granada, el arco de la casa y la línea sobre el agua? Una pausa es la ida, otra pausa el retorno; y entre esos dos instantes: un puente de viento, de agua.


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Nosotros, igual que el Festival Rosario Castellanos, también somos INTERNACIONALES, porque circulamos por todo el mundo. Mayte

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

BALCONES

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Don Abe: el ave del campanario de Santo Domingo.

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

¿Qué lleva a un hombre a dejar todo para consagrarse a un oficio? ¿Y qué lo lleva a consagrar su vida a un oficio poco usual? ¿A quién se le ocurre ser sacristán? Bueno, a muchos hombres en el mundo. En Comitán, a Don Abelardo Pérez Espinosa se le ocurrió tal cosa y por más de treinta años (sus hijas no saben bien a bien cuántos años) ejerció tal oficio en el templo de Santo Domingo, el templo más importante del pueblo, ya que Santo Domingo es el santo patrono. El templo de Santo Domingo está frente al parque central. Ahí, desde siempre, vigila el latido diario de las calles y casas. Ahí, don Abe (apócope afectuoso con que el pueblo lo llamaba), como si fuese precisamente un ave, miraba ese corazón cotidiano, desde lo alto del campanario, ¡río de campanas! Dedicó su vida al templo con tal pasión que terminó tirado y encerrado en la sacristía, durante más de una hora, cuando le dio una embolia. Pero, ¿cómo es la historia, cómo empezó? Don Abe nació en Comitán el 20 de noviembre de 1910, fecha que hoy conmemoramos como el inicio de la Revolución Mexicana. Falleció el 10 de marzo de 1984. Fue hijo único de don Agripino Pérez y de doña Dolores Espinosa, mujer católica y devota de la Virgen del Carmen. La mamá llevaba al hijo al templo todos los días, tal vez de eso le brotó la

vocación. Tanto andar viendo imágenes que no respiran ni cierran los ojos; tanto respirar el aroma del incienso y de las velas; tanto escuchar el silencio que camina por la nave principal; tanto sentir el frío del mármol o la humedad de las bancas de madera, hincaron la luz y la miseria del que no hace otra cosa que resguardar la llamada Casa de Dios, una indefinible aduana que insisten en colocarla entre el cielo y la tierra. ¿En qué se entretiene un sacristán? Don Abe ni siquiera tuvo ese consuelo, porque no bebía alcohol, así que las botellas de vino de consagrar siempre permanecieron intactas. Para acabarla de acabar, sus hijas cuentan que don Abe no tenía un salario fijo. Los padrecitos se hacían los desentendidos y no comprartían el producto de las charolas. Don Abe tenía que conformarse con la siempre incierta generosidad de padrinos de bautizos y bodas. No obstante, don Abe nunca falló a su compromiso y se dedicó ciento por ciento, ahora sí que con caridad cristiana, a ejercer su oficio. ¿Cuándo descansa un sacristán? ¿En Semana Santa? ¡No, hombre, ese es tiempo de más chamba! ¿En domingo? ¡Por favor, es cuando más misas hay! Él salía de su casa a las cinco de la mañana, a las cinco y media daba el primer repique, bajaba del campanario para hacer los arreglos y subía dos veces más para los otros repiques, en

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

el tercero bajaba como alma que lleva el… ángel y ayudaba en el desarrollo de la misa de seis. A las nueve abandonaba la iglesia e iba a desayunar a su casa. Regresaba al templo a las cinco de la tarde, para preparar la misa de las siete. Total, nunca regresaba a casa antes de las nueve de la noche. ¡No tenía descanso! Pero don Abe no siempre fue sacristán, de joven fue ovejero y luego zapatero. Pero cuando halló el oficio en el templo se olvidó de todo lo demás. Tal vez hizo trato con Dios y pensó que ―zapatero a tus zapatos‖ y, en lugar de cuidar el rebaño de ovejas, se dedicó a la búsqueda inútil pero hermosa de la oveja perdida. Existen espejos que nos reflejan tal como somos. Don Abe se casó con doña Rosario León López y con ella procreó seis hijas: Guadalupe, Rosa María, Dolores, Luz de los Ángeles, María del Socorro y Teresa de Jesús. Cuando sucedió lo de la embolia, su esposa también estaba enferma y tuvo que ser operada de la vesícula, así que las hijas se encontraron en una situación de desamparo, con los papás en cama. No fue una situación sencilla, sobre todo por la carencia de recursos económicos, pero tal vez Dios recordó que don Abe había cuidado su casa con amorosa entrega durante tantos años y, quién sabe cómo, el universo movió sus piezas de ajedrez y las niñas salieron del atollade-

ro. Doña Rosario, más conocida como tía Chayito por los cientos de alumnos de la Primaria Fray Matías de Córdova, sacó adelante a sus hijas atendiendo una pequeña miscelánea instalada contra esquina de la escuela. El 20 de enero de 1972, ―nunca voy a olvidar la fecha -dice una de sus hijas- mi papá, como siempre, se levantó temprano y fue a la iglesia. Estaba muy desvelado porque mi mamá había tenido muchos dolores la noche anterior, por el padecimiento de la vesícula. A las nueve y media mi mamá me preguntó por él desde el cuarto, le dije que no había llegado mi papá. Era muy extraño porque mi papá siempre llegaba entre nueve y nueve y cuarto. Diez minutos después mi mamá me dijo que fuera al templo a buscar a mi papá. Salí y caminé rápido. Llegué y pregunté por mi papá a Doña Carmelita, que era la mujer que se encargaba del arreglo de los altares. Ella me dijo: Tu papá vino bien tomado. Yo le dije que eso no era cierto, ella sabía que mi papá no tomaba, todo mundo sabía que mi papá no tomaba. Pues está bien tomado y está tirado allá en el suelo. ¡Dios mío!, pensé. ¿En dónde está? ¡Lléveme con él! Mi papá estaba encerrado en la sacristía. Le pedí a doña Carmelita que me abriera, pero ella no tenía llave, así que fuimos a la ―casa de los padres‖ para que nos abrieran. Cuando abrieron la puerta

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Una vida sencilla y plena

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

hallé a mi papá tirado. Mi papacito estaba tirado, al lado de un mueble de madera. Papacito, papacito, ¿qué le pasó? No podía hablar, apenas me vio y trató de decir algo. ¡Le había dado una embolia y nadie había hecho algo por él! Lo habían dejado tirado ahí adentro y le habían echado llave a la puerta. El padre Mejía llegó y dijo que llevaran al hospital a mi papá, pero cuando regresé a avisarle a mi mamá ella no quiso y vio que lo atendiera el doctor Solís. Don Ramón, que era impresor y encargado de tocar el órgano de la iglesia, ayudó a levantar a mi papá. Ya nunca se compuso. Dejó de ir a su trabajo y se quedó en casa. Mi mamá siempre se enojaba con él porque en la iglesia no le pagaban. Lloviera o no lloviera él cumplía y no tenía una retribución económica‖.

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Un año de éstos se cumplirán los treinta años del fallecimiento de don Abe. ¿Quién sabe ahora cómo se llama el sacristán de Santo Domingo? Muchos, sin duda. Tal vez el mismo número de fieles que recuerdan a don Abe. Hombre que dedicó su vida ciento por ciento al oficio de cuidar bienes que no eran de él. Algunos dicen que la embolia le vino de la preocupación de la enfermedad de su esposa (lo que hoy llaman estrés) y que si el mal hubiera ocurrido en otra casa hubiese sido un infarto fulminante, pero Dios se acordó de él en su infinita misericordia, porque Dios no ignora a sus hijos como, a veces, sí lo hacen los humanos. Dios, en el interior de su casa, le mandó una ―simple‖ embolia para que, cuando menos, conociera a dos de sus nietas. Una de ellas, ahora ya toda una muchacha bonita, atiende una estética, en la misma casa que habitó el sacristán. Algo del sonido de las campanas debe haber en esas habitaciones, algo del bronce que al hombre se le injertó. Algo de él está pegado en esas paredes, así como algo de él sigue bullendo cuando el templo de Santo Domingo queda vacío de fieles y sólo dos o tres veladoras iluminan la enorme nave. Don Abe fue un buen hombre, un hombre de DIEZ, por esto, hoy lo recordamos con afecto.

Fotografías: Cortesía de la familia Pérez León

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

CORREDORES

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Casa de Citas

Evocación de muertos Héctor Cortés Mandujano

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Dame tres segundos y me quito las bombas que traigo en el pecho, dice un verso de Luis Daniel Pulido. Eso me recordó la anécdota del tipo que llega a un motel, un catorce de febrero (no soy yo, de veras, pero no puedo revelar el nombre del conocido caballero). Larga fila de autos en espera. El empleado le dice que sólo podrá estar con su pareja una hora. Él responde: —Dame diez minutos y salgo hasta bañado. *** No he leído la novela de Robert Penn Warren (Premio Pulitzer en 1946), que ha inspirado y dado título a las dos películas que sí he visto: Todos los hombres del rey (All the King’s Men) de 1949 (Oscar a mejor actor y mejor película) y de 2006. La novela dice en su promoción: ―Willie Stark –inspirado en una figura histórica, Huey Long, el célebre y discutido gobernador populista de Louisiana– es un personaje de poderosa y compleja personalidad: orador amado por las multitudes y dictador sin escrúpulos que se mantiene en el poder mediante la corrupción y el chantaje‖. Las dos cintas muestran el deterioro moral que sufre una persona común y pueblerina (los actores Broderick Crawford, en la primera versión; Sean Penn, en la segunda) en cuanto se sienta en la silla del poder. En la película se ve horrible, me imagino que en la realidad debe ser peor. ***

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos. El Sol desnudo se echa al río Carlos Pellicer Riego árboles y plantas en una mañana cualquiera y me sorprendo con tantas novedades: la flor morada con centro amarillo, las varias orquídeas que compiten en belleza, las enredaderas de grandes flores rojas, la ojo de pirata con varios matices, las plantas de café llenas de frutos (ya bebemos nuestro propio café y eso es algo supremo), un árbol de limas tan cargado de frutas que casi se vencen sus ramas; y me siguen las mariposas, me hallo a mi paso con pájaros, un colibrí de nuevo me regala mágicos momentos cuando se detiene a volar frente a mí y veo cómo ha crecido un panal lleno de avispas y miel. Una altísima magnolia ha coronado una de sus puntas con una gran flor blanca, una planta de plátanos nos regala una penca en crecimiento. Mi recorrido es una sucesión de maravillas. Camino entre los árboles y ya no hay tantas admirables telarañas que se me peguen en la cara si no me agacho a tiempo (ya dejaron libre ―su área aérea‖, como dice Pellicer); un gordo tronco que no pudimos mover (cayó un árbol por exceso de lluvias) se volvió hogar de libélulas. ¿Qué me ha dado el mundo, aparte de este vaivén de hierbas?, dice Saint-John Perse, en Anábisis (Ediciones Era, 2009: 87). Yo lo tengo claro; me levanto temprano y el aire, el viento, las plantas, los árboles me regalan olores que me hacen sentir que mi vida tiene sentido; mis oídos son acariciados por gorjeos, mi vista se extasía en texturas sorprendentes y descubro sin dificultades que este cielo, este sol, esta tierra, este momento, este tiempo existen para hacerme feliz… (¿Y las matanzas en el mundo, y los líos de México y Chiapas? ¿Vivo en una torre de marfil? Leí en el epílogo de El castillo blanco —Mondadori, 2007:175— del Premio Nobel de Literatura Orhan Pamuk algo que podría venir al caso: ―Un crítico que leyó uno de aquellos primeros relatos históricos míos, dijo que yo me refugiaba en la Historia para huir de los acuciantes problemas del presente‖. Tal vez en ésas ando, pero como dice Silvio Rodríguez en una de sus viejas canciones: ―Soy feliz,/ soy un hombre feliz/ y quiero que me perdonen/ en este día/ los muertos por mi felicidad‖.) ***

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos. En su extenso y genial ―Esquemas para una oda tropical‖, Carlos Pellicer (Árbol a veces. La naturaleza en la poesía de CP; Gobierno del Estado de Tabasco, 2009: 79) dice: ―La selva, gran verdad con tanto engaño/ es una realidad empedernida./ Todo es igual, se suicida la brújula. Se niega/ la entrada al sol. Flores y pájaros/ llevan en la garganta una penumbra‖. *** Cuando corto café, por cierto, meto el rostro entre unas ramas de cafeto y me sorprende el inexplicable olor que siento: huele a mi abuela Natividad, como si ella anduviera por aquí. Ni siquiera pensaba en que pudiera recordar su olor (murió cuando yo tenía ocho o nueve años). Fuera de las ideas que me vienen sobre Proust, Borges y otros, en realidad el recuerdo más vivo es la charla de una amiga que espero nada tenga que ver con esta provocación olfativa. Nos contó ella de un tío suyo que sin explicaciones un día se compró un rancho grande. ¿Cómo consiguió dinero para tamaña compra? Sin comentarios. Lo curioso fue lo que comentó en varias ocasiones: —Anoche me desperté por un ruido en el patio. Salí y me encontré con mi papá… —¿Tu papa? ¡Pero si se murió hace varios años! —Ya lo sé. No sé qué anda haciendo por mi casa. El tío, nos cuenta mi amiga, empezó a desesperarse con esas apariciones: en la sala, en el comedor, en el campo. —¿Y te habla? —No, nomás me mira y desaparece. —¿Será que andas en malos pasos y quiere prevenirte? ¿De dónde sacaste tanto dinero para compararte ese ranchón? —Ya no aguanto a mi papá; cómo no regresa al lugar donde ha estado viviendo ahora que está muerto… El tío apareció cocido a balazos, su camionetota llena de agujeros. ―Ajuste de cuentas‖, dijeron los de la Procu. (Lo de mi abuelita fue nomás un aroma; todavía no le ha dado por venirse a sentar en mi hamaca; si llegara, ai les cuento.) ***

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

A propósito de muertos, un hombre gentil abandonó la tierra: Lencho Corzo, quien tenía la habilidad especial de hacer, recortando con tijera cualquier papel y en un instante, siluetas de varia forma. A mí me obsequió la de un jinete montado a caballo (por alusión a mi papá) que mi mujer puso desde entonces en el espejo del tocador de nuestra recámara. Miguelón Carballo, a quien regaló siluetas caninas, le escribió unas líneas poéticas que me encantaron y que les comparto. Mis perros guardianes (en recuerdo de tío Lencho Corzo) Miguel Ángel Carballo Fernández Hoy tengo, tío Lencho, tres perros guardianes que te rememoran Los tres silenciosos, los tres abstinentes de negro pelaje Furia ni coraje expresan silentes, pero están alertas como los dejaste De distinta raza y de bella traza delinean su porte en el fondo blanco desde la mañana y desaparecen en el ojo oscuro de la noche huraña, pero están presentes, en vigía constante como los dejaste Quietos y expectantes sus lóbregos ojos otean ansiosos hacia lo lejano, hacia lo distante. Esperan que llegue la mágica mano, el poder arcano que les dio presencia


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Han notado ausencia, pero la esperanza los mantiene erguidos. Ni comen ni duermen, prontos al rebato, listos al ladrido, a un punto remoto el ojo tendido… la intuición despierta, como los dejaste Hoy tengo, tío Lencho, tres perros guardianes que me regalaste Los miro y recuerdo tu mano extendida, la tibia franqueza que te señalaba y el ojo se llena de melancolía Áspero y callado el recuerdo asurca el campo trillado de las alegrías, y sonrío al verte de gozo vestido, diestra habilidosa recorriendo, en rasgo de imaginería, los trazos precisos de esta, mi jauría, en perenne alerta como los dejaste…

Contactos: hectorcortesm@hotmail.com

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

SITIO

ISABEL, Chica Diez 2011

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Integrantes del Centro Chiapaneco de Escritores, por invitación de Coneculta-Chiapas y del Honorable Ayuntamiento de Comitán 2011-2012, participaron en la edición número once del Festival Internacional de las Culturas y las Artes Rosario Castellanos. El CECHE funcionó de 1989 a 1994 y fue una iniciativa del Instituto Chiapaneco de Cultura, cuyo Director era Javier Espinosa Mandujano. El CECHE se consolidó bajo la dirección del Doctor Andrés Fábregas Puig. La DIEZ tiene el gusto de compartir con sus lectores el texto que leyó Miguel Ángel Godínez Gutiérrez, quien fue becario de la primera generación y posteriormente se convirtió en Coordinador del Centro. Miguel, actualmente, radica en la ciudad de México y labora en la Universidad Autónoma de la Ciudad de México.

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Gabriel Hernández García, Miguel Ángel Godínez y Carlos Gutiérrez Alfonzo

Flor Mayor De Comitán De Las Flores Miguel Ángel Godínez Gutiérrez

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos. Ahora nos trasladamos a la botica de

―Poetisas‖ y entonces cayó en cuenta

Don Belisario, el Grande, donde una

que había leído puros nombres de

niña mira los frascos alineados en los

hombres, y que también había mujeres

estantes. Siempre había querido subir-

que escribían poemas. Fue directa-

se a ellos, pero esta vez es diferente: los

mente a la página 431. Leyó: ―Sor Jua-

contempla con otro tipo de curiosidad.

na Inés de la Cruz. Hombres necios

A los siete años, dicen los viejos, ocurre

que acusáis sin razón, sin ver que sois

el despertar a un ciclo nuevo. El papá

la ocasión de lo mismo que culpáis‖.

estaba sentado en su sillón, leyendo un

Más adelante, ―Gabriela Mistral. Él

libro como todas las tardes. Metódico.

pasó con otra. ¡Yo le vi pasar! Siempre

Ese día, la niña, preguntándose qué

dulce el viento y el camino en paz‖. Sa-

tanto leería su papá, que se quedaba

boreaba la musicalidad de las palabras

horas absorto, tomó un libro que había

por primera vez; ―y sin música‖,

en la biblioteca, ya no para rayonearlo

pensó, como las canciones de María

con un lápiz bicolor del primer cajón o

Greever.

para colocar uno sobre otro establemente para las columnas de una casa

¿Cuántos poemas leyó Rosario, es-

de muñecas. ―Tesoro del declamador‖,

ta niña? Todos. Quién sabe en cuánto

leyó en voz alta. ―´Ìndice. Parnaso

tiempo terminó de leer el libro. Lo que

mexicano‖. ―Salvador Díaz Mirón,

me gustaría saber es cuándo su mirada

Manuel M. Flores, Antonio Plaza, Ma-

se posó en un poema que parecía un

nuel Acuña, Manuel José Othón‖ y así,

retrato, un espejo, y se dijo: ―esto pude

hasta que en la página 24 decía

haberlo escrito, es lo que me está pa-

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Mario Nandayapa, Marco Fonz y Gustavo Ruiz Pascacio sando‖, y se habrá puesto por primera vez a escribir sus emociones, sueños, experiencias, deseos: su vida. Con los años, metódica, se instituyó como escritora, jugadora de palabras, bruja de las palabras, sacerdotisa de las palabras. Leer poesía enriquece el espíritu. No se trata de cosas cursis ni de palabras incomprensibles, la de Rosario Castellanos, por ejemplo, es directa y sencilla. Escribo porque yo, un día, adolescente, Me incliné ante un espejo y no había nadie. ¿Se da cuenta? El vacío. Y junto a mí los otros Chorreaban importancia.

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

De pie: Gustavo Ruiz Pascacio, Mario Nandayapa y Miguel Ángel Godínez Gutiérrez. Sentados: Gabriel Hernández García, Rubén De Leo y Carlos Gutiérrez Alfonzo.

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos. Leer novelas, con sus muchas pa-

que la miraban como desde otra era,

labras; página tras página se va sabo-

desde ―un estrato geológico distinto‖,

reando otro mundo, fingido éste, de a

los hombres, y sobre todo, su condición

mentiras, en el que nos reconocemos.

de mujer en una sociedad de hombres

En las novelas y cuentos de Rosario, se

en el que la salida tradicional a la

ha dicho, la constante más allá de la

opresión inveterada eran las píldoras

tierra chiapaneca y su gente, es la mi-

para dormir y evadirse, en lugar de

rada de mujer.

enfrentar, como ella lo hizo a través de sus novelas, cuentos, ensayos y poe-

Leer cuentos, profundidad y brevedad, la imaginación.

mas, a través de discursos y artículos de periódico en los que fijaba la necesidad de que las relaciones sociales fue-

Leer nos posibilita conocer las pa-

ran diferentes; otro modo de ser.

labras, que son las que nos dan el sentido de las cosas. Leer nos invita a

Mujer de palabras,

nombrar las cosas. Es lo que hacen los

Muchas, contradictorias, ay, insignifi-

escritores: Dar nombres nuevos a las

cantes,

cosas que ya conocemos.

Sonido puro, vacuo cernido de arabescos,

Con la literatura aprendió a leer y

Juego de salón, chisme, espuma, olvido.

explicarse a ella misma y al mundo, la vida que la rodeaba: las fincas de su

Lectora de Simone de Beauvoir ,

padre, su hermano muerto, los pobres

Simone Weil , Sor Juana Inés de la

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Cruz , Gabriela Mistral, Emily Dickinson, Selma Lagendorf y Virginia Wolf, se hallaba inmersa en la actualidad intelectual de su época. En 1954 fue becaria del Centro Mexicano de Escritores, junto a Jorge Ibargüengoitia, Luisa Josefina Hernández y Emmanuel Carballo en la generación inmediata a Rulfo y Arreola. En 1957 participó en el teatro Petul, un teatro guiñol para comunidades indígenas que fue una novedosa forma de difundir contenidos educativos y hacer lo que hoy en día llamamos promoción de salud.

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Tanto en su prosa ("Oficio de tinieblas", "Balún Canán", Los convidados de agosto", entre otros) como en su labor ensayística ("La mar y sus pescaditos", "Mujer que sabe latín"...), esta artista nos muestra la inquietudes de un ser humano en búsqueda de sí mismo. En la poesía, nos da el sonido de una voz directa, sencilla y contundente, de una originalidad y valentía pocas veces apreciadas en las poetas mujeres. -¿Si soy casada? Sí. Esto quiere decir Que se levantó un acta en alguna oficina Y se volvió amarilla con el tiempo Y que hubo ceremonia en una iglesia Con padrinos y todo. Y el banquete Y la semana entera en Acapulco.


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Molinari y Gustavo Ruiz Sin embargo, su poesía estaba lejos de ser un mero alegato feminista: Me conmueve más bien la vastedad del espacio, la inmensa magnitud de los tiempos y las cosas que son y las que ocurren. Rosario Castellanos nos dejó mientras desempeñaba el puesto de embajadora de nuestro país en Israel, en 1974, a los 49 años. *** Mientras conjetura lo anterior, la niña, Flor Mayor, convertida en Mujer de Palabras, mira a su hijo de siete años tomar un libro con la intención de leerlo.


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Estamos llenos de cultura.

¿Cuándo venís a Comitán a llenarte de luz? Consejo Ciudadano de Cultura Municipal

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Honorable Ayuntamiento de Comitán y Universidad Mariano N. Ruiz ¿Te gusta escribir? El Centro Comiteco de Creación Literaria es ¡para vos! Ser parte del Centro no tiene algún costo económico. Sesionamos los miércoles en la sede del Centro, frente al Santuario del Niñito Fundador.


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

A C T U A L I D A D E S El Maestro Límbano Vidal Mazariegos, Director Fundador del grupo de marimba ―Águilas de Chiapas‖ falleció el 5 de mayo de 2001. Con el espíritu luminoso de Ernesto Sábato, quien falleció un día antes de recibir un homenaje en vida, dentro de la Feria del Libro, en Argentina, el Maestro Límbano falleció en la víspera del Homenaje que Coneculta-Chiapas, el Honorable Ayuntamiento de Comitán 2011-2012, en nombre del pueblo comiteco, le habían preparado, dentro de los actos de la edición número once del Festival Internacional Rosario Castellanos. El Consejo de Redacción de DIEZ, la Revista Digital de Comitán, expresa su más sentido pésame a la familia del Maestro y al pueblo de Chiapas.

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

A C T U A L I D A D E S

Dentro de los actos celebratorios del Festival Internacional Rosario Castellanos, que inició el día 5 de mayo y concluirá el día 9, se presenta una exposición plástica en el Museo de Arte ―Hermila Domínguez de Castellanos‖. 6 vuelos circulares, con la obra de Akio Hanajufi, Arnulfo Saldaña, Enrique López, Paty Mota, Raquel Moreno y Rodolfo Morales.

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

A C T U A L I D A D E S

Ante un auditorio lleno de jóvenes universitarios, los integrantes del Centro Chiapaneco de Escritores reflexionaron acerca de la obra de Rosario Castellanos y del proceso de creación. El acto se efectuó el jueves 5 de mayo, en el auditorio de la Universidad del Sureste, y fue el acto inicial del Festival Internacional Rosario Castellanos.

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

A C T U A L I D A D E S

Actuación sobresaliente de alumnos de la Academia Manuel M. Ponce que dirige la artista Sonia Conde Durán. Esto dentro de los actos del Festival Internacional Rosario Castellanos. El acto se efectuó en el Auditorio Roberto Cordero Citalán, del Centro Cultural Rosario Castellanos, el día 5 de mayo, a partir de las siete de la noche.

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

A C T U A L I D A D E S

CRÓNICAS DE ADOBE

―Crónicas de Adobe‖ contó, el martes 2 de mayo, con la presencia del Lic. Julio Gordillo Domínguez y de Dora Patricia Espinosa Vázquez, estudiante del Cbtis 108. Julio compartió con el auditorio su visión acerca de la vida de Rosario Castellanos, mujer con la que compartió algunos instantes. Paty hizo una semblanza de Ernesto Sabato, escritor argentino recientemente fallecido. En la fotografía: Genaro Aguilar, Paty y Julio.

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

El DIF Municipal, dentro de los festejos que organizó en honor a los niños comitecos para celebrar el Día del Niño, realizó un Desfile por las calles de la ciudad.

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

MOJOL

Suplemento

En Puebla también hace viento Fotografías: Fernando Molinari

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Pedro Infante ¡no ha muerto!

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Sí, nos da pena decir que somos casi casi ¡perfectos!, pero así es. Tenemos únicamente lectores de DIEZ, escritores de DIEZ, patrocinadores de DIEZ y chicas de DIEZ. ISABEL es la chica DIEZ 2011. ¡Que su luz y mirada de albahaca permanezcan todo el año en tu corazón! Recordá siempre que vos, lector, sos lo más importante de tu Revista DIEZ.

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Visitanos ¡No te arrepentirás!

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Comitán, ciudad que habla de vos


DIEZ - REVISTA DIGITAL– La revista que habla de vos.

Un papel volando, un papelito llamado Rosario. ¡Nos vemos en el número 74!

Mayte

Comitán, ciudad que habla de vos


REVISTA DIEZ, NÚMERO 73