Page 1

Pepina y sus Antiguas Historias

Autor: RenĂŠ Julio Milla Auger


Dedicado con todo respeto a Patricia A. y los hermanos Guillermo y Juan Pablo F. K. por su generosidad.

DON SALMON

-Un día en que los niños jugaban en el campo con una vara de pescar, tratando de pescar en un riachuelo… - Periquín mira cuando grande me gustaría estudiar Acuicología para entender a los peces… - Pero eso se llama Acuicultura, Hormiguín por que todavía no es una ciencia. - ¿Y cómo sabes eso?, mi papá trabaja en una granja de salmones y le va bien, pero si se preparara un poco más le podría ir mejor, me ha comprado lo que antes no podía… - Que bueno, mira, pico, pico… -¡Hey! ¿Qué están haciendo? - Nos miramos, ¿Era un pez blanco que nos estaba hablando?... - Así es soy Don Salmón, he viajado por estos ríos u orilla de los mares por muchos años, pero nadie ha captado la esencia, nos crían en jaulas, pero eso es bueno, han aprendido ustedes nuestra alimentación, a criarnos más eso no es fácil ya que no somos animales que se pueden domesticar, la madre naturaleza nos ha dado lo que necesitamos por años y el privilegio que se les ha brindado deben aprovecharlo… - ¿Cómo es eso Don Salmón? - Los estaba escuchando que desean estudiar Acuicultura y que tu papá trabaja en una salmonera… - ¡Nos estaba espiando!... - Disculpe no sabíamos que se encontraba ahí… - No se preocupen no tenían por que saberlo, cuándo crezcan tendrán la oportunidad de cuidarnos… - Pero los mayores dicen que no es trabajo para nosotros que somos sus hijos, que hace frío.


- Miren la responsabilidad de tener la alimentación del mundo entero, ¿Ustedes creen que se puede entregar a cualquiera? -No, ¿Por qué? - Imagínense que le dan tanta comida a un salmón que engorda cómo una ballena rompe la jaula y se arrancan todos los peces, no habría comida para muchos seres humanos en este planeta, cuando la mamá esa rica sopa la prepara con cabezas de salmón en un librillo de greda con un día lluvioso y una bebida en la mesa… - Que rico, ¿Pero eso que tiene que ver con nosotros? - Son ustedes una pieza importante en esto, quien mejor que hijos de cuidadores de Salmón o que quieran aprender el trabajo, estudiando, esforzándose por las buenas notas en el colegio llegando así a la Universidad, siendo Ingenieros Bioquímicos u operadores profesionales de pesca, hay tanto trabajo que ustedes no se imagina, ustedes con estudios más avanzados producirían mejor calidad de peces y por supuesto lo que ganaran sería mucho mejor para sus hijos, como lo hacen sus padres con ustedes en estos momentos, para de esta manera alimentar a las generaciones venideras ya que existen enfermedades que controlar en las salmoneras así que estudien… - Señor Salmón, ¿Tan importante somos nosotros? - Así es, bueno ahora me voy a recorrer los ríos de esta bonita región, hasta luego… - Chao Don Salmón, que entrete, a pesar de que somos tan chicos, me quede con ganas de ir a clases mañana, vamos… -¡Sí! -Les invito a esperar otra historia de Don Salmón, nos vemos luego…

CIEN PINOS Y UN CIPRES

En una localidad lejana de esta tierra de Aysén: Llego una visita de Santiago… Señor Alcalde a esta plaza le hace falta vida, exclamo el visitante, que le parece si reforestamos estoy de acuerdo dijo el Alcalde y mando a plantar 120 pinos y un ciprés los pinos crecían y molestaban al ciprés.


Vamos Ciprés, mira en nuestras ramas anidan los pájaros, ¿Y en las tuyas? - No, todavía soy muy pequeño, los largos pinos hacían palidecer al árbol de más lento crecimiento cuando el viento recorría sus ramas con un ruido ensordecedor. Habían tantos pinos en esta plaza que el Alcalde decidió derribar 20 de ellos. - Los pinos aterrorizados, se preguntaban ¿Quién será?, ¿A quién irán a cortar?, ¡Ha pobre de mis ramas, ya no tendrán más pajarillos que canten, se lamentaban! - Que corten al ciprés, no es igual a nosotros… Entre más se estiraban los pinos, el pequeño ciprés parecía alejarse más de ellos. - ¿Cómo me hubiese gustado ser un pino?, se acongojaba el alcalde mando a derribar 5 árboles de cada esquina… ven que les dije que no se preocuparán somos el centro y no nos tocarán les decía el que más se quejaba, ha, ha, ha… A las ramas del ciprés llego un día el Señor Halcón y le dijo al pequeño ciprés, no te preocupes cuando crezcas nadie podrá de detenerte y así fue, un día sus centímetros se habían convertido en metros y los pinos se silenciaron, sus ramas se pusieron frondosas de nidos con aves cantando… Nuevamente apareció el Señor Alcalde y dijo a unos de sus ayudantes, haremos una nueva remodelación, que la fuente, se encuentre al centro, mando a derribar el máximo de pinos y dijo, deja a ese ciprés… Fueron días tristes para los árboles, cemento, arena, ripio y sierras término la remodelación y el ciprés lloró, porque sus hermanos fueron talados. El Alcalde fue a ver su nueva plaza y quedo impresionado ya no era la misma plaza que él había conocido cuando niño. Sintió una brisa ya nada puede arreglar con todo el cemento que hay a nuestro alrededor, parece que el ciprés me hablo, debo estar muy cansado, el Alcalde media vuelta dio y su cabeza agacho apesadumbrado que error haber remodelado. El ciprés todavía se mantiene erguido junto a los pinos tratando de dar la mejor sombra para los niños. A los habitantes de la última frontera.


EL APRENDIZAJE

-

Buenos días mama, ¿Cómo estás? Bien y ¿Tu como has amanecido? Muy bien gracias. Pepina ¿Qué te parece si vamos al prado?... Hay que lindo ¿Vamos a recolectar flores?... ¡Es muy buena idea! Más tarde… Mira un diente de león. Es como un hombre grande y tierno… ¡Allá, allá, hay una ilusión!... Son como los hombres que siempre tienen fantasías en su cabeza y no empiezan por no querer acabarlas… Mira una rosa, ¡Que bello es su color!... Es un hombre elegante y distinguido… ¡Un clavel! Hermoso tierno y sincero… ¡Una maravilla!... Su interior es lo que causa, calidad en su familia… ¡Un cerezo en flor! Su aroma es satisfacción de honestidad… ¡Una flor de manzano! Hombre prohibido para algunas, reflexión para otras… ¿Has visto alguna vez la flor de la higuera?... La vi. deshojarse, es como un hombre que se lo lleva el viento y jamás regresa… ¿Y cuál tú crees que es la mejor flor? La que sienta tu corazón y llene tu interior… ¿Regresamos?... Si mama, ¡Me gusto mucho venir a este campo de flores!...


EL BOSQUE DE LOS ÁRBOLES DORMIDOS

En un tiempo eterno el cual los grandes animales se encontraban a disposición de los bosques milenarios, llego un animal indefenso entre los demás, pero con la inteligencia para desarrollar complejos sistemas de caza, conquistando el fuego el cual era instrumento exclusivo de la naturaleza. Cociendo sus alimentos que antes los consumía crudos. Comenzó la era del “Acuérdate que soy más fuerte que tu dominio, el fuego”, es así como llegamos a nuestra historia… En la Patagonia chilena, donde los campos eran solamente huellas, los pájaros cantaban al sol y la nieve también, el follaje se tornaba amarillo con matices rojizos anunciando la entrada del otoño y previniéndonos que se acercaba el invierno. El viento mostrando que era totalmente el dueño de este territorio virgen, soplaba por aquellos acantilados donde tu vida se pierde y el vértigo no deja mirar en profundidad, el profanador más grande de la naturaleza consiguió penetrar a este lugar y no hablemos de los aborígenes, porque sus dioses provenían de la madre tierra, respetando tanto el pájaro conocedor de las corrientes de aire, como el insecto que se arrastra sobre el suelo… “El hombre moderno”, vino a cultivar esta tierra enriquecida y como no pudo conseguir su objetivo le prendió fuego, para seguir arando, si solamente hubiesen visto ese escenario, el fuego rugía, como disculpándose, por estar quitándole la vida a sus hermanos, las añosas Lengas daban la impresión de mirar a sus retoños que Tenían menos altura con su reina corriendo a lo largo del tronco como si estuvieran lamentándose de lo que sucedía, un guairavo anunciando un mal presagio. Se detuvo el viento por un instante, escuchando al ave llamar al alma de la naturaleza, a este acudió el arco, el puelche y el cimarrón, las Elfas se unieron y esta conjuración al fuego de Santelmo de los océanos, nada bueno para los humanos, una tormenta de giros y travesías tratando de conquistar el infierno, que había encendido aquellos hombres, mas era tarde, solo una comunidad de árboles humeantes quedaba en el lugar, Vulcano ordeno al Hudson, devastar, enrabiado, los pajarillos que cantaban antes no lo harían nunca más y eso le gustaba, las cenizas que cayeron cubrieron el lugar protegiendo la fertilidad de su hermana, no dejando que el extranjero se apropiara de su exceso, el creador para poder extinguir las llamas, mando fríos intensos y espantosos, treinta y cuarenta grados bajo cero al menos durante quince años, ¡ Qué inviernos! Y cuando la naturaleza era enviada a recoger el hielo, el bosque seguía humeando, era desolador. ¿Quién devuelve la hermosura a este lugar?... ¡no existe el dinero suficiente y nadie puede! Sin embargo aquellos árboles nobles le dieron una segunda oportunidad al ser que los destruyo. Cuando pasas en las noches de luna llena por ese lugar vez una hermosura tan angelical, que ellos han plasmado en el silencio, lo que es la verdad de la naturaleza y sientes que tu pecho se aprieta y tus ojos se inundan de lágrimas, indescriptiblemente ese pesar que se transforma en un grito ahogado, “De por favor no me destruyas otra vez”, te hace recordar lo que


sucedió, mis hermanos son los que duermen ahora, recuerda que te albergo en mi seno y estas depredando a mis hijos, ¡Hombre!, ¿Crees estar solo en este mundo?...!Piensa!. BOSQUE DE LOS ÁRBOLES QUE DUERMEN LES DEBO UNA DISCULPA, FUI YO EL QUE ENCENDI EL FUEGO QUE LOS EXTINGUIO…

EL CAPITAN

Ríos que bañan mi región que hermosos son… Verdes y azules en los cuales corren peces río arriba a desovar sus huevos… Verde turquesa, torrente en el cual te sumerges y no sabes si saldrás a flote nuevamente engrosado por nieves que nunca se acaban, glaciares moviéndose en dirección de tu ensanchamiento, mas las lluvias que parecen no cesar hace que tu torrente se defienda frente a cualquier pronóstico que quiera frenar tus aguas… En tus orillas, remolinos de viento que dan cuenta de lo fuerte que es tu torrente… Comenzamos a bajar en una balsa que al parecer su madera se quebrajara ya que produce un crujir entre tus aguas, de pronto un islote en medio de tu caudal nos refleja tu grandiosidad, mas una historia de heroísmo y sacrificio nos embarga. Cuenta el marino que hubo un capitán que en los albergues de lo que iba a ser una nueva vida para los pioneros más arriesgados que llegaron a esta infinita y lejana tierra, el capitán de mala intención para que a los exploradores les fuese mal para siempre, hizo una escala en este islote celebrando el acontecimiento de haber llegado tan lejos, un asado al palo los invito, vino, jugó para los niños, mas los festejados no sabían que el brebaje que les había preparado contenía cierto tipo de hierba venenosa, (cicuta se especula), el cual ingirieron celebrando, al día siguiente los cuerpos regados por doquier sin vida se había hecho, en difuntos habíase convertido los triunfadores del rió, despojando así a todos de sus enseres. Cementerio en medio de las aguas, permanece todavía bendiciendo al navegante que cruza y cobrando al mal intencionado lo hunde y no lo deja salir a flote, esta es la


historia de un cementerio que se ha convertido en monumento histórico nacional, es la “Isla de los muertos”, camino a Tortel.

EL

GRAN

LAGO

A ti héroe de nuestra y angosta faja de tierra, te coronaste en este dividido territorio, alimentandote de las cumbres de nieves eternas y dando vida a caudalosos ríos que te han hecho crecer como un mar interior, albergando en tu seno acuático, unas hermosas cavernas que fueron esculpidas en blanco material, siendo admiración de un pueblo tranquilo, que observa a los turistas que hacen el recorrido por tus aguas turquesas hasta llegar a su destino. Describir lo que he visto es difícil ya que cada perspectiva es diferente. Te aproximas al cielo y no hay fronteras, con islotes en tus entrañas, bañan a mas valles que ninguno con tus aguas. Quien lo diria,sirenas majestuosas nadando en tu superficie, que al visitante solo se muestran si es lo que ellas sienten, con su sabiduría de profundidad te dan la entrada al reino que encanta, una vez sumergido para no abandonar nunca más el lugar... En las claras noches de Luna se ven a lo lejos tus torres más altas, compartiendo el reino con salmones de exquisito sabor la cual dan a tu paladar la frescura de un gran lago que no es artificial... Cruce de llaves que peligrosa es con su caída que profundiza el abismo, un tiempo increíble te recorre de punta a punta o como dicen de cabo a rabo. Las nubes cuando te cruzan parecen danzar colores distintos sobre tu superficie que al viajero embrujas cual si tus reflejos fuesen los más intensos ojos que te miran atrayéndote para no partir nunca del lado de tu vida, aguas hermosas como una mujer bañándose desnuda en tus aguas, incomparable belleza guardada en lo más profundo de nuestra XI región, Aysén, te quieren dar otra patria General Carrera, cuando chileno eres desde la punta del pelo hasta la planta de los pies, hace honor a tu presencia el nombre que te corona con el reflejo que en el cielo se esculpió y eso brindas hoy al viajero...


El

Paseo

Scoly y Dania, se fueron de paseo a Mañihuales con Verónica, que es su mamá, los acompañaba el gato Pinocho su mascota regalona, este sí que era flojo. Ronroneaba cuando le acariciaban la panza y no caminaba porque se cansaba... Gato Pinocho ¿te sabes las partes del cuerpo en inglés?, Sabes como se dice nariz?... ¡Nose¡ Y como dices que no sabes el idioma...Mientras el flojonazo dormitaba, al llegar... Al gato pinocho lo miraban por su nariz grande y su manera de andar, condujo a su familia a su lugar preferido. Recorrieron una pradera cubierta de flores amarillas y entraron a un bosque secreto encantado, se sentía el viento a través de los pinos y las hadas revoloteaban sobre las cabezas con el río corriendo a sus pies. ¡Que mágico era ¡... ¡Que lindas alas, que lindas alas, las niñas gritaban... Un túnel que formaban estos inmensos árboles, llevaban una bolsa la llenaron con piñas recogidas desde el suelo, para barnizarlas y colocarlas en el árbol de navidad que pronto se acercaba, recogieron guijarros y más tarde los lanzaron al agua... Hicieron con arena de la orilla un castillo con diez torres le pusieron hojas flores y ramas, era lo más hermosa que había visto el gato Pinocho y este les dijo... ¡Miren hacia allá ¡ Y las pequeñas lo hicieron... El estiro las patas y detuvo por un instante el flujo de las aguas, mientras un caballo los miraba, scoly y Dania sorprendidas no hablaban... ¿Saben llamar a los pájaros? No contestaron a dúo... Pinocho se puso a silbar y las águilas bajaron a ese lugar, esas pequeñas estaban maravilladas, era la hora de regresar, encontraron una abeja solitaria, para llevar alimento a su hogar, mientras la mamá sacaba una foto de las pequeñas y su regalón... ¡Hace tanto tiempo que nos las veía sonreír de esta manera, sus lágrimas rodaban de la pena que la embargaba... Subieron al bus y el animal se puso a dormir y en sus zzz, se sentía que comeré mañana, mientras a Coyhaíque regresaban


HIERBA

Sud- América tierra de contrastes, hierberas la historia de ellas y en Brasil se toma al lado del Brasero, con la pava hirviendo, es sueño de cada ser que te bebe. En Paraguay se toma en un coco y le agregan leche lo llaman Terere, en Uruguay andan con el termo lleno de agua caliente en la calle, cebando la hierba con agua fría. En Argentina, la hierba que me hiciste soñar para poder componer una estrofa no dejando nada a l azar… En Chile, partiendo del norte a la hierba caliente, le agregan cocoroco (aguarDiente de maíz), y pregúntate a las cinco de la tarde, que sucede ¡uf! Que calor, de tarde andan en la zona central, sólo los abuelos conversan la tradición y en el sur es admirable la dedicación con que te han hecho florecer, Aysén tierra alejada y cercana a la satisfacción de cultores de una bombilla, mostrando el triunfo del arriero, al enfrentar la tempestad y la hostilidad del territorio. Los niños desde pequeño chupan la bombilla, librando el néctar de esta hierba, con sabores a naranja o limón, que rico es su sabor, desde la mañana al anochecer, la patagona saborea tú esplendor. “Hierba que me hiciste recorrer tu historia Sudamericana, has vivido en miles de casas y conoces otras tantas, más entre mis montañas, te albergaste, para hacer sentir al pueblo de la Patagonia que encontraste un hogar del cual nunca más te marcharas. Mate agradecidos estamos de tú hospitalidad, ya que unes a cada familia en la casa donde te comparten”…


LLUVIA

Fuimos hacia la ciudad amaderada, tus escaleras cuentan grandes hazañas... Tus habitantes cálidos y tranquilos te miran como si la vida no pasara, hombres que suben las escaleras Interminables de Tortel, al hombro la leña seca, para abrigarte y echarle a la cocina donde se calienta la pava para tomar el mate... Cuenta don Segismundo que cuando habían unas cuantas casitas acá, si que era cueca mover la leña, diez pasos hacia adelante y veinte hacia atrás, una hora en llegar de la bahía hasta aquí y son solamente dos cuadras, ¡A mí se me ocurrió venir a construir la casa aquí ¡a grandes carcajadas, mientras le tetera humeaba en la cocina avisando que el agua se podría hervir... Mientras la señora María repartía el milcao y una lluvia afuera, que pena... Para que les cuento como se mojaban los gorros de lana cuando llegamos a este lugar, así que la señora María se le ocurrió cortar su faldón negro en forma redonda, del diámetro de un tronco chico, y me dijo que eso se hacía en Escocia y de ahí que ando con esta boina protectora . Y cuando llega gente se le recibe con algo especial... Vieja están listas las papas... Ya están don Segismundo... Pasemos entonces al quincho que tengo acá atrás... Estábamos sorprendidos. Había varios habitantes de Tortel que tenían una hoguera en el centro y animales puestos afuera de esta... Este es el famoso asado al palo parado de nuestra región para que el visitante sepa cuál es la hospitalidad patagona, pues... ¿Y cómo nació esta tradición?... Nos dimos cuenta que el fuego que había debajo del asado se apagaba cuando la grasa chorreaba y luego se inflamaba los asados se quemaban, y después de mucho pensarlo decidimos pararlo y estacarlo la tradición se corrió por Magallanes y fue un completo éxito fue transportada por los mismos arrieros que conducían a los rebaños, agréguele un poco de pebre y póngale un buen vaso de vino tinto ¡iñor¡ Entre risas, música y asado al palo conocimos a don Segismundo y su historia, así cómo este hombre hay muchos en Aysén, conócelos...


LA MONTAÑA ENCANTADA

Capa de piedra, resguardando tu espalda frondosa leña. Oscura roca en la cual te esculpieron a fuego, lluvia, viento, nieve… Nunca dejas tu altura como un centinela. Dedicas tu vida a la bienvenida del viajero. Eres detención obligada de arrieros solitarios que a tus pies han descansado… Entrada a innumerables, sueños y vivencias, con sequito de señores y caballeros, carrozas inmortales y portales con gigantescas columnas mostrándonos el camino, con tus guardias preparados en todo momento, en la cima gárgolas desafiantes por si en algún momento deben extender sus alas y abalanzarse contra el invasor defendiendo a sus habitantes araucanos, selknam, cortesanas todos bienvenidos a la entrada, mas para llegar a la casa señorial hay que bajar en la noche para llegar al amanecer antorcha en mano para anunciar la llegada, luna que grandiosa, te hace mostrando la entrada a aquel bello lugar. Casa hecha, en la montaña de nieves eternas. Administras la campiña que a tus pies te encuentras. Soledad que alumbra el gentío que llenan tus habitaciones. Tranquilidad interminable de los habitantes que albergas. Intrépidos pioneros tratando de conquistarte, más no lo lograron por tus guardias de hielo, así que construyeron en tus faldeos, cordilleranos. Lobos solitarios que de tus montañas bajan, resguardando tus secretos en sus jornadas. Los que aquí pertenecen te agradecen tu hospitalidad. Ostentoso eres y humilde al mostrar tu versatilidad nuestros ojos miran agradecidos lo que nos brindas día a día “tu majestuosidad”… A Castillo


MARTINETA

Perdiz copetona, que vives en los arbustos y pastizales de los cerros semi áridos de Chile Chico, Eres de las últimas, te alzas esplendorosa con tus cuarenta centímetros de alto y tu plumaje moteado. Cuando los exploradores te descubrieron andabas en bandadas de cincuenta aves pensaron que tu carne era rica y les resulto magra así que no "te dañaron", pero si, los perros se comieron tu huevos y el hombre te fue quitando espacio en tu hábitat, de esta manera te fuiste extinguiendo hasta que el hombre se dio cuenta, que ya no andabas correteando por ahí y tus huevos verde turquesa eran un tesoro para el que los encontraba, ya tu copete no se alzaba... "Martineta, ave que te arrancas de la escopeta Plumífera bella que adornas nuestra tierra, Escóndete para que las nuevas generaciones Sepan, lo valiosa que eres para la naturaleza".

"Las Epu Ñuke de Tortuguina"

Jugábamos con una fillkuñ (lagartija), que se le había desprendido la cola después que la atrapamos... ¡Pepina te puedo preguntar algo que no tengo claro ¡... ¡Si lo que quieras Tortuguina¡... ¿Que hacer en el día de las ñukes (mamá), cuando uno tiene dos ñukes?.. ¿Cómo es eso?... Yo vivo con mi ñuke Perica Grandona y me tuvo mi ñuke Perica La Lola, ¿cual


es mi verdadera mamá?. No sabría explicarlo ¿por que no vamos mejor a preguntarle a la señorita Luna Lunona?... ¿Te gustaría acompañarnos Guarenin?... No puedo, tengo que volver a casa a terminar la lección para mañana, pewkayall (nos vemos luego)... Esta bien, siempre estudia harto y no tiene buenas notas... Pinta pirulinca, rabilanca pitisanca, ahí viene el autobús del cien pies que nos lleva a patita pelada... Señor, señor nos bajamos aquí en relmu, huy, casi nos quedamos arriba por venir mirando el arcoíris... (En ruca mew (casa) de la señorita)... ¡Hola niñas ¿Como han estado?, bastante tiempo que no venían por estos lados, pasen les ofrezco estas manzanas que corte en el huerto por la mañana... ¿Nos deja ver sus pinturas mientras le platico lo que vine a preguntarle?... Por supuesto pasen al estudio... ¡Mira que linda las flores y esas margaritas que preciosas ¡... ¿Que les parecen esos kosküllas(flor de copihue) niñas? Hermosos, ¿por qué tengo dos mamas señorita Luna Lunona? Lo que mi experiencia me dice, es que tu ñuke Perica Grandona no desea ocupar el lugar de tu mama perica la Lola, que te tuvo en su guatita. Y si eso es cómo usted me lo dice, ¿Por qué me quede con mi ñuke que vivo hoy?... Por el rostro de la pichidomo (niña) corrieron lágrimas... Creo que juzgarla sería dañarla, eres su hija, de otra manera no estarías sirviéndote esa rica manzana. Los sentimientos son el florecer de lo que nos rodea en la edad que tengamos, ¿Puedes cambiar lo que sientes por tu ñuke Perica Grandona? En nada señorita Luna Lunona... Debemos aprender las igualdades entre nosotros y descubrir las cosas que nos hacen sentir bien... Bueno señorita, nos despedimos. Que se hace tarde y tenemos que ir a la escuela mañana, gracias por sus consejos... Adiós niñas, saludos a sus padres... Chao señorita, ¿Quieres que te enseñe una poesía, para que se las digas a tus dos mamas Tortuguina?... ¡Me encantaría¡... Aquí va...

"Mamá cuando te miro,

Llenas mi corazón con tu alegría Si no te tuviera lloraría todo el día"...


Dedicado a todas las Madres del Mundo Y Padres tambiĂŠn

FIN

Pepina y sus Antiguas Historias  

Pepina tiene historias que no había relatado y aqui hay algunas de ellas