Page 1

MEMORANDO TECNOLÓGICO SCHOTT

Memorando Tecnológico SCHOTT de Centrales Térmicas Solares


PRÓLOGO

Centrales térmicas solares: Maduradas para el mercado y experimentadas Europa debe aprovechar su oportunidad en el mercado mundial El consorcio tecnológico internacional SCHOTT ya decidió apostar por la energía solar en los años noventa. Actualmente SCHOTT es la única empresa del mundo que ofrece productos y soluciones para todas las tecnologías solares. SCHOTT suministra captadores solares térmicos para la generación de ACS, módulos fotovoltaicos para la producción descentralizada de corriente eléctrica y receptores para centrales de colectores cilindro parabólicos destinadas a la producción centralizada de corriente eléctrica. En SCHOTT trabajan unos extraordinarios expertos en energía solar, que están convencidos de las formidables perspectivas de futuro de esta forma de energía. Precisamente por ello queremos ayudar a la difusión de una tecnología que puede contribuir como ninguna otra a explotar el inagotable potencial que nos ofrece el sol: la tecnología de las centrales térmicas solares (CET). Esta tecnología está madurada para el mercado y ha sido probada, pero es ampliamente desconocida. Se trata ahora de convencer tanto a los políticos como a los potenciales inversores de las capacidades de la misma. El Consorcio SCHOTT quiere hacer su aportación: Su “Memorando Tecnológico de Centrales Térmicas Solares” pretende familiarizar con esta tecnología a los responsables de la toma de decisiones en las esferas políticas y económicas e impulsar los pasos necesarios para su introducción en el mercado.

Gracias a su elevado rendimiento y los costes de producción de corriente eléctrica más bajos de entre todas las tecnologías solares, las centrales térmicas solares de colectores cilindro parabólicos cumplen los objetivos de rentabilidad, fiabilidad de suministro y protección del medio ambiente. Estas centrales son adecuadas para instalaciones a gran escala, con potencias eléctricas que van desde los 50 hasta los 200 MW. Pueden sustituir a las centrales térmicas convencionales que operan como centrales de base, sin que ello comporte alteraciones cualitativas de la estructura de las redes de suministro. Ya sólo en los países del área mediterránea se podría producir un múltiplo de la demanda de corriente total europea. En consecuencia, la tecnología de centrales térmicas solares es una opción significativa para realizar en el futuro un “mix” de energías sostenible. Las empresas europeas son líderes tecnológicos y del mercado para la CET. Con la tecnología de colectores cilindro parabólicos Europa dispone del potencial para alcanzar un extraordinario éxito en el mercado mundial. Ahora se trata de aprovechar esta oportunidad.

Dr. Udo Ungeheuer Presidente del Consejo de Dirección

3


4


U N A PA N O R Á M I C A

El cambio energético: el tiempo se agota Los próximos años serán decisivos para la conversión de los sistemas energéticos. Según datos aportados por la Agencia Internacional de la Energía (IEA), las inversiones necesarias para la economía eléctrica en todo el mundo ascenderán hasta el año 2030 a 7,5 billones de euros. En Alemania, por ejemplo, se habrá desconectado para entonces la mitad de la potencia de las centrales eléctricas actuales de la red. Para proyectar y construir una central eléctrica se precisan hasta 10 años. Para una vida útil posible de unos 50 años, estamos decidiendo ahora sobre la estructura energética imperante hasta el año 2060. El previsible agotamiento de los combustibles fósiles y el aprovisionamiento ya hoy en día inseguro y claramente más caro de los mismos, obligan a una diversificación de las fuentes de energía. Actualmente se ha superado ya el límite de polución mediante CO2 admisible en nuestra atmósfera.

Las soluciones ya no se pueden demorar más: por esta razón no debemos apostar, por una parte, por tecnologías que quizá sólo alcancen la madurez en unos decenios. Hay que aprovechar las fuentes de energía renovables que están a nuestra disposición y que son asumibles financieramente hoy en día. Los cárteles energéticos nacionales frenan este necesario cambio de mentalidad. Las cuestiones de infraestructura energética deben ser estudiadas hoy en día a escala europea. La creación de unas estructuras de transporte energético transfronterizas y de un mercado energético interior que sea realmente operativo son ahora más urgentes de lo que lo hayan sido nunca antes. La protección del medio ambiente no sólo es una necesidad, sino también un mercado de futuro, que Europa podría captar mediante estrategias bien dirigidas y coordinadas.

La era solar podría comenzar ya mañana Las centrales térmicas solares son maduras para el mercado y aptas para instalaciones a gran escala de hasta 200 MWel. Pueden reemplazar a las centrales térmicas convencionales, que trabajan como centrales de base y además lo pueden hacer sin provocar alteraciones cualitativas de la estructura de las redes.

disponible ya en la actualidad. En Europa y en el área mediterránea se deberían crear las correspondientes capacidades de potencia a buen ritmo.

El cambio energético puede iniciarse de inmediato. Las centrales de colectores cilindro parabólicos se basan en una tecnología probada y ya están “disponibles”. Son las energías renovables de menor coste y, a medio plazo, se podrán equiparar a la rentabilidad de las centrales térmicas de base alimentadas con combustibles fósiles.

Europa compra gas a Rusia y petróleo a los países del Oriente Medio, “relegando” las cuestiones relativas a la fiabilidad de suministro. El riesgo del transporte a través de regiones políticamente inestables o a lo largo de varios miles de kilómetros no parecen preocupar a nadie. Pero cuando se trata de transportar electricidad solar desde el sur de España a Europa Central gana el provincianismo. En el ámbito de la producción de energía eléctrica y sus infraestructuras se trata de romper las barreras estatales.

Las centrales térmicas solares se pueden explotar rentablemente en el cinturón solar de la tierra, que incluye también el sur de Europa, y en particular el área sur mediterránea. El transporte a Europa Central se podría realizar de forma económica con la tecnología de transporte de corriente continua a alta tensión (CCAT),

La tecnología de centrales térmicas solares es una tecnología de futuro, en la que la economía europea es líder mundial y las empresas europeas mandan en el mercado. Si la política industrial europea se toma en serio la Estrategia de Lisboa, deberá allanar el camino a la CET. Y deberá hacerlo ahora mismo.

5


LAS CENTRALES TÉRMICAS SOLARES

Extraordinarias perspectivas de futuro Las centrales térmicas solares aprovechan la energía solar para producir calor, que es convertido en corriente eléctrica por medio de unas turbinas. Las centrales térmicas solares de colectores cilindro parabólicos (CCP), en concreto, están maduradas técnicamente y tienen extraordinarias perspectivas de futuro, gracias a su elevado rendimiento y los costes de producción de energía eléctrica más bajos de entre todas las tecnologías CET. Esta tecnología ya está madura para el mercado, precisando únicamente el apoyo de las esferas políticas y la confianza de los inversores potenciales. Si la fotovoltaica es la tecnología apropiada para el aprovechamiento distribuido de la energía solar, la ventaja de la tecnología de centrales eléctricas termosolares (CET) radica en la producción centralizada de energía. Sólo en los desiertos despoblados del norte de África se podría producir un múltiplo de la demanda de corriente eléctrica europea. En consecuencia, la tecnología de centrales eléctricas termosolares es una opción tecnológica significativa para realizar un “mix” energético sostenible de cara al futuro. Actuaría de inmediato en el sentido de la estrategia de reducción de las emisiones de CO2 de la Unión Europea. De acuerdo con un estudio de Greenpeace, el empleo de la tecnología de centrales eléctricas termosolares (CET) podría evitar la emisión de 154 millones de toneladas de CO2 en todo el mundo hasta el 2020. La CET es particularmente eficiente cuando la intensidad de la irradiación solar es elevada. Por esta razón proporciona unas oportunidades de desarrollo muy buenas, no sólo a los estados miembro de la UE sureños, sino también a muchas regiones desfavorecidas económicamente situadas en el cinturón solar de la Tierra. Ante la amenaza del cambio climático, la CET abre una puerta para incrementar considerablemente la cuota de energías renovables en la producción de corriente eléctrica, precisamente en estos países. Las centrales térmicas solares se pueden combinar con la utilización de combustibles fósiles, en forma de las centrales térmicas de vapor. Los campos 6


LAS CENTRALES TÉRMICAS SOLARES

Capacidad instalada de CET (MWel)

solares de colectores cilindro parabólicos son acoplables a las centrales térmicas convencionales. Es precisamente en el cinturón solar de la Tierra donde las centrales térmicas solares pueden representar un primer paso para una complementación razonable del Oportunidades de futuro de la tecnología parque de centrales térmicas alimentade centrales eléctricas termosolares das con combustibles fósiles. Las CET de 100 a 200 MWel pueden reemplazar a 45000 las centrales térmicas convencionales 40000 que operan como centrales de base, y ello sin provocar alteraciones cualitati35000 vas de la estructura de las redes. 30000

25000 A pesar de que las centrales térmicas solares de primera generación vienen 20000 operando con éxito desde hace más de 15000 15 años en California, la CET es una 10000 tecnología en gran medida todavía desconocida. Por esta razón precisa 5000 ahora del apoyo de la opinión pública, 0 los medios y los responsables políticos 2000 2005 2010 2015 2020 2025 con mayor peso en la toma de decisioMundo Europa excepto Europa nes. Se trata de facilitar la entrada en Escenario de crecimiento del Centro Aeroespacial Alemán un mercado asegurado y de crecimiento estable para las centrales térmicas solares y eliminar los reparos que puedan tener los eventuales financiadores. Sólo cuando se haya creado entre los bancos y potenciales inversores la confianza necesaria en esta nueva tecnología, descenderán las primas por riesgo y los proyectos se podrán financiar más fácilmente, a medio plazo incluso sin subvenciones públicas.

Con la CET Europa ocupa una posición puntera en una tecnología de futuro con un gran potencial de crecimiento, en línea con la Estrategia de Lisboa. Las empresas europeas son líderes tecnológicos y del mercado mundial. La tecnología de centrales eléctricas termosolares necesita ahora con urgencia proyectos a gran escala de referencia, que le permitan consolidar su valoración dentro del “mix” energético del futuro. Con la tecnología de colectores cilindro parabólicos Europa dispone del potencial para alcanzar un éxito extraordinario en el mercado mundial.

2030

En California, las centrales de colectores cilindro parabólicos suministran con fiabilidad corriente eléctrica a 200.000 hogares desde hace 15 años.


LAS CENTRALES TÉRMICAS SOLARES

Así funcionan las centrales de colectores cilindro parabólicos Las centrales térmicas solares no son otra cosa que centrales térmicas de vapor, que producen corriente a partir de calor a alta temperatura. La diferencia decisiva con respecto a las centrales térmicas convencionales es que la energía que impulsa las turbinas no es aportada por gas, carbón o petróleo, sino por el sol. Unos espejos de forma parabólica, dispuestos en largas hileras en los campos solares de la central, reflejan las radiaciones solares incidentes concentradas 80 veces sobre un tubo absorbedor, en el que un aceite especial que actúa como caloportador es calentado a unos 400 ° C. A continuación, en un intercambiador de calor alojado en bloque central de la instalación, se produce vapor, que impulsa las turbinas convencionales.

Unos espejos de forma parabólica dispuestos en un campo solar reflejan la radiación solar, concentrada 80 veces, sobre un tubo absorbedor.

Una moderna tecnología de acumuladores de calor permite que la electricidad solar esté disponible también cuando las condiciones climatológicas no acompañan o de noche: los millones de litros de aceite caloportador que circulan por el campo solar representan ya de por sí una capacidad de almacenaje considerable, capaz de puentear cortos periodos de tiempo nublado. Adicionalmente, los acumuladores de sal fundida garantizan un suministro eléctrico fiable las 24 horas del día. Además, mediante el empleo de esta técnica de acumuladores la turbina puede funcionar siempre a plena carga, optimizando el rendimiento. En consecuencia, estas centrales térmicas presentan un alto grado de rentabilidad. La técnica de acumuladores de sal fundida está experimentada y es evaluada como fiable por los operadores de las redes. Por esta razón, el operador de la red eléctrica española ha concedido al diseño de central térmica aquí descrito el mismo grado de fiabilidad que a las centrales térmicas alimentadas con combustibles fósiles. No aprecia problema alguno para la integración de las centrales térmicas solares en las redes actuales. También es posible la construcción de centrales térmicas híbridas: puesto que los campos solares inyectan la energía calorífica a un sistema de central térmica convencional a base de una turbina de vapor, se pueden integrar sin problemas p.ej. en unas centrales térmicas de ciclo combinado, alimentadas con gas natural y relativamente limpias. También se pueden adaptar las centrales térmicas de vapor convencionales ya existentes con campos solares de concentradores cilindro parabólicos. La técnica híbrida comporta las ventajas siguientes:

A continuación se genera en un intercambiador de calor alojado en un bloque central de la instalación vapor, que impulsa las turbinas.

8

un mejor aprovechamiento de las turbinas y, con ello, un funcionamiento óptimo de la central térmica en su conjunto, una tarifa eléctrica más baja, gracias a un cálculo mixto, para la oferta de radiaciones solares ocasionalmente fluctuante, un almacenaje intermedio de menor coste en comparación con la técnica de acumuladores de sal fundida, mediante un ciclo alimentado con combustible fósil, una entrada suave en el parque de centrales térmicas, compuesto mayormente por centrales alimentadas con combustibles fósiles,


LAS CENTRALES TÉRMICAS SOLARES

la posibilidad de una revalorización ecológica de las centrales térmicas alimentadas con combustibles fósiles. La técnica híbrida permite mejorar claramente la competitividad frente a las centrales térmicas convencionales. Mediante el apoyo a capacidad utilizado en las centrales SEGS (Solar Energy Generating System), del tipo como las que se explotan en California, ya se obtienen ventajas de coste considerables. Con las centrales térmicas ISCCS (Sistema de Ciclo Combinado Integrado Solar), los costes de producción de energía eléctrica se reducen a la mitad. En las centrales térmicas ISCCS se combinan las centrales CCP con modernas centrales a gas y vapor. También en este caso los costes de producción de energía eléctrica se sitúan sólo ligeramente por encima de los de las centrales térmicas convencionales, incluso sin subvenciones. En consecuencia, las centrales térmicas solares híbridas constituyen un nexo importante entre el suministro energético fósil actual y el solar del futuro. La posibilidad de combinación con centrales térmicas convencionales incrementa considerablemente las posibilidades en el mercado estadounidense. Allí se están invirtiendo actualmente grandes sumas en centrales térmicas de gas de la nueva generación. En Argelia está en proyecto mejorar las centrales térmicas de gas mediante sistemas solares complementarios. Las centrales térmicas de colectores cilindro parabólicos pueden funcionar también como centrales de cogeneración, produciendo, aparte de la energía eléctrica, también calor, p.ej. para obtener agua potable mediante una planta de desalación. En la cogeneración son posibles rendimientos de hasta un 55%. La energía de la tecnología CET está disponible en Europa: en el margen sur de la UE (Andalucía, Sicilia, Malta, islas griegas, Chipre) hay disponibles recursos solares considerables, que en el norte de África, a una distancia técnicamente manejable, son inagotables. Los costes de transporte desde este área hasta Europa Central ascenderían a aprox. 2 cent por kWh.

El transporte de corriente continua a alta tensión (CCAT) permite que la corriente esté disponible a grandes distancias.

Una tecnología experimentada: Nueve centrales térmicas de primera generación construidas en California durante los años 80 han venido demostrando de forma duradera su rendimiento y fiabilidad. Suministran desde hace más de 15 años de forma continuada energía eléctrica a 200.000 hogares. Estas centrales han producido hasta ahora aprox. el 50% de la electricidad solar producida en todo el mundo. Actualmente la tecnología de colectores cilindro parabólicos ha entrado en una fase de continua optimización. Los costes de explotación han caído desde los iniciales 8 cent/kWh hasta justo por encima de los 3 cent/kWh. Las experiencias acumuladas han servido como base para el desarrollo de una nueva generación de componentes de colector cilindro parabólico, con un rendimiento considerablemente mejorado. Gracias al inagotable potencial energético del sol, la capacidad tecnológica y la compatibilidad medioambiental de la CET, dicha tecnología está en condiciones de realizar una contribución esencial al futuro suministro energético. Está preparada para su aplicación a escala mundial. 9


LAS CENTRALES TÉRMICAS SOLARES

Ventajas de la tecnología CET Producción centralizada en centrales de hasta 200 MWel

No alteran la estructura cualitativa de las redes

10

Las centrales térmicas con colectores cilindro parabólicos son aptas para aplicaciones a gran escala, dentro del rango desde 10 hasta 200 MWe de potencia eléctrica. El carácter modular del campo solar permite comenzar con cualquier nivel de potencia que se desee. Las dimensiones óptimas se sitúan actualmente en 150 – 200 MWe. Las centrales de colectores cilindro parabólicos pueden reemplazar a las centrales térmicas convencionales y, además, sin comportar alteraciones cualitativas de la estructura de las redes.

Fiables, planificables, estables para las redes

Gracias a las posibilidades de acumulación térmica, las turbinas de las centrales térmicas solares pueden seguir produciendo electricidad en períodos con bajos niveles de radiación y por la noche. Estas centrales pueden proporcionar su potencia de forma segura, planificable y estable para la red.

Combinables con ciclos de combustibles fósiles

La producción termosolar de corriente eléctrica se puede integrar en las centrales térmicas convencionales. La utilización combinada comporta una considerable reducción de costes y facilita de esta forma la introducción en la explotación de las energías renovables precisamente a los países de reciente industrialización.

Pueden competir a medio plazo con las centrales de base para combustibles fósiles

Las centrales de CCP son capaces de producir electricidad solar competitiva a precios de entre 10 y 20 cent/kWh, en función de la intensidad de la irradiación solar en cada emplazamiento. Los elevados costes durante la fase de inversiones se contrarrestan con unos costes de explotación reducidos, que actualmente se cifran en tan sólo 3 cent/kWh. En 2015 los costes de producción de corriente eléctrica serán comparables a los de las centrales térmicas de base alimentadas con combustibles fósiles.

No dependen de los precios de los combustibles, costes de explotación reducidos

El aprovechamiento de la energía solar hace posible la seguridad de los proyectos: dado que los costes de explotación no dependen de la fluctuación de los precios de los combustibles y que la energía solar está disponible de forma ilimitada, se pueden calcular de forma segura los costes para la totalidad del período de inversión.

Actualmente ya son competitivas en los períodos de carga punta

Precisamente en el periodo en el que en el cinturón solar existe una mayor demanda de corriente eléctrica para uso de climatización, es cuando las CET producen de forma más efectiva. Estos picos de demanda están siendo cubiertos actualmente de forma competitiva por las 9 centrales térmicas solares de California.

La CCAT permite el transporte de la electricidad sobre largas distancias a bajo coste

Las líneas de transporte de corriente continua a alta tensión, que son actualmente el “estado del arte”, son capaces de transportar la corriente sobre grandes distancias, p.ej. desde el norte de África hasta Europa Central. Sus costes de explotación ascienden a aprox. 2 cent/kWh.


LAS CENTRALES TÉRMICAS SOLARES

California y el norte de África son emplazamientos idóneos para las CET. Las zonas industriales con grandes concentraciones de población del norte pueden recibir la electricidad a través de líneas CCAT.

Idoneidad para las centrales térmicas solares: muy buena

buena

mediana

no

Las centrales de CCP son una tecnología experimentada. Las centrales de primera generación de los EE.UU., con una capacidad total de 354 Mwe, funcionan con fiabilidad. Con casi 12 TWh de electricidad solar producida, por un valor equivalente a 1,6 millardos de dólares US, la tecnología de colectores cilindro parabólicos ha demostrado su potencial de forma concluyente. Tras casi 20 años de práctica operativa no se ha conocido ningún efecto negativo sobre el tejido social o sobre el frágil entorno natural.

Tecnología experimentada

Las centrales térmicas solares utilizan materiales de construcción de presencia masiva en todo el mundo, reciclables y de bajo coste: acero, vidrio y hormigón. Una gran parte de los trabajos de construcción es licitado entre empresas locales. La construcción modular del campo solar permite iniciarse en la producción masiva de electricidad con un considerable potencial de racionalización.

Gran parte de la creación de valor en el mismo emplazamiento

Las centrales térmicas solares presentan un balance ecológico muy bueno. El EPBT, de 5 meses, es reducido, incluso comparado con otras energías renovables. La tecnología de colectores cilindro parabólicos presentan los menores requerimientos de materiales de entre todas las tecnologías CET.

Buen balance ecológico

Las centrales térmicas solares ocupan una superficie considerablemente menor que las de biomasa, eólicas o hidroeléctricas, por no hablar ya de los embalses. Dado que además se erigen en zonas áridas, prácticamente no representan una competencia en cuanto al uso del suelo. Las centrales térmicas solares se pueden instalar en el cinturón solar de la Tierra, entre los 35° de latitud norte y los 35° de latitud sur.

Ocupan menos superficie que otras energías renovables

Las centrales de colectores cilindro parabólicos son idóneas para los proyectos de “Aplicación Conjunta” (AC) y “Mecanismo de Desarrollo Limpio” (MDL) contemplados en el Protocolo de Kioto. Por medio de proyectos conjuntos de centrales de colectores cilindro parabólicos las naciones industrializadas y los países en vías de desarrollo pueden hacer que la producción de energía eléctrica sea decisivamente más respetuosa con el medio ambiente, y de esta forma proteger el clima de nuestra Tierra.

Proyectos para la protección medioambiental según el Protocolo de Kioto

11


LAS CENTRALES TÉRMICAS SOLARES

Las actuaciones concretas a realizar Tanto si se trata de energía hidroeléctrica, como si se trata de carbón o energía eólica, históricamente cada paso hacia nuevas formas de obtención de energía se ha visto favorecido por la adecuada configuración de las condiciones marco. En este sentido, la tecnología de centrales térmicas solares necesita, sobre todo, mercados abiertos y colaboración internacional en materia de política energética. A fin de conseguir una introducción dinámica en proyectos de referencia, la política energética europea debería prestar ayuda. Una sólida financiación, mediante garantías de consumo de la energía eléctrica a largo plazo: La financiación de las elevadas inversiones iniciales representa el mayor obstáculo para la construcción de nuevas CET. A fin de superar este impedimento, las CET precisan de garantías de consumo de corriente a largo plazo. Las normativas que incentivan la inyección a la red en España suponen un paso en la dirección correcta. Durante la fase de introducción en el mercado, las instituciones financieras públicas deberán también implicarse, de forma que los inversores privados puedan ganar confianza en la nueva tecnología. La tecnología CET necesita ahora el apoyo decidido de los responsables de la toma de decisión en las esferas políticas y económicas. Redes eléctricas transeuropeas y mediterráneas: El área mediterránea y el norte de África albergan recursos solares muy grandes. A fin de poder explotar esta fuente energética también en beneficio de Europa Central, debe quedar garantizado un transporte sin trabas de la energía eléctrica a través de los potenciales países de transferencia (España, Francia, Italia, Grecia). La UE no debe permitir que los grandes operadores de redes nacionales bloqueen la distribución transfronteriza de la electricidad. Anulación de las limitaciones al tamaño de las centrales en las legislaciones de primas por inyección a la red: La limitación, hasta ahora generalmente legislada, al tamaño de las centrales representa un obstáculo legal. Las sitúa muy por debajo de la capacidad económicamente razonable y obliga p.ej. a erigir cuatro centrales iguales de 50 MWe en el mismo emplaza-

140 % 120 %

123 % 100 %

100 %

86 %

80 %

77 %

60 % 40 % 20 % 0%

25 MW

50 MW

(Fuente: U.S. Departement of Energy)

12

100 MW

200 MW

(central térmica de 100 MWel =100%)

Costes de producción de energía eléctrica (LEC)

Tamaño de las CET: Los costes más bajos, con 200 MW


LAS CENTRALES TÉRMICAS SOLARES

miento en lugar de una central de 200 MWe. Ello encarece la producción de corriente eléctrica en hasta un 30%. Este tipo de restricciones debe ser eliminado. Normativa europea sobre la compra de corriente producida a partir de energías renovables: La producción de “electricidad verde” debería estar incentivada también más allá de las fronteras de cada país. La rígida orientación actual en las escalas nacionales en el caso de las energías renovables debería superarse.

Consumo mundial de energía en Exajoules

Potencial de desarrollo de las energías renovables

Programa de la UE para el área mediterránea: La producción de electricidad solar se presta perfectamente como elemento de colaboración en el área mediterránea de la UE. El objetivo debería ser una cooperación energética estratégica entre el norte de África y la Unión Europea, para incorporar las posibilidades de explotación de la energía solar al suministro eléctrico europeo, en beneficio de ambas partes. Impulsaría el poder económico de los países vecinos, crearía puestos de trabajo en ambas zonas y abriría a la UE una base energética nueva y fiable. Aparte de las subvenciones directas a las inversiones, debe crearse una red eléctrica conjunta en torno al Mediterráneo.

565

620 565 570

435 380 310 135 100

50

30 0 1960 1980 2000 2020 2040 2060

Energías convencionales Energías renovables La potencia total de las energías renovables superará a la de las energías convencionales en 2060 (Fuente: Shell 1998)

Acabar con las desventajas fiscales: A diferencia de las centrales térmicas alimentadas con combustibles fósiles, cuyos costes recaen en un 80% en los combustibles y en tan sólo un 20% en las inversiones iniciales y los correspondientes costes financieros, en el caso de las centrales térmicas solares la parte correspondiente a las inversiones supone el 80%. Mediante la creación de un marco legal y fiscal adaptado a las CET se podría facilitar considerablemente su introducción en el mercado. Cuota tecnológica: La tecnología de centrales térmicas solares se encuentra todavía en la fase inicial de su desarrollo industrial. Allí donde compitiera directamente con otras energías renovables, p.ej. la eólica, potenciaría su desarrollo una “cuota tecnológica” con periodo de vigencia limitado, que estableciera de antemano una determinada cuota de consumo eléctrico para las centrales térmicas solares. 13


Centrales térmicas solares: El futuro es de la tecnología de colectores cilindro parabólicos De entre las distintas tecnologías de central térmica solar, únicamente la tecnología de colectores cilindro parabólicos ha alcanzado hasta ahora la madurez para su comercialización. Esta es la razón de que las informaciones acerca de la CET contenidas en el presente Memorando se refieran a dicha tecnología. Estos datos se han visto confirmados por la práctica operativa. Los espejos cilindro parabólicos dispuestos en largas hileras en los campos solares de las centrales de colectores cilindro parabólicos reflejan la radiación solar incidente concentrada 80 veces sobre un tubo absorbedor, en el que se calienta un aceite caloportador. En un intercambiador de calor alojado en el bloque central de la instalación se genera entonces vapor, que impulsa las turbinas. Actualmente se investiga todavía en las siguientes tecnologías de central térmica solar: Las torres solares se componen de una torre receptora central rodeada de grupos de espejos, que concentran la energía solar incidente sobre la cúspide de la torre. La energía es absorbida por un fluido caloporta14

dor alojado en el receptor y conducida a un intercambiador de calor para la generación de vapor. La técnica Fresnel consiste en disponer en posición horizontal segmentos de espejo planos, que realizan un seguimiento de la trayectoria del sol. También aquí la energía es conducida por un fluido caloportador dentro de un intercambiador de calor. El sistema “Dish-Stirling” consiste en unos discos o “platos” parabólicos, que concentran la energía solar y la entregan a unos motores Stirling. En el caso de las centrales por convección, el sol calienta masas de aire alojadas bajo unas cubiertas de vidrio, que forman una estructura parecida a un invernadero. El aire que asciende por una torre acciona entonces las turbinas. A diferencia de estas tecnologías, la tecnología de colectores solares cilindro parabólicos es totalmente operativa. Está madurada y, en contraposición a las demás formas de CET, disfruta de una ventaja tecnológica de, como mínimo, 20 años.


Concepto y redacción: SCHOTT AG Corporate Public Relations Hattenbergstraße 10 55122 Mainz Alemania Tel.: +49 6131/66-2411 Fax: +49 6131/66-4011 E-Mail: info.cpr@schott.com www.schott.com

90142 sp 02051.0 ac/sk Printed in Germany

Contacto: Solar SCHOTT AG Hattenbergstraße 10 55122 Mainz Alemania Tel.: +49 9633/80-291 Fax: +49 9633/80-757 E-Mail: info.solar@schott.com www.schott.com/solar

scott  

scott frf rfqerf

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you