Page 1

Edición Especial

1er. Festival Internacional de Poesía “Palabras al Viento” EDICIÓN FEBRERO 2013 EJEMPLAR NO. 8


Agradecimiento muy especial a todos los poetas participantes en este 1er. Festival Internacional de Poesía, “Palabras al Viento “celebrado del 14 al 16 de febrero del año 2013. Haciendo realidad el sueño del evento por parte de quien estamos detrás de esta edición. E-mail: poetassinfronteras@hotmail.com

Blog: http://poetassinfronterass.blogspot.mx/

nota: todos los poemas publicados en esta edición son con pleno conocimiento de sus autores


RELOJ DE ARENA Carlos Freddy aguilera Las piedras -Uruguay

Un día de lluvia, muy frió las gotas, golpeaban mi rostro un deseo, me impulsaba a no detenerme quería llegar a tu lado. Los segundos parecían horas eternas como reloj de arena mojada el agua corría por mi rostro lastimado, por las frías gotas impulsadas por el viento

Al fin llego, a nuestro lugar ese en que nos vimos por primera vez te espero bajo la lluvia a la intemperie, empapado te espero pasan esos segundos interminables


no llegas, me desespero. Quiero estar ya a tu lado los minutos pasan las horas, estoy ahí, mojado, triste una lágrima se confunde con las gotas de lluvia entendí tu mensaje Se hace la noche, emprendo el camino de regreso mojado, con frío, empiezo a temblar extraño tu calor, ese que espere hoy tener Dejo de llover, mi rostro mojado gotas que aun recorren mis mejillas eran lágrimas, que brotaban de mis ojos de esos que solo podían verte a vos Paso mi mano por mi rostro para imaginar una caricia tuya una mano tosca, en nada se iguala a la seda de tus manos. Busque en mi mente, tu rostro ya no estaba no podía imaginarte solo quería tenerte un segundo más.


Tu mensaje, me quito todo lo que imagine la lluvia comenzó nuevamente continúo sin rumbo no espero nada, espere mucho en ese lugar. Ese en que te vi por primera vez, ese día fue la última vez ya dejara de llover, jamás volveré a ese lugar olvidare donde queda . Búscame a mí, si me encuentras la lluvia cesara, el sol saldrá dejare de llorar por un mensaje que no entendí


AMOR Carlos Freddy Aguilera Las Piedras -Uruguay

Se dice de un lugar tierra de poetas ahí vive una niña grande grande por su sentir por su ser por lo mágica, y sublime. Cansada de sentarse en las doradas arenas de su cala preferida construye un velero con sueños, magia y fantasía y se echa a la mar. Por semanas navega su sueño la hacía viajar muy lejos su magia impulsaba sus velas su imaginación, frecuentemente cambiaba el rumbo


Cuando lo hacía, su corazón lo hacía volver a su ruta y se alimentaba de amor, el que su corazón dejaba por donde ella iba y esa niña grande, con el trascurrir de las semanas dejo de soñar, y su velero, ya no era igual y su magia, sin su amigo el sueño ya no era igual la fantasía, se sentía perdida y se quedó varada en alta mar. Su corazón, hablo los reunió a todos y por primera vez juntos, emprendieron el viaje y llego a destino, un lugar lejano El que había soñado su fantasía se sentía realizada y su magia brillo porque su corazón, tan grande como ese mar inmenso que la rodeaba y su velero regreso para buscar a alguien en algún lugar que tuviera sueños, magia y fantasía como esa niña grande que encontró en su corazón un lugar más allá del mar…


EL VIENTO Carlos Freddy Aguilera Las Piedras- Uruguay

Soñé que tu venias traída por el viento vi que me buscaste… silbabas llamándome acudí a tu llamado me vi todo nervioso me sentía contento al verte, te me acercaste envolviéndome en un torbellino que no me dejaba respirar intenté besarte… escapabas con el viento deseaba sentir un dulce beso tuyo y me desperté... me encontraba en mis sueños de esos que cada día veo cuando mi corazón despierta sueños de encontrarte


sueños de sentirte sueños de ver tus ojos sueños de reír contigo sueños, sueños… así sueño cuando te extraño cada día un día sé que despertare ahí estarás envolviéndome como ese torbellino no será un sueño y podré ver tus ojos sentir tu risa poder sentirte ese día, dejaremos de soñar y viviremos ese sueño que un día, nos hizo despertar esperando un simple beso traído por el viento


LA TARDE CAE José de león Hernández España

La tarde cae y llega la noche donde empieza la soledad, alargándose la espera de tu llegada. Te amo mi amor, no se si es amar, o enloquecer, o es sufrir porque no puedo vivir sin ti. No sé qué me esta pasando pero cada instante siento que me falta algo, siento que no puedo amar si tú no estás,


Te amo de la manera mas especial que se puede amar, con este sentimiento que llena mi corazĂłn. Mi querido amor tĂş me inspiras y me haces pensar en este amor que siento, sabiendo que es un amor en silencio. Te digo que te amo en las frĂ­as noches, que te amo aun sin tenerte, que te amo en soledad. La tarde cae y llega la noche donde empieza la soledad esperando tu llegada


ESTOY AQUÍ MIRANDO EL RELOJ DE ARENA. José de león Hernández ESPAÑA

Estoy aquí mirando el reloj de arena todos los días, esperando tu llegada, estoy aquí mirando la luna y el mar, esperando el paraíso de tus labios porque tu mi amor eres mi bella princesa. Ay luna, luna, cuando te miro a los ojos, cuando siento tu corazón, te espero cada noche, cada instante de mi vida, cada despertar de mis sueños. Quiero ser parte del aire que se escapa de tus labios, quiero que el tiempo se detenga un instante, quiero decirte mil palabras en tu boca, rozarte mis manos.


Ay luna, luna, cuanto te quiero, cada instante de mi vida está llena de fantasía de amores lejanos donde los sueños parecen reales, donde guardo los secretos más puros. Ay luna, luna, te amo en silencio, en el silencio de la noche, donde mis labios sienten el sabor de tu boca, Ay luna, luna, aquí me tienes todos los días esperando tu llegada.


SE MUEVE EL VIENTO José de León Hernández España

Se mueve el viento y las hojas de los árboles caen sobre el camino donde los rayos penetran entre las ramas. Son como cada una de tus caricias que forman parte de un paisaje donde el color de tus ojos iluminan tus sonrisas. Seré el viento que penetra por tu cuerpo, derramándote mis besos, seré la calma que se posa en tu mirar, seré la fuente donde tú puedas beber los besos que calmen tu sed.


SUEテ前 DE AMOR DEL LOCO Y SU NINFA. Migri Sorles Argentina

Suspendido en un espacio sin tiempos embriagados mis ojos en vahos de infiernos ツ。me riテウ de las celdas de prejuicios terrenos! Noche Luna velando secretos tu humedad de flor en labios de vientos mi boca tu boca, bebiendo los cielos mis manos, tu piel en soles de Enero.


Se pierden caricias en vaivén de caderas ¡Afuera está el mundo, con su gente muerta! Una puerta chilla ... la luz que penetra mis manos, mis manos vacías... y en mis labios témpanos. Tu risa de ninfa la sed de mi cuerpo todo han sepultado blancos azulejos y allí frente a mi sádico y grotesco un chaleco danza en mundos de cuerdos.


RELOJ DE ARENA Migri-Sorles. Argentina aquí estoy con la desesperanza desgarrando mi cuerpo de arena. Desterrada al olvido inminente, al que me confinan tus dedos sin salvedad de lágrimas sin redención de tiempo. Aquí trapecista sin red en los márgenes de tu adiós implorando de rodillas en las curvas del cristal la humedad de tu boca dormida. Aquí, evaporándome en cada grano que cae deshojándome… en cada minuto que muere.


A LOS VIENTOS Migri-Sorles. Argentina

Bajo sus pies peregrinos. arde el desierto. Los harapos y vendajes que la cubren entregan a los vientos sus sombras espectrales. Implacable el sol condena al silencio el balbuceo absurdo de su boca rota. Sola y perdida deambula en su historia. Su poca estatura su mente remota divisan molinos oasis y rosas. Quizås la maùana la encierre por loca O llegue el amor de un viejo Quijote la tome en sus brazos y‌ remonten vuelo.


RELOJITO DE ARENA Martha Lucia Monroy Bogotá Colombia. Cada partícula de mi vida es como perseguir el tiempo, es como ver y sentir, y es como caminar de prisa poniendo límites al movimiento. Cada parte de mis sentimientos es como ver caer la arena de mi relojito del tiempo, lentamente con el viento... para que cada paso que demos sea firme y no se pierda el momento. Oh! granito de arena como me gusta perseguir el tiempo, eres tan lento... pero apresuras al mismo tiempo, ¿será que nuestras vidas son partículas tan pequeñitas que algún día se llevará el viento? Relojito de mi vida me apresuras y me acosas al mismo tiempo, no permitas que mi vida sea una rutina ni que me acose el tiempo, solo permíteme ser cumplido y no tan estricto al mismo tiempo.


EL VIENTO Y SU SONRISA Marta Lucia Monroy Bogotá Colombia Caen del cielo... tempestades de aire tibio, es la brisa blanca y fresquita que me trae un secretito, que me dice muy bajito... que un duende del infinito, será el viento que sienta siempre en mis ojitos cafecitos. Suave y poderoso vientito... refréscame despacito, y cubre mi cuerpo de fresquito, pero deja que se esparza como estrellitas rosaditas, para que seas mi duende y mi viento preferido. Eres caricia y sentimiento, eres viento para mi cuerpo, pero siempre que me cantas al oído mueves mi cabello suavecito, para que al voltear mi cara me ahogues y seques mi garganta al darme uno de tus besitos fresquitos.


NO TE SOÑÉ.... SOLO ME ASEGURÉ Martha Lucia Monroy Bogotá, Colombia

Así como te encontré, te imaginé estabas hecho de piel y de papel, tu fuerte y agradable fragancia... rompía el silencio nuestro y me hacías enloquecer, tu fresco aliento también me devoré, pero me desmayaba por dentro sintiendo como se pegaba tú piel sobre mi piel. Ahora veo como se aumenta cada vez en tu ser... la sensibilidad de tú piel, me hueles y me quieres tener, me besas y me quieres poseer, me miras y desnudas mi ser.


Entonces... me pasmé mirando, cómo tú corazón latía a mi lado y fue ahí otra vez... cuando tus manos comenzaron a erizar mi cuerpo como debe ser. No te soñé....me aseguré, entonces me pregunté, porqué, y para qué; pero nada me era extraño... simplemente ahí me quedé, pues eran realidad tus abrazos, tus caricias gritaban ¡Te Amo!, y tus besos eran más cálidos, ....pero tus ojos siempre me atraparon como el sol que brilla siempre a mi lado. Te tuve entre mis brazos y te acaricié como debe ser, no fui tuya por un rato... te amé y te besé una y otra vez, recorrí tu piel con mi piel, tus ojos también los besé, y me di a saber entonces... que eras tú el hombre real que yo siempre soñé tener.


PERDIENDO LA RAZÓN Eduardo campos Venezuela

Y me sentí impregnado de tu amor, corretee los campos nuevamente, baile con las estrellas cantarinas, reí con el azul de la mañana. Sane con el poder de una caricia, pinte de rojo las frutas del huerto, nade entre las olas de la playa, me sumergí en el azul de tu mirada tan profundo fue tu amor que nunca más quise estar en mundo y en la locura navego feliz de tenerte.


REMOLINO DE VIENTO Eduardo campos Venezuela

Una hoja vuela por el sendero de la eterna nostalgia bamboleando va, hasta caer en el suelo del solitario parque, pintada de colores terrosos y agrupada por el remolino de la tarde. ¿Quién ha decidido arrancarla del pedúnculo que la sostenía en el árbol? como trasto viejo, como cosa inútil, como espuma del mar y como testigo de lo que fue alguna vez verde primaveral. Una hoja vuela por el sendero de la perpetua melancolía, Y en su andar es llevada por el viento oloroso a arbusto seco, Pálida, famélica y moribunda de haber sido parte de la locura, Misma que ha dictado el curso de algo mundano, sola acabo Como guiñapo, como paria nauseabundo, como dolor mayor y como recordatorio de la continuidad del tiempo.


TU PALABRA Eduardo Campos Venezuela Se oyen tambores de rojos ideales, y la voz se inquieta en el alma como un volcán emerge del centro de tu ser, aunque vuelque pueblos y rompa viejos esquemas, toma tu aliento y grita tu palabra. Es la voz que va de oído en oído, y que alguna vez se oyó bajito, los dicen los niños en las escuelas; los ancianos en los parques llego revolución rompiendo viejos adagios. Acaso fuera peor que sentirse temeroso por hablar, a quedarnos mudos y en total silencio. entonces, toma tu voz y lánzala al viento aunque vuele diques y deshaga el suelo de los poderosos. Se oyen tambores de rojos ideales y la voz se inquieta en el alma, como tsunami que sale del centro de tu alma, aunque rompa viejos hábitos de muerte, empapados del trabajoso dolor de los nuestros.


UNA LÁGRIMA EN MI CORAZÓN Alejandra del valle Abraham Argentina

Siempre habrá en mi corazón una lágrima por ti… vuelan gaviotas al atardecer rojo, sangre, dolor, heridas que nunca sanaran… me vestiré con nuevos amores te vestirás con nuevas ternuras recorreré otra espalda recorrerás otra cintura gritarás otro nombre en la oscuridad mientras adornes su piel de deseos morderé otro nombre en otras sábanas mientras otras manos pinten mi lienzo viajaré al amanecer en febrero antes que aparezca el sol


Mientras duermes descalza en puntas de pies para que no te enteres.

Me iré de ti despacio te irás de mí lentamente lobos llorando bajo la luna oscura la noche desanda el día y en una nada solo queda mi corazón donde siempre habrá una lágrima por ti.-


EL AMOR, UN RELOJ DE ARENA Alejandra Abraham Argentina El tiempo desgrana sus horas una a una gota de arena manos henchidas de raíces corren ríos surcándome la piel. Un reloj de arena esconde secretos del ayer mi alma extenuada ángel caído desangrándose entre la piel y el dolor un nombre, un adiós un reloj de arena restando los segundos quitando la vida una promesa “hasta que el tiempo acabe” lo eterno del mar en una gota del desierto una mirada, un sueño y el reloj sigue desgranándose entre los ojos y la boca torrentes cruzando el espacio nuestra estación acabándose con los últimos granos que caen en un reloj de arena.-


TU… María Ethel Rodríguez Argentina

Y llegas tú… como un huracán a mis brazos mis labios se abren como la flor del cerezo para recibir de tus labios calientes… toda la miel de tus besos. Remolinos de pasiones contenidas… que los dos…hace tanto tiempo esperábamos, las mentes se anulan… no podemos evitarlo, no podemos apagar el fuego, de besos y caricias… Como extasiada… miro tu figura, no puedo creerlo tus manos fuertes recorren mi cuerpo me abrasas muy… muy fuerte, no hay dolor y siento… como si estuviera en el cielo.


Saciados… cansados… tendidos en el lecho ebrios de pasión… los cuerpos desnudos mi cabeza sobre tu pecho…

Y la luna se metió en nuestro lecho para espiar nuestro amor prohibido cómplice y picara esparció su luz y feliz por haberlo hecho… Los primeros rayos de sol nos devolvieron la razón y avergonzados…cubrimos nuestros cuerpos gruesas lágrimas rodaron por el suelo donde fuimos tan felices…quedará en el recuerdo.


RELOJ DE ARENA María Ethel Rodríguez Argentina

Mi viejo reloj de arena transitaré por el túnel del tiempo sin mirar lo que he dejado en el camino, no voltearé a mirar las huellas que quedaron ni miraré si el destino… ha sido duro conmigo. Le daré una vuelta más a mi reloj de arena, esperando encontrarme conmigo misma, comenzaré una vida sin miedos… disfrutando cada día y amando mucho la vida. Buscaré cada día entre las cosas, que me hicieron feliz un día… mi corazón ya ha perdonado y no siento más pena y si el destino así lo quiere, le daré una vuelta más a mi viejo reloj de arena.


EL VIENTO ME PEINA… María Ethel Rodríguez Argentina

La brisa del mar, las tardes eternas… el perfume de las rosas flotando en el aire se puede oler desde lugares distantes y una luna brillante…espiando a los amantes. Si se pierde la magia…se pierden emociones, palpita el pecho, esperando la hora… cuando llega el misterio mojándote toda, como moja a la arena, las agitadas olas. Soltarse el cabello para que los peine el viento la arena se pega en la desnudez de tu cuerpo esperando caricias y besos que no llegan los sentimientos intactos que llenan tu pecho. Y volverá otro otoño y otro crudo invierno pero lo único que no regresará… es la primavera pasarán los días y las noches… como fugaces estrellas y todo quedará…como perdido en el tiempo.


DOLOR DE AMOR Ramón de Jesús Hernández Olivares Veracruz, México

Bajo la penumbra de la noche el viento susurraba sus secretos, en el alma de mis sueños testigo mudo... de mis andanzas. Brincaba de nube en nube, de esas que la luna iluminaba, entonces sobre exaltado y quedando inmóvil bajo mis sábanas blancas mis aprisionados labios, tu nombre murmuraban, para que pudiera volver la calma a mi corazón….que excitado estaba. Cerré mis ojos tratando de aquietar la tempestad de mi alma , se iluminó tu silueta en las penumbras


de la noche… y temblorosas ante tú imagen, mis manos quisieron tocarte, fue inútil te desvaneciste poco a poco a través de la luz de mi ventana.

Y me dolió, mis sentidos gimieron y solo rodó una lágrima de amor, humedeciendo mi almohada…


VIENTO Ramón de Jesús Hernández Olivares Veracruz, México

Al viento… susurre mis secretos en esa noche solitaria, respirando las notas de un piano, frío, obscuro. Del viento llego el recuerdo de tus aromas enloqueciendo mis sentidos, invitándome a desvestirte entre laberintos de pétalos, y tocar esa piel, provocadora de fantasías sin freno. Al viento no puedo mentirle me repite entre sueños… tu nombre, a veces el viento me llora, al recuerdo de tus pasos hoy, vacíos en esa habitación obscura.


Te deleitas, cuando el amigo te lleva mis versos, hasta tu alcoba, fría, y cubres sutilmente tu cuerpo entre sueños y notas que te tocan. Ese travieso amigo… el viento me invita a tus sueños, para escribir frases, gritos y gemidos

¡Eolo!, ¡quieto! esas historias, solo se cuentan en el universo.


AMOR Astridcomet México

He oído canciones y leído poemas hechos para aquellos amores que todavía no han llegado. Yo ya le dejé mensajes con la luna, mi amiga y confidente, para que le haga saber a aquel que aún no conozco, que ya hice todos los cursos, pasé todos los grados y obtuve los títulos necesarios para recibirte. Me faltan la autoestima y el conocimiento de mí misma para titularme con honores. Yo estuve con los esquimales haciendo redes para atrapar pesadillas y alejarlas de tu mente, he bajado al abismo más profundo, he cazado salmones con los osos, he aullado a la luna con los lobos, he cazado cebras con las leonas, he adivinado la suerte con gitanas, he hablado con un pescador de pulpos y me he convertido en pulpo. Conozco de cerca a las hadas y a los duendes que perfuman madrugadas con aroma de rosas, jazmines y limonarias.


¡Estoy lista! ¿Cuándo llegas? ¿Cuándo podrán nuestras manos entrelazarse? ¿Y oír tu voz para respirar con ella y poder seguir viviendo? ¿Y nuestros brazos estrecharse? ¿Y nuestras lenguas conocerse? ¿Y mirarme en tus ojos azules y profundos? Te espero, te he esperado siempre. Cuando llegues, sabré que eres tú porque mi corazón saltará al olerte, y tal vez… tal vez me desmaye… al oírte decir por primera vez mi nombre.


RELOJ DE ARENA Astridcomet México

Baja lentamente, baja a cuentagotas, mientras tanto, mi espíritu se envuelve en los vapores de las dudas y los temores de no saber qué va a pasar. miro de nuevo, lento, sin tiempo. Cierro mis ojos y te imagino cerca, con esa risa franca y el buen humor que te caracteriza. Baja lentamente, baja a cuentagotas, vienen a mi mente todos los momentos felices, donde el amor era el protagonista. besos, risas, canciones: “destapa el champán y apaga las luces…”, fiestas, libros, metafísica, como cuando descubrimos que en ciudades y tiempos distintos compramos anillos iguales, que luego intercambiamos, estamos casados... pero no en esta dimensión, y tal vez no en esta vida. Baja lentamente, baja a cuentagotas, por lapsos de quince años nos hemos perdido, ¡y nos hemos encontrado! ahora solo faltan diez, pero el tiempo baja lentamente, baja a cuentagotas. Este reloj de arena sin tiempo me rompe el corazón. y él, sin inmutarse, baja lentamente, baja a cuentagotas.


UN ROMANCE CON EL VIENTO Astridcomet México

Pasas a mi lado, me besas, me empujas por detrás… revuelves mi pelo, acaricias mi mejilla, revoloteas a mi alrededor, elevas las aves, me despeinas de nuevo tan pronto acomodo mis lentes, arremetes nuevamente contra mí. Me traes noticias, aromas deliciosos, recados de las flores y de otras dimensiones, susurros de amores contentos, de amantes satisfechos, arrullas las ramas, silbas en las ventanas, mueves las mareas, haces las olas, pasas a través del caracol y mandas mensajes a los que están lejos. Nunca te quejas aunque vueles fuerte y recio, arrastras lo que no sirve, te llevas las tristezas, eres mi oculto amante, ven, refúgiate conmigo, suéñame, guárdame, te quiero, viento, te amo, sopla de nuevo en mi mejilla y dime que tú también me amas…


LO QUE SOY Luis Alfredo Vázquez Ariza México

Soy polvo de estrellas que cae entre el espacio de un reloj de arena, soy cálida luz que emana desde el sol hasta hacer un remolino en tu corazón, soy la sal que se revuelca entre las olas hasta confundirse con la arena, soy todo y a la vez nada, soy la palabra que le sigue al punto final, soy los puntos suspensivos tras dejar de hablar, soy todo lo que amo y te amo tanto que soy un fragmento de ti…


HABITANDO EN TI… Luis Alfredo Vázquez Ariza México

Hoy habitando en tus suspiros quizás por amor enceguecido muerto y a la vez vivo. Apartándome del suplicio embriagué mi alma de tu amor, hasta olvidarme del dolor que un dio colmo mi corazón Como retrato de una inspiración basto de tanta cálida pasión me entrego a tus besos, besos que se encarnan en el pecho disfrutando hasta al silencio disfrutando de tu aliento, habitando el universo.


RELOJ DE ARENA Luis Alfredo Vázquez Ariza México

Antiguo espectro de arena que persigues al tiempo, dibujando con tierra el momento marcando grano a grano el paso del viento. Olvidado instrumento aun susurras tu aliento que anuncia con peso mi turno en el cielo… Heraldo de cada instante envejeció acompañante no arrastres las horas con miedo no rompas el vidrio por dentro que se me escapa la vida en silencio


FANTASMA Luis Alfredo Vázquez Ariza México

Fantasma perpetuo de mares y cielos, te he visto elevar las hojas al vuelo, me he visto callar cuando chocas mi pecho, te he visto danzar entre nubes y tiempos, meneando las olas, soplando entre auroras, amante errante de sueños querellos, suplico eleves mi alma hasta el cielo, y humilde te entrego mis versos al viento…


TU ESPACIO Moisés cruzado del mar Argentina

Eres tan misteriosa y hermosa como el espacio de su fondo luminosa tan infinita como inexplorada en pasión que brinda sus sueños de hada, más bella que todas las estrellas juntas de su universo de colores que disfrutas. Ese espacio donde te prefiero en su vacío sin aire te respiro cuando encuentro tu rostro, de brillo intenso me muestro en el inhóspito espacio te vivo. Tocando sus estrellas me siento cautivo tocando el infinito de su mirar admiro tocando la visión de lo interminable tocando el interminable comento, tocando el momento que destellas. El añorado espacio donde te imagino ese espacio donde yo te adivino aquel espacio donde te quiero ese bello espacio donde aun no estás.


ANGEL TERRENAL Moisés Cruzado del Mar Argentina

Llegaste de una dorada luna llena de ilusiones, tan radiante su sentir azul tan simple como el aire. Te respire y se mantuvo así deslizándose en las estrellas, volando al ras de los mares de la mano de sus ilusiones, sumergiéndose en el amarillo resplandeciente de sus agua.


Su sol ya no está solo en su superficie sino en su interior brillando llegando a las nubes caminando sobre ellas en invierno , pasando por los cielos su arcoíris en otoño. Esperando derretirme como rocas de pasión erupcionando en su oscuridad siguiendo a la dirección de la luna así eclipsando sus miedos. Ya que una vez llegaste mucho más profundo y aun no se ha ido tu hermosura que solo se pasea dentro de una mente que te sigue creando y creyendo mi querido ángel terrenal .


ESPEJO DEL TIEMPO Moisés Cruzado del Mar Argentina

Encierras en su reflejo las ardientes llamas que forja de bellos cristales que escondes en sus bellos ojos que brillan como rubíes, de esmeralda cuelga como un lago en tu cuello tan bonita fantasía cerca de un corazón bello y en sus dedos las gemas adornan de brillo encendiendo el verano de color el anillo así como el zafiro se despinta en otoño. El álgido frio empieza a recorrer sus planicies Ocasos, colores iridiscente en sus superficies que se muestran en los vergeles del tiempo Llevándose el reloj de arena los momentos así como se refleja en el espejo lo que ansia. El diamante pulido que arrugando sus hojas de su historia que solo quedan impresas en la mente donde nunca se marchitara donde brillara por siempre su juventud en el reflejo del tiempo donde yace su plenitud.


CRUZANDO LOS CIELOS Moisés Cruzado del Mar Argentina

Bajo las frías noches se siente a la luz de la luna desde su fondo unos torrentes, circulan en el cielo cruzando en el pensamiento sus letras como notas viajan con su ayuda cálidas en su camino cambian en un unísono sentimiento llenas los jardines de lirios al alba tan bellas en el ocaso sus resedas y de abrojos en el crepúsculo tratando de nutrirse del brillo del eclipse esperanzador.


Va cruzando desde el cielo a las estrellas y más allá sin perderse sonriéndole al tiempo con un abrazo al viento del sur y un beso en tierras del noroeste donde el caballero pacifico aguarda sus cálidas aguas disipadas tan sencillas como un verso de la tierra viajando al corazón que asecha retoñar en el sur cruzando los cielos del oriente extiende sus manos al occidente y alargan la epifanía de verte ya que eres ese viento que duerme en palabras del alma de la gente.


EL FAMOSO AMOR Mavy Montero México ¿Qué está pasando que nos queremos tanto y no cuadran las cosas entre tú y yo? Un día te dije "te daré mi vida"... ella sigue esperando por ti. Tal vez... no somos más que locos queriéndonos de a poco intentando no querer. Pero ya es tarde para mí, caí por ti. Ya no tengo salvación perdí mi corazón. Ya no tengo otro destino que no sea contigo, amor.


GRITAR QUE TE AMO. Mavy Montero Domínguez. México

Si me quedara un soplo de vida y el infortunio matara mi suerte, si mi reloj de arena dejara de correr, si un regalo otorgara mi ser. yo pediría, volverte a ver. Volver a sentir esos escalofríos que eran tuyos, mas se hicieron míos. Que mi reloj de arena vuelva a transcurrir para gritar que te amo antes de morir.


QUIERO VOLAR EN TUS CIELOS. Por: Mavy Montero Domínguez. México

Déjame besarte por última vez antes que el viento gire y te lleve a ti con el déjame tocarte, tan sólo quiero saber como es que se siente el cielo de tu piel. De haber sabido que llegabas para irte habría cerrado las ventanas, y me hubiera disuelto en la brisa de tu miel. y así en tus suspiros besarte y entre nubes tocarte. Déjame volar en tus cielos quédate de nuevo, ¿no ves cómo te sufre mi alma en silencio? ojo de cruel tormenta elévame con tu aliento.


"AMOR" Por JARVI KINGS / Julio Reyes Vargas México Siguiendo las huellas de la luz, entre nubes de terciopelo, veo desnudar el cuerpo de la tarde, y en un crepúsculo hechicero de hogueras encendidas, se dibuja el sudario del amor. Caen pétalos rojos de los párpados del sol, las espigas maduran, el bosque se abriga, las golondrinas vuelan presurosas hacia sus nidos, pero las rosas no se quieren dormir, sin confesarle a la tarde sus ilusiones de amor. En un crepúsculo rojo de amor, brillan como estrellas, orquídeas perfumadas, que tienen tu nombre…


"RELOJ DE ARENA" Por JARVI KINGS / Julio Reyes Vargas México La mirada penetrante del niño, se detuvo en la reliquia, atravesó el cristal, queriendo abrir la historia, descifrar sus misterios, y desempolvar el reloj de los recuerdos… De su silueta vio caer gotas de arena, marcando la perfecta anatomía del tiempo, polvo de dunas danzantes como luceros, con alas que bajan del firmamento, dándole vida a su interior, con suaves y preciosos movimientos… Reloj sediento de arena prisionera, con viajes de ida y vuelta, sin cambio de paisajes, entre tus polos planos, siento latir el cansancio, de tu angustiada carrera… Desfalleciente sigues las huellas, del hombre que se aleja, llevando como pulsera, el horizonte de la ciencia…


"AL VIENTO" Por JARVI KINGS / Julio Reyes Vargas México La tierra abrió su vientre, extendió sus manos y lanzó al viento sus anhelos, puso en sus alas plumajes de ternuras que se mueven libremente sobre la piel del cielo. Vuelan en el viento las semillas de la vida, navegan en velas extendidas los sueños y se mueven los molinos con las energías de plegarias y esperanzas. Besa el viento las mejillas nevadas de las montañas y nacen rocíos de auroras en nubes de algodones, los sonidos de los paisajes se elevan como melodías al viento y la naturaleza baila al ritmo de su fresca alegría, vuela en el viento el polen de la vida.


FIRMARTE Francisco Pradolini Blesa Argentina Entre tu almohada y mi cama te vi volando en mis sueños, entre sollozos risueños y el placer de ser amada. tu mirada enamorada tus manos en la penumbra, la poca luz que te alumbra, tu silueta en las paredes viéndote así, como eres y mis deseos deslumbras. Es que en tu cuerpo, mi mano escribirá la poesía de esta loca fantasía en algún tiempo lejano donde palabras hilvano con letra suave firmarte y que con solo mirarte reconozcas que he pasado que en mis sueños a tu lado esa noche pude amarte


ESPEJISMO Francisco Pradolini Blesa Argentina

Deja en el pasado los negros crespones relojes de arena que atrasan, las falsas miradas las injurias que ha dicho la gente malvada todo pasa, siempre pasa si te lo propones. Que en tu silencio navegue la calma que la noche caiga lenta como quieres que entre tus sabanas blancas tengas el calor del cuerpo que dejo mi alma Si me faltaran tus besos, ¿qué haría?. Que haría con mis labios, mis deseos, los versos, mis estrofas, mi te quiero con las hora, los minutos de mis días déjame sentir que estoy despierto. que este sueño que regala tu mirada es real, aunque no me digas nada, y que no eres espejismo en el desierto


PREGUNTALE AL VIENTO Francisco Padroline Blesa Argentina

Pregúntale al viento que pasa risueño creyéndose dueño de tu movimiento pregunta sin miedo porque las palabras caen en el olvido cuando no dicen nada. Pregúntale al viento si alguna vez me ha visto si las nubes que trajo son de mi tormenta vendavales que soplan para que se sienta la lluvia de lágrimas como estaba previsto. Pregúntale al viento si lleva sonidos tal vez o tan solo románticos suspiros que ya suspirados no serán más míos o solo el lamento de un triste gemido. Pregúntale al viento antes que se vaya si el alma que trae ha dejado de amarte que vagando etéreo de un tiempo a esta parte sin sentir nada, el corazón… solo calla


"EN UN MÍNIMO INFINITO". Marianhe Jalil. Veracruz, México. Es otoño. Caen las hojas. En un breve instante que se hizo infinito, haz completado mi existencia. Se concreta y se hace objeto la palabra amor. Me recorres el alma con tus dedos. Fragmentas mi calma, se vuelve ola. Salado vaivén de gotas que humedecen las sábanas. La espera se derrite en las paredes. Y se diluye. No te vayas. Y no me voy. El infinito se convierte en un instante. Y ese instante trasciende y me transforma. No me voy. Es otoño. Caen las hojas.


RELOJ DE ARENA Marianhe Jalil. Veracruz, México Uno a uno pasan los granos de arena marcando el tiempo Ese tiempo que marca tu ausencia. Salada y fría, lejana y sin alas. Sin fecha de caducidad con futuro eterno. Se apilan los besos en mis labios, Se tuercen los “te quieros” en mi mente. Se acumulan las ganas de latir de un corazón inerte. Se malogra vivir, más continúa la vida Como una puta sin clientes Como una risa sin dientes Como un ave sin alas. Se apila la arena, se apila la sal, Se mete el alma en un costal. Termina su cascada finalmente en una montaña Y volteo el reloj para que inicie de nuevo su conteo eterno. "Latitud 19° :24 m:0 s N" Relativa es la distancia si un te amo me lleva a tí.


VIENTO. Marianhe Jalil. Veracruz, México

No me olvides. Noche en la que abunda el viento. Y mientras hay un “no me olvides” instalado entre mis piernas Que aúlla con el candor de la luna llena Cada vez que asoman sus rayos Lo dejaste ahí varado, lo dejaste congelado. El no me olvides vuelve con el aroma a flores con el chocar de copas, con el amanecer con la noche, y el amanecer. Que te has ido y no volverás, lo sé. Que no hay futuro, y es jamás, también. Pero solo deseo que cuando haya viento Y aunque no haya Cuando haya noche, y amanecer, Cada vez que asome la luna Recuerdes ese “no me olvides” también Ese que te puse entre las piernas.


RELOJ DE ARENA Rosa Virginia Caldevilla Martínez España Mirando el reloj de arena como cae granito a grano veo pasar mi vida tan deprisa y tan despacio y cada grano que cae es un año que ha pasado. Parece que fue ayer lo que ocurrió hace años añoramos el pasado el mañana se ve lejos planeamos el futuro y del hoy nos olvidamos. El instante es lo que cuenta el ayer ya ha pasado y mañana igual no estamos


AL VIENTO Rosa Virginia Caldevilla Martínez España

Ese viento que ahora sopla que va barriendo las acereras y del árbol mueve la hoja Ese viento que me roza por qué no barre mis penas y limpia de mi memoria aquello que me atormenta Esas sombras que me invaden que perduran en el tiempo la pérdida de un ser querido ese amor que ya no vale ese amigo que se ha ido. Si tu soplo apaga la vela por qué aumenta la llama avivando la hoguera


EL AMOR Ian Emanuel Romero Fuentes Ecuador

El amor es más que una causa pérdida, es más que un cuento de hadas el amor es un sueño es tener fe en el corazón el amor una guerra entre quien ama mas Encontrar el amor no es imposible, lo imposible es no aferrarse al pasado el amor no son dos es solo uno. El amor se alimenta de lágrimas, tristeza, de risas de latidos incansables en el amor no se ven los defectos, no es juzgar es aceptar y idealizar. El amor es la maravilla que no te deja decir lo que quieres decir amar es soñar es sentirte vivo cuando lo tienes junto a ti y muerto cuando ha dejado de existir en ti..... El amor no te deja olvidar te eleva y te deja caer, así es el amor.... siente el amor por que el está allí para recordarte que aun sientes y que aun estas vivo


VIENTOS DE CAMBIO Ian Emanuel Fuentes Romero Ecuador

Préstame tu aire que yo sin ti no puedo respirar, el viento me lleva en pensamientos hasta a ti quiero vivir donde el viento te acaricie y donde mi cuerpo forme parte del viento y así poder fundir tu aliento con el mío. Viento donde estas para que la traigas hacia mi viento puro que llenas mis pulmones de aire de mi amada. El viento nos hará eternos para amarnos sin tiempo ni espacio viento te pido llévame al rostro de mi amada llévame viento al regazo de mi ángel de luz no seas cruel viento y no prolongues mi espera viento vientos de cambio, cambia tu rumbo y llévame pronto….


SECRETO MARIA LUZ OLIVARES ALDANA MEXICO

Te dije quedamente que el amor no es pertenencia, sino necesidad anhelante de tocarse en silencio. Sin más palabras que el lenguaje secreto de las almas que se miran como estrellas centelleantes, que titilan de emoción por la ternura de un beso, robado en la premura bajo la mirada suspicaz, de los transeúntes, ¡eso!, no importa el lugar sino el oleaje de rubor que enciende mis mejillas, tal vez también necesites mis caricias.


MI RELOJ DE ARENA Maria Luz Olivares Aldana México Esas partículas de rosa que están cautivas en un reloj de arena son para mi personas, sucesos. coincidencias que de alguna forma dieron un lapso de días, meses, años hechos y sentimientos. Encontraron el modo de permanecer en pequeños o grandes acontecimientos, algunos desgarrantes otros en forma perfecta de apacible calma. Entonces digo aún es tiempo y me atrevo a colocarme en una elíptica, alrededor de un suceso, cosa o persona.


Siempre hay que partir de un mismo punto y regresar a el como un asteroide girando en una orbita de lo que me alimenta, no importa el minuto o la hora de tener su cercanĂ­a y alimentar mi fe en el encuentro. Pero comprendo que el tiempo en mis manos. ya sea de arena o polvo de estrellas, avanza poco a poco y entonces siento que sin mĂĄs... mi vida se va y quedara solo el recuerdo.


AMOR Werner Aguilera México

Mientras las palabras de la mente buscan forma en mi interior un suspiro sigue a otro, siempre estando tu presente ahí estas espejos de luz reflejan tu energía es tu amor en entrega total sin interés, sin límites, soy consciente, pero me distraje un instante, un segundo fatal, que tendrá consecuencias, una reconstrucción total de hechos te hubiera exigido yo hoy ya no es necesario ya trascendió esa supuesta guerra de perdidas hoy morimos para ser liberados en nuestro universo de amor disfrutando cada día y amando mucho la vida.


RELOJ DE ARENA Werner aguilera México

Vacío hace tiempo ya se encuentra, luce opaco, polvoso en su base, parece olvidado por el recuerdo de una memoria melancólica que prefirió ya no contar los días tal vez si, esa memoria lo abandono, para dar pauta a que se escurrieran deseos de paz y lucha, sin llevar cuentas de los logros, solamente de los sueños, alcanzados y por alcanzar. triunfos que no necesitan tiempo ni espacio, solo te necesitan a ti.


AL VIENTO Werner Aguilera MĂŠxico

EstĂĄ izada muy alto, el la rozaba, soplĂĄndole sutil, despacio y a la vez la extendida, permitiendo demostrar su tricolor belleza la agita cada vez que suspira nuestra bandera porta orgullosa su escudo mientras el en silencio la eleva.


Palabras de amor, que profesas … poeta de nuestros tiempo. corres de prisa, el reloj de arena, determina tu tiempo y acudes al infinito de tu existencia, para lanzar tus más bellas frases al viento. Ramón de Jesús Hernández Olivares Veracruz, México 2013

1er Festival Poetas sin Fronteras  

FESTIVAL DE LA REVISTA " PALABRAS AL VIENTO" CON POETAS DE AMERICA LATINA Y ESPAÑA CELEBRADA DEL 14 AL 16 FEBRERO 2013

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you