Page 1

Soy un pequeño escritor Antología literaria de 3º “A” y “B” Escuela Catamarca 2007


Soy un pequeño escritor

ÍNDICE PRÓLOGO ________________________5 EL ZOOLÓGICO ___________________6 LUQUI Y SU FAMILIA ______________7 ROBOCOP VS. MARCIANOS __________8 JULIETA Y SU MUÑEQUITA _________9 EL PASTOR Y SUS VEINTE OVEJAS ____10 PEPE EL CAMPEÓN _________________11 EL MUNDO ESTÁ CONTAMINADO _____12 GUARDABOSQUES: ¡ALERTA! _________13 UN TRENCITO ABURRIDO ___________15 UN DÍA EN EL BOSQUE _____________16 TALARON EL BOSQUE ______________18 DOS NIÑOS EN EL BOSQUE _________19 EMANUEL Y MULECA _______________20 EN EL FONDO DEL MAR _____________21 JUANCITO Y CATILA _______________22

Pág. 3


Soy un pequeño escritor

PRÓLOGO Éste fue un año distinto… Porque conocimos un mundo mágico. El mundo del “HABIA UNA VEZ “ y del “COLORÍN COLORADO” La magia del cuento. Creamos personajes. Imaginamos lugares ignotos. Nuestra fantasía jugó a usar el tiempo y el espacio. Inventamos situaciones, resolvimos conflictos. Nuestros finales fueron diversos: a veces alegres y a veces tristes. Fuimos creadores de un mundo maravilloso. Como autores pudimos dar vida a nuestros pensamientos que quietos… y dormidos esperaban ser despiertos. Este año fuimos pequeños escritores. Pero nos sentimos importantes creadores y descubrimos que, con inteligencia y amor somos capaces de crear un mundo mejor. ALUMNOS DE 3º AÑO Pág. 5


Soy un pequeño escritor

C

EL ZOOL ZOOLÓ ÓGICO

ierto día de febrero un puma dijo: -¿Hola amiga cómo te llamas? -Yo me llamo Lucia -dijo la jirafa . -¡Festejemos la primavera con los amigos! -propuso la jirafa. -Bueno, voy a invitar a los zorros, tigres, pumas y leones- dijo el puma. -Y yo voy a invitar a mis amigos el sapo y los pájarosrespondió la jirafa. Al otro día a las 19:00 se juntaron todos los animales del bosque y gritaron: -¡Viva la primavera! NICOLAS Y EVELYN 3º B

Pág. 6


Soy un pequeño escritor

LUQUI Y SU FAMILIA

H

abía una vez un perro llamado Luqui que era muy desobediente. No tenía ni un solo amigo. Luqui era muy malo con la gente. La gente era muy buena . Pero él no. A él se le había muerto la familia. De repente apareció una perra llamada Carina, él quería comportarse bien pero no podía, como no podía se puso a llorar. Entonces intentó, intentó, intentó pero no pudo sin su familia. Lloró tanto, tanto hasta que se cansó y no lloró nunca más, pero siguió pensando en ella. Y el milagro fue que la familia dijo -Puedes comportarte bien. Luqui dijo -¡Sí puedo! -y empezó a comportarse bien. Se portó tan bien que Luqui y Carina se casaron. FIN Marcelo Dibelli 3º A Pág. 7


Soy un pequeño escritor

ROBOCOP VS VS.. MARCIANOS

H

abía una vez... en el otoño, hace mucho tiempo en un campo apareció un marciano y destruyó la ciudad, los campos y pueblos. De pronto apareció una nave y apareció un robot llamado Robocop y empezó a matar miles y miles de marcianos, y platillos voladores. Robocop se hizo estrella y lo nombraron el super héroe del país y cada vez que había problemas él los solucionaba sin ningún problema. Dario Fernandez

Pág. 8


Soy un pequeño escritor

JULIETA Y SU MUÑEQUITA

H

abía una vez hace mucho tiempo, en una linda casa, una nena llamada Julieta. Ella tenía una linda muñeca. Un día la dejó en la orilla de la cama. Cuando llegó a acostarse la muñeca se había caído de la cama y estaba toda rota. Julieta se puso muy triste por lo que había sucedido, su papá se preocupó por Julieta y pasó toda la noche arreglando la muñequita. Al día siguiente se encontró con la sorpresa de que su muñequita que estaba otra vez armada. iAl final agarró su muñequita y se puso a bailar con su muñeca! Y... ...COLORÍN COLORADO ESTE CUENTO SE HA TERMINADO. ALDANA BLANCO 3º A

Pág. 9


Soy un pequeño escritor

EL PASTOR Y SUS VEINTE OVEJAS

H

abía una vez... en el verano, hace mucho tiempo, un pastor llamado Pablo. El tenía veinte ovejas, pero el problema es que le faltaba una oveja, la mas pequeña llamada Misti. El pastor buscó y buscó y no la encontró. La ovejita Misti se sentía muy aburrida y quería tener aventuras. Se fue, pero al irse tan lejos, la pobre ovejita se perdió justo en un lugar que a ella no le gustaba. Una vez un hombre encontró la ovejita asustada en un rincón. Asi que dijo: -¡Yo la conozco, es la ovejita de Pablo! -exclamó José. Y se la llevó a Pablo el pastor. FIN MICAELA VANELLA Pág. 10


Soy un pequeño escritor

PEPE EL CAMPEÓN

¡Q

ué contentó estoy! Dijo nuestro amigo Pepe el castor. Es un jovencito muy trabajador y pintoresco, con un cuerpo gordito, cubierto de pelos largos y brillantes. Tiene también dientes grandes y su cola es chata y lisa. ¡Que simpático! FIN Emanuel Vides (3ºA)

Pág. 11


Soy un pequeño escritor

EL MUNDO EST ESTÁ Á CONTAMINADO

H

abía una vez tres amigos que eran ladrones tenían dos amigos que vivían en el campo pero como no eran ladrones, a ellos les daba mucha bronca, hasta que se enfurecieron y fueron a quemarle su lote. Los amigos se asustaron y Pedro dijo: -No lastimen el planeta, porque la mayoría de la gente está muy enferma y si no tuvieramos el planeta nosotros no viviriamos aquí. Entonces empezaron a cuidar el planeta Tierra. Gracias a la ayuda de Juan y Pedro empezaron a cambiar las cosas en el mundo y no hubo mas gases tóxicos, humo de fuego, no fueron quemadas las botellas, ni las bolsas plásticas, no talaron los árboles y se llevaron la basura, que tan mal olor daba en el campo. Tomás Rodriguez Celeste Comeglio

Pág. 12


Soy un pequeño escritor

GUARDABOSQUES GUARDABOSQUES:: ¡¡ALERTA ALERTA! ALERTA!

H

abía una vez un bosque, lo cuidaban unos guardabosques. De repente vinieron unos desconocidos

cazadores: -¿Quiénes son esos cazadores? -preguntó uno de los guardabosques. -No sé , pero sé que estamos en problemas. Uno de ellos se iba a encargar de cortar los árboles, otro de matar a los animales. Uno de los guardabosques vio que uno llevaba un arma y el otro una moto-sierra. -¡Están por destruir el bosque y lo tenemos que evitar! -le dijo un guardabosque al otro. Ellos también tenían armas y tiraron un tiro al aire y comentaron esperanzados: - Ya se irán. Después se escuchó un ruido como si se calleran árboles, los guardabosques salieron tras ellos pero no los pudieron atrapar . Pág. 13


Soy un pequeño escritor

Por suerte se escaparon pero no mataron a los animales solamente los enjaularon y se los llevaron. Los valientes guardabosques no se dieron por vencido y salieron a buscarlos, iban a toda velocidad en sus camionetas hasta que a los cazadores se les rompió una rueda y así recuperaron a todos los animales salvando una vez más nuestra naturaleza. Brian Gil Marisol Luna 3ºaño B

Pág. 14


Soy un pequeño escritor

UN TRENCITO ABURRID ABURRIDO O

H

abía una vez un trencito que se aburría mucho cuando iba por las vías, con su triste recorrido. De noche al estar solito lloraba por sus faros ya que siempre pasaba por los mismos lugares y las mismas calles veía; de la estación a la fábrica de juguetes ida y vuelta. No pasaba lo mismo con sus compañeros trenes que viajaban por lugares coloridos y con mucha gente, hasta que una noche se animó y se fue en escondidas a conocer los lugares alegres que el soñaba cada noche. En el camino encuentra animalitos que viajaron en el trencito que estaba muy contento por su paseo. Al día siguiente va a preguntarle a su dueño y le pide si le puede cambiar su recorrido, este le dice que sí y lo manda a recorrer las vías que rodean el parque. Y así el trencito ya no estaba aburrido porque recorría las calles de lindas casas y niños/as jugando.

Fin Maricel Cabrera Pág. 15


Soy un pequeño escritor

UN DÍ DÍA A EN EL BOSQUE

H

abía una vez un enanito muy picarón, vivía en el bosque con su hermano. Uno se llamaba Roberto y el otro Miguel. Todos se reían de Roberto por su barriga, pero lo querían mucho. Únicamente el gigante Cara Sucia no era amigo de

Pág. 16


Soy un pequeño escritor

Roberto y Miguel, los dos hernanos del bosque. -Voy a divertirme -se dijo dijo Cara Sucia– Cavaré un pozo y tiraré allí a los dos enanos. Cuando llegó la noche entró a la casa de los enanitos y, sin despertarlos, los cargó en una bolsa. Cavó el pozo y tiró al primero. Pero cuando quiso tirar a Roberto vió que no entraba. ¡Tenía una barriga tan grande! El gigante lo empujaba, pero era inútil, no entraba. Por fin, Roberto se despertó y empezó a gritar. —¡Socorro me quieren hechar al pozo! —dijo Roberto . Todos los animales del bosque acudieron a salvarlos, mientras decian: —¡Que vergüenza! ¡Cara Sucia es un malvado! El gigante arrepentido lloraba. Los enanitos lo perdonaron y se hicieron amigos. Micaela Vanella

Pág. 17


Soy un pequeño escritor

H

TALARON EL BOSQUE

abía una vez dos jóvenes que vivían en la provincia de San Juan, se llamaban Oscar y Darío. Un día los jóvenes se levantaron por la mañana y Oscar dijo: —Vamos a buscar trabajo. Buscó en una empresa tras otra , hasta que llegaron a una empresa y le dijeron.: —Tienes que cortar madera de un bosque. Fueron al bosque mas cercano de ellos. Habían muchos animales y muchas plantas, talaron y talaron árboles, hasta que llegaron al árbol más grande del bosque y Dario preguntó: —¿No deberíamos cortarlo proque hay muchos animales? —En otro bosque podemos encontrar muchos animales, andá traé el hacha y la motosierra para cortarlo —respondió Oscar. Entonces cuando enpezaron a cortar el arbol todos los animales saltaron al suelo, cuando Oscar vio a los animales pensó que no debía cortar todos arboles, y no volvieron a trabajar en esa empresa nunca más, y buscaron otro trabajo. Matias Pág. 18


Soy un pequeño escritor

DOS NIÑOS EN EL BOSQUE

H

abía una vez un niño llamado Valentín que le gustaba ir al bosque a jugar. Un día mientras Valentín jugaba con Rosita a la escondida se le apareció un oso, Rosita gritó: —¡Un oso Valentín! Valentín le contestó: —¡No tengas miedo es Pepe, mi amigo oso! —¡Qué extraño! ¡Amigo de uno oso! —respondió Rosita asombrada. Entonces Valentín le contó cómo el oso Pepe lo había salvado del ataque de unos lobos que lo querían comer y desde ese día eran amigos inseparables. —Cada vez que vengo al bosque a jugar, Pepe me viene a saludar —comentó Valentín. —¡Qué bueno Valentín es tener un amigo que te proteja! —exclamó Rosita. —¡Sí es verdad Pepe! ¿quieres jugar a las escondidas con nosotros? —dijo Valentín. Y así los tres se fueron a jugar a las escondidas al bosque. Leandro Prospitti - 3º B Pág. 19


Soy un pequeño escritor

EMANUEL Y MULECA

E

manuel era un niño muy bueno, se sentía solo y se aburría mucho, porque no tenía hermanos ni mascotas. Un día llegó su madre con una

perrita . Emanuel se puso muy feliz porque tenía alguien con quien jugar. —Se llamará Muleca —dijo a su mamá. —Hijo llevemos a pasear a Muleca —Bueno mamá . Fueron al parque, luego tomaron un helado en la plaza y se divirtieron mucho. A partir de ese día Emanuel jugaba siempre con su perrita . Al pasar el tiempo Muleca tuvo muchos perritos.

PAULA Y SEBASTIÁN

Pág. 20


Soy un pequeño escritor

EN EL FONDO DEL MAR

E

n el fondo del mar vivía una sirenita muy traviesa . Ella estaba muy enamorada del Rey de los Caracoles. Pero era chica, Don Caracol era muy grande. Arriba del mar vivía un marinero muy malo y muy musculoso. Cuando la Sirenita se enteró de que Don Caracol estaba atrapado se largó a llorar. El papá de la Sirenita la aconsejaba. El marinero no le daba comida, a Don Caracol . Ella lo ayudó a escapar. Después el marinero fue a ver al caracol y no estaba Don Caracol. La sirenita y el caracol se casaron y fueron felices para siempre. Fin

Pág. 21


Soy un pequeño escritor

JUANCITO Y CATILA

H

abía una vez un perro llamado Juancito se escapó de su casa y se fue al parque de diversiones, se había encontrado con una perra llamada Catila. Y dice Catila: —¿Quién sos vos perrito lindo? —Yo me llamo Juancito ¿vamos a jugar? -dijo Juancito. Y así se fueron a jugar al parque de diversiones que había en la ciudad. Ese día se llevaron un gran susto porque Catila subió a la montaña rusa sin permiso del cuidador y sin ninguna seguridad ¡Qué gran susto se pegó Catila! ¡Vio adonde estaba y lo que le podía suceder si se caía de allá arriba! Juancito que estaba abajo quedo muy impresionado caminando de un lugar para otro sin poder hacer nada. Cuando al fin Catila bajó asustada y temblando le dijo a Juancito: —Nunca mas hago esto. —No, sin ninguna autoridad no debes subir y sin permiso menos, mejor vallamos a comer y a jugar al parque Pág. 22


Soy un pequeño escritor

—contestó Juancito. —Sí estoy de acuerdo —afirmó Catila. Y se fueron Catila y Juancito a jugar a la plaza.

Pág. 23


Esc. Nº 1-175 “Catamarca” Mundo Nuevo, Junín. Docente de 3º A: Eva Crastore Docente de 3º B: Rosana Saini Aux. de Inf. Educ. : Raúl Hidalgo Versión en Internet: http://pequescritor.wordpress.com

Soy un pequeño escritor  

Antología de cuentos de alumnos de 3er año de la Escuela 1-175 Catamarca.

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you