Issuu on Google+

BOLETÍN DE PRENSA 

El Sindicato Mexicano de Electricistas (SME), interpuso queja en contra del Estado Mexicano en la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), el pasado viernes 24 de Mayo.

En reunión con el Secretario Ejecutivo de la CIDH, Emilio Álvarez Icaza , el SME expuso las flagrantes violaciones a sus Derechos Humanos por el Gobierno de Felipe Calderón y la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN).

El SME continuará desarrollando una estrategia internacional y acudirá a otras instancias como el Parlamento Europeo y la Organización Internacional del Trabajo (OIT), a denunciar los atropellos del Estado Mexicano en contra de los Derechos Humanos y Laborales de los trabajadores mexicanos.

Después de agotar todas las instancias jurídicas en el país, el SME recurre a instancias internacionales a buscar la justicia que en forma sistemática se le ha negado en México. El pasado viernes 24 de Mayo, una comisión del SME, integrada por miembros del Comité Central y el cuerpo jurídico de la organización, interpuso formalmente ante la CIDH una queja en contra del gobierno de Felipe Calderón Hinojosa, cinco de sus Secretarios de Estado y los 11 ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, haciéndolos responsables de la violación a los Derechos Humanos y Laborales de los trabajadores despedidos de Luz y Fuerza del Centro (LyFC). La queja fue recibida por personal del grupo de registro de la CIDH en presencia de Emilio Álvarez Icaza, Secretario Ejecutivo de esta instancia internacional quién mostro una auténtica preocupación por la situación de vida de los trabajadores en resistencia y expresando su deseo de que pronto se ponga fin al conflicto. Nuestra queja o “Petición Colectiva” fue firmada por 13,169 trabajadores despedidos y 5,051 jubilados de Luz y Fuerza de Centro, que alegamos, nos fueron violados el Derecho al Trabajo, el Derecho a la Estabilidad en el Empleo, el Derecho a la Seguridad Social, el Derecho a la Salud, el Derecho a las Garantías Judiciales, al Principio de Igualdad de Armas y nuestra Libertad de Asociación por el gobierno de Felipe Calderón Hinojosa su Gabinete y los 11 Ministros de la SCJN.


La Queja del SME, contiene una narración clara, precisa y contundente, de como el Estado Mexicano violó los Derechos Humanos y Laborales de los trabajadores agremiados al SME cuando los desalojo violentamente de sus centros de trabajo la noche del 10 de Octubre del 2009, con la publicación del decreto de extinción de Luz y Fuerza del Centro del 11 de Octubre del 2009, que significó el despido masivo de más de 44 mil trabajadores electricistas, sin haber de por medio ninguna notificación previa, con la campaña de criminalización que el gobierno monto en contra de los trabajadores en los medios masivos de comunicación para justificar la extinción de Luz y Fuerza, y con la persecución, represión y encarcelamiento de decenas de trabajadores que no aceptaron cobrar el monto de sus liquidaciones. El gobierno de Calderón transgredió nuestros derechos constitucionales, la Ley Federal del Trabajo así como los Tratados, Convenciones, Protocolos y Acuerdos suscritos por México con la comunidad internacional en materia de Derechos Humanos. Con esta actuación, el Estado mexicano transgrede en forma grave, el Principio de Convencionalidad consagrado en el artículo 1° de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos en relación al artículo 133 de la misma. Por el lado de la SCJN y sus once ministros, la queja los acusa de haber violado el derecho a un “debido proceso” de los trabajadores cuando ésta revocó en forma por demás arbitraria el amparo que el Segundo Tribunal Colegiado de Circuito en Materia del Trabajo le había otorgado al SME, dándole derecho al patrón sustituto a los trabajadores despedidos injustificadamente sosteniendo que una decisión del Presidente de la República, no puede ser considerada como “causa de fuerza mayor y caso fortuito” y estableciendo que la continuidad de la actividad económica de Luz y Fuerza y la utilización de sus bienes e infraestructura por Comisión Federal de Electricidad (CFE), convertía a este organismo público descentralizado en “patrón sustituto” de los trabajadores del SME dándole vigencia a su Contrato Colectivo de Trabajo. La SCJN en dos ocasiones anteriores a este fallo arbitrario había declarado improcedente atraer al caso sosteniendo que el Tribunal Colegiado de Circuito que tenía arraigado el juicio de amparo tenía todas las facultades para resolver el tema, dado que en este juicio sólo se litigaban asuntos de legalidad. Los Once Ministros de la SCJN actuaron por consigna, violando los estándares internacionales del derecho internacional que resguardan el “debido proceso”. La Queja del SME, está acompañada de testimonios de las victimas del Estado Mexicano y contundentes pruebas de su actuación violatoria a los Derechos Humanos de los trabajadores del SME. Con la entrega formal y el registro de la queja se inicia el trámite para la admisibilidad de la queja. Inicialmente, la queja será evaluada por el grupo de registro de la CIDH, para determinar si la petición cumple con los requisitos mínimos para poder darle tramite al Estado Mexicano; siendo así, una vez que se le da trámite al Estado la queja pasa a la Mesa de la Sección de Mesoamérica de la CIDH. El Estado Mexicano podrá hacer sus observaciones, estas observaciones se trasladan a los peticionarios para poder hacer su contra réplica. Más adelante la CIDH presenta un informe y decide sobre la admisibilidad de la queja. Durante todo este proceso queda abierta la posibilidad de encontrar una conciliación entre las partes mediante el procedimiento conocido dentro de la CIDH como “Solución Amistosa”.


Finalmente informamos que la Comisión del SME, tuvo reuniones en Washington con la AFL-CIO y el CENTER FOR JUSTICICE & HUMAN RIGHTS ROBER F. KENNEDY con quienes compartió información relativa a la queja en la CIDH y lo tres años de digna lucha de resistencia del SME. Así mismo, en la Ciudad de New York tuvo reuniones con integrantes del Tribunal Internacional de Libertad Sindical y dirigentes locales de SIEU (Sindicato Internacional de Empleados Públicos) quienes dieron su solidaridad a nuestra organización y se comprometieron a respaldar sus demandas en el plano internacional. Así mismo, el SME informa que continuará con su política internacional y prepara una nueva denuncia en contra del Estado Mexicano en el Parlamento Europeo. En relación al plantón instalado desde el día de ayer en la inmediaciones de la Secretaría de Gobernación en demanda del cumplimiento de los acuerdos con esa dependencia, estamos solicitando una reunión de trabajo con el Secretario de Gobernación Miguel Ángel Osorio Chong con el fin de alcanzar una solución definitiva al conflicto.

FRATERNALMENTE. “Por el Derecho y la Justicia del Trabajador” México D.F., 29 de mayo del 2013.

José Humberto Montes de Oca Luna. Secretario del Exterior. Sindicato Mexicano de Electricistas.


Boletin de Prensa 29-05-2013