Issuu on Google+

1


Índice

Volar... Página 14 y 15

Introducción

Banalidades Plastico Herido...Página 4 a 13

Sueños

Obsesiones

Flores... Página 20 a 25

Infografia...Página 26 y 27 2

En este libro:” Banalidades, Sueños y Obsesiones.” Podemos encontrar escritos con diferentes temáticas. En Banalidades se relata una historia que tiene un trasfondo, siempre vemos solo la superficie de las cosas y aunque algunas veces ciertos aspectos nos pueden parecer banales, muchas veces tienen más importancia de la que creemos que tiene. Por medio del uso de una metáfora se pueden llegar a ejemplificar o relatar muchas cosas. Aquí se contaran dos sueños , en el sentido de la ensoñación y los anhelos. En Obsesiones de acuerdo al significado de la palabra se narra una historia que en mi punto de vista suele ser recurrente. Cada sección es vista desde un punto de vista general, dónde todos podemos llegar a ser esa muñeca olvidada y rota, esa flor que se va secando, claro está, desde un punto de vista metafórico.

3


Plástico herido.

Banalidades.

01 de diciembre: Ensimismada sobre un estante, espero que alguien llegue por mi, con una sonrisa fingida que han dibujado en mi rostro, pensando a diario, observando a la gente desde esta vitrina pienso y pienso y todo se queda dentro de mi, destinada a ser una muñeca, inmóvil, mientras trato de reconocer este mundo al que he sido traída, es desesperante querer hablar y no poder hacerlo y esque simplemente no puedo, las costuras de mi cuerpo y mi cara no están hechos para expresarme, para gritar cuando alguien me aprieta con demasiada fuerza o para 4

agradecerle a todos los que al verme exclaman: “Que bonita.” . Espero que alguien me lleve a casa pronto, la gente por ahora me parece rutinaria y vanidosa , sobretodo cuando ven en el vidrio su reflejo, para checar 5


si están bien peinados, si siguen siendo los mismos, no se que pretenden, son tan graciosos los humanos. 07 de diciembre: No se por que nadie me compra,se han estado llevando a las demás muñecas y yo sigo detrás de esta vitrina, al parecer mi cabello y mi vestido no les gusta,hace unos días vi a una muñeca rota y desnuda fuera de la tienda, su cara manchada de lodo me daba

mucho miedo y tristeza, ¿Por qué la abandonarón en la calle? Será por que nadie sabe que sentimos? Que pensamos, pero no podemos hablar y aunque aveces nos sintamos tristes tenemos que soportar esta sonrisa a la que nos han impuesto desde el día de nuestro nacimiento.

10 de diciembre: Me apretó entre sus brazos, “esta muñeca es muy linda”, dijo este joven y me llevo a casa. Este humano me pareció muy agradable, en su cara no habían impuesto una sonrisa, ni una mirada feliz, al contrario en sus ojos hay tristeza, puede decir : “Te odio.” o “Te amo.” Como le dice a la muchacha que viene a verlo a diario y a la que abraza con fuerza, el no puede ver que cuando se abrazan ella hace una cara de hastio, de coraje, de odio, no se, es la peor expresión que he visto en alguien, yo solo observo. El la quiere, eso se nota, cuanto daría por ser ella un minuto y que el me quisiera del mismo modo, que me abrazara igual que a ella, que besara mi mejilla, si yo pudiese hablar, le diría muchas cosas: “Gracias por librarme de la vitrina, de la gente apresurada corriendo quien sabe a donde, gracias por elegirme entre las demás muñecas, por que aunque en ocasiones me escondes siempre es reconfortante 6

verte, con tu mirada triste llena de pena sonriendo de pronto cuándo me ves reir.

7


23 de diciembre: Hoy sobresaltada me has guardado en una caja, hubiese querido gritar cuando lo hacias, preguntarte a donde me llevabas, que seria de mi, pero el silencio y la obscuridad se hicieron de pronto, me da miedo esta madrugada, no deseo separarme de ti…”Te quiero.” Es lo que diría si pudiera hablar… “Te quiero.”

8

24 de diciembre Volvi a ver la luz, después de estar un largo rato entre tanta obscuridad, esperaba encontrarme con tu rostro, pero la vi a ella, la que te mira con odio cuando estas de espaldas, también te vi a ti, estabas feliz al regalarme, y yo moria por dentro… es que acaso nunca iba a volver a casa? Esque ya no te volveria a ver? Me iria a vivir a otro lugar y estaría privada de tus ojos pequeños, de tus brazos protectores, te despediste de ella con un beso y vi como te alejabas mientras mi cabeza estaba recargada sobre el hombro de tu novia, llego a casa molesta tanto asi que me

avento en el sillón más cercano, que hipócrita fue entonces mi sonrisa, más falsa que nunca, ¡me habías regalado! , nunca fui agradable para ti, solo había sido un objeto para agradar a tu novia, ese día llore por dentro, mientras mi rostro expresaba felicidad, aventada en el sillón , esperando por ti , que llegaras a casa de pronto diciendo que había sido un error, que no era tu intención regalarme.

9


“Nunca dejara de ser banal ir por la calle y encontrar una muñeca destrozada.” 10

11


31 de diciembre: Hoy ella me levanto del sillón para volverme a depositar en una caja, junto a mi había un montón de cartas que incluían tu nombre. Entonces murmuro entre si: “Esto ya no me sirve.” Y con la misma expresión de odio sujeto mi cuello y lo separo del resto de mi cuerpo, con llanto de rabia provocando en mi una punzada hiriente de 12

dolor, rompió mi vestido con sus propias manos, hubiese sido bueno que dejara de sentir, que ya no existiera, pero yo sentía cada maltrato, cada golpe, se subió a su coche y me aventó en un campo baldío, ya con las piernas destrozadas, ya desnuda, podía ver mi cuerpo casi muerto, con mis propios ojos,ahora parezco esa muñeca llena de lodo que tanto miedo me causo, cuándo miraba todo a través de la vitrina, aquí hay mas muñecas como yo, que han sido olvidadas o despedazadas con odio, pero eso nunca será algo importante para los demás, nunca dejara de ser banal ir por la calle y encontrar una muñeca destrozada, por que al final de cuentas no es nada mas que plástico sucio lleno de arena, nada mas que un objeto que cuando deja de ser bello tiene que ser tirado,mientras entre los despojos me lamento silenciosamente esperando de pronto verte llegar.

13


Volar Soñar que de pronto te volviste un animal, un pájaro, lo que sea, expresar las ganas de libertad con tus alas e ir recorriendo el cielo como la gente recorre con hastio el pavimento seco e impregnado de las siluetas de las ansias. Correr por el cielo, con las alas, dejar a un lado los pies cansados del cemento,salir al trabajo con ellas, evadir el trafico y la esquizofrenia de los transeúntes, ser solo un observador de la ciudad, sentirte seguro mientras

14

estas en ese extraño proceso catártico y metamórfico, dónde comienzas a ser libre, dónde dejas de ser un esclavo de la rutina y ves mas allá de la patética ironia de la monotonía, volando en círculos por la ciudad, mientras los carros pasan por las carreteras y el humo de las fabricas avientan montones de ceniza al exterior, solo eres un observador-participe de esa terrible nostalgia llamada vida.

15


Al final de la playa. Al filo de la playa me encontraba viendo el mar, sin nada que hacer y tan solo esperando que las manecillas del reloj dieran las 10 de la noche, para poder llegar a casa y hacer la irónica parodia de siempre, la más odiada, la del empresario que llega a casa después de un día extenuante... y nada más que una parodia-claro está, ya que ese día cumplía medio mes de desempleado. Pensaba que tal vez podría ser peligroso estar a esas horas en este lugar, pero nada más reconfortante que el agua con el vaivén de olas negras, llenas de peces descansando de 16

los pescadores. 9.40pm ,solo veinte minutos más, después podría llegar a casa, simulando cansancio excesivo, lo que hoy se es que nada es más cansado que esperar, estar pensando todo el tiempo, correr tras un empresario idiota e inaccesible, que te considera incompetente para su empresa en quiebra, ¿Que iba a ser de mi familia estando yo sin empleo?, ¿Como les digo que no fue producto de un asalto que yo llegara a casa sin dinero ese día 15, el día en que mi ex jefe me había aventado los papeles en la cara enfrente de todos, era yo entonces tan solo un desempleado más, muy cobarde, por cierto, porque me escondía en la playa por las noches, cuando los comerciantes ya

habían cerrado sus negocios y la playa ya se encontraba sola, para poder pensar enserio, por qué ver tanta gente no me permitía pensar bien, en ese estado me encontraba cuándo escuche que alguien me llamo por mi nombre: “Fernando.” dijo una voz femenina. -¿De dónde viene esa voz.?me levante exaltado tratando de encontrarla -Fernando! grito más fuerte. -¿Quien eres?, ¿Dónde estas?- pregunte con voz ronca mientras levantaba el maletín lleno de arena -Fernando!- dijo de nuevo. Y entre las olas distinguí la coleta de una sirena que nadaba en círculos, siempre en torno a mi. Exaltado me acerque y entre los zigzagueos de tan hermosa imagen color

17


púrpura brillante, volvió a repetir mi nombre, mientras me quitaba los zapatos para entrar al agua y conocer a ese ser, descubrir si tan solo era producto de mi imaginación, desvariaciòn o realidad. Temblando temeroso me metí al agua, mientras escuchaba que murmuraba mi nombre, cada vez más lejos de mi... “Fernando, encuéntrame .” . Iba entrando al agua como para comenzar a jugar un juego maldito que no sabia en que iba a terminar. Me metí y mis pies tocaron muchas piedras mientras algo suave y resbaloso hacia menos doloroso la friccion - un tentáculo, me sujeto fuertemente por el tobillo y me metió hasta al fondo del mar, no podía respirar por qué apretaba mi cuello

y me movía al vaivén de su propia necesidad, la cual hasta entonces desconocía, entonces, entre esos tentáculos amenazadores vi que estos mismos provenían de la coleta color purpura de la sirena, no podía ver su rostro y eso -extrañamente.es lo que más me inquietaba. De pronto me soltó y me dijo que la siguiera. Nado hondo, muy hondo y desde luego yo iba detrás de ella, el misterio de no conocer su cara me atormentaba demasiado, y si debía nadar mucho hasta alcanzarla lo iba a hacer. 10:30, vi mi reloj – debo darme prisa, pensé- pero nadamos por horas, mis piernas cansadas estaban a punto de volver pero el misterio de su rostro me hacia seguir adelante, aunque sabia que podía ver una cara monstruosa o bella, nadamos hasta que

vi una nube y un hermoso cielo azúl lleno de estrellas color magenta y una luna amarillenta. -¿Cómo es posible?, Estamos en el cielo. Atormentado baje la mirada y vi debajo de nosotros, lejos muy lejos el mar, al darme cuenta de eso fui cayendo en picada mientras iba perdiendo de vista el espectáculo de los tentáculos color purpura. Caí en las olas mientras realmente me despertaba de un brinco, de ese extraño sueño dónde aún despierto me seguía atormentando el misterio del rostro de la sirena con tentáculos.

18

19


Obsesiones

“Ahora vuelve el sol a dejarnos. La tarde se cansa, descansa sobre el suelo, envejece.� Jaime Sabines- El llanto fracasado.

20

21


He venido a regar tus flores marchitas, Tu campo abandonado de hierbas estaba esperándome y el agua gorgojeante suplicaba el hedor maldito de tus laureles secos, regaba tus campos y con todo esmero cuidaba de él , esperando a diario con ilusión que tu imagen delgada y altiva apareciera de pronto en ese sitio tan olvidado por ti, tú nunca apareciste, tus flores

Flores secas cobraron vida, pero con cada chorro de agua yo me iba desgastando, para que tu al fin pudieras ver la belleza que había en ese lugar, para que al fin me descubrieras. Las puertas cerraste y ahí quede atrapada, sin agua, con sed, ahora soy tu flor más seca en ese campo olvidado y cerrado irremediablemente. Apareces un segundo y te vuelves a desaparecer, fui consumida por tus flores,

22

ahora soy una de ellas y como yo están esperando aparezcas de pronto, con tu sonrisa amable, con el amor que nunca has demostrado sentir y que sin duda no sientes Mientras tanto espero, escribo de noche y cada palabra evoca tu recuerdo, el viento trae consigo tu aroma a flores vivas que encantan a los demás y tu sonrisa fuerte y masculina escucho a lo lejos, pero no puedo ser partícipe de tu alegría porque con tus manos fundes cada acción y cada paso que das tiene cabida en ese futuro que tanto alimentas y anhelas del cual no formo parte, soy inmune a tus besos, inmune

a tus caricias, prohibida de ti soy y es que hay un montón de cosas que ignoras y vas por tu vida creyendo que no te quiero de esta manera exacta y factible. No sientes esa ansiedad de verme y las cosas que hago no repercuten en lo que sientes o lo que dejas de sentir, estoy dentro de ti, en tu mundo de flores secas y a la vez estoy tán lejana, en un mundo separado, impenetrable y en ocasiones hasta desconocido. Hoy salgo por propia cuenta de ese lugar y hago un recuento de todo lo escrito, te doy esta carta porque tu recuerdo me ha ido asfixiando, por que me canse de ser partícipe de estas

23


Construir de nuevo otra historia, completamente distinta dónde el protagonista no sea esta nostalgia, ni estas ansias cohibidas, ni este remordimiento de que desconozcas estas letras que se diluyen, ni que me desconozcas a mi. Quiero dejar de ser tu flor más seca, quiero ser tu flor favorita. Quiero marchitarme a tu lado…Sólo a tú lado. palabras guardadas que solo me conducen a la nostalgia de la incertidumbre del que dirás, de la terrible duda que solo se va propagando con el tiempo, viendo como el reloj da su recorrido diario y sentada en el lugar de siempre espero que algo cambie y tomar las fuerzas necesarias de ir, tocar a tu puerta, dejarme en evidencia a mi misma y ser completamente honesta con alguien, como nunca lo he sido, contigo. Hoy Te envuelvo en mis palabras, hasta que quedes empapado de ellas y que como una maldición vayas lleno de mi por todas partes, a tu casa, a la escuela y que con este recuerdo, con esta sorpresa de dejarme al descubierto a mi misma vaya olvidando los momentos en que en este mismo lugar te esperaba con hojas de papel llenas de tinta negra evocando tu nombre. 24

25


Infografía

26

27


28


Libro