Page 7

lactosa

Vive Sin Lactosa

www.vivesinlactosa.org

Qué es la leche, eso que nos hace tanto daño... La leche está formada en un órgano llamado glándula mamaria, que existe solo en la clase de los mamíferos, que constituyen, como mínimo, 1.000 géneros y 3.000 especies. ¿Qué es la leche? La leche es el líquido que se produce en la glándula mamaria y está constituida por agua, proteínas, grasa, lactosa, vitaminas y minerales. La naturaleza creó la leche para la alimentación de la cría recién nacida, que no tiene completamente desarrollado su sistema digestivo y por tanto solo sobrevivirá alimentándose con la leche de la madre. En el caso de los bebés deben alimentarse con la leche de la madre al menos durante los primeros 6 meses de vida. Cuando el bebé tiene más de un año su dieta deberá ser complementada con leche de vaca y tomarla durante toda la vida cada día. Se recomienda que los niños, adolescentes y adultos consuman al menos cuatro porciones de lácteos y el resto de la población, al menos tres porciones. Una porción puede ser un yogur, un vaso de leche o una rebanada de queso del tamaño de una caja de cerillas. La leche de vaca es un alimento ideal para nosotros. El valor nutricional de la leche se ha reconocido desde hace muchos años. Hay evidencias de que los humanos la consumían ya hace más de 10,000 años. Cuando consumimos tres porciones de lácteos estamos recibiendo los siguientes nutrientes que requerimos cada día: - 24 g de proteína - 750 mg de calcio - 20 mg de potasio - 750 mg de vitamina D. Si no consumimos lácteos probablemente padeceremos deficiencias en calcio, vitamina D y potasio, nutrientes muy importantes para nosotros. La leche también es rica en vitamina A y en vitaminas del complejo B. Tomando como mínimo tres porciones de lácteos estaremos muy bien nutridos. Pero la leche, además de ser un alimento muy rico, contiene sustancias que nos ayudan a mantenernos sanos. También hay evidencias de que desde hace muchos años se reconocía su efecto sobre la salud. Hay pinturas antiguas que demuestran que la leche se ofrecía a los enfermos y a los ancianos para curarlos y mantenerlos sanos. Por lo tanto tomando leche estaremos bien alimentados y muy sanos. La leche no engorda, al contrario nos ayuda a mantener nuestro peso ideal. Otro beneficio que obtendremos al consumir leche es que nos ayudará a mantener nuestro peso corporal adecuado. Se ha dicho que la leche engorda porque contiene grasa, lo que no es cierto, por el contrario nos ayuda a mantenernos esbeltos. No hay ninguna evidencia científica que demuestre que la leche engorda. La segunda razón es que en la leche hay sustancias que nos ayudan a mantener nuestro peso. En este aspecto sí hay muchas evidencias científicas. Algunas de estas sustancias nos ayudan a saciar el hambre, otras queman la grasa y otras nos ayudan a que el intestino no absorba las grasas. Finalmente otras sustancias transformarán las grasas en músculo. Por lo tanto tomando leche estaremos delgados y fuertes. Se ha demostrado que la leche es un excelente regenerador de energía después de hacer ejercicio. En muchos estudios realizados con deportistas que han sido sometidos a ejercicios desgastantes, se ha encontrado que el consumo de leche tras el ejercicio es una manera muy efectiva para recuperarse. Estos estudios han demostrado que le leche es mejor que las bebidas que se han generado para este propósito. Por lo tanto el consumo de leche después del ejercicio nos ayudará a recuperarnos y tener más músculo. (Fuente: http://www.pysnnoticias.com)

7

revista trazas

Trazas nº2  

Revista especializada en productos y servicios para intolerancias y alergias alimentarias.

Trazas nº2  

Revista especializada en productos y servicios para intolerancias y alergias alimentarias.