Page 1

Debate de Presupuestos ejercicio 2013  (José A. Carracao)    Buenos  días,  señor  Presidente,  señores  y  señoras  diputadas,  buenos  días  a  los  medios  de  comunicación y especialmente a los y las ciudadanas que desde el salón de plenos o en sus  casas van a seguir el desarrollo de este debate sobre el presupuesto para el ejercicio 2013.    Antes  de  entrar  en  cuestión,  ya  que  seguramente  sea  la  única  oportunidad  de  decir  algo  amable,  vaya  mi  felicitación  de  las  fiestas  a  quienes  las  celebren,  a  todas  y  todos  sin  excepción, mi deseo de que estos días sean días de familia, de encuentros con amistades y  de felicidad.     Dicho lo cual, y sin más dilación, expondré la visión y la valoración de mi grupo sobre este  proyecto de presupuestos que el gobierno nos presenta. Un presupuesto, donde queda en  evidencia,  lo  denunciado  de  forma  continua  y  reiterada  por  el  Partido  Socialista  durante  continuos ejercicios económicos de años anteriores.    Estos  presupuestos  son  el  resultado  de  la  mala  orientación  en  la  gestión  que  su  gobierno,  señor Vivas, ha desarrollado en Ceuta durante años.     Ceuta,  durante  la  época  de  bonanza  económica  recibió  cantidades  muy  importantes  de  fondos desde la Unión Europea, desde la Administración Central, además de contar con un  potente aparato recaudatorio. Por lo tanto, usted y su gobierno ha dispuesto de los recursos  necesarios  para  aplicar  una  política  económica  de  inversión  productiva  y  sin  embargo,  se  dedicaron a aplicar estos recursos desde el punto de vista de la política partidista y desde el  punto de vista estético, con la única premisa del cortoplacismo de las urnas.    Ahora, como en la fábula de la cigarra y la hormiga, recogemos el resultado de su gestión.   Estos, son los presupuestos de la crisis, ciertamente, como seguro el portavoz del gobierno  referirá  en  su  intervención  y  como  llevan  diciendo  para  justificarse  todo  lo  que  va  de  legislatura.  Sin  embargo,  la  realidad,  es  que  la  crisis  influye  pero  mucho  menos  que  las  consecuencias  de  su  gestión  en  los  aspectos  negativos  de  estos  presupuestos  que  nos  presentan.    Lo  que  más  y  peor  ha  influido  en  la  situación  presupuestaria  en  la  que  nos  encontramos  ahora, ha sido la necesidad de acogernos al Plan de Pago a Proveedores.     No hay que retroceder mucho en el tiempo, y basta con echar un vistazo a las hemerotecas,  para  comprobar,  como  negaban  hasta  la  saciedad  el  problema  de  esta  deuda  acumulada,  sobre  la  que  les  advertíamos  los  y  las  socialistas,  con  petición  de  pleno  extraordinario  no  atendida para abordar la cuestión, incluida. Les advertimos de la situación y alarmamos de la  enorme  deuda  que  tenía  la  ciudad  de  forma  encubierta,  con  los  proveedores.  Y  como  la  verdad  siempre  termina  aflorando,  aunque  en  más  ocasiones  de  las  deseadas  demasiado  tarde,  la  insostenibilidad  de  la  situación  les  obligó  a  abrir  los  cajones,  a  sacar  las  facturas  impagadas y acometer el Plan de Pago a Proveedores, sometiéndonos como consecuencia y 


con carácter  de  obligatoriedad,  a  un  Plan  de  Austeridad  que  compromete  gravemente  el  futuro de la ciudad durante años.    Visto  su  proyecto  de  presupuesto  desde  una  perspectiva  cuantitativa,  las  cifras  reflejan  la  realidad de la situación: Un incremento del 39 % con respecto al año anterior en el Capítulo  III, de los gastos financieros.     El coste financiero para la anualidad solamente del año 2013, supone 4,9 millones de euros.  4,9 millones de euros en un solo año, que son el precio de la incompetencia de su gobierno,  dinero que no se puede dedicar a crear empleo, ni dedicarlo a inversión.    Los  y  las  ciudadanas  que  estén  siguiendo  este  debate  deben  saber  que  son  ellos  y  ellas  quienes pagarán este dinero. Su incompetencia nos sale muy cara a los y las ceutíes y aún  más en la actual situación de crisis económica, donde ese dinero es necesario.    El  PSOE  no  admite excusas  sobre  este  dato,  si  comparamos  la  situación  de  nuestra ciudad  con  la  mas  parecida  que  tenemos,  que  es  Melilla,  nos  encontramos  con  que  la  ciudad  hermana no ha tenido que recurrir a esta medida.      Por otro lado, las inversiones reales, han pasado de 30.335.450,87 € en el ejercicio 2012 a  19.808.692,88  €,  esto  supone  un  descenso  del  ‐34,7  %  y  lo  que  es  aún  mucho  más  grave,  esta situación se mantendrá durante años.    Ahora eso sí, usted asegura que debemos hacer el ejercicio de creernos que en 2013 van a  acometer la inversión que no llegaron a hacer en 2012, aunque no lo hayan presupuestado  porque es su intención.     El presupuesto sufre una disminución del 9,38%. Un retroceso importante para Ceuta que va  más  allá  de  un  ajuste  temporal,  es  un  lastre  para  el  futuro  de  los  y  las  ceutíes  que  verán  como irán viviendo cada vez peor durante los próximos 10 años.    Lo peor de todo es la perseverancia en el error, nos han vuelto a presentar un proyecto de  presupuestos  que  no  plantea  medidas  para  el  desarrollo  económico  de  Ceuta,  un  presupuesto insolidario que se limita a realizar un ajuste contable, una mera reducción en  las partidas para conseguir que cuadre, manteniendo la misma estructura administrativa, la  misma  estructura  del  sector  público  empresarial,  la  misma  estructura  impositiva  y  recaudatoria, solamente alterada por una subida de determinadas figuras impositivas.     Ante  la  situación  de  necesidad  urgente  de  la  ciudad  por  cambiar  el  ritmo,  por  buscar  soluciones  al  desempleo,  nos  presentan  un  presupuesto  de  trámite,  nos  presentan  un  presupuesto carente de ideas.     ¿Qué  alternativa  al  modelo  económico  caduco  que  tiene  está  Ciudad  contempla  este  presupuesto? Señor Vivas, ninguna alternativa. ¿Cómo refleja contablemente sus discursos  en la mesa de la economía, los acuerdos alcanzados en el Pleno en materia de dinamización  económica, en su mayoría presentados por mi grupo, en este presupuesto? Señor Vivas, de  ninguna manera. 


Solo hay que leer la conclusión de  su memoria del presupuesto para ver que lo único que  pretende un año más, y van once, es mantener lo que hay, y lo peor de todo es que me dirán  “que no es poco” y yo les contesto poco no! Poquísimo.     Un presupuesto desenfocado y un presupuesto irreal.    Vamos a verlo.    Su  presupuesto,  no  se  sostiene  desde  el  primer  folio  del  expediente,  reconocen,  como  no  puede ser de otra manera que deben someterse a la Ley Orgánica 2/2012, de 27 de abril, de  Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera, sin embargo, van a incumplir la ley y  los principios de estabilidad presupuestaria.     Y lo van a hacer desde el momento que para determinar los ingresos tributarios, han cogido  como base los datos de recaudación del período octubre 2011 a septiembre 2012 y los han  dado como válidos para el ejercicio 2013, con la única salvaguarda de la no actualización del  IPC.    Este  señor  Vivas,  es  uno  de  los  errores  que  van  a  determinar,  la  inconsistencia  del  presupuesto y ya le avanzo sin temor a equivocarme que habrá de ser modificado por más  de una vez a lo largo del ejercicio.     Que  estamos  ante  un  presupuesto  irreal,  lo  refleja  también  el  hecho  de  que  el  escenario  contemplado para el ejercicio 2013 sea de un descenso del P.I.B. del 0,5 % mientras el F.M.I.  contempla un descenso del 1,3 %.     Estos  descuadres,  son  de  tal  entidad  que  afectarán  de  forma  evidente  a  la  previsión  de  ingresos  que  nos  presentan  y  ponen  en  un  riesgo  evidente  el  cumplimiento  de  la  Ley  de  Estabilidad  Presupuestaria  y  conllevará  necesariamente  un  ajuste  el  próximo  año  que  generará serios recortes y tensiones de tesorería.    Es evidente que no se ha tenido la debida reserva al calcular los ingresos.     Reconocen también estos presupuestos, lo denunciado por mi grupo en esta asamblea, en  numerosas  ocasiones,  sobre  la  caída  en  la  recaudación  prevista  por  el  gravamen  sobre  los  carburantes,  que  con  un  retroceso  constante,  demuestra  que  el  actual  gravamen  es  un  error, afectando no solo a la recaudación sino que obstaculiza el desarrollo económico local.  En  el  presupuesto  se  contempla  también  un  descenso  en  la  recaudación  referida  al  IPSI  operaciones  interiores  del  ‐4,3%  comparado  con  el  ejercicio  anterior.  En  nuestra  opinión,  esta  es  una  estimación  optimista,  aun  teniendo  en  cuenta  la  subida  en  los  tipos  que  aprobaron  recientemente  y  contra  la  que  nos  pronunciamos  por  su  error  estratégico  que  solo  servirá  para  obstaculizar  el  desarrollo  de  la  economía  local.  Resulta  una  paradoja  en  este caso el hecho objetivo de que la ciudadanía pagará el próximo ejercicio más impuestos  por operaciones interiores y sin embargo, la ciudad prevé recaudar menos.   


Si analizamos lo que se prevé recaudar a través de las tasas encontramos otra contradicción  más, aparece un descenso del ‐2,3%, resulta demasiado optimista contemplar solo una caída  de este nivel, cuando el mismo ingreso a nivel nacional contempla un descenso del 38,1%.    El resumen general de los ingresos que deben tener claro los y las ceutíes, es que pagarán  más impuestos, pagarán más tasas, pagarán más I.B.I y con todo, la ciudad recaudará menos.    En  definitiva,  el  apartado  de  ingresos,  uno  de  los  dos  pilares  que  componen  los  presupuestos, está muy deficientemente dotado, lo cual invalida la credibilidad del conjunto  del  presupuesto  y  anunciamos  una  vez  más  que  obligará  a  retocar  los  mismos,  pero  agravado  por  la  obligación  adquirida  por  el  Plan  de  Estabilidad  y  Pago  a  Proveedores,  porque, y aquí está el drama y las consecuencias de la situación en la que nos han metido,  tenemos  cerrada,  por  exigencia  legal,  la  posibilidad  de  acudir  al  crédito  para  financiarnos,  con lo que si faltan ingresos y se cumplen nuestras previsiones en este sentido, ¿qué vamos  a  hacer,  señor  Vivas?.  Vivimos  el  periodo  de  mayor  precariedad  financiera  de  la  historia  reciente de nuestra ciudad, y no por la crisis, sino por sus facturas en los cajones y los más  de ochenta millones de euros de deuda a los proveedores.    ¿Y cómo se llega a esta situación? Yo se los voy a decir.    A todo lo anteriormente expuesto, a los errores, a las imprecisiones en los cálculos, en las  estimaciones, hay que añadir otra cuestión más que ensombrece este presupuesto que no  es otra que el resultado definitivo de la Cuenta General de la Ciudad.    La  importancia  de  esta  cuestión  no  es  menor,  el  resultado  definitivo  de  las  cuentas  condiciona el presupuesto que actualmente estamos debatiendo.     En  concreto,  el  Real  Decreto  legislativo  2/  2004,  de  5  de  marzo,  por  el  que  se  aprueba  el  texto refundido de la Ley Reguladora de las Haciendas Locales, en su artículo 193, sobre la  liquidación  del  presupuesto  con  remanente  de  tesorería  negativo,  nos  viene  a  decir  en  su  punto 1, que en el caso de liquidación de presupuesto con remanente de tesorería negativo,  el  Pleno  deberá  proceder  a  una  reducción  del  presupuesto  por  cuantía  igual  al  déficit  producido y al no ser en nuestro caso posible acudir a operaciones de crédito, nos obligaría a  que los presupuestos contemplaran un superávit inicial de cuantía no inferior al déficit.        Nuestra  preocupación  no  se  basa  en  meras  especulaciones,  nos  basamos  en  los  últimos  informes  disponibles  del  Tribunal  de  Cuentas  sobre  la  fiscalización  de  los  ejercicios  de  la  Ciudad  Autónoma  de  Ceuta  correspondientes  a  las  anualidades  de  2002  /  2004  /  2005  /  2006  y 2007.    En todos ellos, en todos sin excepción, los remanentes de tesorería fueron rectificados por  dicho tribunal de forma significativa:  En 2002 de 18.728.000 € de remanente que presentaba la ciudad, el tribunal de cuentas lo  redujo a 6.828.000, es decir un descuadre de ‐ 11.900.000  €   En 2003 de 30.914.000 € el tribunal ajusta ‐ 14.518.000   En 2004 de 22.957.000 € de remanente el tribunal lo disminuye en ‐ 2.757.000€   En  2005 de 30.523.000€ de remanente el tribunal lo minora en  ‐ 12.117.000 €  


En 2006 de 32.173.000€ de remanente el tribunal lo minora en ‐25.121.000 €   Y en el último disponible, 2007, el remanente de 27.221.141€ se disminuye en ‐ 31.091.000€  lo cual nos deja UN REMANENTE NEGATIVO DE TESORERIA DE ‐3.869.859 €.    Haga usted el cálculo señor Vivas, o mejor aun, díganos la situación real del descuadre en el  remanente de tesorería que venimos arrastrando.    Tenemos motivos sobrados para dudar de todo su presupuesto, y nos preocupa aún más en  una  situación  como  la  actual  donde  coinciden,  la  crisis  económica  y  las  obligaciones  derivadas  del  Plan  de  Ajuste  y  Pagos  a  Proveedores,  donde  no  disponemos  ni  de  la  posibilidad de acudir al crédito.     Con todo esto ya sería más que suficiente para votar en contra.    ¿Cómo hemos llegado aquí?, se lo resumo muy brevemente.     Ustedes  han  cogido  en  todos  los  ejercicios  las  cantidades  supuestas  que  van  a  llegar  del  Estado, de la Unión Europea, de lo recaudado, etc. y las han plasmado en su presupuesto,  han ejecutado el presupuesto y luego, aunque las cantidades finalmente no fueran las que  previeron,  porque  el  estado  no  nos  dio  lo  que  esperábamos,  porque  la  Unión  Europea  no  nos mandó lo que se suponía, o porque no se recaudó lo proyectado, a pesar de eso, ustedes  han ido cerrando los ejercicios con los derechos reconocidos, es decir con lo teórico, porque  les  venía  bien,  así  podían  hablar  de  superávit.  Y  de  esa  manera  han  ido  acumulando  un  descuadre en el remanente de tesorería que es lo que destaca el tribunal de cuentas, que se  ha  ocultado  con  artificios  contables.  ¿Cómo  se  camufla  el  descuadre  o  consecuencias  del  mismo,  por  ejemplo,  no  pagar  a  los  proveedores,  y  qué  pasa  si  no  se  paga  a  los  proveedores? que se acumula la deuda y ante la nueva situación de exigencia de estabilidad  presupuestaria, no tienen más remedio que aceptar las condiciones impuestas del Plan de  pago  y  aquí  estamos,  con  un  presupuesto  calculado  en  previsiones  que  se  demostrarán  erróneas,  cuadrado  a  base  de  machotazos,  del  que  desconocemos  lo  que  oculta  bajo  la  superficie como los iceberg y que ahonda en el problema.     Pero  el  Presupuesto  no  es  solo  lo  que  es,  sino  también  lo  que  dice.  Y  en  ello  me  voy  a  detener ahora.    Lo  que  dice,  es  que  hay  una  reducción  del  esfuerzo  presupuestario  en  el  área  de  asuntos  sociales  de  2.627.967  €,  principalmente  en  los  convenios  con  las  entidades  y  en  la  acción  social.    Este  año,  el  programa  de  asuntos  sociales  se  reduce  en  más  de  dos  millones  de  euros.  ¿Cómo  se  explica  a  las  numerosas  familias  que  están  en  nuestra  ciudad  viviendo  cada  día  una situación dramática que cada vez hay menos recurso para ellas?    Lo  que  dice,  es  que  renuncian  a  que  el  Ingreso  Mínimo  de  Inserción  Social  sea  un  instrumento  válido  y  efectivo  para ayudar  a  las  familias  más  necesitadas  en  estos  tiempos  duros.  Del  millón  de  euros  consignado  en  2010  a  los  300.000  de  este  año  y  del  anterior,  demostrando la falta de capacidad de este Gobierno para hacer que las medidas funcionen. 


La incapacidad de los sucesivos responsables del área para hacer del IMIS un éxito, ha tenido  como consecuencia el fracaso de esta iniciativa.     Lo que dice, es que las ayudas al estudio, aun siendo la misma cantidad de este ejercicio que  acaba, han hecho mucho más restrictiva la forma de acceder a estas ayudas, con lo cual, casi  con  toda  seguridad,  conseguirán  que  no  llegue  todo  lo  inicialmente  presupuestado  al  estudiante  generando  excedente  para  luego  poder  destinarlo  a  mediados  del  ejercicio  a  cualquier otra cuestión que les plazca.     Este  año,  por  ejemplo,  se  había  detraído,  a  septiembre,  al  menos  169.556  euros  de  las  ayudas al estudio. Lo peor, insisto, es que esta pauta se repite cada año.    Lo que dice, es que las consignaciones para políticas activas de empleo, para el fomento del  empleo y desarrollo empresarial también sufren importantes reducciones.    El Gobierno no ofrece respuestas a la pérdida de fondos europeos o estatales y un  año más  carece de un proyecto serio para fomentar el empleo y la actividad empresarial.     En una ciudad como Ceuta, con un 40% de población en el umbral de la pobreza y con más  de 12.000 personas desempleadas, el Presupuesto para el 2013 no conseguirá dar ninguna  respuesta.    Habla usted señor Presidente en su memoria, de la exclusión social y se permite afirmar que  aumentan los fondos, aunque para ello deba recurrir al absurdo y seleccionar con precisión  las  partidas  para  hacer  los  cálculos.  Olvida  incluir  partidas  importantes  como  la  de  acción  social,  y  en  cambio,  incluye  otras  como  gastos  de  funcionamiento  de  plan  de  empleo  que  poco tienen que ver pero le ayudan a cuadrar números.    Haciendo un análisis serio de todas aquellas partidas que ayudan a paliar la exclusión social  en nuestra ciudad, aquellas que de verdad contribuyen a mejorar la vida de los y las ceutíes  que  peor  lo  están  pasando,  vemos  que  en  2013,  como  en  los  últimos  años,  hay  una  disminución paulatina de los fondos.      La  falta  de  solidaridad  y  compromiso  con  las  personas  en  riesgo  de  exclusión  social  es  especialmente preocupante en un momento como el actual y no por las ayudas que reflejan  teóricamente en su presupuesto, que también, sino por la falta de horizonte que muestra lo  que no contempla, ya se lo he dicho, el estímulo a la economía.     El área de mujer no puede fundamentar sus actuaciones exclusivamente en la atención a las  víctimas de violencia de género que es lo que dice su presupuesto. El presupuesto para 2013  impide desarrollar el Plan de Igualdad y la implementación de las políticas de género.    En una situación de vulnerabilidad y de feminización de la pobreza donde sigue aumentando  la  brecha  salarial,  las  diferencias  con  respecto  a  la  participación  en  los  puestos  de  responsabilidad, ¿dónde quedan las acciones para paliar esta situación?    


El Gobierno  con  este  presupuesto  renuncia  definitivamente  a  las  políticas  de  igualdad  y  participa  en  la  senda  del  actual  Gobierno  de  la  Nación  que  nos  aleja  cada  vez  más  de  la  igualdad efectiva entre hombres y mujeres.     No señor Vivas, este no es un presupuesto que se pueda apoyar.     No  vemos  un  solo  motivo  para  poder  apoyarlo,  si  lo  analizamos  desde  un  punto  de  vista  puramente  contable,  es  poco  creíble,  dudamos  seriamente  de  que  refleje  la  realidad  económica de la administración, si lo analizamos desde un punto de vista de las promesas  que reflejan, es menos creíble aun cuando reitera objetivos que habían de haberse llevado a  cabo en este ejercicio que cerramos, como la gratuidad de libros que fue una enmienda de  mi  grupo,  por  lo  que  sorprende  que  se  sorprendan  de  que  no  hayamos  planteado  enmiendas. Si lo analizamos desde un punto de vista de la estrategia que refleja vemos que  renuncia  a  incentivar  la  economía,  ni  una  sola  partida  que  nos  ver  que  apuestan  por  la  estrategia del desarrollo de la ciudad que teóricamente estamos diseñando en la Mesa por  la  Economía,  con  este  presupuesto,  todos  los  agentes  económicos  y  sociales  que  participamos  de  este  foro,  con  excepción  del  propio  gobierno,  debemos  sentirnos  muy  descorazonados con nuestro trabajo.     Un año 2013 en el que renuncian a empezar a solucionar nuestros problemas, esta es la gran  mala noticia y el gran titular de estos presupuestos.       

Debate de presupuestos-J.A. Carracao  

Intervención en el Pleno de aprobación de los presupuestos para 2013

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you