Page 1

Politiquería en el proceso de paz?

Por Antonio Navarro Las noticias recientes indican que Alvaro Balcázar fue removido de su responsabilidad como encargado del programa de Consolidación del gobierno nacional, porque no tuvo la “flexibilidad” de darles puestos a los políticos. Si fueran otras las razones, vaya y venga. Pero esas… Está claro que la relación del Gobierno y el Congreso es opaca, por decir lo menos. La reciente reforma de la justicia, enterrada en junio pasado, lo demostró sin duda alguna. Pero que retiren por no jalarle a la politiquería a quien más experiencia tiene en el seno del gobierno, del programa mas importante del post conflicto, es la tapa de la olla. Consolidación es lo que su nombre indica. Busca consolidar la presencia estatal en regiones con fuerte presencia de cultivos ilícitos y grupos guerrilleros. La experiencia conseguida en las zonas donde ha funcionado es muy importante para afrontar el principal problema del dia siguiente a la firma de acuerdos de paz, que será disminuir de manera apreciable o terminar definitivamente los cultivos de coca en Colombia, pues si se retiran los guerrilleros de esas áreas y permanecen las siembras de coca, que suman 64 mil hectáreas según el Simci de Naciones Unidas, puede darse por cierto que alguien armado (guerrilleros disidentes, por ejemplo) ocupará esas zonas, con lo cual el conflicto no terminará. La sustitución de cultivos ilícitos no es tarea fácil y la experiencia para lograrla no se consigue en ninguna escuela. Por eso sacar a la persona que ha aprendido del tema durante los últimos 5 o 6 años porque “no nombra a los amigos de los congresistas” es un verdadero desacierto. No tengo relación alguna con Balcázar, a quien conocí cuando yo era Gobernador de Nariño y el trabajaba en el Ministerio de Defensa en el programa de La Macarena. No he vuelto a verlo. Ese programa tiene aciertos y desaciertos. Lo aclaro para que no vaya a interpretarse equivocadamente esta opinión. Por lo visto la relación opaca con el Congreso es el talón de Aquiles del presidente Juan Manuel Santos. Ni el proceso de paz con el cual quiere pasar a la historia se salva de ella. Suena increíble. Progresistas Órgano de divulgación del Movimiento Progresistas de Colombia Esta semana: Antonio Navarro Diego García Cesar Torres Colaboradores: Aydée Gamboa Diana Torres Alejandro Olave Gabriel Benavides Imágenes: Colectivo Construir Comunidad Nodo de Formación Política Diseño: Movimiento Progresistas de Colombia Informes: Colombiaprogresistas.com progresistascolombia@etb.net.co


Quién está detrás de Petro?

Entrevista al vocero de la bancada Progresista en el Concejo de Bogotá Por: Aydée Gamboa Villate La alcaldía de Gustavo Petro es una alcaldía Sui Generis, que marca un nuevo rumbo sin precedentes en la historia política de Colombia. Por ello, no está interesado en conciliar con el statu quo, quiere un cambio de sociedad y por eso quiere hacer un gobierno con impronta de izquierda, demostrando que los temas y necesidades de las y los ciudadanos deben dar un viraje importante en la inercia que llevaba Bogotá. Es de allí que han surgido un espectro de contradictores, desde quienes lo quieren asesinar, hasta quienes se manifiestan en contra de sus ideas. El concejal William Moreno, vocero de la Bancada Progresista nos describe ese panorama. AG: ¿Cuáles son los enemigos del Alcalde Gustavo Petro? WM: los que estarían más interesados en esa salida dramática son quienes están jugando condenas y en procesos de investigación a raíz de las denuncias que en su momento hiciera Gustavo Petro frente a uno u otros temas. Recordemos que los que hoy están encarcelados tanto parlamentarios como miembros del cartel de la contratación en Bogotá están hoy recluidos en el pabellón de máxima seguridad de la Picota, todos tienen un común denominador: Petro los mandó a la cárcel, y conociendo de ellos sus antecedentes por ejemplo: vínculos con Paramilitares, asesinatos y uso de armas para propósitos que ellos lideraron, que hace parte de su dinámicas de vida, hace parte de las lógicas con las que ellos abordan y resuelven sus propósitos y están con todo el acumulado de venganza para orquestar esta persecución. Se han develado tres planes de asesinato al alcalde en lo que lleva de mandato por parte de organismos del Estado y de la Policía; planes que tienen asiento desde el paramilitarismo en Los Llanos Orientales, Córdoba y sectores de Antioquia donde se han identificado las bandas que han sido contratadas para poder adelantar este cometido. Y esos planes que se han desmontado, producto de la inteligencia de la fuerzas de seguridad, aún no se ha superado del todo, aún no se puede considerar que este intento vaya a quedar abortado con la posibilidad de que no ocurra, por el contrario, por eso el alcalde ha decidido no presentarse en público porque justamente sería una de las condiciones ideales para poder adelantar este acto. AG: ¿Qué otro sector, está interesado en hacerle oposición al Alcalde Mayor? WM: Otro grupo es la clase política tradicional, que teniendo vínculos con procesos de contratación, con sectores adversarios, ven inconveniente que a Petro le vaya bien, que haga una buena gestión de gobierno en la ciudad, que sea un gobierno que no se robó la plata, que hizo cosas importantes en temas de movilidad, seguridad, social y ambiental y les aterra que a partir de una buena gestión de gobierno GP termine siendo un candidato a la presidencia del país. Estos serían los sectores políticamente adversarios: líderes del partido de la U, distrital y nacional; del partido Cambio Radical nacionales y distritales que actúan en una oposición sistemática en contra de las propuestas del alcalde en procura de generar pues toda la confusión y zozobra de lo que hoy vivimos. AG: Se habla que hay otro grupo de oposición que son de la intelectualidad de nuestro país. ¿Quiénes son ellos? WM: efectivamente existe otro sector de oposición que es más intelectual y que busca argumentar las deficiencias de una administración. Allí podemos encontrar personas de opinión como Juan Carlos Flórez, Gina Parody, algunos periodistas, las mismas Noticias UNO, y algunos sectores de la intelectualidad de universidades y demás que han expresado en algunos temas su distancia frente a los planteamientos de la administración. Ese sector, es el sector más productivo de oposición que podemos tener; es el sector donde podemos establecer un diálogo, una discusión tranquila, abierta y argumental para efectivamente llegar a un entendimiento, a un acuerdo, de lo que debemos hacer en relación con los demás temas. Ojalá los dos sectores anteriores fueran de esa misma calidad de este último sector, que es un sector de oposición legítimo en el marco de una democracia, de una pluralidad de pensamiento y por supuesto, es un sector que en lugar de ser negativo, ser lesivo a la administración, poder ser altamente positivo porque le haga caer en cuenta de posibles fallas que es válido reconocer. AG: La izquierda no parece muy contenta con la gestión de GP ¿pareciera que también es oposición? WM: claro porque existe una condición que les favorece a los que se oponen que no exista una izquierda fortalecida, ni suficientemente identificada con la apuesta de GP. El alcalde tiene un Movimiento que se llama Progresistas que aglutina un número pequeño de todo lo que significa la izquierda en este país. Y el resto de la izquierda ha tomado distancia con relación a la administración de GP, eso facilita que quienes lo atacan, lo hagan con mayores posibilidades. También es una izquierda que no le gusta Petro porque él ha tomado distancia en algunos momentos con relación a las Farc; porque también ha tomado distancia al clientelismo que galopa dentro de los dirigentes de izquierda, porque también ha tomado distancia a protagonismos de una izquierda tradicional y todos ellos tienen una distancia con la figura de GP que no le apostaron al triunfo de Petro, fueron oposición sistemática, se han declarado en oposición para este periodo también, que están básicamente aun figurando al interior del Polo Democrático y que tampoco les interesa que a Petro le vaya bien porque van a hacer comparados con lo que fue su gestión de gobierno en los últimos ocho años y este nuevo gobierno. Esa izquierda es tan bien argumental, es una oposición que plantea por qué no está de acuerdo con la administración y por supuesto es válida su postura y además legítima que hace parte del juego democrático. AG: Con este contexto ¿Qué busca la oposición? WM: ellos plantean como arma, no la pistola, sino la revocatoria. Esa oposición que está unida también con intereses económicos que antes eran privilegiados en Bogotá, sectores contratistas de monopolios que hoy no la tienen fácil con el nuevo gobierno y que están dispuestos en poner plata para tumbar a un alcalde que no les permite seguir haciendo los negocios que hacen, entonces están aliados esa clase política buena parte están aquí en el Concejo de Bogotá, con esos contratistas para animar la revocatoria. AG: En este panorama ¿Cómo se encuentra en este momento la Bancada del Alcalde Petro frente a los sectores de la oposición? WM: hay unas circunstancias de génesis para tener en cuenta: en la bancada somos ocho; unas de las bancadas más numerosas en el Concejo de Bogotá pero de los cuales solo dos eran concejales y tienen la experiencia de haber sido concejales en periodos anteriores: Carlos Vicente de Roux y Roberto Sáenz. Los demás no habíamos tenido esa experiencia. Venimos de experiencias locales como en mi caso, o como el caso Diana Alejandra Rodríguez quien fue edilesa en la localidad de Kennedy o de otras experiencias gremiales, sindicales y sectoriales de los demás compañeros que forman la Bancada. Eso implica algo de novatez; que somos novatos en este ejercicio, que estamos aprendiendo que estos primero seis meses nos ha significado como entender un poco la dinámica del Concejo que es apabullante, que está férreamente nucleada en una actitud de oposición contra la administración y pues tratar de identificar cual es nuestro papel allí para tratar de jugar la tarea de acompañamiento efectivo al gobierno distrital. Al interior de la bancada hay también individualidades, apuestas y agendas personales y hay diferencias de estilo que hacen más enriquecedora la actividad de la bancada, pero también más compleja a la hora de establecer unos propósitos de identidad para acompañar la administración de manera efectiva. Eso ha significado por ejemplo, actitudes públicas como las declaraciones de Angélica Lozano o Carlos Vicente de Roux, estableciendo francas críticas a la administración o posturas de defensa mucho más ligadas asumidas por Yezid García donde también esa ha sido mi posición. AG: Entonces ¿Cuál debe ser la tarea de la Bancada con la administración? WM: En la medida que se vaya avanzando en los objetivos de la administración, que quedaron consignados en el Plan de Desarrollo Distrital, la Bancada tiene que ser un garante en las discusiones que en el Concejo se plantee en defensa de los propósitos y metas estratégicas de la administración; pero también darse la posibilidad, si llegase a ser la situación, de asumir la postura crítica-constructiva para que el Gobierno Distrital corrija en los aspectos tácticos que deba corregir, por ejemplo, un mal funcionario, una mala ejecución, un problema concreto pues también es de nuestra responsabilidad en el ánimo de hacer un buen acompañamiento hacer la crítica oportuna a la administración.


La energía del agua, mueve el país Por H.C Diego Garcia Bejarano

Colombia es el tercer país del mundo en recursos hídricos, cuenta con más de 1.200 ríos, 1.600 lagos, 4.500 micro cuencas y 1.900 ciénagas, los ecosistemas de páramo representan el 1,7% del territorio y aportan agua al 70% de la población, adicionalmente, el 63.25% de la energía que se produce en Colombia es hidráulica, la afectación en la disponibilidad del recurso hídrico implicaría un riesgo inminente para la sostenibilidad del país. El presente artículo busca evidenciar la condición de riesgo que el país vive y como los avances en el uso de energías alternativas en el país son una necesidad apremiante para la sostenibilidad y el desarrollo integral. La creencia de que la hidráulica es una fuente de energía limpia, debe reevaluarse, en la actualidad se ha demostrado como las grandes hidroeléctricas del país a pesar de ser una de las fuentes energéticas de menores costos económicos impacta negativamente el territorio, la desviación de los ríos con mayor caudal generan a su alrededor desplazamiento, mortandad de especies, degradación ambiental y afectación en el ciclo hidrológico, transformando por completo los servicios ecosistémicos del territorio. Clara muestra de la degradación ambiental en la que se encuentra nuestro país como consecuencia de la explotación inapropiada de los recursos naturales es que el país en los últimos 4 años según la Universidad de Yale, haya bajado 18 puestos en el ranking de desempeño ambiental (EPI) en razón a los índices de deforestación, el inadecuado manejo de recursos pesqueros y la deficiencia en la disponibilidad de agua potable. Este escenario se complementa con el hecho de que entre 2005 y 2010 fueron deforestadas más de un millón de hectáreas en Colombia siendo los escenarios más críticos la Amazonia y la zona Andina. Asimismo, el IDEAM estima que de continuar el crecimiento poblacional e industrial actual en 40 años nos acercaremos a niveles críticos de disponibilidad de agua per cápita. Por lo anterior, ¿Por qué hablar de una condición de riesgo en el país? Una de las principales conclusiones a las que han llegado los expertos en Cambio Climático y como lo ha manifestado el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible es que por efectos del Cambio Climático la disponibilidad de los recursos hídricos del país se verán en riesgo en la medida que se espera que a 2070 la temperatura de Colombia haya subido en 4 grados. El IDEAM, ha expresado adicionalmente, que este aumento de temperatura impactara los glaciares, la disponibilidad de agua, la vocación agrícola de los suelos y los páramos desaparecerán en un 56%. Dentro de las principales zonas de alta vulnerabilidad se encuentra la zona andina, y se debe anotar que como resultado del Cambio Climáti-

co fenómenos de variabilidad climática como el fenómeno del niño y la niña se están presentado con mayor frecuencia y en mayor intensidad, según cifras del Plan Regional Integrado de Cambio Climático PRICC el fenómeno del niño implicará un déficit en precipitaciones de entre un 40 y 60% en la zona de Cundinamarca, asimismo se ha encontrado que durante este fenómeno, la temperatura de la región aumenta en 0,5°c y por efectos del fenómeno de la niña disminuye en la misma cantidad, lo cual demuestra las oscilaciones de la temperatura en la región. (PRICC, 2012) Como consecuencia de esta reducción de lluvias y del aumento de las temperaturas, los niveles de los ríos Cauca y Magdalena siguen descendiendo, así como sus afluentes, haciendo que se incremente la amenaza de desabastecimiento de agua potable y ocurrencia de incendios de la cobertura vegetal. (IDEAM, 2012) Todo lo anterior, nos ubica en una situación específica como la de Bogotá en la que la producción de agua potable depende de la precipitación de lluvia sobre los páramos de Chingaza y Sumapaz, el cambio climático global y las variaciones generadas por los fenómenos de la Niña y el Niño podrían agregar otros problemas si se alterara significativamente el clima en la provincia del Guavio y se disminuyeran los caudales aprovechables por la planta hidroeléctrica que alimenta la casi totalidad de la demanda de la región. Si la lluvia disminuyera de manera apreciable en las cabeceras del río Bogotá y en el páramo de Chingaza es posible que dejaran de ser viables las plantas eléctricas que aprovechan las caídas del Bogotá en la Provincia del Tequendama. (Julio Carrizosa, 2012) La afectación en la disponibilidad del recurso hídrico en el territorio nacional conlleva obligatoriamente a una revisión de nuestras fuentes de energía y a que el Gobierno nacional y distrital enfoque su atención en el desarrollo de potenciales de energías renovables no convencionales. Según la Unidad de Planeación Minero Energética UPME, a pesar de la existencia de la identificación de potenciales, el desarrollo e implementación de proyectos a partir de energías renovables no convencionales (ENCR) es aún débil, asimismo, expresa la insuficiencia regulatoria para la utilización de fuentes de agua con destino a plantas hidroeléctricas y manifiesta que no existe una política en materia ambiental que defina aspectos sobre mitigación y nuevas tecnologías (UPME, 2009) El desarrollo integral de un país como el nuestro, va más allá de una connotación económica que de fuerza a locomotoras mineras, por ejemplo, como potencial de crecimiento económico, nuestro territorio requiere una visión distinta comprendiendo la condición de riesgo que vivimos y que seguirá en aumento. El agua como motor del desarrollo del país debe ser objeto de conservación y protección y el principio de innovación nos debe permitir fortalecer otras formas para que el Estado garantice el cumplimiento de sus fines esenciales de una manera sustentable.


El Movimiento Progresistas se organiza

En palabras de nuestro Alcalde Mayor de Bogotá, doctor Gustavo Petro Urrego, el Movimiento Progresista goza de buena salud y ya se está organizando. Así lo manifestó en una entrevista radial y es un buen mensaje de respaldo a un trabajo que durante ocho meses realizaron los compañeros Progresistas en la ciudad de Bogotá. El domingo dos y veintitrés de septiembre en diecinueve localidades se llevaron a cabo las asambleas territoriales y en torno a nueve temas que consideramos pilares de la política pública se desarrollaron igual número de asambleas. Estos espacios de encuentro Progresista fue la mejor forma de identificar nuevos lideres que se siguen sumando día tras día a este proyecto político, resultado del primer movimiento del siglo XXI de construcción colectiva. En estas asambleas desigamos a mil compañeros para estar en esta primera etapa en la asamblea distrital a realizar en el mes de octubre, esto compañeros junto con las lista de candidatos al concejo y a ediles en cada una de las localidades por el Movimiento Significativo de Ciudadanos Progresistas en las elecciones del 2011, tendrán la responsabilidad de continuar en la construcción colectiva de la Primera Fuerza Política de Bogotá. En el link Biblioteca podrán encontrar el listado de los compañeros desigandos democráticamente como voceros, en este primera etapa del Movimiento Progresista en Bogotá. El Comité de Impulso Distrital y el Comité de Impulso Nacional saluda y aplaude la labor comprometida y apasionada de tod@s y cada uno de l@s compañer@s que participaron en estas jornadas, esta fiesta democrática Progresista.


Qué es ser Progresista?

Por Héctor Pineda Por estos días de “congresos ideológicos” y definiciones doctrinarias de varias colectividades políticas que hacen presencia en la variopinta política nacional (algunos con reconocimiento y otros a punta de presencia movilizadora o gubernamental), un amigo con nombre de Nobel de literatura e imagen de perro en la fotografía del BBM, me solicita una reflexión sobre lo que para mi entender es y debe ser la organización de ese esfuerzo ciudadano que llevó a la alcaldía de Bogotá a Gustavo Petro y que, desde ese día, hace intentos por organizarse como fuerza política nacional. Lo primero, para principiar mi opinión, debo resaltar una enorme característica en el universo de lo puramente cromático: todas las colectividades existentes hasta la fecha, en general, están pintadas de monocolor, incluido el amarillo, colectividad originaria del propio alcalde y de varios activistas que acompañan el esfuerzo, mientras que el Progresismo es variopinto, más parecido al símbolo del “navegador” en la virtualidad o al multicolor que acompañó los coloridos paraguas durante la campaña (aunque desde varias orillas con burlas homofóbicas lo tildaron del símbolo gay) . El Progresismo al cual me refiero, entonces, es símbolo de PLURALIDAD, de distintas perspectivas y miradas, no como alguno pretenden, la reedición o reencauche una monocolor mirada desde la “zurda”. Por ahí, sin duda, no es la cosa. Para seguir, insisto, en una particular mirada de la experiencia exitosa que vivimos en Bogotá, Progresista es también un método de acción en política. Consecuentes con la premisa de que es la gente el centro de acción y protagonista del Progresismo, el método no puede ser la vieja manía de la izquierda y de la derecha de estar organizando estancos de poderes facticos (congresos, direcciones, coordinadoras, etc.) que terminan reemplazando el contacto directo con la ciudadanía y desplazando la lucha política y la disputa del escenario de la opinión por el control de facciones de la nomenclatura, al estilo de la disputa de la vieja izquierda colombiana. Salir diariamente a contactar al ciudadano y expresarle mirándolo a los ojos lo que pensamos y lo que somos, sin duda, es el método de acción que diferencia al PROGRESISMO (con mayúscula sostenida) al cual me refiero. Insistir en coordinadoras, congresos y demás imposturas, es pretender revivir prácticas añejas y es-

cleróticas que, repito, hacen del control del aparato el fin de la colectividad. Progresista, de igual manera, en la metodología del contacto con la ciudadanía, es esencial la definición de presentar a sus aspirantes y listas para ocupar cargos de representación popular apelando al recurso del apoyo ciudadano. Aunque parezca más difícil. Es el camino de coherencia de apoyo popular y no el burocrático y a veces corrompido camino de los avales. Aquí, por supuesto, otra señal de profunda diferencia con otras viejas y recién añejas colectividades. Izquierdas o derechas, en la vida política de Colombia, resultan ser en muchos casos señalamientos carentes de diferencias de fondo y coincidentes tanto de un lado como del otro, de proyectos profundamente autoritarios y antidemocráticos y, como lo hemos visto, algunos ligados a la violencia armada, a las prácticas corruptas y a las mafias. Por ello, PROGRESISMO supera los hitos polarizantes, coherente con su dimensión multicolor, y se erige como proyecto aferrado al sentido de la decencia y de defensa de lo público como la mejor definición de la prevalencia del interés general sobre los particulares. Allí, otra diferencia de fondo con aquellos y aquellas que en el ejercicio de lo público hacen y actúan en contravía del interés general. Recordar los carruseles y la captura de lo público por las mafias de la corrupción, de reciente y cercana experiencia de varios conocidos. Progresista, es un modelo de sociedad y de organización territorial del Estado. El fin último de nuestra acción política es la gente y, dentro de la gente, los más vulnerables y necesitados, armónico con la definición de asumir en toda la dimensión la significación de Estado social de derecho y de las esencias de la Constitución de 1991. Gobernanza del agua es organizar territorialmente el Estado alrededor del agua y asumir en todo su dimensión el concepto de BIOPOLITICA, es decir, la política para la prevalencia de la vida. Por supuesto, ello impone superar la cantaleta “de lo social” y ponernos en la función “politécnica” de la aplicación del modelo de sociedad en el territorio, llámese barrio, manzana, localidad, municipio, Distrito, Departamento, Región, Territorio Indígena, Afro, etc. El ejercicio, ligado a la gente, recuerdo, que lo denominamos “georeferenciación”. Entonces, preocupante que se esté intentando organizar Progresista a la vieja usanza polista y, lo más grave, casi dejando de lado los significativos aportes logrados en la campaña del alcalde Petro. Es como si se pretendiera organizar progresismo sin petrismo. Muy preocupante. Digo acá, a mano alzada.


Revolución de las Clases Medias a partir de las Mipymes y economía solidaria – sostenible Por: César Augusto Torres López El diagnóstico de las realidades poblacionales, de creación de empleos y de riqueza en Colombia y en la Capital, es interesante al mostrar que el 85% de los trabajadores están desamparados por parte del Estado, que en términos de derechos de los trabajadores, procesos formativos, de formalización y estímulos al mejor desempeño son sistemáticamente desconocidos por la legislación que es hacha para ese 15% exclusivo que domina las grandes oportunidades y saca las utilidades del país. La estructura de las empresas, según la información de Cámara de Comercio cruzada con las de Planeación Nacional es que las Pequeñas empresas del país, son alrededor de cincuenta y Tres Mil Seiscientas (53.600) y que reportarían mas de Tres Millones Setecientos Mil empleos (3’662.032), las Medianas empresas que suman el 0,5% u Ochenta y Nueve mil doscientas cincuenta (89.250), con una planta de personal adscrita de dos millones Setecientos Cuatro mil personas, (2’704.910), es decir que las Mipymes del país mueven mas de Seis y Medio millones (6’456.192) de trabajadores “formales” y que el sub registro tiene un número similar, es decir más de 10 millones de trabajadores de los cuales 2 y medio en Bogotá Pero además es importante reconocer que mas de 350 mil empresarios Mypime, es decir personas de las clases medias, jóvenes profesionales, familias emprendedoras, están en el limbo de la oportunidad y la política pública, con muy baja asociatividad, difícil acceso al crédito y muy bajo acceso y uso de tecnologías, menos del 7% de ellos como empresa implementa las TIC como herramientas de planeación, inteligencia de mercados, sistemas de administración financiera y administrativa, etc., en fin baja competitividad y alta potencialidad para asumir los retos de innovación hacia modelos sostenibles y de fomento del consumo responsables, solo requieren de oportunidades y el Plan de Desarrollo Bogotá Humana las tiene y con la Secretaría de Desarrollo hay posibilidades. La opción de hacer la revolución de las capas medias y la productividad esta a la distancia de una acción política de la administración, convocar a la creación del Consejo Distrital de Responsabilidad Social Universitaria y el Consejo Distrital de Responsabilidad Empresarial, (CD RSU + CD RSE) con los cuales, sobre bases de VOLUNTARIADOS universitarios de Asesoría y Transformación competitiva de las Mipymes podría lograrse que en un año más del 50% de ellas estén haciendo uso de TIC para ser mas competitivas, mas solidarias y generadoras de empleo y riqueza de calidad. La idea es viable, comités interdisciplinarios de las universidades (cambio del concepto de pasantía por voluntariado) en el cual la misión evaluable es hacer el plan de mercadeo, entrenar a gerente y trabajadores en uso de Software Libre empresarial, ej. El ERP Adempiere de contabilidad, open office, etc. Que baja costos e incrementa productividades, ayudar en procesos limpios y amigables con el medio ambiente, identificación de oportunidades de creación de alianzas, economías de escala en insumos, consolidación de ofertas, etc. Todo ello sería edificante en los estudiantes de últimos semestres y de alto impacto en la formalización y competitividad empresarial. Estructuras de eco arquitectura para el desarrollo de ciudad del conocimiento Las empresas solidarias y cooperativas que se consoliden, con el apoyo de las Universidades, tendrán acceso preferencial a las líneas de crédito que la SDE plantea otorgar, en tanto tengan cumplidos los procesos de estudio de mercado, desarrollo de productos, manejo de residuos y amigabilidad ambiental, como resultado de ese virtuoso y productivo vínculo de capital social que es el voluntariado y el emprendimiento solidario, máxime si desde su origen es sostenible y sustentable. Las Universidades aportaran, desde sus línea de investigación y con el apoyo de recursos propios vía RSU, y de empresas con RSE y de Ciencia y Tecnología de la SDE, estrategias de generación de soluciones científico tecnológicas patentables que se conviertan en bienes de alta comercialidad y / o alto impacto ambiental positivo, la inversión global en I+D+i de la Capital deberá llegar a 3% de su PIB La fusión de estas tres fuerzas creadoras Estado (Distrito, Departamento y Nación vía Regalías, por ejemplo) Empresas con RSE y Academia en ejercicio de RSU, transformarán la economía en un motor de desarrollo desde el conocimiento como generador de valores, el medio ambiente desde la creación de bienes y servicios amigables con el medio ambiente, así como de la cultura de consumo responsable, que se apoyan en Capital Social como eje de la nueva convivencia en solidaridad y confianzas con ética y transparencia que forme nuevas generaciones en el paradigma de la sociedad NO depredadora que como dijera Gandhi, “la sociedad que produzca lo suficiente para satisfacer las necesidades de las personas pero no para satisfacer su codicia” El proceso ha de formularse a partir de la vocación económica de cada Localidad o región de Bogotá, en el principio de aglomeración de empresas de la misma actividad y similares condiciones para hacer, por ejemplo diseño de producto, para todas, economías de escala en insumos, capacitación de trabajadores, etc. Los tecnocentros de la Productividad y la competitividad serán sitios dotados de toda las tecnologías, al mejor estilo de los portales Interactivos, donde se formarán trabajadores, se ofrecerán programas de alta calidad en educación superior a partir de la selección de los mejores y mas pertinentes que ofrezca cada universidad y serán consolidados desde la flexibilidad, por la Universidad Distrital y en la metodología B-learning e e-learning o formación virtualizada con tutorías, se logrará desde cada Localidad tener acceso gratuito a la educación experta y profesional y acceso a procesos de formación en habilidades empresariales con apoyo de equipos de acompañamiento formado por estudiantes de últimos semestres de las universidades que desde la RSU respaldan esta iniciativa. Es la revolución de las capas medias hoy excluidas y en proceso de empobrecimiento por parte del modelo de fundamentalista de mercado que es insolidario y depredador, el nuevo, es solidario e incluyen al bienestar a las capas de trabajadores manuales e intelectuales que hacen la mayoría de la población del País y Bogotá. Desarrollo con rostro humano a la Colombiana. Todo en el marco del Acuerdo 489 de 2012 Plan Distrital de Desarrollo y la ley de regalías, Ley de Ciencia y tecnología y Plan Nacional de Desarrollo, es sólo voluntad política y social.


Y la Universidad Distrital para dónde va?

Por Gabriel Benavides La Universidad Distrital Francisco José de Caldas, el 24 de octubre abre nuevamente sus puertas a un ejercicio democrático que llama a la reflexión, pues es una institución académica que se la pasa todos los años en campañas y elecciones, desde épocas remotas cuando los gamonales, que aún siguen, utilizaban sus maquinarias al interior para alcanzar curules en el Concejo de Bogotá y apoyar a candidatos al Senado y a la Cámara de Representantes, buscando prebendas clientelares y burocráticas. Al contrario de lo esperado por el general de la ciudadanía, la Universidad Distrital no ha hecho nada por cambiar esas prácticas politiqueras y al contrario cada año o cada rectoría se empodera una nueva fuerza política al interior, y todos sus esfuerzos se enfilan al posicionamiento burocrático, dejando de lado la tarea primordial de la universidad como lo es el trabajo hacia la excelencia académica. Si uno visita las sedes de la Universidad Distrital, se encuentra con una Macarena en obra negra, están haciendo unas obras que debieron entregar en el mes de agosto y hasta el momento no hay visos de concluir, de igual forma las instalaciones de la facultad de artes, a pesar de ser un bello edificio, de patrimonio cultural y arquitectónico, está a punto de caerse; y así todas las sedes, tanto es así que hasta un grupo de estudiantes siguen tomando clases en un edificio alquilado, si alquilado a la Universidad Antonio Nariño, que vergüenza. Pero bueno, como se vienen elecciones todos aquellos que han sido los culpables de la actual situación enfilan baterías para tener un noveno de poder en el Consejo Superior Universitario y de está forma poder negociar dependencias o contratos con el rector, lastimosa y vergonzante costumbre que se presenta en esta universidad, que lejos de ser la universidad de Bogotá, está dando pasos gigantes para una intervención definitiva que la lleve a la liquidación (pensando con el deseo). Es bueno aclarar que la mayoría de los miembros de la comunidad universitaria son personas honestas y éticas, profesores, estudiantes y trabajadores que trabajan día tras día por el beneficio general, hombres y mujeres que quieren una universidad digna, decente y con el nivel académico que todos soñamos. Pero lastimosamente los que ostentan el poder, y no me refiero con esto a la rectoría están en la otra orilla, buscando sus beneficios personales, varios apartamentos, membresías en clubes privados, contratos millonarios pues la conciencia tiene un costo. Desde la época de Antanas Mockus ningún alcalde le ha querido “meter el diente” a esta institución, y es evidente el desgano que le tienen pues conocen las “mafias” que se mueven al interior; grupos de poder y presión que debaten y cuestionan todas las políticas provenientes de la administración distrital por el simple hecho que les ataca sus feudos, pues eso es lo que tienen muchos allí, unos feudos que manejan a su antojo y por ello es que la Universidad Distrital no es más que una sumatoria de intereses mezquinos. Con la llegada de Gustavo Petro a la Alcaldía de Bogotá y desde su programa de gobierno como en el discurso de posesión y posteriormente en el Plan de Desarrollo se propuso como meta la transformación de esta institución para ponerla al nivel de las mejores universidades y además convertirla en la institución educativa que favoreciera a los jóvenes provenientes de los estratos más bajos, apostándole con esto a la no segregación. Al parecer los pulsos internos y teniendo en cuenta que el Alcalde, a pesar de presidir el Consejo Superior Universitario es uno dentro de nueve miembros, pues la verdad no lo han dejado hacer mucho, y al interior de la universidad cuestionan todo lo que se anuncia con respecto a ésta, nuestra Universidad Distrital, la universidad de todos los bogotanos. Desde hace más de treinta años se viene anunciando una intervención que definitivamente liquidaría esta institución, pero siempre pesan más los cargos y los contratos que ofrecen en el Concejo de Bogotá que la honestidad y la ética. Como los amantes del poder, anquilosados en algunas dependencias y beneficiados por los dividendos que les entregan por sus complicidades aberrantes no permitirán que la universidad tenga un merecido viraje hacia la responsabilidad y honestidad, y siempre seguirán jugando los mismos que se benefician de estas acciones en estas contiendas electorales, pues la ciudadanía decente debe sentirse orgullosa que un hombre joven se atreva a lanzarse a este escenario y ser candidato para representar a los egresados en el Consejo Superior Universitario, un hombre que viene de las entrañas del Movimiento que llevo al actual alcalde de Bogotá a ocupar el segundo cargo más importante del país; Diego Rodriguez Karachas, acompaño a Gustavo Petro en la campaña y hoy lo acompaña en la Alcaldía liderando procesos de transformación social, Diego no es un político, es un hombre comprometido con la ciudad, con las clases menos favorecidas y con la academia. Bogotá necesita con urgencia una universidad que le de respuestas a las necesidades de sus jóvenes, una universidad que se comprometa con los ciudadanos a aportar desde la academia soluciones a las diferentes problemáticas en las que está sumida nuestra sociedad, por ello estoy seguro que la única posibilidad que tiene la ciudad y la Universidad Distrital Francisco José de Caldas es que los egresados acompañen y respalden la propuesta y postulación de Diego Rodríguez Karachas este 24 de octubre.

Progresistas  

Medio de comuniación del Movimiento Progresistas de Colombia

Advertisement