Issuu on Google+


Llenos de Tinta


Llenos de Tinta: Poesía desde Valencia Colección Nuestras Voces: Poesía N° 1 Compilación: Guillermo Flórez Montero y Carlos Quevedo Poetas: María Daniela Araujo, Fabio Padoan Delgado, Aquiles González, Mariana Ayala Ochoa, Guillermo Flórez Montero, Carlos Quevedo, Nastassja Palmiotto, Edison Durán Lucena, Rois Abreu y César Panza. 2013 Edición: Guillermo Flórez Montero Diagramación y Montaje: Carlos Quevedo Foto de las cubiertas: Mariana Ayala Ochoa Esta obra se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Artibución 4.0 Internacional: Usted es libre de: Compartir, copiar, distribuir, ejecutar y comunicar públicamente la obra reconociendo siempre los créditos del autor o licenciante. Contacto: poesiadesdevalencia@gmail.com Twitter | Facebook | Youtube issuu.com/poesiadesdevalencia


Llenos de Tinta POESÍA DESDE VALENCIA

Guillermo Flórez Montero Carlos Quevedo (Compiladores)


La tinta verde crea jardines, selvas, prados, follajes donde cantan las letras, palabras que son รกrboles, frases que son verdes constelaciones. OCTAVIO PAZ


MarĂ­a Daniela Araujo Caracas, 1989

@MariDani1


María Daniela Araujo

1

Soy una mala madre una puta que camina pariendo ideas las arranco de mí sin cuerpo rechazo sus sombras las dejo morir de hambre me piden leche y les lanzo agua fría agua de chorro, estancada me lloran con lágrimas de niño y las ignoro sin tregua con la sutil indiferencia de la repulsión ¡Soy una puta y qué importa! Se reúnen en las noches a quitarme las sábanas

13


Llenos de Tinta

a tumbarme del colchón suben todas indeseadas y deseosas arañas entre mis piernas Se desnudan de frío veo sus caras inocentes su súplica de atención . De golpe mis náuseas sedientas de autoconciencia de mi expresión de muñeca triste de mujer vejada hasta que vomito a ciegas líneas trémulas concebidas con sal y ardor.

14


María Daniela Araujo

2

Duermes en el vacío de mi lengua. Tu fe es la almohada donde mi mentira reposa "te quiero" - digo y voy pecando de pensamiento, palabra, obra y culpa el descaro a cuerpo entero tú sonríes creyéndome infamias dulces.

15


Llenos de Tinta

3

Tus manos mi boca ยกcon cuรกnta fragilidad me ahogo!

16


MarĂ­a Daniela Araujo

4

Preparar la mesa peinarse ofrendarle al espejo mi desnudez dejar que me subas la falda serĂŠ una maravillosa esposa(da).

17


Llenos de Tinta

5

Al subdesarrollo le estĂĄn naciendo hijos brotan chupan muerden tragan y la justicia tan inapetente cien aĂąos, aquĂ­, no se viven se pelean.

18


Fabio Padoan Delgado Valencia, 1989.

@fabiopadoan


Fabio Padoan Delgado

Ecuación diferencial

Hagamos una ecuación diferencial donde juntos derivemos, hasta eliminar toda constante arbitraria atravesada entre términos. Hagamos infinito el grado seamos variables dependientes para modelar entre los dos el fenómeno físico-químico que llamamos pasión.

21


Llenos de tinta

Fin de indigestión poética

Esta noche me siento con ganas de hablar de ti. Frente al monitor, viendo borroso, más allá de todo aquello. Aspiro del aire cercano una enfermedad palpitante posible se opacan los tonos de tu piel, desaparece toda traza del penetrante aire de la infancia fresca. ¡Me encuentro en una encrucijada! Tu mirada, pasea fotografiando cada recuerdo me rindo en preocupaciones silenciosas las horas pasan inertes sin sol en la ventana permanezco atento, muy atento… Esperando a ver si un buen día te asomas.

22


Fabio Padoan Delgado

Si mil lágrimas formaron un río

Tuviste todo lo que se me ofreció dar muerte como inicio del fin ácido mentiras sin culpa uniformada olvido con sonido a sonrisa vida en últimos segundos gélidos. Seré breve en esta carta, imagina que cada espacio en blanco es la representación de un abrazo. Quedo decepcionado diciendo hola y ciao. Vivo en una época de romanticismo olvidado de caballerosidad casi nula vale más la nada, la normalidad. La época del romance ya no existe, cursilerías baratas mujeres engañando hombres hombres engañando mujeres como lo fue en un principio, ahora y siempre.

23


Llenos de tinta

No habrá un mañana como el de hoy aún con medicina robótica o ciencia ficción lo único seguro es que habrá lágrimas de amor.

24


Fabio Padoan Delgado

Tengo tiempo

Tengo tiempo sin tiempo para ti, rebosando de años sin saber sin sentir ni vivir. Pienso oír de tu voz los días añorando despedir juntos cada noche. Tengo tiempo sin tiempo para ti doliendo menos pensarte en lugar de oír tu voz cada mañana. Reconozco invertir espacio en mis recuerdos obedeciendo razones estúpidas de los humanos. Tengo tiempo sin tiempo para ti

25


Llenos de tinta

ense帽ado a mi pluma c贸mo olvidar cada letra de tu nombre.

26


Aquiles Gonzรกlez Valencia, 1981

@AquilesTwitteo


Aquiles González

El sueño del poeta

Si quieres comerte el mundo camina con pasos voraces deja a un lado del camino esa pesada carga que no te deja ser tu mismo tus miedos tus complejos tus inseguridades tus incertidumbres de nada te valen, de nada te sirven, solo son lastres para tus pisadas así que invéntate para ti mismo un nuevo ser que sea el reflejo de todo aquello que realmente anhelas para ti mismo uno que intimide a quien te adverse y que haga temblar de deseo a toda bella mujer

29


Llenos de Tinta

que sea alcanzada por la potencia de tu sola presencia al fin y al cabo, amigo poeta, esa mentira que cosiste a tu medida y con la que te has vestido luego de caminar un tanto se harĂĄ verdadera y entonces cada pisada que des sobre el camino retumbarĂĄ sobre los oĂ­dos con toda la grandeza que tu nombre alcance.

30


Aquiles González

¿Y si no dejáramos nunca de ser niños?

¿Y si no dejáramos nunca de ser niños? ¿Y si nunca perdiéramos esa inocencia que destella sinceramente de sus rostros? ¿Y si nunca creciéramos en tamaño en comprensión, en ideas, en habla? Si tan solo nos bastara el balbuceo de torpes palabras que terminan en tibias babas cayendo sin pena, ni vergüenza, de nuestras bocas. ¡Que mundo tan diferente sería! Sin juicios ni prejuicios irracionales, las razas y las fronteras no existirían, ni los países tampoco, porque el mundo sería un solo patio de juegos abierto y disponible para todos, no existirían los gobiernos absurdos, no existirían ni los demócratas, ni los dictadores, ni tampoco la eterna y estúpida lucha entre la izquierda y la derecha,

31


Llenos de Tinta

¡Fuéramos libres de todo dogma y de todo ismo! La guerra más terrible que tuviera que sufrir el mundo entonces sería la de dos niños disputándose una golosina, la tristeza no sería algo más grande que dos lagrimas, un grito y un efímero moqueo. Si pudiéramos seguir siendo siempre niños la única sociedad que existiera fuera la de la inocencia y la bondad y probablemente el mundo fuera simplemente un mundo perfecto pero crecemos, y nada de esto sucede, y el mundo es, tal cual lo conocemos.

32


Aquiles González

A veces, solo a veces

A veces, solo a veces, me besa la esperanza de tus labios sonrientes y hacen tus ojos luminosos como soles las veces de una trampa que se cierra al mirarte y atrapan a mi alma con sus dulces fauces porque a veces, solo a veces, con tu candor me embriago y delira mi esperanza haciendo que mis muertas partes sueñen con tenerte. Y se repliegan mis fracasos y se despiertan mis letargos porque a veces, solo a veces, creo en lo imposible creo en el sueño de tenerte en que algún día, como hoy, como cualquiera,

33


Llenos de Tinta

como el más inesperado, tendré la oportunidad de poder ganarme tu amor para siempre… …pero a veces, solo a veces lo creo.

34


Aquiles González

Me matarás

Quiere matarme -pensémientras me apuntaba con su sonrisa.

35


Llenos de Tinta

Una choza también es poesía

…el lugar donde la tierra gira más despacio. Eugenio Montejo.

Una choza en medio del campo es viva poesía, porque erigida en la nada, sobre sí misma, sobre el pasmado verdor de la tierra se muestra clara y simple, sencilla, auténtica, sin pretensiones; así como también lo hace tu hermosa sonrisa.

36


Aquiles González

Una vez más

Te hallé en la cúspide de un cielo nocturno lleno de constelaciones lejanas, y como el astro que eres te mostraste ante mí inalcanzable, y como el deseo que veloz recorre el firmamento fuiste fugaz ante mis ojos. No fui capaz de tomarte con mis manos, pienso que no brinqué lo suficiente alto para hacerlo y quedé atrapado por las invisibles manos de este orbe que no me deja alzarme en vuelo. No poseo rosa a la cual cuidar ni mundo del cual ser su príncipe, así que sin anda que perder, tomaré una red y trataré de darle caza a un cometa para domarlo y usarlo de montura como si fuera un Pegaso, que vuela a través de los inexistentes mares de éter, y así, cabalgando entre las inmensidades de este vasto universo, espero poder encontrar de nuevo tu rastro, ese de flores luminosas que estallan en luz como si fuesen fuegos artificiales, para de esta manera llegar hasta ti y poder bañar mi vista con tu inmensurable belleza una vez más.

37


Llenos de Tinta

Sonoras ilusiones

a Daniela Bascopé No es la voz de un ángel pero cómo se le parece. Dulce brilla el perfume de tu voz, suave, suave se cuela, suave, suave se adentra y se adueña de este corazón. No existe razón, son solo efímeras ilusiones de 3 a 4 minutos de duración. Pero igual me pierdo y juego a saltar de nota en nota, a tratar de imitar tu melodía precisa, a volar de nube en nube con la esperanza de encontrar la dulzura de tu candor,

38


Aquiles Gonzรกlez

y se hace tu voz un eco tan profundo en mi mente que tus versos se repiten, inadvertidamente, en la cotidianidad de mi hacer y despierto .y decido volver a perderme

39


Mariana Ayala Ochoa Valencia, 1988


Mariana Ayala Ochoa

Esperar en calma

Por largo tiempo Los cielos rosados de mi calma han sido el techo tortuoso de tu desesperanza.

43


Llenos de tinta

Con–secuencia

Cuando de orden se trata‌ el cura se escapa. Al pan, pan y al vino, Chile.

44


Mariana Ayala Ochoa

A ciegas

Quisiera quedarme ciega y así escuchar mejor las tonterías que dices. Quisiera celebrar contigo que no estás conmigo llorar por ti en tu hombro reírnos de no estar juntos y una vez más querernos.

45


Llenos de tinta

Llenos de tinta

De algunos colores son los labios de la boca que escupe tinta. Llenas de tinta están sus armas, sus manos sus almas y sus dedos también cubiertos por el carboncillo del diario que escriben los sobre cuadros pintan estatuas y esculpen letras. Llenas están sus venas porque tinta es lo que sangre fue, lleva inspiración de las entrañas al corazón del corazón al cerebro del cerebro a los dedos y de ahí al papel. Y han de recordar los poetas que del polvo vienen,

46


Mariana Ayala Ochoa

que tinta son y en inmortales se convertirรกn.

47


Llenos de tinta

Inspiración

Si la inspiración no se crea ni se destruye entonces transformaré cualquier cara cualquier llanto cualquier risa en una brisa húmeda que hidrate mi sequía creativa.

48


Mariana Ayala Ochoa

Selva

Día y noche por igual, eterna sombra en tu corazón. Frondosas sombrillas y paraguas de largos tallos leñosos, te guardan del agua y del sol. Luz, solo en tus claros. Caminos que no van a ningún lugar, copas de las que no se puede beber, niños grandes que no saben hablar, hombres que se quieren adentrar sin poderlo lograr. Pulmón universal donde llueve sobre mojado en un suelo que jamás secará y la neblina es la perfecta guarida de tu belleza.

49


Llenos de tinta

Antes del amanecer

Desde el sofá lo vi y tú también. El mar bajó por la montaña, y nos empapó la lluvia de luz desde la ventana. Yo me congelaba y tú fuiste tibio como todas las veces tibio.

50


Guillermo Fl贸rez Montero Caicara del Orinoco, 1987

@gflorezm


Guillermo Fl贸rez Montero

Embriaguez I

La luz de luna no miente fue a mor a primera vista Tocaron mis ojos tus cabellos toc贸 mi espalda tu aliento a vino tinto tu luz tu silencio y tus palabras se abr铆an suaves con tus piernas traviesas.

53


Llenos de tinta

Embriaguez II

C贸mete los panecillos que est谩n sobre el mes贸n, Trae un poco m谩s de vino a la cama no tardes quiero oler tu voz.

54


Guillermo Fl贸rez Montero

Un poema que se funde

para Edda Armas Tu voz tenue y ligera se escucha entre el grave birimbao y la flauta wayuu estando a la espera del momento intimista El poema a piel de tus labios se funde se funde se mezcla con la alfombra gris la llama lo consume ah煤ma los cabellos se evapora llueven gotas que son letras y escriben todo con el poema que se funde.

55


Llenos de tinta

“Es agotador el odio.” CARLOS QUEVEDO Poeta quizás sea más fácil si dejaras de soñar, vive lo que te queda no aspires estás saturado amor - odio empalagan Córtate la lengua no sientas lo dulce ni lo amargo acaba de vivir en la absurda neutralidad.

56


Guillermo Fl贸rez Montero

Introspecci贸n

I As铆 funciona miras hacia adentro y exploras siempre hay algo desconocido aunque lo mires muchas veces.

57


Llenos de tinta

II Chocas contra un muro te rompes un labio sangre dulce corre por tu mejilla el labio rojo sangrante como tu coraz贸n se hincha y late.

58


Guillermo Fl贸rez Montero

III El labio sana solo te golpeaste por so帽ar despierto tu coraz贸n hinchado late sangrando y no sana nunca sana.

59


Llenos de tinta

Mama Trina

“Solo llevamos lo que el alma atrapa” EDDA ARMAS Cuando te fuiste lo comprendí Solo llevamos lo que el alma atrapa diez años después aún te siento mecer mi hamaca en el último instante antes de caer dormido.

60


Guillermo Flórez Montero

Mundo Impresionista

Verde con gotas de cristal en tonos dulces claros y naturales gotas de rocío dulces como un beso como tu beso Verde de un sueño naturaleza y vida, azul de cielo y alma Como un cuadro impresionista luz y pinceladas gruesas tu mundo, mi mundo Gotas de rocío tus ojos, son lágrimas de felicidad.

61


Llenos de tinta

Contornos

a María Daniela Mendoza Si me piden describirte diría: Vacilante y de contornos suaves como un retrato en carboncillo La belleza reside en la perspectiva o en una dulce sonrisa fugaz y ligera La perfección no se busca en el trazo ni en la luz o el balance sino más bien en el hecho de saber que ese contorno ligero eres tú.

62


Carlos Quevedo Arteaga Puerto Cabello, 1986.

@cquevedoa


Carlos Quevedo Arteaga

Humo

Cierro los ojos y soy humo entrando a mis pulmones alcanzo cada alvéolo empaño todas las superficies me abro paso por caminos rojos hasta los centros nerviosos le gano la batalla a todos los ligandos me abandero más tiempo del necesario hasta degradarme sé te prometí dejar de fumar como tú me prometiste dar una vuelta y volver y no lo hiciste.

65


Llenos de tinta

Superhéroes

Estarse arriba ser aves aviones superhéroes dejarse fluir una pluma una nube un diente de león todo le da igual al viento.

66


Carlos Quevedo Arteaga

CortĂĄzar

He dado vueltas alrededor de los mismos caminos de trinitarias fucsias moradas rojas y blancas que llueven sobre grama siempreverde alrededor de miradas y sonrisas vencidas encuentros y reencuentros como un orbital imperfecto de tiempo y espacio te lo dirĂŠ una vez, CortĂĄzar: no existe tal cosa como parques alejados del recuerdo.

67


Llenos de tinta

18

“Cuando todo lo mío se derrumbe algún pedazo acabará dándote a ti.” RAY LORIGA

Me dejaste construir castillos de naipes pequeñas casas amarillas en prados colgadas de las nubes sobre tu piel ahora

viene el viento

ahora

intentas escapar.

68


Carlos Quevedo Arteaga

Fonema consonĂĄntico fricativo interdental sordo

C (o supe) que para volver a tenerte debĂ­a recorrer cada fotograma en reversa y desconocerte.

69


Llenos de tinta

Tots els dies i totes les nits

Sucumbo ante tu cielo rosado en calma a tu lluvia de caracoles morados a tu risa que vibra en tu imperio de gracia me rindo ante tus encantos sutiles atajos terrenales de tu pasi贸n de lava cedo ante tus caminos lunares a tu cauce de hierbabuena a tu tacto de nubes fr铆as me sumerjo en tu mar de cabellos negros caigo desarmado en el precipicio de tus senos

70


Carlos Quevedo Arteaga

hacia tu ombligo me vierto -dĂ­a y nochesobre el mundo abismal de tus frases atadas en tus plazas desiertas y parques prohibidos.

71


Llenos de tinta

Núcleo accumbens

“Saltando en la arena como un pez” PROYEKTO AURA Tal vez sí sea un adicto fíjate la cantidad de años que tuvieron que pasar para que al menos rasgara sobre la posibilidad de que mi núcleo accumbens se alimente de sí mismo mas ahora aquí me encuentro palpando el frío borde de la cama sin rem ni otras fases del sueño y me pregunto si esta barba que me he dejado crecer me disimula las ansiedades.

72


Nastassja Palmiotto Puerto Ordaz, 1988.

@natypalmiotto


Nastassja Palmiotto

Ella lo tiene todo

Ella lo tiene todo, yo en cambio, no tengo nada que ofrecer jamás saldremos al campo con mis abuelos, no estaremos junto a mis padres en Navidad, hablare de mi hermana sin cesar pero nunca la conocerás. Las fotos son escasas, apenas lograré mostrarte parte de lo que fui, eso que tanto recuerdo, pero que al mundo se le olvido [anotar. Con cierta astucia me presentaré siempre interesante para que no te aburras de pensar que no tengo matices solo porque tengo débiles raíces. No tengo grandes propiedades, se perdieron todas entre las noches de juegos de azar, como esas en que sentía tu mano rodearme. Aquí las cosas nunca mejoran, eso lo sabes.

75


Llenos de tinta

En cambio ella, es un mundo de múltiples escenarios, otorgándote la estabilidad que yo no puedo, ni quiero dar. ¿Amigos? me agradan los tuyos que son los míos, pues los de ella que también son tuyos serán difíciles de adorar. Mientras tanto, sigo viéndote de lejos, es que me gustas así, ordinariamente tú, sin la estabilidad, sin la promesa de amarme, sin que puedas acariciarme, una buena decisión elegirla aunque al final el tiempo no jugó a tu favor. Nunca más ella, tú y yo ahora sola ella, ahora solo tú, ahora sola yo.

76


Nastassja Palmiotto

Tus puntos y mis comas

Esa fue tu oportunidad, creí querías besar mis labios tocar mis piernas acariciar mi piel despertar junto a mis cabellos ser mi pequeño secreto contarle al mundo a gritos sin nadie alrededor. Si, nunca has sido parte de mis días no serás mi amigo ni yo tu amiga. Ese, era el pedacito de vida que quería compartir contigo pues ya no me quedan puestos vacantes por ofrecer; quería aferrarte a mi especialidad y no a mi cotidianidad, quería enseñarte de lo que hubiese sido capaz. Si la suerte de adolescente me hubiese acompañado. Por una sola vez, quería despertar a tu lado.

77


Llenos de tinta

Él no lo recuerda

Él no lo recuerda, no me recuerda, no que temblaban sus manos, no que se entrecortaba su risa, que me tomó del brazo y me besó mientras se lamentaba. De pronto no lo recuerdo, él no se recuerda a sí mismo, que no quería soltarme, y que conmigo la luna dio sobre nuestras cabezas, miré hacía ella y pedí un deseo, aunque ya no lo recuerdo. Pero si recuerdo haber tratado de huir, haciéndose imposible al final, así, él olvidó una vez más, y yo terminé en un cuarto ocupado de dudas y emergente distancia.

78


Nastassja Palmiotto

Olvídame

El olvido no trae consigo la redención hacia la felicidad, recuerdos sobre ti. Tus manos y tu mirada ya no existen. pero eso no sirve, no dejo de pertenecer a alguien que mi nuevo cuerpo con kilos de mas no conoce, ese alguien que mi nueva vida de trabajo y sacrificio no [conoce, algún alguien que mis sueños hechos realidad desconocen sin poder, sin querer, sin sentir, solo imaginar; hasta que te presentes por días, por horas, por minutos como sueles hacer.

79


Llenos de tinta

Otro día más

A mamá. Noche tras noche tras noche, los días se me van no se bien que día sea hoy, pero ha sido un desperdicio. Todo el día de un lado a otro construyendo un futuro, no contando con el presente, sin hablar con mamá, sin recordar que allá afuera está un papá; sin sentir la mano que me pudiera estar tocando, los amigos con los que debería estar riendo. Solo junto al que juega a ser papá y se sienta a contarme de su papá, de la que juega a ser adulta porque nunca se sentaron a contarle como era tener uno, ella juega porque su mamá no sabía contar cuentos, la mía si y hoy no he podido escucharlos, trataba de fabricarme un después y yo uno a ella, ¿Qué tanto vale la pena esta distancia?

80


Nastassja Palmiotto

¿Qué tanto podemos llegar a tener que cubra lo que [ahora nos falta? ¿Qué tanto falta como para negar tenernos la una a la otra, mi Cariba del alma?

81


Edison Durรกn Lucena Valencia, 1983.

@edisondl


Edison Durán Lucena

Pintura

De la mano en puente convertida entre el mundo de lo sutil y lo evidente, las por sílabas así constituidas emergen a raudales con fuerza estridente. La ilusión es convocada a su nacimiento profundo anhelan del hombre tocar, su corazón en cómplice consentimiento y quizás así el mundo poder cambiar. Ardientes llamas al cielo se yerguen unas al alma iluminan con maestría ¿Cómo entonces algunas se pierden en páginas grises y repisas sombrías? Dichosos aquellos que dibujen mundos de ensueño pintados de poesía

85


Llenos de tinta

Cirio

En un mundo de nadie alejado repleto de entes y de almas ausentes uno de ellos partió desvariado a buscar exiliado la calma recurrente. Alto al firmamento dirige su mirada quiere de sus tesoros descifrar un destino ignorando que de él la verdad deseada sigue indiferente sin desviar su camino. A su búsqueda permanece expectante dejado por temores y por otros martirios ¿por qué no habría de seguir adelante si solo al final se encuentra su Cirio? Guiado por fugaces deseos anhelantes prosigue su andar colmado de delirios.

86


Edison Durán Lucena

Desquijotes

En la oscuridad erigen los altares de dioses olvidados y de toros alados, su razón se perdió en lejanos parajes donde los miedos fueron olvidados. Profanando los templos imposibles blanden su espada de ilusiones venciendo a gigantes invisibles conspirando utópicas reacciones. Hidalgos caballeros trastocados herederos del mundo y su rechazo invocan sus poderes reciclados soportando otra carga del mazo soñando otro cielo mejorado alcanzan al destino otro paso.

87


Llenos de tinta

Deber-es

¿Cómo si con avanzados instrumentos podemos ver al otro lado del infinito no logremos salvar del tormento a los que sufren aquí mismito? ¿Como si con refinados elementos podemos percibir del mundo lo invisible no podamos entonces evitar el sufrimiento de para quienes la justicia no es extensible? Deber es del ser inteligente dotado de talentos y conocimientos a ser también fuerte moralmente actuando análogo a sus pensamientos. Librando abstractas batallas en la mente también ha de hacerlo en su espacio y tiempo no existiendo cual vacío indiferente del grito estridente que se ahoga en el viento.

88


Edison Durán Lucena

Caída

La lluvia está triste ya no quiere volver a caer esclava al tiempo resiste sabiendo que a él habrá de ceder Negarse a su destino insiste de su trono no quiere descender pero inevitable a su muerte razón existe habrá ella el alma humedecer La lluvia está triste ya no quiere volver a caer pero suntuoso su corazón insiste imaginando para sí otro ser en ella solo el deseo persiste de volver a ese lugar fuera del ayer.

89


Llenos de tinta

Ciego

Ya no suenan las risas en el cielo al rosal le quitaron sus colores, los sombreros entierran el anhelo sembrando un futuro de dolores. ¡Tuyo es este volcán domesticado! él sin ti ha perdido el aliento, porque en este planeta desolado solo abunda fértil el lamento. ¿Acaso era tan cruel este mundo que forjas en la muerte un refugio, renunciando a cambiar su rumbo y dejando detrás otro diluvio?... porque ya ver las estrellas no ruego, porque ya a lo esencial he quedado ciego.

90


Edison Durán Lucena

Browniano

Vacilantes sus pasos se retuercen la suerte lo inclina hacia delante oscilando en su pensar divagante, tropezando su andar no fenece. Impulsado por fuerzas invisibles que solo un genio podría descifrar suspendido en las mareas risibles Encontrando puerto en ningún lugar. Uno o dos o tres han de venir, de un lado y del otro saldrán, los golpes que su rumbo han de unir dándole trayectoria de fractal. Incesante esclavo del sentir ya anhela parar, solo amar.

91


Llenos de tinta

Resonancia

Solitarios y complejos sistemas que al azar habría de juntar, vaivenes de emociones supremas comenzarían juntas a oscilar. Pequeños deseos en fase cuan extraña nota harían cantar, con un coro de dulces bellas frases hasta amor le habrían podido llamar. Pero la amplitud cedió a la distancia no obstante del placentero vibrar, caricias convertidas en elegancia cuál fácil se habrían de olvidar. Desilusiones acabaron el ansia se diluyó la dulce resonancia.

92


Edison Durán Lucena

Uni-verso

Librado del capullo como oruga al alba contemplo con gran esfuerzo, nadie intente contener la fuga que el derecho a sentir ejerzo. Del mundo buscaré su esencia no importa lo que diga el viento, de él ya no aspiro su sapiencia sino aquello que cela al tiempo. Miro esta creación sin terminar desde la paz del sabio inmerso, qué importa el mucho caminar cada paso valdrá el esfuerzo porque allí estará la tortuga debajo al final del Universo.

93


Llenos de tinta

Addendum

Es hora que a las รกnimas despida y versos salden mi deuda de dolor, que esta fuga de lรกgrimas impida y le devuelvan al mundo su color. Es hora de volver al rojo ruedo y afrontar de la vida sus presiones, solo estar a mayor altura ruego y no beber sus falsas ilusiones. El golpe ha perdido su inercia ya casi al alma se detiene a mirar, de nuevo lo que el mundo desprecia pero que desean todos encontrar, la belleza que se esconde necia y que alguna vez sale a jugar.

94


Rois Abreu Puerto Cabello, 1988.

@rois_rois


Rois Abreu

Grito

Tú, grita por ella Tú, grita por ella Yo grito por mí por ti

Tú, grita por ella.

97


Llenos de tinta

CafĂŠ como mi cuerpo caramelo toca tu lengua baja por tu garganta quema dentro Su aroma te excita impregna tus cortinas en espirales [humeantes de cigarro pincela trazos de sabor -mi saboren tus labios

un respiro.

98


Rois Abreu

Ius+2lts

Manifiesto tu amor an贸nimo impugno el silencio que asecha tu mirada protesto por ti por m铆 -para codificar tus palabras legislar en tu interior coronarme monarca autoritariaBeso tu fantasma leo nuestro gui贸n enjuicio tu laberinto -para gravar tus hombros enajenar mi sonrisa exiliar nuestro errorSanciono al destino descentralizo mi dependencia [sobre tratados empolvados -para decretar mi libertad-

99


Llenos de tinta

Te recuerdo amor, te recuerdo pero hay que dejar a los muertos, muertos. Dejar de alumbrarlos con velas, hay que poner montículos de sal en las esquinas de la habitación -la sal también espanta [recuerdosy si pasa los poros de la piel, quema y te despierta. Hay que dejar a los astros su luminiscencia, allá lejos, en el alto cielo nocturno. Y si las luces y el metal no me llevan, y mi garganta en candela traga vidrios, juro que el gallo no cantará, su canto, se quedará con mi olvido.

100


Rois Abreu

Sal

El agua con sal todo lo lava, hago pues un cĂ­rculo de sal y te alejo. Sal, de mi vida Sal, purifica mi herida Sal, que arda que queme Sal, que se funda con llantos. Sal de (mi) mar Sal-muera. Usted.

101


Llenos de tinta

102


CĂŠsar Panza Valencia, 1987.


César Panza

Paso

De mí no digo árbol aunque las manos de mis padres sean agua y tierra Aquí no sé de un sol verde el rocío no es el alivio de la mañana, a mí no me lava la lluvia, ni me bailan las frutas que se van de viaje. Y si no viene el viento con sus bichos faltarán las palabras de color y aroma las alfombras al salir de casa. Pero cuando venga un día el rayo me caeré hecho palo me daré de comida a los bichos y así decir, al fin, pájaro.

105


Llenos de tinta

De qué modo te enseña tu hechura, se retuerce la bóveda de nubes y baja el espejo un río negro, ahí tú, barro y agua, corriendo. De qué modo te encuentras a ti mismo, en lo oscuro, la caída y el ruido en el encierro húmedo de un zapato, todo de aire, entre agua y barro. Entonces malditas las manos que te hacen camino con su desdén y cegado te bates contra mí abrazándome con frío y hedor, me busco fuego en el aliento y miro al cielo y miro al río y soy yo.

106


César Panza

Dolor

Un halo de blanco y el olor a yodo serán siempre el anuncio de un ángel que desciende contra el sabor metálico de la fiebre, los baños tibios, el fracaso del alcohol sobre la frente enfriando las noches. Pero hay días en donde no baja nadie, y solo queda la limpieza temblando, cediendo a la invasión del mundo.

107


Llenos de tinta

¿Será posible no tener paciencia, no aprender de la naturaleza a tenerla, a tener paciencia viendo cómo aparece silenciosamente el trigo, crecer las cosas? V. VAN GOGH

Cuando bajaste a emprender el viaje ya estaba pensado que en tu pecho se agitasen aguas y aceites para nombrar el azar de tu llegada, con la mirada arriba, la comba y un abrirse paso en el suelo. Aún bajo el sol las jornadas y la sed hicieron del brote un trazo saliendo de una vasija de barro y grietas mojada con tu sudor y el atavío asopado. Es tiempo, vuelve tus pasos al dibujar el golpe del viento a tus hojas en un cuerpo.

108


César Panza

Carta a tío Conejo

Si el río abriese los ojos qué viera cuando enclaustrado se halle profundo, cuando consigo mismo y la piedra resuene su vaivén y su caída. Qué sería de él si de un salto su cauce fuese el tallo de una mata y adormilado se haga flor y fruta o el llanto nocturno de las hojas. Viene el río que solo y en lo oscuro se escuchó estruendo a sí mismo, luego siendo la ternura de un árbol con la tierra y con el día. Dime, qué le dirías sabio si pregunta a dónde voy yo, si soy el que soy.

109


Llenos de tinta

a María y a David, esposos

Cuando no pude más que enamorarme Dios olvidó el destino, su poder, en casa, con sus lentes y el teléfono, ya era muy tarde cuando le avisaron, porque nada vio, ni los chocolates. Y encomendó al color y a los prejuicios la cura y limpieza de su desliz. Olvidó también, y se le perdona, que no se debe confiar en los Hombres. Tanto tuvo qué hacer en esos días que me cansé de esperar castigo por el descuido y decidí que el rayo nos abrasara ahora a los dos juntos. Cuando Él duerme, yo te pido perdón.

110


César Panza

En el burro que vive en el solar quedan cuentos del color de su pelo, los bailes de cuando tenía dientes y la sorna del trabajo un domingo. Guindando aun relentecen sus pasos cuando solo el azúcar de las flores lo curaban del mundo sobre el lomo, el camino y la noche que cae de golpe en su frente como el silencio del perro que se fue con las culebras y lo dejó solo y siempre cansado. Qué tanto habrá en esos ojos ciegos y en esas pezuñas sin herrumbre, que no atino a comprender sus pasos.

111


Llenos de tinta

Origami

Las arrugas y las imperfecciones del papel se arrastran [hasta el final y doblez y vuelta y se tantean las paredes para abrir otra habitaci贸n a oscuras. Un poco se rompen las manos que palidecen y se pliegan hacia el sitio donde est茅 al fin una forma que brille.

112


César Panza

Al sauce y al arroyo, mis padres Abre los ojos y ahí está el río abrazándole con sus anchos meandros Cuando intentando levantar el agua El remanso le espera, y el ahogo. Salta tomando una raíz que nada y arriba se encuentra con ese árbol que se quita la copa y lo saluda, alfombrándole el pie con sombra verde. Solos vivían los dos en la noche, El que alto apuntaba al cielo cantaba mientras el otro al mar se iba durmiendo. A sus pasos le siguen como oyendo estrellas, con agua para su cuerpo, con colcha de hojas para su sueño.

113


Llenos de tinta

Aguas

Yo que viví en un arrecife Sólo conservo de él un reflejo Tocarme los bolsillos cuando me bajo de un pez Aunque llenos solo de agua Con la esperanza de haber perdido una miseria Me voy alejando de é l y a h o g á n d o m e en mí

114


Poetas María Daniela Araujo Nació en Caracas, en 1989. Reside en San Diego, Carabobo. Licenciada en Comunicación Social por la Universidad Arturo Michelena, poeta y escritora. Cursó el Diplomado en Narrativas Contemporáneas de la Universidad Católica Andrés Bello y la Fundación ICREA. Ha participado en varios recitales de poesía organizados por el colectivo Poesía desde Valencia. Fabio Padoan Delgado Nació en Valencia, en 1989. Cursa estudios de Ingeniería Eléctrica en la Universidad de Carabobo. Participó en el taller de Literatura La Letra Voladora de Laura Antillano desde 2008 al 2011. Ha participado en diversos recitales a nivel regional y vía internet. Es coautor del libro Antología: Taller de Escritura Creativa de La Letra Voladora 2007 – 2009. Aquiles González Nació en Valencia, en 1981. Poeta y Licenciado en Física. Reside en Mérida. Es responsable de la creación del Colectivo Poesía desde Valencia y del evento Atentado Poético Venezuela. Participó en el Taller de Poesía de la Facultad de Ciencias y Tecnología de Universidad de Carabobo, dictado por Luis Alberto Angulo en 2009. Facilitó el taller de Poesía para Jóvenes en el Colegio Juan XXIII - Valencia, desde 2010 hasta 2012. Actualmente es miembro del colectivo Los Desclowntrolados y el Colectivo Cualquier Calle Galería. Ha participado en


recitales a nivel nacional y vía internet. Autor de la plaquette A mí también me da por Mariana (Poesía desde Valencia, 2012). Mariana Ayala Ochoa Nació en Valencia, en 1988. Licenciada en Biología por la Universidad de Carabobo, poeta y fotógrafa. Participó en el Taller de Poesía de la Facultad de Ciencias y Tecnología de Universidad de Carabobo, dictado por Luis Alberto Angulo, en 2009. Ha participado en recitales organizados por Poesía desde Valencia y en diversas exposiciones fotográficas en el Centro Cultural Eladio Alemán Sucre y en la Universidad de Carabobo. Autora del libro de fotografía Rancho Grande (2009). Guillermo Flórez Montero Nació en Caicara del Orinoco, en 1987. Reside en Naguanagua desde 2003. Licenciado en Biología por la Universidad de Carabobo y poeta. Participó en el Taller de Poesía de la Facultad de Ciencias y Tecnología de Universidad de Carabobo, dictado por Luis Alberto Angulo, en 2009 y en las I Jornadas de Creación Literaria de la Universidad de Carabobo. Ha participado en diversos recitales a nivel regional y vía internet. Autor de la plaquette Antiguas Maneras (Poesía desde Valencia, 2012). Actualmente es profesor en la Universidad Arturo Michelena. Carlos Quevedo Arteaga Nació en Puerto Cabello, en 1986. Licenciado en Biología, por la Universidad de Carabobo, poeta y narrador. Cursó


varios talleres literarios con el poeta Luis Alberto Angulo, y los escritores Antonio López Ortega y Guillermo Bustamante. Ha participado en recitales a nivel nacional, incluyendo lecturas de cuentos en el I Encuentro Literario de la Universidad Bicentenaria de Aragua y las IV Jornadas de Creación Literaria de la Universidad de Carabobo. Desde 2011 se desempeña como redactor en la fanzine web Ácracia pour les porcs. En autor de los poemarios: Muerte y Vida (2009), Océanos (2011), Mariana, el número imaginario (2012), y las plaquettes: Zoo (2011) Órbitas (Poesía desde Valencia, 2012), El tiempo (2012) 9 songs (2013) y Fonemas (2013). Nastassja Palmiotto Nació en Puerto Ordaz, en 1988. Reside en Valencia. Abogada, por la Universidad de Carabobo. Cursó estudios de Posgrado en Derecho Laboral en la Universidad José Antonio Páez. Ha participado en recitales de poesía organizados por el colectivo Poesía desde Valencia. Es activista en materia de Derechos Humanos. Edison Durán Lucena Nació en Valencia, en 1983. Licenciado en Física y poeta. Cursó estudios de Maestría en Física Teórica en la Universidad Central de Venezuela, así como estudios en Astronomía y Astrofísica en la Universidad de Michigan EUA. Ha participado en recitales de poesía organizados por Poesía desde Valencia. Actualmente es Director General de la ONG Fundación Movimiento por la Calidad del Agua.


Rois Abreu Nació en Puerto Cabello, en 1988. Reside en Mérida. Promotora cultural, poeta, y estudiante del último año de Derecho en la Universidad de Los Andes. Fue integrante de la Cantoría Juvenil de Mérida. Autora de las plaquettes Invocando no invocar (2011) para El Caracol de Espuma y Todo pasa (Poesía desde Valencia, 2012). Ha participado en encuentros literarios en los que destacan la 8va y 9na edición del Festival Mundial de Poesía, IV Jornadas de Creación Literaria de la Universidad de Carabobo, y el II Festival de Poesía de Maracaibo. César Panza Nació en Valencia, en 1987. Licenciado en Matemática por la Universidad de Carabobo, poeta y músico. Ha participado en algunos de los Talleres de Poesía en el Departamento de Literatura de la Dirección de Cultura de la UC. Participó en el X Encuentro Internacional de Poesía de la Universidad de Carabobo. Es uno de los fundadores de la revista "La Fulana Vaca" y actual miembro de la Zona Temporalmente Autónoma "Onza, Tigre y León" donde se encarga de la edición del fanzine "Schrödinger".


Índice María Daniela Araujo .............................................................. 11 1 .............................................................................................. 13 2 .............................................................................................. 15 3 .............................................................................................. 16 4 .............................................................................................. 17 5 .............................................................................................. 18 Fabio Padoan Delgado ........................................................... 19 Ecuación diferencial ............................................................ 21 Fin de indigestión poética................................................... 22 Si mil lágrimas formaron un río ......................................... 23 Tengo tiempo ....................................................................... 25 Aquiles González..................................................................... 27 El sueño del poeta ............................................................... 29 ¿Y si no dejáramos nunca de ser niños? ........................... 31 A veces, solo a veces ........................................................... 33 Me matarás ............................................................................ 35 Una choza también es poesía ............................................. 36 Una vez más.......................................................................... 37 Sonoras ilusiones.................................................................. 38 Mariana Ayala Ochoa.............................................................. 41 Esperar en calma .................................................................. 43 Con–secuencia ...................................................................... 44 A ciegas .................................................................................. 45 Llenos de tinta ...................................................................... 46 Inspiración ............................................................................ 48 Selva ....................................................................................... 49


Antes del amanecer.............................................................. 50 Guillermo Flórez Montero .................................................... 51 Embriaguez I ........................................................................ 53 Embriaguez II ...................................................................... 54 Un poema que se funde ...................................................... 55 “Es agotador el odio.”......................................................... 56 Introspección ........................................................................ 57 I ..........................................................................................57 II.........................................................................................58 III .......................................................................................59 Contornos ............................................................................. 62 Carlos Quevedo ....................................................................... 63 Humo ..................................................................................... 65 Superhéroes .......................................................................... 66 Cortázar ................................................................................. 67 18 ............................................................................................ 68 Fonema consonántico fricativo interdental sordo.......... 69 Tots els dies i totes les nits ................................................. 70 Adicto ............................... ¡Error! Marcador no definido. Nastassja Palmiotto ................................................................. 73 Ella lo tiene todo .................................................................. 75 Tus puntos y mis comas ..................................................... 77 Él no lo recuerda.................................................................. 78 Olvídame ............................................................................... 79 Otro día más ......................................................................... 80 Edison Durán Lucena............................................................. 83 Pintura ................................................................................... 85 Cirio ....................................................................................... 86


Desquijotes ........................................................................... 87 Deber-es ................................................................................ 88 Caída ...................................................................................... 89 Ciego ...................................................................................... 90 Browniano ............................................................................. 91 Resonancia ............................................................................ 92 Uni-verso ............................................................................... 93 Addendum ............................................................................ 94 Rois Abreu ................................................................................ 95 Grito....................................................................................... 97 Café como mi cuerpo .......................................................... 98 Ius+2lts.................................................................................. 99 Te recuerdo amor, te recuerdo ........................................100 Sal .........................................................................................101 César Panza ............................................................................ 103 Paso ......................................................................................105 De qué modo te enseña tu hechura, ...............................106 Dolor....................................................................................107 Cuando bajaste a emprender el viaje...............................108 Carta a tío Conejo ..............................................................109 Cuando no pude más que enamorarme .........................110 En el burro que vive en el solar .......................................111 Origami ................................................................................112 Abre los ojos y ahí está el río ...........................................113 Aguas ...................................................................................114



Llenos de Tinta - Poesía desde Valencia