Issuu on Google+


digresión: recuerdo haber visto, alguna vez, su cara la vista en perspectiva y la vista en prospectiva donde lo mirado se solidifica con notoria objetividad desde lo alto, obedece a unas ansias de dominar de vigilar de ser un panóptico o por más útil que sea esta planificación de la trayectoria una huella en lugar de los actos y una reliquia y el signo de su desaparición por pertenecer a una clase media porteña por la sucesión de situaciones que transitamos por la forma de vincularnos entre nosotros creando lazos precarios y fríos la superabundancia pareciera traducirse en falta y en ausencia

de manera que su vuelta al caos

no se puede definir porque se va por la tangente

no se puede en su obsesión por la no interferencia

del consumo versus la fuga y resistencia

tal cual a la idea de abandonarse

eso le pasa

eso y lo de sentirlo en el cuerpo

aún en la intemperie, aún en nuestras casas

-

la figura que veo desaparecer no sólo expone

la fragilidad de los límites entre el interior y el exterior

sino de la propiedad privada en general, y del cuerpo humano

así es la vida

pero la vida no es así, nosotros la llevamos para ese lado

de la ciudad, entonces la totalidad está perdida para siempre

encuentro mis límites en él y en los bordes

-

humano, órgano por órgano, luego de ser herido

las modificaciones que sufre el cuerpo

*** Sol Echavarría nació en Buenos Aires en 1983. Licenciada en Letras (UBA). Escribe poesía y narrativa. Dirige y co-edita la revista literaria No Retornable (www.no-retornable.com.ar), además colabora en otras revistas. Publicó Balneario (2006) y otros yuyos. Administra el blog: mataralgato.blogspot.com

-

de su recuerdo, esto es, su recuerdo

en el ambiente

visto desde la trasgresión

la formulación de un enigma: la desaparición

ahogándose como él, con una piedra gris en el fondo del agua, sumergido

pensé: su materia gris sobre la sábana gris, hundiéndose en el colchón,

no fui forzada a hacer nada

-

podría dejar de pensar, ni por un segundo

una autopista, una ruta, él es un motociclista californiano

a mí nadie me arrastró, no me violaron

no hubo caso, cómo podría alguien morir si ni siquiera

su vida es, entonces, una carretera y una road movie


PLUP :: Sol Echevarría