Issuu on Google+

Asociació n de madres y padres de alumnos

EL BALLET Boletı́n nº 20

Zaragoza, junio 2013

Conservatorio Municipal Profesional de Danza de Zaragoza 1

Fotografía: Mónica Lou


JUNTA DIRECTIVA A.P.A.: Presidenta: Pilar San José Vicepresidenta: Celia Pascual Tesorero: Raúl Bruna Secretaria: Celia Pascual

DIRECCIÓN: Rafael Fernández DANZA CLÁSICA: Blanca Álvarez Mª José Casas Silvia Gonzalvo Nuria Pardo Alejandro Siveroni Ramón Taulé Ruth Vaquerizo REPERTORIO: Blanca Álvarez Silvia Gonzalvo Alejandro Siveroni DANZA ESPAÑOLA: Ángeles Rullán D. CONTEMPORÁNEA Alejandro Siveroni INTERPRETACIÓN: Rafael Blanca PREPARACIÓN FÍSICA: Elena Sánchez ANATOMÍA: Elena Sánchez HISTORIA DE LA DANZA: Loreto Garza MÚSICA: Ludmila Mercerón FOLCLORE: Jesús Rubio PIANISTAS: José María Callejero Rafael Fernández Cecilia Isiegas Jaime López Carmelo Pueyo Adolfo Ramiro ADMINISTRACIÓN: Margarita Esteban PERSONAL DE SERVICIOS: Rafael Arranz Manuel Cantín

CONSEJO ESCOLAR: Ayuntamiento: Pilar Ereza Dirección: Rafael Fernández Secretario: Alejandro Siveroni Profesores: Mª José Casas Silvia Gonzalvo Jaime López Personal de Servicios: Rafael Arranz Manuel Cantín Alumnos: Brenda Tena Padres: Pilar San José

FACEBOOK DEL CONSERVATORIO: h ps://www.facebook.com/pages/Conservatorio -Municipal-Profesional-de-Danza-deZaragoza/400568026638881

BLOG DEL CONSERVATORIO: h p://conservatoriodanzaragoza.blogspot.com.es

E-MAIL A.P.A.: apadanzaconservatorio@gmail.com

DISEÑO DISE O Y MAQUETACIÓN MAQUETACI N : Pilar San José Alagón Fotografía: otografía: Mónica Lou 2


LA FOTO Por Rafael Fernández Román (Director del Conservatorio Profesional Municipal de Danza de Zaragoza) dos alumnos que comenzaron hacía la ra de empo, al “estrellato”. Pero vista desde dentro, es eso y más. Tanto más que es impensable pensarlo en su totalidad, y como en los documentales de la TV2, nos enteramos que las cosas –el universo, las guerras medievales, los jaguares y los quarks- son más fruto del azar, el oportunismo, la coincidencia, la suerte, y eso sí: el empeño. Y en el medio ha habido actuaciones, aprobados, suspensos (inevitable en un sistema educa vo montado así), pérdidas, viajes fuera de nuestro centro, exhibiciones, audiciones…, y como Fabrizio del Dongo, en la “Cartuja de Parma” caos sin saber si Waterloo supone algo, mucho, poco o nada: éxito o fracaso. Y mientras tanto, una foto, la de un exalumno nuestro, ahora en una gran escuela londinense, que en medio de su Waterloo, -o de su Xanadú, nunca se sabe-, aparece con una chica, ella, con su mano posada en el pecho de él, mirando ambos, al fotógrafo, -en verdad, a nosotros -, felices, plácidos y sonrientes… en medio de la “pirámide”. Gracias Rafael Fernádez

No hace mucho, apenas un mes o poco más antes de que leas esto, una periodista, de un medio informa vo digital, me manifestaba su asombro ante los pocos alumnos que terminaban los estudios de danza con nosotros. Pusimos entre los dos -sobre la mesa- los temas propios y conocidos que se suelen argumentar para tratar de explicar este hecho: carga lec va desmesurada, dificultad de compaginar estudios obligatorios y opta vos, ...La batería de preguntas fue la habitual en estos casos, una propaganda informa va, más efec sta que eficaz, previa a nuestro periodo de preinscripción, y en la que fue cayendo el repertorio completo de preguntas: enseñanzas que “caos sin saber impar mos, edades de ingreso, carencia de si Waterloo varones en las aulas de danza...Claro está, y fue supone algo, mucho, poco o casi inevitable, apareció la famosa metáfora nada: éxito o explica va del descenso fracaso” de alumnos desde los primeros a los úl mos cursos, representada en una pirámide, donde la base te visualiza los alumnos más numerosos, y los de los úl mos cursos, la cúspide. Visto así, ingresar en nuestro centro y ver el resultado final conduce al mismo asombro que tuvo la periodista en mi despacho: un centrofactoría donde salen cada cierto empo uno o, a lo sumo, dos coches que funcionan: otra metáfora más. Visto desde fuera, solo la punta apunta con uno o

Gonzalo Preciado 3


TAMARA ROJO Por Pilar San José Alagón

Entrevistamos a Tamara Rojo

Directora ar<s=ca y primera bailarina del English Na=onal Ballet, ENB, desde sep embre de 2012, Tamara Rojo es primera figura de la danza a nivel mundial, bailarina principal del Royal Ballet de Londres de 2000- 2012. Ha obtenido mul tud de premios y galardones, entre los que sobresale el Premio Príncipe de Asturias de las Artes. En junio de 2013 ha sido galardonada con el Premio Fundación Banco Santander a las Relaciones Hispano-Británicas, entregado en persona por Ana Patricia BoCn. Tamara Rojo, nos concede esta entrevista, de forma desinteresada y cercana: ¡¡¡muchas gracias!! ¿Cómo empezó tu afición al baile? Con cinco años empecé a tomar clases de ballet por las tardes en el mismo colegio donde estudiaba. La maestra era la bailarina Lola Grande, una profesora dulce capaz de mantener a los pequeños concentrados en la clase y en silencio, Solo oíamos a Lola y al piano. Tus comienzos tuvieron lugar en el Centro de Víctor Ullate… Como te he explicado mis primeras clases fueron con Lola Grande, luego ella enseñó en las Escuela de Víctor y poco después, con unos 8 años empecé en la escuela de Victor.

¿Te costó mucho dar el paso al campo profesional? No fue fácil, tuve que tomar decisiones sobre mi futuro con apenas 16 años, seguir estudiando y hacer una carrera universitaria o ser bailarina. Mis padres me respaldaron al dejarme la libertad de escoger y darme todo su apoyo en cualquier circunstancia.

“tuve que tomar decisiones sobre mi futuro con apenas 16 años”

4

Con 21 años, cambiaste de país y de idioma y te incorporaste al ScoIsh Ballet. ¿Te costó mucho tomar la decisión y adaptarte a tu nuevo des=no? No tanto la decisión puesto que conocí a Galina Sansova en París, cuando gané la medalla de oro en el, por entonces, importante premio de París. Pero a pesar de la estupenda acogida que me dio la directora del ScoIsh el clima y el idioma fueron duros. ¿Qué pasó por tu cabeza cuando te invitaron a incorporarte al Royal Ballet de Londres, y como bailarina principal? Una enorme alegría y el peso de una gran responsabilidad. Desde el 1 de sep=embre eres la Directora Ar<s=ca del English Nacional Ballet, en una carrera meteórica. ¿Qué tal la experiencia hasta el momento? Posi va pero muy absorbente. Bailar y dirigir exige mucho empo, más del que tengo muchos días. Tamara Rojo, Ángel Corella, etc … Están triunfando los española en el mundo de la danza... Está demostrado que en España tenemos buena disposición para bailar y que cuando los españoles tenemos las condiciones adecuadas podemos desarrollar excelentes cualidades como bailarines. Todo esto no significa que la danza española en su totalidad esté triunfando en el mundo, más bien que podemos triunfar. Por cierto, hay dos bailarines zaragozanos en la Escuela donde eres Directora… Pues me alegro mucho.


Has viajado por todo el mundo. ¿Notas muchas diferencias entre los públicos de los dis=ntos países, especialmente entre el español y el británico? No tanto en el gusto sino en la respuesta. El pú blico britá nico es un poco má s contenido que el españ ol. - Todo el mundo coincide en destacar la gran fuerza interpreta=va de tus actuaciones / representaciones. ¿Qué importancia =ene la interpretación en la danza? Es fundamental, sobre todo cuando se interpreta un personaje que en la obra coreográfica ene su carácter y su historia.

“ cuando los españoles tenemos las condiciones adecuadas podemos desarrollar excelentes cualidades como bailarines.”

- Has actuado en mul=tud de escenarios de todo el mundo, has recibido muchos premios, incluido el Príncipe de Asturias… ¿Qué momento de tu carrera recuerdas con más cariño? No puedo elegir uno solo, lo que recuerdo son algunos roles que significan mucho para mí como Carmen, Julieta, Mary Vetsera (Mayerling)…

En realidad cuanto antes mejor, no digo que enen que empezar a bailar danza académica pero, por lo menos, empezar a moverse, sen r el ritmo, desarrollar la coordinación natural, etc. - Te han respetado las lesiones… Si llegan en etapas tempranas, ¿cómo hay que afrontarlas, tanto por los niños como por los padres? Lo primero y mas importante es tener toda la información, asegurarse de que esa información viene de expertos en medicina de danza y tener mas de una opinión, luego plantearse si la lesión han ocurrido por un accidente o por mala enseñanza y después ser paciente pero constante con la rehabilitación -¿Qué les dirías a todos los niños que están iniciándose en el mundo de la danza, en sus dis=ntas ver=entes? Que lo disfruten, es una carrera que puede dar muchas alegrías aunque no es el camino para la fama fácil, digamos que se recoge lo que se siembra 5

“se recoge lo que se siembra”

Entrevistamos a Tamara Rojo

- Con respecto a los futuros bailarines, ¿qué edad es la más adecuada para que un niño empiece a bailar?


ZARAGOZA - LONDRES Por Alejandro Álvarez Longines (alumno de nuestro Conservatorio, ahora en English Na=onal Ballet School) En el comienzo de este año 2013 recibí un mensaje a “WhatsApp”, este decía: “Este año, ¿querrás escribir para la revista? Puedes contar tu experiencia allí, o tu paso por el conservatorio de aquí o la obra en la que más te haya gustado par cipar o cuales son tus proyectos... O contar un poco de toda tu trayectoria y cómo lo has vivido”. Ese era el mensaje, me las apañé como pude, debía sacar un ra to cada día y empezar a escribir lo que sin lugar a dudas iba a ser una experiencia diver da. Me puse a hablar con Gonzalo (mi compañero fiel en todas las aventuras) y empezamos a recordar un montón de historias diver das, el viaje a Paris, nuestras locuras en el vestuario, nuestra despedida cuando el marchaba a Londres, y nuestro reencuentro un año mas tarde... Pero no me quiero adelantar, os lo cuento todo enseguida. Mi primera impresión fue la de un chaval de nueve años... ¿Qué hace un hombre bailando ballet? Más adelante entendí que el ballet no puede ser concebido sin bailarines masculinos. Cada elemento en esta profesión es indispensable: música, bailarines o bailarinas, técnicos de teatro, coreógrafos, sastres... cada uno ene su momento. Recuerdo que mi primera duda fue: “¿Las mallas por encima del maillot o por debajo?” Resuelta esta pequeña duda, salí del vestuario, once chicos éramos aquel año, ¡once! El año que mas varones había en primero de elemental, al año siguiente ya éramos cinco, luego cuatro, tres, dos y al final, uno, Alejandro (pues Gonzalo estaba ya en Londres). Cada año ene sus cosas diver das, pero no puedo parar a contarlas todas por que sino no voy a acabar en la vida. Voy a contar esta anécdota por que me parece muy diver da: en el verano de 2007 nos juntamos en el vestuario algún chico y alguna chica y empezamos a lanzar globos de agua por la ventana ¡Qué diver do era, y qué irrespetuoso! Un profesor entró diciendo que qué estábamos haciendo, pero no pudo evitar la risa al ver nuestras caras de corderitos degollados.. como si nunca hubiésemos roto un plato con nuábamos negando lo evidente, nos habían pillado infragan y seguíamos defendiendo nuestra postura de no haber hecho nada...

Me parece apropiado contar como empecé en este mundo del ballet, como no, otra historia diver da en mi vida, aunque en su momento fue muy triste para mí. Allá va: Año 2002. Mi hermano Diego y yo, como siempre uno detrás del otro dándonos mamporros, mi madre, gritando como una loca, se acercó echa una furia, mi hermano y yo nos aliamos en ese momento y echamos a correr, recuerdo que me escondí en la despensa, pero de nada sirvió, mamá, me encontró en cues ón de segundos. Ella nos preguntó: “¿Qué está pasando aquí?”, recuerdo que le dijimos que mi hermano Diego quería bailar ballet y yo quería tocar el piano, el problema era que no había forma de ponerse de acuerdo. Entonces mamá cogió una moneda y dijo: “Alejandro, ¿cara o cruz?” yo respondí firme, “cara, cara como la que ene mi hermano” (tan solo con nueve años, qué figura estaba hecho). Tiró la moneda y, malaventurado de mí, salió cruz, los hermanos Álvarez Longines empezaban su andadura en el ballet, una andadura que iba a dar mucho que hablar en mi familia... Así comencé en este mundo del ballet, refunfuñando, como siempre. (Aún sigo haciéndolo, sino, pregúntenle a Gonzalo). 6


El siguiente momento más divertido de mi estancia en el conservatorio fue el viaje a Paris, recuerdo que lo organizo el profesor Ramón Taulé. Gonzalo y yo como siempre, nos apuntábamos a un bombardeo y a éste no podíamos faltar, así que a Paris que nos fuimos. Quince horas en el autobús, pensábamos que nos moríamos pero hubo frases divertidas, aquel: “Se esta rifando una hos** y Alejandro y Gonzalo tienen todos los boletos” o el “Pio, il i a un probleme, ¿el chorizo aquí no lo conocen, no?” Jamás me he reído tanto con Gonzalo, hasta que llegué a Londres el pasado Septiembre y comencé a vivir con él, pero os lo cuento en un momento.

Ashley Sco y Alejandro Álvarez

¡Disfrutar bailando y hacer disfrutar con nuestra danza! Hay que trabajar duro, y eso es lo que hacemos Así fueron pasando los años hasta el año aquí, que no se piensen ustedes que nos 2009. La pregunta que todos nos hacemos al chupamos el dedo… entrar en bachillerato: ¿bailo o estudio? La Nosotros tenemos dos actuaciones al año, la respuesta que escogí ya la saben, como sé que primera es la actuación de Navidad, y la segunda la esto lo va a leer gente que va a tener la misma de verano con la graduación de los alumnos de duda que yo tuve: bailen y estudien. Todos mis tercer año compañeros , también yo, tenemos un Como anécdotas de estas actuaciones: bachillerato, da igual la rama, hay que tenerlo. .Perder el control en un porte, ver como mi pareja se Algunos empezamos incluso la universidad. caía, recogerla lo más rápido del mundo y seguir Recuerdo que el año 2009 fue muy duro para bailando con una sonrisa de oreja a oreja. mí, mi madre estaba enferma y en marzo de .Mandar besos y gritar “olé” en mitad del baile de ese mismo año, falleció. En ese preciso danza española. (Que eso del “olé” a los ingleses les instante es cuando supe que debía seguir hacia encanta) adelante, ella quería que uno de sus hijos fuera Luego, después de estas actuaciones llegaron los bailarín, nada le hubiera hecho más feliz y por exámenes a mitad de Febrero de 2013. Los últimos eso estoy donde estoy. Y si alguna vez me viene exámenes del año y por los cuales decidían si la misma duda a la cabeza simplemente pienso pasamos a tercer año o no, por que puedes haber qué es lo que ella hubiese hecho o cómo hubiese aprobado todo pero no pasar a tercero. Tercer año actuado. Pero bueno vayamos a este año, y la danza, que aquí es como la compañía joven del English National Ballet, si hiciéramos una escala seria la es lo que tengo en común con ustedes. siguiente: English National Ballet (E.N.B.), E. N. B. II Al lío: (Alumnos de 3º), E. N. B. (Alumnos de 1º, 2º y 3º) y English National Ballet School Juniors (Alumnos desde 3 a 7 años) Cuando recibí las notas me llevé tres de las mayores sorpresas de mi año: La mejor nota en paso a dos. La mejor nota en danza española. Una de las mejores notas en contemporáneo.

Mayo de 2012, Me presenté a una audición en Madrid para la English National Ballet School. De 80 personas sólo pasábamos 16 a la final. En la final en Londres nos juntamos cerca de 60 o 70 chicos...y solo había dos plazas para segundo y doce para primero. Recuerdo que lo pasé extremadamente mal pero bueno, aquí estoy, en Londres y viviendo un “sueño”. Hay tantas cosas que contar... me han pasado tantas cosas en un año que no se por donde empezar, mi introducción profunda en la danza clásica mas pura, trabajar con artistas invitados de la compañía, bailar repertorio para mi desconocido... mi actual pareja, un montón de amigos...tantas cosas. Recuerdo llegar aquí y ser la persona mas tímida del mundo, tenía miedo, mucho miedo, pero he de decir que ahora pienso que fue una gran decisión y les animo a todos a salir de casa, a conocer mundo, a bailar, a disfrutar y a combinar las dos últimas:

Ashley Sco y Alejandro Álvarez

7

Ashley Sco y Alejandro Álvarez


Después de todo esto llego el momento que mas esperaba:

¡LA COMPETICIÓN COREOGRÁFICA! Decidí echarle valor y coreografiar dos piezas, la primera “Momenta For Five” con cinco bailarines y música de Gaspar Sanz, Carissimi y Pergolessi. Y la segunda “Struggle” con dos bailarines y música de Peter Breoderick. La primera trataba sobre el amor a través de las edades. Obtuve bastantes cri cas, y la mayoría muy posi vas. La segunda pieza trataba sobre el maltrato a la mujer, como una mujer vive con miedo a que su pareja le pegue o la torture cuando llega a casa, pero un día esta mujer dice: “¡Nunca mas!” y le parte la cara a su agresor, entonces, él, tras una lucha domes ca empieza a sen r todo lo que ella lleva sin endo todos los días de su amargada vida. El le intenta pedir perdón, pero ella ya se ha marchado, y esta vez, para siempre. Con esta pieza gané el 2º premio y me han dado la no cia hace apenas unas horas de que va a estar en el fin de curso de la escuela como recompensa a mi trabajo y mi dedicación a la coreograRa. Bueno, y ahora toca despedirme, por que aunque podría estar contando historias diver das durante mucho empo, creo que con cinco hojas de ar culo es mas que suficiente. Si os he aburrido en algún momento, no ha sido mi propósito, al contrario he intentado hacerlo lo mas diver do posible. Espero que os haya gustado leer mis experiencias personales y que os animéis también vosotros, por que al igual que Gonzalo

y yo hemos decidido salir y luchar por lo que nos gusta, también vosotros podéis. Un abrazo muy fuerte y espero que nos veamos todos pronto. Si alguna vez queréis preguntarnos cualquier cosa sobre la escuela o sobre lo que queráis, ya sabeis que Gonzalo y yo nos encontramos en Facebook así que no podéis encontrar tranquilamente.

Un saludo, Alejandro Álvarez

3rd place: Madeline Squire (2nd year), 2nd place: Alejandro Álvarez (2nd year) and 1st place Emmeline Jansen (2nd Year)

ACTIVIDADES REALIZA IZADAS POR EL CONSERVATORIO Y SUS ALUMNOS: ALUMNOS: CURSO 2012 - 13 • 30 Octubre: Halloween • Diciembre 2012: Muestra coreográfica de todos los alumnos del Conservatorio con mo vo de la Navidad, en el aula 1 del Centro. • Enero de 2013: “XXII Jornadas de Divulgación de la Danza” en el Teatro Principal, alumnos de Enseñanzas Profesionales.

Fotos: Ramón Taulé 8


• Diciembre 2012: Merienda de Navidad a cargo de la A.P.A. Nos lo cuenta Raúl Bruna: No todo va a ser trabajar , así que también está bien que nuestros chicos y chicas pasen un ra co diferente en el Conservatorio, un rato en el que compar r unos refrescos, unas chuches, unos bocatas y, sobre todo, unas sonrisas relajadas.

• Diciembre 2012: Master Class Profesora danza clásica rusa.

9

ACTIVIDADES REALIZ IZA ADAS

Ya era tradicional celebrar la merienda en periodo navideño, pero como en la APA lo de la crisis es lo normal, nos lanzamos a la piscina y hemos duplicado el número de este po de eventos, o sea, que hacemos dos: el tradicional y el recién incorporado evento de fin de curso, no exento de malabarismos económicos que lo permitan. Para las madres y padres que dedicamos unas horas a preparar (y recoger luego, claro) este buen rato para los alumnos, el esfuerzo que supone se ve ampliamente recompensado con el privilegio de verles disfrutar y con la sa sfacción de comprobar cómo respetan sus turnos y piden los refrescos con educación, al fin y al cabo somos padres y esas cosas nos llenan… de orgullo y sa sfacción. También observamos cómo los bocatas son quienes menos triunfan. Pero qué nos esperamos, ingenuos de nosotros. Patatas fritas y similares, cacahuetes y demás frutos secos son los actores principales del escenario en el que se desenvuelven, seguidos a cierta distancia por pepinillos y otros encur dos y, en Navidad, el turrón de chocolate, que tampoco queda en mal lugar. Buenos ratos en los que la Danza sigue siendo el nexo que nos une, pero de una manera diferente y no menos necesaria.


10


11


12


13


14


15


DANZA EN EL PARQUE

ACTIVIDADES REALIZ IZA ADAS

Por Raúl Bruna Pascual En pleno mes de junio, en un rincón privilegiado del Parque J. A. Labordeta y con las cámaras de Aragón T.V., que tuvo a bien emi r algunas imágenes en sus informa vos, nuestros futuros bailarines representaron una selección del fes val de fin de curso. Un escenario y una situación novedosas para alumnos y familiares acostumbrados más bien a espacios cerrados y a una difusión más bien escasa de la Danza y, sobre todo, de su aprendizaje. Para quienes estuvimos allí, entre el numeroso público, resultó un rotundo éxito y, posiblemente, no podía ser de otra manera pues las chicas y chicos irradiaban ilusión y alegría por sacar al mundo exterior aquello que llevan dentro con el fin de ser mostrado. Una tras otra, las piezas se iban sucediendo sobre el escenario arrancando los aplausos de un auditorio mucho más relajado que en la sobriedad de un teatro. Uno tras otro, los bailarines y bailarinas saltaban a escena con los nervios de siempre pero con una luz diferente, las sonrisas eran más abiertas, el aire ya casi veraniego refrescaba sus cuerpos y aligeraba sus caras. Una tarde preciosa, un lugar precioso, un espectáculo precioso y, además, estaba la tele. Exis mos. ¿Se puede pedir más?.

“Una tarde preciosa, un espectáculo precioso”

Foto: Miguel Á. Cañíbano 16


ARAGÓN Y DANZA O danza y Aragón. No sé en qué orden, pero esas son dos aprendizaje y ensayo sino que éstos deben contener de las pasiones de MIGUEL ÁNGEL BERNA. Dos pasiones de las que hizo gala, un sábado de octubre y de manera desinteresada, transmi endo, prac cando y compar endo con nuestros chicos y chicas de primero de profesional. Más que alumnos, admiradores, los alumnos formaron primero un auditorio ávido por escuchar consejos y vivencias de una gran figura aragonesa de la Danza, de alguien de aquí que sigue aquí: en la Danza y en Aragón. Y Miguel Ángel Berna no defraudó. Fiel a su carácter autodidacta, Miguel Ángel subraya la necesidad de personalizar, de imprimir en la Danza lo que cada bailarín es como ser humano, por encima de dogmas o convencionalismos pero siempre desde el máximo respeto y aprendizaje de las bases teóricas. Y es que, para Berna, la Danza solo puede verse desde los sen mientos y evolucionar en paralelo con quien la prac ca. “No hacemos saltos… fabricamos sen mientos, hacemos sen r”, dijo. Como dijo que “un bailarín debe nutrirse de la belleza: pintura, arquitectura, cultura en general. Disfrutar de las emociones por encima del entretenimiento”. En defini va, para Miguel Ángel Berna la Danza no sólo es una profusión de pasos mecanizados tras horas de

pedacitos del alma de quien los da, un generoso reparto de sen mientos propios que logre despertar los ajenos. Y esa es la recompensa para el bailarín: pisar el escenario y sen r que el público siente. Y ese es y debe ser el obje vo para el sacrificio que la Danza exige. “Imaginaos una tubería que, por fuera, está bien, pero… ¿y por dentro que es por donde pasa el agua?”, preguntó Berna. El bailarín debe cul var su interior al menos en la misma medida que lo exterior: superar adecuadamente sus estudios, cuidar la alimentación y sus hábitos en general, disfrutar de otras expresiones crea vas y culturales…formar aquello que es complemento necesario de huesos y músculos para hacer Danza de los pasos. Y Miguel Ángel habla también de la humildad porque de donde se aprende es de los errores y casi nunca de los aciertos, o porque el éxito puede frenar la evolución si nos embriaga, o simplemente porque en el espejo no veamos una herramienta para corregir errores sino un elemento en el que regocijarnos. Y Miguel Ángel, cómo no, habla de la Jota, porque “Berna se escribe con Jota”, porque Berna no tendría, ni para él ni para nadie, sen do sin la Jota, esa especie de pariente humilde de la Danza que, sin embargo, para Miguel Ángel es, sencillamente, “lo más grande”. En ella comenzó Berna a sen rse bailarín, a pensar que bailar también es “cosa de hombres” porque siempre es mejor “dar caricias que tortas”, y a darse cuenta de que estando y siendo de aquí, de Aragón, no le damos la importancia que ene aunque esta erra no sea la Jota, “Aragón es su historia”. Por todo, Miguel Ángel no solo bailó la Jota sino que la estudió, en su presente y en su historia. Y la transformó convencido de que es necesario “buscar la diferencia desde la propia idiosincrasia aragonesa”, inves gar y evolucionar sin renunciar ni un ápice a la tradición, a la personalidad común.

Por Raúl Bruna Pascual

Os voy a explicar cómo fue el fantás=co día en la que hicimos una clase de danza española con este baiarín. Primero comenzó la clase con una pequeña charla contándonos anécdotas de cuando él estaba estudiando danza, de los medios que tenía y todo lo que había hecho a lo largo de toda su vida como donde trabajaba y todo su recorrido profesional. Después de la charla comenzamos a hacer una clase de español en la que hicimos unas diagonales con unos pasos que nos explicó previamente. A mí personalmente me resultó un poco diRcil pillar el ritmo de los ejercicios y los pasos pero al fin y al cabo nos lo pasamos genial conociendo un poco más de otros pos de danza que hay como la jota y aprendiendo de un bailador profesional como es Miguel Ángel Berna.

Por Álex Ochoa, 1º de E.P. 17


ABRIENDO PUERTAS Por Raúl Bruna Pascual

ACTIVIDADES REALIZ IZA ADAS

Una de las tradiciones del Conservatorio es la celebración de las jornadas de puertas abiertas, unos días en los que las familias podemos asis r para ver cómo se imparten algunas de las clases que reciben nuestros futuros bailarines y bailarinas. A finales de febrero, las puertas del Conservatorio se abrieron nuevamente para que aquellos que normalmente no las traspasamos pudiéramos hacerlo y fundirnos con barras, espejos, instrumentos y palabras casi siempre en francés y, con ello, sen r la Danza un poco más cerca. Por supuesto, las miradas de cada uno se centran en su propio protagonista, le vemos en esa situación que para nosotros es excepción y para él o ella es habitual, vemos cómo ha evolucionado, vemos cómo hace cosas imposibles para nosotros y nos sen mos orgullosos. Muy orgullosos. Y también vemos, o deberíamos ver, cómo necesitan de nuestro apoyo porque sabemos y hemos visto que el camino es largo, diRcil y duro, y jornadas como éstas permiten que los adultos tomemos una mayor y mejor conciencia de dónde y en qué invierten tantas horas y tanto esfuerzo nuestras princesas y príncipes. Cada año recuerdo mi primer año y pienso en aquellos que acaban de vivir sus primeras puertas abiertas y en cómo han debido disfrutarlas, porque ese primer encuentro con el corazón del Conservatorio me resultó emocionante, me permi ó conocer el aroma y los colores de la Danza, sus sonidos y sus silencios, solo conocerlos, pero me bastó para saber dónde y porqué mi hija quería y quiere estar ahí: en el Conservatorio, en la Danza.

DANZA EN BARCELONA Por Celia Andreu (3º E.E) ¡Por fin ha llegado! ¡Mi primera excursión con mis compañeros del conservatorio! Hemos madrugado mucho pero ha merecido la pena, hemos ido a conocer una escuela en Barcelona donde niños y niñas de nuestra edad estudian a la vez Danza y Primaria. Ha sido una experiencia muy buena ya que hemos sen do que la danza, es danza en todos los si os y hemos descubierto asignaturas que nosotros no tenemos, y que nos han parecido muy interesantes como “danza crea va”. Nos acompañaron unos cuantos padres que no pararon de hacernos fotos y con los que lo pasamos genial. He disfrutado mucho con mis compañeros y sobre todo nos hemos dado cuenta de la suerte que tenemos en Zaragoza por las instalaciones y los profesores tan buenos con los que contamos.

Fotos: R. Taulé

18


ANDORRA DANSA 2013 Por Quique Gómez trabajo. Algún experto indicó que aún faltan limpiar detalles, pero sinceramente yo en mi papel de padre me limité a “babear” y quedarme con la boca abierta viendo a Jorge y Raúl levantar en el aire cual “Romeos” a dos ingrávidas Elena y Alba, mientras el resto cruzaban y giraban en el escenario como precisas y ágiles danzantes disfrutando del Valls – creo que era un Valls -. Por supuesto el domingo, nos relajamos y disfrutamos de la conocida hospitalidad Andorrana con sus termas –fantás co Caldea-, endas, paseos, toblerones, cremas de día y noche y cartones de tabaco. Genial, y sin vernos en nada la mayoría de los padres, perfectamente controlado por Ramón, con buen rollo y conociéndonos y conviviendo. ¿Se puede pedir más? Si, claro. Pedimos que se repita y que todos nos impliquemos más para sacar adelante ac vidades que recompensan a nuestros hijos del duro invierno de trabajo, con ese algo más de convivencia vital que se puede sacar fuera del an guo cuartel de Palafox.

ACTIVIDADES REALIZ IZA ADAS

El primer fin de semana de junio, los alumnos y alumnas de 3º de EE del conservatorio, junto con sus familias, tuvimos la oportunidad de disfrutar de la mano de Ramón Taulé, no solo de la danza si no de dos fantás cos días rodeados de montañas y nieve en las alturas en Sant Julia de Lòira (Andorra). Nuestros hijos e hijas pusieron el colofón con una maravillosa actuación de ballet al evento Andorra Dansa 2013 en el Palacio de congresos de la localidad Andorrana. Nuestros pequeños brillaron con luz propia con la siempre discreta y permanente atención y dirección de su profesor de clásica que ha sacado de todos ellos en esta función, el rédito de tantas tardes de trabajo y esfuerzo colec vo. Nos demostraron la capacidad de organización, trabajo y aprendizaje que desde nuestro conservatorio se les inculca y por supuesto fueron capaces de arrancar un sin fin de aplausos y bravos, no solo desde las subje vas filas familiares que observaban a sus hijos como a primeras figuras, sino de todo el auditorio andorrano. Como papá y absoluto desconocedor de la danza, me trasmi eron, alegría, conjunto, agilidad y ritmo en los movimientos y muchas horas de

Fotos: Miguel Á. Cañíbano

Por Lola Gómez Alumna de 3º E.E. Soy una de esas alumnas y creo que ha sido un experiencia única, pequeño paso pero grande para muchas de nosotras . Espero que muchos más alumnos hagan esta experiencia. La verdad es que hay que dar gracias a los profesores que han ayudado a poder hacer esto. Un gran fin de semana con amigas, experiencias… Hay que esforzarse para conseguir ser más bueno en lo que hacemos hacer nuevos amigos en otros lugares y diver rse mucho, sobre todo. También aprendemos a convivir con más gente podemos mejorar en un montón de cosas. 19


ANDORRA DANSA 2013 Por Marcela Lejárraga Alumna de 3º E.E.

ACTIVIDADES REALIZ IZA ADAS

Andorra fue una experiencia muy bonita donde hemos disfrutado de dos días maravillosos. Nos fuimos el 1 de julio a las 6:30 con el autobús, cuatro horas de viaje y llegamos al hotel donde dejamos todas las maletas en las habitaciones y nos fuimos los niños con Ramón al auditorio donde íbamos, más tarde, a actuar, para ¡¡¡NOS LO ensayar la obra. ¡Qué emocionados estábamos! PASAMOS ¡Íbamos a bailar en un país dis nto! Regresamos al hotel, allí comimos. GENIAL!!! Descansamos y fuimos a hacer una clase con las de compañías diferentes a la nuestra y luego, por fin, actuamos. El 2 de julio fuimos a Caldea como premio de la buena actuación que realizamos. Nos encantó a nosotros, a nuestros padres, a Ramón y al pianista Carmelo, que nos acompañó, disfrutando de piscinas, diferentes saunas…Por la tarde hicimos las úl mas compras, y a las 6 volvimos agotados y felices en el autobús a Zaragoza.

Fotos: Miguel Á. Cañíbano 20


APRENDIENDO CON LA MOV Por Álvaro Hernández Mimbela ( 1º E. P.) Mi nombre es Álvaro y soy alumno de primer curso de enseñanza profesional de danza en el Conservatorio Municipal Profesional de Zaragoza. Desde que hace dos años, Víctor Jiménez, director y fundador de la compañía de danza “La Mov” se comprome era a realizar la sus tución temporal por lesión de mi profesor, Ramón Taulé, en la clase de danza clásica, he tenido la oportunidad de conocer este mundillo desde otra perspec va. Hace unos días, como estábamos de vacaciones de Semana Santa, acudíamos al conservatorio por las mañanas a realizar ensayos y mantenimiento Rsico por libre, los parones largos hacen que perdamos preparación, y por aquellas casualidades del des no coincidí en un pasillo con Víctor. Estuvimos hablando un rato, realizaba ensayos con su Compañía y cuál no fue mi alegría cuando nos invitó a realizar calentamientos

con ellos. Me hizo sen r importante, estaba alegre, el ensayo se convir ó en una clase magistral donde todos los integrantes de La Mov eran nuestros profesores, pero a la vez el fiel reflejo de un trabajo duro, el esfuerzo de superación de unas personas que encuentran en la danza el mo vo de su vida. Vimos su coreograRa, sus movimientos, pero lo mejor estuvo al final, después del cansancio acumulado, Víctor nos propuso volver al día siguiente, no lo pensé, sonreí como un tonto lleno de admiración y alegría. A la mañana siguiente allí estabamos, puntuales a nuestra cita, con más ganas que nunca y disfrutando del trabajo, si disfrutando y sin éndome importante, soñando con ser mayor, pero sobre todo agradecido. Posteriormente la compañía La Mov tuvo otro ensayo dirigido, esta vez por el coreógrafo y profesor Patxi López, donde nuevamente pudimos compar r esta experiencia fantás ca y magistral, par cipar en algo grande y sen r cada día más deseos de seguir aprendiendo a bailar con las enseñanzas de mis profesores. Ahora cuando camino hacia el Conservatorio todas las tardes, siento que mis pies flotan y me olvido del esfuerzo que necesito para con nuar en este duro caminar. El apoyo que he tenido y tengo por parte de todas estas personas que se esfuerzan en hacer de mi un “bailarín”, que desinteresadamente me ayudan y me ofrecen sus palabras de apoyo, sus conocimientos y sus ganas, hacen que la llama de mi ilusión no se apague. Gracias.

Clase de Víctor Ullate Jorge Riera Vicente ( 1º E. P.) El pasado 23 de marzo los alumnos del Conservatorio de Enseñanzas Profesionales tuvimos la suerte de ir al Teatro Principal para presenciar una clase de Ballet de la compañía de Víctor Ullate. La ac vidad estuvo muy muy bien, además de diver da fue muy educa va ya que pudimos ver cómo hacían los mismos pasos, o casi todos, que nosotros, aunque para los mayores no lo fue tanto. A nosotros los de 1º de Profesional nos parecían unos pasos muy complicados. A mi en concreto me mo vó mucho y me hizo pensar muchas cosas, como que tenía que mejorar mucho, que yo también quería saltar y girar así…, pero lo que más me hizo pensar es que un día yo quería ser como ellos, un bailarín profesional.

21


EL FINAL DE UN ACTO Por Raúl Bruna Pascual Como una obra de teatro, tan cercano a la danza. Acto tras acto hasta el aplauso final, hasta la consecución del obje vo para el que tanto esfuerzo y tanta ilusión se han depositado. Una obra extensa; nada de un par de actos. Diez nada menos ene ésta en la que nuestras chicas y chicos son los intérpretes, los protagonistas, todos ellos, de una trama cuyo final es también principio: el de una vida profesional en torno a la danza. Y esta obra es exigente, muy exigente, y son muchos los actores que no completan sus diez actos. Quizá por eso, el final de cada uno de ellos es una fiesta. Y así debe ser. Cada momento, cada escena, cada acto, debe disfrutarse al máximo. Mañana será otro día. El final del acto que terminó mediado 2.012 fue celebrado los días 2 y 3 de junio, como es habitual, en el Teatro Principal. No hay mejor lugar, mejor templo del teatro y la danza en Zaragoza. Como cada año, entre bambalinas se intuían miles de mariposas, las que antes de cada actuación inundan estómagos y espíritus y parece que hasta las miradas, llenas de responsabilidad pero también de ilusión, de la confianza en que todo saldrá bien porque así lo dice el trabajo realizado, el esfuerzo y hasta el sacrificio. Quienes tenemos la inmensa suerte de estar allí no podemos sino sen r complicidad, ternura, admiración y una cierta envidia, sana pero envidia, por no tener la oportunidad de llegar a sen r lo que deben sen r cuando pisan el escenario, cuando intuyen el calor del público silencioso, o cuando reciben sus ruidosas ovaciones. Todos preparados. Suenan los primeros acordes. Empieza Coppélia. El lugar donde se desarrolla la obra ene influencias de diferentes etnias, cada una de ellas con su propio folkore, una amalgama de ritmos y danzas que llenan el escenario de colorido y alegría. Basada en un cuento de E.T.A. Hoffmann, Coppélia fue estrenada en 1.870 con la coreograRa de A. Saint-Leon para ser más tarde, y tras la muerte de Saint-Leon, versionada por Marius Pe pa. Hoy, los coreógrafos son nuestros profesores y profesoras, quienes presentan piezas tan variadas como sus autores: desde Los Sabandeños a Strauss, desde Cesaria Evora a Offenbach. En esta primera parte, ocho magníficas coreograRas son interpretadas por alumnas y alumnos hasta llegar a un intermedio que nadie del público deseaba pero que resulta inevitable. Hay que preparar la segunda parte. Comienza la música. Almagesto y Danubio Azul dan paso a la Suite de Coppélia para mostrarnos al misterioso juguetero Coppelius, quien guarda a buen recaudo sus muñecas de tamaño y apariencia humana. Entran en juego Franz y su novia Swanilda que, junto a sus amigas, descubren el secreto de Coppelius. Swanilda, inquieta y traviesa, decide hacerse pasar

por la creación favorita del juguetero, aquella a la que puso su propio nombre: Coppélia, y, como si de un juego se tratara, hace creer al artesano que su muñeca ha tomado vida. Ante la confesión de Swanilda, Coppelius queda profundamente desilusionado y re ene a la joven hasta que Franz interviene y, juntos, salen de la morada del juguetero. Pero el final de este acto, de cualquier acto de la extensa obra que es el Conservatorio, debe ser feliz, regalarnos una sonrisa, debe mantener viva la ilusión por comenzar, dentro de unos meses, un nuevo acto. Franz y Swanilda se casan y, el día de la boda, Coppelius da la travesura por zanjada. Fueron felices y comieron perdices. Y los alumnos, nuestros bailarines y bailarinas, y los profesores hoy coreógrafos, y el público, tan entregado y orgulloso como al final de cada uno de estos actos. Al escenario. Ovación. Saludo general. Flores para todos y cada uno de los par cipantes, sean o no miembros de la A.P.A. porque el arte no admite dis nciones y los chicos y chicas no las merecen. Ojalá el próximo fin de acto pueda seguir siendo así. Volvemos a bambalinas y las miradas han cambiado. La responsabilidad se ha esfumado, ha sido expulsada por la sa sfacción, incluso por la felicidad. Ahora las carreras son diferentes, las risas sonoras y, como cada año, alguna lagrimilla se escapa porque las despedidas, aunque solo temporales, nunca son agradables.

Este acto ha finalizado. Ahora sí.

Foto: Pilar san José 22


Fotograf铆as: M贸nica Lou Fotograf铆a: M贸nica Lou 23


24

Fotograf铆a: M贸nica Lou


Revista apa 2013 6 18 danza