Page 23

03. Cortes de Arenoso

Cuaderno donde anotaban el consumo leña de la fábrica de Bernardo Gómez.

baños que se emplean para los hilados. Por esta razón, en la tintura de las piezas se emplean, en proporción, más colorantes. Cada tintorero debe saber en qué cantidad, pero por regla general para 9 kg de lana hilada se necesita un baño de 20 litros y para cada 9 kilos de piezas de lana de 200 a 300 litros.

4. Batería de colores y fórmula para hacerlos: La extensión que en el cuaderno utiliza para describir los colores que habitualmente se usaban y las medidas de los ingredientes para hacer cada uno de ellos, nos da a entender que la razón principal de este cuaderno era dejar constancia de los procesos de tintado y controlar bien las cantidades y elementos necesarios para ello. Los tintes que hacían eran sobre todo los siguientes: gris medio, gris azul, amarillo, anaranjado, violado, rojo de cochinilla, rosa claro, rojo, burdeos color sólido, anaranjado color sólido, azul alcalino, azul marino, verde claro, verde, bismarck color sólido, negro al cromo, oliva primera, oliva segunda, rosado azulado, rosado amarillento, rosado color sólido. Todos los procedimientos que hemos indicado se rigen de la misma manera para las piezas, los hilados y la lana en bruto, solamente deben tratarse de otra manera según la naturaleza de la mercancía. Las piezas de lana se tratan mejor con una estufa o con calderas de cobre. Encima de las calderas o estufas se coloca un torno de madera en el cual se enrollan las piezas. Para teñir las piezas de lana el baño contenido en las estufas que se emplea naturalmente es más ancho que los

Para tratar la lana en bruto se encierra en redes o se pone en canastos, y se tiñe en una caldera o en una estufa. En los grandes establecimientos y en las tintorerías de lana en bruto todavía se emplean muchas calderas de un tamaño gigantesco. Después de haber teñido la lana, se deja escurrir el baño liberando las redes o los canastos, dejándolas colgadas encima del baño. También pueden ventilarse en el ventilador. Los hilados se colocan con bastones y se tratan en estufas o calderas calentadas con el vapor. La tintura en estufas es preferible y es la que generalmente se emplea. La tintura en calderas solamente se empleaba para los hilados. Los matices más finos, explica el encargado del batán, difícilmente se pueden obtener sin el empleo de un ventilador. Para sacar los hilados se ponen en bastones y para colocarlos en un secador. En estos últimos tiempos (refiriéndose a 1916) se han empleado secadoras construidas especialmente para este objeto. El secado de las piezas se hace en caliente en aposentos, sin embargo, también se emplean con este objeto, secadores construidos de un modo especial. Para secar la lana en bruto se extiende encima de cañizos y se colocan en los secadores en estantería.

23

Profile for lópez monfort

Memoriaviva8 cas web  

Publicación del proyecto Patrimoni del Programa de Extensión Universitaria. Universitat Jaume I de Castellón

Memoriaviva8 cas web  

Publicación del proyecto Patrimoni del Programa de Extensión Universitaria. Universitat Jaume I de Castellón

Profile for peu2009
Advertisement