Page 1

¿Con qué colores te atreves en tu pelo?

Los colores naturales de pelo son el negro, marrón, rubio o rojo, normalmente asociados genéticamente a cierto tono de piel y de ojos. Cuanta más melanina, más oscuro tenemos el cabello. El castaño es el más común en Europa, con una densidad media. El negro es el más común, y tiene muchas variantes en sus tonos y reflejos. Como el rubio, que va desde el casi blanco al dorado oscuro y es característico del norte y el este europeos. A medida que se crece es usual que varíe el color del pelo, que acaba siendo gris o blanco en la mayoría de los casos. Diversos estudios aseguran que fumar puede acelerar el engrisecimiento del cabello. Cómo cambiar los colores de pelo Las mechas y los champús colorantes son opciones a corto plazo para ocasiones puntuales, cambios de imagen, de temporada, o épocas en que se quiere estar especialmente luminosa. Cuando el cabello empieza a variar a gris, podemos iniciar un procedimiento decolorante semipermanente, que dura de cuatro a seis semanas y pierde gradualmente su color, con lo que no se diferencia radicalmente de las raíces al crecer. Al absorberse en el pelo, mantiene sus diferentes tonalidades naturales con lo que consigue un aspecto natural. Cuando las canas ya son muy abundantes, la semipermanente ya no es suficiente, no es absorbida por este tipo de cabello, y hay que empezar con la decoloración permanente. Tiene otra ventaja y es que que permite escoger los colores de pelo deseados, desde más claro a más oscuro. Por contra, obliga a un mantenimiento mensual, el tiempo en que el pelo ha crecido lo suficiente como para que se detecte el tono original en las puntas. Aunque en el mercado están apareciendo productos para retocar las puntas en un color de pelo similar al escogido para el cabello. Como la permanente tiende a uniformar el color del pelo, las tendencias actuales suelen teñir con un color base y luego aplicar otros tonos, para darle un aspecto multiforme más natural. La difícil elección del color de pelo A algunas mujeres todos los colores les sientan bien, pero la mayoría dependen de un concreta gama que se complementa con el tono de la piel. A las personas castañas, claras de piel, los colores oscuros las suelen envejecer. El rojo suele favorecer a todas, aunque es un color muy delicado a la hora de aplicarlo porque puede derivar en naranja fácilmente. Si tal es el caso, no dudes en acudir a un buen centro de peluquería para que lo solucionen con nuevos tonos. Una coloración permanente del pelo es un proceso que requiere tiempo y experiencia y un mantenimiento frecuente. Cuando se inicia esta necesidad, es importante reflexionar


sobre el estilo de vida propio y decidirse por realizarlo en la peluquería o en casa. Has de tener en cuenta que en la peluquería el proceso es largo, aunque el más indicado si lo que buscas es un cambio radical de color de pelo. Por el contrario, si lo que vas a hacer es suavizar o oscurecer ligeramente tu cabello u ocultar su aspecto gris, en casa es quizás lo más indicado. Un buen consejo es que no te guíes por los colores de pelo que veas en la caja del producto que vayas a comprar, porque depende más de la calidad de su impresión que del resultado que dará a tu cabello. Fíate de las indicaciones de color y tono y ármate de paciencia, porque las primeras veces quizás no salga como te gustaría. Es recomendable una primera vez en que se tiñan únicamente unos mechones para ver sus efectos bajo distintos tipos de luz, para irse acostumbrando y acabar de decidirse o no por ese color. Se trata de un juego en el que combinar, por ejemplo, marrones con tonos claros, e ir subiendo o bajando de tono o de color según resultados. Aunque lo óptimo sería que acabaras conociendo a fondo sus distintos efectos en tu cabellera y aprovecharas esta experiencia para variar tu imagen cada mes en función de cómo te sientes o lo que vas a hacer. Es una de las grandes ventajas de depender de los productos decolorantes para mantenerse joven!

Si te ha gustado este artículo, visítanos en: http://www.peluqueriasbcn.com

colores de pelo  

Los colores naturales de pelo son el negro, marrón, rubio o rojo, normalmente asociados genéticamente a cierto tono de piel y de ojos. Cuant...

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you