Panorama del sector Camping - 174

Page 33

❂ Reportaje LEGISLACIÓN VIGENTE EN INSTALACIONES FIJAS. FUTURAS MODIFICACIONES

Normativas: nunca a gusto de todos Desde el 15 por 100 para los campings madrileños hasta el 50 por 100 del que gozan los campings de la Comunidad Valenciana o los de Cantabria, la permisividad para la instalación de bungalows y mobil-homes en España es heterogénea, dispar y, lamentablemente, poco acorde con las necesidades actuales. La demanda de estas instalaciones se ha disparado considerablemente de un tiempo a esta parte y la oferta no puede ser mayor de lo que determina la legislación vigente. Por un lado los empresarios de camping quieren rentabilizar su negocio ampliando el número de instalaciones y, por otro, la Administración Pública mantiene una normativa que para muchos es obsoleta. Hay que decir que son pocos los que se muestran satisfechos con el porcentaje establecido, y muchos los que se encuentran inmersos en una afrenta con la Administración. Pero no todo el panorama es negro, resultados positivos, haylos, pero con esfuerzo y con paciencia. Juan de Dios del Castillo

E

S más que evidente que la oferta de bungalows y mobil-homes se ha disparado considerablemente en los campings españoles durante los últimos años. Los llamados «elementos, instalaciones o construcciones fijas» se han convertido en verdaderos protagonistas del denominado 32

PANORAMA

turismo de acampada, una opción cada vez más escogida por el turista que decide alojarse en un camping, debido a la buena relación calidad/precio que ofrecen. Sin embargo, el porcentaje para su instalación no es el mismo para unas comunidades que para otras. Así, porcentajes bajos como los de Baleares, Madrid, Castilla-La Mancha o País Vasco (que cuentan con porcentajes que oscilan entre el 8, el 15 y el 25 por 100) nada tienen que ver con los de otras comunidades que gozan de un 50 por 100, como es el caso de La Rioja, Galicia o Cantabria, y entre unos y otros, comunidades que presentan una cifra intermedia, como es el caso de Cataluña, Aragón o Asturias (esta última

modificada en 2007, ampliándose hasta el 43 por 100). Con esta realidad tan cambiante de ajuste entre oferta y demanda, muchas de las regiones no están de acuerdo con lo que determina la legislación. Algunos de los representantes de las asociaciones de empresarios de campings que han prestado su punto de vista para este reportaje están satisfechos con la normativa. Si bien son muchos los que han luchado para que ésta se adecuara a las expectativas perseguidas, y otros, poco esperanzados, siguen en esta ardua labor para que se haga la voluntad de la Administración Pública de una forma acorde a las necesidades actuales de cada comunidad. ANDALUCÍA Según el artículo 17 del decreto 164/2003, de 17 de junio, en los campamentos de turismo podrán construirse, previa autorización del titular de la correspondiente Delegación Provincial

El panorama legislativo para las instalaciones fijas en campings es dispar y relativamente polémico.