Page 90

Tendencias LA NUEVA TENDENCIA GOURMET

MERCADOS GASTRONÓMICOS Lo mercados de las grandes ciudades definitivamente ya no son lo que eran. Cada vez hay más ejemplos de mercados que están dejando de ser solo un punto de venta de alimentos para convertirse en espacios de gastronomía y ocio llenos de turistas. Arantza García

fresco ofrecen platos sencillos de la mayor calidad. Sin embargo los actuales mercados gastronómicos han ido un poco más allá, añadiendo al producto tradicional alimentos un poco más «gourmet», más difíciles de encontrar. El pionero en esta tendencia fue el madrileño mercado de San Miguel, una nueva forma de entender la gastronomía. El viejo mercado inaugurado en 1916 estaba al borde del abandono hasta que un grupo de empresarios decidieron salvarlo para recuperar la esencia de los mercados de antes pero al gusto actual. El éxito ha sido rotundo, y el modelo se ha extendido como la pólvora.

Otros casos de éxito

L

os espacios que cada vez tenían más comercios cerrados y menos público, han optado por reinventarse, aprovechando en muchos casos su excelente ubicación y la bella arquitectura de sus edificios. Madrid y Barcelona fueron los pioneros, reuniendo algunos de los ejemplos más significativos, pero cada vez más ciudades se están uniendo a esta tendencia: Bilbao, Valencia, Sevilla, Toledo… Sin abandonar su razón de ser, la venta de alimentos, estos espacios se han reinventado incluyendo restaurantes, librerías, espacios para exposiciones y cursos, escenarios para actuaciones… Las posibilidades son amplísimas. Y el público ha respondido con un innegable entusiasmo a esta nueva opción que es comer en el mercado, alejados de la «rigidez» que supone el restaurante tradicional. En España, esta tradición de comer en el mercado siempre ha tenido su mejor exponente en La Boquería de Barcelona, donde siempre han existido varios restaurantes populares, las llamadas «paradas», que aprovechando la cercanía al producto El mercado de San Miguel (autora María Sánchez Palomo)

90

Tras el éxito de San Miguel, en Madrid se remodeló por completo otro mercado, el de San Antón. Este conserva una estructura más tradicional ya que en la primera planta se encuentran los puestos de toda la vida, mientras que la segunda está llena de espacios donde comer de manera informal, y en la tercera se encuentra un restaurante mucho más serio. En Barcelona encontramos también el Mercado Santa Caterina, situado a escasos metros de la Catedral. Su cubierta ondulada y multicolor, obra de los arquitectos Enric Miralles y Benedetta Tagliabue, es uno de los elementos más característicos y fotografiados del barrio Gótico. En el norte hay que destacar primero, el Mercado del Este, en Santander, uno de los mercados más antiguos de toda Cantabria. Construido en 1839 conserva su actividad aunque con una importante remodelación realizada en el año 2000, que permitió mantener las antiguas tiendas de ultramarinos pero conviviendo con restaurantes, bares y cafeterías. Y segundo, el Mercado de la Ribera, junto a la ría de Bilbao y el puente de San Antón, símbolo de Bilbao, que es una referencia comercial para toda Bizkaia. El complejo está compuesto por tres plantas y cerca de 200 comercios. Y por fin una de las grandes referencias, el Mercado Central de Valencia. En 2004 se abordó un ambicioso proyecto de rehabilitación integral y una puesta al día de la función comercial e instalaciones, con el que se consiguió darle un aire de innovación y modernidad. Para terminar, dos de los ejemplos más recientes (aunque no los únicos). Primero, el Mercado de San Agustín en Toledo, un mercado gourmet de 1.300 metros cuadrados, tres plantas y 22 locales. Y la Lonja del Barranco, en Sevilla, que abrió sus puertas el pasado 25 de noviembre con el objetivo de convertirse en un referente gastronómico pero que además acogerá actividades culturales, conferencias, eventos, presentaciones y exposiciones.

Profile for Peldaño

MAB Hostelero - 205  

MAB Hostelero - 205  

Profile for peldano