Page 44

Entrevista

• Anviz: Incorporación de nuevos terminales biométricos con nuevos sistemas de reconocimiento (facial), y con nuevas modalidades de comunicación (GPRS). También estamos cerrando acuerdos con varios fabricantes de producto analógico que se verán reflejados en catálogo en los próximos meses. —¿Qué objetivos prioritarios se ha fijado la empresa a corto y medio plazo?

Basado en nuestro origen de fabricantes de electrónica, matenemos activa una línea de diseño y desarrollo de productos, que realizamos con ingenierías externas. —Parece evidente que ante la coyuntura que vive el país, el objetivo más inmediato de toda empresa es el de no desaparecer. El mercado en nuestro sector, como en todos, se reestructura a la baja y hoy por hoy no da cabida a todos los jugadores antes inmersos. Esta situación exige a las empresas la búsqueda de nuevas y originales fórmulas, búsqueda que resulta difícil e infructuosa en la mayoría de los casos. El recurso más versátil para aquellas empresas Sede de LSB.

Nuuo.

que su tipología se lo permita, es la de exportar sus productos a mercados emergentes, vivos, o menos congestionados. Todos sabemos que la ejecución de proyectos en otros países está salvando la cuenta de resultados de numerosas empresas españolas de perfiles y tamaños diferentes. El reto diario que nos planteamos en LSB es la optimización de nuestro portfolio, lo cual nos exige conocer mejor el mercado en el que nos movemos y escuchar las necesidades que de él emanan. La selección adecuada del producto nos permite fidelizar a nuestros clientes tradicionales y atraer a nuevos que demandan soluciones de naturaleza diferente. También seguimos atentos a sectores ajenos al de seguridad, sectores en los que antiguamente LSB prosperó y que a pesar de que hoy los mantenemos adormecidos, esperamos el momento adecuado para penetrar con fuerza nuevamente en ellos. —Recientemente se ha aprobado en el Consejo de Ministros el nuevo texto del Proyecto de Ley de Seguridad Privada ¿cuál es su valoración al respecto? —Como cualquier tema de calado, que afecta a partes diferentes, la nueva ley suscita partidarios y detractores entre los implicados. Lo que sí parece evidente es que una actualización en materia de legislación era necesaria ya que la anterior ley data de 1992, y 20 años es un periodo de tiempo muy largo en el que se han producido muchos cambios en el sector y en las tecnologías relacionadas; cambios que pedían a voces reflejarse en una nueva normativa. En los próximos años se verán con mayor claridad las luces y sombras de la nueva ley. ●

44 INSTALSEC

Profile for Peldaño

Instalsec - 31  

Instalsec - 31  

Profile for peldano