Issuu on Google+

1

"Un niño que estaba por nacer, le dijo a Dios. -Me vas a enviar mañana a la Tierra; pero ¿Cómo viviré tan pequeño e indefenso cómo soy? -Entre muchos Ángeles escogí uno para ti, que te esta esperando: Él te cuidará. -Pero dime: aquí en el cielo, no hago más que cantar y sonreír, eso basta para ser feliz. -Tu Ángel te cantará, te sonreirá todos los días y tú sentirás su amor y serás feliz. -Y ¿Cómo entender cuando la gente me hable si no conozco el extraño idioma que hablan los hombres? -Tu Ángel te dirá las palabras más dulces y más tiernas que puedas escuchar, y con mucha paciencia y cariño te enseñará a hablar. -Y, ¿qué haré cuándo quiera hablar Contigo? -Tu Ángel te juntará las manitos y te enseñará a orar. -He oído que en la Tierra hay hombres malos ¿Quién me defenderá? -Tu Ángel te defenderá aún a costa de su vida. -Pero estaré siempre triste porque no te veré más señor. -Tu Ángel te hablará de Mí y te enseñará el camino para que regreses a mi presencia; aunque, Yo siempre estaré a tu lado. -En ese instante, una gran paz reinaba en el cielo pero ya se oían voces terrestres, y el niño, presuroso, repetía suavemente: -Dios mío, si ya me voy, dime su nombre, ¿Cómo se llama mi Ángel? -Su nombre no importa, tu le llamarás 'Mamá'."


2 4 veces tuvimos que repetir la ecografía 4 d, antes que nos permitieras verte. Es que vos sabías que ibas a salir prontito…

CAPÍTULO I 01-09-07 Sábado

Viajamos a Santa Fe porque el día 2 se realizarían las elecciones presidenciales y tu papá votaba allí. No me sentía muy bien y al consultar al médico, quedé internada por la presión; en el sanatorio de Santo Tomé.

02- 09-07 Domingo

Tu papá viajó a Rafaela para llevar la llave del negocio de su trabajo y dejar todo lo necesario para que mi reemplazante pueda dar clases. Mientras viajaba; mi presión empeoró y tuvieron que subirme a terapia intensiva.

03-09-07 Lunes

Temprano por la mañana me hicieron un estudio para saber como estabas. Ahí descubrieron que tenías poco peso porque no estabas alimentándote y que sería necesario que nazcas antes. Esa noche, decidí - estando sola en terapia intensivacolocarte como segundo nombre Jesús, ya que a Él le rezaba y te encomendaba. Tu papá al enterarse, estuvo de acuerdo y siguió apoyándome constantemente. Me trasladaron en ambulancia al sanatorio Diagnóstico de Santa Fe, porque éste estaba mejor equipado para atender a un bebé prematuro. Cerca del mediodía me subieron al quirófano, donde me explicaron que me colocarían anestesia parcial. Eso me gustó porque quería escucharte llorar cuando llegaras a este mundo. Lamentablemente, tenía la espalda muy hinchada por la presión y- luego de intentar colocarme durante cuarenta y cinco minutos la inyección en la columna- desistieron y me durmieron totalmente. Tenía intención de rezar cuando me inyectaron en el brazo, pero el efecto fue rapidísimo y me dormí viendo la imagen de Jesucristo en un rincón del quirófano. Fue increíble verlo allí, acompañándonos. Cuando desperté ya estaba con la camilla en el pasillo, y al trasladarme a la habitación logré ver a tu papi y preguntarle por vos; él me dijo que estabas bien para tranquilizarme, porque todavía no había podido hablar con los doctores.

04-09-07 Martes

Cuando me pasaron de la camilla a la cama de la habitación, me quejé porque me dolía la herida, y la camillera no me creyó; entonces tu papá se enojó y las peleó. Papá pudo conocerte al rato de nacido, pero yo recién a las seis de la tarde. Eras muy muy chiquito, apenas 1.320kg, estabas en la incubadora y sólo tenías puesto medias y un gorrito que lo achicaron y colocaron cinta adhesiva para que no se te caiga sobre la carita arrugadita (también medias en las manos para que no te despegues la sonda)

Éstas son algunas fotitos sacadas con el celu, para que te hagas una idea como eras. Te debo con cámara fotográfica- como merecías- pero no nos dejaban ingresar con nada (salvo el celular escondido en el bolsillo)


3 El pronóstico de los médicos era: estable, pero en ningún momento nos daban esperanza o nos desmoralizaban; la palabra clave era estable. Durante los tres días que duró mi internación, te visité cada tres horas (9-12-15-18-y21hs), y tu papá pudo verte sólo dos veces al día. En esos días te conocieron: tu bisabuelo Juan, tus abuelos Oscar, Stella y Carmen. Todos trataron de inspirarnos fuerza, ya que era sumamente triste verte allí, tan chiquito e indefenso, y sin poder alzarte y mucho menos llevarte a casa. Día a día estuvimos pendiente de cuántos gramitos subías, si te sacaban-o no- el oxígeno artificial y si los análisis diarios que te hacían estaban correctos. El día más triste fue cuando me dieron el alta médica y volví a Santo Tomé con las manos vacías ya que a vos te esperaban muchos días internado por delante. Cuando pesabas 1.800kg (25 días de internación aproximadamente) pudimos alzarte por primera vez; fue increíble sentir tu cuerpecito, nos pasamos la hora completa observándote. Siempre entrábamos con tu papá por separado, vos no nos conocías juntos. Si bien a partir de ese día la visita era más alegre porque podía tenerte upa, la sensación al tener que dejarte nuevamente en la incubadora era desgarradora. Septiembre 2.007

1.800kg ¡Por fin te pudimos alzar!!!! Una de las cosas que nos afectó mucho a tu papá y a mí, es que él tuvo que regresar a Rafaela a trabajar, y volvía los miércoles y sábados. El estar separados fue muy feo, ya que siempre habíamos estado juntos. 04-10-07

n mes de vida ¡en cunita ya no más incubadora!!! El que llegaras a cumplir un mes y estuvieses respirando solito sin necesidad de ningún aparato era algo hermoso; además…ya habías llegado a los 2 kilos!! Tu papá estaba chinchudo porque ese miércoles no pudo ir a verte por cuestiones laborales, y recién viajó al otro día. El jueves por la tarde te revisó la oculista (no era la primera vez que lo hacía) y luego de que te viera, una de las enfermeras nos dijo que era mejor que estuviésemos los dos padres porque la oftalmóloga necesitaba

hablar con nosotros. Enseguida supimos que nos iba dar una mala noticia. Si en ese


4 momento tu papá no hubiese estado a mi lado creo no haber podido soportar lo que seguía. Tenían que operarte con láser de los dos ojitos, y nadie garantizaba que la operación saliera bien; había un cincuenta por ciento de probabilidades de que saliera bien y un cincuenta que saliera mal. El día sábado te hicieron una retinopatía del prematuro (nombre de la intervención). Fue angustiante para nosotros, el peor momento de mi vida. Ver como te trasladaban en la incubadora dormido por la anestesia, hasta el mismo quirófano que días antes te había visto nacer, nos producía una presión en el pecho inexplicable.

2.200kg Ya operado, te quedaste una semana más en la neo, hasta que te controlaran los ojitos. Tuvimos que esperar una semana para saber los resultados. Una semana en la que no pensábamos en otra cosa que en vos, si ibas a lograr ver o si estarías discapacitado; sólo teníamos la certeza que fuese como fuese te íbamos a amar. Lloré muchísimo, muchísimo, más que nada por esos siete días interminables de incertidumbre. Tu abuela Stella fue una persona que me ayudó a soportar esos días, llena de fe y confianza en Dios; transmitía su optimismo. Por fin llegó el sábado siguiente; esperamos como tres horas que llegara y te examinara el oculista hasta que finalmente nos dijo” Está bien, excelente”. Casi me desmayo de alivio y de alegría. Más tarde te dieron el alta médica y pudimos llevarte a Santo Tomé, donde poco a poco toda la familia y allegados fueron a conocerte. Nunca nos vamos a olvidar la forma en que abriste tus ojitos al salir de la neo; parecía que se te iban a salir de la cara de tan grande; era la primera vez que estabas con mamá y papá a la vez, los tres juntitos. A los quince días vinimos por fin a nuestro hogar a Rafaela. No salíamos casi nunca para cuidarte mucho, sólo viajábamos a Santa Fe y a Santo Tomé, cada quince días, porque la familia te extrañaba mucho.

Las primeras memas con mamá y papá en Santoto


5

Eras un peluche más; algunos te superaban en tamaño. Marzo 08

Comenzamos a llevarte dos veces por semana a estimulación temprana, donde una estimuladora visual y una kinesióloga te hicieron trabajar de lo lindo todo el año. Te comportabas de diez; al ir creciendo en meses las reconocías a todas; y a todas las comprabas tirándoles besos y mostrándole tus cuatro paletas al sonreír.


6

04-09-08

Llegó el tan esperado día: un añito. Mamá te hizo la torta y vinieron a compartir la tarde con vos: Martina; Ornella; la abuela Isidra, la abuela Carmen y algunas amigas mías que vinieron a tomar mates y a verificar que la torta realmente la había hecho yo.

Estaba rica y todo!!!!

Diseño de Tía Guti.


7

31 -10-08

¡Hoy diste tu primer paso solito!!!!! Tambaleante, indeciso y sin darte cuenta que te habíamos soltado la manito. ¡Qué emoción, hijo mío!!!!! (fue en la casa de Martina)


05-12-08

15-12-08

8 Tuvimos el acto del ciclo lectivo de la escuela especial donde asististe a estimulación temprana por un año. Te disfrazamos de león y estabas divino. Fue muy raro para mí, feliz porque que no tenías que acudir más, un avance increíble, pero triste al observar otras realidades que no tuvieron tu misma suerte. La directora de la escuela, la estimuladora y la kinesióloga nos dijeron que fuiste un caso excepcional, tus avances fueron increíbles. Qué bien que lo hiciste, bebé!

Tres pasos seguidos sin que te ayuden. Sos precavido y desconfiado…falta poquito


17-01-09

19-01-09

25-02-09

9 para que camines solito!!!!!!!! Tambaleante, indeciso y sin darte cuenta que te habíamos soltado la manito. ¡Qué emoción, hijo mío!!!! Ya caminás, bebé!!!!!!!!!!!!!!!! Todo seguro, por toda la casa. Viajamos a Santa Fe y Santoto y sorprendimos a toda la familia con tus caminatas!!!!!!!!!!!!!!! Qué felicidad tan grande para papi y para mí. Lo habíamos mantenido en secreto, así que sorprendimos a las dos familias. Primera gran macana!!! Rompiste un vaso de vidrio en la habitación. Me miraste y dijiste:”Uuuuhhhhh”. Ayer, caminaste por primera vez en la plaza de Rafaela; no querías que nadie te agarrara la mano. Ah! Y viajaste solito en tu silla atrás, así que después de 1 año y 4 meses pude ir sentada al lado de papi y apoderarme del stereo. Muy bien boli! Durante tres días busqué por toda la casa tus cholas; ya me había resignado a qué las habías tirado en el cesto de la basura cuando las encontré en la caja donde tu papá guarda sus calzados; las habías puesto sobre las cholas de él. Me miraste y abriste los brazos con un gesto como diciendo”Tanto lío, si ahí se guardan los calzados.” Espero que sigas ordenado. Estas vacaciones tuvimos que hacerte una serie de estudios; si bien pasamos meses angustiados, en conclusión perteneces al 20% de los prematuros que queda sin lesiones cerebrales. Sos todo un milagro de Dios. Tu abuela Stella me dijo una vez que yo estaba muy triste porque vos estabas en la neo: “Cuando Dios comienza una obra, la termina”. Indudablemente sos obra del Señor.


10

10- 04-09

Tus tíos Fernando Y Lucila, junto con tu prima Cata, te regalaron a Peter. Viajó de Buenos Aires a Santa Fe, y desde allí a Rafaela. Tiene 4 meses, y están adaptándose uno al otro. Más de una vez volás al piso por el exceso de energía de Peter.

Los primeros días de Peter en Rafaela, junto a vos.


11

1 de mayo

Mudanza


12

2 de mayo 8 de junio

DormĂ­s solo Primer beso con ruido a mamĂĄ


13

12 de junio 15 de junio

Estabas conmigo en la compu, cuando escuchaste que tu papá gritar. Te bajaste de mi falda y te paraste al lado de él y empezaste a gritar ”gol,gol,gol…”. Colón y Gimnasia jugaban y, obviamente, tu primer gol fue dedicado al sabalero. Inolvidable para tu pap Por fin dijiste mamá, bebé!!!! Fuiste a caminar con tu madrina y te hizo repetir como lorito todo el camino…”mamá, mamá”. Te grabamos con el celu y ahora te escucho decirlo cada vez que recibo un mensaje.


14

PRIMER GOL 20-08-09

Rompiste los huevos metafóricamente y literalmente y…saliste corriendo


15

POEMA PARA MI HIJO Cómo estás creciendo niño mío, tu risa ilumina como el sol. Creo que fue ayer el primer día, hijo de mi sangre y de mi amor. Cuanto vi en tus ojos la mirada de tu madre, dulce amanecer. Y besé en tus manos la esperanza de ser hombre y permanecer. Cómo haz crecido mi pequeño amigo, cómo me gusta escucharte hablar, y que juguemos y caminemos juntos y soñar, compartiendo tu ilusión y tu verdad. Hoy quiero que duermas en mis brazos, hoy quiero llenarte de calor. Cómo estás creciendo niño mío, dulce mío, hijo de mi amor.

SÓLO POR HOY, EN LA MAÑANA, VOY A SONREIR CUANDO VEA TU ROSTRO Y REIR CUANDO TENGA GANAS DE LLORAR. SÓLO POR HOY, EN LA MAÑANA, VOY A DEJARTE ESCOGER LA ROPA QUE TE VAS A PONER, Y VOY A SONREIR Y DECIRTE QUE TE QUEDA PERFECTA. SÓLO POR HOY, PEDIRÉ UN DÍA DE DESCANSO O VACACIONES, PARA LLEVARTE AL PARQUE A JUGAR. SÓLO POR HOY, AL MEDIODÍA, VOY A DEJAR LOS PLATOS EN LA COCINA Y VOY A DEJARTE QUE ME ENSEÑES CÓMO SE ARMA UN ROMPECABEZAS. SÓLO POR HOY, EN LA TARDE, VOY A DESCONECTAR EL TELÉFONO Y APAGAR LA COMPUTADORA PARA SENTARME JUNTO A TI EN EL JARDÍN, Y HACER BURBUJAS DE JABÓN. SÓLO POR ESTA TARDE, NO VOY A RECLAMARTE, NI SIQUIERA MURMURAR CUANDO TÚ GRITES Y LLORES, CUANDO PASE EL CARRO DE LOS HELADOS, Y VOY A SALIR CONTIGO A COMPRARTE UNO. SÓLO POR ESTA TARDE, NO VOY A PREOCUPARME SOBRE QUE VA A SER DE TI CUANDO CREZCAS Y VOY A PENSAR OTRA VEZ EN TODAS LAS DECISIONES QUE HAYA HECHO ACERCA DE TI. SÓLO POR ESTA TARDE, TE ESTRECHARÉ EN MIS BRAZOS Y TE CONTARÉ UNA HISTORIA ACERCA DE CUANDO NACISTE, Y SOBRE LO MUCHO QUE TE QUIERO.


SÓLO POR ESTA NOCHE, TE DEJARÉ SALPICAR EN LA TINA Y NO ME VOY A ENOJAR.

16

SÓLO POR ESTA NOCHE, TE DEJARÉ ESTAR DESPIERTO HASTA TARDE, MIENTRAS NOS SENTAMOS EN EL COCHE A CONTAR LAS ESTRELLAS. SÓLO POR ESTA NOCHE, CUANDO PASE MIS DEDOS ENTRE TU CABELLO MIENTRAS REZAS, SIMPLEMENTE DARÉ GRACIAS A DIOS POR EL MAYOR REGALO QUE HE RECIBIDO. VOY A PENSAR EN LAS MADRES Y EN LOS PADRES QUE ESTÁN AHORA BUSCANDO A SUS HIJOS EXTRAVIADOS; EN LAS MADRES Y PADRES QUE VISITAN A SUS HIJOS EN SUS TUMBAS EN LUGAR DE SUS CAMAS; Y EN LAS MADRES Y PADRES QUE ESTÁN EN LOS HOSPITALES MIRANDO SUFRIR A SUS PEQUEÑOS, GRITANDO POR DENTRO POR NO PODER HACER NADA. Y CUANDO TE DE UN BESO DE BUENAS NOCHES, TE VOY A ESTRECHAR UN POCO MÁS FUERTE Y UN POCO MÁS DE TIEMPO. ASÍ AGRADECERÉ A DIOS POR TI Y NO LE PEDIRÉ NADA MÁS, EXCEPTO, UN DÍA MÁS.

ORACION

Ángel Santo de la Guarda, dulce compañía, no me desampares ni de noche ni de día. No me dejes solo que me perdería. Ni vivir, ni morir en pecado mortal. Jesús en la vida, Jesús en la muerte, Jesús para siempre. Amén.


17

PADRES MALOS. (Dr. Carlos Hecktheuer, Médico Psiquiatra) Un día, cuando mis hijos estén lo suficientemente crecidos para entender la lógica que motiva a los padres y madres, yo habré de decirles: • Los amé lo suficiente como para haberles preguntado a dónde iban, con quién iban y a qué hora regresarían. • Los amé lo suficiente para no haberme quedado callado y para hacerles saber, aunque no les gustara, que aquel nuevo amigo no era buena compañía. • Los amé lo suficiente para hacerles pagar las golosinas que tomaron del supermercado o las revistas del expendio, y hacerles decir al dueño: “Nosotros nos llevamos esto ayer y queremos pagarlo”. • Los amé lo suficiente como para haber permanecido junto a ustedes, mientras limpiaban su cuarto, tarea que yo habría hecho en 15 minutos. • Los amé lo suficiente como para dejarles ver además del amor que sentía por ustedes, la decepción y también las lágrimas en mis ojos. • Los amé lo suficiente para dejarlos asumir la responsabilidad de sus acciones, aunque cuando las penalidades eran tan duras que me partían el corazón. • Y ante todo, los amé lo suficiente para decirles NO, cuando sabía que ustedes podrían odiarme por eso (y en algunos momentos sé que me odiaron). • Ésas eran las batallas más difíciles de todas. Estoy contento, vencí…porque al final ustedes ganaron también! Y cualquiera de estos días, cuando mis nietos hayan crecido lo suficiente para entender la lógica que motiva a los Padres y Madres, cuando ellos les pregunten si sus padres eran malos, mis hijos les dirán: “Sí, nuestros padres eran malos. Eran los padres más malos del mundo…Los otros chicos comían golosinas en el desayuno y nosotros teníamos que comer cereales, leche y tostadas. Los otros chicos bebían gaseosas y comían papas fritas y helados en el almuerzo y nosotros teníamos que comer arroz, carne, verduras y frutas. Mamá y Papá tenían que saber quiénes eran nuestros amigos y qué hacíamos con ellos. Insistían en que les dijéramos con quién íbamos a salir, aunque demoráramos apenas una hora o menos. Ellos nos insistían para que les dijéramos siempre la verdad y nada más que la verdad. Y cuando éramos adolescentes, no sé cómo, hasta conseguían leernos el pensamiento.

¡Y nuestra vida sí que era pesada! Ellos no permitían que nuestros amigos nos tocaran el timbre para que saliéramos; tenían que tocar la puerta y entrar para que los conocieran. A los 12 años, todos podían volver tarde por la noche, nosotros tuvimos que esperar como hasta los 16 para hacerlo, y aquellos pesados se levantaban para saber si la fiesta había estado buena (sólo para ver en que estado nos encontrábamos al volver). Por culpa de nuestros padres, nos perdimos inmensas experiencias en la adolescencia. Ninguno de nosotros estuvo envuelto en problemas de drogas, robos, actos de vandalismo, violación de propiedad, ni estuvimos presos por ningún crimen.

¡Todo fue culpa de ellos! Ahora que somos adultos honestos y educados, estamos haciendo lo mejor para ser “PADRES MALOS”, como fueron nuestros padres. YO CREO QUE ESTE ES UNO DE LOS MALES DEL MUNDO DE HOY: ¡NO HAY SUFICIENTES PADRES MALOS!”


18

El niño que soy Soy un niño con un nombre que me sustenta llámame por mi nombre. Acéptame como soy: no me compares. Yo soy como tú, un individuo único con únicas maneras de percibir interpretar y expresarse. Aprender es agradable. No me lo eches a perder con castigos tareas y amenazas. Permíteme expresarme libremente: no termines mi frase ni culmines mis trazos ni rellenes mis dibujos. Intercambia conmigo opiniones. Así me ayudas a aceptar las críticas ajenas. Mírame a los ojos cuando me hables. De ser posible colócate a la altura de mi vista. A veces me duele el cuello de mirar hacia arriba. Sé discreto con mis asuntos: mis piojos, mi zurdera, mi tartamudez o mis rabietas; no van a desaparecer por el hecho de que tú las pregones. Déjame tomar decisiones. Sugiéreme y plantéame alternativas pero enséñame a ser independiente; a prescindir de ti. Estimúlame para mantener despiertos mis sentidos. Con ellos puedo hacer y rehacer el universo.


19

Valora mis esfuerzos más que los resultados de mis actos. Así tendré ánimo para seguir adelante y ése será nuestro triunfo. Si asumes que yo soy un individuo en proceso de transformación (y tú también) podremos ser solidarios en la creación. Necesito límites y está bien que ejerzas el control pero hazlo con firmeza, congruencia perseverancia y cariño. No me pidas que me quede quieto por mucho rato. Tengo muchos barcos y trenes y aviones, caballos y mariposas por dentro. No me resuelvas las cosas porque me harás un desvalido. No supongas lo que me pasa; indágalo. Así nos ayudaremos. Un dato para sobrevivir el mañana: enséñame a cooperar antes que a competir. Enséñame también cómo aprender pero quiero aprender explorando, haciendo, viviendo. Necesito amar y ser amado. Vamos pues.


FACUNDO