Page 1

La imagen mediática de la juventud, desde su propia mirada

FUNDACIÓN DE AYUDA CONTRA LA DROGADICCIÓN

1


• Elena Rodríguez San Julián • Ignacio Megías Quirós

OBJETIVO: Analizar el discurso juvenil sobre la imagen que los medios transmiten de los propios jóvenes.

2


METODOLOGÍA ANÁLISIS CUALITATIVO: •

10 • • • •

Grupos de discusión Edad Sexo Estatus socioeconómico Participación en movimientos sociales

7 entrevistas en profundidad • Jóvenes con perfil específico • Activistas • Comunicadores • Líderes juveniles

3


DISCURSO

“No nos conocen”

“Aunque, en algo sí que aciertan”

“No les interesa conocernos, no les importamos”

“Nos utilizan”

“No nos preocupa que no nos conozcan”

“Aunque, quizás sí nos preocupa”

4


NO NOS CONOCEN “Hablan de nosotros, pero no nos conocen” •

Imagen simplificadora y estigmatizadora • Imagen unitaria y globalizadora • Etiquetas recurrentes; estéticas y comportamentales • Énfasis de lo negativo

La imagen no es del todo falsa, pero es muy parcial • Imagen cierta, pero caricaturizada • Imagen cierta, pero no representativa del conjunto

Los medios nos falsean, pero los estudios “serios” también lo hacen • Una mirada “rígida” no puede comprender una realidad “flexible”

El discurso juvenil se muestra claramente crítico con la imagen que, de los propios jóvenes, transmiten los medios. Esta imagen sería simplista, tópica, uniformizadora, caricaturesca y estigmatizadora. Obviamente, en algo coincide con la realidad pero confunde “la parte con el todo”. No mucha mejor idea tienen los jóvenes de las imágenes transmitidas por los estudios “serios”. Éstas no son tan burdas pero pecan de rigidez y de falta de amplitud para poder reflejar una realidad, la juvenil, muy diversa y cambiante.

5


AUNQUE EN ALGO SÍ QUE ACIERTAN •

La mala imagen también es compartida por los propios jóvenes • A la propia generación se atribuyen características negativas • Este perfil se sitúa en otros • más, si son más jóvenes

Pero se interpreta de forma diferente • Los medios desconocen, eligen y manipulan • Los propios jóvenes se conocen y pueden criticarse • saben que son así • saben que no sólo son así • saben que no son tan diferentes de los adultos

A los jóvenes les molesta la hipocresía de los medios • hay un pacto social implícito: cómo hay que ser • sólo sería rechazable la ruptura del “orden pactado” • es hipócrita quejarse de lo implícitamente asumido

En algo sí que es cierta la imagen mediática de los jóvenes. Estos también tienen una idea básicamente negativa de su generación; aunque esta visión crítica se refiere casi siempre a los que son más jóvenes que quien opina. En cualquier caso, la acusación básica tiene que ver con la legitimidad de la crítica. Los jóvenes saben cómo son y pueden señalar los aspectos negativos porque saben que éstos no son la única realidad, porque los explican y porque los disculpan; los medios no tienen esa legitimidad porque no conocen la realidad y manipulan. Además, se señala una cierta hipocresía y una ruptura de un pacto implícito: se supone que los jóvenes son y tienen que ser como el tópico dice (respetando unos límites de orden y seguridad); por tanto, es ridícula la queja de que se comporten de ese modo.

6


NO LES INTERESA CONOCERNOS, NO LES IMPORTAMOS

• Los medios necesitan simplificar (consumo rápido) • Son • • •

convenientes los estereotipos reduccionistas se define qué es “ser joven” se define “la normalidad” se visibilizan, dramatizándolos, determinados problemas

• En definitiva, se ejerce poder y control

Esta imagen mediática tópica y caricaturesca de los jóvenes se alimenta de la falta de interés de los medios por abarcar una realidad más completa y compleja. En primer lugar, porque los medios necesitan la simplificación que facilita el consumo rápido de las informaciones. En segundo lugar, porque la creación de etiquetas mantiene el sistema: roles definidos, “normalidad” establecida, continuismo... Además, todo esto facilita la visibilización dramatizada de los problemas que interese subrayar en cada momento. En última instancia, todo refuerza el sistema, es un ejercicio de control.

7


NOS UTILIZAN • Los destinatarios de los mensajes estereotipados son padres y madres • Asumen la imagen y reaccionan • controlando • sobreprotegiendo • Objetivo fundamental: encontrar nuevos nichos de mercado • Para los propios productos mediáticos: “lo simple atrae más, sobre todo si es dramático” • En el conjunto social (consumo global): “una imagen juvenil que se alimenta de marcas, modelos, ocio...” • En las familias: a partir del consumismo de los hijos

Además hay una intención ganancial en otro orden de cosas. Fundamentalmente, la imagen juvenil se pone al servicio del mercado y del consumo: de los propios medios y de todos los productos que la imagen juvenil conlleva. No sólo “lo joven” vende; también, para ser joven (puesto que esa es la normalidad), hay que comprar.

8


NO NOS PREOCUPA QUE NO NOS CONOZCAN • Los jóvenes saben cómo son • “No todos somos así” (“es peor que los adultos hagan lo que nos recriminan”) • “No somos los únicos que son así” (“son peores los más jóvenes”) • “No somos los peores” • “Se supone que es normal ser así” • Los jóvenes saben cómo son los medios • “Tienen que vender” • “Conocemos sus servidumbres” • Los jóvenes se reconocen parcialmente en la imagen • “En parte es verdad” • “Nosotros mismos nos creemos (y transmitimos) que somos así”

A la mayoría de los jóvenes, aunque la critican, no les importa la imagen transmitida. Porque saben que no son sólo así (aunque en parte sí lo admiten), porque sus padres también lo saben, porque entienden que todo el mundo piensa que eso es lo normal y, porque no se sienten diferentes de los adultos. Además creen conocer a los medios, sus limitaciones, sus servidumbres y sus intereses; y no esperan otra cosa de ellos.

9


AUNQUE, QUIZÁ SÍ NOS PREOCUPA • La imagen molesta • “soy juzgado” • “se me responsabiliza de cuestiones condicionadas por otros, por el sistema” • “es una hipocresía social” • “nos utilizan y no nos dan nada a cambio” • La imagen debería ser cambiada (postura minoritaria) • “Tendríamos que responsabilizarnos de nuestra imagen” • “Los jóvenes son quienes mejor pueden ir contra lo establecido” • La • • •

imagen es difícilmente cambiable “Nosotros mismos la alimentamos” “Es el sistema el interesado en que las cosas sean así “Los jóvenes terminan por integrarse”

A otros jóvenes les molesta claramente la imagen que se transmite de ellos. Se sienten juzgados, critican la hipocresía de que se les cuestione precisamente por lo que se espera de ellos, rechazan ser responsables de algo que está condicionado por otros (los adultos, el sistema). Una minoría querría definitivamente que su imagen cambiase; sienten que en todo esto hay una responsabilidad de los jóvenes, que deberían esforzarse en cambiar su reflejo mediático, no sólo porque es falso e injusto sino porque sería una forma de mejora social, de ir contra lo establecido. Esta voluntad minoritaria sabe que enfrenta graves dificultades en la tarea: hay que romper una complicidad de intereses entre el sistema, los medios y una mayoría de jóvenes.

10


EL PROCESO DE “PROFECÍA AUTOCUMPLIDA” IMÁGENES MEDIÁTICAS

“Medios: cronistas de realidad” “Es preciso simplificar” “Hay que subrayar lo extremo” “Lo joven, vende”

“Lo que no sale, no existe” “Si sale es que es cierto” “Lo temido, se espera” “Así es el sistema”

LAS COSAS SON ASÍ

TENEMOS QUE SER ASÍ (Y, ADEMÁS, TIENE VENTAJAS)

Entre la imagen mediática y la realidad juvenil se establecen unas relaciones de condicionantes mutuos, una especio de profecía autocumplida: como se supone que hay que ser así, se es así. Se cree que hay que ser así porque es lo que dicen los medios, que se supone reflejan lo que hay, que sancionan lo esencial y que coinciden con el imaginario colectivo. A su vez los medios, cronistas de la realidad y forzados a simplificar, recogen lo básico, lo más elemental, de ese imaginario colectivo. Así se cierra el círculo de una cierta inevitabilidad, sin que nadie tenga conciencia de lo ilógico de la relación.

11


ANTE ESE PROCESO TODOS SOMOS RESPONSABLES... •

Medios: construyen, en parte, e institucionalizan el discurso

Adultos: asumen la imagen juvenil desde una impotencia culposa (“los hemos hecho así”)

Jóvenes: recogen el discurso, lo asumen como la “normalidad”, lo aceptan o lo soportan

Estudios sociales: no acaban de adoptar una perspectiva diferente (e incluyente) de las de los otros actores

Los jóvenes más críticos señalan un conjunto de responsabilidades compartidas por la situación. De los medios que, en buena parte, construyen, o al menos institucionalizan, el discurso; de los propios jóvenes, que lo alimentan o no lo confrontan; de los adultos, que lo asumen pasivamente, desde un vago sentimiento de culpa; y de las miradas “científicas” que, en su rigidez, son incapaces de neutralizar las trampas del imaginario colectivo.

12


La imagen mediática de la juventud, desde su propia mirada

FUNDACIÓN DE AYUDA CONTRA LA DROGADICCIÓN

13

Para Comprender a los jovenes  

Probando este portal para subir información

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you