Page 1


INTRODUCCIÓN

CONOCIENDO A TRINI.

¡¡¡Hola chicos!!! Me llamo Trini. Seguramente mi nombre no os dice nada, así que vamos a jugar a un juego para que me descubráis. Os voy a dar una serie de pistas. Empezaremos por mi nombre completo; me llamo

María Trinidad de los Ángeles y Salvatierra. ¿Qué? Os habéis quedado igual ¿verdad? No os preocupéis, no es culpa vuestra. Aquí la única culpable soy yo, pero esto se v a a acabar. Sigamos c on nuestros asuntos (perdonadme, pero como chica que so y, me v oy mucho por las r amas en v ez de c entrarme en el tema). Si os digo que soy la

Sra. Pérez vamos acercándonos,

pero ya veo que seguís en blanco. ¡Bien! Os voy a dar otra pista.

Mi marido se

EZ. R É P é s o J o c is llama Franc Os lo voy a poner más fácil,

tenéis que centraros solamente en el apellido,

.

PÉREZ

PÉREZ, PÉREZ, PÉREZ, ¿Quién puede llamarse así, c on ese apellido tan común y ser mundialmente famoso? 2


Ya veo que algunos empezáis a sospechar. ¡Bueno! Otra pista. Es muy amigo de vosotros y cabría en la palma de vuestra mano. Es de color gris y tiene bigotes, y para mí es el ratoncito más guaaaaaaapo del mundo.

¡¡¡¡ Sí !!!

ya sé que todos estáis pensando en él. Mi marido es…..

“EL RATONCITO PÉREZ”.

Vale, pues yo soy

TRINI, ¡¡ Sí !! ¡TRI – NI!. 3


tr a cabezota , po es vu en e br m no te es s ro Graba eno, me imagino rque a par tir de

la sopa. Bu oír hablar de mí hasta en a r za pe em a is va a or ah ente por que yo llamo cariñosam al , z re Pé o it nc to ya que sabéis que el ra itos. 11 chicos conmigo y tenemos 14 hij do sa ca tá es , pe Pe co que su diminutivo Pa as….., alegres…, bueno ios ec pr n so as ell s, ica ch y3 mo un r, a veces me enrollo co ya me ha vuelt o a pasa rollito de primavera. Centrémonos en nuestro tema. La historia de la

Familia Pérez se remonta en su árbol genealógico hasta el tatarabuelo que fue el primero en coleccionar

Pérez,

DIENTES DE LECHE, y se convirtió en

una tradición, que siguió el bisabuelo Pérez, después el abuelo, más tarde el padre, y por último mi querido Paco Pepe, al que vosotros conocéis como

Ratoncito Pérez

Todos tuvieron, y también ahora nosotros tenemos, esa debilidad por coleccionar dientes de leche, esos dientecitos blancos que se os caen cuando los niños empezáis a ser mayores. No es algo tan raro, a algunos les da por coleccionar sellos, a otros botellas, a otros chapas, y

nosotros, coleccionamos dientes. Lo cierto es que lo que nació como algo tan sencillo como es una colección, se convirtió en algo más. Al principio no se dieron cuenta pero con el transcurso del tiempo, sucedió algo curioso y al mismo tiempo maravilloso. 4


Cuantos más dientes recogían, más felices eran, más dientes más felices, más

dientes superfelices, más dientes superrequetefelices, por lo tanto siempre siguen y siguen recogiendo dientes. estra felicidad. Este es el secreto para nu sotros tenéis un Vosotros al igual que no

vida para secreto que encontrar en esta n sólo , ta ser felices. Todos podemos serlo ción favorita; y tened nuestra colec tenemos que descubrir a verdad verdadera, presente algo que es un te lo dice Trini: Recordadlo siempre.

“la felicidad es contagiosa”

Continuemos con nuestra historia. Los encargados de recoger tan preciada mercancía siempre han sido los chicos, y por eso todas las chicas somos las auténticas desconocidas de esta historia. Así nadie de vosotros recordará a la buena de la

tatarabuela Eulalia, a la bisabuela Palmira, a la abuela Dorotea, y a la mam‡Constanza, y a todas las demás chicas de la familia. Nosotros siempr e nos ac ordaremos de ellas por que fuer on muy buenas trabajadoras y unas excelentes cocineras.

Snif, snif… Lo siento, pero es que me pongo muy sensible cuando me acuerdo de nuestra familia. 5


¡Está bien! Sigamos. Yo trabajo como ellas, pero lo hago dentro del castillo. No vayáis a pensar que Paco Pepe me tiene encerrada y no me deja salir.

No, no es así.

Él me ama muchísimo y no quiere que me ocurra nunca nada malo, por eso es por lo que él y todos los chicos de esta familia, se encargan de salir a la calle. El exterior es muy peligroso, por lo tanto siempre que salgo voy acompañada de mi marido por lo que pueda ocurrir.

Pero ¿sabéis qué es

lo que os digo?

¡¡harta!! ¡¡ Que estoy harta !!

¡¡ HAAAAAAARTA !!

Harta de que nadie me conozca, y de que no sepáis, vosotros los niños, que existo; harta de ser una auténtica y completa desconocida para todos, niños y mayores. Estoy aburrida de hacer siempre lo mismo, en el mismo lugar, con la misma gente, y viendo las mismas caras. Total, un rollo.

Necesito salir, ver el Sol, sentir el viento en la cara, que la adrenalina corra por mis venas, y sobretodo necesito una identidad y ser recordada al igual que el

Ratoncito Pérez. ¿Os ha quedado claro? ¡V ale! 6


ver os voy a hacer yo una pregunta. ¡A Pues prestad atención porque ahora océis del Ratoncito Pérez? Lo único chicos!, realmente vosotros ¿qué con , s casas, entra en vuestra habitación que sabéis es que se mete en vuestra un regalito, que suele ser unas se lleva vuestro dientecito y os deja han encargado los monedas. Pero esto es porque siempres se aborado, sabríai muchas más cosas, chicos. Si nosotras hubiéramos col o desayunamos, lo que comemos, com conoceríais todos los detalles, lo que calzoncillos del ratoncito Pérez. nos divertimos, y hasta el color de los

e las chicas entura. Ya es hora de qu av ta es do an ar ep pr y to Por eso es tros me toria, y quiero que voso his la os em bi m ca y n entremos en acció s unas chuches, neros cómodos, cogero Po al. fin el sta ha is ñé acompa os n de seguridad, que vam ró tu cin el os ar ch ro ab y unas palomitas a vivirla todos juntos. Vamos a empezar como se tiene que hacer, por el principio.

Soy una ratoncita pequeñita, también de color gris claro, excepto la barriguita que la tengo blanca. Tengo 95 años, pero no, no os asustéis porque vuestros años y los nuestros no son iguales. Nosotros vivimos aproximadamente 300 años, por lo tanto si yo tengo 95 equivaldría a unos……, a ver…, hum……, lo siento pero las matemáticas no son mi fuerte. A mí háblame de cocina, de moda, de viajes, sí, sobre todo de viajes, tengo unas ganas de….., otra vez me ha vuelto a pasar

y me estoy volviendo a enrollar. 7


Bueno ¿por dónde íbamos? Ah, sí, por lo de los años. Ya he conseguido descifrarlo,

si yo fuera humana tendría exactamente

27 años. No está nada mal para tener 14 hijos y todavía los que

Tengo unos preciosos ojos azules, una encantadora sonrisa, y un pelo de lo más suave. puedan venir. Ya veis, estoy en la flor de la vida.

Estoy muy bien proporcionada y tengo unas buenas medidas. Un año hasta me dieron el título de “Reina de las Fiestas”. La verdad….., soy una ratoncita bastante atractiva.

¿Qué estáis pensando? ¿Que no tengo abuela? Pues no, no la tengo y por eso todo me lo digo yo. Si soy sincera del todo, hay una cosa que se me ha olvidado contaros.

Mis posaderas son un poco, bastante…, podríamos llamarlas “generosas”. De todas formas a mí me gustan porque son mías y es lo que hay, y a Paco Pepe también, que es lo que me importa.

que nací en una familia de alta Otra cosa que debéis saber de mí es se llama una alcurnia. No soy precisamente lo que

go nadie lo diría ya que “niña de papá”, sin em. bar Además soy hija única y esto

mis padres tienen apellidos y fortuna ratoncitos, porque nosotros es bastante raro entre las familias de sola vez. siempre tenemos varios hijitos de una

Mi madre solamente tuvo un embar azo. M i llegada al mundo fue muy complicada, y de los 4 ratoncitos que iban a nacer sólo viví yo. Ya podéis imaginar cómo me han tratado mis padres siempre.

8


– ¡Trini ten cuidado! – Sí mamá. – ¡Trini eso es peligroso! – Sí mamá. – ¡Trini, por favor, no salgas sola de casa. – Sí mamá

9


Y así día tras día, incansablemente. Ya sé que vuestras mamás a veces son iguales

que la mía.

Si he de reconocerlo yo también soy un poco pesa

da con los míos.

Es que a los hijos se les quiere demasiado, ya lo comprobaréis cuando seáis padres.

n, y porque e sé que lo hacían por mi bie No les reprocho nada porqu esa me han dejado experimentar a nc nu ro pe o, ch mu en ier me qu ría, y de la que sólo conozco la teo sta gu me to tan e qu ra, lab pa

“Libertad”. Pues bien, resulta que me caso con un ratoncito maravilloso al que adoro, y me vuelve a pasar lo mismo.

Pero ¡NO!,

esta vez lo tengo clarísimo, todo muy bien meditado y estudiado. Voy a romper con estas antiguas normas.

Sí, sí, y sí, tengo un gran plan para salir. 10


! ! ! h h h h h h h u ¡¡¡ Uhauuu Perdonadme pero tengo

mucho sueño y se me abre

¡Claro! Cómo no voy a estar

cansada

si son las nueve de la Siempre me acuesto a las

la boca.

mañana.

ocho de la mañana

y me levanto a las ocho de

la tarde.

milones, y descansamos unas ¡Sí! Los ratoncitos somos bastante dor unos que lo hacen hasta catorce. doce horas seguidas, aunque hay alg

Nosotros dormimos de día y vivimos de noche. a noche para que viváis

Por eso mismo chicos, nos vemos est

so, mi maravilloso, fantástico, repetitivo, tedio aburrido, y siempre igual día.

¡¡ Buenos días, y hasta luego !! 11


CAPITULO 1

EL CASTILLO

La familia Pérez vive en un enorme castillo, en una zona residencial, cercana a la Moraleja en Madrid, bastante aislada y tranquila.

Todo el mundo sabe quien habita allí.

El castillo está rodeado por jardines preciosos donde cantan los pajaritos y estanques azules donde nadan los peces. En la puerta del jardín hay una placa grande en la que está grabado

“Residencia Pérez” Aquí se encuentra el conserje que es el encargado de vigilar a todo el que entra. Todo el mundo tiene que tener su invitación para poder pasar al interior.

Esta estupenda mansión tiene 5 plan tas. En la quin ta, como es la más alta y por lo tanto la más tranquila e íntima, es donde se encuentran los dormitorios. Aquí se encuentra el dormitorio principal que es donde duer men, como ya sabéis, el ratoncito Pérez y Trini. -

Buenas noches Trini - sonó el despertador.

-

Buenas noches Trini - repitió de nuevo.

-

Buenas no….

-

Ya te he oído, ya me levanto - dijo Trini apagand o el despertador.

-

Vamos a ver qué sorpresas tenemos hoy -murmu ró desperezándose.

En un momento se lava la cara, se pone el chán dal , y se va al gimnasio que está en la segunda planta.

12


-

Buenas noches Amelia, ¿qué tal has dormido?

-

Buenas noches Trini, de maravilla, y ¿tú?, ¿tú?, ¿tú?.

-

Muy bien g racias, v amos a nuestr a clase de ar erobic que está empezando - contestó Trini dirigiéndose hacia la sala. 13


Mientras las chicas hacen deporte, os voy a hablar un poco de Amelia. Amelia es la mejor amiga de Trini. Tiene su misma edad y son inseparables. Es muy buena chica, aunque es un tanto peculiar, tiene algunas manías….., algunas cosillas….., pero bueno….., eso mejor que lo descubráis vosotros.

s a v er qué están ¡Bien! Ya han t erminado la g imnasia, v amo haciendo ahora. -

os luego Amelia me voy a dar una ducha rápida y nos vem para desayunar - dijo Trini.

-

Ok, ok, ok - contestó Amelia.

mente, Las dos amigas se asean rápida el se visten con ropa cómoda para ría de trabajo y se dirigen hacia la cafete la tercera planta. - Buenas noches Beni - saludó Trini al camarero. -Buenas noches contestó éste. -¿Lo de siempre? preguntó Beni. -Aha -contestó Trini. Y Amelia siguió -Aha, ha, ha.

14


Trini siempre desayuna un vaso de leche con un poco de queso fundido, y unas tostadas de queso fresco. Un desayuno típico de los ratoncitos. Con Amelia es distinto, no os asombréis de lo que toma para desayunar. Ya os he dicho que es bastante especial. Es más rara que ver a una jirafa haciendo el pino con las orejas y girando el rabo al mismo tiempo. Espera, mejor, mejor éste,

es más rara que entrar a clase de gimnasia y que el monitor sea un hipopótamo vestido de bailarina. Ya lo tengo, mejor todavía, que me parto de risa,

es más rara que una mosca flacucha le gane un pulso a un elefante culturista. Pues Amelia es más rara que todo eso junto. Para empezar es la única ratoncita que yo conozco y os aseguro que conozco muchas, y me imagino que vosotros también, que…., atención….

ODIA, pero que O-DI-A el queso, cualquier tipo de queso y en cambio adora, pero que se vuelve loca con las cebollas y los ajos. Sí, habéis oído bien,

cebollas y ajos; por

supuesto no conozco a ninguna ratoncita más que le guste semejante alimento.

- Amelia aquí tienes tu zumo de cebolla con un toque de ajo - dijo Beni el camarero tapándose

la nariz.

- Cada vez los haces mejores, deberías probarlo algún día, ía, ía, -siguió Amelia realmente entusiasmada.

- ¡Antes me muero!

- murmuró Beni de asco. o poniendo cara

lo baj 15

por


Ahora nos dirigimos a la planta más impresionante del Castillo, la cuarta.

laboratorio, donde se limpian y posteriormente se clasifican los dientes, y el museo, que es Ésta está dividida en dos partes: la del

donde exponemos todas nuestras piezas. En esta planta trabajan 35 ratoncitos y dos de ellos son nuestras protagonistas: Trini y Amelia. Amelia es la secretaria y amiga de confianza de Trini. Es muy eficaz y competente, sobre todo a la hora de encontrar dientes defectuosos. Trini es la máxima autoridad, no sólo de esta planta sino también de todo el castillo, cuando Paco Pepe está ausente.

taréis ada estoy! ¡Claro! Os es ist sp de é qu o en bu ro ¡Pe tá el Ratoncito Pérez. preguntando dónde es cido, está malito ni nada pare No preocuparos que no al e se encuentra fenomen str lla pi uy m el , rio ra nt al co ido descanso; disfrutando de un merec

a la una, a las dos, y a las tres, ¡¡

sorpresa

éis oído bien, en

el ratoncito está de vacaciones, sí hab

¡Pom, Porropom, Pom, Pom!, nada más y nada menos que en las

¡ya te digo!

Islas Bahamas, 16

!!


cito necesitamos descansar, y el raton Tampoco es algo tan raro, todos es. Él es muy de Agosto se toma sus vacacion trabaja muchísimo y en el mes el Caribe, también disfruta de lo lindo en ro pe o, baj tra su o nd liza rea z feli ¿y quién no? ¿verdad?. s, deja su castillo en buenas mano es pu , ado up eoc spr de e ent Él se va totalm que esta ntes es su hijo mayor Martín, aun die los er og rec de ado arg enc el y do su mujer. an ar ep pr á est e qu lo a ch pe sos o, om as vez, ni por 17

La señora Perez  

cuento de la Señora Perez

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you