Issuu on Google+

Liceo Javier Quito Curso MatemĂĄtica Denis Ardon

Francisco A MartĂ­nez Mijangos Septiembre 2013 Clave 23


Un día, el burro de un campesino se cayó en un pozo. El animal lloró fuertemente por horas, mientras el campesino trataba de buscar algo que hacer. Finalmente, el campesino decidió que el burro ya estaba viejo y el pozo ya estaba seco y necesitaba ser tapado de todas formas; que realmente no valía la pena sacar al burro del pozo. Invitó a todos sus vecinos para que vinieran a ayudarle. Cada uno agarró una pala y empezaron a tirarle tierra al pozo. El burro se dio cuenta de lo que estaba pasando y lloró horriblemente. Luego, para sorpresa de todos, se aquietó después de unas cuantas paladas de tierra. El campesino finalmente miró al fondo del pozo y se sorprendió de lo que vio... con cada palada de tierra, el burro estaba haciendo algo increíble: Se sacudía la tierra y daba un paso encima de la tierra . Muy pronto todo el mundo vio sorprendido cómo el burro llegó hasta la boca del pozo, pasó por encima del borde y salió trotando.... La vida va a tirarte tierra, todo tipo de tierra... el truco para salir del pozo es sacudírsela y usarla para dar un paso hacia arriba. Cada uno de nuestros problemas es un escalón hacia arriba. Podemos salir de los más profundos huecos si no nos damos por vencidos... ¡¡¡Usa la tierra que te echan para salir adelante!!! Recuerda las 5 reglas para ser feliz: Libera tu corazón del odio Libera tu mente de las preocupaciones Simplifica tu vida Da más y espera menos Ama más y...sacúdete la tierra porque en esta vida hay que ser solución, no problema. Si lo vemos desde la perspectiva del dueño del burro, nos damos cuenta como a veces desechamos las cosas que creemos que no nos sirven simplemente porque se vuelven difíciles de conseguir, aunque la respuesta la tengamos tan cerca nos impide llegar a una meta lo que nos atormenta. Las reglas para ser feliz que se menciona son muy ciertas dado que necesitamos liberarnos de aquello que nos aleja de nuestro ser persona. Podríamos vivir más simple si amaramos lo que hacemos y amaramos a los demás.


Un joven y exitoso ejecutivo paseaba a toda velocidad en su auto Jaguar último modelo, con precaución de no toparse con un chico cruzando la calle sin mirar, y al bajar la velocidad; sintió un estruendoso golpe en la puerta, y al bajarse vio que un ladrillo le había estropeado la pintura, carrocería y vidrio de la puerta de su lujoso auto. Trancó los frenos, dio un brusco giro de 180 grados; y regresó a toda velocidad a donde vio salir el ladrillo que acababa de desgraciar lo hermoso que lucía su exótico auto. Salió del auto de un brinco y agarró por los brazos a un chiquillo, y empujándolo hacia un auto estacionado; le gritó a toda voz: ¿Qué rayos fue eso? ¿Quién eres tu? ¿Qué crees que haces con mi auto? Y enfurecido casi botando humo, continuó gritándole al chiquillo: ¡Es un auto nuevo, y ese ladrillo que lanzaste va a costarte caro! ¿Por qué hiciste eso? "Por favor, Señor, por favor. Lo siento mucho! no sé que hacer", suplicó el chiquillo. "Le lancé el ladrillo porque nadie se detenía”. Lágrimas bajaban por sus mejillas hasta el suelo, mientras señalaba hacia alrededor del auto estacionado. "Es mi hermano", le dijo. “Se descarriló su sillón de ruedas y se cayó al suelo y no puedo levantarlo". Sollozando, el chiquillo le preguntó al ejecutivo: "Puede usted, por favor; ayudarme a sentarlo en su silla? Está golpeado, y pesa mucho para mí solito". Soy pequeño. Visiblemente impactado por las palabras del chiquillo, el ejecutivo tragó grueso el taco que se le formó en su garganta. Indescriptiblemente emocionado por lo que acababa de pasarle, levantó al joven del suelo y lo sentó en su silla nuevamente sacando su pañuelo de


seda para limpiar un poco las cortaduras y el sucio de sobre las heridas del hermano de aquel chiquillo especial. Luego de verificar que se encontraba bien, miró; y el chiquillo le dio las gracias con una sonrisa que no tiene posibilidad de describir nadie... "DIOS lo bendiga, señor...y muchas gracias" le dijo. El hombre vio como se alejaba el chiquillo empujando trabajosamente la pesada silla de ruedas de su hermano, hasta llegar a su humilde casita. El ejecutivo no ha reparado aún la puerta del auto, manteniendo la hendidura que le hizo el ladrillazo; para recordarle el no ir por la vida tan de prisa que alguien tenga que lanzarle un ladrillo para que preste atención. DIOS nos susurra en el alma y en el corazón. Hay veces que tiene que lanzarnos un ladrillo a ver si le prestamos atención. Escoge: Escucha el susurro... o el ladrillazo. El ladrillo o el susurro, creo que alrededor de toda nuestra vida recivimos ladrillazos mas que susurros aunque los dos se nos presenten tan seguido en nuestras vidas, pues vivimos la vida tan rápido que no nos damos cuenta del o que sucede a nuestro alrededor, personalmente soy alguien quien se da cuenta de cada detalle de lo que lo rodea pero es cierto que aveces por mas que tratemos se nos pasa los detetalles mas importantes de la vida, los mas lindos, aquellos quenos dan la oportunidad de ayudar a los otros.


¿Sabes? En el lejano Oriente vive el árbol cuyo crecimiento es el más rápido de todas las especies. Dicen que si te quedas quieto mirándolo, puedes verlo crecer, y no es de extrañar, pues crece hasta 32 metros por mes. Eso significa que crece un metro diario, unos cinco centímetros por hora. Es algo realmente sorprendente. El Bambú es el árbol de mayor crecimiento de todo el planeta, quizás la criatura viva que más rápidamente crece, tanto así que en Japón, se usa aún hoy en día como materia prima y se le da una importancia aún mayor que al cemento, acero o al silicio de los semiconductores. Sin embargo tú puedes tomar hoy una semilla de bambú y plantarla en el jardín de tu casa, puedes regarla durante meses y meses, y no conseguirás que brote ni el más pequeño tallo. Eso podría ser una gran decepción para ti, ¿verdad? ¿Por qué esa planta que crece tan rápido no crece en tu jardín? En un primer momento puedes echarle la culpa a la tierra, quizás sea demasiado pobre, pero si eres listo verás que otros árboles viven en ella, así que no debe ser esa la razón. Quizás sea el clima de tu país, ¿Quién sabe? Quizás necesita otro ambiente para salir adelante.. Sin embargo en Japón y China se mezclan temperaturas extremas en todos los sentidos. Y esa planta aguanta el más caliente Sol y el Frío más extremo. De hecho es famoso por su habilidad para sobrevivir en cualquier circunstancia. Quizás puede ser que seas tú, quizás el problema esté en ti, quizás tú seas un inútil y no puedas hacer que crezca el bambú. Te reto a hacerlo, toma una semilla y riégala durante siete meses… ¡No lograrás nada! ¿Por qué lo sé? Porque esa es una planta muy sabia. El bambú durante sus siete primeros años (si, siete años) crece hacia abajo, haciendo expandir sus raíces hasta lo más profundo. ¿Por qué? Porque es sabía y se está preparando. Se está preparando para después ser capaz de alcanzar el mayor de los éxitos y ser la planta con el crecimiento más rápido que existe en todo el reino vegetal. Ser el número Uno no es fácil, hay que prepararse mucho para ello, y el bambú lo consigue gracias a siete años de profundizar sus raíces. Entonces se hace tan poderoso que en un mes crece 32 metros, y aún cuando lo cortes seis veces, seguirá creciendo hasta los 32 metros en un solo mes. Por eso es tan apreciado. Porque sabe prepararse para triunfar, y


si la desgracia cae sobre él, sabe renacer de sus cenizas y llegar otra vez a lo más alto empezando desde casi cero. ¿Por qué es capaz de hacer eso? Porque sus siete años de raíces le dan la fuerza para ello, su vida reside en su raíz, y aunque cortes el tallo, este seguirá creciendo. ¿Has probado a cortar un Roble o un Pino? apreciarás que jamás vuelven a brotar. Ellos no se prepararon tanto como el bambú y acaban pagando eso con su vida, con su fracaso. Sin duda alcanzan un primer éxito más rápido que el bambú, a los pocos meses ya tienen un tallo fuera de la tierra. Sin embargo un roble de siete años aún es un árbol pequeño, joven y delicado. Si le azota una tormenta lo arrancará y morirá; jamás podrá soportar que lo corten a la mitad horizontalmente, porque entonces morirá. Y sin embargo el sabio Bambú, con sólo siete años y un mes, es un árbol poderoso, de treinta y dos metros, al que puedes cortar una y otra vez, la desgracia puede azotarle y una y otra vez seguirá creciendo. El éxito reside en él y ni aún la peor tormenta puede vencerle, su sabiduría al prepararse apropiadamente, le predestina para el éxito. Los humanos somos como los árboles, con la diferencia de que nosotros podemos elegir entre ser Robles o Bambúes… De todo lo que he leído hasta ahora, las reflexiones, posiblemente podría decir que esta es la que mas ha llamado mi atención, dado que nunca había escuchado que esta planta fuera tan interesante, y es una gran analogía con nuestra vida, pues yo lo relaciono con el colegio durante mucho tiempo que estudiamos podríamos llegar a pensar que es en vano tanto tiempo que lo hacemos sin conseguir un resultado concreto, pero no no s damos cuenta que solo son las raíces que mantendrán nuestra vida y cuando esto empieze a surgir con resultados mas grandes lograremos crecer 32 metros al mes.

Después de un largo y duro día en el trabajo, mi mamá puso un plato de salchichas y pan tostado muy quemado frente a mi papá. Recuerdo estar esperando ver si alguien lo notaba? Sin embargo, aunque mi padre lo notó, alcanzó un pan tostado, sonrió a mi madre y me preguntó cómo me había ido en la escuela. No recuerdo lo que le contesté, pero sí recuerdo verlo untándole mantequilla y mermelada al pan tostado y comérselo todo.


Cuando me levanté de la mesa esa noche, recuerdo haber oído a mi madre pedir disculpas a mi padre por los panes tostados muy quemados. Nunca voy a olvidar lo que le dijo: “Cariño no te preocupes, a veces me gustan los panes tostados bien quemados.” Más tarde esa noche, fui a dar el beso de las buenas noches a mi padre y le pregunté si a él le gustaban los panes tostados bien quemados. Él me abrazó y me dijo estas reflexiones: “Tu mamá tuvo un día muy duro en el trabajo, está muy cansada y además ? un pan tostado un poco quemado no le hace daño a nadie”? La vida está llena de cosas imperfectas y gente imperfecta. Aprender a aceptar los defectos y decidir celebrar cada una de las diferencias de los demás, es una de las cosas más importantes para crear una relación sana y duradera. Un pan tostado quemado no debe romper un corazón. La comprensión y la tolerancia es la base de cualquier buena relación. Sé más amable de lo que tú creas necesario, porque todas las personas, en éste momento, están librando algún tipo de batalla. Todos tenemos problemas y todos estamos aprendiendo a vivir y lo más probable es que no nos alcance la vida para aprender lo necesario. “El camino a la felicidad no es recto. Existen curvas llamadas EQUIVOCACIONES, existen semáforos llamados AMIGOS, luces de precaución llamadas FAMILIA, y todo se logra si tienes: Una llanta de repuesto llamada DECISIÓN, un potente motor llamado AMOR, un buen seguro llamado FE, abundante combustible llamado PACIENCIA, pero sobre todo un experto conductor llamado DIOS!!! Cuando estamos aturdidos por todo lo que en un dia nos sucede olvidamos de agradecer por lo que tenemos, siempre nos vamos a equivocar pero para eso están nuestros amigos, para apoyarnos en nuestras decisiones al igual que nuestra familia quienes son los únicos que incondicionalemnte están con nosotros, si nos regimos a nuestra fe con paciencia llegaremos a Dios ya que claro esta que con él todo se puede.


Quizás te estás esforzando en obtener logros materiales y éxitos laborales… ¿pero has tomado conciencia de que nada te llevarás al otro lado? Si lo único que acumulas a lo largo de tu vida son coches, casas, y posesiones materiales, cuando llegue el día final, al que todos vamos a llegar, sentirás que no has vivido la vida. Siempre me sorprende que, a medida que los hombres y mujeres que tienen éxito material se acercan a la vejez, empiezan a ser más serviciales, ha donar dinero, a crear fundaciones de beneficencia ¡en fin! Observa a Bill Gates, e incluso las personas de mayor fama y riqueza en su juventud ¿acaso no has observado el patrón que la mayoría sigue? cuando se acerca su vejez, empiezan a ser más espirituales, y a crear fundaciones que sirvan a las personas, a los animales y al medio ambiente. Descubren al acercarse el final de su vida, que lo único verdadero… es servir y ayudar a los demás. En la obra “Fausto” de Goethe, se ve este patrón maravillosamente. Es una obra que Goethe empezó a escribir a los 20 años, la retomó a los 40 y la finalizó a los 83 años, poco antes de morir. Quería que fuera su obra maestra. Refleja precisamente lo que el sintió durante cada etapa de su vida… hasta poco antes de morir. Fausto es un erudito, que se encuentra desesperado por no encontrarle el sentido a la vida, por no ser feliz. En un acto de desesperación, le ofrece su alma al diablo a cambio de apenas un instante sobre la Tierra que le haga exclamar: “Este momento es tan gratificante que desearía prolongarlo para siempre”. El joven Fausto experimenta de todo, vive sin límites al estilo de los jóvenes de la época de hoy; cuando es adulto, el diablo de la dinero, poder político, el amor de la mujer que el quiera. Pero no consigue ser feliz y sigue sintiéndose vacío. Al final de sus días, ya en su vejez, ayuda a los demás a construir diques para recuperar tierras del mar para que la gente pueda vivir allí. Es entonces que Fausto, después de ayudar a los demás, por primera vez logra decir en su vida: “Este momento es tan gratificante que desearía prolongarlo para siempre”. Si de pura casualidad, estás buscando la felicidad a través de lograr riquezas, y no la has conseguido… Goethe te está diciendo porque. Yo sé que no es fácil intentar siquiera ser feliz cuando no tienes seguro el sustento.


Yo mismo estoy experimentando dificultades económicas en estos momentos, y es cuando el correo de alguna chica solicitándome consejo y ayuda o alguien que gentilmente me envía colaboraciones a mi web me hace olvidar mis momentos de dificultad y me llena de un hermoso instante de felicidad. Ayudar es lo más sano que puedes hacer cuando sientes que no las tienes todas contigo. Por experiencia, se que es lo mejor que puedes hacer. Jesucristo dijo este secreto a sus apóstoles: “Quien quiera ser el mayor entre ustedes, tiene que ser el que más sirva de todos ustedes”. Y esta reflexión la escribí, porque un amigo me compartió que su compadre, al que tanto quería, murió de un paro cardiaco hace algunas semanas y me dijo que él había dejado varias casas, coches, un salón de baile, camionetas… y me dijo “¡Pero nada de eso se lo pudo llevar a la tumba! ¡Todo se quedó aquí!”. "De todas formas, desde el cementerio no se pueden hacer negocios", diría el creador de los pollos Kentucky . Exacto. El único equipaje que te puedes llevar al otro lado, son los hermosos momentos que viviste, si obedeciste a los impulsos de tu corazón e hiciste lo que mas querías, y no solo lo que te convenía. Porque nuestro Dios y Padre se propone juzgarnos al final de los días de acuerdo a nuestras obras… nuestras riquezas no cuentan. Comienza a hacer el equipaje que te puedes llevar al otro lado. Más vale que empieces a empacar tarde… que no llevar nada cuando el viaje te agarre de repente. Si empacamos tarde como dice en lo último de este texto como llegaremos a el camino de la felicidad? Quisiéramos encontrar muchas cosas partiendo del dinero y cosas materiales pero mas que claro esta que todo lo que nos lleve a la felicidad partiendo de cosas materiales, no es felicidad plena, pues aunque la felicidad es una momento simplemente encontraremos un equilibrio que nos lleve a la paz plena, lo cual lo podemos nombrar como felicidad.


El niño miraba al abuelo escribir una carta. En un momento dado, le preguntó: –¿Estás escribiendo una historia que nos pasó a los dos? ¿Es, quizá, una historia sobre mí? El abuelo dejó de escribir, sonrió y dijo al nieto: –Estoy escribiendo sobre ti, es cierto. Sin embargo, más importante que las palabras es el lápiz que estoy usando. Me gustaría que tú fueses como él cuando crezcas. El niño miró el lápiz, intrigado, y no vio nada de especial. –¡Pero si es igual a todos los lápices que he visto en mi vida! –Todo depende del modo en que mires las cosas. Hay en él cinco cualidades que, si consigues mantenerlas, harán de ti una persona por siempre en paz con el mundo. Primera cualidad: puedes hacer grandes cosas, pero no olvides nunca que existe una mano que guía tus pasos. A esta mano nosotros la llamamos Dios, y Él siempre te conducirá en dirección a su voluntad. Segunda: de vez en cuando necesito dejar de escribir y usar el sacapuntas. Eso hace que el lápiz sufra un poco, pero al final está más afilado. Por lo tanto, debes ser capaz de soportar algunos dolores, porque te harán mejor persona. Tercera: el lápiz siempre permite que usemos una goma para borrar aquello que está mal. Entiende que corregir algo que hemos hecho no es necesariamente algo malo, sino algo importante para mantenernos en el camino de la justicia. Cuarta: lo que realmente importa en el lápiz no es la madera ni su forma


exterior, sino el grafito que hay dentro. Por lo tanto, cuida siempre de lo que sucede en tu interior. Finalmente, la quinta cualidad del lápiz: siempre deja una marca. De la misma manera, has de saber que todo lo que hagas en la vida dejará trazos, e intenta ser consciente de cada acción. (Paulo Coelho, El Semanal, nº 882)TRABAJO PARA EL GR Se torna tan interesante la cantidad de analogías que se pueden crear partiendo de cosas tan simples que se encuentra en nuestra vida, pero a veces depende de la manera en que podamos ver la vida, ya que nos muestra tantos detalles a la vez que si nos aturdimos nos es imposible disfrutar la vida, a lo largo de nuestra vida necestiaremso sacapuntas que nos corrija y como el lápiz nos vamos desgastando pero podemos ver que el lápiz guarda en el centro lo mejor del, asi nosotros podemos mostrar la cantidad de cualidades que guardamos en nuestro interior y basta en concentrarnos en dar lo mejro de nosotros para guiar las palabras que forjaran nuestra vida.


No culpes a nadie, nunca te quejes de nada ni de nadie porque fundamentalmente Tu has hecho tu vida. Acepta la responsabilidad de edificarte a ti mismo y el valor de acusarte en el fracaso para volver a empezar, corrigiéndote. El triunfo del verdadero hombre surge de las cenizas del error. Nunca te quejes del ambiente o de los que te rodean, hay quienes en tu mismo ambiente supieron vencer, las circunstancias son buenas o malas según la voluntad o fortaleza de tu corazón. No te quejes de tu pobreza, de tu soledad o de tu suerte, enfrenta con valor y acepta que de una u otra manera son el resultado de tus actos y la prueba que has de ganar. No te amargues con tu propio fracaso ni se lo cargues a otro, acéptate ahora o seguirás justificándote como un niño, recuerda que cualquier momento es bueno para comenzar y que ninguno es tan terrible para claudicar. Deja ya de engañarte, eres la causa de ti mismo, de tu necesidad, de tu fracaso. Si Tú has sido el ignorante, el irresponsable, Tú únicamente Tú, nadie pudo haberlo sido por ti. No olvides que la causa de tu presente es tu pasado, como la causa de tu futuro es tu presente. Aprende de los fuertes, de los audaces, imita a los violentos, a los enérgicos, a los vencedores, a quienes no aceptan situaciones, a quienes vencieron a pesar de todo. Piensa menos en tus problemas y mas en tu trabajo y tus problemas sin alimento morirán Aprende a nacer del dolor y a ser mas grande, que es el mas grande de los obstáculos. Mírate en el espejo de ti mismo. Comienza a ser sincero contigo mismo reconociéndote por tu valor, por tu voluntad y por tu debilidad para justificarte.


Recuerda que dentro de ti hay una fuerza que todo puede hacerlo, reconociéndote a ti mismo, mas libre y fuerte, y dejaras de ser un títere de las circunstancias, porque Tu mismo eres el destino y nadie puede sustituirte en la construcción de tu destino. Levántate y mira por las montañas y respira la luz del amanecer. Tu eres parte de la fuerza de la vida. Nunca pienses en la suerte, porque la suerte es el pretexto de los fracasados.

Sin duda alguna Neruda a acertado en lo que rige nuestra vida, pues no hay nadie más que sea dueño de nuestra vida más que nosotros mismos, podemos regirnos a usar muchas cosas que la vida nos presente para poder realizarnos como personas, sin embargo estas solo son un paso mas que utilizamos para seguir viviendo y el único que decide lo que es y l oque n es para nuestra vida en el fondo somos nosotros y nuestra fuerza de voluntad, la cual nos llevara a ser o no ser fracasados. Podemos ser sinceros con nostros mismos o no ser nadie y vivir por estar vivos pero no por excelencia.


“Señor, al iniciar este año quiero darte gracias por todo aquello que recibiré de ti. Gracias por la vida, el amor, las flores, el aire y el sol, por la alegría y el dolor, por lo que será posible y por lo que no. Te ofrezco cuanto haré en este año: el trabajo que voy a realizar, las cosas que pasarán por mis manos y lo que con ellas podré construir. Pero también, Señor, te quiero pedir que este año sea de nuevas oportunidades para crecer junto a los demás, te pido un corazón generoso para amar y servir. Una oración que posiblemente se vea corta, pero encierra una gran mensaje, el cual nos acerca a Dios que es el que nos guía, pueda ser que nos encerremos en tantas cosas a diario que se nos olvide agradecer por todo, pero que seria de nosotros sino podemos ser agradecidos.

Cuando yo era chico me encantaban los circos y lo que más me gustaba de los circos eran los animales. También a mí, como a otros, después me enteré que me llamaba la atención el elefante. Durante la función la enorme bestia hacia despliegue de su peso tamaño y fuerza descomunal...pero después de su actuación y hasta un rato antes de volver al escenario el elefante quedaba sujeto solamente por una cadena que aprisionaba una de sus patas a una pequeña estaca clavada en el suelo.


Sin embargo, la estaca era solo un minúsculo pedazo de madera apenas enterrado unos centímetros en la tierra. Y aunque la cadena era gruesa y poderosa me parecía obvio que ese animal capaz de arrancar un árbol de cuajo con su propia fuerza, podría con facilidad arrancar la estaca y huir. El misterio es evidente: ¿Qué lo mantiene entonces? ¿Por qué no huye? Cuando tenía cinco o seis años yo todavía confiaba en la sabiduría de los grandes. Pregunté entonces a algún maestro, a algún padre o a algún tío por el misterio del elefante. Alguno de ellos me explicó que el elefante no se escapaba porque estaba amaestrado. Hice entonces la pregunta obvia: Si está amaestrado ¿Por qué lo encadenan? No recuerdo haber recibido ninguna respuesta coherente. Con el tiempo me olvidé del misterio del elefante y la estaca...y sólo lo recordaba cuando me encontraba con otros que también se habían hecho la misma pregunta. Hace algunos años descubrí que por suerte para mí alguien había sido lo bastante sabio como para encontrar la respuesta: EL ELEFANTE DEL CIRCO NO ESCAPA PORQUE HA ESTADO ATADO A UNA ESTACA PARECIDA DESDE QUE ERA MUY, MUY PEQUEÑO. Cerré los ojos y me imaginé al pequeño recién nacido sujeto a la estaca. Estoy seguro de que en aquel momento el elefantito empujó, tiró y sudó tratando de soltarse. Y a pesar de todo su esfuerzo no pudo. La estaca era ciertamente muy fuerte para él. Juraría que se durmió agotado y que al día siguiente volvió a probar y también al otro y al que le seguía....Hasta que un día, un terrible día para su historia, el animal aceptó su impotencia y se resignó a su destino. Este elefante enorme y poderoso, que vemos en el circo, no escapa porque cree - pobre - que NO PUEDE. El tiene el registro y recuerdo de su impotencia, de aquella impotencia que sintió poco después de nacer. Y lo peor es que jamás se ha vuelto a cuestionar seriamente ese registro. Jamás...jamás....intentó poner a prueba su fuerza otra vez. Vivimos creyendo que un montón de cosas "no podemos" simplemente porque alguna vez, antes, cuando éramos chiquitos, alguna vez probamos y no pudimos. Hicimos entonces, lo del elefante: grabamos en nuestro recuerdo: NO PUEDO....NO PUEDO Y NUNCA PODRE. Hemos crecido portando ese mensaje que nos impusimos a nosotros mismos y nunca más lo volvimos a intentar. Cuando mucho, de vez en cuando sentimos los grilletes, hacemos sonar las cadenas o miramos de reojo la estaca y confirmamos el estigma: " NO PUEDO Y NUNCA PODRE " Vivimos condicionados por el recuerdo de otros, que ya no somos y no pudieron.


Tu única manera de saber, es intentar de nuevo poniendo en el intento todo tu corazón.....TODO TU CORAZON". Como es que una animal de esa magnitud se vea detenido por una estaca tan insignificante, en nuestra vida nos vemos detenidos también por pequeñas estacas que una vez nos impidieron seguir adelante y tenemos miedo de volver a intentar, pero no hay manera mas linda de encontrar una respuesta que aprender de los errores y tomarlos mas como manera de realizar nuestro objetivo pues no en cada error solo aprendemos algo nuevo, dado esto no existen los fracasos concretamente, vivir y ser feliz es parte de lo que nos ayudara a ser felices y realizarnos como personas, de la mano de Dios llegaremos.

Se trata de recordar, revivir y reconstruir, los sentimientos por los que has ido pasando en relación a todo lo que rodea el mundo de las matemáticas: la ciencia en sí; las distintas partes de ella; algunos de sus conceptos, de sus símbolos, de sus procedimientos, de sus ejercicios o problemas, de los profesores que has ido teniendo, de los libros de texto u otros libros o materiales relacionados con las matemáticas... ¿Cuáles eran tus aspiraciones, metas, en relación a las matemáticas? ¿Cuáles tus puntos fuertes, los débiles? ¿Alguna cosa en particular te dejó bloqueado? ¿Alguna otra te produjo satisfacción, felicidad? ¿En qué grado? ¿Hubo


algún momento puntual en que cambió tu predisposición hacia esta asignatura? ... Intenta revivirlo y relátalo con detalle. Completar las siguientes frases: Frase 1. Para ser bueno en Matemática hay que… PRACTICAR TODOS LOS DIAS ENCOTNRANDO RELACIONES CON NUESTRA VIDA COTIDIANA Frase 2. Un buen profesor de Matemática debería…. DETENERSE A EVALUAR SI TODAS LAS PERSONAS CAPTAN EL METODO QUE SE UTILIZA PARA EXPLICAR Frase 3. Mi motivación para hacer Matemática es…. QUE ME GUSTA HACER REALACIONES CON NUMEROS POR CUALQUEIR MOTIVO Frase 5. Mi experiencia más negativa en Matemática se da cuando… NO LOGRO TERMINAR UN PROBLEMA Frase 4. Mi experiencia más positiva en Matemática se da cuando… PUEDO EXPLICAR ALGO QUE YA HE COMPRENDIDO Frase 6. Me gustaban las clases Matemática hasta que….ME HA GUSTADO SIEMPRE Frase 7. Me gustaría que las clases de Matemática fuesen….MAS PERSONALES


Interesante y repentina película que tuvimos la dicha de ver al inicio de esta tercera unidad. La creo muy oportuna pues nos empezamos a enfrentar a nuestra última tercera unidad en nuestra estadía en el colegio, y podemos ver en esta película tantos detalles que nos ayudaran si sabemos tomarlos para nuestra vida. Es muy fuerte el ver en un ejemplo como lo es en esta película muchos ejemplos vivos de lo que diariamente nosotros vivimos, debido a que nos encerramos en nuestra vida sin darnos cuenta de todo lo que nos rodea y llega a ser algo que nos aleja de nuestro ser interior. La vida nos presenta una serie de regalos y como se ve en la película no son sencillos de alcanzar, ni tampoco de apreciar si vamos por la vida tan rápido, como es presentado en una de las reflexiones anteriores que vivimos muy rápidamente que se nos olvida detenernos a observar los pequeños detalles, sin saber que los pequeños detalles surgen las cosas más bellas. El proceso de vivir es muy largo y claramente no lo lograremos definir con palabras concretas ni en los pocos años que llevamos viviendo, pero si podemos forjar nuestro futuro para un día llegar a saber porque vivimos, aunque esto es algo que deberíamos de definir desde estos tempranos años, para poco a poco darnos cuenta de lo que queremos y luchar por ellos. Siempre estaremos rodeados de personas, tantas personas que las miramos todas iguales y aquellas que tienen los mejores sentimientos son difíciles de encontrar más si no prestamos atención a nuestra vida, el proceso de vivir también depende de nuestro entorno como lo son en este caso las personas que nos rodean y si nos rodeamos de personas vacías en el vacío viviremos para siempre en cambio si buscamos personas que den todo lo que tienen por nosotros, vivir se convertirá en lo mejor que nos puede suceder. Todo lo que queramos alcanzar si lo ponemos ante Dios sabemos que es mas sencillo, pues aunque no veamos a este ser supremo físicamente, es


algo que se siente, algo que nos mueve y nos lleva a ser mejores con cada acción que le presentemos pues todo debe ser a mayor gloria de Dios.

Cuando intente formar parte de la selección nacional de waterpolo fue muy difícil e impactante a la vez, pues por mas que entrenaba en los primeros partidos donde estaba jamás jugué mas de un par de minutos, si es que tenia la oportunidad de entrar, y esto me bajaba mucho las ganas de seguir entrenando pues pensaba que no importaba cuanto me esforzara jamás seria tan bueno como los demás, después un tipo me hablo y me dijo que no me sintiera mal, que eso sucedia con todos al principio, decidi hacerle caso, y un tiempo después fui a mi primer campeonato como seleccionado cosa que no hubiese logrado si me hubiera dado por vencido. 2. Un amigo estaba demasiado pronto a perder el año si continuaba con la actitud que llevaba de reveldia ante sus tareas y trate hacerlo entrar en la gravedad del caso por lo cual le brinde mi ayuda con la que el pudo sentir apoyo y ver que a alguien le importaba lo quel e sucedia y empezó actuar diferente.



Portafolio digital