Issuu on Google+

Breve relato de gente que hace cosas con otra gente para una sociedad mรกs digna


Esta obra está licenciada bajo la Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional. Para ver una copia de esta licencia, visita http://creativecommons.org/licenses/by-nc-sa/4.0/.

DIGNAGENTE es un proyecto colectivo impulsado por la Asociación Cultural La Vorágine Crítica (www.librerialavoragine.com). Todas las personas que han trabajado en este libro lo han hecho de forma voluntaria. Son parte de la digna gente de Cantabria. Producción y coordinación: Carolina Hernaiz Prado Diseño y montaje: Emmanuel Gimeno y Javier Asín (Creando Estudio) Idea y seguimiento: La Vorágine Nuestro agradecimiento a Fernando Gimeno, a Jorge Cembranos y a Manuel Alcalde (Zona 5) por poner a disposición de este proyecto sus estudios fotográficos; a Joaquín Gómez Sastre por ayudarnos a que todo haya sido fácil y a las decenas de personas que nos han perdonado los errores para que de lo soñado se haya realizado lo posible.


en homenaje a las personas an贸nimas que tejen futuro en un estruendoso silencio


Nota al margen Podríamos estar de acuerdo en que el individualismo voraz es el enemigo común a toda construcción social decente, digna. Nuestra sociedad está basada en el aislamiento, la mercantilización y la cosificación de las relaciones. O como escribió Max Horkheimer: “Cada uno forma el centro de gravedad del mundo, y todos los demás están fuera. Toda comunicación es un intercambio comercial, una transacción entre ámbitos de base solipsista”. De ser así, también estaríamos de acuerdo en que sólo juntas, sólo enlazadas en redes, conjuradas en el tejido sutil de lo comunitario es que las personas podemos transformar una realidad que nos duele para convertirla en otra realidad más nuestra, más compartida, imperfecta pero más justa, conflictiva pero más humana. DIGNAGENTE trata de eso: de colectivos de personas que se han unido en una comunidad de afinidades o intereses comunes para construir alternativas, evitar agresiones o proporcionar sendas tan reales como utópicas desde las que caminar lento, pero lejos, en esta viscosa realidad. El libro que tiene en sus manos no es un catálogo de movimientos sociales o culturales, tampoco es una lista de trincheras o un altavoz de causas diversas.

Es sólo un apunte, una nota al margen del relato fragmentado y fragmentario con el que nos bombardea la comunicación hegemónica, esa que insiste en que la solución a nuestros problemas se encuentra en la soledad de nuestra vivienda (quien la tenga), con la ayuda de las tecnologías de la información (quien las entienda) y a punta de crédito financiero (quien lo pueda pagar). La Asociación Cultural La Vorágine Crítica pretende, segura de las lagunas que deja a su paso, hacer un aporte a la memoria viva, crítica y colectiva de nuestro territorio. Mostrar que el trabajo colectivo cosecha pequeños (y grandes) triunfos, que la perseverancia en la utopía construye nuevas realidades, y que este mundo sería mucho peor de lo que ya es si no fuera por la DIGNAGENTE que apuesta su esfuerzo y sus anhelos a los empeños colectivos. Desde ya, nuestras disculpas por las faltas (que son decenas), nuestra absoluta comprensión de la decisión de aquellos colectivos que han preferido no participar, nuestra invitación a seguir construyendo esta memoria viva en todos los rincones del territorio... Desde aquí nuestro agradecimiento a todas las mujeres y hombres de Cantabria que han sembrado –y siembranen su momento histórico las semillas de una ética comunitaria, horizontal y visionaria. Esperamos cumplir con nuestra parte.

5


«Somosgente» Somos gente. Gente anónima con nombre, gente que, convencida del valor de la reciprocidad, trabaja a cambio de lo intangible. En este libro va a ver el rostro de gente porque gente somos, pero no hay nombres, ni protagonismos, ni homenajes. La gente que en esta DIGNAGENTE da la cara lo hace de forma simbólica, porque detrás, al lado, delante de esta gente hay más gente con trabajos normales, con desempleos anormales, con familias, con anhelos, con incertidumbres y con contradicciones.

Si gente somos, gente debe aparecer pero si logramos transmitir la lógica de este libro, entenderá usted –que es gente– que no importa quién salga sino lo que hace en comunidad. Hay colectivos que no están porque descartan el valor de los rostros individuales –y tiene lógica–; hay gente que no está porque no pudo llegar a tiempo –la lógica de nuestro tiempo–; hay otras gentes que rehúyen la foto que (no) roba el alma –lógicamente– o a los burócratas que fisgonean para saber quiénes están diseñando el futuro –tan ilógicos ellos-. Las gentes que están son sólo la huella que deja un movimiento mucho mayor. Le damos las pistas para contactarlas, para acercarse y ser gente con esta gente. Aprovéchelas.


Foto: Jorge Cembranos Inicio: noviembre 1994 Personas: 45 Acción: promoción y defensa de los derechos de la comunidad LGTB

Logros: modificación del Código Civil que permite el matrimonio a las personas homosexuales, Ley sobre identidad de género, ley de reproducción asistida y adopción; cada vez hay más familias homoparentales, más familias diversas... Directivas europeas que apoyan y defienden nuestros derechos.

www.alega.org alega@felgtb.org


Asociación de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales de Cantabria. ALEGA

Esa perspectiva que otrxs no tienen «Siento decirte esto, Rita, pero eres lesbiana y ya sé que para ti ser lesbiana es como tener lunares, pero no es así para todo el mundo». Así empecé a pensar en todas las asociaciones por las que nunca me dejé caer, en todos los colectivos por los que nunca me sentí representada en ningún sentido, en todas las personas de cualquier raza, posición social o sexo por las que nunca sentí la necesidad de ser aceptada. No puedo obviar al resto dentro de mi propia lucha porque son mis hermanos y hermanas y muchos están o se sienten solos, muchos están asustados. Sus circunstancias, sus patrones aprendidos, sus limitaciones exteriores e interiores en general —en muchos aspectos iguales que las mías— les sobrepasan. Ahí es donde quiero suponer que entran las asociaciones y los colectivos. Esa es su principal misión aparte del activismo contundente: ayudar a las personas que comparten un rasgo común que les hace sentirse «diferentes». Sé de muy buena tinta que hay en mi comunidad asociaciones magníficas

llenas de personas excepcionales que dedican su tiempo a mejorar la vida de otros, a organizar todo tipo de reuniones, mesas redondas, jornadas y salidas campestres que estrechan lazos y hacen que por unas horas todo parezca más sencillo. Valoro ese trabajo por encima de todo porque la ayuda nunca es suficiente y son muy pocos los que hoy en día se preocupan de lo ajeno. Sin embargo, quiero invitar a todos mis comunes a una serie de reflexiones: no caigamos en la auto-exclusión, no pensemos que nuestras emociones son diferentes a las del resto, no queramos formar parte de algo que es en sí mismo un error y que aprisiona a todos por igual, no olvidemos que estar al otro lado nos da una perspectiva que otros no tienen y que debemos usarla bien, no queramos ser visibles a cualquier precio. En definitiva, que para ser un referente merecedor de las generaciones venideras debemos romper la rueda patriarcal y humillante a la que constantemente intentamos subirnos.

Rita

9


Foto: Alberto Aja Inicio: 1991 | Personas: equipo motor de tres personas y número variable de colaboradores en función del proyecto. Acción: conservación, restauración, educación, divulgación e investigación del medio ambiente y el desarrollo sostenible. Logros: premio Especial Sostenibilidad del Certamen

Humanidad y Medio de Camargo 2008, Premio Cantabria de Medio Ambiente 2009 y Diploma Cantabria Nuestra 2010, entre otros reconocimientos. Investigación y desarrollo de técnicas innovadoras de restauración de hábitats autóctonos, descontaminación de ecosistemas acuáticos con vegetación (fitorremediación), control de invasiones biológicas, historia ambiental y participación ciudadana.

www.rialabblog.wordpress.com asocria@gmail.com 942 25 00 25


Asociación RIA (Realización de Iniciativas Alternativas)

Contra el desahucio colectivo Los ecosistemas son autogestionarios. Esta afirmación tan contundente, como sincera, sería cierta si no existiéramos los seres humanos. O mejor: si no existiera un sistema (inventado por algunos seres humanos) que se basa en la explotación de los recursos hasta la exterminación. O si no nos diera por pensar que la naturaleza es un paisaje para la foto en lugar de un ente complejo, vivo, palpitante; o si dejáramos de ocupar los espacios que deben ser libres para perpetuar la vida (nuestra propia vida). Los ecosistemas aislados son autogestionarios, pero de esos quedan pocos. La realidad es que la naturaleza en nuestra región está acosada por algunos inventos, políticas e irresponsables planes de «desarrollo» que la van fagocitando, agotando, que hacen inviable su preciso plan de supervivencia. Visto esto, podremos coincidir en que contra el ser humano nada mejor que otro ser humano. Pero un ser humano más humano, que sea consciente de que es parte del ecosistema en el que habita y que cumple un pequeño papel en su pervivencia y desarrollo de vida.

La Asociación RIA es uno de esos conglomerados que ayuda a que la acción perturbadora de otros humanos sea contrastada con acciones de recuperación y manejo mucho más inteligentes. Parece inteligente cuidar el entorno, apostar por lo autóctono, provocar la participación de la comunidad en el diseño del territorio, hacer de mediadores entre la locura y la supervivencia de la especie. Puede que Camargo parezca una frontera pequeña para tan colosal tarea. Pero RIA se suma a cientos, miles, millones de colectivos en Cantabria, en Europa y en el Planeta que le están apostando a la sostenibilidad, a la mesura, a un desarrollo que no sea equivalente a irresponsabilidad. Porque es irresponsable acabar con todo hoy e hipotecar el mañana. Si no queremos un desahucio colectivo del Planeta, más nos vale que el ejemplo cunda.

Antonia Lemor

11


Foto: Roberto Ruíz Inicio: 1981 a nivel internacional, junio de 1987 en el Estado español Personas: 11 en Cantabria Acción: protección a personas defensoras de derechos humanos Logros: “Creo que PBI cumple una función fundamental para salvar

la vida de quienes no creemos en las armas, de quienes hacemos una labor que no es bien vista en este país. Son como unos ángeles de la guarda para mí”. Claudia Julieta Duque, periodista colombiana y corresponsal de la emisora radial por Internet de derechos humanos Radio Nizkor.

www.pbi-ee.org admin@pbi-ee.org advocacy@pbi-ee.org 659 630 355 | 608 86 4012


Brigadas Internacionales de Paz (PBI)

¿Quién defiende a lxs defensorxs? Es poco probable que, bien entrada esta segunda década del Siglo XXI, haya gente que no perciba que los y las defensoras de derechos humanos, y otros derechos internacionalmente reconocidos, son un bien preciado. En algunos lugares de nuestro planeta, son además un bien precioso, por escaso y por hostigado, amenazado y atacado. Un paraguas protector Cuando en cualquier sociedad se imponen las lógicas de la violencia y el terror, cuando la injusticia y la impunidad se convierten en la norma, el trabajo de defensa de derechos y de víctimas se convierte en fundamental para mantener la resistencia del tejido social. Es un paraguas que protege a toda la sociedad. Pero… ¿y quién defiende a los defensores y defensoras cuando son sus propios Estados quienes los amenazan? Defendiendo a los defensores Desde 1981, Brigadas Internacionales de Paz (PBI) protege el espacio de acción de personas defensoras de derechos humanos que sufren amenazas por su trabajo no violento en pro de los derechos humanos. PBI permanece en el terreno acompañando a personas, comunidades y organizaciones amenazadas. Así, a partir del acompañamiento internacional, PBI brinda un colchón de protección político a esas y esos abogados, periodistas, sindicalistas, líderes y lideresas sociales, organizaciones de víctimas,

comunidades campesinas, pueblos indígenas y organizaciones defensoras de derechos humanos amenazadas para que puedan continuar desempeñando su labor; para que ellos y ellas continúen siendo un paraguas protector de sus sociedades. Acompañamiento internacional Tal vez lo más llamativo y espectacular de esta actividad sea el trabajo de las personas voluntarias que están físicamente en el terreno, por ejemplo acompañando a una abogada que recoge testimonios después de una masacre. Pero nada de ello funcionaría sin la red internacional que se teje desde los países de donde provienen las personas voluntarias. El objetivo es maximizar todo lo posible el coste político de cualquier agresión contra los defensores gracias a la presión internacional. Los grupos locales y nacionales de PBI, como PBI Cantabria y PBI Estado Español, se ocupan de buscar y preparar a las y los voluntarios; construyen las redes de apoyo para responder a las amenazas; buscan los fondos necesarios para que toda la red funcione y finalmente, amplifican el perfil de los y las defensoras de derechos humanos acompañadas. Fidel Mingorance

13


Foto: Joaquín Gómez Sastre Inicio: septiembre 2013 Personas: 7 Acción: comunicación, periodismo

Logros: damos voz y visibilidad a las personas y colectivos con iniciativa que se mueven en Cantabria, cambiamos así la agenda informativa.

www.elfaradio.com | www.buenosdiascantabria.com redaccion@buenosdiascantabria.com | info@emmedios.com 626 96 26 46 (Óscar) | 634 880 554 (Guillem)


Buenos Días Cantabria | El Faradio

Periodismo ‘noir’ Sigue, sigue adelante y no regreses, fiel hasta el fin del camino y tu vida, no eches de menos un destino más fácil. Luis Cernuda

lo que es mejor: no saben hacerlo de otro modo. De momento, parecen haber emprendido un camino solitario, como los ídolos de las novelas negras -condenados a estar solos-, pero como ocurre con las narraciones que nos cautivan, los lectores estamos deseando que encuentren compañía.

Cuando pienso en Buenos Días Cantabria/El Faradio me imagino a sus artífices dentro de una novela negra. No, no piensen mal, no se trata de gente huraña u oscura, todo lo contrario, aunque sí comparten características con el género noir. Para empezar, la novela negra es el género que mejor refleja la sociedad de cada momento histórico. ¿Ven por dónde voy? Buenos Días Cantabria se ha convertido en un programa imprescindible porque el triunfo del periodismo está en su utilidad y estos chicos saben poner el foco allá dónde está la noticia, en esas personas que hacen latir nuestro entorno.

Esa soledad del personaje no es la única característica que comparten con las estrellas ficcionales del género negro: también les iguala esa capacidad deductiva que despliegan. Frente a una cultura de masas que prioriza la trivialización de la imagen, el titular escandaloso, El Faradio reivindica el análisis, la noticia contextualizada y argumentada, que es la base del razonamiento que el lector demanda.

En un periodo de transformación, la calidad del periodismo se mide por la vida cotidiana. Durante años hemos vivido el presente con los ojos vendados y la prensa, adocenada, no era ajena a esta ceguera colectiva. Ahora vivimos una nueva etapa, ilusionante, y bien es sabido que los grandes acontecimientos necesitan grandes cronistas. El Faradio y BDC están llamados a desempeñar este papel, entre otras cosas porque llevan haciéndolo mucho tiempo, y

Como ven, no es tan descabellado acordarse de las novelas negras al pensar en El Faradio/BDC. Los lectores siempre nos identificamos con los protagonistas de las novelas negras, porque son personas reconocibles que ayudan a cambiar el entorno pese a su soledad. Podría seguir enumerando méritos: aquí lo dejo, que los héroes de papel rehuyen el elogio.

Pablo Pérez-Gándara Bolado

15


Foto: Jorge Cembranos Inicio: junio 2009 Personas: 5 Acción:  exhibición en sala (teatro, circo, danza y música); creación y producción de espectáculos, y formación en teatro y circo.

Logros: levantar un teatro en los tiempos que corren.

www.cafedelasartesteatro.com cafedelasartesteatro@gmail.com 625 959 969 | 942 049 730


Café de las Artes Teatro

La borra del café La realidad tiende a acomodarse en un ritmo, una cadencia, una postura habitual para discurrir, como la tendencia a coger la misma postura en la cama; hasta pensar y pensarse tiene algo de inercia adquirida. Sin embargo, hay momentos en los que la intuición hace acopio de fuerzas junto con el talento, y surge de esa sinergia una suerte de oportunidad reveladora. El local que ocupa el Café de las Artes era un almacén eléctrico que llevaba cerrado 30 años; un gran portalón que daba a una de las numerosas y miméticas trasversales que atraviesan Castilla-Hermida. Aquello se iba a convertir en un espacio cultural alejado de lo que hasta entonces se había visto como la zona de acción y actividad por antonomasia, si es que Santander cuenta con semejante toponimia emocional. Quizá la realidad tienda a acomodarse, pero lo que Alicia Trueba atisbó al asomarse en 2009 a aquel establecimiento oscuro fue la posibilidad de generar un espacio de múltiples opciones; clases, meriendas para niños, actuaciones, humor, música y circo. Y clases. Y más clases. Y encuentro, diálogo. ¿Sería cómodo aquello? Romper la rutina jamás es confortable, no niego que sus resultados lo sean pero asomarse fuera de lo que uno siente como seguro es un reto difícil de tragar.

En una zona urbana destinada a ser catalogada como vía de entrada y salida de la ciudad, con unos vecinos que han visto cómo en los últimos años en sus calles emergían (y morían) iniciativas culturales al albor de una Biblioteca Central que se bate contra sus propias limitaciones para ser más de lo que la realidad (nuevamente la realidad) se empeña en limitarla, el Café de las Artes no sólo se ha convertido en un espacio de programación estable, donde se encuentran las formas más diversas de expresión física y estética, sino que se antoja como un ejemplo de cómo lo que parece incuestionable resulta ser al final una duda de lo más saludable una vez se ha pasado el trago de desafiar lo predecible. El café hay que beberlo, aunque sea amargo, esté templado o sea sencillamente delicioso, hay que tragarlo para asomarse a la borra del café, donde el poso del tiempo tiene aún mucho que decir a pesar de la realidad y su cadencia.

Marta San Miguel

17


Foto: Joaquín Gómez Sastre Inicio: Julio 2012 Personas: CNSV aglutina a 50 colectivos de toda Cantabria Acción: alternativa unitaria a la situación actual de venta de nuestra democracia, libertades, derechos sociales y laborales, medio ambiente, cultura, etcétera.

Logros: ya se han celebrado tres Concejos Generales de Cantabria y se ha logrado coordinar la acción y compartir la información entre decenas de organizaciones.

www.cantabrianosevende.org contacto@cantabrianosevende.org


Cantabria No Se Vende (CNSV)

La semilla en el territorio Hay pocos elementos que amalgamen a las personas, pero es la historia la que nos enseña que el territorio es uno de los más poderosos. No el territorio como propiedad o como terreno para especular, vender, intercambiar o usufructuar. El territorio es identidad y refugio de los derechos colectivos. Este paradigma rompe de lleno con el concepto de los derechos humanos como derechos de los individuos aislados de su entorno. El territorio nos forja y es eje de vida y es por ello que allí, en ese espacio físico, cultural, identitario y político, se están dando las principales batallas por la dignidad. Cantabria No se Vende (CNSV) es buen reflejo de esto. Medio centenar de colectivos de muy diferente pelaje (culturales, ecologistas, políticos, educativos, sindicales, etcétera) se articulan en torno a la idea del territorio para defender sus derechos y negarse a la venta, no de la tierra, sino de todo lo que va asociado a este espacio conceptual: las libertades, la cultura, el medio ambiente, los derechos sociales y laborales… Es decir, ya no somos individuos aislados luchando por nuestra pequeña parcela, sino que somos

personas unidas por un territorio que cuidamos y en el que nos desarrollamos y eso marca una reivindicación colectiva de derechos. Los enemigos de las libertades suelen hablar de obligaciones antes que los derechos y lo interesante es observar como CNSV se impone la obligación de recuperar las formas tradicionales de autogobierno (los Concejos), la obligación de reunirse y trabajar en alternativas al modelo hegemónico, la obligación de presentarse en cada rincón del territorio para sembrar sin esperar cambios inmediatos. La mayoría de políticas públicas sólo contemplan el territorio como una fuente de recursos que explotar con unos habitantes a los que asignar una función «útil» al modelo de desarrollo. El territorio de los pueblos, sin embargo, es otra cosa. Que CNSV haya logrado una confluencia tan grande de colectivos diversos ya es un hecho revolucionario. Lo que ocurra después dependerá del cuidado y atención que pongamos en el crecimiento de esa semilla.

Paco Gómez Nadal

19


Foto: Javier Vila Inicio: el trabajo comenzó en 1995 pero la asamblea fundacional se realizó en febrero de 2002. | Personas: 180 soci@s | Acción: en los campamentos de refugiados, soberanía alimentaria, sanidad, cultura y educación; en los Territorios Ocupados, derechos humanos; en Cantabria, información y sensibilización social y política; apoyo a la cultura y el arte saharuis. | Logros: difusión de la causa saharaui; acogimiento de unos 600 niños y niñas en

“Vacaciones en Paz”; formación de un rebaño de más de 200 cabezas de ganado camellar y vehículos de apoyo para distribuir leche y carne entre la población refugiada; apoyo a la Comisión Sanitaria de Cantabria; apoyo a la escuela “José Félix García Calleja”, y el apoyo al proyecto Bubisher (bibliobuses y bibliotecas en los campamentos de refugiados). Apoyo a l@s activistas de derechos humanos en Territorios Ocupados.

www.cantabriaporelsahara.com cantabriaporelsahara-ong.blogspot.com.es infocantabriaporelsahara@gmail.com 942 059 606 | 601 032 310


Cantabria por el Sáhara

Resistencia y cultura Dicen que la solidaridad es la ternura entre los pueblos, y esa solidaridad, ejercida desde la empatía y de igual a igual, se puede llevar a cabo de muchas formas. Si nos pidieran un ejemplo de colaboración mutua con eficacia y desde la igualdad y el total compromiso os nombraríamos sin dudarlo a Cantabria por el Sahara. Desde Poemario por un Sahara Libre, espacio informativo / cultural dedicado a las actualidades del conflicto del Sahara Occidental, nos centramos especialmente en temas de derechos humanos y cultura como forma de resistencia. Trabajamos desde 2001, primero en radio, y a partir de 2004 estamos presentes en la red a través de varios blogs. Cuando comenzamos a trabajar en aquellos momentos pre redes sociales, apenas había sitios en Internet que desde España se ocuparan de este tema. Aparte de la página ARSO, referente desde Suiza para todos nosotros desde años atrás, poco más podíamos encontrar en Internet. Con la excepción de una web pionera en la información sobre el Sahara, la de nuestros compañeros -y enseguida amigosde la asociación Cantabria por el Sahara.

Pronto sentimos que estábamos en la misma onda; que ellos, aparte de realizar un importante trabajo dentro del asociacionismo y la solidaridad, también se ocupaban y preocupaban del aspecto informativo. En su página se encontraban actualizaciones con periodicidad más que regular sobre las noticias más destacadas relacionadas con la causa saharaui. Y más aún, se interesaban por la vertiente cultural y supieron ver desde el principio el enorme potencial de la cultura y la literatura como poderosa arma de resistencia e identidad. Ellos lo entienden así y, desde Poemario y el grupo de escritores saharauis de Generación de la Amistad nos sentimos siempre apoyados y acompañados en nuestras iniciativas. No podemos olvidar la cantidad de presentaciones de libros, recitales poéticos, jornadas informativas y de derechos humanos organizados por Cantabria por el Sahara en las que hemos participando. Por todo ello, muchísimas gracias compañerxs, nos hemos sentido tremendamente arropados por vosotros en esta larga andadura.

Poemario por un Sahara Libre (Bahia Mahmud Awah y Conchi Moya)

21


Foto: Javi Cotera Inicio: diciembre 1987 Personas: 6 Acción: prevención de malos tratos entre iguales, de abusos sexuales a la infancia y de las agresiones sexuales; atención y acompañamiento a víctimas.

Logros: 27 años ofreciendo asistencia a personas que sufren delitos de violencia sexual. Hemos llevado la prevención de las agresiones sexuales, del abuso sexual infantil y del maltrato entre iguales a prácticamente todos los centros educativos de Cantabria.

www.cavascan.org info@cavascan.org 942 219 500


Centro de Asistencia a Víctimas de Agresiones Sexuales (CAVAS)

Educación ante la violenta pre-potencia Es poder. Es abuso del poder. Las relaciones de poder en nuestra sociedad están mediadas por una estructura profundamente patriarcal, violenta, desigual. Por eso es tan irreal el análisis de cafetería que sitúa el abuso sexual y/o el maltrato infantil en la esfera de la enajenación temporal, de la peculiaridad violenta del agresor o, en el peor de los casos, en la provocación de la víctima. Si hablamos de las niñas, niños y adolescentes podríamos recurrir a Casilda Rodrigáñez cuando nos explica que «somos prepotentes con la infancia, en el sentido literal de la palabra: pre-potentes, tenemos el Poder previo, un Poder fáctico —el dinero, los medios— sobre todas sus actividades cotidianas; y podemos obligarlas por las buenas o por la malas, para que hagan cada día las cosas con las prioridades y de la manera que unilateralmente decidimos». De la ‘obligación’ al maltrato ante la respuesta negativa o parcial a nuestras órdenes hay un paso. En el caso del abuso sexual no hay que pensar mucho para encontrar las raíces en el esquema de poder del patriarcado, en la cosificación que la

publicidad y la educación convencional hacen de las niñas, las adolescentes, jóvenes o mujeres, en los traumas sexuales provocados por los castrantes roles de género que nuestra sociedad nos asigna… ¿Cómo cambiar este estado de cosas? Pues con mucha paciencia y con un trabajo continuado que combine -en la proporción adecuada- la denuncia, la educación y sensibilización, la defensa legal y el diseño de políticas públicas acordes. Y ese es un trabajo desgastante, pesado, invisible e, incluso, muchas veces estigmatizado. Cantabria tiene suerte de contar con colectivos, como es el caso de CAVAS, que entendieron hace mucho tiempo (en concreto desde 1987) que ante la magnitud de la tarea no sirve mirar para otro lado. El día que consigamos cambiar los patrones en el ejercicio de poder en las relaciones personales, en la pareja, en la familia, en la escuela, en el centro de trabajo… ese día…. ese día la verdadera revolución estará más cerca.

Fidel Mingorance

23


Foto: Javi Cotera Inicio: 1985 Personas: 350 Acción: desarrollo comunitario, formación.

Logros: Quima se ha convertido en una comunidad. Un punto de encuentro para más 350 personas, que consideran que el centro es algo importante en su vida.

Calle José Escandón nº 44 -Bajo- 39006. Santander centro_cultural_quima@hotmail.com


Centro Cultural Quima

El encuentro con el Otro «Maldigo la poesía concebida como un lujo cultural por los neutrales que, lavándose las manos, se desentienden y evaden. Maldigo la poesía de quien no toma partido hasta mancharse». Traspasar la puerta del Centro Cultural Quima es hacer un viaje en el tiempo al calor del Barrio… a los años 80 cuando, en pleno apogeo de las asociaciones de vecinos, pequeños grupos empezaron a plantearse que la cultura debía ser un medio de desarrollo personal y comunitario. Uno de esos frutos fue la Asociación Cultural de Desarrollo Comunitario (ACDC), primer nombre que tomó el grupo. Se constituyó en 1985 en el barrio Polio-San Roque de Santander, en un contexto de crisis económica y reconversión industrial. Hombres y mujeres provenientes de la asociación de vecinos y de la parroquia decidieron agruparse para abordar las necesidades que afectaban a sus vecinos. Tras innumerables reuniones, detectaron que los problemas más acuciantes

eran el fracaso escolar de los hijos, las lagunas culturales de las madres y padres, y la falta de cualificación profesional que les impedía acceder al mercado laboral. Pero quizá lo que ahora interese sea saber qué queda de aquello: hasta 1996 estuvieron dando formación ocupacional a los jóvenes, hasta 2001 mantuvieron el programa de apoyo escolar para los menores, y desde 1985 siguen fomentando la formación y la participación de las personas adultas. Primero, por medio del curso de graduado escolar, que permitía obtener un título que la escuela les había negado. Después, por infinidad de cursos, talleres, charlas... Más de trescientas mujeres y de una decena de hombres traspasamos todas las semanas esa puerta para conquistar un espacio donde la actividad es un pretexto para entrar en contacto con los Otros y, a la vez, es una ventana abierta al mundo. Cuando hoy vuelvo a conjurar los versos de Celaya adquieren un sentido concreto.

Valentín Andrés Gómez

25


Foto: Alberto Aja Inicio: enero de 2004  Personas: alrededor de 30 socios/as militantes Acción: reuniones, talleres, cursos, asambleas, charlas, etcétera… dinamización cultural, difusión y provocación del pensamiento crítico y el cambio de hábitos asociados al capitalismo.

Logros: quizás el mayor logro de Ítaca sea su capacidad para mantenerse a lo largo de los años, a pesar de todos los obstáculos que hemos encontrado.  

www.facebook.com/cs.itaca csitaca@gmail.com


Centro Social Ítaca

Un isla que se mueve El mito del ser humano contemporáneo capitalista nos sitúa en la línea de salida. Solos ante el reto propio pero continuamente observados por otros. El mensaje del sistema es: tú eres tu amigo y tu enemigo, lo bueno y lo malo que ocurra depende de ti. Si pierdes la carrera es porque no te habrás esforzado lo suficiente. No mires a los lados, las persona que te flanquean son tus enemigas. Este mito suele tener mucho éxito. No porque seamos idiotas o porque tengamos algún déficit atencional intenso. Sino porque el bombardeo es constante y porque el miedo a ser un ‘looser’ (en la lengua franca de esta globalización) empuja a las personas al individualismo más rampante. Pero hay algunas personas que tienen criterio, criterio suficiente para saber que esa es una trampa y que la utopía de un mundo colectivo sólo tiene sentido si se trabaja en ella. Por eso Ítaca no es una isla utópica, sino un punto

en el mapa colectivo de Torrelavega que ya lleva 10 años tejiendo redes de pensamiento crítico, colaboración y cultura en la Comarca del Besaya. Cierto es que Torrelavega es buen territorio para esa siembra, pero hay que saber cultivarlo. El Centro Social Ítaca, gestionado de forma colectiva, logró inaugurar una nueva sede en mayo de 2013 y ampliar su campo de acción al tener ahora muchas más posibilidades. Esta vez no hay marineros tratando de llegar a Ítaca [aunque la analogía parezca demasiado obvia], sino que es la isla la que rechaza los cantos de sirenas de un sistema tramposo y falaz para buscar otras islas con las que formar archipiélago, después continente, algún día planeta, al fin universo. El universo de un futuro en el que vecinos, jóvenes, obreras, activistas o artistas sean dueñas de su presente.

Paco Gómez Nadal

27


Foto: Humberto Bilbao Inicio: Mayo de 2012 Personas: 60 Acci贸n: exclusi贸n, derechos humanos, salud, inmigraci贸n

Logros: las personas que han sido atendidas y haber conseguido un 茅xito parcial con la Orden oficial que rectifica y abre una puerta (insuficiente) a la asistencia sanitaria y medicamentos a los excluidos del sistema sanitario.

ciudadaniacontralaexclusionsanitaria.blogspot.com.es noexclusionsanitaria@gmail.com 617 905 206


Ciudadanía contra la exclusión sanitaria

Y con dos cerebros… no se puede vivir Lo peor que puedes ser en esta vida es extranjero. Todo aquello que un hombre tiene se multiplica por dos, cargas con el doble de peso que los demás: Tienes dos lenguas, dos estómagos, cuatro piernas, dos cerebros… -… y con dos cerebros, Hugo, no se puede vivir. Esto me lo decía mi amigo Rida una tarde, paseando frente al mar. Y como Rida tiene un doctorado en esto de ser extranjero habrá que creerle. Todo lo demás es añadido. Estar enfermo es peor que estar sano, así que ser extranjero y enfermo es peor que lo peor que uno puede ser. Y si, además, no hay papeles se vive un infierno en esta sociedad donde la xenofobia se ha institucionalizado y donde los antisistemas encorbatados que nos desgobiernan han decidido que nuestro dinero que antes se gastaba en proteger a los más desprotegidos debe dedicarse ahora a enriquecer a los más ricos. En Cantabria, concretamente, fueron retiradas cerca de cinco mil tarjetas sanitarias con la entrada en vigor del apartheid sanitario en septiembre de 2012. Parece que en ocasiones cuesta muy poco contravenir la sacrosanta Constitución Española, la Europea y hasta la Declaración Universal de

Derechos Humanos, sobre todo cuando se gobierna contra la vida de otros. Como reacción a este escenario, el día veintiocho de junio del mismo año, nació la plataforma “Ciudadanía contra la exclusión sanitaria”. Su objetivo es solidarizarse y ayudar a aquellos que están peor que lo peor que uno puede estar. Para ello han puesto en marcha una red de colaboradores que apoyan a los inmigrantes sin tarjeta sanitaria acudiendo con ellos a centros de salud con objeto de reclamar la obligatoriedad de atención en caso de que sea denegada y que la facturación de los servicios no sea usada por funcionarios como elemento disuasorio de la atención. Setenta y tres han sido, de momento, los casos que han pasado por sus manos, muchos de ellos resueltos de manera satisfactoria, otros que están aún abiertos. Setenta y tres personas que de momento han visto aliviada su carga que es enorme. Recuerden: dos lenguas, dos estómagos, cuatro piernas, dos cerebros… Y con dos cerebros, dice Rida, nadie puede vivir.

Hugo Cueto

29


Foto: Joaquín Gómez Sastre Inicio: 1986 Personas: 1.500 Acción: educación, diversidad, sostenibilidad, salud, medio ambiente, valores.

Logros: queremos conseguir entre todos y todas una educación de calidad, donde atendamos a la diversidad, donde la competencia lingüística sea una prioridad, las Tecnologías de la Información y la Comunicación se aborden de manera adecuada a los tiempos y eduquemos en la sostenibilidad, es decir, en la salud, en el medio ambiente y los valores.

www.cpcisneros.es colegiocisneros@gmail.com 942 23 23 85


Colegio Público “Cisneros”

El Eje Cisneros Casi todo movimiento ordenado tiene un eje: el eje de rotación de la Tierra, el eje de los vehículos, el eje del fútbol, Sergi Busquets. Aquel eje París-Berlín de las decisiones políticas y económicas en Europa, el Londres-Milán del desarrollo industrial, el corredor del Besaya en Cantabria. Pues bien, en la escala social y local, podemos empezar a hablar del Eje Cisneros. Me acuerdo del programa especial de Buenos Días Cantabria en la Casa de la Solidaridad, el día que cerraba, por los recortes, después de haber acogido a los primeros movimientos sociales post 15-M. Aquel titular (cierre + solidaridad) que sonaba tan dramático derivó en una inmediata apertura de nuevos espacios para las necesidades de reunión, organización social y debate ciudadano. Uno de ellos es el Colegio Público Cisneros, mucho más que un proyecto educativo atractivo, muy solicitado por padres y madres. El equipo del Cisneros dibuja prioridades en la diversidad, la igualdad, la cooperación y la sostenibilidad. Apuesta por la salud y la alimentación sana, cercana y justa. Ya es famosa su gran batalla a los metales pesados de las percas del Nilo rebozadas, que ofrecen, en los comedores escolares, las multinacionales del catering.

Trabaja el Cisneros la educación en el medio ambiente, la ecología y el consumo responsable. Se sirve de todas las posibilidades para la comunicación que ofrecen las TIC. Y le preocupa la salud democrática, la educación en los valores ciudadanos de participación, tolerancia y respeto a la diferencia. Ningún niño o niña se ríe de otros con alguna discapacidad. Está todo dicho. El resultado es un microclima cálido de nuevo modelo. Lo conocen bien la Plataforma contra la Exclusión Sanitaria, nacida por oposición a un Real Decreto que entra en conflicto con los derechos humanos; el Frente Cívico o Podemos, movimientos políticos de ruptura ante la pérdida de calidad democrática; o los preferentistas, víctimas de los excesos financieros de un sistema que flaquea en su vertiente sostenible. Han encontrado su sitio en el Colegio Cisneros, que comparte clima y calle con el otro extremo del eje, a escasos cientos de metros, la librería La Vorágine. El eje Cisneros sobre el que rotan los colectivos sociales, la iniciativa y el espíritu crítico. Pensemos – creamos- que es el eje de los nuevos tiempos.

Guillem Ruisánchez

31


Foto: Javo Díaz Inicio: septiembre 2010 Personas: 50 niños y niñas con maestros y familias alrededor Acción: Educación Logros: avances en la construcción de un modelo educativo alterno dentro del sistema público

www.colegiovitalalsar.com ceip.vital.alsar@educantabria.es 942 39 29 20


Colegio Público Vital Alsar

¿No se puede? Hace tiempo aprendí que las utopías no tienen nombre. Quizás sea eso lo que las llena de una magia que se renueva cada vez que una de ellas se enciende en la mente de cualquier persona. Tal vez sea eso mismo lo que las universaliza, permitiéndoles no atarse a ningún momento ni lugar concreto; obligándolas a volar en libertad, sin pertenecer a nada ni a nadie.

al exterior. Mientras, dentro se dibuja una verdad artificial, fragmentada en tiempos y espacios; intoxicada por modas e intereses ajenos; clasificadora y limitadora de aquello que nos hace dar lo mejor de nosotros mismos: las relaciones con otras personas.

Hay lugares que parecen pensados para servir de refugio a las utopías. Frente a ellas, una realidad se impone, buscando acorralarlas y quemarlas como si se tratara de una caza de brujas, sin parar de gritar inclementemente: «no se puede».

Encontrarse, teniendo la oportunidad constante y real de compartir todo aquello que copa nuestro corazón y nuestra mente es el primer paso para entender y entenderse; para valorar y valorarse. No parece que exista una verdadera posibilidad de cambio si algo tan básico se impide.

Algunos de esos espacios deberían ser las escuelas. Lugares llenos de personas con ansias de descubrir hasta lo más inaccesible del universo; seres humanos convencidos de que todo es posible, sin entender de límites y para quienes lo más insignificante en apariencia se convierte en lo más excepcional. Tan cerca y a la vez tan lejos de la realidad, sus muros pesan demasiado y con frecuencia terminan por ejercer las mismas fuerzas que aniquilan la imaginación, la ilusión y las ganas.

Pero a veces sucede lo imposible y se abren las puertas y las ventanas, porque somos nosotros mismos los que nos abrimos a los demás, sin miedo ni ego para crecer juntos. Son esas experiencias - más próximas a la esencia del mundo heterogéneo y mutable en que vivimos – unidas a sus luchas diarias y ganas insaciables de aportar algo de humanidad, las que cambian la realidad y renuevan las fuerzas de quienes se sienten desfallecer persiguiendo esa misma utopía.

Desde allí, se habla del mundo, pero son demasiadas las veces que no se le tiene en cuenta. Las puertas se cierran impasibles e impermeables respecto

Leticia Alonso García

33


Foto: Alberto Aja Inicio: 1979 Personas: 10 Acción: solidaridad con Palestina, Chiapas, Sáhara Occidental, Cuba, Kurdistán, Nicaragua, El Salvador o Guatemala y acciones de denuncia contra Multinacionales, el FMI o el Banco Mundial.

Logros: destacamos el trabajo activo de solidaridad y compromiso con los pueblos en resistencia desde hace 35 años.

www.interpueblos.org interpueblos@nodo50.org 942 24 02 59


Comité de Solidaridad con los Pueblos-Asociación Interpueblos

Otro Mundo “Espejo de luz, eso es la luna. Por eso, cuando la luna se pasea frente a una laguna, el espejo se mira en el espejo. Y como quiera nunca está contenta ni enojada la luna, es la malcontenta...” La historia de los espejos | Relatos del viejo Antonio Haciendo un ejercicio de imaginación podríamos llegar a la conclusión de que el mundo tiene forma de patata; lo cual no iría más allá de una cuestión meramente formal si no fuera porque, para cualquiera que se haya planteado la conveniencia de estar mínimamente informado de sus aconteceres y vaivenes, no queda otra que confirmar que, realmente, en su conjunto, el mundo, este globo terráqueo que pisamos, es una patata patética, podre y miserable. La responsabilidad de que esto sea así es evidentemente de quienes han tomado el mando en su evolución, actuando como vulgares esquilmadores. Es la patente del corso hasta sus últimas consecuencias, el concepto de imperio a rajatabla.

los últimos escalones de la pirámide que el ser humano, en su complacencia, ha diseñado, sino que, haciendo bueno a Plauto en la conocida máxima de que “el hombre es un lobo para el hombre”, las mordeduras del Poder afianzan día a día una francachela bíblica de límites insospechados en la que, paradójicamente, el hombre es un invitado a la mesa y, además, el festín. Supongo que es necesario un cierto sentido crítico y un elevado sentimiento de lo que es justo e injusto para empatizar y que alguien pueda rebelarse contra el estado de cosas que hace que se prime el beneficio de unos pocos frente a la pobreza de muchos, el egoísmo sobre lo comunitario, lo despótico sobre lo equitativo… Pero lo cierto es que a veces sucede. Y entonces desde el pequeño espacio que uno ocupa, a diez mil kilómetros de distancia, contempla con otros ojos al mundo. Y el mundo, como si de un espejo se tratara, nos devuelve la imagen de lo que queremos ser y el lugar en el que queremos vivir.

Mariano Calvo Haya

Sin embargo, el catálogo de victimas de tales circunstancias no se limita a

35


Foto: Joaqu铆n G贸mez Sastre Inicio: junio 2013 Personas: 30 Acci贸n: promoci贸n y defensa de la cultura de base; construir y fomentar la creatividad en la ciudad de Torrelavega y Besaya, de manera autogestionada e independiente.

Logros: que se escuchen las necesidades de la cultura base de Torrelavega y de la cuenca del Besaya.

http://laculturasintecho.blogspot.com.es culturasintecho@gmail.com


Plataforma Cultura Sin Techo

El son del pueblo Girar tuerca, apretar tornillo, soldar junta. Como si de una cadena de montaje se tratase, la industria cultural parece haber encontrado la formula del éxito, la forma de crear productos de consumo fácil y rápido que son reemplazados inmediatamente por otro nuevo producto igualmente carente de cualquier mensaje o sentido. La rentabilidad monetaria como baremo del arte para una sociedad en la que nada debe moverse. Y sin embargo gira. Gira gracias a quien aún cree que una canción puede cambiar el mundo, que un libro puede salvar una vida o un grafiti, iniciar una revolución. Gira gracias a aquellos que deciden juntarse para crear una canción que seguirán recordando el resto de sus vidas. Gira gracias a aquellos que un día sintieron que tenían algo que contar. Gira gracias a quien un día decidió apagar la radio fórmula y escuchar

el sonido del barrio. El barrio, cualquier barrio, suena a calle, suena a realidad y suena a problemas. Mi barrio, tu barrio, suena a desahucios, a manifestación, a indignación y a paro. Y el barrio grita, crea y reivindica al son del pueblo, haciendo retumbar los sillones de quienes temen un arte libre, alejado de modas y fórmulas. Y gracias a quienes, como Cultura Sin Techo, entienden que los espacios públicos deben ser libres, auto organizados y culturales, el barrio suena también a alegría, a unión y a esperanza. Porque la diversidad nos une y nos hace avanzar reclamando lo que somos y nos pertenece. El pueblo para el pueblo.

Álvaro del Rincón Rodríguez

37


Foto: Joaquín Gómez Sastre Inicio: mayo 2013 Personas: 43 Acción: moneda complementaria, autogestión, consumo responsable, economía solidaria en Cantabria Oriental.

Logros: estamos dando a conocer esta herramienta de intercambio (moneda complementaria), mostrando los múltiples beneficios que se consiguen si trabajamos en pos de una economía colaborativa.

http://redelroble.wordpress.com redintercambioelroble@gmail.com 600 777 231


Red de intercambio El Roble

Aprender, construir, (inter) cambiar Aprender al mismo tiempo que se (re) construye el universo es una tarea que parece monumental. Pero en realidad es de ese modo como la humanidad ha hecho las mejores cosas. En este tiempo de fórmulas fijas, de kits rápidos para instalar sin pensar y de acciones mecanizadas que se instalan en nuestra pereza hay pasos necesarios que requieren de osadía y de constancias. O no… quizá requieren de la conciencia de que lo suicida es seguir haciendo las cosas de la forma suicida que hemos venido repitiendo. Conocí algunos de los miembros de El Roble en La Vorágine y allí me sorprendió su humildad, sus ganas de aprender y su vocación de encuentro. Parecerá medio obvio, pero es que son valores en peligro de extinción incluso en los espacios alternos que pregonan su verdad como si fuera la única verdad. Y es verdad que nos hace falta una red de intercambio y monedas complementarias que nos permitan ser más allá de ser consumidores del euro y soñadores del crédito.

No me parece que El Roble tenga una fórmula secreta que cambiará la vida de Laredo o de los que se acerquen a sus espacios de intercambio. Pero sí me da la impresión de que tiene una certeza y es que no intentarlo, no tratar de vivir como si la sociedad que imaginamos ya existiera, es como morir en vida, como renunciar a la humanidad que contenemos. En sus textos hablan de igualdad, de autogestión, de confianza… y vuelven a ser tres palabras que por repetidas de forma vacua por los mesías del cambio parecen haber perdido el valor. Me parece, desde este observatorio precario, que con El Roble y sus cartillas caseras de anotación del trueque se teje confianza de manera autogestionaria y en un clima de igualdad. Esto de que los sueños se construyan así, aprendiendo, es casi radical.

Paco Gómez Nadal

39


Foto: Jorge Cembranos Inicio: marzo de 2011 Personas: 11 Acci贸n: informamos sobre Cantabria y el Mundo.

Logros: estamos orgullosxs de habernos convertido en un recurso informativo diario para mucha gente (8.800 visitas mensuales), en un referente de difusi贸n para los movimientos sociales c谩ntabros, y en una molestia para un poder que no ha podido silenciarnos judicialmente.

www.enfocant.info contautu@enfocant.info


EnfoCant

Enfoque propio y crítico para hacer comunidad digna En tiempos de globalización electrónica, los medios informativos locales juegan un papel decisivo, ya no sólo por el hecho de informar, sino porque poseen la capacidad de crear comunidad y, con ella, marcos de referencia útiles a las personas. Esto es así en tanto los medios, en general, proporcionan a personas y comunidades una visión de sí que, siempre que ésta sea rigurosa, veraz y adecuada a las preocupaciones de la ciudadanía, aportará autoconocimiento y potenciará la capacidad de incidencia en su propia realidad. En el caso contrario, ofreciendo una imagen distorsionada de la realidad, se está impidiendo el desarrollo de la comunidad y abundando en la impotencia ante los problemas que la aquejan, que actualmente son unos cuantos. La prensa generalista tiene, por motivos prácticos pero también ideológicos, un carácter centralista que a menudo nos hace vivir más en Madrid o Barcelona, Washington o Bruselas que en nuestras propias realidades, y esto ha de ser contrarrestado por medios que informen de lo que pasa en nuestros territorios, en los lugares físicos y simbólicos en los que habitamos, con sus característica propias.

Enfocant recogía en 2011 el testigo de La Realidad, periódico que sufrió el acoso y derribo del poder por su gran trabajo crítico -netamente periodístico-, y Diagonal Cantabria, que mantuvo tres años una edición local de la que actualmente queda la redacción, entre otras cuestiones por la dificultad de mantener un medio en papel sustentado en suscripciones y publicidad ética. En un pobre ecosistema mediático, dominado por la definida línea ideológica de El Diario Montañés, vocero de grandes empresas y de la derecha, aportar enfoque crítico es una tarea difícil que no amedrentó a este grupo de gente joven y comprometida. En una línea cercana al periodismo cívico, que busca reconstruir un sentido de comunidad, vinculando a la ciudadanía a los asuntos públicos, Enfocant realiza su labor apuntando a los movimientos sociales más que a la política institucional, aportando información desde un enfoque propio y crítico, y tratando de propiciar el análisis, el debate y la puesta en común de saberes de y para la gente digna.

Patricia Manrique

41


Foto: Pedro Puente Inicio: 2005 Personas: 9 en la asamblea, 50 familias en grupo de consumo y 100 socios.

Acci贸n: comercio justo y ecol贸gico, otros modelos de consumo. Logros: consolidar la tienda de comercio justo en la calle Cisneros, 21 de Santander, sostenimiento de un amplio grupo de consumo y acciones de reutilizaci贸n.

www.gira.webcindario.com 942 23 24 07


Gira por el Desarrollo

Consumir sin consentir Somos consumidores. O eso nos dicen. Somos consumidores inermes, inertes, ignorantes y ciegos. Porque es ceguera comprar por comprar, comprar sin mirar, comprar sin pensar.

otra cara y es que unas cuantas decenas de personas en cada ciudad, en cada barrio del planeta, se van organizando para que consumir no sea agredir, para que consumir no sea consentir.

Somos más que consumidores. Eso lo tiene claro la DIGNAGENTE, pero no está de más repetirlo. En todo caso, si de consumidores se trata, habrá que ser consumidores diferentes, honestos, pensantes, responsables.

De eso va el consumo responsable y ecológico. Justo de verdad, no de marca ni de certificado. Justo porque, aún cometiendo errores, busca la justicia.

Se puede ser responsable de muchas maneras, pero la única digna es la que tiene en cuenta a los demás, la que sabe que detrás de cada galleta hay cientos de vidas, que un litro de leche es la máscara de la digna ganadera o de la cruel industria que excluye y empobrece, que no hay ganga que no doble el espinazo de una trabajadora esclavizada en cualquier esquina invisible del planeta. Asegura la Organización Internacional del Trabajo que hay 21 millones de personas esclavizadas en este momento de la historia. La historia tiene

Los periódicos anuncian a bombo y platillo la inauguración de cada nueva gran superficie. Sus destellos enceguecen a las mayorías. Pero nosotros anunciamos a canto y percusión la resistencia, la pervivencia de pequeños espacios dignos, como Gira, esos pocos metros cuadrados que se expanden en cada una de las decenas de familias que cada vez que da un bocado lo hace con dignidad.

Antonia Lemor

43


Foto: Joaquín Gómez Sastre Inicio: septiembre 2009 Personas: 2 Acción: espacio de ocio y cultura, Café/Bar.

Logros: junto con las actividades más habituales como las exposiciones o conciertos, el teatro es una de nuestras guías. Un proyecto que salió muy bien y que repetiremos es el Festival de Cortos. En general, nuestro mayor logro es que cada día surgen propuestas para seguir adelante.

lucialabarraca@gmail.com 685 193 445


La Barraca

En las grietas El capitalismo neoliberal ha arrasado el bosque del común. Destruyó casi por completo las grandes y frondosas masas forestales de concejos, de asambleas vecinales, de organizaciones sindicales, juveniles, culturales y sobre sus cenizas ha echado el cemento de la competitividad, del individualismo. Nos dejó sin bosque y a cambio nos dio una maceta para cada un@. En medio de este páramo resulta aún más difícil enfrentar la ofensiva que amenaza con llevarse todo por delante. Parece que no hay escondite desde el que atacar y dónde refugiarse. Pero el cemento se agrieta y por las rendijas crecen nuevos y jóvenes árboles, aún humildes pero dignos y que además auguran el regreso de un bosque que cada vez será más y más frondoso. Bajo su sombra surgen modelos de ocio alternativo en los que el arte y la cultura ya no son mercancías ni objetos de consumo, sino que son herramientas para transformar la realidad. Estos espacios son lugares de encuentro, de comunicación, de discusión que hacen más fecundo el terreno cercano y facilitan que crezca más especies a su alrededor.

Pensamos que esto es fundamental, porque sabemos que la resistencia al poder no solo se ejerce en momentos épicos de confrontación, con humo y ruido de sirenas de fondo. La acción directa en la calle, la movilización, la asamblea, necesita también del pasacalles, del concierto, de la comida popular, del recital de poesía. La resistencia se construye también a través en los espacios de encuentro diario en los que se deja de lado el ocio consumista, alienante y los modelos culturales foráneos impuestos. No es casualidad que allí donde hay un pueblo combativo, consciente y organizado hay también un pueblo alegre que vive colectivamente sus fiestas, sus tradiciones, que valora sus raíces y también las hojas nuevas que van brotando del árbol comunal.

Daniel Lobete López

45


Foto: Joaquín Gómez Sastre Inicio: febrero del 99 Personas: unas 30 gildas, más 15 gildos que apoyan en momentos puntuales. Acción: crear espacios de participación, hacer visibles otras realidades y apoyar proyectos a través de la comida, la bebida, la música y el baile.

Logros: hemos ido creciendo, en numero, en experiencia, participando y fomentando el tejido social, participando en la realidad más lejana y en la nuestra propia.  

lasgildas@hotmail.com


Las Gildas

Bocados con sentido (s) Es celebración, es comida, punto de encuentro y pucheros ávidos de ingredientes dispares. Es el bullicio de una mesa de familia numerosa  que comparte y recibe sin más preguntas que el hambre que te gastas. Es hacer comunidad a base de bocados con sentido. Son mujeres, en primera persona, y en tercera. Contestatarias, decididas y feministas, eso dicen. Las Gildas se unen para unir a comensales dispares y hacer de muchas pequeñas fiestas dominicales la alegría de una solidaridad que debe ser festiva, de un compromiso sin dramas, pero consciente. Mujeres, mujeres, mujeres. Mujeres que deciden y apuestan, que tejen redes y cuecen caldos que dan vidas. Desde hace 16 años, en el Canela primero y en el Bolero después, reúnen en torno a la comida a una comunidad que se ha ido haciendo cada vez más amplia y más dispar, y heterogénea.

La excusa del encuentro sirve como canal para sumar ayudas y recaudar fondos para proyectos que transformen, comprometidos con lo urgente y semillas de cambio. Da igual el dónde, importan los quiénes y los porqués. Importan las revoluciones de la gente que no se conforma. Por ello, esa suma de gentes y apoyos llega al Sahara, a Brasil, al mar de Gaza o la resistente Colombia. Llega y apoya, pero no interviene, que cada uno sabe cuáles son los mejores ingredientes para su puchero de cambios. Las Gildas no generan dependencias, no exigen pleitesías, no piden permiso, se equivocan, atinan, debaten, cocinan. Las Gildas son una treintena y son cientos, mujeres que van y vienen, que están en lo que acontece y dejan libres los futuros.

Pilar Chato Carral

47


Foto: Pedro Puente Inicio: diciembre 2013 Personas: unas 130 Acción: defensa y promoción de los derechos sociales y políticos, apoyo a personas hostigadas o criminalizadas por el Estado.

Logros: el propio funcionamiento de la Asamblea, las herramientas que ya están a disposición de la ciudadanía, la diversidad de las personas que aportan su trabajo.

www.libres.org.es info@libres.org.es


LIBRES, Asamblea Cántabra por las Libertades y contra la Represión

Se trata de ser, de no temer Libres es quizá el más joven de los proyectos que suma en este libro, aunque muchas de sus razones suenen a caminos que algunos creíamos ya zanjados. Libres nace de urgencias cercanas y de amenazas presentes, nace del convencimiento de que los derechos no solo se tienen sino que se ejercen. Libres es un centenar de nombres en crecimiento convencidos del derecho de hombres y mujeres a participar e intervenir en los asuntos públicos, convencidos de la solidaridad y la necesidad de las redes, de que solo en comunidad hay una salida. El detonante de Libres está en los ‘demasiados’ que plagan lo cotidiano. Demasiados recortes, demasiadas palabras retorcidas, demasiados pasos atrás y demasiadas leyes que desandan caminos, demasiada represión. Ciudadanos y ciudadanas que saben de una paulatina pérdida de sus derechos y libertades, recortes sociales y laborales, y la continua merma de lo público. Comprometidos conscientes de que las mayorías no son silenciosas sino que son acalladas o anestesiadas. Por eso la Asamblea Cántabra por

las Libertades y contra la Represión ha armado sus palabras de acciones concretas: información, sensibilización, protección y acompañamiento de las víctimas de represión, alertas para detectar amenazas, redes de abogados que amparen y cajas de resistencia que sostengan. Un foro abierto e independiente que ha ido sumando manos de distintas edades y recorridos que sigue tejiendo colaboraciones contra leyes y políticas que atenten contra las libertades. Se trata de ser ciudadanos pensantes y ‘opinantes’, ciudadanos que somos y ejercemos. Se trata de poder decidir como mujer y poder influir como persona, se trata de responsabilidad y dignidad, se trata de vivir, de vivir y de exigir. Se trata de ser. Se trata de no temer. Se trata de un espacio común del que participar sin ser objetos pasivos de órdenes ajenas. Se trata de no pedir perdón por ejercer un derecho.

Pilar Chato Carral

49


Foto: Javo Díaz El parto es nuestro Inicio: octubre 2003 | Personas: 500 en el estado, 10 en Cantabria | Acción: mejorar las condiciones de atención a madres e hijos durante el embarazo, parto y postparto; promoción de los derechos | Logros: colaboramos en la elaboración de la Estrategia de atención al parto normal en el Sistema Nacional de Salud, campañas de sensibilización y denuncia; y, sobre todo, ayudar a familias a tomar decisiones conscientes. www.elpartoesnuestro.es cantabria@elpartoesnuestro.es 696 995 782 | 676 872 187

La Buena Leche Inicio: 1997 Personas:  220  Acción: apoyar, informar y colaborar con aquellas mujeres que deseen amamantar a sus hijos; concienciar a la opinión pública de los beneficios y ventajas de la lactancia natural. Logros: poner a disposición de las mujeres los materiales relacionados con la lactancia, talleres y acompañamiento, sensibilización en nuestra sociedad. www.labuenaleche.org/ labuenalecheasociacion@gmail.com 680 747 305  

Ojana Inicio: 2009 | Personas: 80 socios Acción: crianza basada en el respeto y la empatía con los niños/as; beneficios y seguridad del colecho, tanto para niños/as, como padres/madres; “Concepto de Continuum”, promocionando métodos y prácticas educativas que respeten los procesos madurativos naturales de cada niño/a, entre otras. Logros: se ha extendido la idea de la crianza respetuosa y se da apoyo a las familias. www.ojana.org asociacionojana@gmail.com 658 452 908 | 942 07 48 28


El Parto es Nuestro | La Buena Leche | Ojana

Fuera de mi cabeza Nunca quise tener hijos. Elaboré un argumentario para justificar mi postura a partir del filtro que mi ideología y experiencias, incluidos prejuicios y falsas creencias, hacían de los libros de antropología, pedagogía, filosofía o sociología. El asunto me inquietaba, afectaba a mi relación de pareja, algunas personas cercanas no me entendían. Terminé por sentir rechazo hacia las personas que no se tomaban el asunto tan en serio como yo. Cuando este libro se publique mi hijo tendrá 16 meses. Desde que mi pareja y yo decidimos que se quedara embarazada tuve la oportunidad, gracias a ella, de profundizar en algunos aspectos relacionados con el embarazo, el parto y la crianza. Recibí (mos) los consejos y el apoyo de Cristina y Almudena, Matronas cercanas y comprensivas, así como de las compañeras de La Buena Leche, que nos ayudaron a diagnosticar y solucionar un problema que impedía a nuestro hijo mamar de manera eficaz. También leí (mos) algunos libros que recomienda la web de Ojana. Con todo ello, pude adquirir una visión verdaderamente científica y humana del tema al que tantas vueltas había dado, a solas, en mi cabeza. Y la clave está en estas tres palabras: “en mi cabeza”. El embarazo, el parto, el puerperio, la lactancia y la crianza, debido a los

intereses de la sociedad patriarcal capitalista, son asuntos que se han desnaturalizado, medicalizado, privatizado, individualizado, masculinizado, silenciado, dogmatizado, burocratizado,… No se habla de ellos en términos de crecimiento personal y de transformación social, no existe una cultura del apoyo mutuo y de la resolución compartida y consciente de los conflictos asociados a estos momentos de la vida. Son otras las que deciden por nosotras o, en el mejor de los casos, decidimos en base a mitos o patrones culturales que vulneran nuestros derechos. Pero la existencia de grupos y personas como las que aparecen en la fotografía está rompiendo esta tendencia. Su importancia reside en que permiten que compartamos miedos, dudas, éxitos y certezas. Visibilizan determinadas prácticas inconscientes que en nuestro contexto se consideran ‘normales’ y cuyo simple cuestionamiento es un acto revolucionario. Acogen a familias que, por simple instinto o por convicciones ideológicas, sienten que las formas socialmente aceptadas de hacer las cosas no son aceptables. Generan movimiento y el movimiento genera cambio.

Pablo Lobo Paredes

51


Foto: Humberto Bilbao Inicio: diciembre de 2012 Personas: 40 Acci贸n: lograr que se respete el derecho a la vivienda digna que promulga la Constituci贸n.

Logros: varios desahucios parados, ocupaci贸n de oficinas bancarias, 10.000 firmas recogidas en Cantabria para la Iniciativa Legislativa Popular (ILP).

http://pahsantander.wordpress.com santanderpah@gmail.com 634 566 751


Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) Santander

En la puta calle  Y llegó un día en que todos miraron a la calle. Esa calle en la que muchos empezaron a verse fue la que usaron para combatir el problema. Porque la calle produce pavor. Y no sólo a los que temen quedarse en ella. También a quienes no la pisan y han hecho de ignorarla un arte. Reviso mi Dropbox buscando en los guiones de Buenos Días Cantabria las veces que se ha hablado de desahucios: Juan Ramón, de Torrelavega, disfrazado ante su oficina, en contacto con el 15M local, y de allí surge la PAH de Torrelavega, la primera de Cantabria. Sigo buscando y veo las primeras referencias: un “se empieza a plantear”, un “se estudia” y un “se crea” la PAH de Santander, y los primeros casos. La historia de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca es una mezcla de nombres propios (Fina, Salva…) y de tecnicismos. Mucha organización. Con ellos aprendimos términos nuevos (escrache, dación en pago…). Y ese es su principal mérito: marcar el debate público. En la época de la falta de representatividad, han sido ellos quienes han llevado al escenario político asuntos que los partidos no han sabido o querido tratar. 

Se han representado a sí mismos con propuestas concretas a las que se les ha dado la vuelta, sonrojando a ciudadanos y, muy importante, a jueces. La historia de la PAH es la de como un montón de reivindicaciones particulares, egoístas, centra el problema en el contraste entre el rescate financiero y la falta de medidas para rescatar a la calle. Hubo un momento en que pusieron el ojo en los políticos. Y ahí la reacción fue de victimismo, de repliegue y de ataque. “Nazis, terroristas”, clamaba el alejamiento de la realidad. Denuncias a toda costa, incluso esquivando sentencias judiciales. Pronto se dieron cuenta de que los políticos no servían para tanto. Y consiguieron encontrar soluciones,  de forma directa, con los bancos. Las mismas entidades que no querían recibirles acabaron negociando con ellos los casos particulares después de que recurrieran a las ocupaciones de las oficinas. Fue el día en que la calle entró en los bancos. Porque, paradójicamente, la voz de la calle ha llegado antes a los bancos que a los despachos políticos. Allí, las ventanas siguen cerradas.

Óscar Allende

53


Foto: Javier Vila Inicio: febrero 2012 Personas:  20 Acción: defensa de la educación pública de calidad. Logros: movilización de la comunidad educativa ante los recortes realizados por los gobiernos central y autonómico.

cantabriaporlapublica@gmail.com


Plataforma en Defensa de la Educación Pública

¡Nos vemos en las calles! Olvidamos con mucha facilidad el poder de la unión, la capacidad que tenemos juntos de cambiar las cosas, y es momento ya de exigir una educación no politizada, que no esté influida por el ministro de turno, ni por el obispado, ni por los mandatos económicos. Tenemos el derecho y la obligación de exigirlo y defenderlo, por nuestras hijas, por nuestros hijos y por nosotros mismos.

Defendamos la educación para todos, en igualdad de condiciones y de calidad, sobre todo de calidad, no olvidando que ésta no se valora en exámenes Pisa (Program for International Student Assessment, prueba establecida por la OCDE) o similares, y no dejemos nunca de repensar qué entendemos todos por educación y cómo podemos lograrlo. Seamos exigentes y creativos y dejemos ya atrás las antiguas formas, que está claro que no funcionan.

Quizás sea por eso que no pasa una semana sin que a mi correo llegue un mail de la Plataforma en Defensa de la Educación Pública de Cantabria, lo cual demuestra lo implicado y activo que está este grupo y lo urgente que es en estos momentos defender la educación pública y de calidad, con recursos, con maestras y maestros preparados y motivados, con familias con ganas de participar en la educación de sus hijas e hijos y con un alumnado ilusionado con aprender.

Gracias a los miembros de la Plataforma por dar voz a tantas y tantas voces. ¡Nos vemos en las calles!

María Rivero Abascal

55


Foto: Javi Cotera Inicio: 2011 Personas: 5 Acción: memoria histórica, investigación y difusión.

Logros: la exposición y los seminarios Presos con Causa, 1936-1978 realizada en 2012 y repuesta en 2013. También la serie Militancias, 1958-1978.

www.presosconcausa.com


Grupo de Trabajo Presos con Causa

La ignorancia no requiere olvido Presos con causa. Hay enunciados que, por razones que desconozco, a mí se me antojan danzarines y juguetones, provocadores de concierto y desconcierto, sugerentes y sinuosos. Una empieza pensando que “preso” y “causa” son palabras que bailan juntas, para luego advertir que también se repelen con gran pasión. Que “causa” tiene un contorno huidizo y “preso” es en sí misma un férreo contorno. Meciéndome en este hilo de palabras me asalta un pensamiento: que en el antecedente de todo preso subyace indefectiblemente una única causa, que hay reos que lo ignoran y sólo la padecen pero otros se afanan en desenmascararla y combatirla. Bajo el título de Presos con causa lo que encontramos es una reconstrucción de vidas, voluntades, militancias. Nace del derribo de unos muros, los de una cárcel, quizá testigos incómodos de historia o mejor: del pretérito imperfecto de nuestro entramado social. Y tiene vocación de mural en el que los que una vez habitaron tras sus rejas dibujan sus luchas clandestinas, y en el que los que investigan esas resistencias recuperan para todos objetos que las vuelven tangibles. Una reja, una celda, una “vietnamita”, un testimonio, un rostro, un libro de recuento carcelario…

Arroyo llamábamos a un vecino muy popular en mi barrio que ahora, para mi asombro, se destapa en el mural. Siento una punzada de dolor impreciso en el costado y, sin poder evitarlo, una mirada infantil se me encarama desde la memoria trayéndome ese rostro, ya viejo a juicio de la niña, por encima de una barra, la del bar de Arroyo, y desde ella la voz del mural me anuncia: “Tu padre aún no ha llegado, ya le digo que pasaste”. Y luego le veo al volante de un autobús que parecía quedarle grande. Sólo un bar, sólo un autobús, no atrapo indicios de ninguna otra cosa en la maraña de recuerdos de la niña o de la joven que fui después. - Pero Tino, yo no sabía, - ¡Ni yo, hasta meterme en esto! Me digo entonces que los dueños de todo debieron concluir que la ignorancia es una inmejorable aliada porque no requiere de olvido. Otra vez me danzan las palabras. Será la ignorancia progenitora de atrevimiento, o quizá la apatía de este tiempo será atrevimiento cautivo de la ignorancia o será que si nos atrevemos a llenar de verdades la memoria colectiva podremos desterrar definitivamente la ingrata y desleal ignorancia.

Sol Valbuena

57


Foto: Pedro Puente Inicio: marzo 2002 Personas: 25 Acci贸n: generar actividad cultural en torno a la Calle del Sol de Santander. Logros: ser pioneros del asociacionismo cultural en los barrios de Santander.

www.solcultural.es infosolcultural@gmail.com


SOL CULTURAL / Asociación Cultural Calle del Sol

Luce el Sol Hubo un tiempo idílico, que ahora se me antoja arcano, en que las sociedades respetaban a sus creadores. Es más, hubo lugares en donde las profesiones de escritor, cineasta o pintor no solo eran remuneradas sino que se consideraban necesarias para el cuerpo social, buenas para el progreso de la humanidad como colectivo. ¿Cuándo se perdió todo esto? Nuestra memoria oronda de consumidores autosatisfechos pone delante de los ojos el espejismo de que la cultura es patrimonio exclusivo de lo institucional, cuando las instituciones nunca han hecho cultura, como mucho, y no siempre, la han conservado. Cuando surgió Sol Cultural no pude reprimir la maldad de pensar: ‘Vaya, otra iniciativa cultural de los hosteleros para vender más cerveza’. Y aunque el tiempo me ha dado la razón en otras partes de la ciudad, en donde se llama cultura a lo que no es más que espectáculo de dudoso gusto, franquicia y caja registradora, tengo que reconocer que me equivoqué con la buena gente de la Calle del Sol. Y mi respeto por estos hosteleros, vecinos y simpatizantes

varios que han devuelto a la sociedad lo que nunca debió salir de ella: la reivindicación de la cultura como la herramienta más poderosa de mejora del individuo y de los colectivos. Año tras año, Sol Cultural vuelve puntual a su cita con el solsticio. Ya es un habitual de la ciudad y un referente a la hora de darnos un respiro y repensarnos de forma crítica y lúdica. Cultura como espacio mental y físico de encuentro y reflexión y cultura también como acervo que no es propiedad de creadores o mediadores. Bajar la cultura a la raíz del pueblo y darse cuenta de que, una vez puesta en pie, es difícil renunciar a ella. Por supuesto que la programación tiene sus luces y sus sombras, pero tal vez, como indica el nombre de la calle, si hay sombras es porque precisamente luce el sol, el de Sol Cultural.

Javier Fernández Rubio

59


Foto: Javo Díaz Fecha: final de 2012 Personas: 30 Acción: teatro

Logros: el espectáculo “Teatro en crisis” se ha representado en 11 salas de Santander y Cantabria, así como en A Coruña. Además, hemos compartido escenas sueltas de ese montaje a instancias de los colectivos como Amnistía Internacional, Coordinadora Cántabra de ONGs, Interpueblos o la Plataforma Ciudadanía contra la Exclusión Sanitaria.

www.unoscuantos.org info@unoscuantos.org


Agrupación Escénica Unos Cuantos

El sueño de la ciudad teatro Sueño con la ciudad teatro, aquella en la que Tabucchi ponía sus esperanzas. ¿Que cómo es esa ciudad…? Pues en ella todas las personas tenemos un papel. Algunos fugaces pero definitivos; otros, coprotagonistas de una historia común; muchxs, preferirán el papel siempre necesario de figurante que actúa… Pero en esa ciudad teatro no habrá espectadores… o sí: quizá los políticos sin vocación, el corifeo del poder y las ceremoniosas sotanas patriarcales puedan hacer de anonadados espectadores cruzados por la verdad de la palabra en acción. Hoy vivimos en la ciudad cine, en la que todas somos espectadoras de una película que no hemos dirigido, que no hemos escrito y a la que sólo podemos machacar o loar cuando hemos abandonado la sala por la puerta de emergencia que da, irreversiblemente, a la gris y perturbadora parte trasera de un centro comercial, que es esta sociedad ajada y protocapitalista. El sueño no es imposible, se trata del tránsito del ciudadano-consumidor al ciudadano-actor. Para alcanzarlo… hay que practicar. Por eso me sumo al “cuantos” de la compañía Unos Cuantos . Sólo es necesario que unos

cuantos comiencen la tarea para que el resto nos sumemos. Este colectivo se dice variopinto, pero yo lo definiría como social: porque así es la sociedad, «humanodiversa». La primera vez que los vi sobre el escenario no sabía quién era quien: chavales muy jóvenes junto a personas experimentadas en esto de vivir, desempleada sin carnet junto a profe sin birrete, nervioso actuante primerizo enredándose con experimentada amante de las tablas… Cada cual con su papel, cada cual participando en todo lo necesario para que la palabra tome cuerpo en la magia irrepetible del teatro. ¿Podrá ser así nuestra ciudad algún día? ¿Nos enseñarán las personas más experimentadas a perder los nervios, a dar el paso al frente –o atrás- que requiere la verdadera participación ciudadana? Lo que hace Unos Cuantos es lo que nos hace más humanos: ser parte de lo nuestro y compartirlo con los otros. Lleguemos a donde lleguemos por ese camino, habremos ganado. Porque, como ellos mismos dicen: nadie nos podrá quitar lo bailado.

Paco Gómez Nadal

61


Humberto Bilbao Castro Urdiales, 1965

Alberto Aja

Santander, 1976 Soy un fotógrafo dividido a partes iguales entre mi pasión por la montaña y el ejercicio del fotoperiodismo. En los últimos 15 años, además de mi trabajo habitual con la agencia EFE en Cantabria, he colaborado con una variedad de medios de comunicación, como las ediciones y suplementos de La Vanguardia, el Periódico de Catalunya, además de otras diversas iniciativas editoriales, como la UIMP. Actualmente, colaboro en El Diario Montañés.

Desde 1995 compatibilizo mi labor en prensa junto a trabajos publicitarios, colaborando con diversas agencias de publicidad. Mis fotografías se han visto en publicaciones nacionales e internacionales ( Viajes de National, NGS, Viajes, Viajar, Geo, Xl Semanal, EPS, Revista Paradores…), así como en diarios de ámbito nacional e internacional como L´equipe, Le Figaro, La Nación. Participé como fotógrafo desde sus comienzos en Diario Publico, de septiembre de 2007 hasta febrero de 2012, momento de su cierre. Ahora mismo estoy inmerso en el proyecto más importante que es el SOBRAO CULTURAL, un lugar donde pretendo aglutinar diferentes actividades en el ámbito de la imagen. www.humbertobilbao.net

Jorge Cembranos León, 1973

Desarrollo mi actividad profesional de forma independiente, especializándome en fotografía editorial, industrial y publicitaria. Entre 2004 y 2008 abrí un estudio en Torrelavega y en 2008 creé, junto a Pablo Hojas, la Escuela de Fotografía Studio’27 en Santander. Ahora, combino mi actividad profesional con la labor docente, impartiendo cursos de fotografía digital y tratamiento informático de la imagen. Algunas de mis fotos están en la Colección Norte del Gobierno de Cantabria y en colecciones privadas. www.jorgecembranos.com

Esteban Cobo Santander, 1955

Cuando era más joven, participé en diversas experiencias relacionadas con la imagen, cortometrajes de bajo presupuesto y vídeo. Más adelante, me incorporé a una agencia de publicidad y trabajaba al tiempo como cámara en TVE Cantabria. Mi carrera como fotoperiodista comienza en 1985 en el diario Alerta y después trabajé en varias corresponsalías gráficas como Diario 16, El Sol, El Independiente y La Vanguardia. En lo que llevo más años es en la Agencia EFE, donde trabajo desde 1987.

Javi Cotera Javier Cotera. Soy fotoperiodista. Inicié mi carrera a principios de los noventa en el periódico Alerta, y a partir de entonces he colaborado en distintos medios, agencias y gabinetes de comunicación, destacando la corresponsalía de El Mundo durante 12 años, después colaboré dos años con El País. En estos momentos, desarrollo mi trabajo en El Diario Montañés y lo compagino con la docencia.


Javier Díaz Villán (Javo) Soy fotógrafo y diseñador grafico. Comencé mis estudios en Gráfica Publicitaria en SATER en Santander, pero me incliné pronto hacia la fotografía profesional. Por eso estuve en las Escuelas de Fotografía EFTI y CEV de Madrid, participé en cursos como Polientes foto y otros en la Universidad de Cantabria y la Universidad Internacional Menéndez Pelayo. Trabajo como fotógrafo y diseñador freelance asentado en la Región de Cantabria , pero con gran movilidad por el norte del país, con colaboraciones en Diagonal, El Diario Montañés, Vive Campoo y Videos Cantabria, entre otros

Joaquín Gómez Sastre Santander en 1970

Participé en varios talleres fotográficos con profesionales de la talla de Pablo Hojas, Koldo Chamorro o Manel Esclusa. Empecé a trabajar como fotógrafo freelance haciendo reportajes con contenido social y fotografía de prensa y ha colaborado con numerosos periódicos locales y nacionales. También ha impartido cursos de iniciación a la fotografía en el Aula de Imagen y Sonido de la Universidad de Cantabria y para la Asociación Espacio-Imagen. www.joaquingomezsastre.com

Pedro Puente Hoyos Hice estudios de fotografía (fotografía e imagen digital) en la Agencia de Desarrollo Local y me he dedicado a la fotografía profesional desde 2008 como freelance, colaborando con diversos medios digitales como El Gallo, 20 Minutos y El Mundo Cantabria, entre otros. En la actualidad, soy fotógrafo colaborador de la agencia Efe.

Roberto Ruiz Soy sobre todo fotógrafo de prensa. Desde el año 1988, he publicado mis imágenes en medios como Alerta, Diario 16, el madrileño Sol, la Agencia EFE o El Diario Montañés y Cantabria Económica (en estos dos últimos llevo colaborando dos décadas). Mi trabajo ha sido premiado en varias ocasiones (por ejemplo, el primer premio del concurso Pablo Hojas o el Pancho Cossio).

Javier Vila

Santander, 1961 Estudié para maestro pero nunca he podido enseñarle nada a nadie. Creo que, como dice Pessoa, tenemos una vida que es vivida y otra vida que es soñada, pero la única en que vivimos es la que está dividida entre la cierta y la errada. Mi vida soñada se ha desarrollado detrás de una cámara y en cuartos oscuros. Y hoy en día, con teclados de por medio, sigo siendo un fotógrafo aficionado.

63


La Asociación La Vorágine Crítica nace el 24 de abril de 2013 con la vocación de generar espacios de encuentro en los que el pensamiento y las prácticas contrahegemónicas circulen de forma libre. En este primer año algo hemos caminado... Foto: Esteban Cobo


Amigxs

Actividades

Redes de contactos

68 AMIGXS de La Vorágine

154 ACTIVIDADES con 3.937 personas participando y una media de 12,9 actividades al mes y 26 personas por actividad.

· 465 personas en lista de correo ‘voluntario’

Página web

Streaming

Fondo editorial

Media de 4.600 visitantes únicos al mes

58 transmisiones en Streaming con 2.399 visualizaciones

Pasamos de 600 a 1.980 títulos de fondo editorial

10,620 páginas vistas.

· 1.240 seguidores en Facebook · 385 en Twitter

65



Digna Gente