Issuu on Google+

De lo que llamamos PAZ

Colectivo CILLERO

Exposición colectiva de Pintura, Fotografía, Escultura, Cerámica, Vidrio y Poesía


Dep贸sito Legal: AB-316-2010 Impresi贸n: Gr谩ficas Colomer. Albacete Dise帽o:


D e l o q u e l l a m a m o s PA Z El Colectivo Cillero, como grupo formado por artistas residentes en la

Unión Europea, consideramos que Europa es, sobre todo, una comunidad

de valores, y los valores primordiales europeos se basan en la práctica de la tolerancia, la participación y la solidaridad.

En los últimos tiempos se ha puesto de manifiesto que la democracia

es una garantía para la paz, aunque no en sí misma, sino en función de

los valores que desarrolla la sociedad. El mero sistema de representación, como estructura, garantiza el ejercicio del poder por las mayorías,

pero ello no impide, como se ha demostrado en la historia reciente, que

algunas mayorías apuesten por actitudes violentas de represión y dominio para el mantenimiento de sus intereses.

Frente a los argumentos del poder y las armas para imponer la paz,

apelamos a la responsabilidad del comportamiento de cada ciudadano

como individuo libre y soberano capacitado para desarrollar su propio criterio, dentro del respeto a la sociedad. Entendemos que el verdadero proyecto de construcción de la paz no puede sustentarse sin la asunción

personal de valores, lo que no es socialmente posible sin una cultura y una educación cimentada en la solidaridad para construir relaciones de servicio y justicia entre los ciudadanos.

Como artistas, consideramos prioritario ejercer nuestra actividad cre-

adora bajo el prisma de la libertad. Como artistas europeos, conscientes

de nuestra realidad política, consideramos ineludible crear nuestra obra

al amparo de los valores por los que, tradicionalmente, ha luchado la vieja Europa: Respeto, tolerancia y solidaridad. Valores que son clave para conseguir el viejo sueño de eso que llamamos PAZ.


ALICIA CASTRO LÓPEZ

Madrid. España.

Tiene solución • Técnica Mixta 80 x 100


Vrede IV • Acrílico / Lienzo 80 x 80

B A R T VA N O I J E N Vlijmen. Holanda. 1949


DIMITRIJE KATALINIC

Split. (antigua Yugoslavia). 1928

Faith in Middle Ages • Técnica Mixta 60 x 80


Construyendo La Paz • Hierro / Piedra 50 x 30 x 30

F E R M Í N D E B E D O YA

Valencia. España. 1944


FRIEDHARD MEYER

Núremberg. Alemania. 1940

Assassin • Collage Acrílico / Lienzo 100 x 100


Birdwood

Fotografía

40 x 60

JEAN ROUZAUD

Tarbes. Francia.


JESÚS DÍAZ HERNÁNDEZ

Madrid. España. 1954

I

Guiño de ojo purpura, mirada perdida al más allá donde no hay nada, solo el abismo.

Paz buscada entre los siglos. Voces de penumbra, indescriptibles, toscas, aullantes… Entrar y salir, ocupar espacio, ser algo entre la multitud, ser alguien en soledad. Vaciar el alma de parásitos, podredumbre mística. Ser nosotros mismos, almas en pena, los otros, cuerpos marchitos… Náufragos todos del tiempo. II

La paz no existe porque hemos perdido el don pacificador de mirar al otro, de hablarle. El don que nos habitaba… …y, a nuestro pesar, nos consumía. El don que nos socorría cuando al alzar la mano amenazante creíamos hacer justicia.

El don que miraba pasar el tiempo con ojos dementes y bondad extraña para evitar nuestra sonrisa fingida.

El don que nos advertía: La sumisión a las urgencias vanas nos hace taimados, nos quiere crédulos. El poder de los grandes ritos nos hace inútiles…., quizá superfluos. III

Padecemos una arcaica armonía con la grandeza del sol y las raíces de la tierra, con los fastos del triunfo y el honor de la derrota, con la ancestral fusta de cuero

P

Poema de lo que llamamos Paz

y las sagradas reliquias de oro, con la muerte y con el llanto. Siempre fusilando atardeceres con el único límite de la noche.

Las batallas de la paz no se ganan en la guerra. Las conciencias furtivas pasean a diario por las calles de la vida esperando redención. Nuestras excusas no sirven para mirar al futuro. IV

La paz marchita los arbustos de fusiles que jardineros de hielo plantaron cuando la luna perdió su noche. La paz agosta las bombas de racimo cortadas tras cruel maduración. La paz ejerce de filoxera expiando la culpa de vendimia tan fiera.

La paz belígera recalcitrante contra el mercadeo infame de los portadores de fuego, de exterminio. V

Alumbremos el futuro: La paz no se busca, se encuentra. La paz no se pide, se desea. La paz no se llora, se lucha.

Olvidemos las oraciones de súplica que la lluvia sume en el olvido, desertemos de fanatismos atávicos, abdiquemos de la eterna victoria.

Las abejas no necesitan el aguijón para libar el néctar de las flores. La colmena expulsa a los desalmados, nutre con miel a los que reniegan del odio y, entre cera, entierra sus armas.

El riesgo del olvido no excluye la evidencia: El hombre exprime con tesón su soberbia pero sabe curar sus heridas. La paz no puede ser una quimera.


Paz Esquiva • Pastel seco / Papel 100 x 70

L U I S AT H O U G U I A

Cascais. Portugal. 1953


LUIS MACHÍ GÓMEZ

Valencia. España. 1965

Almas I

Vi d r i o


La liberación de la Paz • Fotografía 50 x 75

MANUEL RUIZ GARCÍA

Hellín. España. 1960


PA B L O

B A E Z A

Albacete. España.

Arcaica armonía • Acrílico / Tabla 100 x 100


Abrid las cadenas. La opresión • Óleo / Lienzo 100 x 100

PILAR HERNÁNDEZ OTERO

Madrid. España.


RAFAEL CATALÁN YNSA

Barcelona. España. 1958

Paz para todos • Piezas alfarería / Gres esmaltado 100 x 100


Sin Título I • Óleo / Lienzo 50 X 60

SAMANTHA TORRISI

Catania. Italia.


D e l o q u e l l a m a m o s PA Z

Una propuesta de catorce artistas de Francia, Holanda, Italia, Alemania, Portugal, Croacia y España que reflexionan sobre aquello “de lo que llamamos Paz”.

Calendario de exposiciones G A L E R Í A M U N I C I PA L D E S I N T R A E d i f í c i o d o Tu r i s m o Praça da República, nº 23 S I N T R A - P O RT U G A L Del 5 al 30 de junio de 2010

SALA EXPOMETRO. MADRID Estación de metro de Retiro Alcalá, 77 Del 4 al 24 de octubre de 2010

M U S E O M U N I C I PA L D E A L B A C E T E C E N T R O D E I N T E R P R E TA C I Ó N D E L A PA Z Plaza del Altozano Marzo de 2011


Este catรกlogo se terminรณ

de imprimir en los talleres de Grรกficas Colomer el 25 de mayo de 2010.

M



De lo que llamamos PAZ