Page 1

GENTE

 Carmen Torres, escritora y periodista.

Carmen Torres “Recuerdo las redacciones de antes, con ruido, humo y alcohol” CON TRECE AÑOS SE ACERCÓ A JOSÉ MARÍA PORTELL Y LE PREGUNTÓ QUÉ HABÍA QUE HACER PARA SER PERIODISTA. AÑOS DESPUÉS TERMINÓ LA CARRERA, SE CASÓ CON ÉL Y CUMPLIÓ UNO DE SUS SUEÑOS, ESCRIBIR. [TEXTO: ROSANA LAKUNZA. FOTOS: OSKAR MARTÍNEZ] armen Torres Ripa recrea en La mujer de las nueve lunas la vida de Hildegard de Bingen, pintora, escultura, herborista, amante de la música y muchas cosas más. Podía haber sido una renacentista, pero esas actividades las realizó

C 4 ❘ GENTEON

El lugar perfecto es ese al que no he ido”

en el siglo XII. Periodista y escritora, Torres ha combinado ambos oficios, pero ahora es el segundo el que ocupa todo su tiempo. Madre de familia numerosa, tiene seis hijos y ha logrado con mucho esfuerzo conciliar vida familiar y profesional. Su recorrido vital es tan interesante como intenso.

¿Quién es La mujer de las nueve lunas? Fui a un viaje de trabajo a Gante y vi una


cias que se toman los escritores.

especie de casitas con jardines, una iglesia… Pregunté qué era aquello y me dijeron que una especie de convento de mujeres libres. Me comentaron que eran beguinatos y me explicaron que se trataba de monasterios, comunidades de mujeres libres de la Edad Media donde se alojaban cuando sus maridos se marchaban a las Cruzadas. Las que se quedaban viudas y no querían casarse se reunían allí para pintar, escribir, charlar, beber cerveza... Nada de rezar y de limitar su vida a las

Cuando haces una ficción respetas el periodo histórico. Hay personajes que entran en mi novela que han existido, pero al margen de eso creo mis propios personajes. Con el permiso de Hildegard de Bingen, la recreo a ella.

Se ha especializado en hacer guías de viaje. ¿Cuál es el lugar que le ha cautivado? El que no he ido. Sé que es una contradicción, pero los lugares que me cautivan y a los que no he ido son Nepal y la India. El que más me ha gustado es Yemen.

Ahora importa más ser mona que buena periodista”

¿Sabe mucho de vinos? Lo suficiente para poder decir cuándo es un Rioja o un Ribera del Duero. O simplemente, cuándo un vino está rico. Reconozco que es mundo que me gusta mucho.

Hablemos de periodismo. Cuánto ha cambiado, ¿no? Una barbaridad. Yo recuerdo las redacciones de antes: con ruido, no había ordenadores y se oía el teclear, había humo y había alcohol…

tareas domésticas.

La protagonista de su libro es Hildegard de Bingen. ¿Cómo es ella? Me encontré con una de las primeras feministas de la historia. Una mujer culta, pintora, escultora, música, herborista, y que tenía fama de bruja porque era vidente. Me metí en su mundo y en su vida y descubrí que fue la primera mujer en crear un monasterio femenino en una época en la que todos los monasterios eran mixtos. La Iglesia se escandalizó.

Una mujer que rompió moldes. Sí, una mujer fascinante. No sabía nada de ella y me encontré a una abadesa alemana que nada tenía que ver con las mujeres de su época, ni en la vida civil ni en la religiosa. Sabía de todo, y reconozco que eso me impresionó.

Una renacentista anticipada. Eso es, como una mujer del Renacimiento pero en el siglo XII. Me emocioné al ir descubriendo cosas de su vida y pensé que era una heroína de novela, no solo una monja. Empecé a hablar de ella y me metí en su piel.

¿Cuántos libros lleva escritos ya? Si hago una lista me encuentro con una veintena. Novelas, viajes, cocina, sobre el vino…

Mujer todoterreno a la hora de escribir... ¡Qué le vamos a hacer!

¿Cuál es el género que más le atrae? La novela. Esta que he escrito ahora está en un contexto histórico, pero no deja de ser una historia, una novela.

Cuando se escribe novela histórica los historiadores llevan mal ciertas licen13 de agosto de 2011

PERSONAL Edad: 66 años (20 de enero de 1945). Lugar de nacimiento: Barakaldo (Bizkaia). Familia: Se casó con el periodista José María Portell, asesinado por ETA en 1978 (fue el primer informador víctima de la banda terrorista), con el que tuvo cinco hijos. Posteriormente se casó con Daniel Arranz, quien ha sido concejal del PSE en Ortuella y Gobernador Civil de Bizkaia, con el que tuvo otro hijo, el sexto. Trayectoria: Es periodista (hizo la carrera en la Universidad de Navarra) y escritora. Es una apasionada de los viajes, de la gastronomía y de la cultura del vino. En prensa se inició en La Gaceta del Norte, aunque ha pasado por otros medios, como El Mundo y Deia. También ha desarrollado su carrera profesional en TVE, ETB, Radio Euskadi y Telecinco. Colabora en la sección de opinión con el Grupo Noticias. Ha escrito diversos libros, sobre todo guías de viaje, de vinos y de cocina. Ha escrito dos novelas: Leonora y La mujer de las nueve lunas.

Como siga por ahí va a parecer que está describiendo un antro. No, pero así eran antes las redacciones de un periódico. Ahora es todo tan distinto que no sé si me acostumbraría a ellas: tanto silencio, sin ruido, sin humos… Me imagino que al final te haces a ese ambiente, como a todo.

¿Cree que el trabajo ha cambiado para peor o para mejor? No lo sé. En la época en la que yo trabajaba estábamos siempre fuera de la redacción y volvíamos para escribir. Ahora muchas cosas se hacen desde dentro. Teníamos una disciplina de trabajo muy distinta a la actual. Íbamos rotando. Yo he estado en todas las secciones, hasta en Deportes. No te daba tiempo a ser diva de nada. Un día hacías la agenda, otro un reportaje, pero también tenías que hacer los partes de la policía…

¿Cree que hay muchos divos y divas en las redacciones de los medios? ¿Tú no lo crees? Ahora lo que menos importa es ser una buena periodista, lo importante es ser mona.

Ya, ¿y los chicos también tienen que ser monos? No, ahí ya no. No sé quién tiene la culpa, si ellos o nosotras. Los hombres pueden ser más profesionales…

No sé si esto va a ser políticamente correcto. Pero es verdad. Me preguntarás el por ONGENTE ❘ 5




mucho más mayor, todo un señor para una chica de trece años. Le pregunté que tenía que hacer para convertirme en periodista y me dijo: Para empezar tienes que hacer 5º y 6º de bachiller. Yo pensaba que con 4º y la Reválida podría hacer Periodismo, así que fui a la universidad y allí definitivamente me atrapó la profesión.

Estar casada con Portell también fue una buena escuela de periodismo. Por supuesto, primero hice un periodismo no escrito con José Mari, porque le acompañaba a hacer reportajes muy especiales y muy complicados. Siempre estuve con él. Después del atentado, de su muerte, entré en el periodismo ya no como espec-

No quisiera volver al pasado; ya está pasado”

tadora, sino como parte activa.

En 1978 ETA mató a José Mari Portell y usted se quedó viuda y madre de familia numerosa. ¿Le ha sido difícil conciliar su vida laboral y familiar? He tenido una persona en casa que me ha permitido irme a trabajar y a la vez saber que mi familia estaba bien. Me he ido muchas veces llorando, sobre todo cuando nació Dani, el pequeño. Me daba mucha pena perderme momentos muy importantes, pero he podido salir a trabajar con tranquilidad.

¿Cómo va a ser su próximo libro?

 Torres acaba de lanzar una novela histórica, ‘La mujer de las nueve lunas’.

Me encantaría hacerlo aquí y situarlo aquí. Hablo de Bilbao. Que las calles sean Ercilla, General Concha, la Gran Vía, Las Arenas… Pero no sé si podré.

¿Por qué? 

qué. ¿Por qué una mujer de 60 años no puede presentar un informativo? En un informativo hay que ser super mona, cambiar todos los días de peinado, maquillarse, y cuando pasan los años llega un momento en que ya no sirves. Sin embargo, ellos pueden estar ahí presentando con sus canitas blancas. Existe una discriminación importante.

el traslado. A mí me gustaba mucho hacer calle en televisión, pero eso solo lo pude hacer estando en Madrid.

Porque me he acostumbrado a escaparme. No sé si sabría hacer personajes de aquí. Me entra como vértigo.

¿Mira esa etapa con añoranza?

¿Son más comprometidos?

Fue un tiempo bonito pero no quisiera volver al pasado, por algo tan sencillo como que ya está pasado.

Claro, pero voy a hacer la prueba, y esa prueba la tengo que hacer ya.

¿Cómo fue su experiencia en televisión?

Desde pequeñita quería escribir y lo que más asequible me parecía para poder hacerlo era un periódico. El primer periodista al que conocí fue José Mari (Portell), que luego fue mi marido. Él era

Bien, bonita. Estuve con Florencio Solchaga, con Cristina García Ramos... Fue una buena etapa. Me equivoqué al pedir 6 ❘ GENTEON

¿Quién le metió a usted el veneno del periodismo en el cuerpo?

¿Cuánto tiempo le ha llevado escribir La mujer de las nueve lunas? Cuatro años.

Vaya paciencia, ¿no? Entre la documentación, conocer los sitios bien y escribir la novela han sido cuatro años de trabajo. Reconozco que este libro me ha costado mucho.

Entrevista mujer de Portell  

Entrevista a la mujer de José María Portell.

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you