Page 73

Reykjavik, Islandia

Pero si vas al sur, el paisaje no es menos sorprendente. Esta es una de las zonas preferidas por los turistas, pues es de fácil acceso y tiene muchos monumentos naturales. Aquí puedes planear un tour en barco, por la laguna glacial de Jökulsárlón y pasear entre los icebergs. En verano, las playas se llenan y ofrecen un paisaje muy azul. El este, en cambio, es un territorio casi virgen. Recibe en su mayoría a viajeros que llegan en barco desde Dinamarca con ganas de explorar las montañas que, de este lado, se vuelven profundas e intimidantes. Es una zona curiosa y muy apreciada por los estudiosos en geología, pues hay formaciones interesantes. Si hay que hablar de visitas obligadas, una justamente queda hacia el oeste. Se trata de la Laguna Azul, un fenómeno natural que se encuentra entre el Aeropuerto Internacional de Keflavík y Reykjavík. Durante el verano, es uno de los sitios más buscados, pues es una playa geotérmica, con Edición Especial 2011

un volcán de fondo y que es muy famosa porque aseguran que sus aguas tienen efectos curativos. El Círculo Dorado también es uno de los sitios que se tienen que visitar, al igual que el Parque Nacional Thingvellir. Para recorrer los sitios más importantes de Islandia, 10 ó 12 días pueden ser suficientes, pero si se quiere llegar a las zonas más vírgenes, donde se requiere más entrenamiento físico para enfrentar las caminatas y las escaladas -además de las distancias- quizá se deba hacer un plan de veinte días para asegurar que no sea un viaje apresurado. La península de Snafellsness, con su glaciar y su volcán Snaefellsjökulljustamente el sitio en el cuál Julio Verne consiguió toda su inspiración- es otro de los sitios de interés para el viajero. El lugar es indescriptible, al igual que las vistas que se alcanzan desde él, asimismo que en Artnastapi, desde donde se aprecian varios acantilados y muchos pájaros. Y por supuesto,

llegar al oeste de Islandia, significa toparse de frente con Geyser, el géiser más famoso de todo el país. Hay que tomar en cuenta que Islandia es costosa y, aunque en invierno sus precios bajan, es justamente en el verano cuando se puede disfrutar de muchas de sus bondades.

¿PALADAR CURIOSO? Como Islandia está rodeada de mar, todo lo que venga de él adquiere singular importancia en la cocina. Como enfrentan un invierno muy fuerte, se ven obligados a conservar los alimentos con métodos como el ahumado, el secado o la salmuera y eso da paso a una cantidad de platos con toques innovadores y bastante particulares. El Gravlax, por ejemplo, es considerado un plato exquisito. Trata de salmón ahumado y crudo, aderezado

73

OD Viajes 2011  

Ocean Drive Viajes 2011