Page 96

A G E N D A

C U LT U R A L

UNA MUERTE DRAMÁTICA El joven Rob Knox, conocido por su papel de Marcus Belby en Harry Potter, falleció hace unas semanas en medio de una pelea en la que intentaba defender a su hermano. Knox, de 18 años, acababa de rodar su parte de la última película de la serie y esperaba continuar su trayectoria dentro del mundo cinematográfico.

Shakespereana ás de cien millones de espectadores vieron el primer episodio de Las crónicas de Narnia: El león, la bruja y el armario, adaptación de la obra de C.S. Lewis, publicada en 1950. Una segunda película era inevitable, pues Narnia cuenta con siete episodios. Magia, espectáculo y, en este caso, espiritualidad, son los elementos de esta nueva película. La acción vuelve a Londres, un año después de la primera aventura. Peter, Susan, Edmund y Lucy (William Moseley, Anna Popplewell, Skandar Keynes y Georgie Henley) parten por efecto de la magia desde una trivial estación de metro a otro mundo en el que reconocen Narnia, pero 1.300 años más Las crónicas de Narnia: El príncipe Caspian Dirección: A. Adamson Guión: A. Adamson, C. Markus y S. Mc Feely según el libro de C. S. Lewis EE. UU., 2008

M

tarde. Los cuatro adolescentes encuentran un país dominado por una raza de humanos bajo el tiránico Miraz (Sergio Castellito). Este, en cuanto tiene un hijo, decide eliminar a Caspian, el príncipe heredero que consigue escapar in extremis y va a refugiarse en los bosques, donde viven los descendientes del mundo fabuloso de Narnia. Desde allí Caspian ha llamado a los cuatro jóvenes Pevensie. Aslan, el león muerto y resucitado, ha desaparecido del mundo visible. El Príncipe Caspian promete la justicia para todos, se alía con los restos de Narnia y se prepara para un singular combate contra las fuerzas imponentes de Miraz, autoproclamado rey. Sobre las diferencias de la nueva película respecto a la anterior se puede decir que la poesía sutil del primer episodio, sin desaparecer, es menos dominante y al mismo tiempo, el espectáculo ocupa un lugar más destacado, enraizado en una trama de poder y de guerra de corte shakesperiano. Es constante, sin embargo, el humor que aportan enanos y animales habladores. Andrew Adamson, (director de los dos primeros Shrek) sigue asegurando la dirección, siempre manteniendo la fidelidad al original con sus múltiples símbolos cristianos. C.S. Lewis, que se inspiraba en los valores religiosos, no deseaba sin embargo una lectura estricta en este sentido. Su obra, destinada a los jóvenes, solo pretendía dar una serie de claves que podrían más tarde revelar una dimensión religiosa. ■ JORGE COLLAR

96

94-103 patio_de_butacas.indd Sec1:4

JULIO-AGOSTO 20 08

18/6/08 20:37:55

Nuestro Tiempo 649-650  

Julio-Agosto 2008 / Revista cultural y de cuestiones de actualidad de la Universidad de Navarra / Cultural magazine and current affairs from...

Advertisement