Page 1

ANOREXIA EN ADOLESCENTES La anorexia es una enfermedad que ataca en primer lugar a la psiquis de la persona y se manifiesta más tarde en el cuerpo. La mayoría de los casos se da en mujeres adolescentes, pero también podría darse en hombres. Consiste en un trastorno alimenticio que presenta una distorsión de la imagen corporal. Se caracteriza por el temor a aumentar de peso, y por ende se desata una preocupación excesiva por la comida que no la ingieren. Tienen una percepción distorsionada y delirante del propio cuerpo que hace que el enfermo se vea obeso, aún cuando su peso se encuentra por debajo de lo recomendado.

Historia: Se conocen antecedentes de la anorexia desde la edad media.

Las monjas seguidoras de san Jerónimo se imponían un ayuno hasta estar tan delgadas que perdían la menstruación. Otro caso histórico es aquel en el cual una monja carmelita sólo comió ostia de la eucaristía durante siete años.

Tipos de anorexia: 1.- Nerviosa primaria: en este tipo de trastorno no existe otra enfermedad mas que el miedo a subir de peso. 2.- Nerviosa restrictiva: La paciente utiliza el ayuno y la dieta sin recurrir al vómito o a los laxantes. 3.- Nerviosa secundaria: este tipo de anorexia es consecuencia de una enfermedad psiquiátrica como la esquizofrenia o la depresión. 4.- Bulimarexia: la paciente presenta periodos de ayuno alternados con periodos de comer en forma compulsiva. Se provoca el vómito y se laxa con purgas o enemas.

Causas:


Aunque hay muchos factores socioculturales que pueden desencadenar la anorexia, es probable que una parte de la población tenga una mayor predisposición física a sufrir este trastorno, independientemente de la presión que pueda ejercer el entorno. Por ello existen de factores generales que se asocian a un factor desencadenante o cierta vulnerabilidad biológica, que es lo que precipita el desarrollo de la enfermedad. • La propia obesidad del enfermo. • Muerte o enfermedad de un ser querido. • Separación de los padres • Alejamiento del hogar. • Fracasos escolares. • Accidentes. • Sucesos traumáticos.

Síntomas y consecuencias Con el mantenimiento de una actitud de rechazo a la comida, se llega de forma progresiva a un estado de decaimiento físico, el cual va acompañado de estreñimiento y amenorrea. La desnutrición carencial es uno de los primeros signos de anorexia. El diagnostico de la anorexia esta basada en ciertas características, estos son algunos de los síntomas más comunes: Rechazo a mantener el peso corporal por encima del peso ideal para la edad y la estatura. • Miedo intenso al aumento de peso, incluso cuando hay un peso inferior al normal • Apreciación del peso, el tamaño y la forma del propio cuerpo distorsionada • En las mujeres, ausencia de tres ciclos menstruales consecutivos, dependiendo del avance de la enfermedad. A la ausencia de la menstruación también se le llama amenorrea • En hombres, disfunción eréctil, problema no estático, pero si a largo plazo. • Atrofia muscular, musculatura esquelética • Caries dentales • Pérdida excesiva de peso. El índice de masa corporal es menor a 17,5 en los adultos, o el 85% del peso esperado para los niños. •


Aspecto pálido y ojos hundidos; hinchazón de ojos y tobillos. • Piel seca, labios secos y quebradizos. • Retraso del crecimiento (deficiencia de hormona de crecimiento).\ •

Síntomas comportamentales • Rechazo voluntario de los alimentos hipercalóricos • Aumento de la ingesta de líquidos • Conductas alimentarias extrañas (preparación y selección de alimentos) • Disminución de las horas de sueño • Mayor irritabilidad • Auto-agresión. • Actividad física excesiva (ejercicio compulsivo) • Uso de laxantes y diuréticos. • Vómitos autoinducidos. • Uso compulsivo de la balanza. Síntomas emocionales y mentales Los síntomas psíquicos pueden ser muy variados: • • • • • • • • • • • • • •

Personalidad rígida. Afloramiento de estados depresivos y obsesivos. Pensamiento obsesivo relacionado con el peso y los alimentos. Trastorno severo de la imagen corporal (dismorfofobia). Cuadros de ansiedad, depresión, ansiedad social, trastorno obsesivo-compulsivo y conductas agresivas. Negación de las sensaciones de hambre, sed, fatiga y sueño. Negación parcial o total de la enfermedad. Miedo o pánico a subir de peso. Desmayos psicógenos. Dificultad de concentración y aprendizaje Desinterés sexual. Temor a perder el autocontrol. Desinterés por las actividades lúdicas y el tiempo libre. Auto-destrucción, abuso de sustancias o intento de suicidio.

Síntomas interpersonales y sociales • •

Distanciamiento de los amigos. Aislamiento social.


• •

Deterioro en las relaciones familiares. Carencia de la necesidades básicas tales como comer y dormir.

Las consecuencias psicológicas y del comportamiento de la anorexia La persona que sufre anorexia presenta una gran insatisfacción y un nivel de autoestima muy bajo debido a las actitudes y pensamientos negativos que tiene hacia su cuerpo y hacia sí misma. La distorsión del pensamiento suele presentarse en forma de tremendas exageraciones, generalizaciones, en el sentido de todo o nada.

El carácter también cambia y se va mostrando más susceptible, más irritable y ansioso, con cambios bruscos en su estado de ánimo, perdiendo el interés por lo que le rodea. Aparecen trastornos como la depresión, la ansiedad, la fobia, o pensamientos obsesivos, rituales y compulsiones. En cuanto a su comportamiento, su forma de comer se lentifica, esparce la comida en el plato, la manosea, se pesa con frecuencia, palpa de forma repetida partes de su cuerpo, recoge información de recetas y calorías.

Tratamiento de la anorexia en la adolescencia El tratamiento requerirá también una intervención multidimensional incluyendo un tratamiento médico, psicológico y familiar. El tratamiento consistirá en ir introduciendo


cambios para conseguir una mejora en sus trastornos físicos, psicológicos y en las relaciones interpersonales familiares y sociales.

¿Qué cambios se requieren por parte de la persona para salir de la anorexia o la bulimia? - Aceptación de la enfermedad. - Aceptar cuidar su salud. - Aceptar ayuda y tratamiento tanto médico como psicológico, que le permitan restablecerse físicamente y le ayuden a cambiar sus pensamientos y comportamientos que tanto le perjudican. - Esforzarse en introducir cambios para ella misma como persona, cambios que le ayuden a mejorar sus relaciones interpersonales, a afrontar y resolver problemas de la vida, en la forma de hacer proyectos, en sus habilidades sociales y competencia social, en la confianza en sí misma, en el aumento de su autoestima y con más seguridad en el medio que la rodea.

Prevención de la anorexia La información no es suficiente para la prevención de la anorexia. La información tiene que ir acompañada de formación, de cambio de actitud y de cambio de conducta. La prevención de la anorexia, bulimia y obesidad, consistiría en proporcionar al niño, a lo largo de su formación, una información adecuada en cuanto a la educación relacionada con los hábitos alimentarios. Debe recomendarse:


- No excluir alimentos, ya que no existen alimentos que engorden o adelgacen, sino que los alimentos son un conjunto de diferentes nutrientes necesarios para que el organismo funcione bien - Variedad en la dieta: la dieta es más saludable para el organismo y más recomendable para mantener peso, cuanto más variada sea. - Un mínimo de tres comidas diarias, y saber que lo recomendable según los nutricionistas son entre cinco y seis. - Mantener unos horarios estables para comer. - Mantener la comida como un acto social, como una ocasión de diálogo con familia o amigos. - Discutir ciertas ideas y actitudes relativas a la alimentación y al cuerpo que son difundidas diariamente por los medios de comunicación. - Practicar ejercicio de forma saludable: el ejercicio físico alarga y mejora la calidad de vida y ayuda mucho a mantenerse en forma. Es recomendable dejarse aconsejar por los profesionales y elegir la actividad física o deporte adecuado y el tiempo indicado para cada persona. Prevención de la anorexia en los adolescentes Es importante para prevenir estas enfermedades proporcionar al niño una formación adecuada de los factores de protección, es decir, proporcionarle los recursos y cualidades con las que pueda enfrentarse a la vida y a todas las dificultades que ella conlleva. Estos factores de protección, consistirían en:


- Promocionar al máximo la autoestima en el niño y a lo largo de su adolescencia - Enseñarle a valorar la salud. - Motivar el afán de logro. - Potenciar la autonomía y responsabilidad. - Favorecer las relaciones interpersonales. - Fomentar y reforzar la conducta adaptada. - Educar en los valores. - Dar modelos de conducta adaptada. - Facilitar la participación en actividades escolares y extra-escolares. - Mejorar las relaciones familiares, aumentando las relaciones satisfactorias, aumentando la comunicación, facilitando la expresión de sentimientos de afecto, promover la cohesión familiar, reconocer y elogiar el esfuerzo, motivar a crear proyectos y a confiar en ellos mismos. El potenciar todos estos factores va a ser una de las garantías de que la salud mental de los adolescentes quede fortalecida y que el impacto de las situaciones difíciles y estresantes, en cuanto a su relación con el entorno, sea menor y su forma de enfrentarse a ello sea más adaptada. La tarea de prevención, es decir, informar y formar, es tarea de todos: de los padres, de las escuelas y de los profesionales.

Anorexia en adolescentes  

La anorexia es una enfermedad que ataca en primer lugar a la psiquis de la persona y se manifiesta más tarde en el cuerpo.

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you