Page 1

Memoria Anual

Fundación Nuestros Pequeños Hermanos España Un nuevo hogar para niños/as sin familia

Diseño de la publicación: David Pérez Corral

2010


Personas

Memoria Anual 2010

Equipo humano

Índice

Personal de la Oficina Xavier Adsarà-Director Mercedes Torres-Coordinadora de Padrinos

Cartas del Presidente y el Director Un año 2010 muy difícil Bienvenidos a N.P.H. España

2 3

Colaboradores habituales Agustín Ferrer-Coordinador de proyectos en Haití Pablo Martín-Contabilidad Dionisio Nuez-Comunicación Susanna Verdaguer-Coordinadora de voluntarios Teresa Musolas-Coordinadora de voluntarios

Presentación de Nuestros Pequeños Hermanos Filosofía y Valores Historia de N.P.H.

4 5

Miembros del patronato Xavier Colomer (Presidente), Sonia Alonso (Vicepresidente), Maria de la O Lamarca (Tesorería), Maria Montserrat Barot (Secretaria), y Padre Philip Charles Cleary, Albert Moles, Maria Elisabeth Saravia, Francisco Beltrán, Christophe Marthinot, Stefan Graefe y Luis Francisco Armando Arteaga (Vocales) Voluntarios españoles ayudando en hogares NPH en 2010 Sigrid Martínez- México Noelia Perez- Perú Amparo de Cea- Guatemala Patricia Fernández- Honduras Natalia Gomez – Guatemala Marta Garate –Guatemala y Nicaragua José Migel Gallego – Rep Dominicana Ana Mas – Rep. Dominicana Letizia Marquinez – Guatemala Jaime Fernández – Rep. Dominicana Voluntarios especiales en el terremoto de Haití Maria Antonia Liviano-Haití Enfermeras y fisioterapeutas del Hospital de Terrassa y de la Universitat Blanquerna –Haití

Los Hogares de N.P.H.

Cómo es un Hogar N.P.H. México, Honduras y Haití Nicaragua, Guatemala y El Salvador República Dominicana, Perú y Bolivia

6 7 8 9

Logros de 2010 Un año marcado por el terremoto en Haití Proyectos más destacados

10 11

Testimonios “Érase una vez... y fue” por María Antonia Liviano Testimonio de Solange César Testimonio de una voluntaria

12 12 13

Proyectos - Actuación tras el terremoto Ayuda de emergencia Father Wasson Angels of Light Reconstrucción

14 14 15

Proyectos - Sanidad en Haití Hospital de Saint Damien y Saint Germaine Santa Philomena y Programa Yudelkis

16 17

Proyectos - Educación en Haití Escolarización en Haití Centro de producción autosostenible

18 19

Solidaridad

AGRADECIMIENTO Aprovechamos para agradecer vuestra dedicación a los voluntarios que habéis estado en nuestros hogares durante el 2010, así como a los miembros del patronato y a los colaboradores habituales de NPH que desinteresadamente dedicáis vuestro tiempo a nuestra fundación.

Actividades 2010

20

Finanzas 2010

22

Próximos proyectos

23

Agradecimientos a nuestros donantes ¡Gracias por vuestro apoyo!

24

Cómo lo hemos logrado Retos de futuro

Fundación Nuestros Pequeños Hermanos España


Llevar esperanza y dignidad a la vida de aquellos que se sienten sin esperanza y rechazados es una de las tareas más nobles e inspiradoras a la que podemos dedicar nuestras vidas.

Padre Wasson, fundador de NPH

Le pido a Dios que siga repartiendo bendiciones sobre usted y esta hermosa obra; que en los próximos años muchos más niños puedan experimentar el amor paternal de Dios a través de usted.

Madre Teresa de Calcuta Memoria Anual 2010 1


Carta del Presidente

Un año 2010 muy difícil

A todos los colaboradores, padrinos y amigos de NPH, Este año 2010, catastrófico en muchos sentidos, injusto otra vez, porque la naturaleza se ha manifestado con dureza sacrificando una vez más a los más débiles e indefensos. Un terremoto inesperado y por lo tanto siempre inoportuno, con una virulencia desmesurada y sin sentido, ha dejado al pueblo de Haití debilitado para mucho tiempo. Hemos visto con nuestros propios ojos todo el desastre humano que ha dejado este acontecimiento. Muerte, desolación, traumatismos incurables, psicológicamente enfermos, faltos de vivienda, insalubridad, etc. etc. y como colofón llega una epidemia de cólera que pone a todos los habitantes en permanente riesgo de contagio. Ante tanto desastre el mundo reacciona y empieza a mostrar su sentido solidario y Haiti está presente en las portadas de todos los periódicos del mundo. Se inician muchas campañas para el envío de material que pueda aliviar, de momento, esta situación y se reciben promesas de colaboración tanto monetaria como de reconstrucción del país y de sus infraestructuras. Hemos echado en falta un verdadero liderazgo capaz de aglutinar decisiones efectivas y prácticas, de las que hacen que un

Xavier Colomer Marcet Presidente Fundación N.P.H. España

2 Fundación Nuestros Pequeños Hermanos España

pueblo se tranquilice y reaccione. Esta opinión vale a nivel de país. Pero de momento no lo hemos visto por ninguna parte y la reconstrucción sigue a un ritmo insufriblemente lento. En NPH hemos creído que nuestro camino era seguir con nuestras pequeñas acciones día a día y en el lugar necesario, según el momento. No tenemos capacidad para hacer grandes cosas. Pero, paso a paso, hemos ido contribuyendo a subsanar situaciones adversas y hemos percibido satisfacción y agradecimiento en la gente que hemos atendido. Este agradecimiento está destinado a todos los voluntarios, padrinos, y protectores de nuestra fundación. Todo esto solo ha sido posible gracias al calor humano que vosotros nos dais, gracias al apoyo económico que recibimos y a este voluntariado que sigue en la brecha y que deseamos y necesitamos que se amplíe para poder dar mayor atención a tantas personas que están esperando de nosotros, una respuesta. En esta memoria de 2010 quedan reflejados todos los programas y acciones que hemos ido realizando durante el año, con seriedad, honestidad y esfuerzo. MUCHAS GRACIAS


Carta del Director

Bienvenidos a N.P.H. España Nicaragua, Honduras, El Salvador, Perú, Bolivia, Haití y República Dominicana. Así pues, gracias a todos un año más por formar parte de NPH un año más, por haber confiado en nosotros, gracias a los que ya formáis parte de esta gran familia de solidaridad, y a los que os habéis sumado por primera vez este año. Con todos vosotros, esperamos haber cumplido con vuestras expectativas. Vuestras aportaciones ya han sido enviadas a los hogares de NPH y han permitido mejorar las condiciones de vida de tanta gente necesitada. Apreciados amigos y colaboradores, El año 2010 quedará en la historia por el paso de un gran terremoto en Haití que originó una auténtica catástrofe humanitaria que ocupó durante meses las portadas de la prensa española e internacional. Una ejemplar e impresionante ola de generosidad surgió en respuesta a las llamadas de SOS que todos los medios de comunicación y ONGD’s solicitaron inmediatamente a la sociedad española. Gracias a todos los que confiaron en el trabajo profesional y humano que venimos realizando en NPH desde el año 1954 y en nuestra larga e impecable trayectoria en Latinoamérica, pudimos recaudar casi 1.400.000 €, una cifra record para NPH España, procedentes de todos los rincones del país y obtenidos mediante aportaciones de Fundaciones y Asociaciones, actividades solidarias, particulares, padrinos... Prácticamente todos los fondos han sido destinados a proyectos de reconstrucción de la dignidad del pueblo haitiano, especialmente niños y mujeres, a través de nuestros programas de cooperación al desarrollo. Casi 1.000.000 de personas han sido atendidas médica y nutricionalmente en Haití. Pero al mismo tiempo, hemos continuado apoyando a los 3.500 niños de acogidos en los hogares de NPH en México, Guatemala,

Ante nosotros se abre ahora mismo el gran reto de mantener la confianza que habéis depositado en nosotros e informaros desde la cercanía, la profesionalidad y la humanidad, la forma que tenemos de comprometernos con el ser humano más desfavorecido, especialmente con los niños huérfanos y abandonados. Esperamos que a través de esta memoria descriptiva, fácil de leer y transparente, podáis acercaros más, si cabe, a NPH para que seáis conscientes de la importancia de vuestra ayuda. El espíritu del Padre Wasson y nuestros valores se mantienen hoy igual de vivos que hace más de 50 años. Deseamos invitaros a todos a formar parte de NPH, a leer esta memoria 2010, pero también a ir más allá y leer nuestra historia, nuestra filosofía de vida, nuestros valores, nuestros proyectos en Latinoamérica, a que os sintáis identificados y podáis vivir la solidaridad de la mano de NPH. Estaís todos invitados a acercaros a la Fundación NPH España para conocernos más, participar e involucraros directamente en nuestros proyectos, conocer los hogares de NPH y sumaros a la familia NPH. Os necesitamos para continuar formando, educando y sacando de la pobreza a miles y miles de niños huérfanos y abandonados en Latinoamérica. ¡GRACIAS A TODOS!

Xavier Adsarà

Director N.P.H. España

Memoria Anual 2010 3


Presentación de Nuestros Pequeños Hermanos

Filosofía y valores QUIÉNES SOMOS

MISIÓN

Nuestros Pequeños Hermanos es una fundación sin ánimo de lucro fundada por el Padre Wasson en 1.954.

Acoger a niños huérfanos o abandonados que sufren una situación de marginación social y extrema pobreza y proporcionarles las herramientas necesarias: hogar, educación de calidad, atención médica y formación, para que puedan vivir de manera digna y autosuficiente en su propio país.

A lo largo de más de 55 años, hemos mejorado la vida de más de 15.000 niños que han pasado por N.P.H. Actualmente tenemos a 3.500 niños acogidos en nuestros hogares en 9 países latinoamericanos: México, Guatemala, Nicaragua, Honduras, El Salvador, Haití, Perú, Bolivia y República Dominicana. Más de 55 años de dedicación a la infancia más necesitada, avalan el trabajo realizado por Nuestros Pequeños Hermanos a través de miles de personas que han sumado esfuerzos y han puesto en práctica los más altos valores humanos permitiendo ofrecer una segunda oportunidad a miles de niños en Latinoamérica, la de vivir con dignidad.

VALORES NPH es una escuela de valores para los miles de niños/as que tenemos acogidos en Latinoamérica, y que resumimos en: Seguridad. Ningún niño/a de NPH puede ser adoptado, ni será obligado a salir del hogar a menos que lo desee el propio niño/a, pues consideramos que para su desarrollo afectivo debe sentirse arraigado a su nueva familia NPH. Además, no separamos a los niños de sus hermanos.

Niños dando la bienvenida en una de las casas de N.P.H.

Compartir. Todos los niños/as deben aprender a compartir sus pertenencias con sus propios hermanos y con el resto de niños con los que conviven. Responsabilidad. Los niños/as deben valorar la educación y los valores que reciben en el hogar y aprender que tienen responsabilidad ofreciendo cuando son mayores dos años de servicio al hogar, como cuidadores de los niños/as más pequeños de la familia NPH. Trabajo. Los niños/as mayores se reparten los trabajos diarios, esto es, tareas de limpieza del hogar, biblioteca, escuela, clínica, y de los alrededores, para aprender a preservar el medio ambiente. Amor incondicional. Sentido de pertenencia al hogar, y el sentirse querido y cuidado por todas las personas que trabajamos en NPH. No sólo aprenden a valerse por sí mismos, sino también a sentirse personas dignas.

El Padre Wasson con la Madre Teresa de Calcuta, valores compartidos.

A través de los principios de amor, seguridad, compartir, trabajo y responsabilidad, los niños/as pueden vivir en armonía como en una familia 4 Fundación Nuestros Pequeños Hermanos España


Presentación de Nuestros Pequeños Hermanos

Historia de NPH 1954

Año del inicio de la organización en Cuernavaca, Méjico, a partir de la acogida del primer niño por parte del Fundador, el Padre Wasson.

1970

Un grupo de benefactores de N.P.H. compra la antigua hacienda de San Salvador de Miacatlán (México) y la dona a N.P.H. Méjico para poder acoger a más niños/as de la calle.

1986

En Honduras se abre un nuevo Hogar de N.P.H. para los niños huérfanos y abandonados.

En 1954, un niño fue arrestado por robar la caja de limosnas de una parroquia en Cuernavaca, México. Un joven sacerdote de los Estados Unidos, Padre William Wasson, no estuvo dispuesto a presentar cargos contra el joven. En lugar de hacerlo, pidió la custodia del muchacho. Una semana después, el juez le mandó otros ocho muchachos desamparados más. Al final del año, ya tenía 32 niños, y así nació “Nuestros Pequeños Hermanos”.

1988

N.P.H. Haití construye una Casa-Hogar y un Hospital Pediátrico Infantil en Puerto Príncipe.

1992

El Padre Wasson crea N.P.H. internacional.

1994

N.P.H. México celebra su 40 aniversario y crea otra Casa-Hogar en Nicaragua.

1996

Se crea el “Programa de Obtención de Fondos” para México y nace N.P.H. Guatemala.

1999

Apertura del Hogar de N.P.H. en El Salvador.

2002

Comienza a trabajar el nuevo Hogar en República Dominicana.

2004

Un nuevo Hogar de N.P.H. en Perú

2005

Bolivia se incorpora a los países en los que N.P.H. abre un Hogar.

Más de 55 años de dedicación ofreciendo una segunda oportunidad a miles de niños/as en Latinoamérica, la de vivir con dignidad Memoria Anual 2010 5


Los hogares de NPH

Cómo es un hogar NPH Los hogares de NPH están situados en un gran terreno que cuenta con diversas instalaciones.

aprenden un oficio y fabrican productos que se necesitan en el hogar, tales como ropa, zapatos, etc.

Por una parte, están las casas donde los niños/as duermen y comen. Hay diversas casas para niños y niñas por edades. Otras casas se destinan a alojar a los voluntarios o a las visitas.

Además, hay clínicas de atención primaria en las que se hacen revisiones periódicas a los niños. También contamos con granjas y terreno para cultivar que proveen a los hogares de materias primas que les permiten ser en gran medida autosuficientes.

Por otra parte, está la escuela, a la que no sólo asisten los niños/ as acogidos por NPH, sino también los de las comunidades circundantes. También hay talleres vocacionales, donde los niños/ as de NPH a partir de cierta edad

¿Qué tipo de niños/as acogemos? Los hogares de N.P.H. acogen a niños/as huérfanos y/o abandonados, entre los primeros días de vida y los 21 años aproximadamente, en Latinoamérica, sin familia propia que pueda cuidar de ellos, procedentes de una situación de extrema pobreza, marginados socialmente y sin posibilidad alguna de ser escolarizados. La gran mayoría han sido maltratados física y psicológicamente por sus progenitores, pueden haber sobrevivido en las calles formando parte de grupos de delincuentes juveniles,

Por último, tenemos zonas deportivas y zonas verdes para que los niños se sientan constantemente en contacto con la naturaleza.

padecen alguna enfermedad crónica (VIH, SIDA, tuberculosis, epilepsia, síndrome de down, paraplejia, etc.) o aguda (desnutrición crónica, infecciones respiratorias agudas...) Independientemente del estado físico y/o psicológico al que lleguen a nuestras manos, siempre y cuando cumplan con las premisas de ser huérfanos y/o abandonados sin protección familiar, son aceptados en el hogar.

Los hogares de N.P.H. en nueve países de Latinoamérica acogen a más de 3.500 niños/as, pero las necesidades son crecientes año a año 6 Fundación Nuestros Pequeños Hermanos España


Los hogares de NPH

México, Honduras y Haití MÉXICO (1954)

HONDURAS (1985)

HAITÍ (1988)

Niños acogidos:

Niños acogidos:

Niños acogidos:

Atendidos en la clínica:

Atendidos en la clínica:

Atendidos en la clínica:

Maestros:

Maestros:

Maestros:

Voluntarios:

Voluntarios:

Voluntarios:

La primera casa de Nuestros Pequeños Hermanos™ se estableció en Mexico en 1954. La Hacienda San Salvador, una antigua plantación de caña de azúcar, sirve ahora como la casa principal de la gran familia de 806 niños. Siempre llena de actividad, se encuentra en el pequeño pueblo de Miacatlán, 47 kilómetros al sureste de Cuernavaca y 124 kilómetros al sur de la Ciudad de Mexico.

A menos de una hora de la ajetreada capital, está el hogar del Rancho Santa Fe, una comunidad próspera y de mucho movimiento. Esta es la segunda casa más antigua de NPH. 500 niños/as tienen su hogar en este vasto oasis rodeado de árboles y montañas; una metrópolis comparada a los tranquilos pueblos vecinos. Hay otros 100 jóvenes que viven y estudian en la capital del país, Tegucigalpa.

En 1988, el Padre William Wasson fundó Nos Petits Frères et Sœurs NPFS (Nuestros Pequeños Hermanos™ Haití) una casa para niños huérfanos y abandonados en Kenscoff. El lugar es magnífico y agradable; está en las montañas a 25 millas de la capital Port-au-Prince. St. Helene es la casa para 746 niños y tiene una escuela primaria en la propiedad, una capilla y otras instalaciones.

806

4.269 95 31

500

6.780 32 15

746 186 56 5

Memoria Anual 2010 7


Los hogares de NPH

Nicaragua, Guatemala y El Salvador NICARAGUA (1995)

GUATEMALA (1996)

EL SALVADOR (1999)

Niños acogidos:

Niños acogidos:

Niños acogidos:

Atendidos en la clínica:

Atendidos en la clínica:

Atendidos en la clínica:

Maestros:

Maestros:

Maestros:

Voluntarios:

Voluntarios:

Voluntarios:

La Finca San Marcos fue la primera propiedad que NPH compró en 1994. En poco tiempo ya no había espacio para todos los niños que teníamos. Los pequeños se mudaron a una nueva propiedad llamada Casa Santiago. En 2005, tuvimos que reacomodar a la familia debido a la actividad volcánica del Volcán Concepción. La nueva casa está situada cerca del pueblo de Jinotepe, a una hora de Managua.

En 1996, el gobierno guatemalteco dió permiso a NPH de establecer un hogar para niños/as abandonados, el Hogar San Bernardo. Desde entonces nuestra familia ha seguido creciendo y hasta el momento alberga a 334 niños/as. En 2003, pudimos construir un nuevo hogar llamado Casa San Andrés. Además de las escuelas y dormitorios, tenemos biblioteca, aula informática, oficinas y talleres diversos.

En 1999 el Padre Wasson fundó el sexto hogar de NPH en Santa Ana. Actualmente NPH El Salvador cuida a 415 niños/as y cada semana llegan niños nuevos. En Diciembre de 2004, se concluyó el último de los edificios en Texistepeque. La propiedad incluye una escuela, una clínica, oficinas administrativas, la capilla, talleres vocacionales, el comedor y la cocina y las casas para los niños, niñas y bebés.

256

2.451 26 10

8 Fundación Nuestros Pequeños Hermanos España

334

3.225 34 28

415

6.453 31

N/D


Los hogares de NPH

Rep. Dominicana, Perú y Bolivia DOMINICANA (2003)

PERÚ (2004)

BOLIVIA (2005)

Niños acogidos:

Niños acogidos:

Niños acogidos:

Atendidos en la clínica:

Atendidos en la clínica:

Atendidos en la clínica:

Maestros: Voluntarios:

Maestros: (Escuela en construcción) Voluntarios:

Maestros: (Escuela en construcción) Voluntarios:

El 6 de enero de 2003 nació la familia de NPH en República Dominicana. Ahora vivimos allí con 209 niños en 12 casitas. Gracias a la ayuda de voluntarios y donativos, la construcción continúa. Tenemos una gran cocina, escuela y cuatro casas para el personal. La propiedad también incluye áreas agrícolas, patios de juego, áreas deportivas, oficinas, una segunda clínica y campos de fútbol y béisbol.

El 10 de diciembre de 2004, nuestros dos primeros niños llegaron marcando el nacimiento de la octava casa de NPH. Actualmente la casa de NPH Perú tiene aproximadamente 70 niños y está localizada en Lunahuaná (Cañete). El lugar es idílico y pacífico y los niños y el personal viven juntos en armonía. Al final tendrá clínica, oficinas, centro de terapias, centro deportivo, cocina, comedor y varias casas familiares.

NPH Bolivia fue fundada en Abril de 2005, en una casa alquilada en las afueras de la ciudad de Santa Cruz. Desde entonces se han construido 2 casas más dentro de las 100 hectáreas que conforman la ‘’Casa Padre William B. Wasson’’ para poder recibir nuevos miembros en la familia. Actualmente somos una familia de 86 niños y jóvenes repartidos en 8 casas. Nuestros proyectos incluyen 2 casas, una clínica y una escuela.

209 880 13 11

68

727

3

86

997

3

Memoria Anual 2010 9


Logros de 2010

Un año marcado por el terremoto en Haití La catástrofe sin precedentes, ocasionada por el terremoto, afectó mayoritariamente a la comunidad haitiana de Puerto Príncipe: unos 2.000.000 de personas, que, por otra parte, ya vivían en unas condiciones de marginalidad y pobreza extremas. El terremoto ocurrido el pasado 12 de enero 2010 en Puerto Príncipe, dejó tras de sí un gran número de niños/as haitianos sin hogar y sin pertenencias personales. Muchos de estos niños/ as quedaron huérfanos y deambulaban por las calles, solos, expuestos al hambre, a las enfermedades y a la inseguridad que se vivía en el país, mientras que otros permanecían junto a los familiares que habían sobrevivido a la catástrofe, malviviendo en asentamientos humanos dispersos por toda la capital.

La ayuda humanitaria fue necesaria desde el mismo momento en que se produjo el terremoto. El problema más urgente por atender en los primeros momentos fue la escasez de suministros básicos como: agua, combustible, alimentos, mantas, medicinas, material de curas, anestesia, etc., que no podían llegar mediante transporte aéreo por estar colapsado el aeropuerto de la capital. Al mismo tiempo, se hizo necesaria la identificación de familias haitianas con niños/as a su cargo, así como la de niños/as huérfanos, que malvivían en la calle después de haberlo perdido todo. Los problemas de salud y el déficit nutricional de las personas atendidas por los efectivos de NPH fueron una constante en los primeros meses.

Imagen de destrucción total. El terremoto de enero de 2010, que se cobró cientos de miles de vidas, también destruyó por completo barrios enteros de Puerto Príncipe, dejando sin hogar y sin servicios básicos a millones de personas

El terremoto se cobró más de 225.000 vidas, dejó a 1 millón sin vivienda y 700.000 desplazados

10 Fundación Nuestros Pequeños Hermanos España


Logros de 2010

Proyectos más destacados El año 2010 trajo consigo más desafíos que nunca. La tragedia sin precedentes del terremoto en Haití, la inestabilidad política en Centroamérica y la crisis financiera mundial fueron algunos de los retos que tuvimos que afrontar en un año marcado por el dolor del pueblo haitiano. Pero trabajando unidos, como una verdadera familia, con valor y resolución estuvimos a la altura de las circunstancias, tal como el Padre Wasson habría deseado. A causa de la dificultad para acceder al país mediante transporte aéreo, los suministros más básicos llegaron vía terrestre. A las 48 horas del terremoto, un primer convoy cargado con suministros urgentes adquiridos en San Pedro de Macorís, Rep. Dominicana (donde está nuestro socio local NPHDR), consiguió llegar hasta nuestro Hospital St. Damien, en Tabarre, (Haití). A partir de entonces, 2 veces al día un camión procedente de la República Dominicana descargaba los suministros y ayuda humanitaria en Haití. Los campamentos de día que se levantaron en la capital Haitiana para alimentar y atender a los miles de niños/as víctimas del terremoto que deambulaban por las calles entre los escombros de los edificios derrumbados, se convirtieron en nuestro proyecto más ambicioso de 2010. Este programa actualmente proporciona vivienda, escolaridad y áreas recreativas a 2.500 niños sin recursos.

Tras el terremoto, nuestro hospital de St. Damien se convirtió en el único hospital pediátrico en funcionamiento, en Port-auPrince. De 500 a 700 personas fueron tratadas diariamente, con miles de operaciones y amputaciones practicadas a lo largo del día y de la noche. Decenas de equipos médicos internacionales llegados de Estados Unidos y Europa se apresuraron a atender la afluencia en alza de pacientes, que durante las tres primeras semanas después del terremoto, fueron más de 10.000. Nuestro centro para niños/as discapacitados y con necesidades especiales de rehabilitación, Kay St. Germaine, situado en la ciudad de Tabarre, también fue fundamental para atender a niños/as amputados a causa del terremoto ya que es uno de los centros de mayor prestigio del país y afortunadamente no se derrumbó durante el seísmo. También creamos una clínica específica de atención a pacientes con cólera, enfermedad que proliferó a causa de las malas condiciones higiénicas que sufrieron los damnificados por el terremoto. Conocido como Santa Philomena, este centro de rehidratación atendió en noviembre y diciembre de 2010, a 1.771 pacientes de cólera, epidemia que lamentablemente todavía persiste en la actualidad. También en el 2010 la Fundación NPH inicia el programa médico “Yudelkis”, para atender en España a niños gravemente enfermos, diagnosticar y tratar a niños/as en Latino América a través de equipamientos sanitarios españoles especializados y financiar el viaje de equipos de médicos españoles a nuestros hogares para valorar las necesidades médicas en estos países. Ante el dolor del pueblo haitiano, la generosidad de los amigos de NPH España ha superado todas las expectativas. Gracias a todos vosotros conseguimos en el 2010 la mayor recaudación de fondos obtenida hasta ahora y de la que se han beneficiado miles de niños que tienen puesta su esperanza en un futuro mejor.

Cientos de personas se agrupaban ante la distribución de agua, ya que los servicios de distribución no funcionaban y el peligro de contaminación y de contraer enfermedades asociadas a la insalubridad era muy grande

2010 trajo más desafíos que nunca y proyectos como los campamentos de día para 2500 niños/as

Memoria Anual 2010 11


Testimonios

“Érase una vez... y fue”

Testimonio de Mi nombre es Solange César y tengo 26 años. No tengo

padre ni madre y soy la mayor de mis hermanos. Llegué a Ste Hélène cuando tenía quince años. Al principio me

entristeció ser separada de mi familia pero luego conocí a una chica que se convirtió en mi mejor amiga.

Cuando me establecí en Kenscoff me costó vivir y

trabajar en el frío, me resultaba difícil ir al mercado de Pétionville donde siempre había multitud de personas y muchos autos.

Solange César, expequeña, crecida en el hogar de NPH Haití, en Kenscoff

Más tarde fui a los Estados Unidos a estudiar inglés

Acabo de pasar por delante del pequeño despacho que está en la trastienda. La puerta esta entreabierta y el ordenador encendido. No hay nadie. Cedo al impulso magnético que ejerce sobre mí y me siento ante el teclado. Ya hace años que he regresado de tierras caribeñas. Tecleo con un par de dedos NPH en el buscador y me dispongo a juguetear y a dejarme sorprender. No es NPH corporación lo que busco, ni NPH insulina, no…. Yo busco a NPH, la FUNDACION que cuida de mis medio-hijos desde hace tantos años. Cuando me invade la nostalgia, navego y busco las casas de los distintos países, leo sus noticias, sus testimonios, sus cartas, devuelvo la sonrisa a las sonrientes caras infantiles que me miran desde la pantalla…. En mi buscar distraído, de pronto, el rostro de una joven mujer llama mi atención. Es como si la conociera pero no creo que sea posible. Escudriño su rostro y mi memoria. Me detengo en sus ojos, en sus labios… y, de pronto, acontece justo lo mismo que me viene aconteciendo con la gente de mi pueblo, con quien estoy reencontrándome tras más de veinte años de ausencia. Aparece en mi memoria la niña que fue. La recuerdo ahora perfectamente con su vestido de color amarillo mostaza, con sus encajes blancos, con el cabello tan cortito que era imposible hacerle moñitos, imposible ponerle los lazos que envidiaba de las otras niñas. Recuerdo, también, su ficha clínica, su aproximada edad, sus enfermedades… (sigue en la siguiente página)

12 Fundación Nuestros Pequeños Hermanos España

y pasé un año en Arizona. Fue duro llegar a un lugar

donde hablaban un idioma extraño y sin conocer a nadie. Después de 3 meses fue más fácil y disfruté los estudios. Cuando regresé di un año de servicio a NPH.

Después, se suponía que debía ir a la escuela, pero no quería hacerlo porque quería trabajar para ganar mi

TESTIMONIO DE UNA VOLUNTASolange tendría poco más de una docena de años cuando la conocí. Era de las niñas mayores acogidas en el centro de Malnutrición que tienen las Misioneras de la Caridad en Puerto Príncipe (Haití). Tenía una amiga de su misma edad con la que siempre estaba. Esta amiga había llegado con su hermano a nuestro centro tras vivir una dramática situación, cosa muy común a finales de los ochenta en Haití. Sus padres habían sido brutalmente asesinados. Una voluntaria americana los había encontrado inmersos en su abandono, en su fragilidad. La muchacha tendría la misma edad que Solange, el hermano unos nueve o diez años. Solange estaba delicada de salud, creo recordar que tenía algún problema cardiaco y estaba anémica. Sus amigos tenían heridas más profundas: las que causan la experiencia brutal de ser testigos de la muerte a machetazos de sus padres y la de verse sumidos en la precariedad de quien de repente se queda sin nada, sin nadie. Mientras estuvo en el Centro de Malnutrición, Solange era como una mamá para los más pequeños. Ayudaba a darles la comida, a


Testimonios

Solange César

...por María Antonia Liviano

propio dinero. Pregunté sobre algún puesto en el orfanato y pase tres años trabajando en Kenscoff. Después de tres años lo dejé porque quería continuar con mis estudios.

Cuando me fui, viví con mi tía y permanecí con ella un

año. Después viví con algunas amigas. Ahora tengo un bebe de seis meses y estoy trabajando en la oficina de trabajo social en el Hospital San Damián.

Mis mejores recuerdos del orfanato son las grandes

fogatas donde tostábamos malvavises y las piñatas de

María Antonia Liviano, atendiendo a un bebé como voluntaria en Haití

Navidad. Pasé bien el tiempo que estuve con NPH y la

gente que trabajaba allí me trató muy bien. Estoy feliz de haber recibido buena educación, oportunidad que yo no habría tenido con mis padres.

Quiero agradecer al Padre Wasson y a todos nuestros

benefactores. Que Dios les bendiga por las oportunidades que me han dado.

RIA QUE CONOCIÓ A SOLANGE entretenerles con juegos y canciones. Era casi una mujercita. Su salud había mejorado y era necesario encontrar, tanto para ella como para sus amigos, un lugar donde terminar de crecer y donde vivir. No podían quedarse con nosotras más tiempo. En nuestro centro teníamos demasiados bebes y todos estaban gravemente enfermos. Había sido una solución temporal pero hacía falta un lugar distinto para ellos. Y no fue otro que el hogar Ste. Hélène que NPH acababa de abrir en Kenscoff, en las afueras de Puerto Príncipe. Allí fueron Solange y sus amigos. Creo que fueron ellos los primeros niños que salieron del centro de Malnutrición en dirección Kenscoff, luego fueron tantos los que les siguieron que tendría que recurrir a los archivos para recordarlos a todos. De estos primeros se acuerda el corazón. Recuerdo que los primeros días a Solange y a sus amigos les costó adaptarse a su nuevo hogar. Se quejaban del frío, de las tareas… Venían a visitarnos, pues nos consideraban su familia. En las primeras visitas Solange siempre nos pedía que le regalásemos alguna cosilla… Éramos como las madrinas que la malcriábamos. Poco a poco se fueron adaptando y las visitas se fueron espaciando.

Tecleo con nerviosismo en busca de más información. Efectivamente es ella. Al leer su testimonio me embarga la emoción; se amontonan las lágrimas de alegría en mis ojos, me entran unas ganas enormes de abrazarla, quiero salir y decírselo a todo el mundo: “¡HE ENCONTRADO A SOLANGE…!” Este es el testimonio que escribe Solange y que hoy a mí me ha llenado de emoción, al reencontrarla, aunque solo sea sonriendo desde una pantalla de un ordenador. Está viva, es madre, tiene un trabajo digno y lo que es más importante, es agradecida. Valora lo recibido lo que la convierte en alguien que, sin duda alguna, sabrá también ser generosa. He encontrado su pequeña historia, escrita en agosto del 2002, he encontrado su imagen de mujer adulta, desconozco que habrá sido de sus pequeños amigos. Reconozco que me gustaría saber y me pregunto si a ellos no les gustaría también saber de mí. Quizás también ellos quisieran saber más de sus vidas. Solange y sus amigos eran jovencitos. Pueden recordar. Otros niños eran tan pequeños… Cierro el ordenador, salgo del despacho. Abro el baúl portátil, el que siempre llevo a cuestas, el baúl de la memoria… Hurgo, revuelvo, manejo historias, las arropo en mi silencio…. Me aquieto. Espero. María Antonia Liviano Misionera, médico y colaboradora de N.P.H. Memoria Anual 2010 13


Proyectos - Actuación tras el terremoto

Ayuda de emergencia Nuestro socio local, NPH Haití, fue clave para responder de manera inmediata a las necesidades básicas de los damnificados y distribuir suministros a las víctimas del terremoto. Suministramos kits de emergencia (agua, alimentos, tiendas de campaña, ropa y medicinas) a más de 5.000 niños/as y adultos. En las 3 primeras semanas post terremoto, más de 10.000 niños/as y adultos pasaron por nuestras clínicas móviles que habilitamos en los barrios de Puerto Príncipe derrumbados por el terremoto. Durante el primer mes post terremoto, atendimos a 45 madres a punto de dar a luz y ayudamos a nacer a sus bebes. Recuperamos el cuerpo de 2.000 fallecidos tras el terremoto (una media de 30 adultos y 50 niños/as por semana) a los que ofrecimos entierro digno y asistencia a las familias. Distribuimos 136.000 l. de agua potable al día y comida (arroz) entre la población afectada de Puerto Príncipe, de la que se beneficiaron 35.000 personas. Habilitamos instalaciones sanitarias (letrinas y duchas) para mejorar las condiciones higiénicas de los damnificados. Creamos un centro ortopédico de emergencia, que permitió tratar a más de 1.000 niños/as y adultos amputados con prótesis (una media de 5 prótesis al día). También destinamos una gran parte de nuestros recursos a construir y reconstruir edificios que quedaron dañados a causa del seísmo.

Programa “Distribución agua potable” entre la población. El agua es el recurso más necesario en estas situaciones, para prevenir enfermedades y aliviar otros problemas como la insolación y la deshidratación.

Father Wasson Pocos días después del terremoto, se inició el programa de emergencia “Father Wasson Angels of Light” (FWAL), un campo de protección para los numerosos niños/as que quedaron huérfanos y desplazados a raíz del terremoto. El proyecto, que sigue funcionando en la actualidad, se centra en la ayuda de emergencia a los damnificados del terremoto ocurrido el pasado 12 de enero 2010, en Puerto Príncipe, Haití, y a raíz del cual se levantaron 12 campamentos de día en barrios marginales de la capital. Estos campamentos atienden a diario a 2.500 niños/as, de los cuales 350 han quedado bajo la protección y tutela de NPH por haber sido identificados como huérfanos y/o abandonados. El campamento de día les da la oportunidad de sentirse en casa, lejos de la comunidad arrasada en la que vivían, protegidos de la violencia callejera, de las bandas de delincuentes y de la inseguridad de las calles. Los niños/as que asisten a los campamentos reciben 3 comidas al día, atención médica, vacunas, ropa y, desde el pasado mes de octubre de 2010, ya van a la escuela. Además de cubrir sus necesidades más básicas, los efectivos de NPH les aportan seguridad y confianza. Después de pasar el día en los campamentos de día, los niños/as que tienen familia regresan junto a sus familiares. Los niños/as identificados como huérfanos y/o abandonados duermen en los nuevos hogares de St. Louis y St. Anne, creados especialmente para las víctimas del terremoto.

La distribución de productos básicos tuvo que sortear muchas dificultades como la imposibilidad de utilizar transporte aéreo y la necesidad de organizar convoys de ayuda humanitaria desde la vecina República Dominicana.

El reparto de suministros y la atención médica y psicológica se convirtieron en nuestra prioridad

14 Fundación Nuestros Pequeños Hermanos España


Proyectos - Actuación tras el terremoto

Angels of Light

Reconstrucción

El hogar en St. Louis, situado en Tabarre, alberga a niños/as de seis a catorce años, aunque hay muchos más en la lista de espera, y se construyó a partir de contenedores de transporte de ayuda humanitaria, que servirán como base temporal del hogar durante dos años, mientras se construye una estructura más permanente. Santa Ana, la casa para los niños/as menores de seis años.

La mayoría de nuestras instalaciones soportaron el seísmo, aunque sufrieron daños estructurales que se repararon tras la catástrofe. El único edificio que se derrumbó fue nuestro antiguo hospital St. Pierre Damien, en el barrio de Petionville, propiedad de NPH pero no construido por este, sino adquirido hace 20 años gracias a una donación.

En los primeros meses del 2010, nuestros efectivos de NPH Haití se encargaron de transportar a los niños/as desde los asentamientos urbanos hasta los campamentos de día levantados por NPH. Más adelante los niños/as pudieron llegar por su propio pie. En los campamentos de día se fueron habilitando progresivamente distintas secciones que se utilizaron como: enfermería, lavandería, oficina, etc. También se construyeron pozos de agua para no tener que transportar el agua hasta allí, y se adquirieron generadores.

Nuestro hogar de NPH Haití en Kenscoff, Kay St. Helene, (a 45 min de Pto. Príncipe) que albergaba a 450 niños/as, personal sanitario, educadores y voluntarios en el momento de la catástrofe no sufrió daños estructurales aparentes. Todos los niños/as y personas adultas estaban sanos y salvos.

A partir de septiembre de 2010, se habilitó la escuela de los campamentos FWAL, en Tabarre, con 14 aulas, donde se imparten clases por las mañanas y por las tardes a 740 estudiantes, que reciben también desayuno y almuerzo. Los alumnos están exentos de la matrícula, honorarios y reciben uniformes escolares, libros escolares y otros materiales necesarios. Además, el programa FWAL colabora con otras escuelas externas que atienden a 1.140 estudiantes más con bajos ingresos.

Nuestro Hospital pediátrico Infantil St. Damien Chateaublond en Tabarre que atendía a 200 niños/as gravemente enfermos en el momento de la catástrofe sufrió daños en todos los edificios. Pero no afecto a ninguno de los niños/as, ni al personal sanitario. Y el hospital se convirtió en el lugar de referencia para atender a los miles de niños/as y adultos gravemente heridos. Nuestro Centro Kay Saint Germain para la rehabilitación y tratamiento de niños/as discapacitados en Tabarre, que atendía a 150 niños/as con disminuciones físicas/psíquicas en el momento de la catástrofe, también sufrió daños, pero no afectaron a ninguno de los niños/as, familiares o personal sanitario. Nuestro antiguo Hospital St. Pierre Damien, un edificio de 5 plantas situado en Petionville, epicentro del terremoto, que alojaba a voluntarios y personal sanitario y administrativo en el momento de la catástrofe, se derrumbó por completo. Afortunadamente, los 60 niños/as con discapacidades que hacían rehabilitación en este centro no se encontraban allí. Pero dos jóvenes estadunidenses perdieron sus vidas: Ryan Kloos, hermano de Erin, voluntaria de NPH Haití, y Molly Hightower, una voluntaria de NPH Haití. Los edificios de Francisville, nuestro centro de producción autosostenible también resistieron al seísmo.

Más de 225.000 fallecidos, 1.500.000 desplazados, 20.000 discapacitados, el país entero derrumbado, en ruinas … Sin embargo, los niños atendidos por N.P.H. siguieron contando con educación gracias a las escuelas de los campamentos.

La mayoría de nuestras instalaciones soportaron el terremoto y no murió ninguno de los niños/as

Memoria Anual 2010 15


Proyectos - Sanidad en Haití

Hospital de St. Damien

St. Germaine

El Hospital Pediátrico de St. Damien es el principal hospital pediátrico de Haití, con 120 camas, de las que 18 se destinan a la unidad de emergencia, 10 a la unidad de cuidados intensivos y 9 a los enfermos de cáncer.

Kay St. Germaine es un centro educativo especial de 2.300 metros cuadrados de NPH Haití, ubicado en Tabarre, que ofrece tratamientos de fisioterapia y rehabilitación para niños/as discapacitados y con necesidades especiales.

Más de la mitad de los pacientes ingresados padecen una enfermedad infecciosa, como tuberculosis, malaria o VIH y un 25% son admitidos por enfermedades no infecciosas, tales como: el cáncer, enfermedades cardiovasculares o infecciones renales. La mayoría de los pacientes ingresados también sufren desnutrición. La clínica para pacientes ambulatorios atiende a diario a 100 niños/as por infecciones parasitarias y bacterianas. Muchas enfermedades crónicas, anemias, cardiopatías congénitas (CHD), tuberculosis y cáncer son tratados en St. Damien durante meses o años, si es necesario.

Este centro atendía a 50 a 60 niños/as al día antes del terremoto. Sin embargo, desde que se produjo el seísmo, este número creció hasta incorporar una escuela especial de terapia física y ocupacional para adultos y niños, así como un laboratorio de prótesis. Cincuenta personas amputadas fueron equipadas con piernas artificiales en Kay St. Germaine, que recibió una media de 25 pacientes al día para recibir terapia de ortopedia.

En 2010, el Hospital Pediátrico St. Damien se convirtió en el único hospital pediátrico en funcionamiento en Puerto Príncipe, la capital de Haití.

Después de que el Centro Padre Wasson se derrumbara durante el terremoto, los programas de terapia física y especial que sellevaban a cabo allí se trasladaron al centro de Kay St. Germaine. Cada día, tres autobuses llevan a más de 100 niños/ as a este centro educativo especial.

Tras el terremoto, el hospital de St. Damien se convirtió en el único hospital pediátrico en funcionamiento, en Port-auPrince. De 500 a 700 personas fueron tratadas diariamente en los primeros meses, en los que se practicaron operaciones y amputaciones 24 h. al día. Durante las tres primeras semanas después del terremoto, el hospital de St. Damien atendió a más de 10.000 pacientes (un tercio de lo que se atendió en todo el 2009). Ante la cada vez mayor afluencia de pacientes, fue necesario el apoyo de cinco hospitales móviles y la ayuda de equipos médicos internacionales llegados de Estados Unidos y Europa. Para soportar el flujo de pacientes tratados por maternidad, NPH instaló una área especial para casos de maternidad y neonatal, con capacidad para poder hacerse cargo de 15 mujeres dando a luz al mismo tiempo. En el 2010 este área atendió a 3.893 pacientes de maternidad y a 250 de neonatología. A pesar de las dificultades, los hospitales de NPH cuentan con los medios adecuados y los profesionales más cualificados para atender las enormes necesidades del país. En la imagen, el servicio de neonatología.

St. Damien y los programas asociados de salud de NPH atendieron a más de 50.000 personas

16 Fundación Nuestros Pequeños Hermanos España


Proyectos - Sanidad en Haití

Sta. Philomena Debido a las malas condiciones higiénicas que sufrieron los damnificados por el terremoto, la epidemia del cólera se propagó rápidamente entre la población haitiana de Puerto Príncipe. Debido a la alta probabilidad de contaminación, ningún hospital quería admitir a pacientes con cólera. En noviembre de 2010 abrimos el centro Santa Philomena, en Tabarre, específico para el tratamiento de las personas afectadas por el cólera y que atendió, entre noviembre y diciembre, a 1.771 pacientes. A pesar de la provisión de suministros médicos y logísticos para el tratamiento de la enfermedad, así como de personal sanitario para atender a los pacientes y personal auxiliar para el servicio de lavandería y cocina, muchos de nuestros pacientes tuvieron que dormir en colchones y en sillas porque no había camas suficientes para satisfacer la demanda. Afortunadamente, la tasa de mortalidad en Sta. Philomena no llegó al 2%. Entre los casos más difíciles de deshidratación se encontraban los bebes y los pacientes que sufrían otras enfermedades (cardiacas, renales, diabetes, etc.). Cada paciente adulto necesita 12 litros de fluidos intravenosos para recuperarse de la deshidratación, que en casos de extrema gravedad se superó colocando los fluidos directamente en la médula ósea de los pacientes. Lamentablemente, esta situación aún persiste en la actualidad.

En todos los hospitales de N.P.H. hubo que hacer un gran esfuerzo para atender casos graves de deshidratación. La organización de los medios humanos y materiales fue clave para salvar muchas vidas.

Programa Yudelkis El pasado 29 de septiembre de 2010, Yudelkis, una niña de nuestro hogar de República Dominicana que padecía una grave dolencia cardíaca y pulmonar, fue operada con éxito en el Hospital Quirón de Barcelona. A partir de esta experiencia tan positiva, la Fundación NPH inicia el programa médico “Yudelkis”, para atender en España a otros niños/as gravemente enfermos, diagnosticar y tratar a niños/ as latinoamericanos desde España a través de equipamientos sanitarios especializados y financiar el viaje de equipos de médicos españoles a nuestros hogares para valorar las necesidades médicas en estos países. Roger Mercader, responsable de este programa, acogió en su casa a Yudelkis antes y después de ser intervenida quirúrgicamenete, y organiza expediciones médicas para visitar y diagnosticar a niños/as de Latino América.

Una historia con final feliz. Yudelkis, la primera niña operada con éxito en Barcelona y que da nombre al programa médico para tratar a niños gravemente enfermos. En la foto, Yudelkis sonriendo junto a Roger Mercader.

El centro Santa Philomena, en Tabarre, atendió a 1.771 pacientes afectados por cólera en 2 meses

Memoria Anual 2010 17


Proyectos - Educación en Haití

Escolarización en Haití Además de la escuela que tenemos en nuestro hogar de kay Saint Hèléne, en las montañas de kenscoff, a 45 minutos de Puerto Príncipe, NPH colaboraba antes del terremoto con 18 escuelas de la calle, situadas en los barrios pobres de Puerto Príncipe.

septiembre y octubre de 2010, se impartieron por las mañanas y por las tardes. Los alumnos estuvieron exentos de abonar la matrícula y honorarios, y recibieron desayuno y almuerzo, uniformes, libros y materiales escolares necesarios.

Un tercio de estas escuelas quedaron inutilizadas a causa del terremoto. Estas escuelas no sólo proporcionaban educación a sus alumnos, también les proveían muchas veces de su única comida diaria.

NPH construyó, también, la nueva escuela St. Joan Margareth que proporciona educación gratuita para niños/as pobres y/o huérfanos con algún tipo de discapacidad en el habla, audición y/o visión con capacidad para atender a 108 niños/as.

Debido a que más de 7.000 estudiantes de estas escuelas quedaron en la calle, NPH reanudó la escolarización en sus campamentos de día, habilitando una escuela en Tabarre a la que asistieron –y siguen asistiendo en la actualidad- más de 700 estudiantes, incluidos los niños de nuestros orfanatos de Santa Ana y San Luis. Todos los alumnos de esta escuela recibieron enseñanza gratuita, comida y material escolar.

Continuamos con nuestro programa San Juan Bosco, que proporciona vivienda,

escolaridad y talleres vocacionales a jóvenes adolescentes y adultos que ya son mayores para vivir en nuestro hogar de Kenscoff y lo hacen en la capital. En el 2010 adquirimos terreno donde construir nuevas viviendas. También se pusieron en marcha nuevos programas e iniciativas educativas. Entre ellos, el programa FWAL Parinnage Program que permitió seleccionar a 62 estudiantes para recibir una beca para asistir a una escuela local. Y también un programa que permitió a 21 estudiantes de post-secundaria ir a la escuela profesional y a otros 25 pasar a las universidades de Haití, República Dominicana o México.

Niños de una escuela de N.P.H. Haití. La educación es la culminación de toda la labor social realizada por Nuestros Pequeños Hermanos: niños acogidos en familia, sanos y con formación para afrontar el futuro.

A causa de la destrucción masiva de muchas otras instalaciones educativas de la zona y de la dificultad por parte de algunos estudiantes para asistir a la escuela de los campamentos, NPH puso en marcha ocho escuelas más en barrios marginales de Puerto Príncipe. En cada escuela tuvimos a hermanos mayores, que crecieron en nuestro hogar de Kenscoff, como asistentes de maestro. Las clases, que se iniciaron entre

Nuestros programas educativos permitieron escolarizar a más de 1000 niños/as de la calle cuyas escuelas destruyó el terremoto 18 Fundación Nuestros Pequeños Hermanos España


Proyectos - Educación en Haití

Centro de producción autosostenible Francisville es un centro de formación y producción industrial autosostenible cuyo objetivo es proporcionar formación y empleo a jóvenes haitianos , que representan el futuro del país. Francisville está localizado en un área de 20.000 metros cuadrados en Tabarre, a las afueras de Puerto. Este ambicioso proyecto que es autosostenible económicamente, gracias a la comercialización de parte de los productos que se fabrican allí a otros organismos locales e internacionales, permite, al mismo tiempo, autoabastecer a nuestros propios programas sociales, médicos, y educativos. Durante los 6 primeros meses post terremoto, Francisville pudo obtener unos beneficios netos ligeramente superiores a los 32.000 U$, lo que significa que el proyecto es viable económicamente desde sus inicios.

Concretamente, los destinatarios de este proyecto son: 1) Jóvenes procedentes de zonas urbanas y barrios marginales de la capital, con escasos recursos económicos y sin posibilidad de acceder a un empleo por falta de formación. 2) Jóvenes que provienen de nuestro hogar St. Hèléne, en Kenscoff. 3) Jóvenes discapacitados tratados desde el Centro de Rehabilitación de NPH, Kay St. Germaine, en Tabarre.

Tras el terremoto, Francisville sirvió como campo de aterrizaje de helicópteros y se utilizó para almacenar una enorme cantidad de suministros de socorro. Poco después, entró en funcionamiento para producir 950.000 panecillos que se suministraron a los miles de niños/as que atendemos en nuestros hospitales, escuelas y programas comunitarios, 32.000 bloques de cemento y 4.000 adoquines que se utilizaron para la reconstrucción de carreteras, el pavimentado calles y la construcción de escuelas en barrios marginales o viviendas dignas para las familias afectadas por el terremoto. En julio de 2010 se inauguró una fábrica de pastas que produjo 1.000 kg de pasta al día, para cubrir las necesidades energéticas y nutricionales de nuestros niños/as atendidos en el Hospital St. Damien, y acogidos en los campamentos de día y en el Hogar Kay St. Hèléne. Y también se puso en marcha un taller de costura para hacer los uniformes escolares de los niños/as de las escuelas localizadas en los barrios marginales de la capital. Todos estos talleres sirven como centros de aprendizaje de oficios específicos a los jóvenes haitianos que reciben formación mientras realizan su trabajo, con la finalidad de que puedan acceder a un trabajo digno o crear su propia microempresa con la ayuda y el compromiso de NPH.

El proyecto de Francisville es uno de los complejos educativos más avanzados, reuniendo en su recinto multitud de talleres de formación profesional como la fábrica de pan, la de pasta y la de material de construcción.

Francisville es visitado los fines de semana por los niños/as de las escuelas instauradas en los barrios marginales para que puedan ver con sus propios ojos el futuro al que pueden tener acceso si se esfuerzan en sus estudios, un futuro digno alejado del suburbio y la violencia.

Francisville proporciona formación y empleo a jóvenes haitianos que representan el futuro del país, y es autosostenible económicamente Memoria Anual 2010 19


Solidaridad

Actividades 2010 FEBRERO Concierto en “el teatrillo” de la familia Baurier ofrecido por Cor dels amics de la Ópera de Sabadell (Barcelona)

Semana de actividades y concierto organizado por el Ayuntamiento de Tàrrega (Tarragona)

Concierto ofrecido por el Ayuntamiento de Parres (Asturias)

Concierto góspel del grupo Twocats pel góspel en la Iglesia de los Franciscanos Conventuales (Barcelona)

Chocolatada popular y concierto ofrecido por el Ayuntamiento de Frechilla de Campos (Palencia)

Viaje anual de un grupo de españoles a Haití

ENERO Conciertos ofrecidos por la Escola Municipal de Música i Dansa de Móra d’Ebre Concierto en la sala Luz de Gas organizado por Batecs d’ Esperança (Barcelona) Presentación del libro “Érase una vez… y fue” de Maria Antonia Liviano en el Centro Cultural Caja Rioja (Logroño), en la Universidad Blanquerna y Centro San Francisco (Barcelona) MARZO Carrera solidaria organizada para los empleados de Ashurst (Madrid) Maratón solidaria de corales, organizada por la Coral Baluern en el Teatro “El Centre” de Gràcia (Barcelona)

ABRIL

Arrozada Popular organizada por el Ayuntamiento de Sant Cebrià de Villalta (Barcelona) Concierto solidario en la sala Luz de Gas a cargo del grupo PorFinViernes (Barcelona) MAYO

En marzo se presentó el libro “Érase una vez... y fue” de María Antonia Liviano, un “libro-baúl” escrito para los niños y niñas de N.P.H. 20 Fundación Nuestros Pequeños Hermanos España


Solidaridad

Actividades 2010 JUNIO Envío de contenedor de ayuda humanitaria a Haití con 10000 piezas de ropa donadas por Ragardi LTD, y 1000 mantas, donadas por IKEA Badalona

Lions Club Bilbao organiza una subasta de obras de arte en la estación de La Concordia de FEVE Bilbao La madrina Beate Sass realiza parte del Camino de Santiago para recaudar fondos

Concierto ofrecido por el grupo Estopa, organizado por el Ayuntamiento de Ascó (Tarragona) JULIO SEPTIEMBRE

Espectáculo de Arte Flamenco ofrecido por la Asociación Se Puede Hacer en Jaen

Cena de Navidad organizada por el Lions Club Bilbao (Bilbao) Concierto góspel de Sara Thomsen y María Archer en la iglesia de los Franciscanos Conventuales (Barcelona)

NOVIEMBRE

Illycafé España felicita las navidades a todos sus clientes con tarjetas navideñas de niños haitianos de NPH. Intress España regala calendarios con dibujos realizados por niños y jóvenes discapacitados de NPH Haití (programa de terapia artística) DICIEMBRE

Muchas entidades, Ayuntamientos, asociaciones, particulares y famosos se han solidarizado con N.P.H. colaborando en actos benéficos Memoria Anual 2010 21


Cómo lo hemos logrado

Finanzas 2010

Fuente: elaboración propia (*) Todas las cantidades en €

INGRESOS Cuotas relativas a apadrinamientos 120.545,38 Promociones para captación de recursos 40.874,38 Subvenciones oficiales de entidades públicas 138.956,08 Subvenciones, donaciones y legados de particulares y ent. privadas 1.040.231,54 TOTAL 1.340.607,38

GASTOS Donaciones a Hogares Gestión administrativa Sueldos y salarios Seguridad Social a cargo de NPH Pérdidas de cuotas de afiliados Reintegro de subvenciones, donaciones y legados recibidos

990.519,84 76.317,77 55.932,24 17.718,85 2.543,00 2.548,46

Fondos pendientes de envío

195.027,22

TOTAL 1.340.607,38

PROYECTOS Hogares N.P.H. - Haití y proyectos comunitarios Hogares N.P.H. - Guatemala Hogares N.P.H. - Rep. Dominicana Hogares N.P.H. - Nicaragua Hogares N.P.H. - México Hogares N.P.H. - Honduras Hogares N.P.H. - El Salvador Hogares N.P.H. - Perú Hogares N.P.H. - Bolivia

825.886,82 74.981,19 28.952,37 8.152,12 2.688,27 46.402,71 1.152,12 1.152,12 1.152,12

TOTAL

990.519,84

(*) Estado de cuentas 2010, auditado por Audiaxis

Nuestro principio financiero es destinar los fondos dónde más falta hace, ahorrando lo máximo posible en los costes de estructura 22 Fundación Nuestros Pequeños Hermanos España


Retos de futuro

Próximos proyectos SANIDAD La falta de saneamiento y la pobreza generalizada han llevado a los niños/as pequeños a incrementar en 15 veces más las probabilidades de morir de neumonía o diarrea respecto al SIDA. Casi el 10% de los niños/as mueren antes de cumplir los 5 años, uno de cada cuatro niños/as por desnutrición severa, y 138.000 por enfermedades prevenibles. En una sociedad donde un tercio de la población es menor de 14 años de edad, las mejoras en la salud infantil son una parte vital y un requisito necesario para el desarrollo económico, social y político de Haití. Una vez cumplido nuestro objetivo de construir un hogar permanente en Haití para los niños huérfanos y abandonados de Puerto Príncipe, la gran cantidad de niños/as que mueren de enfermedades curables hizo patente la necesidad de intervenir en programas de salud pública. Nuestro hospital de St. Damien continuará atendiendo a 30.000 niños desfavorecidos y enfermos por año, ofreciéndoles un nivel de atención digno y de calidad y fomentando la participación de los padres en esta atención a través de la educación y apoyo que puedan necesitar. Es nuestra humilde aportación para compensar las injusticias de pobreza, enfermedad y sufrimiento de muchos niños/as haitianos. Planeamos construir una nueva ala en el centro St. Germaine para la

fabricación de prótesis y ofrecer terapia ocupacional y física a personas con problemas ortopédicos. Nuestra voluntaria Norma López formará a cuatro nuevos terapeutas, y poder así hacer frente a la gran afluencia de nuevos pacientes. Nuestro centro Sta. Philomena seguirá atendiendo a los miles de pacientes que lamentablemente siguen padeciendo cólera en Haití, a causa de las frecuentes lluvias y las malas condiciones higiénicas.

escuelas de primaria que se construirán en Puerto Príncipe y alrededores, en Haití. Concretamente, en aquellos barrios marginales cuyos edificios y escuelas fueron derribados tras el terremoto de 2010. Alrededor de 7.500 niños y jóvenes adolescentes ingresarán progresivamente en las 17 escuelas que NPH prevé construir en los próximos años. También pretendemos crear una escuela profesional de alto nivel, para formar a los alumnos de secundaria y darles la posibilidad de obtener diplomas reconocidos y homologados por universidades extranjeras.

FRANCISVILLE

El programa Yudelkis seguirá atendiendo en España y en latino América a niños/ as gravemente enfermos, gracias a la intervención de Roger Mercader.

ESCOLARIDAD El objetivo para septiembre del 2011 es tener finalizada la construcción de una estructura sólida para atender a los alumnos de la escuela primaria de Tabarre. Esta será la primera de las 17

Es nuestra gran esperanza para lograr un cambio cualitativo en la lucha contra el hambre y la pobreza en Haití, a partir del desarrollo autosostenible, creando puestos de trabajo para los jóvenes sin recursos y aumentando la producción de materias de primera necesidad que abastecerán a los niños/as acogidos en nuestros programas y a la población desfavorecida. Cumpliendo con las palabras del Padre Wasson, “si dejamos de crecer vamos a morir”, nos sentimos permanentemente comprometidos a cuidar de las personas que más nos necesitan, ampliando nuestros programas de salud, educativos y sociales. Continuaremos ofreciendo oportunidades y un futuro a los niños/as que se incorporen a nuestra gran familia.

En los próximos años, seguiremos poniendo el foco en Haití, con un 10 % de mortalidad infantil en niños/as menores de 5 años Memoria Anual 2010 23


Agradecimientos a nuestros donantes

¡Gracias por vuestro apoyo! Los amigos de Nuestros Pequeños Hermanos (441 padrinos, 30 socios colaboradores, voluntarios, etc.) somos simplemente personas que nos negamos a dar la espalda a los sufrimientos humanos, y creemos que compartir nuestro tiempo y recursos con los que nos necesitan ayuda a minimizar el impacto de las injusticias sociales que lamentablemente se han perpetuado e incrementado a lo largo de la historia entre los más desfavorecidos. Queremos ofreceros el más sincero y cálido agradecimiento a quienes nos apoyáis y reconocer vuestra contribución a que el 2010 se haya convertido, a pesar de las dificultades, en un año lleno de éxitos. El compromiso y la generosidad de donantes de todo el mundo, y especialmente de nuestro país ha sido crucial para la implementación y el desarrollo de muchos proyectos. Somos plenamente conscientes de que sin vuestro apoyo, nuestro trabajo no sería posible. Y esperamos seguir colaborando estrechamente para devolver la sonrisa a muchos más niños/as.

Entidades colaboradoras con N.P.H. desde sus inicios: AECID, Air France, Ashurst LLP, Asturbega S. A., Asoc. Amsala, Asoc. Cibersolidaridad, Asoc. El Rusc, Asoc. ITER, Asoc. Justicia y Paz, Asoc. Né del Món, Asoc. Sant Cebrià, Asoc. “Se Puede Hacer” de Jaén, Atrapalo S. L., Ayto. Ascó, Ayto. Barcelona, Ayto. Cardedeu, Ayto. Palma de Mallorca, Ayto. Parres, Ayto. St. Cebrià de Villalta, Ayto. Tàrrega, Ayto. Xàbia, Banco Mediolanum, Bard España, BTV Barcelona Televisión, Bufete Cuatrecasas, Byosistem’s, Caja Rioja, Caritas, Cataluña Cristiana, Centro Cristiano Universitario, Club de los Leones Bilbao, Colebega S.A., Colegio Bienaventuranza Virgen María, Colegio de Fisioterapeutas de Madrid, Colegio Sagrado Corazón de Sarriá, Dell, Esc. Abat Oliva, Esc. León XIII, Esc. Mpal. de Música y Danza de Mora d’Ebre, Esc. St. Marc, Esc. St. Peter´s School, Esport Solidari, F.C.Barcelona, Federación Catalana de Voluntariado, Federación Española de Fútbol, Fibanc Mediolanum, Franciscanos Menores Conventuales, Fund. Accor, Fundació Autónoma Solidaria, Fund. Barceló, Fund. CAN, Fund. Cofares, Fund. Creatia, Fund. DAR, Fund. Mapfre, Fund. Marfà, Fund. Netri, Fund. Petitmon, Fund. Por la Justicia, Fund. Renta Corporación, Fund. Repsol, Fund. Roviralta, Fund. Santa María, Fund. Ser el ser, Gonçalves Pereira, Grupo Batecs d’Esperança, Grupo Cor amb Swing, Grupo Por fin viernes, grupo Twocats pel Gospel, Iberia Mano a mano, IES Ausias March. IES Joan Corominas, IESE, Illy Café, Intress, Jesuitas St. Cugat, Kappa Barcelona, La Razón, La Vanguardia, Laboratorios Diafarm, Lotería el Gato Negro, Manos Unidas, Mutua General de Cataluña, Obra Social Cajamadrid, Parroquia de la Bonanova, Parroquia de Sarriá, Payasos sin Fronteras, Peña de Básket Front Commú de Manresa, Planificación jurídica, Proyecto Hombre, R.C.D. Español, Radio Estel, Radio Nacional de España, Radio Pirenaica de Andorra, Radio Santa María, Restaurante Undún, Restaurante Panchitos, Rodamon’s, Sociedad Suiza de Barcelona, Televisión de Olot, TVE, Universidad Antonio Nebrija, Universidad Autónoma de Barcelona, Universidad Blanquerna, Universidad Camilo José Cela, Universidad Internacional de Cataluña, Viajes Ática, entre otros…

“Tú sólo eres una persona en el mundo, pero para un niño puedes ser todo un mundo.”

Padre Wasson, fundador de NPH (Cuernavaca, 1954)

24 Fundación Nuestros Pequeños Hermanos España


Cómo colaborar

Contacto

¿Cómo puedo ayudar a N.P.H.? APADRINANDO A UN NIÑO/A Contribuyendo a su educación, alimentación y atención médica, estableciendo una relación personal a través de cartas, dibujos o fotografías. Siempre que lo desees podrás visitarlo en el Hogar en el que se encuentre acogido y ver en primera persona cómo crecen y se educan los niños/as en NPH.

COMO SOCIO COLABORADOR Destinando tu ayuda a aquella área de actuación que tú decidas: alimentación, educación, sanidad, discapacitados, estableciendo periodicidad e importe de tus aportaciones.

Si estás interesado o interesada en recibir más información, escribe o llama a: C/. Elisa, 23 08023 Barcelona (España) Tel. 93 434 20 29 info@nphspain.org www.nphamigos.org

RESPONSABILIDAD SOCIAL CORPORATIVA Haciendo que tu empresa financie un proyecto o implemente el programa Teaming, consistente en que aquellos empleados que lo deseen aporten 1 € de su nómina a un proyecto de NPH. Así iinvolucrarás a todas las personas que trabajan en ella y se sentirán más identificados con los valores sociales de la misma.

DONACIÓN PUNTUAL Financiando un proyecto concreto mediante una donación puntual.

COMO VOLUNTARIO Cualquier persona que desee transmitir valores positivos a los niños/as por un período de tiempo de 12 meses y tenga al menos 21 años.

ÚNETE AL GRAN PROYECTO DE N. P. H. FUNDACIÓN NUESTROS PEQUEÑOS HERMANOS BANKIA

2038-9254-56-60.000 41-107

Nº registro nacional 08/0345, Mayo 2003 NIF: G/62984919

¿Qué trabajo se realiza en España? NPH España apoya la formación humana y profesional de los niños/as acogidos en los hogares así como los programas abiertos a la comunidad, mediante aportaciones económicas, en especie, y un programa de voluntariado.

RECONOCIMIENTOS A NPH ESPAÑA • • •

III Premio Solidario Marisol de Torres 2007 (1ª Edición) Premio Fundación Cofares 2008 II Premio Aschurst Solidario 2009

¡Muchas gracias! Memoria Anual 2010

“Más de 50 años trabajando por la dignidad de 15.000 niños/as en Latinoamérica”


/Anuario_2010  

http://www.nph-spain.org/ws/about/23/Anuario_2010.pdf