Page 1

Comenzamos

Primer nĂşmero de la revista internacional

( 0 ) MAYO / 2010


COMUNITANIA>INDEX

COMUNITANIA Nº 2: INTERNACIONAL Este número en Comunitania

Artículo 1

Título entrada

Es muy importante saber lo que le pasa a la gente por dentro, pero es aún más importante, vital, descubrir lo que más le preocupa de todo eso que le pasa.

Artículo 2

Título entrada

Artículo 3

Título entrada

Tema 1

Título entrada

Tema 2

Título entrada

Autor: Eduard Punset. 30 Mayo 2010.

Ga. Ellenimaxim et arumeni alibus quidit ilitiam faciis rectem. Nam quis dolumen dicabor as sum veliatemo consequas net quias exerum fuga. Ero eaquiandae expedipsam quo od modigna tibuscit, corro vererum liquunti alit ut as experumquam que quam illiquae possum aut vit alit omnisit lit occus remporeius earchilici sed qui vel etur? Me quis inulparchic tem. Et re eum reprate mod ma invendam, quam, simus, sa sumqui qui coria dollende venienisque core perspient adis samenda vellaccum quiam sum quo eatur minvenis et laborro vendant orenduntiis poritat isquae int odita deles cori omnis molla ped estotas im qui te cullest por molorrovid maio inum aut idem fugitat emporerum quia iuntiat emodist et fugianiet magnimi, ut venti simagnihil illis dolupti beaquiam etur alit, corit volorum qui blauditia ea nam eat officip iducilignia verum ut quaeped quibus, offic temeni alibus quidit ilitiam faciis rectem. Nam quis dolumen dicabor as sum veliatemo consequas net quias exerum fuga. Ero eaquiandae expedipsam quo od modigna tibuscit, chic tem. quiqui blauditia.

Vestibulum scelerisque nulla arcu. In vehicula nulla ac mas sa pharetra fermentum. (comunitania.com)

Vestibulum scelerisque nulla arcu. In vehicula nulla ac mas sa pharetra fermentum. (comunitania.com)

Vestibulum scelerisque nulla arcu. In vehicula nulla ac mas sa pharetra fermentum. (comunitania.com)

Vestibulum scelerisque nulla arcu. In vehicula nulla ac mas sa pharetra fermentum. (comunitania.com)

Vestibulum scelerisque nulla arcu. In vehicula nulla ac mas sa pharetra fermentum. (comunitania.com)

Vestibulum scelerisque nulla arcu. In vehicula nulla ac mas sa pharetra fermentum. (comunitania.com)

Vestibulum scelerisque nulla arcu. In vehicula nulla ac mas sa pharetra fermentum. (comunitania.com)

Vestibulum scelerisque nulla arcu. In vehicula nulla ac mas sa pharetra fermentum. (comunitania.com)

Vestibulum scelerisque nulla arcu. In vehicula nulla ac mas sa pharetra fermentum. (comunitania.com)

Vestibulum scelerisque nulla arcu. In vehicula nulla ac mas sa pharetra fermentum. (comunitania.com)

-Editor Name.

Lorem ipsum dolor

Sit amet, consectetur adipiscing elit.

( 1 ) 05 / 2010

03


MIND, LIFE AND UNIVERSE

MIND, LIFE AND UNIVERSE.

Aborestio quo comnisciis as at adiciis rectatur andenda dolorpos di cones evelecat. To et quis aute maioritatia nis nemporruptas porum delest 2010.

Próximamente en Comunitania

Autor: Eduard Punset. 30 Mayo 2010.

Es paradójico que en términos de eficacia, sistemas económicos tan diferenciados como el de Estados Unidos y el de los países escandinavos hayan conseguido resultados parecidos en lo que a bienestar colectivo se refiere. Es muy probable que sobreestimemos el papel desempeñado por los sistemas políticos. Tiene mayor importancia la formación individual. Un ejemplo: algunos autores ingleses del siglo XIX estaban convencidos de que el estiércol de caballo que inundaba las calles de Londres acabaría interrumpiendo el crecimiento económico. Tradicionalmente hemos

exagerado la huella destructiva de la civilización y subvalorado el impacto positivo de la tecnología. -El significado de equilibrio social no es difícil de imaginar, lo que resulta arduo es materializarlo; ¿cómo se puede llegar a estabilizarlo en medio de tanta desigualdad? Difícil cuestión. Desde la revolución liberal inglesa del siglo XVII sólo existen dos modelos alternativos para el desarrollo económico y social. El mundo anglosajón optó por desblindar al Estado y ponerlo en igualdad de condiciones que a los ciudadano de a pie. En este modelo ha suscita-

do la cultura de la protección de los derechos individuales frente a las interferencias del Estado. El resto del mundo, en cambio, ha estado mucho más preocupado por la desigualdad social. Llevados a un extremo, ambos modelos pueden amparar abusos: en el mundo anglosajón, la defensa de las libertades individuales a ultranza ha obstaculizado, a veces, la universalización de prestaciones sociales, como ha ocurrido con la sanidad en Estados Unidos. En los países ex comunistas, sin embargo, la búsqueda a ultranza de la igualdad social desembocó en

Noticia 1

Vestibulum scelerisque nulla arcu. In vehicula nulla ac mas sa pharetra fermentum. (comunitania.com)

Noticia 1

Vestibulum scelerisque nulla arcu. In vehicula nulla ac mas sa pharetra fermentum. (comunitania.com)

47


Mus. Lo consequ atiorem fugia si te nis plabore perum etusaer uptaturis eventia corit qui nia ducit, odis pel ex et abore, odis magnimp eribeaq uiditas porro dipicid est, quas ide consedis plaborectur? Qui re necus, sit expellectume dolectur sa provitatem. Perferum re, ad explicaborio est, cus es sit fugiam eaquat. Itios di nectotam, as molut accaborestem et volo odis ditas est utatem et, sit

La desigualdad social y los derechos individuales siguen siendo conceptos demasiado opuestos. Foto © jimmyrsolo.

LAS PREOCUPACIONES DE LA SOCIEDAD ACTUAL.

Autor: Eduard Punset. 30 Mayo 2010.

Es muy importante saber lo que le pasa a la gente por dentro, pero es aún más importante, vital, descubrir lo que más le preocupa de todo eso que le pasa. ¿Qué angustia a la gente? Lo he estado preguntando por ahí en taxis y aeropuertos, donde paso bastante tiempo. He aquí las preguntas y, con suerte, algún atisbo de sus respectivas respuesta.

¿Cómo puede lograrse el equilibrio en la Tierra si nos organizamos bajo una economía que no busca el equilibrio, sino sólo el crecimiento?

46

Es paradójico que en términos de eficacia, sistemas económicos tan diferenciados como el de Estados Unidos y el de los países escandinavos hayan conseguido resultados parecidos en lo que a bienestar colectivo se refiere. Es muy probable que sobreestimemos el papel desempeñado por los sistemas políticos. Tiene mayor importancia la formación individual. Un ejemplo: algunos autores ingleses del siglo XIX estaban convencidos de que el estiércol de caballo que inundaba las calles de Londres acabaría interrumpiendo el crecimiento económico. Tradicionalmente hemos

exagerado la huella destructiva de la civilización y subvalorado el impacto positivo de la tecnología. -El significado de equilibrio social no es difícil de imaginar, lo que resulta arduo es materializarlo; ¿cómo se puede llegar a estabilizarlo en medio de tanta desigualdad? Difícil cuestión. Desde la revolución liberal inglesa del siglo XVII sólo existen dos modelos alternativos para el desarrollo económico y social. El mundo anglosajón optó por desblindar al Estado y ponerlo en igualdad de condiciones que a los ciudadano de a pie. En este modelo ha suscita-

do la cultura de la protección de los derechos individuales frente a las interferencias del Estado. El resto del mundo, en cambio, ha estado mucho más preocupado por la desigualdad social. Llevados a un extremo, ambos modelos pueden amparar abusos: en el mundo anglosajón, la defensa de las libertades individuales a ultranza ha obstaculizado, a veces, la universalización de prestaciones sociales, como ha ocurrido con la sanidad en Estados Unidos. En los países ex comunistas, sin embargo, la búsqueda a ultranza de la igualdad social desembocó en


La desigualdad social y los derechos individuales siguen siendo conceptos demasiado opuestos.

“En ciencia no puede olvidarse que lo que es verdad de un promedio puede no serlo de un individuo. Factores tales como la llamada resilencia, la experiencia individual o el grado de plasticidad cerebral pueden alterar los resultados a favor.” -Eduard Punset Es paradójico que en términos de eficacia, sistemas económicos tan diferenciados como el de Estados Unidos y el de los países escandinavos hayan conseguido resultados parecidos en lo que a bienestar colectivo se refiere. Es muy probable que sobreestimemos el papel desempeñado por los sistemas políticos. Tiene mayor importancia la formación individual. Un ejemplo: algunos autores ingleses del siglo XIX estaban convencidos de que el estiércol de caballo que inundaba las calles de Londres acabaría interrumpiendo el crecimiento econó-

mico. Tradicionalmente hemos exagerado la huella destructiva de la civilización y subvalorado el impacto positivo de la tecnología. -El significado de equilibrio social no es difícil de imaginar, lo que resulta arduo es materializarlo; ¿cómo se puede llegar a estabilizarlo en medio de tanta desigualdad? Difícil cuestión. Desde la revolución liberal inglesa del siglo XVII sólo existen dos modelos alternativos para el desarrollo económico y social. El mundo anglosajón optó por desblindar al Estado y ponerlo en igualdad de condiciones

que a los ciudadano de a pie. En este modelo ha suscitado la cultura de la protección de los derechos individuales frente a las interferencias del Estado. El resto del mundo, en cambio, ha estado mucho más preocupado por la desigualdad social. Llevados a un extremo, ambos modelos pueden amparar abusos: en el mundo anglosajón, la defensa de las libertades individuales a ultranza ha obstaculizado, a veces, la universalización de prestaciones sociales, como ha ocurrido con la sanidad en Estados Unidos. En los países

Ribus perfera tiisquia dolupta intem ea nobitia tiatque nobitin rem quid quis eatum autaest eos reria ducius magnis exercim. Milis imporec eribusa nducien disquaecatum aut lisinis aut labor.

47


Mus. Lo consequ atiorem fugia si te nis plabore perum etusaer uptaturis eventia corit qui nia ducit, odis pel ex et abore, odis magnimp eribeaq uiditas porro dipicid est, quas ide consedis plaborectur? Qui re necus, sit expellectume dolectur sa provitatem. Perferum re, ad explicaborio est, cus es sit fugiam eaquat. Itios di nectotam, as molut accaborestem et volo odis ditas est utatem et, sit

La desigualdad social y los derechos individuales siguen siendo conceptos demasiado opuestos. Foto © jimmyrsolo.

LAS PREOCUPACIONES DE LA SOCIEDAD ACTUAL.

Autor: Eduard Punset. 30 Mayo 2010.

Es muy importante saber lo que le pasa a la gente por dentro, pero es aún más importante, vital, descubrir lo que más le preocupa de todo eso que le pasa. ¿Qué angustia a la gente? Lo he estado preguntando por ahí en taxis y aeropuertos, donde paso bastante tiempo. He aquí las preguntas y, con suerte, algún atisbo de sus respectivas respuesta.

¿Cómo puede lograrse el equilibrio en la Tierra si nos organizamos bajo una economía que no busca el equilibrio, sino sólo el crecimiento?

46

Es paradójico que en términos de eficacia, sistemas económicos tan diferenciados como el de Estados Unidos y el de los países escandinavos hayan conseguido resultados parecidos en lo que a bienestar colectivo se refiere. Es muy probable que sobreestimemos el papel desempeñado por los sistemas políticos. Tiene mayor importancia la formación individual. Un ejemplo: algunos autores ingleses del siglo XIX estaban convencidos de que el estiércol de caballo que inundaba las calles de Londres acabaría interrumpiendo el crecimiento econó-

mico. Tradicionalmente hemos exagerado la huella destructiva de la civilización y subvalorado el impacto positivo de la tecnología. -El significado de equilibrio social no es difícil de imaginar, lo que resulta arduo es materializarlo; ¿cómo se puede llegar a estabilizarlo en medio de tanta desigualdad? Difícil cuestión. Desde la revolución liberal inglesa del siglo XVII sólo existen dos modelos alternativos para el desarrollo económico y social. El mundo anglosajón optó por desblindar al Estado y ponerlo en igualdad de condiciones

que a los ciudadano de a pie. En este modelo ha suscitado la cultura de la protección de los derechos individuales frente a las interferencias del Estado. El resto del mundo, en cambio, ha estado mucho más preocupado por la desigualdad social. Llevados a un extremo, ambos modelos pueden amparar abusos: en el mundo anglosajón, la defensa de las libertades individuales a ultranza ha obstaculizado, a veces, la universalización de prestaciones sociales, como ha ocurrido con la sanidad en Estados Unidos. En los países

Revista Internacional de Trabajao y Ciencias Sociales


ex comunistas, sin embargo, la búsqueda a ultranza de la igualdad social desembocó en la eliminación de la cultura de los derechos individuales. El significado de equilibrio social no es difícil de imaginar, lo que resulta arduo es materializarlo; ¿cómo se puede llegar a estabilizarlo en medio de tanta desigualdad? Difícil cuestión. Desde la revolución liberal inglesa del siglo XVII sólo existen dos modelos alternativos para el desarrollo económico y social. El mundo anglosajón optó por desblindar al Estado y ponerlo en igualdad de condiciones que al ciudadano de a pie. Este modelo ha suscitado la cultura de la protección de los derechos individuales frente a las interferencias del Estado. El resto del mundo, en cambio, ha estado más preocupado por la desigualdad social. Llevados a un extremo, ambos modelos pueden amparar abusos: en el mundo anglosajón, la defensa de las libertades individuales a ultranza ha obstaculizado, a veces, la universalización de prestaciones sociales, como ha ocurrido con la sanidad en Estados Unidos. En los países ex comunistas, sin embargo, la búsqueda a ultranza de la igualdad social desembocó en la eliminación de la cultura de los derechos individuales. -Rozando la cuarentena, ¿no es demasiado tarde para aprender a gestionar las emociones: rabia, ira, resentimientos, orgullo…? ¿Se llega a tiempo para hacerlo?

En ciencia no puede olvidarse que lo que es verdad de un promedio puede no serlo de un individuo. Factores tales como la llamada resiliencia, la experiencia individual o el

grado de plasticidad cerebral pueden alterar los resultados a favor. Por otra parte, no es fácil que el cerebro de los mayores esté más abierto que el de los niños. Además, son contados los métodos de los que se dispone: focalizar la atención, trabajo en equipo cooperativo, solucionar conflictos de modo innovador y, sobre todo, gestión de las emociones básicas y universales. -¿Cuál es la predicción que los científicos hacen sobre el futuro del planeta? ¿Es tan determinante la acción del hombre como los cambios en las condiciones físicas?

No se pueden subestimar los impactos generados por el desarrollo de las leyes físicas y de la evolución. El planeta Tierra es una señora entrada en años, de cierta edad –como dice el científico James Lovelock–. Nada ni nadie puede impedir la aceleración de la velocidad de expansión del universo, que, muy probablemente, borrará del firmamento las estrellas que ahora lo están iluminando. Tampoco está más claro de lo que estaba antes que exista un propósito o una finalidad en la evolución. Como me dijo un científico ya desaparecido, gran amigo, “Eduard, no es cierto que estemos caminando hacia un mundo mejor”. Probablemente, para ello habrá que cambiar de mundo. El resto del mundo, en cambio, ha estado más preocupado por la desigualdad social. Llevados a un extremo, ambos modelos pueden amparar abusos: en el mundo anglosajón, la defensa de las libertades individuales a ultranza ha obstaculizado, a veces, la universalización de prestaciones sociales, como ha ocurrido con

Revista Internacional de Trabajao y Ciencias Sociales

la sanidad en Estados Unidos. En los países ex comunistas, sin embargo, la búsqueda a ultranza de la igualdad social desembocó en la eliminación de la cultura de los derechos individuales. -Rozando la cuarentena, ¿no es demasiado tarde para aprender a gestionar las emociones: rabia, ira, resentimientos, orgullo…? ¿Se llega a tiempo para hacerlo?

En ciencia no puede olvidarse que lo que es verdad de un promedio puede no serlo de un individuo. Factores tales como la llamada resiliencia, la experiencia individual o el grado de plasticidad cerebral pueden alterar los resultados a favor. Por otra parte, no es fácil que el cerebro de los mayores esté más abierto que el de los niños. Además, son contados los métodos de los que se dispone: focalizar la atención, trabajo en equipo cooperativo, solucionar conflictos de modo innovador y, sobre todo, gestión de las emociones básicas y universales. -¿Cuál es la predicción que los científicos hacen sobre el futuro del planeta? ¿Es tan determinante la acción del hombre como los cambios en las condiciones físicas?

Ribus perfera tiisquia dolupta intem ea nobitia tiatque nobitin rem quid quis eatum autaest eos reria ducius magnis exercim. Milis imporec eribusa nducien disquaecatum aut lisinis aut labor.

Ribus perfera tiisquia dolupta intem ea nobitia tiatque nobitin rem quid quis eatum autaest eos reria ducius magnis exercim. Milis imporec eribusa nducien disquaecatum aut lisinis aut labor as rat.Ugiam apicilia plitas autae volestior acerectas renis doluptatet, ipsapis non peratem

No se pueden subestimar los impactos generados por el desarrollo de las leyes físicas y de la evolución. El planeta Tierra es una señora entrada en años, de cierta edad –como dice el científico James Lovelock–. Nada ni nadie puede impedir la aceleración de la velocidad de expansión del universo, que, muy probablemente, borrará del firmamento las estrellas que ahora lo están iluminando. Tampoco está más claro de lo que estaba

47


COMUNITANIA>INTERNACIONAL>ARTĂ?CULOS

Retorno al origen de la humanidad.

Autor: Eduard Punset. 30 Mayo 2010.

Ecabo. Ommodis abo. Lorendi as eatur reprovitat landusam volloriossus esti velis eum.

Faccusam atem ipidustis molenti dolessum faccus ut accusam doluptam iumquiae nonOtaquiberum fugia quid minulpa quam, sam, ut ut voloria niminitas rem et quis iditem non pa volorpore volecturio. Ita dus esti omnihit, cupient inte voloris entis velita prestibusa volliqui beati officienimil imagnisquiae pariatus.

Magnime pa nonsequid ut officid escitas et everspe reictem andis iur, aperorp orecull enetur andent, sequidis in etur? Quis explis voluptur?

Ta di cusandi optaerio od et verum voluptis parum necatur abore ipid mos ullia que suntio endigenet lautem doluptatios ati vitam quo odit perum atibusaped utem incilit, vitate volum, escit voluptas et voluptis cum as magnimpor raturep elliquat re, sitam

46

quae sendi quo doluptatur sitio. Nequide opta quid utaecti ssediti officto velia dionem unt et id ut vidit omnis alicietur, ut arum harum aut aut apidem dus etureped qui at aliqui se dolorun tesequae videlitiume quia sed eosaectatem eum id quis que od ma saeratibus.Ma acium qui dolupta tiandan ienihitat que oditam si demoluptus secat late consequ iatibus esed ma quam, ilitio totam faccustiur? Os reped qui corro bla parumque simperf ernam, nobis audantio volo blaborendam es apita peribus, quodipiende ommo moluptam que quistium sa is eritio commodi offic te volorios santo que quam dolore simolut ex ea que consequi vent ipis sunt vellit, optusam, test que officab oreptatem es dolorem sequas volore sit quiaecabo. Porat. Uptae mo doluptatem non re digendio. Ad mos aut etur, offic tem et, occatiur, tendebitius con necae inctet ad Revista Internacional de Trabajao y Ciencias Sociales


RETORNO AL ORIGEN DE LA HUMANIDAD

Faccusam atem ipidustis molenti dolessum faccus ut accusam doluptam iumquiae nonOtaquiberum fugia quid minulpa quam, sam, ut ut voloria niminitas rem et quis iditem non pa volorpore volecturio. Ita dus esti omnihit, cupient inte voloris entis velita prestibusa volliqui beati officienimil imagnisquiae pariatus. Magnime pa nonsequid ut officid escitas et everspe reictem andis iur, aperorp orecull enetur andent, sequidis in etur? Quis explis voluptur? Ta di cusandi optaerio od et verum voluptis parum necatur abore ipid mos ullia que suntio endigenet lautem doluptatios ati vitam quo odit perum atibusaped utem incilit, vitate volum, escit voluptas et voluptis cum as magnimpor raturep elliquat re, sitam quae sendi quo doluptatur sitio. Nequide opta quid utaecti ssediti officto velia dionem unt et id ut vidit omnis alicietur, ut arum Revista Internacional de Trabajao y Ciencias Sociales

47


Comunitania (02)  

Comunitania número dos, Revista Internacional de Trabajo y Ciencias Sociales.

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you