Issuu on Google+

EL MONIGOTE


HABIA UNA VEZ UN REDONDEL QUE LLORABA Y LLORABA PORQUE NO QUERIA SER LO QUE ERA. QUERIA SER UN MONIGOTE.

DE TANTO LLORAR Y LLORAR SE QUEDO DORMIDO.


CUANDO DORMIA SE APARECIO LA BRUJITA MARÍA QUE CON SU VARITA MÁGICA CONVIRTIO EL REDONDEL EN UNA CABEZA:

LE PINTO UNAS OREJAS PARA PODER OIR.


UNOS OJOS PARA PODER VER.

Y SI QUIERE COMER, UNA BOCA HA DE TENER.


ARRIBA EN SU CABEZA UNOS PELOS LE DIBUJO.

Y COMO CUERPO UNA BOLSITA RELLENA DE ALGODÓN, PARA QUE EN ÉL VIVA MUY CONTENTO SU PEQUEÑO CORAZÓN.


PARA TOCAR, UNAS MANOS LE TENDRÁ QUE PINTAR.

PARA SALTAR UNOS PIES LE TIENE QUE ENCONTRAR.


Y SI QUIERE OLER, UNA NARIZ, EN EL CENTRO LE HA DE COLOCAR.

EL CIRCULO EN MONIGOTE SE CONVIRTIO Y MUY CONTENTO BAILANDO ESTÁ.


COLORIN COLORADO NUESTRO MONIGOTE, YA ESTÁ TERMINADO.


FIN CUENTO REALIZADO POR NIテ前S DE 3 Aテ前S


MONIGOTE