Page 65

Custodio y Walter De Marco, desarrollo y financio el primer prototipo experimental de micro generación distribuida en Tucumán, instalado sobre la cubierta de sus propias oficinas técnicas, donde después de más de un año de cálculos, estimaciones, análisis de precios y proveedores, adquirieron los equipos para materializar este proyecto. El sistema instalado está compuesto por 6 paneles fotovoltáicos con una potencia de 240 wp cada uno, montados sobre una estructura metálica que permite graduar la inclinación y orientación de los paneles. Estos paneles están conectados unos con otros (en serie) y poseen cada uno un micro inversor que toma la electricidad generada por el panel y la convierte a una tensión de 220 voltios directos. La energía eléctrica generada es recibida por una central electrónica eGate que controla cada uno de los paneles y su inversor, pudiéndose ver el estado de funcionamiento y generación de cada uno de ellos en tiempo real. Los datos transmitidos por la central electrónica son recibidos por dos medidores digitales y estos a su vez los envían a una plataforma virtual donde se recopilan y almacenan para su gestión. Este equipo de generación trabaja en forma independiente a la red y su producción está directamente relacionada con la radiación solar recibida, fluctuando en todo momento con el porcentaje de cielo cubierto.

DATOS OBTENIDOS Después de un año de funcionamiento del sistema se han recabado los datos suficientes de generación en los dife-

rentes períodos del año, lo cual les permitió analizar el real comportamiento que tienen estos equipos en San Miguel de Tucumán. Los datos arrojados indican que se produjeron durante todo el año 2015 un total de 1.190 kW/h. Si analizamos la demanda de una vivienda tipo de 140 m2, tres dormitorios y cuatro integrantes, su consumo debería rondar los 3200 kW/h al año aproximadamente (esto teniendo en cuenta un consumo de energía racional y normal para una vivienda de estas características). Mediante la utilización de este equipo se redujo el consumo de electricidad en más del 30% de la demanda de dicha vivienda, pudiendo ser la electricidad generada auto consumida, o bien entregada a la red externa en los momentos que no se utilice.

CONCLUSIONES Todo este trabajo de desarrollo e investigación, pone de manifiesto que la micro generación en el norte de la Argentina, es perfectamente viable, ya sea analizada desde el punto de vista técnico como de las condiciones de generación de que disponemos. Queda pendiente el compromiso y la apuesta por parte del gobierno nacional y local, para lograr un marco regulatorio que contemple todas las variables, tanto técnicas de seguridad y económicas, permitiendo que cada vez más usuarios se conviertan en generadores de energía eléctrica, y que contribuyan de esta manera a aliviar la creciente demanda que tiene la provincia.

Arquitectura y Construcción 67

369 Abril 2016  
369 Abril 2016  
Advertisement