Issuu on Google+

Edad y Fertilidad . Una de cada cuatro parejas en edad reproductiva tiene problemas de fertilidad, esto está relacionado con muchos factores, pero uno de los más importantes es la edad de la mujer. Se ha comprobado que la fertilidad de las mujeres declina con la edad, y después de los treinta y cinco años la probabilidad de embarazarse espontáneamente es sólo 15 % cada mes. Esta situación es peor después de los 40 años, cuando esta probabilidad disminuye a menos de un 10%. Antes de nacer una mujer cuenta con cuatro millones de óvulos, pero al nacer sólo le quedan unos 400 mil. Luego de la pubertad, la mujer ovula normalmente un solo óvulo cada 28 días. Aunque, la cantidad de óvulos de una mujer excede la cantidad de óvulos que necesitaría en toda su vida, una mujer de 35 años tiene óvulos de 35 años y la calidad de los óvulos va a disminuir progresivamente con la edad. Esta situación es diferente en los hombres, ya que ellos producen espermatozoides nuevos durante toda su vida. Afortunadamente, cuando la mujer es menor de 40 años, entre un 20% y 60 % de las parejas con problemas de fertilidad logra embarazarse mediante Reproducción Asistida al primer intento.


Con el cambio del rol de la mujer en la sociedad, a través de los años, se ha venido observando que la mujer profesional pospone el embarazo, pero no debería posponerlo más allá de los 35 años, edad en que la calidad de los óvulos comienza a decaer. Si una mujer menor de 35 años ha estado tratando de embarazarse durante un año, y no lo ha logrado debe buscar la ayuda de un especialista en fertilidad para que investigue las causas del problema, y determine qué técnica de reproducción asistida es la más adecuada para su caso. Las mujeres de 38 años o más, se les debe dar la oportunidad de empezar de una vez con Técnicas Avanzadas (Fecundación in vitro, ICSI, Blastocistos), que aunque son más costosas, son más eficientes que Relaciones Dirigidas e Inseminación Artificial. Además de la edad, otros factores pueden ser la causa del problema. Si, independientemente de la edad, la pareja presenta alguno de los siguientes problemas debe acudir cuanto antes a un especialista en Fertilidad: * Obstrucción Tubárica * Baja Concentración Espermática * Baja Movilidad espermática o morfología espermática alterada * Endometriosis Disfunción Ovulatoria * Factor inmunológico * Causa desconocida


¿Qué son las Pastillas Anticonceptivas y cómo actúan? Las pastillas anticonceptivas son también conocidas como “la píldora,” es un tipo de anticoncepción en forma de pequeñas tabletas que se toma diariamente. La mayoría de las píldoras contienen dos tipos de hormonas femeninas sintéticas, es decir elaboradas en un laboratorio a semejanza de las secretadas normalmente por el ovario. Ellas son estrógeno y progesterona y se llaman contraceptivos orales combinados.


¿Tienen las pastillas anticonceptivas beneficios médicos? La pastilla anticonceptiva no sólo previene el embarazo, sino tiene algunos otros beneficios médicos colaterales. Hay adolescentes que toman pastillas sólo por los beneficios médicos y no como anticonceptivo.   Algomenorrea o Dismenorrea Las pastillas anticonceptivas pueden ser la solución para las niñas que presentan severas algomenorreas (dolores menstruales) y que no responden a las mediaciones analgésicas que encontramos en el mercado. Esto ocurre porque las pastillas anticonceptivas combinadas inhiben la ovulación, a la vez que quitan el dolor que se experimenta durante la misma, en mitad del ciclo menstrual.   Períodos Menstruales Irregulares Para algunas niñas cuyos periodos son irregulares (cortos o largos) las pastillas anticonceptivas pueden ayudar a regular el ciclo menstrual cada 28 días. Las pastillas anticonceptivas, pueden a su vez, reducir la cantidad y longitud del sangrado menstrual.  


¿Cuándo tomo la pastilla anticonceptiva, necesito usar otros métodos de contracepción? La pastilla anticonceptiva no protege a la mujer frente a las enfermedades de transmisión sexual. De esta manera es muy importante asociar el uso de la pastilla anticonceptiva con el preservativo en una relación sexual. En el caso de que no hubieras tomado más de una pastilla durante el primer mes, para estar más segura, el preservativo puede ser un importante segundo método. Lo mismo ocurre si debieras tomar otra medicación que modifique la efectividad de las pastillas, o si estuvieses enferma y presentases diarreas o vómitos. (Siempre que inicies una nueva medicación averigua si ella modifica la efectividad de las pastillas anticonceptivas).


metodos anticonceptivos