Issuu on Google+

EL CONOCIMIENTO HOLÍSTICO Pero existió otro grande él es Kant quien negó que la realidad se pudiera explicar con solo conceptos (empirismo), de manera que se propuso llegar al objetivo, pero determinando límites y capacidades de la razón. Kant manifestó que si bien existen juicios sintéticos a priori, que son la condición de toda comprensión de la naturaleza, el ámbito del conocimiento para Kant delimita al reino de la experiencia. Por otro lado John Locke, (empirismo), las impresiones de la sensibilidad solo ayudan a formar la base del conocimiento. Para David Humee (neopositivista), consideraba lo contrario, ya que para él las nociones de las ciencias formales no son empíricas ni conceptuales, sino formales, que carecen de conocimiento. En mi opinión manifiesto estar de acuerdo con René descartes, pues creo que el conocimiento si proviene de una evidencia y esa pueden ser los conocimientos a priori que todo ser humano posee. “pienso, luego existo”. El ser humano con valores morales (honestidad, tolerancia, libertad, agradecimiento, solidaridad, bondad, justicia etc.) piensa mejor lo que va a realizar, para él no es lo mismo ser bueno que malo, como lo sería para alguien que no tiene valores. Siguiendo con la investigación del conocimiento encontramos que este se divide en tres niveles: el conocimiento sensible, conocimiento conceptual y el conocimiento holístico. Conocimiento sensible: se adquiere a través de la captación de un objeto por medio de los sentidos. Nosotros los seres humanos desarrollamos los sentidos del oído y de la vista, atreves de ellos almacenamos en la memoria las imágenes de todos los objetos con los que tenemos contacto a diario, distinguiendo sus características particulares. Ejemplo: un perro al mirarlo (vista) puedo describir sus características particulares (conocimiento particular), porque describo al animal que esta frente a mí. Conocimiento conceptual: es aquel que se forma a través de un conjunto de representaciones definidas como invisibles, in materiales, universales y esenciales. Ejemplo: me refiero a todo los perros del mundo (universal) y puedo imaginarlos de la misma manera a todos (invisibles) porque ya conozco al animal (sin características propias). Conocimiento holístico o intuitivo: se refiere a la forma de captar los conceptos dentro de forma particular, como uno de los elementos que componen una totalidad, sin poseer una limitación o estructura clara.


Ejemplo: mi capacidad intuitiva me dirá si ese perro es agresivo, cariñoso, obediente, juguetón etc. (forma particular) esto me lo brinda la universalidad que tengo de los perros. Doy mi propia definición (juicio) de cómo considero a ese perro. ESTE ES EL EJEMPLO DE PENSAMIENTO HOLISTICO, YA QUE INTEGRA TODOS LOS SABERES PARA TENER UN PROPIO JUICIO.

L a educación holística o aprendizaje holístico (a veces, educación holista) es una filosofía educacional y forma constructivista basada en la premisa de que toda persona encuentra su identidad, y el significado y sentido de su vida a través de nexos con la comunidad, el mundo natural y los valores humanos, tales como la compasión y la paz. Se trata de una educación integral que busca despertar una devoción intrínseca por la vida y pasión por el aprendizaje. Desde esta perspectiva, la educación es considerada un sistema vivo y en constante progreso y evolución. Los principios holísticos de interdependencia, diversidad, totalidad, flujo, cambio, unidad, sustentabilidad, etc. están en la base de este nuevo paradigma educativo, cuyo objetivo es la formación integral del ser humano, una formación que supera el paradigma NewtonianoCartesiano de la ciencia mecánica del siglo XVII y que hoy todavía sigue primando en los diferentes sistemas educativos. El paradigma holístico no se puede relacionar con creencias religiosas, dogmas ni rituales; la religión, como institución dogmática y manipuladora de las ideologías de los grupos humanos, no tiene cabida en la visión holística. Por su parte, la espiritualidad es algo indefectible, pues es la conciencia del mismo ser dentro del mundo y el universo. Es la naturaleza esencial del ser humano, el cual es capaz de percibirla más allá de creencias, dogmas e instituciones o líderes organizados. La educación holística toma, pues, los aportes de la nueva ciencia como base, y reconoce el mundo como una compleja red de relaciones entre las distintas partes de un todo global. Del mismo modo, no considera tan importante el aprendizaje de teorías y modelos como el verdadero desarrollo de mentes científicas, capaces de hacer un uso inteligente y creativo de los recursos tecnológicos actuales. Algunos teóricos, como Gardner (1999), Perkins (1992), y Wiggins y McTighe (1998), subrayan la importancia vital del aprendizaje reflexivo y del establecimiento de conexiones dentro de una pedagogía de la comprensión. Es decir que los alumnos puedan reconocer las relaciones que existen entre las diferentes asignaturas y el mundo que les rodea, adaptarse a situaciones nuevas y combinar los conocimientos pertinentes con la inteligencia práctica y social a la hora de resolver problemas reales por sí mismos o en grupo.


El conocimiento holístico