Issuu on Google+

OPINIÓN PERSONAL: LOS DILEMAS Y RETOS DEL MUNDO COMUNICACIÓN GLOBAL

EN LA

A nivel global, es necesario considerar y analizar el impacto social y económico de la tecnología informática sobre los países del Tercer Mundo, como una posible vía para disminuir las diferencias Norte-Sur. Por un lado, algunos expertos opinan que, basadas en el desarrollo de tecnología informática, las naciones menos desarrolladas tiene una oportunidad de aventajar a los países más industrializados. Sin embargo, otros expertos proponen contrariamente que la tecnología informática contribuirá más probablemente a solo incrementar la obsolescencia de las industrias, servicios y estrategias de desarrollo del Tercer Mundo. Si la tecnología informática ha de servir como elemento de cambio a las economías de países industrializados para generar nuevo crecimiento, entonces debe enfocarse en la creación de nuevas fuentes de trabajo, y en un número razonable de empleos. Actualmente, se tiene conocimiento de la situación en algunos lugares de trabajo, en los que la tecnología informática ofrece oportunidades de enriquecer empleos y desarrollar nuevas formas de organización laboral, transformando las relaciones laborales tradicionales. La situación que emerge es variada: va desde la situación en que la pérdida de habilidades y control, que indudablemente ha ocurrido en algunos sectores, provoca el temor de que el trabajador del futuro se vea degradado frente a la computadora, en lugar de apoyado por ella, hasta el otro extremo, en el que la satisfacción en el trabajo se ha mejorado claramente mediante el uso de la computadora. La diferencia entre ambos extremos depende en mucho de la forma en que la introducción de la tecnología se realice, así como de los cambios y sus respuestas a una serie de problemas especialmente políticos. Aún cuando formalmente la industria parece haber optado por no tomar parte, el futuro del empleo parece ser todavía una cuestión relativa a la introducción de tecnología. Del mismo modo, nuevas formas de crimen mediante computadoras surgen y necesita ser entendidas y analizadas, y más recursos dedicados a su detección. El crecimiento de las bases de datos e información está creando un temor generalizado de pérdida de privacidad, haciendo patente la necesidad cada vez mayor de leyes para una adecuada protección de datos e información. Esto podría restringir el uso de información personal por parte de las compañías de tarjetas de crédito, telefónicas, de correo, de ventas, y hasta organizaciones políticas. No cabe duda que la sociedad sobreviva estos cambios, pero no es claro que clase de sociedad emergerá de ellos. El debate sobre el futuro de la sociedad industrial se ha vuelto en cierta forma estéril, etiquetándola como sociedad ``post-industrial'', ``de la información'', y hasta ``tecnocrática'', con poca o nula consideración acerca de un significado real o valor analítico. Pero ciertamente, nos dirigimos a algún lado, y la forma de la sociedad del futuro es aún, hasta cierto punto, negociable. Al final, todos tenemos el derecho de debatir y conformar el tipo de sociedad en la que queremos vivir. Por ahora, es difícil estimar el impacto de la nueva tecnología informática sobre las oportunidades futuras de trabajo, debido a que aún no sabemos como va a proceder el cambio. Ciertamente, es difícil prever cómo se van a generar nuevas oportunidades de empleo para reemplazar las pérdidas en las industrias de manufactura tradicionales.


DILEMAS DEL MUNDO