Issuu on Google+

Alcances del estudio filosófico en el mundo de hoy

CONTENIDO 2

Bienvenida del director

3

¿Qué es la Filosofía?

3

Información útil sobre la licenciatura

4

Bibliografía recomendada

4

Si estudio Filosofía, ¿moriré de hambre?

6

¿Qué le diría a los padres cuyos hijos quieren estudiar filosofía?

6

El sentido actual de las humanidades Boletín de la Escuela de Filosofía / Vol.2

8

Revista Tópicos

21/mayo/2011


Alcances del estudio filosófico en el mundo de hoy

Palabras de nuestro director Estimados alumnos y padres de familia: Les damos la más cordial bienvenida a la Escuela de Filosofía de la Universidad Panamericana y les deseamos la mejor de las suertes en este proyecto que están por emprender. Los miembros de esta casa de estudios acogemos su vocación humanista con gran alegría y asumimos la responsabilidad que conlleva la decisión que han tomado. Estudiar filosofía es una apuesta original y los acompañaremos durante el camino que están por iniciar. Todos sabemos que el mundo contemporáneo es un constante desafío: su comprensión e interpretación resultan cada vez más complejas. En este contexto, la tarea filosófica consiste en plantear las interrogantes más fundamentales y busca una respuesta que trascienda las soluciones superficiales. De esta forma, pensando las cosas desde sus orígenes, es que nuestra época puede proponer soluciones verdaderamente originales. La filosofía está llamada a jugar un papel cada vez más importante en ámbitos tan diversos como la academia, la política, la empresa, las artes o la cultura. Si miramos atentamente nuestra realidad, encontraremos que México requiere, cada vez más, de personas educadas en la crítica y la argumentación que sean capaces de abordar las problemáticas que más nos preocupan con una orientación humanista. La justicia social, el combate a la pobreza, el respeto a los derechos humanos y muchos temas más que están pendientes en la agenda nacional reclaman la presencia de una visión política, económica y científica centrada en la persona. De ahí la importancia que tiene para nosotros el cuidar y promover todas las vocaciones filosóficas que depositan su confianza en nuestra Escuela. A lo largo de cuatro años, un estudiante de filosofía lee, comenta, analiza y discute con las obras más importantes de la historia del pensamiento filosófico y científico. El resultado de este ejercicio es una mente abierta al diálogo y habilitada para la búsqueda de la verdad. Desde hace más de veinte siglos, la filosofía ha cumplido con esta misión en las distintas culturas que la han cultivado y nuestro compromiso con ustedes es darle continuidad a esa tradición humanista y humanizadora. Les reiteramos la bienvenida a la Escuela de Filosofía de la Universidad Panamericana a nombre de todos nuestros profesores y pueden confiar en que adoptaremos su proyecto profesional como propio. Atentamente,

Dr. José Alberto Ross Director de la Escuela de Filosofía Universidad Panamericana

2


21 de mayo de 2011

Información útil sobre la licenciatura L

a Licenciatura en Filosofía de la Universidad Panamericana está organizada en un sistema de 274 créditos. En un plan ideal, se realiza en 4 años. La Escuela de Filosofía de la Universidad Panamericana pertenece a la Facultad de Filosofía y Ciencias Sociales cuya actual directora es la Dra. Rocío Mier y Terán Sierra. A la par de la Universidad, la Licenciatura en Filosofía comenzó hace casi 41 años. El rector de ese entonces, el Dr. Carlos Llano Cifuentes (q.e.p.d.), impartía las clases de Epistemología y continuó haciéndolo hasta el año pasado.

¿Qué es la Filosofía? V

¿Sabías Qué? La revista, Journal of Applied Philosophy, editada en Florida, resuelve cuestiones de interés social urgente.

ariedad de mitos giran alrededor de la filosofía como profesión. Nuestro país, víctima del positivismo característico del siglo XX, redujo las profesiones a aquellas que tuvieran una comprobación empírica. De ellas, ninguna ciencia tendría sentido si no encontrara en la filosofía su fundamento. La Filosofía es el estudio de todas las cosas. Esto no significa formar “todólogos” sino estudiar lo que las demás ciencias ya dan por hecho, por ejemplo: La biología estudia diferentes formas de vida pero no se plantea el problema filosófico de qué son, o si

verdaderamente existen como la aprehenden nuestros sentidos. El abogado interpreta y aplica la ley a los casos particulares pero el filósofo se pregunta por la naturaleza de la justicia que los fundamenta. Mientras el arquitecto se esfuerza por producir belleza en sus construcciones, el filósofo se pregunta si la belleza está en la construcción o en el que la percibe. Podríamos encontrar ejemplos de todas las ciencias que justificaran porqué la Filosofía es la madre de las mismas. Lo cierto es que la Filosofía es sumergirse a los textos, educarse en el diálogo y aprender a argu-

3


Alcances del estudio filosófico en el mundo de hoy mentar. Con base en teorías y de acuerdo a lo dicho sobre la relación con otras áreas, el estudiante de Filosofía podrá trabajar en cuatro campos principalmente: La investigación y la docencia, los medios de comunicación, la política y la empresa.

La Filosofía comenzó en la Antigua Grecia con la admiración. Quizá en el mundo acelerado en el que vivimos, debamos detenernos y admirar al ser humano, sin olvidar las responsabilidades que posee como ser social y las necesidades laborales que con-

lleva pertenecer a la sociedad. El estudio filosófico, permite detenerse a admirar y cambiar aquello que obstruye el desarrollo de la persona. El filósofo puede trabajar en cualquier lugar. La carrera le facilita

Bibliografía recomendada sobre el estudio filosófico. BOCHENSKI, Joseph: Introducción al pensamiento filosófico. Herder, Barcelona, 1974. INNERARITY, Daniel: La filosofía como una de las bellas artes. Ariel, Barcelona, 1995. POLO, Leonardo: Introducción a la filosofía. EUNSA, Pamplona, 1999.

Si estudio Filosofía, ¿moriré de hambre? habilidades de análisis crítico, estructura mental, razonamiento verbal, redacción, argumentación y comunicación oral. Por ello, el filósofo puede desarrollarse en los siguientes campos laborales: La investigación y la docencia, los medios de comunicación, la política, la empresa, el arte y el desarrollo social. A continuación presentamos algunos ejemplos de filósofos destacados que trabajan en diferentes áreas.

Medios de Comunicación

Tere García Ruiz: Directora del periódico y programa de radio Todo México Somos Hermanos. Larissa Guerrero: Directora de la revista Synechismo. Rodrigo Chávez: Director de la revista Trilogía. Alejandrina Lincoln Strange Ochoa: Coordinadora de redacción de la revista Istmo. Alejandro Cavalazzi Sánchez: Colaborador de la revista Crisol, Utopía y El Inquilino.

4


21 de mayo de 2011

Empresas

Gabriel Arrache: Analista de contenido de Grupo Autofin México. Jesús Salazar Velasco: Director en Carajillo Café. Juan Pablo Llamas: Director General de Logyt Discovery (consultora). José Manuel Núñez Pliego: Rector de la Universidad. Panamericana.

Política

Arely Vázquez Vidal: Coordinadora del área del medio ambiente en la Secretaría del Medio Ambiente (SMA). Fidencio Aguilar: Consejero electoral del Estado de Puebla. Ricardo Nuño Vega: Director de microrregiones en Secretaría de Desarrollo Social (SEDESOL). Marilú Martínez: Coordinadora en el Instituto Nacional para la Educación de Adultos Mayores (INEA). Fernando Galindo Cruz: Asesor político y redacción de discursos para el Partido Acción Nacional en el Estado de México. Alberto Ortega Venzor: Políticas públicas para la Presidencia de la República.

Investigación

Diana Ibarra Soto: Directora del área de división de género y familia en el Centro de Investigación Social Avanzada (CISAV). Claudia Márquez: Asesora de la Subsecretaría de Gestión para la Protección Ambiental en SEMARNAT.

Arte y Cultura

Cecilia Sabido: Directora de la Compañía de Teatro de la Universidad Panamericana. Alfonso Cuarón Orozco: Productor de las películas: “La Princesita”, “Grandes Esperanzas”, “París Te Amo” y “Harry Potter y el Prisionero de Azkabán”.

5


Alcances del estudio filosófico en el mundo de hoy

¿Qué le diría a los padres cuyos hijos quieren estudiar Filosofía? Dr. José Manuel Núñez Pliego Rector de la Universidad Panamericana

P

ara responder esta pregunta tendré que asumir algunos supuestos.   Supongo que la pregunta se hace ante la posibilidad de que este deseo provoque una reacción negativa en los padres. Para responder con asertividad resultaría necesario conocer cuáles son los temores concretos de esos padres.  Quizá pueda aventurarme a algunos prejuicios especialmente presentes en la sociedad actual. La mayoría de las objeciones paternas sobre el estudio de una carrera como filosofía advienen de la preocupación sobre el futuro del hijo y su medio de sustento.   Desde esta perspectiva quizá para el padre de familia resulta un tanto incierto el futuro

de alguien cuyo cometido parece reducirse a una profesión abstracta y especulativa de dudosa aplicación práctica.  Tras esta prevención se esconde un prejuicio forjado de un paradigma sobre lo que se cree es un filósofo: un sujeto que anda en las nubes, con poco sentido práctico y con cierta incapacidad para generar los recursos necesarios para su sustento.  En el fondo, la asunción de que el mejor modo de ser feliz y triunfador es ganando mucho dinero y, por tanto, evitando todo aquello que no sea garantía suficiente para conseguirlo. La filosofía es un saber que enseña a ejercitarse en una actividad humana fundamental, el

uso de la inteligencia. La filosofía por medio del conocimiento de las principales corrientes de pensamiento forja en sus estudiosos muchas capacidades entre las que destaca: el análisis y la síntesis; la posibilidad de establecer pensamientos complejos y relacionar diversas opciones; agudiza la facilidad para argumentar.  Como consecuencia de lo anterior posibilita la expresión tanto oral como escrita del pensamiento.   Podría uno preguntarse: bueno, ¿y esto para qué sirve?  Y podría contestarse: para algo, muy sencillo y muy preciado, aprender a pensar; y pensando, resolver los problemas que puedan presentarse.

El sentido actual de las humanidades” del Dr. Alejandro Llano Cifuentes Reseña por Santiago Floresmeyer. Cuarto semestre de Filosofía en la UP.

E

n las escuelas, en los cafés, en las comidas y demás convivencias interpersonales no se discuten las

6

humanidades; nuestras pláticas están inundadas de Internet, redes sociales, videos, chistes, etc.

Nadie conversa sobre el arte, la lengua, la filosofía y el resto de las humanidades. Sin embargo, no


21 de mayo de 2011 podemos desprendernos de ellas y a la vez exigir que las personas se comporten como tales si solamente nos enfocamos en “educar” humanos sin un sentido espiritual de la vida y de sus acciones. A continuación, se expondrán cuatro ventajas del sentido actual de las humanidades. Las humanidades como interpretación crítica de la sociedad actual: La tecnología ha avanzado a una velocidad como no se había dado en toda la historia de la humanidad, es imposible quedarse quieto y esperar que no nos devoren las manadas que avanzan con la corriente. Sin embargo, no por ello está bien tener prisa siempre, hace falta un modelo de pensamiento que se enfoque en el tiempo, en la paciencia y en la crítica. Crítica en un sentido amplio y positivo que proponga, analice, corrija, venga y regrese sobre los pensamientos para ajustar los detalles. Cualquier proyecto humano necesita este tipo de pensamiento. Las humanidades como revitalización de la cultura: Resulta imposible dejar quieta nuestra cultura para poder entenderla, es más fácil que nosotros nos quedemos quietos, que reflexionemos sobre lo que ocurre y con base en eso, entender para actuar. El estudio de las culturas griega y latina nos proporciona una perspectiva sobre una cultura que por haber acabado, está quieta. Quieta pero no muerta: en ella están los fundamentos de

nuestra cultura pues las grandes obras de arte están cimentadas sobre ellas y siempre llenas de referencias. ¿Qué podremos entender de los grandes genios de la historia si no sabemos lo que ellos leyeron, vieron y pensaron? Para revitalizar la cultura hace falta ver la tradición que la creó, empaparnos de ella de nuevo y darle la vida original que tenía, así podremos conocer mejor al ser humano pues está hecho de ese tipo de influencias y no de libros de superación personal. Las humanidades como reflexión sobre las grandes cuestiones personales y sociales: Decía Ortega y Gasset: “No sabemos lo que nos pasa, eso es lo que nos pasa”. La frase es vigente y de gran impacto porque el ser humano contemporáneo ha desarrollado muchas soluciones prácticas y sencillas para problemas comunes; sin embargo, lo que debe desarrollar son respuestas a las preguntas de la vida. Los temas sobre el arte, la política, los sentimientos, la educación, el ambiente y la ética son cada vez menos discutidos porque cada vez interesan menos cuando, curiosamente, son las decisiones más importantes; no es de extrañarse que hayamos salido tan mal parados de los problemas cuando carecemos de estos temas. Este tipo de discusiones son de carácter humanista porque corresponden a lo más íntimo del ser humano. Las humanidades como catalizadores de la creatividad: Una cualidad que desespera de los

filósofos es que se ponen a cuestionar todo: lo dado y lo supuesto no son tan claros para ellos como son para los demás. El humanista siempre está pensando y esto le permite una mayor capacidad de cuestionamiento, de crítica y de análisis que lo posibilita a pensar de forma alternativa. Esta manera de pensar es el motor de la creatividad pues siempre está generando nuevas ideas y perspectivas sobre lo que ya parecía acabado. Asimismo, el humanista aporta pensamiento sistemático al mundo donde todo parece técnico-científico. La misión humanista ha unido el pensamiento y los aspectos prácticos de la vida pues con su visión universal puede entender y reinterpretar los conocimientos, abrirse a mundos posibles y situaciones contrafácticas para adquirir nuevas perspectivas. Decía Tocqueville que la buena salud política depende del estado moral e intelectual del pueblo. Sin humanidades, los problemas personales y sociales se reducen a criterios pragmáticos y funcionales. Esto solamente empobrece la experiencia y el ambiente del ser humano.

7


Revista Tópicos La Revista Tópicos es la revista de Filosofía de la Universidad Panamericana. Fue fundada en 1991 y publica un número semestralmente. La temática de la revista no está circunscrita a un área definida de la filosofía, está abierta a diferentes enfoques: Antropología, Epistemología, Filosofía Política, Ética, etc. Tópicos se distribuye en los cinco continentes y tiene especial relación con revistas de Norte y Sudamérica. Su actual editor es Héctor Zagal Arreguín y la editora asociada, Karen González.

Ventajas competitivas de la UP Profesores de alto nivel académico Atención personalizada Plan de estudios ordenado y estructurado Eventos con académicos internacionales Intercambios

FilosofíaUP María José García Castillejos 5482-1600 y 5482-1700 ext. 6550 mjgarcia@up.edu.mx http://filosofia.up.edu.mx

Caja: Ext. 6262, 6262 y 6282 Cobranza: Ext. 6292 y 6288 Becas: Ext. 6280 Servicios Escolares: Ext. 5552

www.up.mx


Alcances del estudio filosófico en el mundo de hoy 2