Page 1

Tema: Avances Tecnológicos  

¿Por qué ha tomado tanto auge la tecnología en la guerra? ¿Hay referencias de cuando inicio tal desarrollo?

Dos cosas tan aparentemente alejadas y sin relación como son la invención de la bomba atómica y la aparición de las primeras computadoras tienen, sin embargo, el punto en común del proyecto Manhattan. Fue aquí donde Von Neumann, tratando de resolver los enormes problemas de cálculo que conllevaba el estudio de la implosión de la bomba atómica, sentó las bases de una arquitectura que casi todos los ordenadores que usamos hoy en día siguen. A su vez, el desarrollo de la bomba atómica modificó la estructura del mundo. Lo dividió en dos grandes bloques y provocó un sistema tripartito entre Estados Unidos, la Unión Soviética y China en la que las dos potencias más débiles se aliaban en contra de la más fuerte en cada momento. Existía en la sociedad una sensación de enfrentamiento inminente. Sin embargo, a la vez, la competencia entre ellos llevó a una carrera tecnológica sin precedentes. Desde que el hombre voló por primera vez el 17 de diciembre de 1903 al alunizaje de Armstrong y Aldrin el 21 de julio de 1969 transcurrieron tan sólo 66 años. No hay duda de que las guerras han traído consigo enormes avances tecnológicos. Pero, ¿merece la pena el precio? Millones de vidas perdidas en la Segunda Guerra Mundial y el caos económico y social en el que se han hundido los países del bloque comunista son las consecuencias negativas y obvias. Pero gracias a ellas la carrera espacial y los ordenadores, entre otras cosas, fueron posibles. Parece, de todas formas, poco probable que esto se vuelva a repetir. Una nueva guerra a nivel mundial sin duda acabaría con la humanidad (y, por lo tanto, no traería mucho progreso científico) y los conflictos locales habituales no suelen llevar consigo un avance significativo. Sin embargo, resulta curioso que aún hoy, en España, el ministerio de Defensa dedica más dinero a investigación y desarrollo que el de Educación y Ciencia. La facilidad con que cualquier descubrimiento científico es transformado en una nueva tecnología bélica ha sido una constante a lo largo de la historia.


Ciencia y tecnología para la guerra en la época actual La revolución científico técnica actual, con el desarrollo acelerado de la ingeniería genética y biotecnología; cibernética y telecomunicaciones, le ha dado también un ritmo acelerado a la carrera armamentista, los gastos militares en el mundo, para el 2005 alcanzaron 1 000 118 000 millones de dólares. Obviamente el primer consumidor de Armamentos fue los Estados Unidos con un 48% del total. La nueva carrera armamentista presenta tres direcciones:  Militarización del espacio extraterrestre (Guerra de las Galaxias)  Robotización del Armamento (Armamento inteligente)  Desarrollo de tecnologías cibernéticas y de información con fines militares (no letales) Julio Verne, HG Wells y otros escritores de ciencia ficción no fueron capaces de imaginar los "inventos" de los hombres de la época actual para matar a otros hombres, a pueblos enteros, someterlos a una cultura globalizante y dominar el mundo. La teoría de la Guerra de Cuarta Generación, ha adquirido matices alucinantes, los "tanques pensantes" del Comando Estratégico de las Fuerzas Armadas de los Estados Unidos consideran que la época de la "barbarie" ya paso, que no es necesario usar armas atómicas, o incluso convencionales, que no se requiere derrumbar gobiernos, solo se requiere "eliminar" algunos adversarios selectivos y someter al resto de la sociedad a sus intereses mediante el empleo de armas "no letales", para ello todo un ejército de científicos, bioquímicos, microbiólogos, neuropsicólogos, fisiólogos, psicólogos, ingenieros y tecnólogos han sido movilizados para diseñar y experimentar nuevas armas. Más que dañar y matar a las tropas y la población se busca controlar su forma de pensar y su comportamiento. Según sus concepciones las guerras ahora se desarrollarán en dos campos.  De tecnologías  De idea


Si nos remontamos ya incluso al neolítico, vemos a los seres humanos competir y luchar por lo de siempre: recursos, territorios y poder. Normalmente vence quien ha aprendido a combatir mejor, ora sea con unos mazos de madera más grandes, o desarrollando el uso de utensilios algo más complejos como rudimentarios arcos y flechas con punta de piedra. Pese a todo, nunca debemos perder de vista que siempre, y digo siempre, cada vez que se crean medidas se desarrollan contra medidas. Esto significa que si alguien nos ataca con un arma nueva, enseguida vamos a aprender a defendernos de ella. Es así como nacieron las primeras ciudades amuralladas. Una de las más antiguas de que se tiene constancia es de la ciudad de Jericó, en el actual Israel, que ya estaba cercada por unos relativamente altos muros de adobe unos 5000 años antes de Jesucristo. Uno de los principales problemas a los que se enfrenta el desarrollo de la ciencia y la tecnología es la Tecnocracia, la cual da prioridad a la generación de conocimientos y proyectos con fines de lucro sobre las necesidades reales humanas. Aquí nos enfrentamos con un grave problema: el financiamiento, pues no puede existir investigación sin el capital suficiente para llevarse a cabo. Por lo tanto, el conocimiento en estas áreas depende más de los intereses de quienes tienen los recursos para financiar proyectos de investigación que de las necesidades humanas. Por tal motivo, uno de los más recurridos fines de la ciencia (no el único) es su aplicación para la guerra. Un ejemplo de esto es la Agencia de Investigación de Proyectos Avanzados de Defensa (DARPA por sus siglas en inglés), que tiene como objetivo el desarrollo de tecnologías militares. A esta agencia del Departamento de Defensa de los Estados Unidos le debemos, entre otras cosas, el desarrollo del Internet.

Avances de la Tecnología  

Desarrollo Tecnológico para fines bélicos.

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you