Page 6

Cuando caminamos por la sierra alta a los pocos pasos empezamos a ver la abundante vida silvestre, como este venado que se distingue entre espinas

lugar como alimento (frutos y semillas) y como refugio, principalmente para aves y mamíferos medianos como los mapaches (Procyon lotor) y los coatíes (Nasua narica) que regularmente se observan cercanos a los arroyos, en grupos de hembras y crías. En esta región, donde algunos de los principales arroyos alimentan al río Aros, se pueden observar amplias áreas de aguas cristalinas y algunos peces y anfibios nativos. A lo largo de arroyos como El Carrizal, los cactus y árboles se mantienen verdes gran parte del año y proveen sitios con sombra en las épocas más crudas del verano. En esa temporada, el agua a lo largo del arroyo es intermitente y generalmente se extingue 4

conforme la elevación de las montañas aumenta, aunque es probable encontrar algunos ojos de agua que los vaqueros locales conocen desde hace muchos años y que son muy valorados. Los arroyos además de servir a la fauna silvestre como corredores de conexión hacia el río Aros, a los investigadores les ayudan para implementar métodos de muestreo con trampas de arena para el registro de huellas de las diferentes especies; otro método no invasivo para identificar a la fauna de la región es el uso de las cámaras trampa que tienen la ventaja de que pueden ser colocadas en sitios como veredas o pasos que presumiblemente son usados por felinos y sus presas. Estas cámaras actualmente cuentan con

Profile for Naturalia, A.C.

REVISTA ESPECIES NOV - DIC 2019  

Se escuchan los primeros trinos matutinos que anuncian que ha llegado el momento: es hora de observar aves en los campos agrícolas. Entre es...

REVISTA ESPECIES NOV - DIC 2019  

Se escuchan los primeros trinos matutinos que anuncian que ha llegado el momento: es hora de observar aves en los campos agrícolas. Entre es...

Advertisement