Issuu on Google+

Revivir el pasado no ha sido sabio Disfrutarlo de lejos mientras río siempre ha sido lo mejor Retroceder es lo más tonto que se puede hacer Es disfrazar de ingenuidad los atavíos de lo amargo Es ignorar las lecciones que dejó el sendero Por querer dar de comer a mi ego cuando está sediento De más está decir que retroceder no significó avanzar Ya me cuesta mendigar por lo que no existe por lo que no nace de las venas por lo que sale de los adentros Debe ser que ya me he vuelto grande debe ser que la edad me ha desgastado el oído que ya estoy exhausta de escuchar promesas que jamás se han cumplido que ya me he cansado de esperar lo que no acontecerá, Uno debe saber ser y cuando estar Y con eso poder bastar Reconocer que lo que un día fue, ya no será.

20/5/14.


Retroceder no es negocio