Page 1

ARTEA Etnografi Elkartea / Asociación Etnográfica ARTEA Arteko Aldapa, 12 01474 Artziniega (Araba) Tl. 945.396.210 artziniegakomuseoa@euskalnet.net www.artziniegamuseoa.org

ARTZINIEGA MUSEOAren ALDIZKARIA REVISTA del MUSEO DE ARTZINIEGA

25 ZENBAKIA NÚMERO 25

EDITORIALA Artziniega sigue progresando. La integración de nuevos vecinos en las diversas actividades y en las asociaciones existentes en la Villa está siendo evidente y refuerza el ánimo y la creatividad de los antiguos. Así ha sido en los carnavales, en las procesiones de Semana Santa, en la Exposición de fotografías antiguas sobre este tema, en las actividades deportivas, y por supuesto, también en las actividades organizadas en el MUSEO. También la Asociación Etnográfica Artea comienza esta primavera con paso firme, animada por la incorporación de colaboradores de GURDIA, incluido el investigador y etnógrafo donostiarra Antxon Aguirre, y por otra parte el incremento de nuevas altas como Amigos del Museo. Nuestra Asociación “se ha puesto las pilas” y como podeis leer en esta páginas, el programa para este segundo trimestre es intenso y variado. Esperamos vuestra presencia en los diversos actos programados, para que sigamos manteniendo la buena imagen que ha ofrecido Artziniega siempre en el ámbito cultural. Prozesioa prestatzen

2008ko Martxoa Marzo de 2008

Artziniega aurrera doala argi eta garbi dago antolatzen dituzten ekintzetan eta elkarteetan auzokide berrien parte hartzea gora baitoa. Honek animatzen gaitu aspaldikook ildo honi jarrai diezaiogun. Gorakada hauxe azken aratustetan, Aste Santuko argazki erakusketan, kirol ekintzetan eta Museokoetan baieztatu egin dugu. Guri dagokion esparruan gauza pare bat aipatzekoak dira; alde batetik GURDIA aldizkarian, Antxon Agirre ikertzaile eta etnografi donostiarra parte hartzen hasi egin dela, eta beste aldetik Lagun berriak ditugula. Zuen partaidetza, batean eta bestean begirunez hartuko dugula ahaztu gabe. Halaber, Artea Etnografi Elkarteak udaberrirako egitarau trinko eta denetarikoa prestatu egin du guztiok parte har dezagun, eta beti bezala beste elkarte batzuekin batera Artziniegaren esparru kultura ona izan dadin. AURKIBIDEA 1 Editoriala 2-3 Kultura 4 Bizikleta Jaia 5- 9 Epopeia pelotazale 10-11 Hilarriak 12-15 Herri Oratzea III 16-17 Aste Santua 18-19 Ereinotz 20-21 Denborapasak 22-23 Ipuina 24 Argazkia

carnet de

AMIGO DEL MUSEO Una colaboración cultural

15 € anuales Pago en el MUSEO o CajaVital 84.010491485.7


KULTURA

Del 6 de Mayo al 3 de Junio de 2008 BAKEAREN ALDE – 70. URTEMUGA POR LA PAZ – 70º ANIVERSARIO

Urtarrila Exposición patrocinada por la BBK

Fin de siglo Edición especial (serigrafías)

La exposición que tanto éxito de visitantes tuvo en Artziniega itinera a Araia (Asparrena) donde estará expuesta en el edificio de su Ayuntamiento.

Martxoa Día 28 – A las 20 horas Inauguración exposición de pintura

Fernando Ureta Con una nutrida asistencia de público, entendido en la materia, tuvo lugar la inauguración de esta interesante exposición pictórica. El tiempo no acompañó y tuvo su repercusión en el número de visitantes, que aunque no fueron muchos en número, si mostraron interés y entablaron debates con los representantes de la Asociación, que siguen atendiendo a los visitantes, en el Edificio para Exposiciones Temporales, los días festivos.

Otsaila-Martxoa

La participación en los últimos años, con éxito, en numerosos concursos (Primeros premios en 1999 Amorebieta, 2002 Estella y Miranda de Ebro, 2003 Segura, 2004 Azkoitia, 2005 Berriz, Etxebarri y Donostia, 2006 Torrelavega y Urnieta, 2007 Donostia y Legazpia) ha consolidado su vocación de pintor e impulsado una progresiva evolución técnica y artística que que se puede observar en los trabajos expuestos.

Exposición patrocinada por la BBK

Juan de la Rica

Día 29 Los 33 dibujos, a tinta, acuarelados y guaches, del artista tuvieron éxito de público y de comprensión por los visitantes, debido a la amabilidad de formas y colores.

OGIAREN EGUNA Amasado y horneado de pan Con este número de GURDIA en la imprenta, desde primeras horas de la mañana comenzarán los preparativos para esta “ekintza” etnográfica que ofrecerá la Asociación Etnográfica Artea en la Goiko Plaza de Artziniega. Los niños podrán participar en los talleres preparados para ellos y, además, tendrán la oportunidad de hornear la torta amasada. Una comida popular cerrará el acto.


Jornadas sobre Arquitectura Rural

EL HÓRREO Y EL CASERÍO, VÍNCULOS DE UNIÓN Herri Arkitektura Topaketak Sábado 19 de abril 18:00 h. Inicio de las Jornadas en el Ayuntamiento Viejo (Goiko Plaza). 18:30 h. Paseo por el Casco Histórico, guiados por Fernando Hierro y Mª José Torrecilla. 19:30 h. Presentación de las Jornadas en el Salón de Actos de ARTZINIEGA MUSEOA 19:45 h. CHARLA – COLOQUIO “Reconstrucción arquitectónica de la Artziniega fundacional” . Ponentes: Fernando Hierro y Mª José Torrecilla. Viernes 25 de abril 19:30 h. CHARLA – COLOQUIO “Transición del hórreo al caserío” Moderador: Juan Pedro Gorosabel. Ponentes: Jerónimo Lozano y Alberto Santana. Salón de Actos de ARTZINIEGA MUSEOA

ARTZINIEGA MUSEOA Programación primer trimestre de 2008 ABRIL (Exposición del 29 de Marzo al 4 de Mayo)

Fernando Ureta, oleos y acuarelas

Día 11 de Abril 19:30 h. Salón de Actos del MUSEO

Experiencia universitaria en Palenque 21:00 h. Apertura de la exposición “Transición del hórreo al caserío”.

Sábado 26 de abril 9:00 Excursión al Duranguesado, con visita a las zonas descritas en las Jornadas y más tarde a Bergara. Apuntarse en la recepción del MUSEO Precio, incluída la comida, para los Amigos del Museo y socios del Casino 20 € Otras personas ………………………. 35 € Ponentes Jerónimo Lozano. Catedrático de Ingeniería de la Construcción en la Universidad de Oviedo Alberto Santana. Profesor de Historia del Arte en la UNED de Bergara y en la UPV. Fernando Hierro. Dibujante e historiador. Coordinan Mª José Torrecilla, arqueóloga de la Villa y Juan Pedro Gorosabel, arquitecto local. Organiza: Asociación Etnográfica Artea Colaboran: Casino Recreativo de Artziniega y Ayuntamiento de Artziniega

Una cooperante internacional Anuska Bilbao y cuatro estudiantas de la U.P.V. (entre ellas Maitane Juaresti de Artziniega) desplazadas a Ecuador, para realizar un trabajo relacionado con la enseñanza en dicha zona, ofrecerán una charla, apoyada con imágenes, sobre su experiencia. Días 19, 25 y 26 de Abril

Jornadas sobre Arquitectura Rural

EL HÓRREO Y EL CASERÍO, VÍNCULOS DE UNIÓN Herri Arkitektura Topaketak MAYO Exposición conjunta: 7 de Mayo al 29 de Junio de 2008

Cerámica – Blanca Gómez de Segura Pintura – Igor Agirre Blanca es la Directora del Museo de Alfarería Vasca situado en Ollerías (Araba) e Igor un experimentado pintor.

JUNIO, día 21 - Solsticio de verano 20:00 Kalejira popular desde el MUSEO al Casco de Artziniega con animales mitólógicos portados por los escolares locales, con animación musical. 21:30 En el anfiteatro del MUSEO, encendido de la hoguera, ritos y danzas a su alrededor. Después una morcillada y fin de fiesta.


II. Bizi jaia El pasado 24 de Diciembre se celebró en Artziniega la segunda edición de la Fiesta de la Bicicleta, organizada por las Sociedades Ciclistas de Aiala y Artziniega con el patrocinio del Ayuntamiento. Este año se enfocó hacia un conocimiento y aprendizaje de la modalidad ciclista invernal por excelencia, el Ciclo-Cross. Esta modalidad es tremendamente espectacular, como se pudo observar en el polideportivo con los especialistas invitados, corredores punteros a nivel estatal. La fiesta fue un éxito de participación y hemos de hacer constar que contamos con la presencia de varios ciclistas profesionales: Igor Antón e Iñaki Isasi (Euskaltel), Unai Yus (Aidazu BH) vencedor de la Copa de España de Ciclo Cross y Javier Ruiz de Larrinaga (Bulletvan-Spiuk), corredores alaveses que están entre los mejores en la especialidad invernal, así como David Hidalgo, corredor de la cantera de la S.C. Aiala que es el actual líder del Torneo Spiuk en categoría Júnior y varios corredores aficionados que hicieron de monitores. Todos ellos estuvieron enseñando a los niños un poco de técnica básica y posteriormente se realizó una pequeña marcha ciclista hasta el pantano, mientras los más pequeños disfrutaban de una Ginkana en el frontón. Al regreso se realizaron las fotos de rigor, así como la firma de autógrafos para todos los niños que lo quisieron. Las Sociedades Ciclistas de Aiala y Artziniega siguen fomentando el uso de la bicicleta, de forma segura, como medio de locomoción e instrumento de

ocio, para lo cual se hicieron también ejercicios prácticos de Seguridad Vial, en la que por supuesto se implicaron los profesionales. Igualmente se incidió en el uso obligatorio del casco protector, auténtico salvavidas del ciclista. Asimismo queremos hacer constar que la Sociedad Ciclista Aiala, continuando con la labor que lleva realizando desde hace casi 30 años, está realizando unas prácticas dirigidas a todos los niños mayores de 8 años, en las que se instruye a los chavales en ejercicios prácticos de habilidad en bicicleta a través de juegos. Estas prácticas se están desarrollando todos los jueves, de 18 a 19:30 horas en el Colegio Arteko Gure Ama. Desde estas líneas quedais todos invitados a acudir y pasar un buen rato jugando con la bici. El único requisito es acudir con su bici, casco protector y rellenar un formulario.


1957: Gesta deportiva en Artziniega narraciones épicas del cronista deportivo Aitona, publicadas en el Correo Martes, 6 de Agosto de 1957

ARTZINIEGA Feliz inauguración del Torneo el pasado domingo. Todos quedaron muy satisfechos, según afirma el corresponsal, que envía para Aitona un cordial saludo suyo y de toda la afición de Artziniega. (Por recibidor agradecido y correspondido). Caroli y Navadijos (el mejor zaguero, por ahora) de Balmaseda, ganaron a Orozko (gran sacador) y Ventura (el soriano que juega todo por cortadas) de Amurrio, por 22-16. Hubo empates a 10, 11 y 14. En este tanto dibujó Caroli una dejada que ha pasado a la historia de la comarca. Los de Artziniega (Navarro y Llantada) salen arreando hasta 6-0 y mantienen su ventaja hasta el final, derrotando sin grandes inquietudes a “El Cata” y “Nico”, de Gordexola, a pesar de que fue “Nico” el que hizo el mejor tanto de dos paredes; pero… ¡fue el trece! … Se salvaron estupendamente las dos horas peligrosas de Artziniega bajo la presidencia de don Paulino Casado, el buen juez de cancha. El domingo más. Daremos a conocer el programa.

Miércoles 14 de Agosto de 1957

ATENCION AL TORNEO DE ARTZINIEGA Se adelantan las campeonato local

fechas.

Nuevo

Previo un buen “secado” y barrido del frontón, se jugaron el domingo los anunciados partidos del Torneo comarcal de parejas seleccionadas. Los “locales” Navarro y Llantada sucumbieron (22-16) ante la seguridad y compenetración de Orozko y Ventura, representantes de Amurrio; pero la “afición sensata” del pueblo encajó deportivamente el descalabro. En el segundo, Navadijos y Caroli, de Balmaseda, dejaron en 10 para 22 a “El Cata” y “Nico” de Gordexola, destacando Navadijos.

De público, animación y “ayuda voluntaria”, como el primer día: es decir, magnífico. La Federación Vizcaina de Pelota, cuyo presidente sabe también cómo hay que fomentar estas puras manifestaciones del juego tradicional, ha prometido un premio artístico, Todo marcha, pues, viento en popa. Como que han comenzado ya las sesiones del campeonato local, por parejas e individual, en las dos categorías de menores y mayores, esto es, jóvenes y … menos jóvenes. Por cierto, que los “chavales” se han batido el cobre de lo lindo, ya que Rubio y Sanchoyerto no han podido vencer a Treviño y Amador, más que por la mínima diferencia, y sudando mucho (1817). En la otra categoría, Pedrito (carnicero) y José Mari fueron más contundentes, dejando en 10 a sus rivales Basilio y Ramón. ¡Ya tenemos un “carnicero” también en Artziniega! ¡Cuántos émulos, amigo Floren, el de Plentzia!. Para este primer campeonato local se han inscrito cinco parejas de “mayores” y cuatro de menores. Y ahora, carísimos lectores y amigos de Artziniega, Balmaseda, Amurrio, Gordexola y zonas limítrofes ¡atención! Hay que adelantar fechas, si es posible, el domingo, día 18 de los corrientes. Por esto, los partidos fijados, en un principio para ese día, se adelantan a mañana, jueves día 15, festividad de la Asunción de Nuestra Señora. A la misma hora “crítica” de las cinco de la tarde. Es decir, que mañana tiene que luchar, en primer término, “El Cata” y “Nico” de Gordexola, contra Ventura y Orozko de Amurrio, y después, Navarro y Llantada, de Artziniega, contra Navadijos y Caroli, de Balmaseda. ¿Qué va a pasar? La cosa está bastante peliaguda, porque si Navadijos y Caroli, que tienen ya conseguidas dos victorias, ganan, se proclaman campeones del Torneo; pero si pierden, quedarán empatados a partidos con Navarro y Llantada, y, posiblemente, también con Ventura y Orozko. Por esto insisto en llamar la atención de todos los pelotazales sobre el cambio de fecha, para que no se pierdan mañana el emocionante acontecimiento.


Viernes, 16 de Agosto de 1957

La terrible Artziniega -

-

-

batalla

de

¡Ha sido terrible! Me dice por teléfono, con voz emocionada, el informador de Artziniega. ¿Han ganado ustedes? –pregunto con temor, porque sé de la valía de la pareja de Balmaseda con la que luchaban. ¡Por un tanto! … y después de estar con el agua al cuello. Porque …

Y continuó la explicación detallada de la pelea. Los “locales”, Navarro y Llantada, se adelantaron hasta 10-0, haciendo concebir a sus partidarios halagüeñas esperanzas; pero se serenó Navadijos y, lenta pero inexorablemente, con juego elegante, fino y seguro, dentro de la más correcta deportividad, logró la igualada a 19 y … pasó hasta 21-19.

Que deja en el aire la clasificación definitiva, porque ahora están empatadas a dos puntos (dos partidos ganados) las tres parejas, de Balmaseda (Caroli y Navadijos), Amurrio (Ventura y Orozko) y Artziniega (Navarro y Llantada), en tanto que la de Gordexola, integrada por “El Cata” y “Nico” (alguno tiene que perder), quedó eliminada al ser vencida –ayer también- por los de Amurrio (22-17). La pelota de los dos tantos finales provocó un enorme revuelo, porque nuncan faltan espíritus suspicaces predispuestos a pensar que “entró de matute” en la cesta para salvar a los “locales” de su apurada situación; pero la seriedad (fuera de toda duda) de quienes están al frente de este apasionante torneo y del juez presidente de cancha, don Paulino Casado, fueron razones suficientes para que los ánimos se calmaran y se aprestaran todos, amigablemente, a efectuar el sorteo para resolver el empate, ya que razones particulares obligan a terminar este torneo este próximo domingo, día 18. Y efectuado que fue, con toda clase de garantías, quedó exento y finalista la pareja de Artziniega, mientras que las de Amurrio y Balmaseda han de eliminarse entre ellas. ¡Estaba escrito que Artziniega llegase a la final! El desenlace de tan apasionante drama pelotístico está fijado para mañana, domingo… si las nubes respetan (como ayer) el plan. Por la mañana, a las once y media, jugarán su eliminatoria (semifinal para ellos) Ventura y Orozko, de Amurrio, contra Caroli y Navadijos, de Balmaseda. Y por la tarde, a las cinco y media, el vencedor de la mañana disputará la final contra Navarro y Llantada, de Artziniega. Un poco forzada la cosa, pero no hay otra solución. Y como así lo comprendieron los interesados, así quedó dispuesto con la plena conformidad de todos. Innecesario resaltar la expectación reinante en toda la comarca.

Nos figuramos, amigos pelotazales de Artziniega, las angustias que pasaron ustedes. Por fortuna… (para los de Artziniega, naturalmente) perdieron el tanto los balmasedanos, y eligiendo Navarro y Llantada una pelota fuerte y viva que había en la cesta, consiguieron el último empate y la victoria final.

(NOTA.- Dentro del campeonato local infantil, el miércoles, Mateín y Jose Antonio vencieron a Jesusín y Alberto por 18-17.)


Domingo, 18 de Agosto de 1957

Todo a punto en Artziniega para la gran traca final Programas para hoy (mañana y tarde) Artziniega, la villa alavesa que tan íntimas relaciones mantiene con sus limítrofes vizcainos, ha destacado definitivamente en la geografía pelotística por mor de ese Torneo de selecciones organizado, a título de ensayo, que hoy finaliza y que ha constituido un éxito rotundo, insuperable. Pocas veces se habrá dado el caso dramático de que las dos parejas más acreditadas del Torneo hayan empatado a 21 en su eliminatoria, como sucedió el jueves entre las de Balmaseda y Artziniega. Por este motivo la pasión –la sana pasión deportiva tejida con fibras de ilusión, brio y caballerosidad- se ha desatado por toda la comarca, y provocará sendos llenazos en las dos sesiones de hoy. Por la mañana, a las once y media, se jugará un primer partido “para entonar los nervios”, entre Miguel Angel y Roberto contra Juan José y Angelito. Y después, la gran semifinal entre Orozko y Ventura (Amurrio) contra Caroli y Navadijos (Balmaseda). El vencedor jugará por la tarde la final contra la pareja de Artziniega, compuesta por Navarro y Llantada, designada finalista por la suerte, después de su apuradísimo y emocionante triunfo del jueves sobre la de Balmaseda. Habrá banquete oficial al que mucho temo no poder asistir, agradeciendo cordialmente la insistente y amable invitación; pero sospecho que los finalistas no podrán aprovecharse para mantenerse en condiciones de disputar la final. La sesión vespertina comenzará a las cinco y media con un primer encuentro entre Ramón y Basilio contra Manolo y Partearroyo. Y a continuación … Ya queda apuntado: Artziniega contra la pareja que gane por la mañana. Y luego el apoteósico reparto de premios. ¿Dónde quedará el campeonato comarcal? ¿Quiénes se llevarán las copas de El Correo Español-El Pueblo Vasco? ¿Y las del Presidente de la Federación Alavesa? ¿Y las de su colega de la Vizcaina? Creo que entre don Félix Murga –alma máter de este torneo- sus más directos y

abnegados colaboradores Pedrito Gorosabel, Roberto Sainz de Aguirre y Joaquín Palacio, los generosos donantes Miguel Robina, José Cruz Nales, Juan Fernández (por no citar más que los extras), el Excelentísimo Ayuntamiento y este modestísimo cooperador, hemos ganado una gran batalla en pro del fomento del juego de pelota, conquistando una magnífica posición desde la que el fuego sagrado se extenderá rápidamente por toda la Encartación. Hago fervientes votos por que el tiempo contribuya al éxito de la jornada final. Y felicito de antemano a los vencedores.

Martes, 20 de Agosto de 1957

Beloki (“Navarro”) y Llantada ganaron para Artziniega la gloria de su primer torneo de pelota Después de la no menos dura batalla de las escobas Confieso que me cuesta mucho liberarme de los recuerdo emotivos suscitados durante mi estancia el domingo en Artziniega para ceñir mi crónica a la función meramente informativa. Quedé francamente “tocado” en el corazón por las atenciones que guardaron con la representación de El Correo Español-El Pueblo Vasco y más profundamente aún cuando la distinguida señorita Maria Victoria Garay obsequió a mi “secretaria” en nombre del pueblo de Artziniega, con un bellísimo ramo de flores. Atenciones y finezas son esas, amigos todos de Artziniega, que no se olvidan. Por esto, más que obligada cortesía, es deber ineludible de gratitud dejar escritos en esta página los nombres del alcalde, José Manuel Palacio; arcipreste don Nazario Medrano; secretario don José Elejalde; comandante de puesto de la Guardia Civil, don Andrés Saenz Chicote; médico, don José Ramón Diaz de Durana, y los destacados convecinos señores de Paredes, Robina, Nales, Aranguren y otros que se escaparán involuntariamente de la memoria, que nos colmaron de agasajos. Tengo cuenta especial con Joaquín Palacio y Roberto Sainz de Aguirre y sus amabilísimas esposas. Y nada digo de don Félix


y don Pablo, porque como todo lo hacen por amor a Dios, huelgan las expresiones de gratitud. Pero … Al pie de las fotos adjuntas he resumido lo más interesante de la jornada. Por la mañana (ya muy vencida), Caroli y Navadijos, de Balmaseda, eliminaron a Orozko y Ventura, de Amurrio. Bien los balmasedanos. Nervioso Ventura. Tardo Orozko en exhibir su precioso y eficaz juego de delantero alegre, por el cual fue premiado con la hermosa copa de la Federación Alavesa de Pelota. Quedaron los de Amurrio en 19 para 22, y los de Balmaseda, no demasiado fatigados para su segunda actuación de la tarde, porque el partido fue rápido. Por la tarde, Caroli sintió los efectos de la emoción, que le hizo perder el temple para las dejadas, y aunque también Llantada acusó mucho los “nervios”, el hermoso duelo Navarro – Navadijos terminó con la victoria del primero porque es mejor restador de saques. Esto suponía la clasificación de Artziniega en cabeza del torneo y desató una alegría indescriptible. Tanto ha gustado este torneo, que el señor alcalde prometió aumentar a dos mil pesetas la subvención para el siguiente. (Bueno… la verdad es que no puedo asegurar que firmase la promesa, pero sí que no se negó cuando se lo pidió el amigo Palacio.). Y todos los demás ofrecieron duplicar sus aportaciones. Por lo que el infrascrito también anunció – gustosamente- que aumentaría el tamaño de las copas con las que El Correo Español-El Pueblo Vasco desea contribuir a este brillante y potente resurgir del juego de pelota. Poco antes de abandonar Artziniega, la acogedora y amable Artziniega, se me acercó la “corresponsal administrativa” del periódico: -Señor… que me manden el martes doble número de ejemplares…

Prueba documental, irrefutable de la tremenda y furiosa afición a la pelota despertada en Artziniega con ocasión del torneo de mano que finalizó el domingo. Todo el pueblo concentrado en el frontón, estaba esperando la llegada de los representantes de Balmaseda, que tenían que decidir su eliminatoria con los de Amurrio. Un sirimiri fino, tonto… lo justo para no dejar jugar. La una y media. El “personal” –como dicen allí- que ocupaba todas las localidades siente la angustiosa llamada del estómago, y emprende la retirada. ¿Qué se hace? ¿Se deja para la tarde?... Don Félix y don Pablo elevan, suplicantes, sus miradas al cielo. Joaquín –que es un irónico- murmura sobre no sé qué carencia de influencias… Pero la silueta de Peñalba, envuelta en nieblas, se aclara, se perfila nítida. Cesa de lloviznar, y por entre el gris plomizo de las nubes asoma una mancha azul… ¡Escobas, escobas! Saltan al ruedo los voluntarios y en un dos por tres, a fuerza de serrín y de brazos, la cancha queda en condiciones. Unos cohetes, y muchos que habían empezado a comer abandonan la mesa para presenciar el triunfo de Balmaseda sobre Amurrio. Eran las tres de la tarde. Aitona, que aguantó a pie firme la “tormenta”, tomó esta foto para testimonio ante las generaciones venideras y ejemplo ante las presentes. (Nota: Tiene otras en las que están “luchando” como buenos, los que a juzgar por ésta parece que no hacen nada más que mirar. No se vaya a creer que fue sólo Roberto el que tiró de escoba).

Por la tarde el cielo se mostró clemente. Cuando Aitona terminó con la comida ligerita con que fue obsequiado en casa de los señores de Paredes –codornices y liebre… ¿cabe nada más ligero?- tomó esta estampa del bonito frontón. Los palcos de la derecha -del Casino Recreativo- se colmaron de distinguidas damas y encantadoras muchachas; la cancha se puso “intransitable” y en el tabladillo de la izquierda (tomado al asalto por la chiquillería) se sentaron, después, las autoridades. En este escenario riñeron la última batalla “Navarro” y Llantada, que eran “los del pueblo”, contra Caroli y Navadijos, de Balmaseda. Hay que decirlo –porque es verdad- que sin faltar a la corrección deportiva, Artziniega se volcó en apoyo de sus representantes, con la que, y el mucho juego de Navarro y la discreta colaboración de Llantada, quedaron “en casa” las copas donadas por El Correo Español-El Pueblo Vasco. Los subcampeones fueron premiados con las copas donadas por la Federación Vizcaina, y Orozko (de Amurrio) con un espléndido trofeo ofrecido por la Alavesa. Amén de unos magníficos ramos de flores con que obsequiaron a todos las lindísimas señoritas “Mari En” (María de la Encina) Sainz de Aguirre, Amparo Retes y Mari Sol Aranguren. Jornada memorable para Artziniega.


Oda a los campeones

hasta el último asalto.

Artziniega 1957 – Josetxu Velasco

Y los vi vencer con buen juego, bajo el grito del pueblo alocado, conquistando trofeos y fama y quedando el honor satisfecho y vengado, llegó a desbordarse el pueblo halagado. Y los grandes héroes, en hombros alzados, salieron triunfales bajo el grato tronar del aplauso.

¡QUE VIVA! ¡Que viva Llantada! ¡que viva Navarro! héroes de Artziniega, héroes esforzados, que de gloria su nombre cubrieron y a su pueblo tan alto encumbraron, que muy bien puede codearse con su nombre y su gloria de antaño. Sufriendo como hombres, como hombres lucharon, como hombres perdieron, como hombres triunfaron. Y hablando de hombres, yo vi a sus hermanos llorar como hombres, llorar angustiados, por sentir el sufrir de su sangre y sentirse impotentes para remediarlo. Y vi su braceo inconsciente, bajo el retorno potente del brazo, del que noble defiende en la cancha, sacando y restando, el honor de Artziniega y el suyo, por amor y el trofeo soñado. Y vi a todo el público gritar animando, llegando a sus héroes su calor, su entusiasmo y aplauso. Y le vi con valor sufrir resignado en silencio la triste derrota, en silencio elocuente y de sabio. Y de nuevo yo vi a los dos héroes luchar a destajo y vencer en el último instante enemigos con fuerza y con brazo. Y los vi seguir adelante

Chiquillos y jóvenes, una vez pasado todo aquel tumulto, jugaban soñando en ser campeones, como aquellos bravos, que más que admirados por todos aquellos, eran envidiados. Y allí vi a las jóvenes, destrozadas gargantas y manos, ensalzar a los campeones disculpar a los derrotados y les vi seguir con sus ojos, por el grato calor del ensueño, abordados, el andar de aquellos atletas suspirando llegar a su lado. Y vi a hombres serios cantando y bailando, armando un gran corro, unidas las manos, agacharse al sonido del chistu y saltar a su son embriagados, celebrando así la victoria, desquitando el sufrir del pasado. ¡Que viva Llantada!, ¡que viva Navarro! ¡que vivan aquéllos que lo han organizado!, despertando a disparos de cohetes de su gran letargo al pueblo dormido, al pueblo olvidado. Y le hizo vivir emociones, del deporte más noble y más bravo, ¡que viva la Junta!, que tanto ha ayudado, ¡que viva el Correo! que lo ha publicado. Y ¡viva Artziniega!, mi pueblo adorado.


LAS ESTELAS DISCOIDALES La idea de la muerte y, por tanto el recuerdo de los difuntos, siempre ha estado muy presente en el comportamiento humano. Menhires, crómlechs, dólmenes, pirámides, mausoleos o templos funerarios, son símbolos de esta constante, como lo son otras muestras artísticas de menores dimensiones pero igualmente ancestrales: las estelas discoidales.

La estela discoidal es una pieza glíptica que se encuentra prácticamente siempre sobre el lugar de un enterramiento, o donde ocurrió un óbito. Su forma más generalizada es circular, con un ancho vástago o pie en la parte inferior, que sirve para clavarla en tierra.

A juicio del insigne antropólogo José Miguel de Barandiarán, este elemento tiene un origen en la época de la expansión indoeuropea, es decir de finales del Neolítico 1 : "Parece que ya en el Neolítico el numen solar entraba como elemento en la mitología de los vascos. Figuraba desde luego en los grabados de aquella época, como más tarde en los de la edad de hierro y modernamente (siglos IX-XVII) en las estelas discoidales de los cementerios".

Tras las estelas discoidales celtas o ibéricas aparecen unas pocas de clara impronta romana (entre los siglos I y V de nuestra Era). Interesantísimas son también las cruces laureadas de la época visigótica, hasta la Edad Media utilizadas en zonas como Cáceres (Alconetas) o Guadalajara (Recópolis), de las que poseemos abundantes muestras datadas entre los siglos V al VII, y muy semejantes a las que se encuentran en los monasterios celtas de Irlanda, como el de Clonmacnois por ejemplo, del siglo X.

A partir del siglo IX se produce, a nuestro entender, un renacimiento de la estela discoidal, que alcanzaría su punto álgido alrededor del XII.


Hasta el siglo XIV en los carnarios de los templos sólo podía enterrarse a autoridades civiles o religiosas. A principios de ese siglo en Guipúzcoa se había extendido ya esta costumbre a otros vecinos, pero en Soria o en Navarra por ejemplo parece que hasta el XV o XVI sólo se dieron sepultura en el interior de las iglesias a las personas de alto linaje y responsabilidad. Hecha esta exposición, podemos ahora clasificar la historia de la estela discoidal en cuatro períodos: 1ª. Entre los siglos II a.C. y V d.C. aparecen las primeras estelas discoidales, tal vez con los celtas como creadores originales. Con la implantación de la cultura romana va decayendo su uso hasta el siglo V d.C. aproximadamente. 2ª. Continúan usándose las estelas de "cruz laureada", muy especialmente en el territorio visigodo entre los siglos V al VII, con prolongación hasta la baja Edad Media.

1

3ª. Reaparecen, al principio con no demasiada fuerza, a partir de los siglos IX al XII las estelas discoidales redondas sin perforaciones en el centro (semejantes a las antiguas celtas), con claro simbolismo cristiano pero sin abandonar del todo las pautas anteriores: signos astrales, antropomorfía, etc... Su generalización se detiene entre los siglos XIV al XVI, cuando se autorizan los enterramientos civiles dentro de los templos. Sin embargo, se mantiene en algunas zonas su uso para indicar el lugar de una muerte, tradición que al menos en el caso de Navarra se ha mantenido hasta bien entrado el siglo XIX. 4ª. Con todas las matizaciones que puedan hacerse, consideramos que un nuevo resurgimiento de la estela se ha producido a partir de la década de los setenta, al menos en nuestra zona. Panteones familiares, plazas públicas y otros lugares señalados acojen modernas tallas.

Antxon AGUIRRE SORONDO

BARANDIARAN, José Miguel de. OBRAS COMPLETAS. Tomo I. Enciclopedia Vasca. BILBAO - 1972.

Editorial La Gran

Esta estela, hallada enterrada en los jardines del Santuario, fue llevada por la Asociación Etnográfica Artea para su restauración al Museo de Arqueología de Alava el 12 de Setiembre de 1996. Este Museo le dio ingreso como Depósito temporal, añadiendo en el justificante que “La estela, una vez tratada, será devuelta a la Asociación Cultural Artea para su exposición pública en el lugar que se considere más adecuado para su conservación y difusión.” La estela ha sido reclamada, sin éxito hasta ahora, para su exposición en “ARTZINIEGA MUSEOA”.


Irina gatza ta ur epela ore-mahaian badaude eskuz nahastu egin ondoren bilaka daitezen ore

Ekorgailua eta arrabola berriztatuak dotore lana azalduko da ikusten badugu hobe

Prozesu dena amaitu ondoren egitea paregabe labea txukun ta ondo prestatu denok ogiren janzale

Heldu ostean hasten zatitzen ogiak prestatuen gaude haien itxura zaintzen dugu hotzi ez daitezen ere.

Falta zaigun makila luzea beltza da bere kolore karraskagailu izena dauka laberako du balore.

Horren barruan irina bota sartu egindako molde minutu batzuk eman ostean hortik atera behar de.

Bukatu zen falta zaigun ba garbiketa, adibide erabiliak, tresna guztiak betebeharra da gure Amaitutzat ez dugu eman dastatu behar zapore ogia jango dugu guztiok orain, bai agure labore.

La artesa en el centro por nosotros rodeada ingredientes ya mezclados harina y agua salada No nos hemos olvidado levadura introducir si pretendemos conseguir unas hogazas sabrosas.

Seguimos con la ardua y dura labor de trabajar la masa, añadiendo a medida que necesitamos más agua y harina. Nuestras manos son la única herramienta que la soba, mueve y golpea. Incluso nos valemos de los puños en ocasiones.

Una vez que las manos salen de la masa sin que ésta se queda pegada, la tapamos y dejamos actuar la levadura. La masa fermenta, hacemos los panes y listos para entrar al horno. El horno está caliente con la leña aportada, Entre tanto, no podemos olvidarnos del horno. Hemos acarreado retiramos la sobrante la leña, tenemos preparados el barredero, el rodillo y el rascador. que no ha sido quemada Ya solo falta que le demos fuego, y esperar a que se caliente. Poco a poco vamos terminando todo el trabajo de la hornada. Damos los últimos pasos para terminar el día reviviendo entre todos parte de la etnografía.


Labea artikulu honen protagonista izan arren, bakarrik datu batzuk azpimarratuko ditugu: - Gure labeetan; gure baserrietan aurkitakoetan; pezozko adreiluak erabiltzen ziren (25 x 30 x 10 cmkoak), hormetan eta zoruetan (hauetan batzuetan harlauzak aurkitzen ziren pezozko lauzak pitzatzean kentzen zirenean). Hauek buztinez eta arez egindakoak ( 20 / 80). - Neurri batzuetakoak izaten ziren, eta haien artetik egun hauetan 1,5 2 m-ko diametro eta altuera dutenak aurkitu zegin ditugu. Neurriak leku eta familiaren beharren araberakoak izaten dira.

Gure labea, gainetik aztertuko bagenu zoruko lauzak (1) eta ahoaren markoa (2) ikusiko genituzke

Egurra eta adarra sikuak txikitzen ditugu labean erraz sartzeko asmoz. Labearen erdian, zati txikienak jartzen ditugu, pizteko lana errazteko. Piztu ondoren, sartzen ditugun adar eta enbor lodiagoek behar besteko tenperatura lortzen lagunduko digute.

Nork bere erara hasten zen pauso hau prestatzen. Aukera bat, egurra eta adarrak erdi-erdian jartzea da (2). Hala, labearen erdiko goiko partea ( altuenaganga) hasiko da berotzen sugarrek jotzen dutenean. Normalean pila batean dagoenez erre ahala beren kabuz sakabanatzen da barrukoa.

Aunque el horno es nuestro protagonista no nos vamos a detener mucho en él. Damos algunos datos básicos: - Para su construcción se utilizaban ladrillos de adobe (25 x 30 x 10 cm), bloques compactos de una masa de arcilla (%20) y arena (80%), en su estructura. En algunos casos en el suelo del mismo se encuentran losas de piedra, cuando las de adobe se ha rajado o ha tenido que ser sustituida. - Suelen ser de medidas diferentes, dependiendo un poco del espacio disponible o de las necesidades de la familia pudiendo encontrar desde 1,5 m hasta 2 m de diámetro y alto.

Si hacemos un corte transversal en el horno, solamente veremos las losas del suelo ( 1) y el marco de la boca con los ganchos para la colocación de la tapa (2).

La carga de leña seca (palos, troncos delgados,…) la troceamos para introducirla con mayor facilidad.. Vamos colocando en el centro de éste, los más delgado, para que nos facilite el encendido del mismo. Posteriormente iremos añadiendo ramas y troncos más gordos.

Cada persona tiene una forma y modo de colocar la leña en su interior, pero normalmente se sitúa en el centro del mismo (1). Así, cuando se quema, las llamas alcanzan la parte superior (bóveda) del horno y comienzan a calentarlo. Al quemarse la leña, se va desprendiendo hacia los laterales.


Esperientzi hau bizi ez dugunentzat erabiltzen ziren edo ditugun tresna guztiek geuk egindakoak direla azaldu edo gogoratu behar dizkiegu. Tresna hauek, naturak emandakoak edo honek emandako gaiez egindakoak ziren/dira: egurra, iratzeak,…. (Herri Oratze II ikusi).

Egurra erre ahala geuk, labean, ondo egokitzeko arrabola soilik erabiltzen dugu (1). Makila hau, punta erreduna, ezinbestekoa izaten da barruko tenperatura lortzeko, berari esker egurra alde batera edo bestera mugitzen baitugu.

Arrabola (1) da ezinbesteko beste tresna sugar biziak hedatzeko. Sugarrak uzten baditugu erdian, bakarrik gune hau berotuko da, eta hori ez da gure asmoa. Hori gerta ez dadin, arrabolaren bitartez ertz guztietara hedatzen ditugu.

Gaur egungo labeetan, elektrikoetan zein gasetan, tenperatura eta denbora programatu baino ez dugu behar nahi beste lortzeko. Geuk baserrietako labeetan beste teknika bat erabiltzen dugu: gangaren kolore-aldatzea. Normalean, labea hotza dagoenean ganga (hormak ere) belztuta egoten da eta berotu ahala zuritzen da. Zuri-zuri dagoenean bero dagoela esan dezakegu. Arrabola erabiliz sugarrak erditik kentzen ditugu: batzuk alboetan uzten ditugu beroa iraun dadin, eta gainerakoak ahora hurbiltzen ditugu. Alboetakoak ez dira beti uzten. Ahoan batzuetan zentimetro batzuetako horma txiki bat osatzen dugu, beroaren irteera oztopatzeko.

Para las personas, que quizás no hayan vivido esta experiencia, una pequeña observación y recordatorio: Las herramientas que a continuación vamos a utilizar se hacen/hacían manualmente; utilizando las materias primas que se tenían: madera, sacos, helechos,… (ver Hornada Tradicional II).

Para poder ir acondicionando la leña introducida y que se está quemando utilizamos el rascador (1), palo largo y chamuscado en la punta debido al contacto con el fuego; pieza fundamental para distribuir bien la leña y conseguir la temperatura adecuada.

Otro instrumento necesario para tratar con el fuego, extender y mover las ascuas encendidas es el rascador. Si queremos que se caliente el horno por todas sus partes distribuiremos las ascuas con la ayuda del rascador. Con los nuevos hornos eléctricos, por ejemplo, no nos fijamos cuándo cambia el interior del horno de color, cuándo se ha puesto blanco el techo o las baldosas de la puerta. Con programar la temperatura y el tiempo adecuado es suficiente. En nuestro caso, observamos si la bóveda del horno cambia del negro chamuscado cuando está frío, al blanco si se ha calentado. Mediante el manejo del rascador, procedemos a retirar las ascuas y restos. Algunas veces parte se deja en los laterales para mantener la temperatura. De lo contrario se acercan hacia la boca del horno para retirar o para hacer una pequeña pared de varios centímetros de altura, que dificulte la salida del calor.


Gero eta gutxiago falta zaigu. Arrasto handiak kendu ondoren, eskobatu behar dugu zorua, lauzetan dauden errautsak, sugarren zati txikiak eta gainerakoak kentzeko. Ekorgailuaren momentua da (1)

Arrabola erabiltzeko momentuan saiatu egin gara sugarrak astiro-astiro guregana ekartzean gugana jo beharrean. Eskobatzeko momentuko mugimenduak lehenagoak baino apalagoak izan behar dira hautsak ager ez daitezen eta labearen zoruaren garbiketa luza ez dadin.

Labea garbitu egin dugu. Hala ere, ezin dugu tenperatura baieztatu baino lehenago ogia sartu edota egindako ogiak eta hauen hartziduraren prozedura amaitu gabe ( ogia prest egotea). Ez zen termometrorik erabiltzen, barneko tenperatura baieztatzeko, hori dela eta eskua labearen ahoan jartzen dugu, eta oniritzia eman ostean ogiak sartuko ditugu. Halaber, tenperatura oso altua izatekotan ogia erreko dugu eta oso gogorra izango da nahiz eta ogi freskoa izan.

Nonahi, beste leku batzuetan azkenak izaten ziren (eta ea ea momentu berekoak jatekoak) opilak sartzen ziren labean ogiak baino lehenago tenperatura baieztatzeko asmoz. Prozedura bezainbat baserri. Amaitzeko, (1) labe-endaiaren bitartez ogiak sartzen ditugu hormak edota hauen alboan utzi egin ditugun sugarrak ukitu gabe.

Gure partetik, gaurko artikulu amaitutzat ematen dugu, gogoratuz zuen iritzi, ideia eta komentario guztiak adeitasunez jasoko ditugula.

La preparación del horno está a punto de concluir. Debemos proceder a retirar los restos de ascuas, cenizas, etc. que están en el suelo del mismo. Es el momento de utilizar el barredero (1) proceder a barrerlo.

Si con el rodillo hemos procedido a realizar suaves movimientos para que no saltaran las brasas; en este caso el barredero se desplaza aún más suavemente por el suelo del horno, con el fin de no levantar mucho polvo que nos dilata la labor en el tiempo. Lo barremos desde el fondo y de los laterales hacia la boca. El horno está limpio y en teoría debemos proceder a meter el pan a cocer, en el supuesto de que “haya venido el pan”, es decir que hubiera terminado el proceso de fermentación después de hechos los mismos. Como seguimos con el método tradicional, procedemos a comprobar la temperatura manualmente. En este caso, se introduce la mano en la boca del horno. Todo lo más que puede ocurrirnos es que el horno esté muy caliente y se queme el culo de los panes y se cuezan demasiado. En algunos sitios las tortas que se meten al final y que se suelen comer las primeras, se introducen antes que el pan para comprobar que la temperatura del horno es la conveniente.

Posteriormente con ayuda de la pala (1) procedemos a introducir los panes en el horno, procurando no acercarlos a las paredes o las brasas dejadas cerca de éstas.

Damos por concluido este artículo recordando que esperamos recibir vuestras aportaciones, ideas, sugerencias, etc.


2008 Aste Santua

Goizean “Vía Crucis”

Aste Santuko Prozesioetan; anaikideen eta eramaileen jantzien koloretasunak eta pausoen dramak (Jesusen kalbario, hilketa eta ehorzketarenak) oso bestelakoa zuten.


Arratsaldean “Santo Entierro” Prozesioa

Tras varios meses de preparación, con una desinteresada participación popular y un renovado deseo de consolidar las procesiones de Semana Santa recuperadas, tuvo lugar el Viernes Santo la procesión del Vía Crucis por la mañana y del Santo Entierro por la tarde. Esta última se vió obligada a hacer el tramo final “a la carrera” por culpa de la lluvia. La ilusión de los cofrades más jóvenes, así como del resto del centenar de personas que formaban los cortejos, flanqueados por los fieles asistentes, y numerosos curiosos que se acercaron a estos actos, animaron las calles de Artziniega en un día amenazado por el temporal de viento, frío y lluvia anunciado.


Ereinotz laurel Laurel Nobilis I. Gizakiak bere bizimodua hobetzeko, betidanik erabili izan ditu landareak ; hasiera batean elikatzeko bazen ere, gerora, esperientzia bereganatu ahala, gaixotasunak sendatzeko eta baita gozatzeko ere erabili izan ditu. Gure arbasoek landareespezie asko bereizten zituzten: jangarriak, toxikoak eta abereen zein pertsonen gorputzeko gaitzak sendatzeko onak zirenak. Sendabelarren inguruko ezagutza mendeetan zehar belaunaldiz belaunaldi pasatu izan da; hasieran ahoz eto gero idatziz. Idazkera asmatu zenean, landereen deskribapenak eta horiek erabiltzeko moduak idatziz agertu ziren eta horrela iraun dute gaur egun arte. Hala ere, belarren izenak batzuetan nahasketa sortzen dira, adibidez, espezie berari bi izendapen eman izan zaizkiolako (Laurus nobilisari erramu eta ereinotz deitu izan zaio) edo izen bera bi espezie desberdin izendatzeko erabili izan delako edota medizina tradizionalean izen herrikoiak desberdinak izan daitezke leku desberdinetan. Altuera ertaineko zuhaitza da erainontza, enbor zuzena du eta azal gris iluna. Usain bereziko hosto iraunkor berde ilunak dituen zuhaitza, laureazeoen familiakoa, erramua (Laurus nobilis), 10 m inguru egiten da luze. Loreak udaberriaren hasieran agertzen dira. txikiak eta horiak dira. Fruitua baia-motakoa ,udazkenean ontzen da eta azeituna beltzen itsura du. Hostoak zein fruituak janariak ontzeko eta sendagai modura erabiltzen dira (Laurus nobilis). Grezian eta Erroman ereinotz hostoz egindako koroak jartzen zizkien garrariei, kirolariei eta olerkari onei.“Erramu domekan” bedeinkatutako ereinotza, etxe atarian eta etxe barruan jartzen zen, etxea tximistetatik babesteko. Orain ere, etxe berri bat eraikitzen denean, ereinotzaren erramu bat jartzen da teilatuan.

Tradicionalmente es una planta que ha simbolizado la victoria. Fue utilizada por los griegos y los romanos para realizar coronas con las que premiaban a los ganadores, tanto en el juego como en la batalla. Es un símbolo que también lucían sobre la cabeza los emperadores y los poetas.

En Euskal Herria el laurel es, también, muy apreciado como árbol protector de la casa, junto a la cual normalmente se encuentra plantado. Unas ramas bendecidas en la iglesia son guardadas en casa para ser quemadas durante las tormentas y, así, evitar que caigan rayos en ella.

Desde antiguo ha existido la creencia de que este árbol no podía ser alcanzado por los rayos, por lo que en numerosos pueblos sus gentes colocaban y colocan ramas de laurel, muchas veces bendecidas el Domingo de Ramos, en las casas, para que en el momento de las tormentas no fueran alcanzados por alguna descarga eléctrica.

También, cuando se completa la construcción del tejado en una casa, se coloca una rama de laurel en el mismo como símbolo de protección. El laurel es un hermoso árbol, de follaje verde y brillante, que crece en tierras húmedas y sombreadas. Las hojas de laurel se conservan


durante todo el año y son duras y correosas, de color verde oscuro en el haz y algo más pálido en el envés. Las flores nacen en los extremos de las ramas, son pequeñas y de color blanco o amarillo. Sus frutos son unas drupas similares a las aceitunas, que solamente las producen los laureles hembra. Normalmente lo veremos como un arbusto, pero con los años se hace un árbol que puede alcanzar los 15 metros de altura. En cada caserío o huerta podemos observa plantados laureles en nuestra villa ya que la utilización del laurel como condimento o como árbol protector lo han hecho imprescindible en el paisaje popular de la zona. Para su recolección lo más adecuado es recoger las hojas justo después de la floración de la planta, aunque pueden recogerse durante todo el año para uso en fresco o hacer ramilletes para secar en otoño. También se recolectan los frutos una vez han alcanzado su grado de madurez. Para su conservación, tanto las hojas como los frutos deben secarse a la sombra en un lugar oscuro y seco y guardarse en recipientes herméticos. Las hojas secas tienen un sabor más intenso que las frescas

Propiedades medicinales: Uso interno El uso del laurel en la cocina tiene una explicación lógica ya que favorece la digestión, ayudando al estomago, al hígado y previniendo la acidez, disminuyendo el flato y los espasmos intestinales. Para ello se puede tomar en infusión, de un par de hojas en una taza de agua durante 10 minutos, hasta 3 tazas al día.

sino también en aquel conjunto de dolencias que mejoran con la eliminación de agua y la consiguiente eliminación de toxinas y especialmente el ácido úrico: enfermedades circulatorias, hepáticas, reumatismo, gota, artritis, etc. Infusión, de un par de hojas en una taza de agua durante 10 minutos, hasta 3 tazas al día)

Uso externo El laurel resulta adecuado en el tratamiento externo de las afecciones de la piel contra afecciones causadas por hongos, así como en golpes, úlceras, quemaduras, acné etc., ayudando a regenerar la epidermis. Para ello hay que macerar un puñado de bayas en 250 gr. de aceite de oliva durante 15 días. Filtrar y aplicar con una gasa el líquido resultante sobre la superficie afectada, o verter unos puñados de hojas secas en el agua caliente del baño. La aplicación de cataplasmas de hojas de laurel ayuda a combatir las enfermedades del pecho y la tos que normalmente las acompaña.

Otros usos Alimentario: El laurel se ha utilizado como especia en la cocina para aromatizar platos diversos, como carne, sopas, etc. así como en preparados picantes junto a cebolletas y guindillas. Puede colocarse la hoja entera dentro del guiso o machacar la hoja seca para espolvorearla sobre la comida. No se debe servir al comensal la hoja cocinada pues, si la introducimos en la boca, puede cortarnos con facilidad.

Artesanal: En caso de enfermedades respiratorias tiene un efecto beneficioso contra la gripe, la bronquitis, tos y las afecciones del aparato respiratorio en general. Los efectos de esta planta se pueden apreciar tomando la misma infusión mencionada anteriormente.

La madera del laurel se utiliza para trabajos de taracea y marquetería, principalmente. También es utilizada en ebanistería y carpintería ya que es resistente a las plagas y a los hongos.

El laurel también ayuda a combatir las enfermedades reumáticas, aliviando el dolor y desinflamando las articulaciones afectadas. Se pueden tomar 4 gotas de aceite esencial 3 veces al día.

Muy importante: cuidado de no confundir el Laurel (Laurus nobilis) con el Laurel-cerezo o Laurel real (Prunus laurocerasus) al que se parece en cierta forma. Esta última planta es tóxica por ingestión para las personas. Se recomienda no consumir en caso de gastritis y úlcera, así como en ciertas enfermedades que afectan al intestino y en personas que tienen el estómago delicado.

El laurel favorece la eliminación de líquidos en el cuerpo, por lo que resulta interesante no solamente en caso de obesidad,


Artzi, munduan zehar ibili da egun hauetan. Berak modu desberdinetan idatzi egin du bere lanbidearen hitz nagusia. Gurekin parte hartu nahi baduzu, perpausak hitzekin baino ez duzu lotu behar.

Gure artean erabiltzen dugun hitza

Pa Pirinioak zeharkatu ostean.

London duen hiriburuan.

Tajo ibaia itsasoratzen den lekuan.

Angela izena duen lehendakariaren herrialdean.

Bread Pan Ogia Pain BukĂŤ

Lau probintziako Autonomi Erkidegoan.

Pâo Tirana hiriburua duen Herrialdean Autonomi Erkidego batean, hiriburua eta probintziaren izena bera duena.

XneĂ´ Brut


Nuestro amigo Artzi, ha participado en la Hornada Tradicional 08, formándose un pequeño lío a la hora de recoger las cosas. Sin darse cuenta, ha realizado algunos cambios al tradicional horno de leña.


Ipuin amerikarra

LA VENGANZA

Aquella tarde, cuando el sol había perdido algo de su ardor, Jaime subió la loma a mirar su ganado. Todo el hato se reducía a tres vacas una de las cuales amamantaba a una cría de mes. Tenía que acercarlas a la casa pues con las lluvias intensas de aquel invierno podía pasar cualquier cosa, por ejemplo que se acercaran al río y la correntada las arrastrara. Dos vacas le esperaban nerviosas y una estaba echada con su ternera. Se acercó. No. No estaba tumbada, descansando. Estaba muerta porque alguien la había macheteado por las rodillas traseras y se había desangrado. La sangre propia ahora le golpeaba su cerebro. Estiró los brazos hacia el suelo sacando el pecho; miraba al cielo con los ojos cerrados, como si quisiera levantarse hacia algún poder… Intentó que el odio mismo lo tranquilizara para fabricar la venganza. Así que llevó el ganado a la casa. Patricia, desde la ventana, lo vio llegar y advirtió que una res faltaba. Quería que su marido le contara qué mismo había pasado. Cuando subió a la casa dijo simplemente: “Han dañado a la vaca que tenía la cría”. Entró a la habitación, bajó de nuevo y espoleó al caballo. Patricia sabía que solo le dio tiempo a coger el arma, un revólver. Fue a buscar a sus hermanos Germán y a Teodoro. Con otros dos sobrinos, un cuñado y un amigo se dirigieron al río que bajaba con violencia, borrando por algunos lugares los límites del cauce. Era un río grande; podía tener entre veinte y treinta metros; en algunos lugares formaba un gran lago. Aquel grupo de gente preparó la canoa y una balsa. Iban a actuar con suma rapidez, sin dar tiempo al supuesto malhechor a una huída o una defensa, aunque, ciertamente D. Fausto, conociéndolo, no haría ni una cosa ni otra. Era lo suficientemente poderoso para estar tranquilo. Para ir juntos amarraron la balsa a la canoa y remaron. Iban de pie, manteniendo el equilibrio como fantasmas en el anochecer, entre el río y la lluvia que caía espesamente. Llegaban a la mitad de las aguas que se arremolinaban cuando algo hizo caer a uno de ellos y luego a todos. Un árbol que era arrastrado había golpeado la balsa; alguien se agarraba a la balsa y otros intentaban nadar para no ser arrastrados río abajo. Se llamaban unos a otros con fuerza pues la lluvia hacía resonar el río. Don Alfonso, que había estado poniendo sacos de arena para evitar la entrada de las aguas en el arroz, oyó algo. Se acercó cautelosamente y vio las sombras bajando hacia él intentando llegar a la orilla y controlar las embarcaciones.


Ieee, Ieeee, Ieeeee. “Voy a lanzar el cabo”, dijo don Alfonso. Acostumbrado a enlazar las vacas y caballos en pura carrera, sintieron que la cuerda golpeaba sus cuerpos y la agarraron. -

¿Qué fue? ¿Qué pasó? Mataron un animal a Jaime. El Fausto de mierda tiene que aprender.

Don Alfonso guardó silencio. Ellos también. Sabían que aquel hombre, ya abuelo, nunca iba a aprobar una acción vengativa. Tal vez era el único personaje adulto de la zona que no tenía un arma. -

“Era la que estaba criando una ternera”, dijo Jaime.

Todos estaban un poco sorprendidos por lo que hacían, pues ninguno de ellos había armado una estrategia seria de ataque. -

Vamos un momento a la casa; tomamos un café. Luego vemos, susurró don Alfonso.

Rosa preparó café y don Alfonso sacó trago. Él no bebía o, al menos, no lo hacía en exceso. En un momento afirmó contundentemente algo que no era pertinente decir en aquel estado de ánimo. -

Es una locura Es una locura ¿qué? Todo. Todo. Él es un rufián, un malvado pero nos arrastra a todos. Todos nos dejamos arrastrar por su perversión, como en el río.

Siguieron hablando pero el tema rondó en torno a esa reflexión. Sabían que a don Alfonso le robaron el caballo y que una tarde le llevaron todos los melones de aquel lugar donde los había encontrado. Él tenía su filosofía. Solía decir - Cuando todos tengamos un caballo y todos sembremos melones nadie robará. Posiblemente estaba equivocado, porque siempre habrá alguien que quiera dos caballos o quiera más que los demás. Pero era una manera de ir reduciendo la violencia que, como catequista, estaba comprometido a controlar y a reducir. Los siete hombres de la expedición hacia la venganza quedaron dormidos fruto de la bebedera. Estaba amaneciendo y Virgilio llegaba del otro lado del río. Venía al trabajo, a fumigar una cuadra de arroz. Vio la barca de don Alfonso pero también otra canoa y la balsa. -

Buenas, don Alfonso. ¿Qué fue? Buenas don Virgilio ¿Qué fue qué?

-

Ha habido hombres apostados al otro lado del río. Los encontré de vuelta. Era la cuadrilla de Fausto. Mataron una vacona de Jaime. Él está aquí con la familia que lo arropa, pero no alcanzaron a pasar.

-

-

Mejor, don Alfonso Mejor, Virgilio. No sabemos quién mandó anoche esa tamaña tormenta.

-

Hay un destino y, cuando no está por llegar, no llega, Parece.


Argazki honetan agertzen den norbait ezagutzen baduzu deitu.

Nortzuk dira?

Puedes ponerte en contacto con Begoña, Gotxi, Luis Angel o Zurbi o deja un mensaje en el teléfono del Museo

Queremos reunir en el archivo del MUSEO, todas las fotografías de grupos de Artziniega que podamos hallar. Si conservas fotos antiguas, te pedimos nos las prestes unos días para hacer una copia. Te las devolveremos en la misma semana y agradeceremos tu colaboración.

Entre todos tenemos que identificar a los componentes de este grupo de niñas del Colegio de las Carmelitas de Artziniega.

Gurdia 25  
Gurdia 25  

Revista del Museo Etnográfico de Artziniega

Advertisement